Issuu on Google+

1


Apreciado lector, tenga en cuenta el significado de estos íconos para que sea más fácil la lectura y pueda encontrar los enlaces a páginas web y a videos

Haz Clic Para Ver El Video

2

Haz Clic Para Ver El Enlace

Indica que el artículo sigue

Haz Clic Para Descargar


EDITORIAL

Haz Clic Para Ver El Video Gracias, gracias y nuevamente mil gracias… Quisiera que estuviéramos frente a frente para estrechar tu mano, quizás también para darte un abrazo, y agradecerte la gentileza al haber acogido el número uno de MG-La Revista como algo propio, como algo tuyo. Como te lo había dicho, es una amiga fantástica que, estoy seguro, no solo se va a convertir en tu mejor compañía, sino también la aliada ideal de tu negocio. Casi 15,000 descargas son, honestamente, más de las que esperábamos con mi equipo de trabajo. Uno siempre quiere superar metas, establecer récords, llegar a más y más gente, pero soy consciente de que en este mundo moderno estamos sometidos a un permanente bombardeo de mensajes, y no es fácil captar tu atención. Y ese, precisamente, es el motivo que me satisface, que me enorgullece: logramos conectarnos. El cierre de año y el comienzo de 2017 han sido frenéticos para mí, pero no puedo estar más feliz. A finales de enero, mi libro 8 reglas de los emprendedores exitosos superó la barrera de las 76 000 descargas y seguimos soñando con que, muy pronto, alcancemos las 100K. Y MG-La Revista fue recibida con los brazos abiertos y los comentarios son una motivación adicional para continuar brindándote herramientas útiles. Habrás notado, así mismo, que mi blog de MercadeoGlobal.com sufrió una fantástica cirugía plástica que lo dejó con una imagen más agradable, más moderna, 3


más acorde con los gustos de mis clientes. Y sigo trabajando con mi equipo de asesores para que 2017 sea un año fantástico para todo. Por eso, una vez más, renuevo mi compromiso de esforzarme por entregarte todo lo que necesites para que puedas cumplir tus sueños. Por eso, seguimos con las sorpresas. La de diciembre fue mi libro; la de enero, la revista. ¿Y la de febrero? WebinarClic. Si has seguido el contenido de los mensajes que emito a través de mis canales (redes sociales, página web), te habrás enterado de que en compañía de mis socios Benlly Hidalgo y Leonardo Guzmán creamos la herramienta que, estamos seguros, te va a permitir cumplir todos tus sueños. ¡Todos, sin más disculpas! WebinarClic, como bien lo hemos repetido, es una herramienta muy poderosa diseñada por marketeros para marketeros, por latinos para latinos y con configuración y soporte técnico completamente en español. Incorpora funcionalidades que ninguna otra herramienta similar del mercado puede ofrecerte y, gracias a la experiencia que hemos acumulado durante años, trae mejoras sustanciales a las limitaciones o falencias de aquellas. Desde ya, y hasta el próximo 5 de marzo cuando se realizará la maratón de cierre, podrás acceder a toda la información necesaria para que conozcas íntegramente esta poderosa herramienta. Te recomiendo que estés muy atento a mis canales de difusión, para que sigas paso a paso este acontecimiento que, además, tendrá sorpresas. Si te encantó 8 reglas de los emprendedores exitosos, si te deleitaste con el número uno de MG-La Revista, prepárate, porque con WebinarClic la vamos a sacar del estadio… 4

El cierre de año y el comienzo de 2017 han sido frenéticos para mí, pero no puedo estar más feliz. El motivo que me enorgullece: ¡Logramos conectarnos!


MercadeoGlobal.com/revista revista@MercadeoGlobal.com Si quiere pautar en nuestra revista, escríbanos a: publicidad@MercadeoGlobal.com

Mercadeo Global 8374 Market St Unit 161 Lakewood Ranch, FL 34202. USA

Editor General Álvaro Mendoza

alvaro@mercadeoglobal.com

Asesoría Periodística Carlos Eduardo González caredugo@mercadeoglobal.com

Diseño Giancarlo Rodríguez

gian@mercadeoglobal.com


¡Catapúltate hacia la cima! La velocidad a la que avanza la tecnología es tan frenética, que a veces lo que ayer fue una novedad hoy ya está obsoleto. Pasa con la moda, pasa con las costumbres, pasa con los hábitos, pasa sobre todo con la tecnología. Sin 6

embargo, como toda regla tiene su excepción, los webinarios, que son un genial invento de finales del siglo pasado, viven su época dorada, al punto que en la industria 2017 fue denominado El año de los webinarios.


Hay que convenir, sin embargo, que los webinarios de hoy son bien distintos a aquellos que revolucionaron la forma de hacer capacitaciones empresariales (el uso que dio origen a esta herramienta) en la segunda mitad de los lejanos años 90. Hoy, nos ofrecen una imagen reencauchada, como si hubieran pasado por el quirófano de un cirujano plástico: los webinarios están jóvenes, están radiantes, están fortalecidos, están enriquecidos.

Puntualmente, el noventa por ciento de las personas relacionadas con negocios por internet respondieron sí cuando se les consultó si habían asistido a un webinario. Sin embargo, muchos de ellos, increíblemente, no saben usar esta herramienta; o, si la usaron antes, lo único que consiguieron fue provocarse un gran dolor de cabeza, echar a perder una oportunidad de negocio que, quizás, los hubiera llevado a otro nivel.

En torno de esta herramienta hay una curiosa contradicción: se usan hace más de veinte años, la mayoría de las personas del medio del marketing por internet reconoce haberlas usado o, cuando menos, haber asistido a una actividad desarrollada con esta tecnología. Inclusive, muchas otras personas que no pertenecen a la industria están familiarizadas con los webinarios, principalmente en el área de la capacitación empresarial.

En el mercado estadounidense, los webinarios son, desde hace mucho tiempo, la mano derecha de los empresarios exitosos. Es más: los que todavía no alcanzaron la cima están frenados, entre otras razones, porque no usan o no aprovechan las ventajas que les brinda esta herramienta. Son ellos, precisamente, los que jalaron el desarrollo de esta tecnología, que sigue fortaleciéndose, enriqueciéndose, evolucionando.

7


En un mundo como el de la tecnología, en el que las novedades son estrellas fugaces que desaparecen con rapidez, los webinarios han sobrevivido a los cambios durante dos décadas y cada vez se fortalecen más.

En Latinoamérica, lamentablemente, los webinarios son todavía algo exótico para muchos. Peor aún, muchos aún sienten temor de usar esta tecnología, porque no están convencidos de sus beneficios, porque ignoran sus alcances, porque no se sienten cómodos e identificados con las alternativas que les ofrece el mercado. Por eso, precisamente por eso, sus negocios todavía no despegan. El 2017, sin embargo, es el año para dejar atrás esas limitaciones, esos temores, esos inconvenientes. Los líderes de la industria de los negocios por internet lo denominaron como El año de los webinarios, el penúltimo impulso que necesita esta herramienta para consolidarse como la más efectiva para 8

llevarlos a ti y a tu negocio a donde deseas. Es un acuerdo para facilitar su uso, para promover sus ventajas, para fortalecer sus características. Es clara muestra, también, de que los webinarios son la herramienta preferida de los emprendedores en internet en el mercado estadounidense, de la confianza que los exitosos tienen en ella, de las increíbles posibilidades que les ha brindado, de los evidentes avances que esta tecnología ha experimentado en los últimos años. Tras dos décadas de batallar en el mercado para consolidarse, los webinarios son la estrella que más brilla en el firmamento de los negocios en internet.


En el anterior número de MG-La Revista, te conté cómo los webinarios surgieron en una época que podemos definir como la prehistoria de internet: la conexión era vía telefónica (supeditada al ruido, sometida a eventuales y repetidos cortes, terriblemente costosa). Solo era posible transmitir voz y el resto era persignarse y encomendarse al Altísimo: ¡Aun así, los webinarios sobrevivieron, crecieron, se desarrollaron y ahora se reproducen! La permanente evolución de la tecnología de transmisión ha permitido el rápido avance de los webinarios. La irrupción de la banda ancha, que cada vez es más ancha y más confiable, sin que los costos la conviertan en inalcanzables para la mayoría, permitió agregar opciones como el video. Hoy, no me atrevería a decir quién jalona a quién, si la tecnología a los webinarios o los webinarios a la tecnología. Aunque en algunos países de Latinoamérica el desarrollo de la tecnología de transmisión de banda ancha sigue lejos de los estándares ideales, y todavía hay regiones en las que la conexión es un lujo, lo cierto es que en las grandes ciudades, donde se concentra la mayor cantidad de personas, lucha por ponerse al día, por cumplir con las expectativas de los emprendedores, ansiosos por llegar a las grandes ligas de los negocios gracias a ella.

Esos avances se han reflejado en una cifra que hace unos pocos años era inimaginable: la penetración de internet en Latinoamérica y el Caribe creció ¡el 934 por ciento!, en los últimos diez años. Para comprender lo que eso implica, te doy otro dato: en Estados Unidos, donde la tecnología crece todos los días, en ese mismo período la penetración del internet solo se incrementó en un 140 por ciento. Es justo decir, sin embargo, que los límites de crecimiento en Estados Unidos son cada vez menores, debido a que la tecnología tiene una gran cobertura, pero también sabemos que las posibilidades, y sobre todo los recursos, son infinitamente superiores a los de Latinoamérica. La brecha se ha achicado, al punto que en nuestros países hay más de 250 millones de personas conectadas a internet, solo 60 millones menos que en EE. UU. ¿Entiendes de qué te hablo? De que existe un enorme potencial por desarrollar, de que las posibilidades para los emprendedores y empresarios latinos son, hoy por hoy, ilimitadas. Se trata de un mercado atractivo, ávido de herramientas como los webinarios, que además está interesado y, lo más importante, que tiene conocimiento, que está educado en el tema. 9


Lo único que lo detiene, el único obstáculo que se presenta en el camino, es el miedo. Lo cierto, es que cualquier miedo que aún puedas sentir es infundado. ¿Por qué? Porque las ventajas y los beneficios que se desprenden del uso de los webinarios son increíbles; tanto, que a veces parece que fueran una mentira. Pero, no lo son. Te menciono una, quizás la más destacada: con los webinarios, el porcentaje de conversión de tu negocio crece como espuma, con rapidez y efectividad. Dado que permiten una interacción real en vivo y en directo (dos elementos que en un comienzo eran una utopía: interacción real y en vivo), los webinarios 10

permiten hacer presentaciones combinadas de audio y video, de manera remota y con audiencia en cualquier lugar del planeta. Eso, en plata blanca, es una ventaja competitiva que ninguna otra herramienta te brinda y que, además, te destaca sobre tú competencia y sobre quienes no los utilicen. La velocidad a la que avanza la tecnología es tan frenética, que a veces lo que ayer fue una novedad hoy ya está obsoleto. Pasa con la moda, pasa con las costumbres, pasa con los hábitos, pasa sobre todo con la tecnología. Sin embargo, como toda regla tiene su excepción, los webinarios, que son un genial invento de finales del siglo pasado, viven su época dorada. ¿Estás listo para disfrutarla?


se adelantó al futuro Una de las contradicciones más grandes de quienes dedicamos nuestra vida a hacer negocios en internet, que es un universo virtual, es que muchas veces quedamos presos de la tecnología, esclavizados por la cantidad de tareas que es necesario realizar para sostener la caña de los negocios. La inmediatez es una exigencia máxima y, por supuesto, hay que honrar los compromisos adquiridos con los clientes, que no dan espera.

11


Cuando recuerdo aquellos tiempos en los que no podía liberarme de esas ataduras y mi vida transcurría literalmente frente a la pantalla del computador, me enfoco en agradecer cuanto he logrado gracias a mi trabajo, pero también agradezco inmensamente las nuevas herramientas que me permitieron vivir una vida real, ya no solo virtual. Y una de ellas, una de las más importantes, fueron los webinarios. Esta es una herramienta que me encanta, que cada día disfruto más, que se ha convertido en mi compañera preferida en los negocios. Lo que más me gusta de ella es que, aunque va camino de cumplir 30 años en el mercado (lo que para muchos la haría obsoleta), se ha renovado constantemente, se ha rejuvenecido y, sobre todo, se ha fortalecido y mejorado de muchas maneras. Y, lo más interesante, promete seguir esa tendencia por muchos años más. Hoy, gracias a esa tecnología, cumplí uno de esos sueños que todos tenemos de niños: estar ‘presente’ en varios sitios a la vez, una suerte de don de la ubicuidad. Por decirlo de otra manera, tengo varios clones de Álvaro Mendoza trabajando y

12

produciéndome ganancias 7 días a la semana, los 365 días del año. ¿Te gustaría hacer lo mismo? La buena noticia, la excelente noticia, es que te voy a dar la fórmula para conseguirlo. ¿Cómo? Te ofrezco WebinarClic, la herramienta que desarrollamos en conjunto con mis socios Benlly Hidalgo y Leonardo Guzmán y que estamos lanzando por estos días. Si has estado pendiente de las publicaciones que hago a través de mis diferentes canales digitales, sabrás que se trata del primer software especializado para realizar webinarios diseñado por marketeros para marketeros, por latinos para latinos y con configuración y soporte técnico completamente en español. ¡Woooowww!, dirás. Fue, exactamente lo mismo, que con Benlly dijimos cuando conocimos la primera versión de esta herramienta. Está diseñada y construida para garantizarte que tu negocio va a subir a otro nivel, pero no un escalón, sino varios. Aún estoy en proceso de aprender a usarla, de sacarle


el máximo provecho posible, y créeme que cada día me sorprendo más con las posibilidades que me ofrecer, con lo sencillo que se ha vuelto mi trabajo. Entre las muchas características que te puedo mencionar de los webinarios, voy a concentrarme en dos que, sé, son muy importantes para ti también: los porcentajes de conversión y la automatización. La primera significa más dinero para tu negocio y la segunda, más tiempo libre para ti. ¿Suena bien esa combinación, cierto? Bueno, pues te cuento que WebinarClic incorpora, en una sola herramienta, esas dos poderosas funciones. Para crear un webinario exitoso, tú necesitas probar y ajustar, probar y ajustar, corregir y mejorar, innovar y sorprender. Todo eso es posible con WebinarClic de una manera más sencilla, más intuitiva y más eficiente que con cualquier otra herramienta que hayas usado hasta ahora. Tras bambalinas, además, estaremos con Benlly y Leonardo brindándote toda la asesoría requerida para que construyas ese webinario que te mande a la estratosfera. Una vez hayas afinado la presentación, una vez estés seguro de que funciona como un relojito suizo (y eso lo constatas con las estadísticas), lo pones en piloto automático y lo presentas tantas veces como quieras o desees, para que trabaje y produzca por ti mientras tú te encargas de otras tareas, mientras fabricas tu próximo webinario exitoso o, mejor aún, mientras disfrutas y descansas en compañía de los que más quieres.

¿Cuál es la novedad?, podrás preguntarme, si eso, con algunas características menos, es posible con algunas de las herramientas que ya hay en el mercado. Que en WebinarClic todas esas poderosas características, y muchas más que poco a poco irás conociendo y con seguridad te van a encantar, están integradas en una misma suite. ¡Leíste bien: es una misma suite! Y en español, y con intuición de latino, con soporte especializado en español y con mentalidad latina, y por el mismo precio. Podría explayarme mucho más, porque WebinarClic nace con mil y una virtudes, también porque estoy muy conforme y orgulloso con el resultado del trabajo que nos concentró los últimos meses. Sin embargo, dado que esta nota es apenas un abrebocas, solo me resta invitarte a que la conozcas, a que escuches lo que los expertos dicen de ella y, ojalá, a que la conviertas en tu media naranja perfecta. Porque WebinarClic es la tecnología del futuro, hoy…

13


14

Haz Clic AquĂ­

Webinarclic.com


Dado que los grandes avances tecnológicos se desarrollan principalmente en Asia y Estados Unidos, a los latinos siempre nos toca acomodarnos a su forma de ser y hacer. De hecho, ya el idioma es una barrera que segrega a muchos, pero más allá de eso está la intuición, que es distinta. WebinarClic, sin embargo, promete solucionar esos problemas, derrumbar esas fronteras y convertirse en el mejor aliado de tu negocio. Diseñado por marketeros y pensado para marketeros, diseñado por latinos y pensado para latinos, configurado

completamente en español (incluidos los tutoriales y el soporte técnico), WebinarClic te ofrece veinte razones de las que, seguro, te vas a enamorar. Y será amor a primera vista, amor del bueno, porque no solo hará que tu negocio alcance un nivel superior, sino que tu trabajo se hará más fácil, más agradable y muy profesional. Estas son las características que hacen de WebinarClic una herramienta poderosa: 1) Dos herramientas en una: con WebinarClic, puedes hacer eventos en vivo y en directo o, si lo prefieres, tener webinarios ciento por ciento automatizados. Todo en una misma suite integral, todo por el mismo precio, todo con idénticas garantías.

15


2) Webinarios privados: aunque la gente concibe que los webinarios son una actividad abierta, no siempre es así. Si tu objetivo es la capacitación, si estás dictando un curso o si el contenido es exclusivo para un grupo cerrado, tu evento será cerrado, personalizado.

6) Poderosas estadísticas: gracias a esta característica, tus métricas dejarán de ser un dolor de cabeza. Por el contrario, tendrás datos confiables y detallados para diseñar tu estrategia de marketing. Te sorprenderás la cantidad de cifras que hay a tu disposición.

3) Creador de diapositivas de página de captura: WebinarClic es una herramienta poderosa especialmente para aquellos a los que no se les facilita la tecnología. Sin necesidad de ser un experto, podrás acudir a llamativas plantillas y diseñar tu página de captura. El creador de páginas es muy versátil y te ofrece una variedad de opciones.

7) Hacer ofertas: WebinarClic te ofrece tres alternativas revolucionarias. Si haces un webinario, es para llevar a la gente a tu carta de ventas, así que dispusimos dos espacios exclusivos para que incluyas tus ofertas, un banner en la parte superior y otro en el chat. Además, como te conté, las diapositivas pueden llevar links.

4) Creador de diapositivas de contenido: esta es una de las funcionalidades más atractivas, pues podrás publicar imágenes en alta definición y, lo mejor, les puedes incluir enlaces, videos y botones interactivos. Ninguna otra herramienta del mercado te da estas posibilidades, que harán que tus clientes se enamoren de las presentaciones. 5) Envío de correos automatizado: un webinario es una actividad muy compleja que implica una serie de tareas antes, durante y después, y que nos obliga a generar una secuencia de correos francamente desgastante. En WebinarClic, para ahorrarte tiempo, escribimos y diseñamos esos emails y los dejamos listos para que solo los automatices. 16

8) Crear encuestas: si no hay interacción, no es un webinario. Por eso, WebinarClic te permite esta funcionalidad que, además de proporcionarte una valiosa información que te sirve para segmentar tu audiencia, evita que la gente se distraiga. Los resultados de las encuestas también te sirven como métricas que soporten tu estrategia de marketing. 9) Interacción pura, real: para que no extrañes funciones a las que ya te acostumbraste en otros dispositivos, el chat de WebinarClic le permite a tu audiencia incluir caritas, manos o corazones que dan cuenta de sus emociones. Un poderoso e inmediato feedback.


10) Control absoluto sobre el chat: en otras herramientas, el chat puede convertirse en un ‘espía’, en un factor de distracción o, sencillamente, en una molestia. En WebinarClic, sin embargo, tú tienes el control absoluto: puedes bloquear, silenciar, eliminar comentarios. Lo habilitas solo cuando lo necesitas y, lo mejor, eres el amo absoluto de lo que sucede en él. 11) Filtro de asistentes: cuántos se inscribieron, cuántos asistieron, cuántos estuvieron todo el tiempo; es una analítica muy poderosa para medir lo que ocurre antes, durante y después de tu webinario. Esto te permite diseñar las estrategias de marketing específicas para trabajar cada segmento de tu mercado.

12) Medidor de conversiones: si haces publicidad en Facebook o Google Analytics, con esta función puedes hacer el seguimiento de las conversiones. Así, en el futuro, esta información te ayuda a poner en práctica técnicas avanzadas de marketing como el remarketing o el retargeting. 13) Enlace mágico: gracias a la automatización, WebinarClic sabe si la persona que se inscribe en tu webinario

es nueva en tu lista, o si le falta alguna información de contacto. Así, de manera inteligente, el sistema te ayuda a actualizar y completar tu base de datos de manera permanente. 14) Sala privada: si no deseas que cualquier persona sepa de tu webinario o se registre en él, con WebinarClic puedes crear una sala privada, exclusiva para el segmento de mercado al que está dirigido el evento. Controlas el acceso con una contraseña. 15) Simulador de asistencia: cuando tu webinario corre en piloto automático, esta función te permite simular una audiencia amplia para que los usuarios que están conectados vivan la experiencia de igual manera que si fuera en vivo y en directo.

16) Control de cámaras: manejas diferentes escenarios, como si fuera un programa de televisión. Tus usuarios ya no solo verán la presentación, sino que además, si así lo quieres, también te verán a ti en video. Puedes usar las dos opciones simultáneamente.

17


17) Número de asistentes ilimitado: se acabó ese dolor de cabeza que te impedía reunir grandes audiencias o que te generaba elevados costos. Con WebinarClic, sin necesidad de descargar aplicaciones, puedes tener un público multitudinario. 18) Editor Giru: según la pericia que poseas o del tiempo del que dispongas, con WebinarClic puedes hacer tus diapositivas desde cero, basado en las plantillas que te ofrecemos, o las importas ya elaboradas en una herramienta externa, como Power Point. 19) Directo en tu página: una funcionalidad que, hoy por hoy, ninguna otra herramienta del mercado te ofrece. Si trabajas con WordPress, descargas el plugin y lo instalas: así, tu sala privada se verá en el lugar de tu web que hayas seleccionado. Si

trabajas con una plataforma distinta a WP, te damos un sencillo script html que soluciona el problema. 20) Paquete completo: en la repetición de tu evento, tus prospectos y clientes verán exactamente lo mismo que se dio en vivo y en directo, incluidos los chats, el juego de cámaras, los videos que hayas presentado. Así, aunque sea en diferido, vivirán una experiencia natural, agradable y completa. Si actualmente usas otra herramienta para tus webinarios y decirse continuar con ella, solo me queda desearte la mejor de las suertes. Sin embargo, te extiendo la invitación para que pruebes WebinarClic, sin más compromiso que el de brindarte una asesoría que te permita tomar la decisión más conveniente para ti y tu negocio. Como dice la canción de Luis Enrique, date un chance de probar la mejor herramienta del futuro, hoy.

Ya no existe disculpa para seguir frenado: el impulso que necesitaba tu negocio para despegar definitivamente se llama WebinarClic. Es tu pasaporte garantizado al éxito. 18 18


Un reconocimiento como este solo puede ser correspondido con más trabajo, más dedicación, más esfuerzo y más compromiso. ¡Puedes contar con ello!

Quienes me conocen, saben que no soy de los que buscan protagonismo. Es más: ¡Lo rehúyo! Lo mío es servir, compartir, enseñar, aprender y disfrutar. Cada día, en cada tarea que hago, procuro que esos cinco elementos estén presentes porque sé que son, también, los caminos que me van a llevar al éxito y a la felicidad. Sin embargo, no voy a negar que un reconocimiento, especialmente uno de los colegas, cae bien, muy bien. 19


Hace casi un mes, los días 18 y 19 de enero en Monterrey (México), la Asociación de Conferencistas Hispanos (www.conferencistas.org) realizó el Speaker Summit 2017, el evento en el que se premió a los mejores del año 2016. Y tuve el honor de recibir el galardón que me acredita como Mejor Conferencista Experto en Negocios. ¡Wooowww! No me lo esperaba, no estaba en mi mente, no era un objetivo, pero cae bien, muy bien. Para quienes no la conocen, les voy a decir brevemente qué es la Asociación. Se trata de la red que reúne a los mejores conferencistas de Latinoamérica, en diversos campos: motivación, superación, marketing, coaching, liderazgo, emprendimiento, PNL y más. Los personajes por los que las empresas y los 20

organizadores de eventos se pelean, pues son garantía de éxito gracias a su trayectoria, credibilidad, éxito y ejemplo. Los mejores entre los mejores. Los hay para todos los gustos, para todas las necesidades. Por área, por trayectoria, también hombres y mujeres, para empresas o para jóvenes, en fin. Pertenezco a ella no solo por los servicios a los que puedo acceder, sino especialmente por la gente que puedo conocer, con la que puedo compartir. Hace muchos años, mis mentores me enseñaron que el camino más seguro para llegar al éxito es rodearse de los mejores, y la Asociación me brinda esa posibilidad.


Es presidida por mi amigo Francisco Yáñez, uno de los mejores de México, de Latinoamérica y del mundo. Y no lo digo yo, y no lo digo porque me hayan otorgado el premio; lo dice su experiencia, lo dice el reconocimiento que tiene por doquier, lo dice su conocimiento. Es una figura de talla internacional, un referente, coach de conferencistas, alguien a quien sí o sí hay que ver alguna vez en la vida, porque además es muy divertido.

Lo asumo, así mismo, como un voto de confianza que me motiva, que me obliga a seguir en la brega. Mientras haya una persona que necesite ayuda, mientras exista un emprendedor al que mi experiencia y conocimiento le puedan servir, con mi equipo de trabajo seguiremos ofreciendo lo mejor de que disponemos, que es la pasión. La distinción, en consecuencia, es un gran compromiso que recibimos con gusto y satisfacción.

Lamentablemente, por compromisos que había adquirido desde hace tiempo y que me obligaban a estar a mucha distancia, no pude participar de estos dos días de actividad. Me habría encantado estar allí para recibir el galardón, que ahora ocupa un lugar muy especial en mi casa y también en mi corazón, y sobre todo para compartir con gente tan talentosa, tan apasionada, tan exitosa, tan inspiradora.

La fiesta anual de la Asociación de Conferencistas Hispanos se realizó en Monterrey (México) con una increíble constelación en la que, gracias a ti, pude brillar.

¿Qué significa este reconocimiento? Antes que nada, una gran sorpresa, una gratísima sorpresa. Como dije, no me lo esperaba. El norte de mi trabajo, el objetivo de mi trabajo, eres tú, el emprendedor latinoamericano que puja por sacar adelante sus sueños, que se esfuerza por cristalizar su negocio, que trabaja por un futuro mejor. Ayudarte, ver que cumples tus objetivos, ya es una satisfacción inmensa; y tu gratitud y lealtad, mucho más de lo que quizás merezco.

Otro de los hechos por los cuales este galardón me llena de orgullo es la calidad de las personas que recibieron otras distinciones: Edmundo Velasco (México), fue elegido Mejor Conferencias en PNL (Programación Neurolingüística); Beatriz Mancilla (México), Mejor Conferencista Experto-Mujeres; Nelly María Rodríguez (México), Mejor Conferencista para Jóvenes; y Marcelo Yaguna (Uruguay), Conferencista Revelación. ¡La liga de las estrellas!

Lo interpreto como el mensaje de que he hecho bien las cosas, de que mi mensaje ha calado, de que soy consecuente con ese apodo de El Padrino con el que mis compañeros y clientes me honran. Siento, honestamente, que he cumplido el compromiso de hacer mi mejor esfuerzo no solo por tener negocios exitosos, sino por proporcionar opciones, herramientas y conocimiento para que se hagan realidad tus sueños.

Por último, lo que más me llena el corazón, lo que más agradezco, lo que más me honra: que ese rótulo de Mejor Conferencista Experto en Marketing surgió de la votación realizada por personas como tú. Para mí, es algo así como “La voz del pueblo es la voz de Dios”. Considero que no existe mayor satisfacción para el ser humano que el sincero reconocimiento de sus semejantes. ¡Muchas gracias! 21


Alguna vez, molesto porque no le otorgaron una distinción de la cual se creía merecedor, un amigo me dijo jocosamente, y con algo de razón, que los premios son como los reinados de belleza: “No siempre gana la más linda”. Ese, sin embargo, es un tema en el que no pienso ahondar, entre otras razones porque la Asociación de Conferencistas Hispanos acaba de elegirme como Mejor Conferencista Experto en Negocios. 22

El concepto de mejor es algo muy relativo, porque cada persona lo define como bien le parezca. Lo que a mí me gusta, quizás a ti, no, y así comienza una cadena interminable. Lo cierto es que en el mundo profesional, así no sea nuestro interés o voluntad, estamos en una competencia permanente: por más clientes, por mejores clientes, por mayor impacto, por nuevos mercados, por ganancias más cuantiosas.


Debo confesar que fue muy grande la alegría que sentí cuando me informaron que había sido el ganador, no te lo voy a negar. Sin embargo, quienes me conocen saben que no soy de celebraciones estridentes y por eso esta tan especial la realicé en privado, con mi familia, que es la razón de ser de todo lo que hago. También la compartí con mis colaboradores, muchos de los cuales están a cientos de kilómetros de distancia. Y ahora, a través de estas páginas de MGLa Revista, la comparto contigo. Porque, déjame decirte, esta distinción, que me llena de orgullo, no habría sido posible sin mis clientes, mis socios, mis seguidores, sin esas personas que a diario están pendientes de mis artículos, de mis videos, de mis productos. Y aquí resulta pertinente una frase que me habrás escuchado muchas veces: Nadie que esté solo es exitoso en los negocios. Por ti, solo por ti, es que hoy soy considerado El Padrino de los negocios en internet. Por ti, solo por ti, es que fui elegido Mejor Conferencista Experto en Negocios. Y cuando digo por ti me refiero a todos y cada uno de quienes me honraron con su voto, y también a los que sin haber votado me respaldan, han confiado en mí. Y también a mis socios, que son mi mano derecha; a mis mentores, a mis colaboradores. Esa noche, en la intimidad de mi hogar, percibiendo la alegría de mi esposa Jenny y mis hijas Nichole y Laura, mientras ellas conversaban pensaba en lo afortunado que soy. La vida me ha premiado al permitirme vivir experiencias maravillosas, irrepetibles; al darme la oportunidad de conocer a personas invaluables y, sobre todo, al brindarme el honor de servir a quienes, como tú, me retribuyen con cariño, afecto y admiración.

Aprendo cantidades de todos y cada uno de quienes me rodean, inclusive de aquellos que no pueden superar los obstáculos. Cada día que pasa, estoy más convencido de que la única decisión acertada que tomé de manera consciente en mi vida fue aquella de dedicarme a los negocios en internet. No solo porque logré cristalizar el sueño de vivir un estilo de vida que de otra manera jamás habría alcanzado, sino especialmente porque todos los días aprendo, todos los días me sorprendo, todos los días me conmuevo. Y lo disfruto, además, lo disfruto. Aprendo cantidades de todos y cada uno de quienes me rodean, de los soñadores que se me acercan a pedir un consejo, de los clientes que me agradecen la ayuda, de los discípulos que sacan adelante sus proyectos, inclusive de aquellos que no pueden superar los obstáculos. Y me sorprenden sus esfuerzos, su tenacidad, su corazón, su pasión, su inclaudicable fe para luchar por lo que buscan. Y me conmueven, todo eso me conmueve.

23


A veces, cuando le pido a la memoria que haga un barrido por las dos últimas décadas de mi vida, desde que decidí dedicarme a los negocios en internet, siento un poco de pena ajena. Bueno, un poco, no: ¡Muchísima! Porque compruebo que soy un privilegiado al hacer lo que me gusta, por ganar dinero gracias a ello, por vivir una vida mejor de la que había soñado y por estar rodeado de personas maravillosas. Cuando me informaron que había sido elegido Mejor Conferencista Experto en Marketing, me sentí como el futbolista que marca el gol del triunfo para su país en la final de la Copa Mundo. ¡No cabía de la dicha! Y corrí a com-

partirlo con mi esposa y mis hijas, que estaban más ansiosas que yo, que lo disfrutaron quizás más que yo. Y lo publiqué en las redes sociales, porque quería que todo el mundo se enterara, que tú te enteraras. Quería que te enteraras para que comprendas que fue gracias a ti, que me has abierto las puertas de tu vida y me has compartido tus sueños, que recibí esta distinción. La placa dirá que Álvaro Mendoza fue el Mejor Conferencista Experto en Marketing en 2016, pero la verdad es que los méritos son tuyos. Yo siembro una semilla, pero tú eres la tierra fértil que le da vida, que la convierte en un roble. De corazón, gracias, muchas gracias.

iado m e r p a h La vida meitirme vivir as, al perm s o l l i v a r a sm a i c n e i r e p e la m ex r a d l a ; s irrepetibled de conocer a oportunida invaluables y, personas , al brindarme sobre todo servir a gente e d r o n o h l e como tú. 24


Pasión es uno de los términos más utilizados y más distorsionados en el mundo actual. Se emplea en el deporte (“Soy un apasionado por el fútbol”), en el amor (“Siento una pasión incontrolable por ella”), en las actividades cotidianas (“Me apasiona la cocina”), en las preferencias de la gente (“Me apasiona viajar”), en los pasatiempos (“Me apasiona la lectura”), en fin. Por supuesto, en los negocios también se exige pasión. La ambigüedad de la interpretación surge directamente del significado del término, que según la Real Academia de la Lengua es “Acción de padecer”, y padecer es “Sentir física y corporalmente un daño, dolor, enfermedad, pena o castigo”. Bien distinto a los ejemplos enunciados en el párrafo anterior, ¿cierto? Aquellos se ajustan a la séptima acepción, la que habla de “Apetito de algo o afición vehemente a ello”.

25


Muchas personas dicen que algo les apasiona, cuando en realidad lo que quieren decir es que lo disfrutan. Esto quizás sea producto de la connotación que el término pasión adquirió inmerso en las letras, en la literatura romántica, en las novelas y el melodrama. Se la asimila a romance y sensualidad, con el corazón, cuando a la hora de la verdad si nos referimos a pasión hablamos de temas más vinculados a la razón, a nuestras decisiones. ¡Que confusión! Te doy otra pista para que veas cuán enredado puede ser el tema: cuando hablamos de pasión, por lo general nos referimos a las emociones que nos genera algo externo (la lectura, la naturaleza) u otra persona. Sin embargo, la esencia de la pasión está ligada a nuestro interior, a nuestros propósitos más elevados, más íntimos, es decir, a aquellos sueños que nos movilizan, los que guían nuestra vida día a día. Que te guste mucho no significa que te apasiona; que te produzca placer no significa que te apasiona; que se haya convertido en parte importante de tu vida no significa que te apasiona; que haya despertado en ti un sentimiento noble e inconmensurable como el amor no significa que te apasiona. Porque se trata de actividades, situaciones o personas que quizás mañana no están más, y desaparece la pasión. Entre las miles de definiciones que uno puede encontrar, una que me gusta, porque la he experimentado en carne propia, es aquella según la cual pasión es “vivir la vida con intensidad cada momento, como si supieras que va a ser el último día de tu vida”. Fíjate que no hablo de gustos, de aficiones, de pasatiempos o 26

de otras personas, sino de mi vida, de tú vida. Es ser consciente de lo que te hace brillar en el universo y potenciarlo todos los días en todo lo que hagas. Esa última premisa es la que conecta la pasión con los negocios. ¿Cuántas veces me has escuchado preguntarte qué es lo que en verdad te apasiona, qué provoca que te movilices en este mundo, qué llena tu corazón de regocijo al cabo de cada jornada? Mi familia es la razón de ser de lo que hago, pero lo que me moviliza, lo que me apasiona, es poder ayudar a los demás a cumplir sus sueños y, a través de ellos, cumplir los míos.


¿Para qué me servirían mis productos y servicios si al final todo se redujera a cuánto dinero gané? El dinero, ciertamente, es necesario, pero secundario. Porque tanto esfuerzo, tanto trabajo, tanto sacrificio no se justifica solo por dinero. Esa es una de las explicaciones del fracaso de negocios que, en teoría, podían ser exitosos. La respuesta es sencilla: les faltó pasión, el combustible que te lleva al éxito. Pasión es que cada día disfrutes levantarte a trabajar, que asumas con genuina alegría cada actividad que realizas, que te brindes de lleno en todo lo que haces, que estés a disposición de los demás sin esperar nada a cambio, que ofrezcas tus conocimientos y tus experiencias a los otros para ayudarlos, que compartas aquello que te regaló la vida y lo que supiste conseguir con tu trabajo en beneficio de quienes te rodean.

Vivir con pasión es algo que todos podemos conseguir, pero que necesitamos aprender. La clave está en vivir cada día como si fuera el primero, pero también como si fuera el último.

Eres apasionado cuando enfocas tus energías, cuando diriges tu potencial, cuando utilizas tus sentidos para alcanzar una plenitud interior que te permita sacar a relucir tu magia personal, esa luz que te hace único en el universo, irrepetible. Rompes barreras, superas obstáculos, alcanzas metas, realizas sueños, enriqueces la existencia de los demás y, en la noche, cuando reposas tu cabeza sobre la almohada, te sientes pleno. La verdadera pasión es algo tan maravilloso, que sin temor podemos aceptar que si este que vivimos fue el último día de nuestras vidas en este viaje terrenal, nos vamos felices, tranquilos, satisfechos, a sabiendas de que fue una experiencia apasionante. ¿Y tú, ya descubriste tu pasión? Cuando transfieras esto a tu negocio, cuando tus productos tengan el sello de la pasión, verás cómo el dinero es lo que menos importa, e igual eres inmensamente feliz. 27


CASO DE ÉXITO

Nació por accidente en Montevideo (Uruguay) y se crió en el barrio La Boca, en Buenos Aires, donde solo tenía dos opciones: amar a Boca Juniors y que la magia del tango corriera por sus venas. Lo que no estaba previsto, sin embargo, era que la vida de Marcelo Yaguna siguiera el libreto de un tema del ritmo popular y, menos aún, que fuera un tango con final feliz, algo que no es común en las interpretaciones al son de un bandoneón. Porque, a diferencia de los protagonistas de canciones trágicas, Marcelo puede contar el cuento y lo hace con una sonrisa en el rostro. Claro, antes debe hacer la catarsis que le permite liberarse de un pasado que lo llevó a las profundidades más profundas (y aquí vale la redundancia), donde no solo tocó fondo, sino que también estuvo cerca de la muerte por diversos factores: la policía, sus enemigos y, sobre todo, sus vicios.

28


En sus charlas, cuando Marcelo relata su historia de vida, irónicamente son frecuentes las carcajadas. No obstante, lo que él vivió no fue de alguna manera cómico, sino más bien trágico. La casa donde vivía, con toda la familia acomodada en una sola habitación, era aledaña a la zona de Suárez 60, que en Buenos Aires es conocida como el expendio más grande de drogas, como el semillero de los delincuentes y las bandas más peligrosas. Y él, por supuesto, fue uno de ellos. “Ser delincuente, allí, era lo normal. Ser drogadicto, allí, era lo normal. Robar y drogarse era tu ambiente”, cuenta. La pobreza se sentía en todas y cada una de las situaciones diarias, también en la forma de enfrentar al mundo: “Nacimos pobres, esto es lo que nos tocó vivir”, decía resignada mamá Mabel, que se quebraba el lomo trabajando con tal de conseguir algo que paliara el hambre de sus hijos. El gordo Gabi, el hijo del tendero del barrio, y las monjas del colegio donde su mamá limpiaba pisos, eran los ángeles que de cuando en cuando proveían el milagro de un alimento digno. Eso, sin embargo, no era suficiente: podía más la podredumbre de la calle, la ley de esa selva de cemento en la que había que ser fuerte para sobrevivir. Creció solo, sin la tutoría de sus padres, y eso le hizo crecer rápido y por el camino equivocado.

Por eso, desarrolló un odio contra la sociedad, contra los ricos que le regalaban su ropa usada, contra todos aquellos que tenían algo, porque él no tenía nada. También contra su padre Manolo Yaguna, zapatero de oficio, que un día se hartó y se fue, los dejó abandonados, para formar otra familia. En 1982, a los 13 años, su vida cambió, pero fue para mal: aprendió a escapar de la realidad a punta de pastillas, de fumar marihuana. A los 14, le regalaron su primera pistola, una calibre 22 mm largo, parecida a esas de aire comprimido con las que uno de niño hace travesuras. La diferencia es que las travesuras de Marcelo eran al margen de la ley y, por eso, tras cumplir los 17 años, ingresó por primera vez a la cárcel. Fue por poco tiempo, aunque la libertad también fue efímera; entraba y salía, sencillamente porque no tenía adónde más ir. Y en esos ires y venires conoció a la que fue su primera esposa. Una relación tormentosa porque en vez de ayudarlo a salir del inframundo en el que estaba atascado, lo hundió más: ella y su familia también consumían, también vivían borrachos. La vida era un caos, pues sus amigos morían de sida en la cárcel, tras haber contraído la enfermedad de tanto inyectarse.

29


Chris Gardner

Tony Robbins

Michael Losier

Y la Policía, fastidiada con él, lo había sentenciado.

las drogas. “Ella me salvó la vida”, confiesa Marcelo.

Cuando ya en su mente se había instalado la idea de que iba a morir como sus amigos, el destino le hizo un guiño: nació Melina, su primera hija, “mi primer milagro”, como él mismo dice. De un momento a otro, tras experimentar la indescriptible magia de cargarla en sus brazos, decidió que ya era suficiente, que ya no iba a pasar un día más en las calles, que iba a dejar

No fue fácil, sin embargo. Dejó de delinquir, pero no de consumir drogas y alcohol. Por eso, volvió a la cárcel, donde ocurrió otro milagro. En una visita, su mamá le repitió la frase que tantas veces le había dicho, pero que solo en esa vez escuchó realmente: “La única forma de salir adelante es ser honesto”.

Brian Tracy 30

Alex Day

Francisco Yáñez


Su segundo hijo venía en camino y se dio cuenta de que si no cambiaba, sus hijos iban a correr la misma suerte que él. Y eso, por supuesto, no lo iba a permitir. Viajó a México, a conocer a la familia de su esposa, y ese país se convirtió en su segundo hogar, en su lugar en el mundo. No fue fácil, porque se encontró con un ambiente propicio para los vicios: el cuñado era marihuanero y, para colmo, conoció algo ‘maravilloso’: el tequila. Fue, entonces, cuando su vida entró en caída libre, literalmente, al punto que la esposa lo corrió. Terminó como indigente, vagando en las calles, comiendo lo que le regalaban o buscando sobras en la basura. Tenía solo 23 años y parecía un anciano, pues su cuerpo estaba consumido, derrotado; alucinaba y la idea del suicidio era cada vez más frecuente en su cabeza. ¿Se podía caer más bajo? Entendió que no y, por eso, se puso a trabajar en una vida nueva, próspera, feliz, tal y como se lo había prometido a su madre. Hasta que llegó a un anexo, como en México se conoce a los centros de rehabilitación de drogadictos y alcohólicos. Allí le tendieron una mano y comenzó su transformación, la verdadera, la definitiva. Para sobrevivir, desempeñó varios trabajos, pero un día lo deportaron a Uruguay. Como pudo, llegó a Argentina y de ahí, de nuevo, se embarcó a tierras aztecas. De manera increíble,

fue el comienzo de una nueva vida. Se hizo vendedor en una agencia automotriz y conoció a la persona que lo involucró en el mundo inmobiliario, en el que hoy todavía se desempeña. Ganó dinero, se organizó, jamás volvió a consumir drogas o alcohol y creó Soluciones Financieras, su propia empresa. “Hay arriesgarse con la seguridad de ganar, con la certeza de hacer lo que dicta tu corazón. Cuando tienes claro lo que quieres, tarde o temprano el universo te lo da”. A él, afortunadamente, se lo dio. Con 47 años, el mundo conoce a otro Marcelo Yaguna. El coach de vida y de negocios, el líder que ha recibido múltiples premios, el maestro de programación neurolingüística, el conferencista revelación de 2016. Y próximamente publicará ‘Del infierno al cielo’, el libro autobiográfico sin autocensura en el que cuenta su historia, y hará el lanzamiento de la Escuela de Congruciencia, su nuevo proyecto. Admiro mucho lo que ha Marcelo ha conseguido como empresario, que es muy importante. Es un ejemplo de superación extraordinario. Sin embargo, me conmueve y me inspira lo que hace como ser humano después de haber tocado el más profundo de los fondos: vive cada día al servicio de los demás. No sé si yo mismo podría superar esos problemas, por eso Marcelo es un faro que ilumina mis días.

¿Quieres saber más de Marcelo Yaguna?

Web: http://marceloyaguna.com/ Facebook: https://www.facebook.com/marceloyagunamotivacion Twitter: https://twitter.com/MarceloYaguna Instagram: https://www.instagram.com/marceloyaguna/ YouTube: https://www.youtube.com/channel/UCD6qI9rMK95AMmzJO-Qgwxw LinkedIn: https://www.linkedin.com/in/marceloyagunamotivacion Soluciones Financieras: http://sfsofom.com/ Keller Williams Bienes Raíces: http://kwpedregal.mx/

31


La noche del 2 de mayo de 2015 fue una de las más felices para los aficionados al boxeo y, también, para muchas familias pobres de Filipinas. En el cuadrilátero instalado en el MGM Grand Arena de Las Vegas (Nevada, Estados Unidos), se dio el largamente esperado duelo entre el estadounidense Floyd Mayweather y el filipino Manny Pacquiao, considerados los dos mejores boxeadores del mundo, libra por libra. Durante años, los promotores del invicto Mayweather rehuyeron la confrontación con el asiático, que había estado al borde del retiro. Sin embargo, para beneplácito de los fanáticos, el combate se firmó y antes de que se diera el primer golpe marcó un récord: se repartieron casi 300 millo32

nes de dólares en la bolsa, de los cuales 120 fueron a las arcas de Pacquiao, un pequeño y delgado pegador que hizo leyenda en los cuadriláteros. Nacido el 17 de diciembre de 1978 en Kibawe, una zona deprimida del sur de Filipinas, a Pacquiao el boxeo lo persiguió como una sombra. Necesitó aprender a usar los puños para no salir mal librado en las calles de Manila, a donde emigró para escapar de un hogar en el que no solo se pasaba hambre, sino en el que la convivencia era imposible. Por un tiempo, no obstante, en la capital los males se repitieron como si se trata de un callejón sin salida.


En esas polvorientas calles, el nombre de Pacquiao comenzó a convertirse en leyenda gracias al poder de sus puños. “Filipinas es un país pobre, no hay bienestar, ningún sistema de salud y si usted no tiene un trabajo o dinero, hace cualquier cosa para sobrevivir”, aseguró Freddie Roach, el manejador que guio su carrera cuando Pacquiao llegó a Estados Unidos, en 2001, en busca de un futuro mejor para él y su familia. Y Manny peleó, y noqueó, y ganó, y perdió, y sufrió. Más allá de una llamativa fortaleza para un pegador de tan poca

envergadura, Pacquiao se distingui�� por ser un incansable luchador. Aun cuando fue derrotado, exigió lo mejor y un poco más de su contendor. Y comenzó a cosechar triunfos y títulos, aunque las ganancias por aquella época no eran realmente significativas. Lo fueron después, cuando se transformó en un fenómeno del PPV (televisión por cable, pague por ver). Ganó tantas peleas, que consiguió hacerle mella al promocionado Mayweather, al que la crítica especializada siempre acusó de medirse a rivales claramente inferiores para forjar su invicto. Hasta que el combate con Pacquiao se hizo inevitable y, más allá de que el estadounidense fue declarado ganador por decisión unánime, al filipino le permitió convertirse en uno de los siete deportistas que acumularon más de 400 millones de dólares en ganancias. De ese selecto grupo hacen parte los golfistas Tiger Woods y Phil Mickelson, el tenista Roger Federer y los basquetbolistas

Pacquiao disputó 67 combates, de los cuales triunfó en 59, con 38 nocauts acreditados. Acumula seis derrotas. Ganó nueve títulos mundiales en ocho categorías diferentes. 33


LeBron James y Kobe Bryant, además de Mayweather. A diferencia del resto, los dos púgiles ganaron esas cifras casi enteramente en el cuadrilátero, mientras que los demás engordaron sus arcas con lluvias de dólares provenientes de los patrocinios. Por concepto de publicidad, los ingresos del filipino ascienden solo a 30 millones de dólares. Tras tocar el cielo con las manos, producto de esa meteórica y meritoria carrera deportiva, Pacquiao mostró durante algún tiempo debilidades que no se le conocieron arriba del cuadrilátero: gastó cientos de miles de dólares en una vida poco recomendable para un deportista profesional, para un múltiple campeón mundial. Hasta que un día, tal y como él mismo lo relató en una entrevista, una revelación divina cambió el curso de su vida. “Cambié cuando escuché la voz de Dios y puedo probar que era Dios. Vi dos ángeles, blancos, altos, de grandes alas. Entonces, vi el paraíso. Dios me enseñó acerca de los tiempos finales. Todo esto me sucedió en los últimos tres años (desde 2011). Fue así que cambié mi vida”, reveló el filipino al diario inglés ‘The Guardian’. “Tengo muchos sueños y visiones”, agregó el boxeador, que dejó atrás su pasado de fiestas, alcohol y mujeres. Aunque continuó su trayectoria en los cuadriláteros, Pacquiao halló otra vocación: el servicio a sus semejantes. “Nunca me olvidé de dónde vengo. Doy gracias a Dios por permitirme ayudar a los demás. Construyo esto porque siempre creo lo que dice la Biblia: ofrece hospitalidad a los otros sin murmuraciones”, explicó a través de su cuenta en Twitter. Ese “Esto” al que se requiere el boxeador es un pro34

yecto social que transformó la vida de sus coterráneos. Si bien no fue el primer deportista que se lanzó a la política, Pacquiao sí marcó diferencias con el resto: no lo hizo para beneficio personal, sino para ayudar honesta y efectivamente a los más necesitados. Así, entonces, diseñó un proyecto que proveyó mil viviendas para las familias más urgidas de Kibawe, su pueblo natal, de cerca de 40 000 habitantes. El hoy senador gastó más de 600 000 dólares y dijo sentirse muy feliz con el resultado.

A pesar de medir solo 1,69 m y pesar 66 kilos, Pacman, como lo llaman sus compatriotas, forjó una carrera que lo puso al lado de los más grandes de odos los tiempos. “Estoy feliz de dar estas casas sin costo para mis paisanos en la provincia de Sarangani de mi propio bolsillo; más de mil familias se han beneficiado”, dijo. “Como fieles mayordomos de la gracia de Dios en sus diversas formas, cada uno de ustedes debe usar el don que ha recibido para servir a los demás”. El terreno de cuatro hectáreas en donde se levantaron las viviendas fue comparado por Pacquiao años antes, y se denonima ‘Pacman Village’.


“Es un regalo de Dios. Él solo me utiliza para ayudarles”, declaró el boxeador a los beneficiados, familias que antes vivían en extrema pobreza. “Den gracias a Dios por lo que recibieron. Cuiden esta propiedad y no la vendan”, agregó. “Pacquiao tiene un gran corazón para la gente pobre como nosotros. Imagínese, él está gastando su propio dinero para un proyecto de gran importancia como este”, exclamó uno de los beneficiarios. Tino Alcala, máxima autoridad de la provincia, elogió a Pacquiao por su labor como congresista. “Este es el tipo de líder que necesitamos. A diferencia de otros congresistas, que desaparecen y no se les ve más después de las elecciones, Pacquiao siempre está allí cuando lo necesitamos”, resaltó. En esta altruista labor, el boxeador es acompañado permanentemente por su esposa e hijos, un apoyo incondicional para cumplir este sueño.

Aunque en el ámbito deportivo Mayweather se quedó con su invicto y el rótulo de mejor boxeador del mundo, libra por libra, para los filipinos Pacquiao es el mejor. De hecho, su obra ha trascendido las fronteras del país y los ecos llegaron a Estados Unidos, donde los detractores del Money Mayweather lo critican duramente por su vida licenciosa, llena de extravagancias y, sobre todo, con una vulgar ostentación de la riqueza. Durmió en la calle, apenas cubierto con pedazos de cartón, y muchas veces lo hizo con ese hambre que arruga las tripas. En el boxeo, Manny Pacquiao encontró la forma de sacar provecho de los dones que le regaló la naturaleza y después de dos décadas de trayectoria amasó una inmensa fortuna. Fue, entonces, cuando entendió, según él guiado por Dios, que el mejor negocio no es el que permite acumular dinero, sino el que da la posibilidad de servir a los demás. Su último y más fulminante nocaut…

“Nunca me olvidé de dónde vengo. Doy gracias a Dios por permitirme ayudar a los demás. Construyo esto porque siempre creo lo que dice la Biblia: ofrece hospitalidad a los otros sin murmuraciones” 35


MercadeoGlobal.com/youtube

36

MercadeoGlobal.com/facebook

MercadeoGlobal.com/twitter


MG La revista - Edicion 2