{' '} {' '}
Limited time offer
SAVE % on your upgrade.

Page 1

dos relatos

Por ejemplo, si tuviera que escribir mi biografía diría qué nací un día soleado de enero no hacia calor y el cielo era brillante azul brillante se veía por la ventana Y Azul a esa hora, desierto. Entonces nací enrollada y casi me muero ¡Milagros! dijeron; ¡Milagros! Sos un milagro. No te llames Victoria, llamate Milagros. Y ahora llevo esa cruz sobre mi piel, es dorada liviana y no pesa nada, a veces demasiado, vuela y volaba. Me llevaron cerca de un arroyo marrón dorado. Ahí crecí. Ahí y en el campo, también marrón clarito y dorado, y éramos 5 hermanos, era la amada, a los tres años llegó mi hermana y era la amada y yo la amaba, y nos fuimos las tres mujeres, nosotras dos y ella: mi madre, Luz, al campo al medio justo, y demostré rápidamente dotes de salvaje, y mi padre me dijo: voy a hacerte gaucho y yo accedí, y yo era gaucho y me enamoraba de los caballos, brillosos. Un día mi tía llevó ese cuadro, de un caballo pintado, y yo me quedaba, lo miraba, enamorada y empecé a dibujar caballos, dibujaba dibujaba dibujaba, era un gaucho, artista gaucho, hasta que conocí el amor carnal de un gaucho real, me miraba con sus ojos verdes penetrantes, era grande y eso me gustaba y me vestía de perlas, vestía su rebenque con piedras preciosas, rubíes. Nos escondíamos en la maleza. Galopábamos. y después conocí a otro a otro y otro y ya no fui más gaucho. ( mi padre todavía me lo reprocha).

****

La consigna dice que escriba una carta y mucho no me sale. Soy de otra época. La primera carta que recibí era de un compañero que gustaba de mí y a mi


también me gustaba un poco pero era muy tímida, flaquita con jumper y las medias hasta las rodillas. Lo sexual me daba miedo, porque en mi casa el sexo era pecado, y mirame ahora, querida Milagros: Me escribo esta carta, (invento que es la primera) Todas las cartas son melancólicas porque llegan tarde y es tan lento escribirlas. Nunca escribas cartas, no es tu estilo. Vos necesitas, velocidad. Querida Milagros, Seguro estas viajando En colectivo En el 60 Esta carta es para que la leas cuando necesites compasión, amor. ¿Viste? Cartas de viaje o de amor. Sucede que estoy en el colectivo, viajando a capital. Todos los vidrios empañados. Llueve finito pero desde hace días. Hoy lloré un montón, hace tres meses que no me salía deben ser esas pastillas que me tomé ayer. Sinceramente, no veo nada luminoso. Pero empecé a leer los poemas de otro y me hizo feliz. Ni siquiera lo conozco, entonces me escribo esta carta para recordar cada vez que estés triste: lee.


Me habĂ­a quedado dormida y ahora: sale el sol.

*****

Profile for Milagros Rojas

Dos relatos (2016)  

Milagros Rojas

Dos relatos (2016)  

Milagros Rojas

Advertisement