Issuu on Google+

ESPECIAL

Nuevo Papa FRANCISCO

Diócesis de Ciudad Guayana Año X - Número 95 - abril 2013

Papa Francisco: Nuevo Sucesor de Pedro,

“Quiero una Iglesia pobre y para los pobres”

La precariedad de la DEMOCRACIA en Venezuela P á g ina 3

Especial: Cómo vivir una sexualidad plena Páginas 8 y 9

Las indulgencias en el AÑO DE LA FE Págin a 1 0

Carta de un padre socialista a su hijo sobre la enseñanza de religión Página 15


Abril 2013

El Papa FRANCISCO

En estos últimos meses hemos vivido en la Iglesia grandes e históricos acontecimientos con la renuncia de Benedicto XVI y la elección de Francisco como su sucesor. Estos acontecimientos debemos mirarlos y analizarlos a la luz de nuestra Fe. Debemos estar conscientes de que Dios nos acompaña en nuestra historia humana y la convierte en Historia de la Salvación. Comentamos que la renuncia de Benedicto XVI nos mostraba a un hombre de profunda fe y humildad; que no cree en sus propias fuerzas, sino que pone en manos de Dios toda su vida y por eso con profunda humildad renuncia al Pontificado y no se apega al poder cuando percibe que Dios lo llama a vivir

una nueva vocación. Luego, con mucha alegría y profunda sorpresa vivimos ese momento histórico de la elección del cardenal Bergoglio como Pontífice de la Iglesia Universal. Primer Papa latinoamericano y primer jesuita que es llamado a esa vocación tan importante en la Iglesia. Con sus actitudes y palabras nos ha sorprendido. Hemos visto a un Papa que se nos muestra como un hombre del encuentro personal, sencillo y cálido, pleno de gestos grandes y pequeños que transmiten consideración y amor a sus hermanos. Desde su salida al balcón de la Basílica de San Pedro mostró todas estas actitudes. Antes de bendecir al pueblo que

Dios le estaba encomendando y que se encontraba representado en la multitud presente en la plaza de San Pedro, se inclinó y le pidió que ese mismo pueblo lo bendijera y rogara a Dios por él. Es un Papa que está empeñado en que la Iglesia salga al encuentro de la gente, especialmente los pobres y excluidos de esta sociedad y lo haga con u mensaje comprensivo y entusiasta. Les ha dicho a los más pobres: “Les llevo en mi corazón y estoy a su disposición.” Siendo Arzobispo de Buenos Aires dejo muy en claro que la visión según la cual el hombre se reduce a aquello que produce y a aquello que consume es una de las insidias más peligrosas para nuestro tiempo; y que la dictadura

del relativismo que deja a cada uno como medida de sí mismo pone en peligro la convivencia porque no puede haber verdadera paz sin verdad. El Papa Francisco nos presenta a la Iglesia partiendo de la doctrina del Vaticano II, especialmente en la Constitución Gaudium et Spes sobre la Iglesia y su relación con el mundo actual. La Iglesia está llamada a ser Sacramento de Salvación y anunciar la Buena Nueva de Jesucristo porque de lo contrario se convertirá en “una ONG piadosa”; debe ser una Iglesia “transmisora y facilitadora de la fe”. En las reuniones previas al Cónclave, nos dice el Cardenal Arzobispo de la Habana, manifestó el Cardenal Bergoglio que “La Iglesia debe salir de sí misma e ir

a las periferias”, no sólo geográficas sino “también existenciales: las del misterio del pecado, las del dolor, las de la injusticia, las de la ignorancia y alejamiento religioso, las del pensamiento, las de toda miseria”. Esto requiere “celo apostólico” y “la parresía -audacia- de salir de sí misma”. En fin, como lo dije anteriormente, debemos ver todos estos acontecimientos con los ojos de la fe: Dios va escribiendo la historia de la humanidad y en ella entreteje la Historia de la Salvación. El Papa Francisco nos da ejemplo de profunda fe y Dios, a través de él, nos invita a seguir caminando de manos de la Iglesia y sus pastores hacia el encuentro definitivo con Él.

Casa de espiritualidad

emaus

Situada en S. José de Chirica. Teléfonos: 9346051; 04269922955 Capacidad para más de 60 personas. Precios solidarios Capilla, estacionamiento, salones con aire, seguridad garantizada

Especialistas en bienes inmuebles con 28 años de experiencia en ventas, alquileres, administraciones, tasaciones y asesoría en general en el ramo inmobiliario. CONTÁCTENOS. Teléfonos: 0416-687.32.92, 0414-898.52.65, 0286-9612005. www.inmobiliariacontinental.ca

INMOBILIARIA CONTINENTAL C.A. R. I. F. J-095082229, E-MAIL inmobicontinental@cantv.net Torre Continental. Mezzanina. Oficina N° 4. Alta Vista Norte. Puerto Ordaz. Estado Bolívar. Fundadores: Pbro. José Gregorio Salazar y Samuel Paredes. Editor: Mons. Mariano José Parra Sandoval Obispo de Ciudad Guayana. Director: Pbro. Carlos Ruiz. Directora Pastoral de Medios de Comunicación: María Antonietta Perfetti Sambrano. Redactores: Equipo Iglesia Hoy. Publicidad, Administración y Mercadeo: Pastoral de Medios de Comunicación. Diseño y Diagramación: Equipo Iglesia Hoy. Impresión: Valencia - Estado Carabobo. Dirección Oficina de Pastoral de Medios: Carrera Tocoma, Torre Caura II. Telf.: (0286) 326.7780 Dirección Curia Diocesana: Urb. Villa Alianza, Senda Sula. Telf.: (0286) 922.1429

Los conceptos emitidos en la sección de opinión son de absoluta responsabilidad de quienes los suscriben

De pó si t o Leg al : p p2 00 1 0 1B 0 50 5 IS B N 16 9 0- 01 4 6

CARTA DEL OBISPO

02


03

Abril 2013

>lamentamos

La precariedad de la DEMOCRACIA En Venezuela

Como Periódico Diocesano que somos y, por tanto, vocero de la Iglesia, no debemos ni queremos meternos en asuntos partidistas. Sin embargo, no podemos dejar de tratar un tema transversal de moral social que está condicionando la vida de nuestro pueblo y, por tanto, la labor evangelizadora propia de la Iglesia, especialmente de los más pobres. Nos referimos al estado agonizante de la Democracia en Venezuela. Durante estos últimos años no se ha construido una Democracia protagónica y participativa sino un proyecto populista caracterizado por un Estado omnipresente que pretende controlar todos los ámbitos de la sociedad. Un Estado que se sostiene gra-

cias a los altísimos precios petroleros. La explicación que se da para justificar esta intromisión estatista, inaceptable desde el punto de vista de la doctrina social de la Iglesia, es la necesidad de la independencia de la Patria y de construir una revolución social a favor de los más pobres. Explicación que, a todas luces, no tiene sostén en los hechos, ya que después de varios años la Patria es más dependiente que nunca de poderes económicos extranjeros (particularmente chinos y norteamericanos) y los venezolanos pobres no son más libres, sino más sometidos a un poderoso Papá-Estado que les ha creado distintas formas de dependencia gracias a las migajas que sobran de los petrodólares. Para sostener este poderosísimo aparataje se usa una estrategia sostenida en dos pilares: 1. Por una parte, la difusión de una ideología que legitime este proyecto. Ideología que se basa en la tergiversación de la historia, en la búsqueda de un enemigo externo al que echarle la culpa de todos nuestros males y en la identificación de la Patria con un partido, lo cual deja a la mitad (o más) de los venezolanos por fuera. Esta ideología es repetida atronadoramente por cuanto Medio de Comunicación Social hay en Venezuela: tanto públicos como privados que han cedido (en su mayoría) a la presión

gubernamental para poder subsistir. Además, ahora también se difunde en los libros de texto que el Gobierno impone en las Escuelas, en las Misiones y hasta en la formación que se da en muchos Centros de trabajo públicos. 2. El otro pilar de la estrategia del Estado populista es la sustitución de la institucionalidad constitucional por la corporativista. Se trata de crear una red paralela a todas las instituciones que nuestra Constitución consagra. Y la característica común de la nueva arquitectura institucional que se está imponiendo es que se deben seguir las directrices políticas del Gobierno. Esto es lo más contrario a una verdadera Democracia. Nos encontramos así que algo tan interesante como los Consejos Comunales o los Educativos o las propias Misiones, no tienen verdadera autonomía y libertad, bases de la Democracia, sino que son correas de transmisión de las estrategias del Gobierno. Deciden sobre cosas insignificantes, pero en lo sustancial (sistema económico, política de defensa, leyes de la Nación, etc.) sólo obedecen “irrestrictamente”, como suelen decir. Y lo mismo ocurre con el sistema judicial: ningún juez se atreve a contradecir a los gobernantes. Y, como ha quedado evidenciado en las elecciones presidenciales pasadas, también con el CNE se repite idénticamente esta sumisión al Gobierno. No podemos dejar de denunciar la falta de garantías

democráticas en dichas elecciones: todos los canales del Estado, todos los vehículos oficiales, todos los medios públicos... a favor de uno de los candidatos. El CNE no hizo respetar las jornadas de reflexión previas a las elecciones, ni siquiera el propio 14 A hizo nada para que hubiese equilibrio. En los centros electorales vimos voto asistido sin justificación, puntos de campaña a menos de 100 metros de distancia, personas a las que se las buscaba e intimidaba para votar... Callarse ante esto, sería no sólo cobardía sino un daño a nuestro pueblo y a nuestra misión como Iglesia. Alguno dirá: “esto mismo pasaba antes y hasta peor”. Y estamos de acuerdo. Y entonces, también la Iglesia lo denunció (lean la tesis doctoral de Mons. B. Porras: “Los Obispos y los problemas de Venezuela”). Lo que se hizo mal, muy mal, en el pasado no justi

fica que se repitan estas prácticas en el presente. Somos conscientes de lo inusual de este tipo de Editoriales en nuestro Periódico y de que no gustará a un sector de lectores. Lo importante es que les haga pensar en el bien común, más allá de sus afinidades partidistas. La Iglesia no está con NINGÚN PARTIDO, pero tiene que denunciar lo que atenta contra los valores del Reino.

DE LO HUMANO Y LO DIVINO

Debemos distinguir claramente lo perteneciente al plano moral de lo que son cuestiones fácticas y, en consecuencia, opinables. Entre ambos órdenes no debe haber separación y menos oposición; pero tampoco confusión o injerencia. Sobre lo moral, el Magisterio de la Iglesia no sólo puede sino que es su deber el manifestarse para iluminar a los fieles; sobre lo técnico debe dejar libertad de conciencia, siempre y cuando no contradiga un principio moral.


04

GENTE DE HOY

Abril 2013

Especial nuevo Sucesor de Pedro

Quién es el Papa Francisco EL HUMILDE JESUITA DE LOS NECESITADOS

J. V. Boo y M. A. Barroso Fuera de las listas de papables que circularon antes del Cónclave, a pesar de que en el del 2005 fue el principal rival de Joseph Ratzinger en todas las votaciones, al arzobispo de Buenos Aires no se le ha subido la púrpura a la cabeza. Jorge Mario Bergoglio (Buenos Aires, 17 de diciembre de 1936) es hijo de un inmigrante italiano obrero ferroviario. Después de diplomarse en Química entró en el noviciado de los Jesuitas y se ordenó sacerdote a los 32 años. Posteriormente amplió estudios en Chile, España y Alemania. Aunque forma parte de la Compañía de Jesús, reconoce que «algunas cosas me gustan y otras no». Su lucha contra la Dictadura Con sólo 35 años fue nombrado provincial de Argentina y, durante la dictadura, salvó a algunos de sus hermanos jesuitas secuestrados por la Junta militar. Nunca criticó a los militares en público, pero intercedía en privado, y logró salvar a muchos civiles, ganándose el respeto de las madres de la Plaza de Mayo.

queño apartamento al lado de la catedral de Buenos Aires, donde solía acudir a confesar. Desde la ventana de su piso fue testigo de la violencia que se vivió en la Plaza de Mayo durante la crisis financiera y política de diciembre de 2001 que desembocó en el «Corralito». Indignado, llamó al ministro del Interior para pedirle que diera instrucciones para que los agentes diferenciaran entre activistas y ahorradores que reclamaban por sus derechos. En 2004, tras la tragedia de la discoteca Cromañón del barrio de Balvanera (Buenos Aires), donde un incendio acabó con la vida de casi 200 personas, recorrió los hospitales de la ciudad para acompañar a los familiares de las víctimas. Momentos difíciles Se acuesta y se levanta muy temprano. Siempre ha preferido, en la medida de lo posible, vestir la sotana negra de sacerdote en lugar de mostrar la púrpura de cardenal. Su sede de

Poco amigo de las apariciones en los medios, ha tratado de mantener un bajo perfil público. Fue de los pocos cardenales que cuando llegó a Roma para la elección del Papa no se subió a vehículos oficiales. Aunque goza de buena salud, sufre problemas respiratorios tras la pérdida de un pulmón en una intervención quirúrgica. Preocupado por la educación, una de sus prioridades ha sido dedicar los esfuerzos de la iglesia argentina a los centros educativos y no solo a los concertados católicos. Sus aficiones El nuevo Papa es un amante de los autores clásicos, disfruta del tango y no oculta su pasión por el fútbol, en especial por el San Lorenzo de Almagro. Parece lógico al haber nacido en un país donde el fútbol ha inspirado, incluso, una «iglesia maradoniana». El equipo de sus amores fue fundado por el padre Lorenzo Massa en 1908. El centenario se conmemoró

que, en sus homilías, ensalza el sentido de la patria y las instituciones, y es un apasionado lector de Dostoievski, Borges y otros autores clásicos. Es miembro de las congregaciones para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, para el Clero, para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica; del Pontificio Consejo para la Familia; de la Pontificia Comisión para América Latina. Como se apuntaba al principio, su nombre jamás sonó entre los papables de este Cónclave, pero Bergoglio fue muy protagonista en el que se celebró en 2005 para nombrar sucesor de Juan Pablo II. Según se supo unos meses después de la elección de Benedicto XVI, el cardenal Ratzinger fue abrumadoramente favorito desde el principio y ganó votos en cada escrutinio hasta superar, en el cuarto, el listón de los dos tercios. La gran sorpresa es que su ri-

Especial nuevo Sucesor de Pedro

Contra la teología de la liberación En 1980 dimitió del cargo de provincial en desacuerdo con la línea del padre Arrupe, que consideraba demasiado cercana a la teología de la liberación. Se retiró a un convento, reanudó sus estudios y pensaba trasladarse a Europa cuando el arzobispo de Buenos Aires, Antonio Quarracino, lo llamó en 1992 como obispo auxiliar. Un pastor políglota y austero En 1998 se convirtió en arzobispo y Juan Pablo II lo nombró cardenal en 2001 con el título de San Roberto Belarmino. Como reflejo de su austeridad, en aquel momento no se compró una nueva vestimenta, como suele ser habitual en estos casos, sino que ordenó arreglar la que usaba su antecesor. De 2005 a 2011 fue presidente de la Conferencia Episcopal Argentina. Habla italiano, inglés, francés, alemán y, naturalmente, español. El ser ítaloargentino le hacía papable en 2005, pero tenía en su contra ser el primer Pontífice iberoamericano y el primero de la Compañía de Jesús. Dos listones que Bergoglio ha saltado ocho años después. Vivía en un humilde apartamento Aunque trabajaba en el palacio arzobispal, vivía solo con la máxima frugalidad en un pe-

Buenos Aires ha pasado momentos políticos y económicos difíciles, en los que Bergoglio mantuvo las distancias con los sucesivos políticos al tiempo que predicaba el mensaje de justicia social de Juan Pablo II. «La deuda social es inmoral, injusta e ilegítima», dijo en un discurso sobre la pobreza. «Los más pobres, para los suficientes, no cuentan».

val más cercano no fue el cardenal Mar“En 1980 dimitió del cargo de tini, sino el también jesuita Bergoglio, provincial en desacuerdo con la en quien se concenlínea del padre traron los votos del frente opositor a RaArrupe, que consideraba tzinger. Igual que el demasiado cercana a la teología entonces cardenal Decano, Bergoglio de la liberación” fue ganando apoyos en los tres primeros escrutinios, pero insistió en pedir que no le votasen y dio a entender que no con una misa oficiada por él. aceptaría ser Papa, por lo que, En distintos actos recibió camia la cuarta votación, el desplaCelebra los oficios de Jueves setas de los jugadores y hasta zamiento de parte de su base Santo con los necesitados, lael carné de socio. Él mismo reelevaba a Ratzinger hacia el vando los pies a enfermos de cordó que su padre fue jugador Pontificado. Eran las cinco y los hospitales, presos de las de baloncesto en el club Boedo, media de la tarde del martes cárceles o mendigos de los repor lo que frecuentaba las ins19 de abril de 2005. Los cardefugios. Este perfil explica por talaciones del Cuervo, sobrenales electores rompían en un qué ha tenido tantos apoyos en nombre del San Lorenzo. gran aplauso y el recién elegilos dos últimos cónclaves hasta do bajaba la cabeza, doblegado llegar a ser el sucesor de San Lector de clásicos por el peso de la tarea. Pedro. La prensa argentina destaca

El relato publicado en septiembre de 2005 en la revista bimensual de geopolítica «Limes» se basó en el diario escrito por uno de los participantes en el Cónclave, probablemente italiano a juzgar por sus comentarios y los errores en los nombres de algunos cardenales iberoamericanos. Aunque no se revela su identidad, los vaticanistas de los principales diarios italianos valoraron la información como solvente. A las seis de la tarde del 18 de abril, tras la primera votación, una «fumata negra» confirmaba un primer escrutinio sin que ningún candidato superase los dos tercios de los votos. Fuera de la Capilla Sixtina nadie imaginaba que el resultado era sorprendente. Carlo Maria Martini, abanderado de los opositores a Ratzinger, no había quedado segundo, sino tercero, y su imagen se desvanecía ante la de Bergoglio, el hombre tímido y sencillo que llevaba varios días intentando, sin éxito, hundir su propia candidatura. De sorpresa a realidad Durante el pre Cónclave, su portavoz, Guillermo Marcó, repetía que Bergoglio «no considera posible de ninguna manera» el ser elegido. La retirada de Bergoglio parecía reforzar las posibilidades de los otros iberoamericanos favoritos: el hondureño Óscar Rodríguez Maradiaga o el brasileño Claudio Hummes. Como se esperaba, Ratzinger, con 47 votos, encabezó el escrutinio, pero todo lo demás fueron sorpresas. El segundo fue Bergoglio, con 10 votos; seguido de Martini con 9, el vicario de Roma; Camillo Ruini, con 6, y el secretario de Estado Angelo Sodano con 4. El autor del diario escribió: «Lo miro mientras va a depositar su voto en la urna sobre el altar de la Sixtina. Mantiene la mirada fija en la imagen de Jesús que juzga las almas al final de los tiempos. Su rostro refleja sufrimiento, como si implorase: Dios mío, no me hagas esto». El segundo escrutinio concluye con un 65-35 a favor de Ratzinger, mientras el tercero arroja 72 a 40. En la pausa del almuerzo del martes 19, Bergoglio volvió a insistir en que no se consideraba candidato. Poco después, la primera votación de la tarde terminaba en 84-26. Era, por fin, la «fumata blanca». Un humo que el 13 de marzo pasado anunció que el segundo de 2005 ha sido el primero de 2013.


Abril 2013

05

Especial nuevo Sucesor de Pedro

“Quiero una Iglesia pobre y para los pobres”

> 10 frases contundentes del nuevo Papa “Con mucha vergüenza hace años hemos asistido a lujosas cenas de Cáritas en las que se rifaban joyas y cosas fastuosas. Te equivocaste: eso no es Cáritas”. Así de contundente se mostraba el entonces card. Bergoglio criticando la falsa caridad. En repetidas ocasiones se ha manifestado sobre temáticas sociales. Destacamos estas diez frases:

1. Contra la trata de seres humanos

“Buenos Aires es una fábrica de esclavos y una picadora de carne (...) ¡Por favor, no nos lavemos las manos, porque si no somos cómplices de esta esclavitud! (...) Hay esclavos que fabrican estos señores que están a cargo de la trata. Buenos Aires es una picadora de carne que destroza la vida de estas personas y les quiebra su dignidad”.

2. Sobre la justicia social

“El que duerme en la calle no se ve como persona sino como parte de la suciedad y abandono del paisaje urbano, de la cultura del descarte, del ‘volquete’”.

3. Contra los sacerdotes que no bautizan bebés de

madres solteras

“Estos son los hipócritas de hoy. Los que clericalizaron a la Iglesia. Los que apartan al pueblo de Dios de la salvación. Y esa pobre chica que, pudiendo haber mandado a su hijo al remitente, tuvo la valentía de traerlo al mundo, va peregrinando de parroquia en parroquia para que se lo bauticen”.

4. Sobre la cultura de la vida; contra el aborto y la eutanasia “Hay que poner la cara y decir: esto es cultura de la vida, esto es vida, todo lo contrario a la cultura de la muerte; si alguien ve que alguna de estas cosas falta, díganle que no, que por ese camino no se va a ninguna parte, que por ese camino se fracasa siempre”.

5. Sobre la ley de matrimonio homosexual en Argentina

“No seamos ingenuos: no se trata de una simple lucha política; es la pretensión destructiva al plan de Dios. No se trata de un mero proyecto legislativo (éste es sólo el instrumento) sino de una movida del Padre de la Mentira que pretende confundir y engañar a los hijos de Dios”.

6. Sobre la explotación laboral

“He dicho que los que lo que nos enseñaban en el colegio, que la Asamblea del año XIII abolió la esclavitud, son cuentos chinos. En Buenos Aires tan vanidosa, tan orgullosa, sigue habiendo esclavos, sigue habiendo esclavitud”.

7. Sobre el episcopado argentino

“Descuidamos fácilmente el ministerio de la predicación y, para vergüenza nuestra, nos continuamos llamando obispos; nos place el prestigio que da este nombre, pero en cambio no poseemos la virtud que este nombre exige”.

8. Sobre los peligros del laicismo

“Al hacer como si Jesucristo no existiera, al relegarlo a la sacristía y no querer que se meta en la vida pública, negamos tantas cosas buenas que el cristianismo aportó a nuestra cultura, haciéndola más sabia y justa; a nuestras costumbres, haciéndolas más alegres y dignas”.

9. Sobre la educación de

los niños

”Nunca podremos enseñarle a un chico el horizonte de grandeza de la patria (…) si usamos nuestra diligencia como escalón de nuestras ambiciones personales, para nuestro trepar cotidiano, para nuestros mezquinos intereses, para abultar la caja o para promover los amigos que nos sostienen”.

10. Sobre el peligro del “clericalismo”

“Los curas tendemos a clericalizar a los laicos. Y los laicos -no todos pero muchos- nos piden de rodillas que los clericalicemos porque es más cómodo ser monaguillo que protagonista de un camino laical. No tenemos que entrar en esa trampa, es una complicidad pecadora. (...) El laico es laico y tiene que vivir como laico con la fuerza del bautismo, (...) llevando su cruz cotidiana como la llevamos todos. Y la cruz del laico, no la del cura. La del cura que la lleve el cura que bastante hombro le dio Dios para eso”.

... y para concluir: “si no hay esperanza para los pobres, no la habrá para nadie, ni para los ricos”.

“No hay que tener miedo a ser y a vivir como cristianos”

Al comenzar el siglo XXI la Iglesia católica es la mayor asociación de pobres del mundo, una comunidad que sigue a Cristo en pobreza y persecución como resaltaba el Concilio Vaticano II (LG 8) y que tiene como sucesor de Pedro al que ha sido cardenal arzobispo de Buenos Aires, Jorge Mario Bergoglio. Un servidor del Evangelio que viaja en metro y celebra cada año la Eucaristía en medio de las calles rodeado de quienes luchan contra la esclavitud en Argentina y en todo el mundo. Un papa empeñado en la conversión de la Iglesia, para que sea lugar de acogida de los pobres: una iglesia pobre y de los pobres. El papa Francisco es primer papa del sur empobrecido y con ello el Espíritu que nos recuerda a los cristianos del mundo enriquecido que el camino de la Iglesia pasa por el pesebre y por la cruz. Un papa, que por pobre, es muy de Dios y de la comunión de la Iglesia, y por ello comenzó su ministerio orando el Padre Nuestro y el Ave María

como con la fe los sencillos, intercediendo por su antecesor. Lo mismo que inmediatamente pidió una bendición de todos para él. Esa bendición que con tanto cariño y confianza en Dios se pide en Iberoamérica a las madres, a los padrinos, a los sacerdotes… cuando se sabe que la vida transcurre entre la precariedad y la violencia, pero siempre bajo la mirada protectora del Padre. El Papa Francisco nos pone también delante la necesidad de la Nueva Evangelización, con el testimonio de la iglesia Iberoamericana que desde el encuentro de los obispos en Aparecida (Brasil) se ha lanzado a la misión. A un nuevo anuncio, casa por casa, ambiente por ambiente, persona por persona… sin añorar la restauración de una cultura pasada, sino ofreciendo a todos un testimonio vivo que permita el encuentro con la perenne novedad del Resucitado y la conversión radical a su Evangelio.

Todo ello lejos de esos cálculos mundanos propios de un cristianismo sin cruz, y de las interpretaciones de la Iglesia como un grupo más que se puede entender desde las luchas de poder. Esas interpretaciones propias de quienes no dieron ni una en sus previsiones sobre el conclave y que seguirán sin entender el misterio de amor que es el Cuerpo de Cristo presente en la historia. El Vaticano II es el nuevo Pentecostés que nos impulsa, una primavera de la Iglesia que no se puede detener. Digan lo que figan los profetas de calamidades que solo ven en ella mal. O esos otros que buscan arrimarse al poder, el dinero, la universidad… para desde arriba hacer lo que Cristo solo quiere hacer por la senda de la pobreza, la humildad y el sacrificio. Hoy el papa es Pedro y es Francisco. Es la roca firme y el pobre de Asís al que el crucificado pidió restaurar su Iglesia.

Especial nuevo Sucesor de Pedro

> Francisco, papa pobre de una Iglesia pobre en un mundo de empobrecidos


06

Abril 2013

Especial nuevo Sucesor de Pedro

Una de sus homilías más hermosas

LA MISERICORDIA de DIOS Queridos hermanos y hermanas: Con gran alegría celebro por primera vez la Eucaristía en esta Basílica Lateranense, catedral del Obispo de Roma. Saludo con sumo afecto al Cardenal Vicario, a los Obispos auxiliares, al Presbiterio diocesano, a los Diáconos, a las Religiosas y Religiosos y a todos los fieles laicos. Caminemos juntos a la luz del Señor Resucitado.

fianza, no abandona, no corta los puentes, sabe perdonar. Recordémoslo en nuestra vida de cristianos: Dios nos espera siempre, aun cuando nos hayamos alejado. Él no está nunca lejos, y si volvemos a Él, está preparado

todo el patrimonio, es decir su libertad; el Padre con paciencia y amor, con esperanza y misericordia no había dejado ni un momento de pensar en él, y en cuanto lo ve, todavía lejano, corre a su encuentro y lo abraza con ter-

sus pies y en la herida de su costado. También nosotros podemos entrar en las llagas de Jesús, podemos tocarlo realmente; y esto ocurre cada vez que recibimos los sacramentos. San Bernardo, en una bella homilía, dice: «A

Celebramos hoy el segundo domingo de Pascua, también llamado «de la Divina Misericordia ». Qué hermosa es esta realidad de fe para nuestra vida: la misericordia de Dios. Un amor tan grande, tan profundo el que Dios nos tiene, un amor que no decae, que siempre aferra nuestra mano y nos sostiene, nos levanta, nos guía.

Especial nuevo Sucesor de Pedro

En el Evangelio de hoy, el apóstol Tomás experimenta precisamente esta misericordia de Dios, que tiene un rostro concreto, el de Jesús, el de Jesús resucitado. Tomás no se fía de lo que dicen los otros Apóstoles: «Hemos visto el Señor»; no le basta la promesa de Jesús, que había anunciado: al tercer día resucitaré. Quiere ver, quiere meter su mano en la señal de los clavos y del costado. ¿Cuál es la reacción de Jesús? La paciencia: Jesús no abandona al terco Tomás en su incredulidad; le da una semana de tiempo, no le cierra la puerta, espera. Y Tomás reconoce su propia pobreza, la poca fe: «Señor mío y Dios mío»: con esta invocación simple, pero llena de fe, responde a la paciencia de Jesús. Se deja envolver por la misericordia divina, la ve ante sí, en las heridas de las manos y de los pies, en el costado abierto, y recobra la confianza: es un hombre nuevo, ya no es incrédulo sino creyente. Y recordemos también a Pedro: que tres veces reniega de Jesús precisamente cuando debía estar más cerca de él; y cuando toca el fondo encuentra la mirada de Jesús que, con paciencia, sin palabras, le dice: «Pedro, no tengas miedo de tu debilidad, confía en mí»; y Pedro comprende, siente la mirada de amor de Jesús y llora. Qué hermosa es esta mirada de Jesús – cuánta ternura –. Hermanos y hermanas, no perdamos nunca la confianza en la paciente misericordia de Dios. Pensemos en los dos discípulos de Emaús: el rostro triste, un caminar errante, sin esperanza. Pero Jesús no les abandona: recorre a su lado el camino, y no sólo. Con paciencia explica las Escrituras que se referían a Él y se detiene a compartir con ellos la comida. Éste es el estilo de Dios: no es impaciente como nosotros, que frecuentemente queremos todo y enseguida, también con las personas. Dios es paciente con nosotros porque nos ama, y quien ama comprende, espera, da con-

de Jesús, de confiar en su paciencia, de refugiarme siempre en las heridas de su amor. San Bernardo llega a afirmar: «Y, aunque tengo conciencia de mis muchos pecados, si creció el pecado, más desbordante fue la gracia (Rm 5,20)» (ibid.).Tal vez alguno pudiese pensar: mi pecado es tan grande, mi lejanía de Dios es como la del hijo menor de la parábola, mi incredulidad es como la de Tomás; no tengo las agallas para volver, para pensar que Dios pueda acogerme y que me esté esperando precisamente a mí. Pero Dios te espera precisamente a ti, te pide sólo el valor de regresar a Él. Cuántas veces en mi ministerio pastoral me han repetido: «Padre, tengo muchos pecados»; y la invitación que he hecho siempre es: «No temas, ve con Él, te está esperando, Él hará todo». Cuántas propuestas mundanas sentimos a nuestro alrededor. Dejémonos sin embargo aferrar por la propuesta de Dios, la suya es una caricia de amor. Para Dios no somos números, somos importantes, es más somos lo más importante que tiene; aun siendo pecadores, somos lo que más le importa. Adán después del pecado sintió vergüenza, se ve desnudo, siente el peso de lo que ha hecho; y sin embargo Dios no lo abandona: si en ese momento, con el pecado, inicia nuestro exilio de Dios, hay ya una promesa de vuelta, la posibilidad de volver a Él. Dios pregunta enseguida: «Adán, ¿dónde estás?», lo busca. Jesús quedó desnudo por nosotros, cargó con la vergüenza de Adán, con la desnudez de su pecado para lavar nuestro pecado: sus llagas nos han curado. Acordaos de lo de san Pablo: ¿De qué me puedo enorgullecer sino de mis debilidades, de mi pobreza? Precisamente sintiendo mi pecado, mirando mi pecado, yo puedo ver y encontrar la misericordia de Dios, su amor, e ir hacia Él para recibir su perdón.

para abrazarnos. A mí me produce siempre una gran impresión releer la parábola del Padre misericordioso, me impresiona porque me infunde siempre una gran esperanza. Pensad en aquel hijo menor que estaba en la casa del Padre, era amado; y aun así quiere su parte de la herencia; y se va, lo gasta todo, llega al nivel más bajo, muy lejos del Padre; y cuando ha tocado fondo, siente la nostalgia del calor de la casa paterna y vuelve. ¿Y el Padre? ¿Había olvidado al Hijo? No, nunca. Está allí, lo ve desde lejos, lo estaba esperando cada día, cada momento: ha estado siempre en su corazón como hijo, incluso cuando lo había abandonado, incluso cuando había dilapidado

nura, la ternura de Dios, sin una palabra de reproche: Ha vuelto. Dios siempre nos espera, no se cansa. Jesús nos muestra esta paciencia misericordiosa de Dios para que recobremos la confianza, la esperanza, siempre. Romano Guardini decía que Dios responde a nuestra debilidad con su paciencia y éste es el motivo de nuestra confianza, de nuestra esperanza (cf. Glabenserkenntnis, Wurzburg 1949, 28). Quisiera subrayar otro elemento: la paciencia de Dios debe encontrar en nosotros la valentía de volver a Él, sea cual sea el error, sea cual sea el pecado que haya en nuestra vida. Jesús invita a Tomás a meter su mano en las llagas de sus manos y de

través de estas hendiduras, puedo libar miel silvestre y aceite de rocas de pedernal (cf. Dt 32,13), es decir, puedo gustar y ver qué bueno es el Señor» (Sermón 61, 4. Sobre el libro del Cantar de los cantares). Es precisamente en las heridas de Jesús que nosotros estamos seguros, ahí se manifiesta el amor inmenso de su corazón. Tomás lo había entendido. San Bernardo se pregunta: ¿En qué puedo poner mi confianza? ¿En mis méritos? Pero «mi único mérito es la misericordia de Dios. No seré pobre en méritos, mientras él no lo sea en misericordia. Y, porque la misericordia del Señor es mucha, muchos son también mis méritos» (ibid, 5). Esto es importante: la valentía de confiarme a la misericordia

En mi vida personal, he visto muchas veces el rostro misericordioso de Dios, su paciencia; he visto también en muchas personas la determinación de entrar en las llagas de Jesús, diciéndole: Señor estoy aquí, acepta mi pobreza, esconde en tus llagas mi pecado, lávalo con tu sangre. Y he visto siempre que Dios lo ha hecho, ha acogido, consolado, lavado, amado. Queridos hermanos y hermanas, dejémonos envolver por la misericordia de Dios; confiemos en su paciencia que siempre nos concede tiempo; tengamos el valor de volver a su casa, de habitar en las heridas de su amor dejando que Él nos ame, de encontrar su misericordia en los sacramentos. Sentiremos su ternura, sentiremos su abrazo y seremos también nosotros más capaces de misericordia, de paciencia, de perdón y de amor.


Abril 2013

07

Especial nuevo Sucesor de Pedro

Qué es la sucesión de pedro y cómo se realiza dad:

Jesús Velázquez

Qué se elige. Lo primero que hay que decir es que cuando se escoge un Papa se está eligiendo al Sucesor del Apóstol S. Pedro, que fue el primer obispo de Roma. Como Pedro fue la Cabeza del grupo apostólico, el Obispo de Roma sigue siendo el principal entre todos los Sucesores de los Apóstoles, que son los Obispos. Y, por lo tanto, Cabeza de la Iglesia Universal o Papa.

Roma es distinta a las demás diócesis

Es más, el Obispo de Roma nombra a los demás obispos (es decir, nos provee de Pastores), y acepta las renuncias de los mismos. Pero no hay una instancia superior a Roma para que con ella se pueda hacer algo similar.

Consecuencias de ser la primera en la cari-

- Su servicio y poder de intervención no depende de otro, y es supremo: No se puede apelar a nadie más allá de él. - Este servicio es total y pleno, no mayor ni distinto de los demás obispos. - E inmediato, es decir, sin necesidad de intermediarios. - Es también “ordinario” (la palabra viene de orden), sin ninguna delegación de nadie. - Y universal (se extiende a todas las comunidades de bautizados católicos y a cada uno de éstos en particular).

Pero no sólo esto: Al ser Obispo de Roma y Sucesor de Pedro, queda constituido en Primado de Italia (toda nación o país tiene su “obispo primado” –el primero, el más significativo, para servir a la unidad de la Iglesia que allí peregrina). También pasa a ser Metropolitano o Arzobispo de la provincia eclesiástica romana (recordemos que varias diócesis se agrupan en “provincias” para trabajar mancomunadamente; al frente de la provincia hay una Arquidiócesis presidida por un Arzobispo o Metropolitano). Se constituye en Patriarca de Occidente, al ser Roma el lugar donde se encuentran los restos del Apóstol Pedro y, por lo tanto, la sede más importante. Le sigue en importancia Constantinopla o Estambul, donde se encuentran los restos del hermano de Pedro, el Apóstol Andrés, Sede del Patriarca de Constantinopla. Luego siguen en importancia Jerusalén, Kiev, etc. Otra consecuencia del obispado romano es ser Jefe del Estado del Vati-

> La forma

de la Sucesión

Es Vicario (representante de Cristo) para su diócesis, como lo es todo Obispo.

Reunidos los Cardenales, sólo tienen voz y voto los menores de Recalquemos que los Obispos son 80 años. Los mayores, Vicarios (representantes) de Cristo si bien pueden asistir, mismo, no del Papa, para sus respec- sólo tienen voz. tivas diócesis.

Pero el Obispo romano, por lo que venimos diciendo, pasa a ser Vicario de Cristo no sólo para su diócesis, sino para la Iglesia toda, constituyéndose, como decíamos más arriba, en principio y fundamento VISIBLE de la unidad de la Iglesia dentro de su enriquecedora diversidad. Pasa asimismo a ser Cabeza del Colegio Episcopal y Pastor Universal de los fieles.

Cómo se elige. Primero digamos que para la reunión del cónclave (cardenales que elegirán al Sucesor de Pedro como Obispo de Roma), según el Código de Derecho Canónico Nº 355, la sede romana debe estar vacante (por fallecimiento o renuncia del obispo romano) o “impedida” (el obispo romano cautivo o en estado alterado evidente de sus facultades mentales o con imposibilidad cierta de gobernar). Si esto se produce en medio de un Concilio, éste se interrumpe, se reúnen los Cardenales (no todos los Obispos de un Concilio son Cardenales) y, una vez elegido el nuevo Sumo Pontífice, éste decide si el Concilio se reanuda o queda definitivamente suspendido hasta nueva convocatoria.

El número de Cardenales electores debe ser 120, aunque en el último Cónclave estuvieron presentes 115. No deja de tener su simbolismo éste número. Es 10 veces (totalidad) 12 (plenitud). Son la totalidad plena que se necesita para la elección, de toda raza, lengua y nación (recordemos que 12 eran las tribus del antiguo Pueblo de Dios, Israel, y 12 son los apóstoles sobre los cuales Jesús edifica voluntariamente su Iglesia). Aunque se puede modificar alrededor de éste número según los Cardenales nombrados menores de 80 años. Dirige las sesiones el Cardenal Camarlengo que, sin ser superior a los demás, sino el primero entre iguales, gobierna la Iglesia por esos momentos, teniendo precedencia sobre sus hermanos Cardenales.

Votan 4 veces por día, a fin de poder lograr Digamos por último, antes de ir a la los 2/3 más uno para forma de la elección, que el Obispo de Roma puede renunciar, pero no ante una instancia superior (ni el Concilio está por encima de él, ya que éste es convocado, presidido y ratificado por él, y el mismo Colegio Episcopal se considera siempre con su Cabeza, el Papa, y nunca sin ella). Su renuncia este ante sí mismo o, de un modo más espiritual e “invisible”, ante sólo Dios.

la elección. Luego de la 38º votación, la elección pasa a ser por mayoría simple, 1/2 más uno. Cuando no se ha logrado la mayoría, los papelitos con los votos de los cardenales se queman con una sustancia química que provoca humo negro (“fumata negra”), el cual sale por la chimenea vaticana indicando lo infructuoso de la votación, y avisando de la misma al pueblo romano que, expectante, espera divisar la humareda blanca (los papelitos de los cardenales que han logrado la mayoría quemados con una sustancia que produce la “fumata blanca”), para acudir jubilosos a la Plaza de San Pedro y participar del momento histórico de la presentación del elegido en el balcón de la misma. Si el elegido no llega a ser Obispo, lo ordena como tal el decano del Colegio Cardenalicio. Lo proclama ante los fieles con su nombre el Cardenal Protodiácono (“primer servidor”). Puede ser elegido cualquier varón bautizado.

Especial nuevo Sucesor de Pedro

Desde los primeros tiempos del cristianismo hay claros indicios de que se tenía conciencia cierta de que Roma es la Madre y Maestra de las demás iglesias particulares (diócesis). Éstas llevan al Obispo de la Urbe a dirimir sus cuestiones y problemas, hasta hacerse célebre una sentencia, que en latín dice: “Roma locuta, causa finita” (Roma habló, la causa se acabó o la cuestión se dirimió). Es clara la diferencia de la diócesis romana con las demás del mundo entero: Es la única que elige a su propio Obispo, por medio de los Cardenales de todo el mundo, que con su nombramiento quedan incorporados al clero de Roma. Ninguna diócesis elige a su Obispo por mayoría de su clero, salvo la romana.

razas y culturas.

El Obispo de Roma, como sucesor del Apóstol Pedro, se convierte en servidor de la Iglesia universal, PRINCIPIO Y FUNDA M E N TO PERMANENTE Y VISIBLE DE LA UNIDAD de la misma dentro de su diversidad de

cano, lo que da a la Iglesia independencia de los poderes temporales, al ser el mismo Santo Padre Jefe de Estado de una Nación independiente.


08

Abril 2013 10 cuestiones sobre el sexo que todos debiéramos tener en cuenta

Páginas centrales

¿Cómo vivir una sexualidad plena? Actualmente la palabra “amor” se ha convertido en una de la palabras más utilizadas y también más manipuladas; con esta palabra justificamos una serie de actitudes y conductas que hablan de un actuar instintivo, más que racional y espiritual.

uno ¿Qué es la sexualidad? La palabra sexualidad viene del latín “secare” que significa “separar”. Hace dos o tres millones de años, las primeras células se reproducían haciendo copias idénticas a la original. Pero, Dios tenía otros planes y muy pronto hizo que en la naturaleza hubiese ‘separación’ de dos sexos, apareciendo así la variedad y la complementariedad. Ése es el origen de la sexualidad. La sexualidad es una dimensión esencial y hermosa que todos recibimos para la complementariedad y la solidaridad.

dos Somos seres sexuados Esto implica que desde nuestra concepción pertenecemos a uno de los dos sexos, lo cual no sólo nos diferencia por los cromosomas (XY para los varones y XX para las mujeres) o los genitales, sino también por la distinta psicología, afectividad y la forma de relacionarnos con los demás y con Dios, ya que nuestra sexualidad afecta a todas las demás dimensiones.

tres

No confundir sexualidad con genitalidad

La mayoría de las personas cuando oyen hablar de sexualidad enseguida piensa en la práctica sexual (“en tener sexo”). Pero, no comprenden que las relaciones sexuales físicas o genitales son sólo una parte de la sexualidad, pero no lo es todo. Incluso

hay muchas personas que no tienen nunca relaciones sexuales físicas (los llamados célibes) y no dejan, por eso, de ser sexuados, simplemente desarrollan su sexualidad de manera diferente. Pero, reducir la sexualidad a la genitalidad o al erotismo

lleva a muchos problemas y traumas. De hecho, Satanás sabe que la sexualidad es algo muy fuerte en nuestras vidas y muy fácil de manipular; por ello, dedica gran parte de sus esfuerzos a pervertir sexualmente a niños y jóvenes para tenerlos domi

¿Para qué nos dio DIOS la sexualidad? Dios nos regaló la sexualidad para que pudiéramos diferenciarnos (hombres y mujeres) y como un instrumento de reproducción y propagación de la especie humana. Sin embargo, Dios al redimirnos en Cristo le dio un sentido sobrenatural a nuestra sexualidad,

como leemos en 1 Corintios 6, 20: “Glorifiquen a Dios con su cuerpo”. Lo cual significa que Dios no sólo es glorificado por nuestra alma, sino también por todo lo que hagamos con nuestra dimensión corporal y sexual.

Esto implica: nuestra forma de tratar a los otros, nuestra manera de pensar en los otros, nuestro servicio y entrega por los otros y –por supuesto– las relaciones sexuales físicas o genitales en el caso de los esposos.

nados el resto de sus vidas. De ahí que una recta visión de la sexualidad sea algo tan necesario en nuestra vida cristiana.

cuatro Para los esposos –y sólo para ellos– las relaciones íntimas sexuales pueden ser la mejor manifestación de la plena comunión entre ellos, ya que se unen en cuerpo y alma. Los que no están casados no están preparados todavía para las relaciones sexuales corpora-

les porque no tienen la base necesaria para ellas, que es el compromiso permanente mutuo y la apertura a los hijos. Tener relaciones sexuales sin estar casados es un acto de egoísmo e irresponsabilidad porque sólo se busca el propio placer.

cinco ¿Cómo educar la sexualidad? Tenemos que cultivar la virtud de la castidad, que es dominar nuestras tendencias y encauzar las energías sexuales de acuerdo a la vocación que cada uno tenga. El vicio contrario a la castidad es la lujuria, que nos hace esclavos de la pasión. Para cultivar la castidad, el Señor nos ofrece estos medios: • Descubrir la vocación de estado a la que Dios nos llama (en torno a los 10-15 años) y vivir de acuerdo a ella. Puede ser la vocación al matrimonio o la vida célibe (consagración u ordenación sacerdotal). • Tener una fuerte vida de unión con Dios a través de la oración permanente, la santa Misa, la confesión y la devoción a María. • Vivir asociados con otros, luchando por la justicia y por los empobrecidos. Así no nos miraremos a nosotros mismos. • Tener una adecuada educación sexual, de acuerdo a la edad de cada uno y sin las manipulaciones del sistema.


Abril 2013

seis

09

¿Cómo quiere Dios que vivamos la castidad?

Hay dos posibilidades: Como célibes o casados. •Los célibes: son aquellos que se consagran con corazón indiviso al Señor, incluyendo su sexualidad; por lo tanto, renuncian a tener familia por amor a Dios y a los hermanos, para poder servir-

les mejor. •Los casados: ellos sí están llamados a vivir su sexualidad incluyendo la entrega física del uno al otro. La relación sexual en el matrimonio tiene dos fines que son inseparables el uno del otro: a) La dimensión uni-

tiva: el diálogo y amor entre los esposos, que incluye el placer. b) La dimensión procreativa: estar abiertos a los hijos que Dios quiera mandar, ya que los hijos son un don de Dios, no un derecho nuestro; al que no se

pueden poner limitaciones con métodos anticonceptivos. Para practicar la paternidad responsable y regular el nacimiento de los hijos, Dios nos ha dado la posibilidad de conocer los días en que la esposa no es fértil (son los llamados “métodos naturales”).

Aquellos que todavía permanecen solteros, pero que están llamados al matrimonio, deben vivir absteniéndose de toda relación sexual física.

siete

¿Cuáles son los pecados contra la castidad? En el caso de los no casados, la fornicación y las relaciones prematrimoniales. En el caso de los esposos, el adulterio y el uso de anticonceptivos. Tanto casados como solteros y célibes, deben luchar tam-

ocho

bién contra estos pecados: • La masturbación: que es buscar el placer solitario. Ya vimos que la sexualidad es para el amor, para el encuentro. Vivirla individualmente es pervertirla.

• Las prácticas homosexuales: la Iglesia no condena a los que tengan esta inclinación, sino más bien los ayuda para que curen la raíz de su problema, que es un trauma afectivo, pero siguiendo la Sagrada Escritu-

ra sí condena las relaciones sexuales de dos personas del mismo sexo. • Los pensamientos, deseos, miradas y conversaciones impuras. Igualmente es muy peligrosa la pornografía, tan difundida hoy en

Internet, en películas y hasta en el celular. La pornografía y la prostitución son negocios muy fuertes hoy día y esclavizan (literalmente) a millones de personas. ¡No colabores con ellos!

¿Por qué evitar la lujuria?

“¿No saben que sus cuerpos son miembros de Cristo? ¿Y haré de los miembros de Cristo miembros de una prostituta? ¡De ninguna manera! Saben de sobra que quien se une a una prostituta se hace un solo cuerpo con ella, pues, como dice la Escritura, serán los dos uno solo. En cambio, el que se une al Señor se hace un solo espíritu con él. Eviten la lujuria. Cualquier otro pecado cometido por el hombre queda fuera del cuerpo, pero el lujurioso peca contra su propio cuerpo. ¿O es que no saben que su cuerpo es templo del Espíritu Santo que han recibido de Dios y que habita en ustedes? Ya no se pertenecen a ustedes mismos, porque han sido comprados ¡y a qué precio!; den, pues, gloria a Dios con su cuerpo” 1 Cor 6, 15-20.

nueve

¿Cómo hacer para no pecar contra la castidad en la juventud? Muchos jóvenes, que eran piadosos en su infancia y adolescencia, se alejan de Cristo y de su Iglesia porque no se les ayuda a vivir adecuadamente la virtud de la castidad, sobre todo por no hablarles claro en lo referente al noviazgo. Aquí tienen unos criterios esenciales para evitar tanta confusión: a)No a los noviazgos prematuros: El noviazgo verdadero es la preparación inmediata al matrimonio cristiano. Por tanto,

El prestigioso Dr. Enrique Alemán escribió lo siguiente: “El uso del condón no resuelve el problema, más bien lo agrava, pues el mensaje queda claramente enunciado: muchachos y muchachas tengan sexo, cuando quieran y con quien quieran, que eso no es problema, tienen derecho a darse ese placer; lo malo, lo irresponsable es no usar el condón y así evi-

sólo tiene sentido si los dos tienen claro que pronto se van a casar. No es aconsejable iniciar un noviazgo cuando se es muy joven (preferible de los 20 años en adelante) porque todavía no están en capacidad para mantener una familia con autonomía de los padres. Y tampoco debe durar mucho: entre un año y dos es suficiente. b)El noviazgo no es para conocerse, sino para planificar: para conocerse bien, los jóvenes deben tener grupos

REFLEXION

tar el embarazo y una enfermedad de transmisión sexual. Este mensaje es falso, equivocado.

de amigos en los que no haya relaciones de exclusividad, sino de respeto y libertad, en donde van a ir reconociendo a la persona que Dios les tiene preparada para ser su futuro cónyuge. Después de años de amistad, llegará un día en que se comprometan a ser novios para planificar su futura familia. c)Diferenciar enamoramiento de encaprichamiento: muchas personas confunden “gusto” o encaprichamiento

miso serio, maduro, responsable como es el matrimonio. Muchas personas objetarán diciendo que esto es imposible, que es muy diHay muchos que entendemos la fícil, que la naturaleza humana no relación sexual como algo maravi- está hecha para estos conceptos. lloso, que nos permite llevar una Sólo puedo responder diciéndoles vida matrimonial y, por lo tanto, que estoy de acuerdo con que es familiar más rica, tolerante, gene- difícil, es una lucha, pero que no rosa que lleva a una vida plena y es imposible, que vale la pena ese madura, pero, cuando la realiza- esfuerzo. También es difícil trabamos en el marco de un compro- jar duro y honradamente para lle-

con el verdadero amor. Cuando es capricho se tiene mayor interés en la apariencia física y el contacto físico, se comienza muy de prisa, el interés por la otra persona es fluctuante, muy intenso y seguro un día, pero con dudas otro día, hace a la persona distraída, olvidadiza, irresponsable y egoísta, ya que piensas en lo que el otro puede hacer por ti y no en lo que tú puedes hacer por el otro.

diez

var adelante una profesión y una familia; también es difícil decir la verdad siempre; también es difícil saber olvidar y perdonar; también es difícil alegrarse del éxito de los demás a pesar del fracaso profesional o económico de uno; también es difícil levantarse una y otra vez, no importa cuántas veces nos hayamos equivocado o caído. Vivir valores y una vida digna es difícil”.


10

Abril 2013

IGLESIA EN GUAYANA

Las indulgencias en nuestra Diócesis ¿Que es una Indulgencia? “La indulgencia es la remisión ante Dios de la pena temporal por los pecados, ya perdonados, en cuanto a la culpa, que un fiel dispuesto y cumpliendo determinadas condiciones consigue por mediación del a Iglesia, la cual, como administradora de la redención, distribuye y aplica con autoridad el tesoro de las satisfacciones de Cristo y de los Santos” (Catesismo,1471). ¿Qué es lo que se perdona con la Indulgencia? No se perdonan los pecados, ya que el medio ordinario mediante el cual el fiel recibe de Dios el perdón de sus pecados en el sacramento de la Confesión (Cf Catecismo,1486). Pero, según la doctrina católica, el pecado entraña una doble consecuencia: lleva consigo una “pena eterna” y una “pena temporal” y esto es lo que “borra” una indulgencia. ¿Quiénes pueden obtener esta Indulgencia? Todos los fieles verdaderamente arrepentidos, debidamente confesados, que hayan comulgado sacramentalmente y que recen según las oraciones del Papa Benedicto XVI. Los fieles que por “enfermedad o justa causa” no puedan salir de casa o del lugar donde se encuentren, también podrán obtener la indulgencia plenaria.

Decreto del Sr. Obispo de Ciudad Guayana sobre las Indulgencias en este año de la Fe ¿Cómo obtener o ganar, la Indulgencia Plenaria por el Año de la Fe? (Tomado por Decreto de la Penitenciaría Apostólica) a. Cada vez que participen al menos en tres momentos de predicación durante las sagradas Misiones, o al menos, en tres lecciones sobre los actos del concilio Vaticano II y sobre los artículos del Catecismo de la Iglesia en cualquier iglesia o lugar idóneo; b. Cada vez que visiten en peregrinación una basílica papal, una catacumba cristiana o un lugar sagrado designado por el Obispo del lugar para el Año de la Fe y participen allí en una ceremonia sacra o, al menos, se recojan durante un tiempo de meditación y concluyan con el rezo del Padre Nuestro, la profesión de fe en cualquier forma legítima, las invocaciones a la Virgen María y, según el caso, a los santos apóstoles o patronos. c. Cada vez, en los días determinados por el Obispo del lugar para el Año de la Fe, que participen en cualquier lugar sagrado en una solemne celebración eucarística o en la liturgia de las horas, añadiendo la Profesión de fe en cualquier forma legítima.

d. Un día, elegido libremente, durante el año de la Fe, para visitar el baptisterio o cualquier otro lugar donde recibieron el sacramento del Bautismo, si renuevan las promesas bautismales de cualquier forma legítima. wwwAdemás de estas indicaciones generales de la Signatura Apostólica se podrán beneficiar de estas Indulgencias en nuestra Diócesis: • en cada parroquia o vicaría en las fiestas patronales • y en las visitas programadas que realicen las parroquias al Santuario Diocesano de la Inmaculada Concepción del Caroní, Y en las siguientes Parroquias: • Parroquia San Buenaventura (Zona I), por su año jubilar, • la Pro Catedral Nuestra Señora de Fátima (Zona III), • la Parroquia San Antonio de Padua de Upata (Zona IV), • la Parroquia Nuestra Señora de Belén en Tumeremo (Zona V) • y la Parroquia San Pedro y San Pablo(Zona VI). Los bendigo de todo corazón con afecto paternal. En Ciudad Guayana, a los 10 días del mes de marzo de 2013, Cuarto Domingo de Cuaresma. Mons. Mariano José Parra Sandoval

Fiesta de la Divina Misericordia en Ciudad Guayana


Abril 2013

11

Más de 3700 personas presentes en la Consagración del nuevo Obispo de origen guayanés

Zaily Navas

Mons. Angel Caraballo: “Me voy alegre a Maracaibo” Abarrotado con más de 3700 fieles cargados de fe y oración en el gimnasio cubierto Hermanas González, del Centro Total de Entretenimiento “CTE Cachamy” en el Estado Bolívar, se convirtió de casa para el deporte en templo de Dios, al servir de sede para la eucaristía de Consagración Episcopal del nuevo obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Maracaibo nombrado por el Papa Benedicto XVI desde el pasado 19 de noviembre del 2012.

“La misión que me encomiendan supera mis fuerzas pero no las del que me llamó, por eso acepto está tarea”. Con estas palabras dio inicio sus palabras el nuevo obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Maracaibo, luego de la Eucaristía donde fue consagrado al episcopado, como sucesor de los apóstoles.

Mons. Caraballo fue consagrado por Mons. Ubaldo Santana, obispo titular de la Arquidiócesis de Maracaibo, quien a su vez también lo ordenó 21 años atrás como Sacerdote, mientras era Obispo de Guayana. “Móntate, Ángel, en la barca del Señor”, dijo Mosn. Santana, y añadió, “te invito a remar mar adentro”, motivándolo así a traba-

jar con fe guiado por el Señor. La ceremonia también estuvo co-presidida por Mosn. Marino Parra Sandoval, obispo de la Diócesis de Ciudad Guayana, Mons. Ulises Gutiérrez, arzobispo de Ciudad Bolívar y por Mons. Pietro Parolin, Nuncio Apostólico en Venezuela; a ellos se les sumaron 20 obispos de las diferentes latitudes del país, al igual que sacerdotes fuera de la diócesis, el clero guayanés y religiosas de diferentes congregaciones.

Entrada de Gozo. Todas estas personalidades más los fieles recibieron a las 9:30 de la mañana del pasado 16 de febrero al hoy Obispo con una ovación de aplausos y oraciones de alabanzas a Dios, quien venía acompañado por Mons. Parra Sandoval, que como padre orgulloso del logro de un hijo, emanaba fe-

licidad en el recorrido de salutación. Por su parte, Mons, Mariano Parra Sandoval, inició sus palabras diciendo: “Con las palabras del salmista `Dios ha sido grande con nosotros y estamos alegres”, expresó sus sentimientos al iniciar la ceremonia de ordenación, al mismo tiempo recordó la visita del hoy Beato, Papa Juan Pablo II en el año 1985, hecho en el cual el recién consagrado Obispo guayanés, Mons. Angel Caraballo asegura haber recibido ese llamado a servir al Señor en la vida del sacerdocio. Mons. Caraballo, con un espíritu de humildad, señaló que en la tierra amada del sol comenzará su gran escuela en la carrera episcopal que ahora emprende, “En la Arquidiócesis de Maracaibo aprenderé a ser obispo” y añadió, “en mi tendrán un obispo bueno y

prudente”, al mismo tiempo agradeció a todos los que le acompañaron en este proceso y trabajaron para la organización de este evento, refiriéndose con amor de hijo a Mons. Mariano Parra Sandoval, obispo de la diócesis de Ciudad Guayana, estado Bolívar. “gracias por ese amor de padre que me ha dado…” La alegría emanaba de los fieles al escucharlo, sobre todo en los zulianos radicados en la región sobre todo cuando decía: “Me voy alegre a Maracaibo, voy a sembrarme en esa tierra bendecida por Dios y la Chinita, voy con un corazón totalmente abierto y dócil, voy a conocer ese hermoso pueblo con toda su pluralidad cultural y así encarnarme para compartir su cultura, su alegría, sus gozos, sus derrotas y sus éxitos”.

Distintas retrospectivas de la Consagración episcopal de Mons. Ángel Caraballo

IGLESIA EN GUAYANA

El Nuevo obispo auxiliar de Maracaibo nació el 30 de mayo de1965 y fue ordenado como sacerdote el 7 de diciembre de 1991, por monseñor Ubaldo Santana, obispo titular de la Arquidiócesis que lo recibe. En Guayana estuvo en 3 parroquias durante 21 años de servicio: Nuestra Sra. de Fátima, Nuestra Sra. del Valle y Santísimos Pedro y Pablo respectivamente, además de impartir clases de Derecho Canónico en el Seminario Mayor de Ciudad Bolívar “Buen Pastor”.


12

IGLESIA EN GUAYANA

El rito de la consagración. Antes de la homilía, se dio la presentación del elegido, seguidamente de la explicación, se escucharon las promesas de Mons. Caraballo antes de ser consagrado, y luego postrado en el suelo y con el canto de las letanías trascurría el rito de la consagración en el que con la imposición de las manos, de los evangelios y el santo Crisma se ungía y preparaba al nuevo sucesor de los apóstoles. Es parte de rito también entregar los evangelios, para que anuncie la palabra con sabiduría y perseverancia, el anillo le indica al Obispo su fidelidad

Abril 2013 con la Iglesia. Mientras que la mitra significa la plenitud del sacerdocio de Cristo y el báculo simboliza la misión a presidir y que como Obispo apacienten el pueblo de Dios. Una vez finalizado el rito al nuevo obispo se le concedió la oportunidad de sentarse en la silla principal a lado de los celebrantes, y justo ahí un mar de aplausos y lagrimas reinó en el ambiente, al mismo tiempo que sus padres Jesús María Caraballo y su esposa Otilia de Caraballo fueron a abrazarlo. El jubilo para Guayana era único, “más que un Padre u Obispo es un amigo”, decía José Naveda, feligrés de la parroquia Virgen de Valle, segundo tempo donde estuvo

Mosn. Ángel Caraballo, es sus años de presbiterado.

El legado que deja Mons. Ángel Mons. Ángel Francisco Caraballo Fermín deja un legado de amor y profundo servicio, se lleva a Maracaibo un gran aprendizaje y aunque para él en sus entrevistas una de las frases más usada fue “tengo sentimientos encontrados”, por la alegría de ser llamado por el Señor, y por la nostalgia de dejar sus tierras de origen, hoy por hoy está dispuesto dejaste llevar por quien lo llama y a ser “servidor de todos” lema del nuevo obispo plasmado en su Escudo Episcopal.

Jóvenes llevaron alegría a la Consagración de Monseñor Ángel Caraballo El entusiasmo y gozo que caracteriza a los jóvenes pertenecientes a la Pastoral Juvenil de la Diócesis de Ciudad Guayana, también se sintió este sábado 16 de febrero, día en que la feligresía católica celebró la Ordenación Episcopal del Presbítero Ángel Caraballo, primer obispo nacido en la tierra guayanesa. Bajo la consigna, “esta es la juventud del Papa”, jóvenes de toda la diócesis se sumaron a la acostumbrada caminata que realizan para festejar el Día de la Juventud, esta vez desde la parroquia Virgen del Valle, hasta el gimnasio Hermanas González, donde se llevaría a cabo la Santa Eucaristía. Así, contagiando a peatones, conductores, comerciantes y familias guayanesas, los feligreses también expresaron sus impresiones de poder presenciar desde su mundo joven tan importante momento para la iglesia, como otra evidencia del amor de Jesucristo hacia sus fieles. Romy Robles, joven perteneciente a la parroquia Nuestra Señora de Coromoto, ubicada en la urbanización Los Olivos de Puerto Ordaz y quien formó parte de los más de 120 voluntarios del protocolo, manifestó que “es un honor profundo que no nos da palabras para describir el orgullo

que tenemos como feligresía de participar en esta consagración del primer Obispo Guayanés”. Asimismo, visiblemente emocionada de conocer el trabajo pastoral de Monseñor Caraballo siendo sacerdote, ahora designado Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de Maracaibo, dijo: “Dios Santísima Trinidad ha bendecido a esta tierra y seguirá bendiciéndola a través del clero”. Por su parte, Félix Chacón, joven perteneciente a la parroquia San Antonio María Claret del sector Nueva Chirica en San Félix, explicó sentir un gran respeto por haber vivido tan importante momento, en el que sin duda sintió la presencia de Dios en la alegría de tanta gente. Finalmente, agradeció la atención que tuvo Monseñor Caraballo, para recordarle a los fieles el compromiso de trabajar por lograr la materialización de la catedral para Ciudad Guayana y que estas palabras resonaran en las autoridades regionales como el gobernador del estado Bolívar, quien de la mano de Monseñor Mariano Parra Sandoval, expresara su apoyo a este sueño de todos los guayaneses. “Antes de irse para Maracaibo monseñor dio su granito de arena para que Guayana tenga su catedral”, dijo Chacón.


Abril 2013

13

CAMINO DEL LAICO COMPROMETIDO Rafael Primera

Conocer a Jesús y seguirlo sería el camino directo para lograr dicho propósito, pero esto es difícil de lograr para la mayoría; y con esto me refiero a las estadísticas, ya que somos como católicos el 21% de la población en el mundo, y de allí surge la pregunta obligada ¿cuántos católicos hacemos de Jesús centro de nuestras vidas?, ¿si la totalidad fuera verdaderamente cristiana el mundo fuera mejor?

O sea que solo el 25% a lo máximo estaría dispuesto a realizar una conversión permanente a través de la oración, los sacramentos, los mandamientos; en otras palabras transitar por el camino a la Santidad y llegar a hacer verdadera Comunidad Cristiana en cualquier ámbito de nuestra sociedad a través de cualquier tipo de Apostolado dando y siendo testimonio vivencial de nuestro Señor Jesucristo. Los encuentros con Jesús a veces son producto de un acontecimiento en nuestras vidas que nuestra razón finita atina a apuntar a un deseo divino de ocu-

Otra característica que se observa es que muchos padres y representantes católicos desconocen la Biblia, y lo peor aún, nunca han leído la Biblia. Ante esta verdad debemos accionar para que todos se enamoren de la Palabra de Dios escrita, que se encuentra impresa en la Biblia y eso ayudará a cumplir el objetivo o misión de cada laico que es tener a Jesús como centro de nuestras vidas.

Tenemos muchas formas de hacerlo, una es a través de cualquier apostolado, que debe estar siempre en crecimiento de conocimiento y espiritualidad; y es por ello que el círculo virtuoso de Santidad es un caminar en continuo peregrinaje para garantizar frutos en la cosecha, donde el granero es la Comunidad, que Jesús siembra en nuestros corazones. Siempre debe estar a flor de labios el Evangelio de Jesús, pero ésta debe ser reflejada ante el espejo del testimonio de vida, si no caerá en el camino, donde las aves se la comerán ( Mt 13,4 ), es por ello que la difusión de La Palabra Divina debe estar respaldada con obras, con la mano y corazón abiertos al prójimo en cualquier circunstancia de nuestras vidas o con Voluntariado Social que en forma planificada articule un pedacito de cielo a los más necesitados. Con la mayor fuerza de mi cariño, les escribo estas humildes líneas de Laico.

Una vez que Jesús es centro de nuestras vidas, y vamos transitando el camino de la Santidad, existe un accionar divino del Espíritu Santo, donde constatamos una conversión permanente, donde somos conscientes de nuestra naturaleza pecadora, pero con una fe creciente que se apalanca en los sacramentos que nos dejó Jesús, y nos provee el Magisterio de la Iglesia. Importante es resaltar que el transito a la Santidad, que no es una meta sino un camino, nos invita, a no ser intimista ni individualista, a no quedarnos en un golpeteo de pecho de corazón infértil; en cambio el llamado es a ser semilla para la creación, formación y mejoramiento continuo de verdaderas comunida-

El servicio que buscabas en

PAPELERÍA, MATERIALES DE OFICINA, CONSUMIBLES y mucho más

Te lo llevamos hasta tu casa u oficina sheldonrivasca@gmail.com

@sheldonrivas Teléfonos: 04163910926; 04148792787

RIF: J-08001463-4.

Una pequeña muestra es lo que acontece en la población de adultos y representantes que realizan Catequesis en mi parroquia, y de allí surgen unas estadísticas con sus realidades preocupantes que ameritan reflexión para ocuparse a trabajar con calidad y de forma más eficaz por los católicos pasivos que hacen vida anémica en nuestra Iglesia: de la totalidad de inscritos en la catequesis de adultos asisten en forma irregular solo el 50% de los padres y representantes inscritos, y de ese porcentaje solo el 50% manifiesta una actitud abierta a la conversión y al encuentro con Jesús.

Se requiere en primer lugar, aparte de la oración de petición de ayuda al Señor; mejorar en calidad la Evangelización, así como lo sugiere los párrafos 29 y 30 de la IV Conferencia General del Episcopado Latinoamericano Santo Domingo, donde se exhorta a que se aplique nuevos métodos en la Evangelización, aprovechando la tecnología para que llegue a todos en forma creativa, pedagógica sin perder el norte del objetivo evangelizador y considerando las particularidades de las culturas de las personas (inculturización).

des cristianas, donde seamos capaces de promovernos y promover hombres nuevos; ésa es la forma de hacer palpable el Reino de Dios entre nosotros.

IGLESIA EN GUAYANA

Sumergidos y a veces alienados por los bienes y placeres terrenales, generalmente no somos capaces de entender y comprender el propósito de vida que Dios nos tiene para cada uno de nosotros, a pesar de que pudiéramos tener éxitos y aplausos mundanos (1 Jn 3,15-17).

rrencia. Pero existe una realidad que está a nuestro a alcance y es lo que debemos aprovechar todos los discípulos misioneros, en el apostolado de catequesis, porque allí tenemos la oportunidad de ser instrumentos de conversión de muchas almas y por ende ayudar a que sea mas humana la humanidad. (Directorio General de Catequesis, párrafo 86).

CALLE ESPAÑA CRUCE CON PORTUGAL URB. LOS OLIVOS

Teléfonos: 0286/9614578-9617910


14

Abril 2013

Cientos de católicos celebran Misa Crismal junto al Obispo

Feligresía guayanesa de fiesta IGLESIA EN GUAYANA

Inés Liconti Entre cantos, palmas y sobre todo mucho entusiasmo la Iglesia Católica de Ciudad Guayana celebró la Misa Crismal el sábado previo al Domingo de Ramos, y aunque en años anteriores se realizaba en la Pro-catedral Nuestra Señora de Fátima, en esta ocasión la cita tuvo lugar en la Parroquia “San Buenaventura” con motivo de su año jubilar por su 50 aniversario. Con una solemne procesión, los feligreses recibieron a Monseñor Mariano José Parra Sandoval, obispo de la diócesis, quien acompañado de sus sacerdotes celebró la tradicional Misa Crismal, en un templo desbordado por la asistencia de casi mil personas procedentes de las distintas parroquias, movimientos y órdenes religiosas que hacen vida en la ciudad. Monseñor Mariano Parra explicó que en

la Misa Crismal tienen lugar dos ritos de vital importancia. Por una parte se bendicen los óleos que se usan en los sacramentos: el de catecúmenos, el de los enfermos y el santo crisma, este último utilizado tanto en el bautismo como en la consagración de personas, altares y templos a Dios. Además es la ocasión para que los presbíteros renueven sus promesas sacerdotales ante su obispo. Por su parte, Matías Camuñas, párroco de San Buenaventura, manifestó sentirse honrado de que una celebración tan importante como la misa crismal, en la que la iglesia diocesana renueva su fe, se haya realizado en ese templo en el cual han tomado posesión los últimos tres obispos. El obispo exhortó a los presbíteros que “a consagrarse a sus

comunidades en el servicio, no como meros funcionarios públicos sino como hombres de fe elegidos para hacer llegar la gracia a los demás hermanos” al tiempo que les recordó las palabras del beato Juan Pablo II: “Como anunciadores de Cristo se nos invita a vivir en intimidad con Él”. También hizo un llamado a los feligreses a “mirar con amor a nuestros sacerdotes y a rezar por ellos, pues son un hermoso regalo de Dios”. Un momento muy emotivo se vivió cuando Monseñor Mariano abrazó y dio el saludo de paz a los más de cuarenta sacerdotes que asistieron a la celebración. La Misa Crismal culminó con el envío de los jóvenes a la misión, anunciando a Cristo con renovado entusiasmo y mediante la imposición de las manos y una oración especial se les encomendó esta tarea.

Se llama Misa Crismal a la que celebra el obispo con todos los presbíteros y diáconos de su diócesis. Es una de las principales manifestaciones de la plenitud sacerdotal del obispo, que ha de ser tenido como el gran sacerdote de su grey, y como signo de la unión estrecha de los presbíteros con él.

EL SENTIDO DE LOS ÓLEOS

Los santos oleos, que se bendicen o consagran en la Misa crismal por el obispo, son de tres clases: el crisma, el óleo de los catecúmenos y el óleo de los enfermos. La sustancia de los óleos debe ser de aceite de oliva o de otros aceites vegetales si es difícil conseguir el de oliva. Al crisma se le añade algún bálsamo o aroma para obtener una fragancia simbólica y también por motivos prácticos: para distinguirlos de los otros óleos. La preparación del crisma se puede hacer privadamen­te antes de su consagración, o bien hacerla el obispo en la misma acción litúrgica. La consagración del crisma es de competencia exclu­siva del obispo, sólo en caso de necesidad podría hacerlo un presbítero pero siempre dentro de la celebración del sacramento. Los párrocos tienen la obligación de recoger y custodiar dignamente los santos óleos para su uso en los sacramentos en los que se precisan. La liturgia cristiana ha aceptado el uso del Antiguo Tes­tamento, cuando eran ungidos con el óleo de la consagra­ción los reyes, sacerdotes y profetas, ya que ellos prefigu­raban a Cristo, cuyo nombre significa «el Ungido del Se­ñor». Del mismo modo se significa con el santo crisma que los cristianos, injertados por el bautismo en el misterio pas­cual de Cristo, han muerto, han sido sepultados y resuci­tados con él, participando de su sacerdocio real y proféti­co, y recibiendo por la confirmación la unción espiritual del Espíritu Santo, que se les da. El crisma se consagra, los otros óleos solamente se bendicen. Hay que aclarar antes de seguir que no es lo mismo bendecir (bene-dicere, o sea desear algo bueno) que consagrar (hacer sagrada una cosa). La palabra “crisma” es griega y denomina un ungüento aromático mezcla de aceite y bálsamo oloroso. Su etimología proviene de “chrio”, ungir, que ha dado origen al término “Cristos” que significa ”El Ungido”. De ahí deriva la palabra Cristo, con la que designamos al Salvador. El sacerdote encargado de su custodia debe velar para que se renueve cada año. Los óleos del año anterior deben quemarse o si sobran en gran cantidad pueden consumirse en alguna lámpara. No obstante, si no hubiese disponible el del año, el sacramento impartido con él sería válido. ¿Cuándo se usa el santo crisma? El crisma, que es bendecido y consagrado por el obispo se utiliza para el sacramento del bautismo. Con este crisma son ungidos los nuevos bautizados en la coronilla tras el baño del agua. También son signados en la frente los que reciben la confirmación para significar la donación del Espíritu. En la ordenación de presbíteros y obispos se ungen las manos de los presbíteros y la cabeza de los obispos. Por último con el crisma se ungen las paredes y los altares en el rito de la consagración de iglesias. Con el óleo de los catecúmenos se preparan y disponen para el bautismo los mismos catecúmenos. Este óleo extiende el efecto de los exorcismos, para que los bautizandos reciban la fuerza pa­ra renunciar al diablo y al pecado, antes de que se acerquen y renazcan de la fuente de la vida. Con el óleo de los enfermos, en el rito hoy llamado de Unción de enfermos y antes extremaunción, és­tos son aliviados en sus enfermedades. Es diferente del Viático, conceptos ambos que abordaremos en un próximo artículo. El óleo de los enfermos re­media las dolencias de alma y cuerpo de los enfermos, pa­ra que puedan soportar y vencer con fortaleza el mal, y conseguir el perdón de los pecados. No sólo está indicado para los moribundos: también es aconsejable ungir a los enfermos graves o ancianos ya muy deteriorados en su salud. Lo anterior implica que puede recibirse más de un vez, si hay mejoría y posterior agravamiento. Según la costumbre tradicional de la liturgia latina la bendición del óleo de los enfermos se hace antes de fi­nalizar la Plegaria eucarística; la bendición del óleo de los catecúmenos y la consagración del crisma tiene lugar después de la comunión. Por razones pastorales, se puede hacer todo el rito de la bendición después de la liturgia de la Palabra.


Abril 2013

15

Más sobre los mormones año 1880 a formar parte del libro canónico o sagrado de los mormones Perla de Gran Precio.

Respuesta: Estimado Sr. Wilmer, El fundador de los mormones, o de la secta denominada Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, compró a un vendedor sin escrúpulos en el año 1835 un papiro (ver foto), fruto del expolio arqueológico, tan común entonces, que se daba en el lejano Egipto. Joseph Smith pensó que si ofrecía una traducción coherente a sus seguidores, podría mantener en el engaño al rebaño que le seguía, presentán-

dose como un verdadero profeta y visionario, tal como explicó recientemente Vicente Jara, miembro de la Red Iberoamericana de Estudio de las Sectas (RIES). El Libro de Abraham es el libro que escribió a partir de aquel ligero texto egipcio. Nace de la traducción veraz, “una traducción de los papiros mismos que escribió Abraham cuando estaba en Egipto, hecho por su propia mano”, según sus propias palabras. Dicho libro pasó en el

En este tipo de visiones, traducciones y escritos de libros sagrados, se funda la verdad de la secta de Salt Lake City. Sin ser un libro doctrinal para el grupo, el Libro de Abraham marca el modo de hacer de su fundador, que también tradujo las supuestas planchas doradas para El Libro de Mormón. Si bien dicho papiro se pensó perdido en el famoso incendio de Chicago del año 1871, no fue tal, sino que en el año 1967 apareció, para gran expectación del mundo mormón: ahora sería posible comparar ese pedazo de papiro con los manuscritos de Joseph Smith y su traducción, y demostrar la verdad del fun-

dador, y cómo Dios le dio tales dones interpretativos. El estudio mostró cómo Smith usó menos de cuatro líneas del papiro para escribir 49 versos del Libro de Abraham, unas 2.000 palabras en inglés. También mostró que su traducción nada tenía que ver con la verdad que encontraban los traductores egiptólogos y lingüistas expertos. Lamentablemente para los mormones, que esperaban la confirmación de la historia que les contó su fundador y que siguen propagando, resultó que el papiro no tenía nada que ver con Abraham. Resultó que ese pedazo de papiro era un texto funerario de la religión egipcia, el denominadoLibro de los Suspiros, basado en el Libro Egipcio de los Muertos. Su fecha es apenas unos siglos antes del tiempo de Cristo, y no como contó el fundador mormón, de una antigüedad de 4.000 años a.C. En consecuencia, se ha comprobado que el Libro de Abraham es una falsa traducción, y las referencias a Abraham son falsas, inventadas con apenas palabras del papiro, donde menos de 100 palabras reales fueron miles en la mente manipuladora de Joseph Smith. Así, una palabra, “Khons”, para Smith se convirtió en 177 palabras inglesas dis-

tintas. Nada de lo que el profeta Smith dijo tiene sentido con la verdad sacada a la luz por los especialistas. No obstante, la secta de los mormones sigue siendo reacia a la verdad, verdad que sobre todo esconde a sus miembros. Sin entrar en mayores pormenores, les dejamos con la referencia a una obra excelente sobre dicho asunto: Charles M. Larson, By His Own Hand Upon Papyrus: A New Look at the Joseph Smith Papyri.

Manden sus preguntas a: crcascos@hotmail.com

IGLESIA EN GUAYANA

Pregunta: Periódicamente me visitan una pareja de jóvenes mormones. Hay cosas que me llaman la atención en su mensaje; por ejemplo, ellos me han dicho que su fundador tradujo el “Libro de Abraham” que fue escrito por este patriarca, según ellos. Me pregunto si estas cosas son ciertas. Gracias. Wilmer O. Lago.

Joseph Smith, fundador de los mormones

CARIDADPOLÍTICA

Carta de un padre socialista a su hijo sobre la enseñanza de la religión El socialista Jean JAURÉS nació en 1859 en Castres, Francia. Fue diputado por el Partido Obrero Francés en 1889, manteniéndose como parlamentario hasta 1898. Posteriormente fue elegido también en las elecciones de 1902, 1906, 1910 y 1914.

en que profeses las creencias que te expondrá el profesor. Cuando tengas la edad suficiente para juzgar, serás completamente libre; pero, tengo empeño decidido en que tu instrucción y fu educación sean completas, no lo serían sin un estudio serio de la religión.

Su pacifismo internacionalista le creó muchos enemigos entre los nacionalistas. Se manifestaba contrario a la I Guerra Mundial. Fue asesinado en 1914, tres días después de comenzada la guerra. En 1904 fundó el periódico L’Humanité. Fue precisamente ese Periódico el que publicó esta carta dirigida a su hijo:

Te parecerá extraño este lenguaje después de haber oído tan bellas declaraciones sobre esta cuestión; son hijo mío declaraciones buenas para arrastrar a algunos, pero que están en pugna con el más elemental buen sentido. ¿Cómo sería completa tu instrucción sin un conocimiento suficiente de las cuestiones religiosas sobre las cuales todo el mundo discute? ¿Quisieras tu, por ignorancia voluntaria, no poder decir una palabra sobre estos asuntos sin exponerte a soltar un disparate?

“Querido hijo, me pides un justificante que te exima de cursar la religión, un poco por tener la gloria de proceder de distinta manera que la mayor parte de los condiscípulos, y temo que también un poco para parecer digno hijo de un hombre que no tiene convicciones religiosas. Este justificante, querido hijo, no te lo envío ni te lo enviaré jamás. No es porque desee que seas clerical, a pesar de que no hay en esto ningún peligro, ni lo hay tampoco

Dejemos a un lado la política y las discusiones y veamos lo que se refiere a los conocimientos indispensables que debe tener un hombre de cierta posición. Estudias mitología para comprender la historia o la civilización de los griegos y de los romanos Y ¿qué comprenderías de

la

historia de Europa o del mundo entero después de Jesucristo, sin conocer la religión, que cambió la faz del mundo y produjo una nueva civilización? En el arte ¿qué serán para ti las obras maestras de la Edad Media y de los tiempos modernos, si no conoces el motivo que las ha inspirado y las ideas religiosas que ellas contienen? En las letras, ¿puedes dejar de conocer no sólo a Bossuet, Fenelón, Lacordaire, De Maistre, Veuillot y tantos otros que se ocuparon exclusivamente en cuestiones religiosas, sino también a Corlleille, Racine, Hugo, en una palabra a todos los grandes maestros que debieron al cristianismo sus más bellas inspiraciones? Si se trata de derecho, de filosofía o de moral, ¿puedes ignorar la expresión más clara del Derecho Natural, la filosofía más extendida, la moral más sabia y más universal? -éste es el pensamiento de J. Jacobo Rousseau-. Hasta en las ciencias naturales y matemáticas encontrarás la religión: Pascal y Newton eran cristianos fervientes: Ampére era piadoso; Pasteur probaba la existencia de Dios y decía haber recobrado por la ciencia la fe de

un bretón; Flanmarion se entrega a fantasías teológicas. ¿Querrás tu condenarte a saltar páginas en todas tus lecturas y en todos tus estudios? Hay que confesarlo: la religión está íntimamente unida a todas las manifestaciones de la inteligencia humana; es la base, de la civilización y es ponerse fuera del mundo intelectual y condenarse a una manifiesta inferioridad el no querer conocer una ciencia que han estudiado y que poseen en nuestros días tantas inteligencias preclaras. Ya que hablo de educación: ¿para ser un joven bien educado, es preciso conocer y practicar las leyes de la Iglesia? Sólo te diré lo siguiente: nada hay que reprochar a los que las practican fielmente, y con mucha frecuencia hay que llorar por los que no las toman en cuenta. No fijándome sino en la cortesía, en el simple “savoir vivre”, hay que convenir en la necesidad de conocer las convicciones y los sentimientos de las personas religiosas. Si no estamos obligados a imitarlas, debemos por lo menos comprenderlas, para poder guardarles el respeto, las consideraciones y la tolerancia que les son debidas.

Nadie será jamás delicado, fino, ni siquiera presentable sin nociones religiosas. Querido hijo: convéncete de lo que te digo: muchos tienen interés en que los demás desconozcan la religión; pero todo el mundo desea conocerla. En cuanto a la libertad de conciencia y otras cosas análogas, eso es vana palabrería que rechazan de consuno los hechos y el sentido común. Muchos anti-católicos conocen por lo menos medianamente la religión; otros han recibido educación religiosa; su conducta prueba que han conservado toda su libertad. Además, no es preciso ser un genio para comprender que sólo son verdaderamente libres de no ser cristianos los que tienen facultad para serlo, pues, en caso contrario, la ignorancia les obliga a la irreligión. La cosa es muy clara: la libertad exige la facultad de poder obrar en sentido contrario. Te sorprenderá esta carta, pero precisa hijo mío, que un padre diga siempre la verdad a su hijo. Ningún compromiso podría excusarme de esa obligación».


La Cristiada CONTRAPUNTO

Una película (y una realidad) que no te dejarán indiferente Les recomendamos vivamente que consigan el DVD de esta película, cuyo título en inglés es: For Greater Glory. Se trata de una historia real que discurre en México entre los años 1926 y 1929, cuando el gobierno laicista de Plutarco Elías Calles cometió los más inicuos atropellos contra los católicos, incluidas las matanzas de sacerdotes y fieles. A continuación les ofrecemos un artículo de Juan Manuel de Prada, afamado escritor, que trata sobre este film.

La película, de factura técnica más que notable, incorpora un elenco de campanillas (con nombres tan vistosos como los de Andy García, Eva Longoria, Peter O’Toole o Rubén Blades) y denota un esfuerzo de producción en verdad llamativo. Se trata de una obra de declarada militancia católica; pero muy alejada del temible tono empalagoso –cuando no aciagamente buenista— que suele lastrar las películas que se presentan bajo este marbete. For Greater Glory es una película épica al modo clásico, llena de lances heroicos y pasajes conmovedores, muy alejada del cine de acción de los últimos años, donde las pirotecnias y aspavientos propios del género enmascaran argumentos vacuos y personajes sin encarnadura. En For Greater Glory no faltan, desde luego, las secuencias trepidantes, los tiroteos y escaramuzas bélicas; pero, al hilo de tales secuencias, se nos plantean conflictos humanos vigorosos y desgarradores y se nos presenta una panoplia de personajes de lo más variopinto. Desde el Beato Anacleto González Flores, un líder católico que acaudilló la resistencia pacífica contra Calles antes de ser martirizado, al aventurero Victoriano Ramírez, alias “el Catorce”, cuyas hazañas sanguinarias

lo envolverían en una aureola de leyenda. Desde el niño José Sánchez del Río, también beatificado por la Iglesia, quien fuera martirizado del modo más sañudo, al cura cristero José Reyes Vega, responsable de ordenar incendiar un tren sin evacuar antes a los pasajeros. Y, por encima de todos, el general Enrique Gorostieta, comandante del ejército cristero, un hombre más bien descreído que acabaría convirtiéndose, impresionado por la fe de sus soldados. For Greater Glory, que se permite ciertas licencias en la reconstrucción biográfica de sus protagonistas (así, por ejemplo, en la relación entrañable que se entabla entre el general Gorostieta y el niño José Sánchez del Río, que tal vez ni siquiera llegaran a conocerse), no escamotea sin embargo los aspectos de su personalidad más vidriosos o problemáticos, que deja al juicio del espectador; tampoco, oculta, por cierto, las disensiones en el seno del bando cristero, y aun de la propia jerarquía católica.

Pero si hay algo que For Greater Glory no oculta es que la Cristiada fue, en su esencia y por encima de otras circunstancias políticas o económicas, una guerra religiosa, desatada por odio a la fe católica. El “¡Viva Cristo Rey!” que los cristeros lanzan, a modo de proclama inquebrantable, antes de entrar en la batalla, y que sus mártires repiten ante sus ejecutores, después de haberlos perdonado, así nos lo recuerda constantemente. En España también hubo otra guerra en la que muchos inocentes murieron lanzando ese grito, pero ninguna película los conmemora. En este sentido, For Greater Glory resultará para muchos espectadores españoles una película incómoda; no sólo para los laicistas satisfechos de su hegemonía, sino también para los tibios, los “políticamente correctos” y demás faunas gallináceas autóctonas. Al resto, la película no les defraudará: disfrutarán de casi dos horas y media de un cine épico y vibrante que ya no se estila; y saldrán de la sala oscura conteniendo a duras penas la emoción que les anuda la garganta y preguntándose por qué una película así es inconcebible en nuestro País. Si alguno llegara a responder esta pregunta, ya no dejaría de llorar.

Quién está detrás de este peliculón? Pues entre ellos, el empresario mexicano Pablo Barroso. Católico militante, entre el año 2004 a 2005 tuvo una transformación en su vida que define como una evolución interior, porque “cambié mi percepción de cómo veía las cosas por temor al Ser Supremo y ahora entendí el cómo verlas y hacerlas por amor a Él”. Es distribuidor de seis películas: “Karol”, “Casia”, “Guadalupe”, “El Gran Milagro”, “La leyenda del tesoro” y finalmente “Cristiada”, de las cuatro últimas también productor. - ¿Cómo se convierte usted en productor de cine? - Todavía no soy productor de cine, soy desarrollador de bienes raíces, un empresario mexicano, papá de cuatro hijos, casado desde hace catorce años. Veo que hay una necesidad de llevarle a la humanidad la realidad de que existe un Dios vivo. Trato de llevar este mensaje y de poder contárselo a la gente. Yo no soy una persona que sepa hablar en público, por eso creí que a través de los medios de comunicación masivos, en específico el cine, podríamos llevar estos mensajes de amor y dignidad. Desde 2005 empezamos con la película de Karol, luego hicimos Guadalupe, en la que aparte de producirla, la distribuimos. La parte de la distribución es un punto neurálgico, es un negocio muy frío que prácticamente de negocio te puedo decir que no tiene nada. Como empresario creo que todo lo que tenemos necesitamos retribuirlo en bondad al Artífice del universo.

Agenda Diocesana PASTORAL DE LA SALUD •Curso-Diplomado en

Pastoral de Salud

140 horas distribuidas en dos bloques: -Marzo-julio 2013 -Septiembre-noviembre 2013 -Costo inscripción: 60 Bs. y mensualidad de 50 Bs. Para inscribirse o para más información, teléfono: 0424 9372759 (Sra. Martina) REUNIÓN DE AGENTES DE PASTORAL y DE CLERO 21 de mayo: Agentes de Pastoral 22 de mayo: Reunión del presbiterio y diáconos MOVIMIENTO CULTURAL CRISTIANO • Curso sobre El Compromiso político del laico: miércoles a las 7 p.m. en la Casa Cultura y Solidaridad de S. José de Chirica. • 4 y 5 de mayo: Curso sobre el control de la población con la Dra. Mari Mar Tayón y M. Ángel Ruiz especialistas en políticas públicas. • 6 y 7 de mayo: IV JORNADAS UNIVERSITARIAS en la UNEG de Puerto Ordaz y en la UVB de Ciudad Bolívar. • 18 de mayo: Jornada de espiritualidad sobre el Espíritu Santo en la Casa Emaús. Para más información y para inscribirse: 0286 9346051; 0426 9922955

AVISO

Todas las Parroquias,Vicarías, Movimientos apostólicos, Comisiones Diocesanas y demás formas de apostolado que quieran informar sobre sus actividades, mándenlas al siguiente correo:

crcascos@hotmail.com

Igualmente, se reciben sugerencias para mejorar el Periódico Diocesano y escritos que se quieran publicar con la única condición que estén en Comunión con la Iglesia. Si quieres colaborar como reportero, fotógrafo, diagramador o difusor de este Periódico, dirígete al correo de arriba o llama al 0424 9465240


IGLESIA HOY-numero 95 abril 2013