Page 60

CIUDAD VIVA

Primer Mapa Verde de Santiago impulsado por Ciudad Viva

Una experiencia de mapeo participativo

Loreto Rojas Symmes Urbanista. Encargada de Contenidos Mapa Verde Santiago. Town planner. Content responsible of Santiago Green Map.

Cuando mapeamos nuestro espacio vital, estamos también mapeando nuestros deseos, sueños, compromisos. Por esto un mapa verde es una potente herramienta de cambio.

Sin duda, existe una visión crítica de nuestra ciudad, que pasa por los altos niveles de contaminación ambiental y acústica, la mala calidad del transporte, la escasez de espacios verdes y sobretodo de espacios públicos para caminar, descansar, conversar, en definitiva, lugares para estar y disfrutar de la ciudad. Por otro lado, los ciudadanos son cada vez más conscientes de los cambios que están ocurriendo hoy en Santiago, con escasa participación ciudadana y valoración por el patrimonio humano, social y arquitectónico. Si consideramos que estos cambios no sólo transforman la ciudad en términos físicos, sino que también en términos sociales, en la forma cómo nos movemos, relacionamos y ocupamos la ciudad, nos damos cuenta de la importancia de incorporar la opinión de las personas en la planificación urbana, especialmente en el diseño de nuestros espacios públicos, así lo señala el urbanista catalán Jordi Borja (2003), “el espacio público define la calidad de la ciudad, porque indica la calidad de vida de la gente y la calidad de la ciudadanía de sus habitantes”.

Santiago First Green Map promoted by Ciudad Viva (Living City)

An experience of participatory mapping

58

When mapping our living space, we are charting our desires, dreams, commitments. For this a green map is a powerful tool for change.

Without doubt, there is a critical vision of our city, the high levels of environmental pollution and noise, poor quality of transport, shortage of green space and public spaces especially for walking, relaxing, talking, in short, places to be and enjoy the city. On the other hand, people are increasingly aware of the changes that are happening today in Santiago, with little public participation and appreciation for the human, social and architectural heritage. If you believe that these changes will not only transform the city into physical but also in social terms, in the way we move, interact and occupy the city, we realize the importance of incorporating people’s views in planning urban places, especially in the design of our public spaces, since our town planner Mr Catalan Jordi Borja (2003) stated that a “public space defines

Revista SNIT 2008  
Revista SNIT 2008  

Información Territorial

Advertisement