Issuu on Google+

RECOMENDACIONES DE ACTIVIDAD FISICA PARA GRUPOS CON COLESTEROL ALTO Hay ciertas rutinas de ejercicios que pueden resultar más beneficiosas para combatir o mejorar el colesterol, apuntan directamente a las actividades físicas vinculadas a lo cardiovascular o aeróbico. El ejercicio aeróbico es todo aquel que se realice en forma prolongada, sin pausas y generalmente con un movimiento simple y repetitivo. Se reflejan principalmente en la efectividad para activar el metabolismo de las grasas, disminuyendo el nivel de triglicéridos. Estimula la producción de colesterol de alta densidad (HDL) o colesterol bueno y disminuye el colesterol total. Por ejemplo: caminar, correr, saltar a la cuerda, trotar, nadar, remar, esquiar, pedalear, patinar, etc. El plan de ejercicio debe ser individualizado, considerando: Edad, si ha practicado

ejercicio

anteriormente,

si

padece

enfermedades

que

lo

contraindiquen y el estado de salud actual. Para que el ejercicio resulte efectivo se debe practicar de forma continuada durante no menos de 30 minutos y realizarse mínimo 3 veces a la semana. Durante el ejercicio las pulsaciones no deben subir de 120, trabajando, así, en una zona aeróbica ligera. Es importante que se empiecen los ejercicios con un entrenamiento suave y de forma gradual se vaya incrementando la intensidad. Para las personas que dispongan de menos tiempo para realizar ejercicio físico pueden: Usar la escalera para subir y bajar en vez del ascensor o bajarse del autobús una o dos paradas antes y caminar a prisa. Combinando

el

ejercicio

físico

con

una

dieta

específica

para

hipocolesterolemia, esta comprobado que reduce el colesterol malo y aumenta el bueno.


Recomendaciones de actividad física para personas con colesterol elevado (Eva Abadín)