Issuu on Google+

UNIONES DESMONTABLES

TORNILLOS


Es un elemento u operador mecánico cilíndrico con una cabeza, generalmente metálico, aunque pueden ser de madera o plástico, es utilizado en la fijación temporal de unas piezas con otras, está dotado de una caña roscada con rosca triangular, que mediante una fuerza de torsión ejercida en su cabeza con una llave adecuada o con un destornillador, se puede introducir en un agujero roscado a su medida o atravesar las piezas y acoplarse a una tuerca.


TIPOS DE ROSCA

Métrica, Whitworth, trapecial, redonda, en diente de sierra, eléctrica, etc.


 TIPOS DE CABEZA • Hexagonal (a), redonda o alomada (b), cilíndrica (d, g), avellanada (c, e, f); combinadas con distintos sistemas de apriete: hexagonal (a) o cuadrada para llave inglesa, ranura o entalla (b, c, d) y Phillips (f) para destornillador, agujero hexagonal (e) para llave Allen, moleteado (g) para apriete manual, etc.


TIPOS DE TORNILLOS


TUERCAS


Es una pieza con un orificio central, el cual presenta una rosca, que se utiliza para acoplar a un tornillo en forma fija o deslizante. La tuerca permite sujetar y fijar uniones de elementos desmontables. La tuerca siempre debe tener las mismas características geométricas del tornillo con el que se acopla, por lo que está normalizada según los sistemas generales de roscas. El numero de caras de las tuercas suele ser 6 (tuerca hexagonal) ó 4 (tuerca cuadrada). Sobre estos modelos básicos se pueden introducir diversas variaciones. Un modelo de tuerca muy empleado es la palomilla (rueda de las bicicletas, tendederos de ropa, etc.), que contiene dos planos salientes para facilitar el giro de la tuerca empleando solamente las manos.


TIPOS DE TUERCAS •

Tuercas hexagonales: Son las más empleadas en sistemas de fijación, siendo su forma exterior análoga a la del tornillo hexagonal. Se construyen principalmente en acero cincado, inoxidable y latón. A la hora de referirnos a su altura hemos de saber que esta se hace en función del diámetro nominal de la rosca, básicamente las vamos a encontrar clasificadas en normales y rebajadas (utilizadas principalmente para contratuerca en montajes de seguridad). Tuercas hexagonales con brida: En estas la parte que hace contacto con la superficie de la pieza incorpora una forma solidaria que hace las funciones de arandela (plana o estriada). Tuercas hexagonales ciegas: Presentan rematas en forma de cúpula o tapón ciego normal. Su uso está generalizado en especial cuando vayan a ser vistas y se deseen que presenten un buen acabado. Decir de este modelo que protege la rosca del tornillo pero que hay que tener especial precaución de utilizar una longitud de rosca acorde con la tuerca. Se muestran además otros modelos como sería el de sombrerete y el de casquete. En la actualidad se sustituye con bastante frecuencia este tipo de tuercas por una tuerca hexagonal a la que se acopla un capuchón construido de algún tipo de polímero (plástico), en realidad lo que se logra es un buen acabado en el remate y ahorrar los inconvenientes de tener que ajustar muy bien la rosca a la longitud de la tuerca ciega.


Tuercas almenadas: Caso de precisarse una unión segura se puede optar por utilizar una tuerca hexagonal almenada, esta precisará de un pasador de aleta para hacer solidario su anclaje al tornillo, impidiendo el montaje que las vibraciones o golpes puedan afectarle.

Tuercas cuadradas: En especial su uso está muy extendido en carpintería o en aquellos montajes donde se haya realizado una cajonera para encastrar a la tuerca; así en el montaje se ajustará en su alojamiento permaneciendo en su sitio durante todo el apriete (resistencia a los giros sin necesidad de llave).

Tuercas redondeadas (o cilíndricas): Su uso está más particularizado a circunstancias donde puedan servir como contratuercas, o incluso para fijación de rodamientos a ejes (como puede suceder en los ejes de cilindrar y de roscar de los tornos universales). Dada su forma característica exterior precisarán de llaves específicas para su apriete o afloje: llaves de gancho o pitón (con agujeros o ranuras, laterales o frontales), y ranuradas.

Tuercas de ajuste manual: Si el roscado y desenroscado se hace manualmente sin empleo de llave alguna, se precisarán de formas que faciliten una buena manipulación aunque la presión de apriete sea menor. Nos estamos refiriendo a tuercas de mariposa y de cabeza moleteada. En este grupo también se incluyen las de tuerca de cáncamo pese a que en ellas se pueden lograr grandes aprietes a costa de pasar una varilla a modo de palanca por el cáncamo (para el apriete y desapriete)


PERNOS


Es una pieza metálica larga de sección constante cilíndrica, normalmente hecha de acero o hierro. Está relacionada con el tornillo pero tiene un extremo de cabeza redonda, una parte lisa, y otro extremo roscado para la chaveta, tuerca, o remache, y se usa para sujetar piezas en una estructura, por lo general de gran volumen.


Union desmontable