Page 1

UNIVERSIDAD MARIANO GÁLVEZ FACULTAD DE HUMANIDADES SEDE NUEVA SAMTA ROSA CURSO: DESARROLLO EVOLUTIVO DEL NIÑO LICDA. GLENDA MARITZA CABRERA.

TAREA: Portafolio digital

Nombre: Mirza Judith Estrada Ruano. Carné: 6015-16-23431


IntroducciĂłn

En el siguiente trabajo, se encuentran temas de mucha importancia para trabajar y asĂ­ poder dar una mejor enseĂąanza en las escuelas, cada tema trabajado es muy importante para poder lograr lo aprendido.


Reflejos del Recién nacido Los neonatos parecen indefensos y sumamente delicados, sin embargo, la naturaleza los ha dotado de los reflejos, recursos elaborados que los protegen del peligro y los ayudan a sobrevivir durante sus primeros meses de vida. Los reflejos son una reacción simple y automática no aprendida a un estímulo exterior. La ausencia y persistencia de reflejos, hablan de un estado neurológico comprometido. Es decir, los reflejos aparecen, cumplen su función y luego desaparecen o evolucionan al integrarse a patrones motores específicos. Los reflejos primarios están presentes en el momento del nacimiento; su tiempo de desaparición es variable; su función es asegurar el buen funcionamiento del bebé, de protegerlo de amenazas del exterior y permitirle entrar en contacto con el mundo que le rodea. Ayudan a que el bebé se alimente: succión y deglución, otros reflejos son heredados de nuestros antepasados, bebés que tenían que agarrarse bien para poder sobrevivir (prensión plantar y palmar), etc. estos reflejos se integran o evolucionan en los primeros meses de vida a procesos posturales dando origen a los reflejos secundarios. Algunos Reflejos son adaptativos, por ejemplo, cerrar los ojos ante una luz intensa, apartar su cuerpo de una fuente de dolor. En síntesis, los reflejos son manifestaciones del circuito neurológico del bebé, que se suprimirán o integrarán en patrones de conducta más maduros. Su presencia y correcto funcionamiento es uno de los primeros indicadores del adecuado desarrollo y maduración del niño durante sus primeros días de vida. Cuando algún reflejo primario persiste, es señal de que existe un desarrollo neurológico anormal. Al examinar al recién nacido, observamos que los dos primeros meses de vida el comportamiento del bebé es defensivo y con el fin de preservar la alimentación. Es decir, los reflejos son mediadores entre el bebé y el medio. La evolución prepara al recién nacido para satisfacer necesidades primordiales (alimentación, defensa, alarma, afecto, etc.). Al madurar su sistema nervioso, los bebés adquieren poco a poco el control voluntario de sus músculos. En ese momento en forma dinámica, pierden, olvidan o evolucionan esos reflejos. La gran mayoría de los reflejos naturales de los bebés desaparecen a las pocas semanas, mientras que algunos tardan de cuatro a ocho meses; es necesario que esto ocurra pues el bebé tiene que aprender a gobernarse por sí mismo y le resultaría imposible entrenar sus manos y sus pies si estos reaccionaran constantemente ante cualquier estímulo. Algunos reflejos persisten en la vida adulta, como el reflejo de parpadeo, el reflejo de la tos, el reflejo nauseoso, el reflejo del estornudo, el reflejo del bostezo, el reflejo de deglución, etc.


Reflejos a evaluar en el recién nacido: Reflejo Prioral o de Búsqueda:

Se evoca al tocar la mejilla o peri-oral la boca del recién nacido. Este girará su cabeza hacia el lugar del estímulo, abrirá su boca e intentará succionar. Es decir, el bebé girará su cabeza esperando encontrar leche del seno materno. Reflejo del Moro o de Sobresalto:

Se produce cuando hay un movimiento brusco, un ruido, un cambio de luz o de temperatura. Es inducido al tomar al bebé de ambas manos, fraccionarlo suavemente intentando elevar su tronco de 1 a 3 centímetros y soltar, cayendo hacia atrás; también puede evocarse golpeando la mesa de examen donde reposa el bebé, o con un estímulo externo, incluso es muy frecuente que lo realice espontáneamente durante el Examen físico. Al evocarlo, el recién nacido abre ambos brazos como haciendo un gran abrazo, anhelando agarrarse de algo para no caer y a veces se acompaña de un grito y llanto con el fin de hacer saber que está en peligro. Este reflejo desaparece alrededor de los 3 ó 4 meses.


Reflejo de succión:

Al estimular los labios del recién nacido, éste realiza movimientos rítmicos de succión. Este reflejo permite el amamantamiento. Reflejo de deglución: Ante la presencia de alimentos en la boca, el bebé realiza movimientos de deglución. Este reflejo permite la alimentación. Reflejo de Galante:

Con el recién nacido boca abajo, si le estimulas con el dedo, longitudinalmente y en paralelo a la columna vertebral, el cuerpo se arquea ligeramente hacia el lado estimulado, útil en el proceso de acomodación y paso atreves del canal del parto. Reflejo de prensión palmar:

Al estimular con tu dedo la palma de la mano del recién nacido, esta se cerrará apretando fuertemente tu dedo. Pretende agarrarse para no caer o resbalar. Desaparece entre los


dos y los cuatro meses al madurar y adquirir coordinación, habilidad para agarrar cosas en forma consiente y manipular su entorno. Reflejo de prensión palmar: Al estimular con tu dedo la planta del pie del recién nacido, esta se cerrará apretando fuertemente tu dedo. Igualmente pretende agarrarse para no caer o resbalar. Desaparece entre los ocho y nueve meses.

El Reflejo de Babinski:

Al estimular linealmente la planta externa de los pies del recién nacido, desde el talón hasta los dedos del pie, el bebé abrirá y extenderá sus dedos y girará el pie hacia adentro como si quisiera asirse de algo y evitar resbalarse. Es normal hasta los 2 años. Reflejo de Retracción o huida: El recién nacido al sentir un pinchazo de dolor, retrae hacia atrás el pie lastimado y extiende el otro para empujarse lejos del elemento que lo lastima. El Reflejo Tónico del Cuello o del esgrimista:


Con el bebé relajado y acostado sobre su espalda, al girarle la cabeza hacia un lado, el bebé extiende el brazo con la mano entreabierta hacia el mismo lado del giro de la cabeza y el brazo opuesto lo flexiona con la mano cerrada fuertemente, evocando la postura “de un espadachín”. Desarrolla fijación visual del bebé pues observa lo que haga con su mano y lo que ocurre a su alrededor. Reflejo de lateralidad :

Se evoca al levantar de costado al bebé quien encogerá la pierna de arriba mientras que estira la otra dejándola "colgar". No debe evocarse en recién nacidos que se sospeche trauma espinal. Pretende comprobar sentido de equilibrio. Reflejo Palpebral, reflejo cocleo palpebral: Es un movimiento de defensa que surge cuando los párpados se cierran si aparece una luz intensa o un ruido fuerte cerca del bebé. Es un método muy usado y controvertido para comprobar si el recién nacido oye. El Reflejo de la marcha automática o del Caminante:

Al poner al recién nacido de pie sosteniéndolo por las axilas, e inclinándolo hacia adelante, el bebé flexionará la extremidad que toca el piso y estirará el otro pié semejando dar pasitos. Desaparece entre los dos y tres meses de vida. Reflejo del escalador:


Al poner al recién nacido de pie sosteniéndolo por las axilas, estimulas el empeine de uno de los pies con una superficie blanda, el bebé flexionará la rodilla como si e intentará escalar a dicha superficie.


https://issuu.com/amelidadiaz/docs/album_00cac4a05d06b7/9?e=26439482/30000297


http://prezi.com/cf04pl4jlwbb/?utm_campaign=share&utm_medium=copy&rc=ex0share


Síntesis La historia de Allende traza la importancia del contexto cultural. Como una niña que creció en una cultura dominada por los hombres, enfrentó actitudes muy diferentes de las que podría haber experimentado en una sociedad menos cerrada en cuanto a los roles de género. El autoconcepto es un sistema de representaciones descriptivas y evaluativas del yo, comienza a ser el centro de atención durante la primera infancia, los niños incorporan dentro de su autoimagen su reciente comprensión de cómo los ven otras personas. Entre los cinco y siete años de edad es típico que cambie la descripción de los niños acerca de sí mismos, como lo demuestran los cambios en la autodefinición. Tener la capacidad para controlar y hablar de sus emociones es un paso importante en el desarrollo psicosocial de los niños pequeños. La autoestima es la parte evaluativa del autoconcepto, el juicio que hacen los niños acerca de su propia valía. La autoestima se basa en la creciente capacidad cognitiva de los niños para describirse y definirse a sí mismos. La capacidad para comprender y regular, o controlar, los propios sentimientos es uno de los avances clave de la segunda infancia Los niños que pueden comprender sus emociones son más capaces de controlar la manera en que las demuestran y de ser sensibles a los sentimientos de los demás. La autorregulación emocional ayuda a los niños a guiar su comportamiento y contribuye a su capacidad para llevarse bien con otras personas .Los preescolares pueden hablar sobre sus sentimientos y con frecuencia son capaces de discernir los sentimientos de los demás y de comprender que sus emociones están relacionadas con experiencias y deseos. Comprenden que alguien que consigue lo que quiere será feliz y que alguien que no lo consigue estará triste. La comprensión emocional se vuelve más compleja con la edad. La cultura influye en la socialización de la expresión emocional por medio de la interacción con los cuidadores. Las diferencias de género son las diferencias psicológicas o conductuales entre varones y mujeres entre las diferencias más grandes se encuentran el desempeño motor superior de los varones, en especial después de la pubertad, y su propensión moderadamente mayor hacia la agresión física que comienza para los dos años. Los roles de género son los comportamientos, intereses, actitudes y rasgos de personalidad que una cultura considera apropiados para varones o mujeres. Todas las sociedades tienen roles de género, En la actualidad, los roles de género en las culturas occidentales se han vuelto más diversos y flexibles. Enfoque evolutivo del desarrollo, según la teoría de la selección sexual de Darwin sostiene que la selección de las parejas sexuales está influida por las distintas presiones


reproductivas a las que se enfrentaron los primeros varones y mujeres en su lucha por la supervivencia de la especie. En la teoría freudiana, la identificación es el proceso mediante el cual el niño pequeño adopta las características, actitudes, valores y comportamientos del progenitor del mismo sexo, la teoría sociocognitiva extensión de Albert Bandura para la teoría del aprendizaje social; sostiene que los niños aprenden los roles de género por medio de la socialización. Teoría de los esquemas de género Teoría, propuesta por Bem, de que los niños se socializan en sus roles de género al desarrollar una red mentalmente organizada de información sobre lo que significa ser varón o mujer en una cultura específica.

Niveles cognitivos del juego, juego funcional en terminología de Smilansky, nivel cognitivo más bajo del juego que implica movimientos musculares repetitivos; también llamado juego locomotor. Juego constructivo En la terminología de Smilansky, segundo nivel cognitivo del juego que implica el uso de objetos o materiales para formar algo; también llamado juego con objetos. Juego dramático Juego que involucra personas o situaciones imaginarias; también llamado juego de fantasía, juego simulado o juego imaginativo. Juegos formales con reglas juegos organizados con procedimientos y castigos conocidos. Aunque las personas más importantes en el mundo de los niños pequeños son los adultos que cuidan de ellos, las relaciones con hermanos y compañeros de juego se vuelven más importantes en la segunda infancia. Casi toda actividad característica y tema de personalidad a esta edad, desde el desarrollo del género hasta el comportamiento prosocial o agresivo, implica a otros niños. Las relaciones con hermanos y pares en la segunda infancia fortalecen la cognición social, o “lectura mental”: la capacidad para comprender las intenciones, deseos y sentimientos de los demás. Estas relaciones también proporcionan una vara para medir la autoeficacia, la sensación cada vez mayor que adquieren los niños acerca de su propia capacidad para dominar los retos y lograr metas. Al competir y compararse con otros niños, evalúan sus competencias físicas, sociales, cognitivas y lingüísticas, y adquieren un sentido más realista del yo.


La importancia del juego en los niños La primera fase en la vida de cualquier persona es la infancia. La infancia se caracteriza por la formación global e integral del niño/a. A través del juego nos construimos como personas, aprendemos de nosotros mismos y de los demás. Muchos son los autores que hablan de la importancia del juego y de la relación entre juego y etapas de desarrollo del niño/a. Uno de ellos es Jean Piaget. Para Piaget el niño nace en un medio que condiciona su conducta, crece con una serie de factores sociales que estimulan el desarrollo del niño/a en mayor o menor medida y desarrolla un nivel madurativo propio, diferente al de los demás, estos tres factores influyen en el esquema de representación del mundo que el niño/a va creando, ello genera que asimile conductas nuevas y acomode esas conductas en sus esquemas de acción, formando de esta manera nuevos esquemas de acción perfeccionados.


Este autor divide las diferentes formas de relación niño-juego, en estadios: 1. Estadio Sensorio motor, entre los 0 y los 2 años, predomina el juego funcional o de ejercicio. Al principio el niño solamente reacciona frente a los reflejos, pero progresivamente experimenta utilizando su propio cuerpo como herramienta, repite acciones e incorpora el manejo y descubrimiento de objetos en sus movimientos, también desarrolla juegos de ejercicios con personas mediante los cuales desarrolla habilidades sociales. 2. Estadio Pre-operacional, entre los 2 y los 6 años, se caracteriza por el desarrollo del juego simbólico. El niño/a juega a imitar: juega a que cocina, a mamas y papas, a que es conductor de coches… 3. Estadio de las operaciones concretas, entre los 6 y los 12 años. En este estadio se desarrolla el juego de reglas.

El estadio que más nos interesa es el estadio Sensorio motor que se divide de la siguiente manera. 

Desde que nace hasta los cuatro meses. El niño/a al principio no juega, sino que reacciona frete a los reflejos primarios, posteriormente realiza acciones involuntarias, descubre sus movimientos y los repite por placer. (a esto se le llama reacción circular primaria).

Desde los cuatro hasta los ocho meses. En esta etapa el niño/a descubre sin intención y repite la acción, como sucede en el estadio anterior, pero esta vez lo hace jugando con el medio físico, con objetos que tiene a su alcance, los lanza, los mueve, busca al adulto para que interaccione con ellos… (Reacciones circulares secundarias).

Entre los ocho y los doce meses, el niño/a empieza a realizar acciones de forma intencionada, para conseguir una finalidad. El niño/a presta más atención a lo que tiene a su alrededor.

Entre los 12 y los 18 meses, el niño/a manipula los objetos y observa lo que sucede, al mismo tiempo que eso sucede experimenta nuevas coordinaciones de acciones. Por ejemplo: En el patio, estira el brazo con la pala en la mano y mueve el cubo varios centímetros.


Entre los 18 y los 24 meses, el niño/a ya no realiza las acciones de forma automática, ahora reflexiona sobre las acciones y es capaz de prever cuál será el resultado de sus acciones, por ejemplo: si tira el vaso al suelo, el agua caerá.


COMENTARIO DEL CURSO DESARROLLO EVOLUTIVO DEL NIÑO

Para mí el curso de desarrollo evolutivo del niño, fue un curso muy bonito ya que la licda Maritza supo cómo trabajarlo con nosotras, aprendí mucho con ella, los temas a exponer que sobre las etapas del embarazo fue de mucha importancia para mí, ya que, aunque yo ya soy madre aprendí muchas cosas que no sabía. También lo poco que aprendí sobre las adecuaciones curriculares, lo que me llamo mucho la atención fueron las investigaciones de campo que trabajamos con las compañeras ya que como grupo lo trabajamos muy bien en este curso logramos muchos retos que


nos propusimos para seguir adelante con cada día más, le agradezco mucho Ya que nosotras como docentes debemos de llevar la mejor enseñanza a nuestras escuelas cada día mas su enseñanza fue de mucha importancia para mí, aunque a veces a mí me cuesta mucho expresarme, pero voy aprendiendo con esfuerzo y logro cada día más. Espero que la vea pronto impartiéndonos cursos nuevamente y que DIOS la cuide y derrame muchas bendiciones para usted y su familia esto lo deseó de todo corazón gracias Lcda.


PORTAFOLIO  

Son todas las tareas del curso de desarrollo evolutivo

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you