Page 35

34 LA CASA DE EMPEÑOS DE LOS SUEÑOS

C

uando entrabas allí era como entrar en un sótano. Olía a humedad y no te llegabas a sentir bien en ningún momento. Yo acudí, pues deseaba, no, soñaba, tener mucho dinero y darme la gran vida. Pasaron unos años y vi que mi sueño no tenía sentido. Así que decidí empeñarlo. En la calle del Olvido, número 6 hay un sitio adecuado. Es una casa de empeños, pero no una cualquiera. Allí les entregas tus sueños y te dan a cambio una cantidad no despreciable de dinero. Cuando quieres recuperar tus ilusiones, puedes hacerlo, pero debes abonar diez veces lo que te pagaron, actualizado con intereses y ajustado al IPC.

-De acuerdo firme aquí y aquí y su sueño será borrado. Aquí tiene su cheque. Un placer hasta otro sueño que quiera vendernos. Me fui contento con mis tres mil euros y sin mi sueño imposible. Antes de irme vi pasar a un anciano. Tenía buen aspecto, vestía un traje de diseño y le esperaba un coche de lujo en la puerta. Me giré y entonces se encendió mi curiosidad, pasé a ver unos folletos que explicaban la venta de sueños. Vi acercarse al señor una de las mesas donde atendían a la gente. Y, sorprendentemente, iba a recuperar un sueño. Oí todo y lo relato como sigue:

-Buenos días, que deseaba.

-Deshacerme de este sueño, quería ser rico y vivir una gran vida. -Bien tenga en cuenta que este sueño es muy vulgar, solo podremos darle unos 3000 €uros. De esta manera se asegura de no ser rico nunca, pero le decimos que la gente le saca más partido al dinero que le damos que a las cantidades que añoraban. No obstante le garantizamos reembolsarle su sueño, si lo hace en menos de dos años, solo tendrá que abonar 30000 €uros más los intereses y las tasas. -No esta bien, me iré de vacaciones con ese dinero y seguiré trabajando y viviendo normalmente.

-Buenos días que deseaba.

-Buenos días, venía a recuperar un sueño. -De acuerdo, cuando lo vendió.

-Va para ochenta años, yo tenía diez, quería ser libre y hacer el bien. Aprender mucho y enseñar a quien no tuviera la oportunidad de formarse. Con siete años deseaba eso, pero luego me di cuenta de que era perder el tiempo. Así que acudí aquí y vendí mi sueño. -¡Uff! Ochenta años, espere que voy para el sótano, al archivo antiguo. Tardaba un rato y el señor se giró y me vio escuchando. Yo me adelante a cualquier reproche y le dije ¿Porque vendió un sueño tan bonito? >>>

Profile for Matbiker Matbiker Team

ZonaZero Magazine Nº14 Agosto '09  

ZonaZero Magazine nacio en un grupo de amigos que nos juntamos con la idea de hacer una Revista que hablase de todo un poco, sobre todo de t...

ZonaZero Magazine Nº14 Agosto '09  

ZonaZero Magazine nacio en un grupo de amigos que nos juntamos con la idea de hacer una Revista que hablase de todo un poco, sobre todo de t...

Profile for matbiker
Advertisement