Page 22

20 /

scriptoriumguadalupense Agustín, Gregorio, Ambrosio, Isidoro, Bernardo, Ildefonso y Thomas, está la imagen de Nuestra Señora. Tiene en sus brazos el tesoro riquísimo del cielo que, entre los grandes letrados y consejeros de su Iglesia, como presidente aprueba su doctrina, encamina sus pensamientos, da palabras a sus lenguas y estilo a sus plumas»17.

Fig.2. LONDRES, The British Library [Royal 14 e. IV]. Cena de Juan de Gante, duque de Lancaster, con el rey de Portugal, miniatura en Chronique d’Angleterre, Brujas, finales del siglo XV, Vol. III, f. 244v.

das de trecho a trecho, y hermoseadas con pinturas»13. Continúa dando cuenta del sagrario14 que «está edificado en cuadro, el techo hermoseado con pinturas»15 y del refectorio, una rica sala cuyo techo «es de bóveda, hermoseado de pintura y adornado en trechos de algunos florones de oro»16. Talavera se detiene después en la biblioteca, cuyas pinturas describe minuciosamente: «…Es altísima, y toda la bóveda adornada de varias pinturas y labores que la hermosean. […] El lienzo de la pared frontera que se ofrece luego en entrando a la vista le tienen cubierto lucidas imágines y bien acabadas pinturas. Y entre ocho insignes Doctores de la Iglesia, Gerónimo,

la bóveda del coro del templo:

No obstante, resulta imposible precisar, salvo en el caso explícito de la bóveda, cuáles de estos elementos estarían pintados sobre el muro y cuáles sobre otros soportes. El siguiente de los espacios que retrata con detalle es

«La cima y cumbre es bóveda cubierta de azul, hermoseada cual otro cielo, y adornada de estrellas y muchos ángeles que con sus instrumentos músicos parece ayudan y hacen capilla con los religiosos en las divinas alabanzas»18.

Por último, nos deja esta expresiva semblanza de la Sala Capitular: «Es una hermosa y capacísima sala, en que dejó el artificio y primor claras muestras. La fortaleza y grueso de las paredes es muy grande, cercan los asientos entorno. La bóveda está cubierta de muchas, varias y bien diferenciadas pinturas y colores»19.

Exceptuando la obra de Talavera, no encontramos aportaciones al estudio de la decoración pintada en las crónicas de la Edad Moderna. El padre Sigüenza, en cuya descripción del Escorial sí destaca varios “paños” pintados20, pasa por alto la decoración mural de Guadalupe. El relato de un Cervantes “peregrino”21 en los Trabajos de Persiles prefiere centrarse en los exvotos y cadenas que cuelgan de los muros, antes que en la decoración propia de los paramentos. Sin embargo, encontramos dos casos interesantes, no tanto por sus referencias como por sus omisiones, en la literatura de viajes de los siglos XVII y XVIII. Albert Jouvin de Rochefort, oficial de Luis XIV de Francia, realizó un extenso viaje por Europa que le llevará a recalar en Guadalupe en un

13.- Talavera, G. de, Osh, op. cit., p. 153. 14.- Primitiva iglesia que se corresponde con la actual capilla o nave de santa Paula. 15.- Talavera, G. de, Osh, op. cit., p. 168. 16.- Ibíd. p. 192v. 17.- Ibíd. p. 201v. 18.- Ibíd. p. 204v. 19.- Ibíd. p. 206v. 20.- Sigüenza, J. de, Osh, Historia primitiva y exacta del Monasterio del Escorial: la más rica en detalles de cuantas se han publicado, Maxtor, Madrid, 2003, p. 363. 21.- Las páginas dedicadas al monasterio de Guadalupe dentro de Los Trabajos… se basan libremente en una peregrinación real del “Príncipe de los ingenios”. Cf. Cervantes, M. de, Obras completas de Cervantes: Los trabajos de Persiles y Sigismunda, Ed. a cargo de Cayetano Rosell y Juan Eugenio Hartzenbusch, Madrid 1864, pp. 298-300.

20

Profile for Monasterio de Guadalupe

Revista Guadalupe 833  

Revista Guadalupe nº 833 editada por Ediciones Guadalupe

Revista Guadalupe 833  

Revista Guadalupe nº 833 editada por Ediciones Guadalupe

Advertisement