Page 1


HAR1ST\S AlICANTE, JULIO 1965 NUMERO 32

COLA8OMs H. Director P. Rafael Sempere, S. 1.

H. Angel Ruz II. Laureano Ballesteros H. José 1. Vallejo It. Víctor Martínez

Superiores Generales

de los Hnos. Maristas (1817.1965).

Hnos. Encargados de Deportes D. Miguel Pérez-Mateo Sra. Carmen García BeHver José Ernesto García García Alumnos de Preuniversitario José M. Fernández Hernández Matías Mas Verdú Antonio Duré Torregrosa Enrique Esteve Cotomina Amando Llopis Alonso

EPOTAJE ACO H. Agustln Alonso H. Víctor Martínez

POTOGRAADOS Casa García

BEATO MARCELINO

DffiIJA

FUNDADOR DE LA CONGREGACIÓN DE HERMANOS MARISTAS

J. M. Cortés H. J. M. Muruzábal II.

IMPIMEc Hijos de L. Carbonell, S. L. Pintor Cabrera, 10-Teléfono 212156

Depósito leoi A. 84- 1959

Iglesia del Bto. Marcelino en Rosey.


Fechas memorables

del Beato Marcelino Champagnat 1788: 20 de mayo, nacimiento en Rosey (Francia). 1803: Es llamado al sacerdocio.

1816: 22 de julio, Ordenación sacerdotal.

1817: Fundación del Instituto de Hermanos Maristas (2 de enero en La Valá).

1824: Construcción de la casa

BOLETIN INTERNO e HERMANOS MARISTAS . ALICANTE, JULIO 1965 . NUMERO 32

Noviciado de Ntra. Sra del Hermitage. 1828. Da un hábito definitivo a los Hermanos.

1836: L Santa Sede aprueba la Sociedad de María, Congre-

gación de Padres a la que pertenecia el Sto. Marcelino.

1836: Sale la primera expedición marista para las misio-

EL AXO HONOP

nes de Oceanía.

1839: Elección del Rvdmo. H. Francisco, primer Superior General.

1840: 6 de junio. Santa muerte del 6to. Fundador.

1888: Proceso diocesano de Beatificación (en Lyon). 1955: Decreto de Beatificación (29 de mayo). 1886: Llegada de los Hermanos Maristas a España.

Beatificación del Fundador de los Hnos. Maristas (29-V.55)

t%IUIUIC* [U CASAS

Europa . Asia

. 87

91 978

872 9 721

TOTA', y educan a

3.700 4.372

Oceañía

\

ALUMNOS

505

América

.

','e

MILIUI -

HNOS.

72

Africa $'

Hay 2.571 Her

MIIMIt 2 782

33.580 165.119 ________

352.40í

Han fallecido desde el comienzo del Instituto: ____ 6.940 Hermanos.

r

6.248 REtACION: Seminaristas ., Novicios y postulantes 1 .088

-

Congregación Marista: 17.057 español, de los cuales residen en España 1 768, en 101 casas la

alumnos.

En la vida hay fechas sefíaladas con especial carácter, ya de

triunfo académico o profesional, ya de dolor profundo por razones morales, afectivas, etc., ya de satisfacción íntima o corporativa, ya de carismas o dones muy particulares con los que la Divina Bondad nos puede distinguir. Los santos también conocieron en su vida esas alternativas y esos días de singular relieve. Pero para ellos —para algunos de ellos — la Santa Iglesia reserva una fecha de MAXIMO HONOR. Ante las personalidades más ilustres de la tierra expone el cuadro de virtudes heroicas y los méritos excepcionales por los que Dios les otorgó reinar con El e incluso dominar milagrosamente a la naturaleza. Es el día de su Beatificación o de su Canonización.

El 29 de mayo de 1955 fue ese día de MAXIMO HONOR para el humilde MARCELINO CHAMPAGNAT, fundador de la gran obra Marista. Y en este décimo aniversario de tan gran efeméride todos aquellos que en Alicante nos sentimos herederos o beneficiarios de la santidad del gran apóstol mariano de la juventud celebramos con especial gratitud, alegría y solemnidad su exaltación a los altares. Marcelino!: Ofrendándote esta Revista como exponente de nuestras actividades escolares del curso 1964-65, anhelamos vivamente poder pronto solemnizar el día de tu Canonización y te pedimos que enfre nosotros se afiance tu obra y tu imitación.

H. DIRECTOR


VACACIONES Se da tarea a los alumnos de 1a Enseñanza y a los de 1.0, 2.0 y 30 cursos. Dos cuadernos especiales. Hay clases voluntarias en JULIO, AGOSTO y SEPTIEMBRE: de 9 a 12 de la mañana para alumnos de 1a Enseñanza,

de 8 a 1 de la mañana para alumnos de Bachillerato con asignaturas no aprobadas. (Se entrega nota quincenal; los alumnos que consigan 7 o más puntos de nota media que. dan libres de examen final).

MATRICULA E INSCRIPCION para el curso 1965.66 efectúa en la Dirección, Administración o Secretaría. Para alumnos nuevos y casos especiales, en Dirección: Sólo en fechas laborables del MES DE JULIO y a las horas: 11 a 13'30 de la mañana (todos los días). 5 a 8 de la tarde (martes, jueves y viernes). No se admiten alumnos sin la DOCUMENTACION COMPLETA ni sin entregar los IMPRESOS RELLENOS. EL COLEGIO TIENE PLAZAS LIMITADAS Y NO LAS RESERVA A NADIE. LOS ACTUALES ALUMNOS DEBEN RENOVAR SU MATRICULA ANTES Se

DEL 23 DE JULIO. Todo alumno con algún suspenso en Septiembre sólo podrá ser matriculado para repetir curso.

Para el detalle de PRECIOS pídase impreso en el Colegio.

EXAMENES DE SEPTIEMBRE y 6.° cursos: días 3 y 4 de septiembre, a las 9 horas. Ingreso: 18 de septiembre, a las 9 horas. 1.0, 2.°, 30 y 5.°: 20 de septiembre (horario conveniente). 4•O

CURSO 1965.66 el 4 de octubre para tdos los alumnos. HORARIO DE LAS CLASES: Mañana: 1a Enseñanza: 9'15 a 12'30 horas. 2a Enseñanza: 9'lS a 13'lO horas. Tarde: 1a Enseñanza: 3'30 a 6 horas. 2a Enseñanza: 3'30 a 6'30 horas. Comienza

Domingos y días festivos: Misa en el Colegio a las 9'30.

• Todos los alumnos están asegurados contra los acci-

dentes propios de la vida co-

legial, y por tanto, tienen

derecho o las atenciones médicas necesarias. Consúlteso con la Dirección en caso necesario.

• En el Colegio hay servicio de media pensión (comida y merienda).

• Los alumnos se presentarán dignamente vestidos y coizados,-con comise, corbata y zapatos. En las ciases y recreos todos los alumnos deben

cubrirse con el guardapolvos del Colegie. El distintivo del alumno Marista d. Alicante será a partir

HISTORIA DEL COLEGIO 2. EPOCA RESTAURACION Tras la gran tormenta y la vida de catacumba que algunos Hermanos mantuvieron ininterrumpidamente en el Alicante rojo deI 1936-1939, en septiembre de 1939, con auras de PAZ y de VICTORIA llegan los Hermanos Maristas a su querido Alicante. Inicia la restauración el R. H. Félix José Morralla en los bajos de la calle del Doctor Gadea, 8. La prosigue el R. H. Dalmacio, Director del 1940 al 1943. Pronto funcionan 10 aulas que alojan a unos 400 muchachos y niños alicantinos. 1941, Marzo. Llega el Reconocimiento Oficial del Colegio Corazón» para todos los efectos académicos. Va progresivamente organizándose la enseñanza Media y la Primaria funciona a plena capacidad siempre. 1943-1949. Directorado del R. H. Eugenio Apolinar. Ampliación de locales: en calle

Teniente Robles para una clase, en calle Angel Lozano (Montañeta) 4 aulas para los mayores. 1943, 8 Diciembre. Erección del Centro Interno de Acción Católica para Aspirantes Purísima». bajo el patrocinio de Funciona asimismo la Sección de Juev.s Eucarísticos, la Santa Infancia y la sección de Catequistas que desplegan su celo en la barriada de la Parroquia de la Misericordia. 1945, 6 Mayo. Constitución de la Asociación de Antiguos Alumnos Maristas, con unos 250 socios fundadores y actividades varias que no se mantienen.

de octubre, la corbata azul

Por la Autoridad Marista se concede Diploma de Afiliación al Instituto Marista a dos familias especialmente beneméritas de los Hermanos: la de D. termán Oliver y la

proporcIonan en la Administración. Para las clases d. Educación Física .l uniforme consta de: chandal, pontalón, camiseta y calzado, que se distribuirán en S.ptiembr..

Leórtida, 7.° de los Generales de la Congregación.—(Seguirá).

con .1 escudo del Colegio. Se

de D. Lorenzo Barrera. 1946, 23 Julio. Adquisición del solar sito en Avenida General Mola, 5, para la construcción del Colegio Marista de Alicante.

1947, 10 Julio. Visita del Superior General de los Hermanos Maristas, Rvdmo. H.


VACACIONES 1965!! con el Padre Espiritual del Colegio al habla

VACACIONES, sí! ¿Por qué no? Son para ti, son para tu descanso. Son el premio de tu trabajo integral. Pet-

cristo, tu Señor y tu Dies, y con su Santísima Madre, con tu amsntísima Madre, la Vir-

El Señor te las envía. El te las da. Son cosa buena, como todo don que viene del Señor: beneficio y todo don perfecto viene de arriba» (Santiago, x, i'). Y, si son cosa buena, conviene que tú no la desvirtúes, que no la tuerzas, que no la con-

Cuéntale algo al Señor, dile algo, rézale al-

poético

gen María.

Busca el mejor roto del día —el más tranmio del trabajo de tu alma y de tu cuerpo. Premio de tu trabajo de hombre: y premio quilo, el más despierto, el más sosegado— pera tu rato de oración. bien merecido...

o, pídele algo

Dale gracias por algún beneficio que te haconcede tantos caya concedido :quel día: da día..! No dejes tampoco al fin del día tu examen de concicncia, unos minutitos, con el acto de

viertas en mal ni para tu cuerpo, ni p:ra tu contrición, antes de entregarte al descanso nocu:no. ...alma. ni .para ti, nipara los demás.. Sería ello, deshacer los p)néí2ll Dios - que Frecuenta la confesión periódica. Frecuenta la comunión, semanal al menos, a deben ser siempre los tuy-.respecto de tus más frecuente aún, si puedes. vacaciones. La unión con Jesucristo es... VIDA, para —TU CUERPO ha crecido, se ht h ho mayor, se va haciendo cada ¿a y ca te de tu vida, mayor. Con sus actividades estudiançil su» desgastes: bien iñerece

ns.

c

stannIdo

ada-

Compensaciones, qúe lo restituyan a su plena y normal actividad, 9r su recupéración de fuerzas, con lo» reqnsti'tyentes del sistema nervioso.

Has de saber descansar... con provecho y sin excesos perjudiciaiespa el cuerpo.

Así llenarás los ple del Señor, al conce-

derte como insigne enheohor de tu5.,cuerpo,

este nuevo beneficio d .rp, VACAONES 1965.

—TU ALMA, tu s.íjitts, ha ded

tambien.

aS-

Tu a ms no debe perder fuerzcs; al contrario, debe restaurarlas, acrecentarlasTu alma necesita también sus reconstituyen-

tes, que has de saber administrarte. Primero, conservando su vida, la vida de l. gracia, la vida de la amistad de Dios. Lós amigos tratan frecuentemente entre sí, se comunican sus planes, su felicidad mutua. Tú debe» comunicarte con Dios, con Jesucristó, tu mejor amigo, dispuesto siempre en

it honor del

la vida: he venido, paro. que tengan la vida, y la tengan abunde nte» (Juan, so, so).

soy el pan de z,da» (Juan, 6, 5). que me come, vivirá por mí» (Juan, 6.

57).

N

quc come este pan, vivirá para siempre» (Juan, 6, 58). —Corre, salta, nada, descansa, duerme, lee, charla..., pero pienea bien, y hablarás bien, y obrarás bien.

Tu» pensamientos, limpios, con vohmtsd enérgica y generosa para con Dios y con la Virgen.

Tus palabras limpias, dignas, varoniles... Tus lecturas y revistas, como tus miradas y espectáculos, sanas, discretas, alegres, nítidas, que no Se avergüencen del aspecto de nadie ni de nada... Tus amistades, sinceras, llanas, generosas, de

joven que pronto va a ser hombre y caballero... digno. Tus acciones, de hijo de Dios, redimido po: Jesucristo, destinado a poseerle en y en la otra vida.

—Si así te preparas para tus VACACIONES s%, si a»í las vives y las gozas, volveesta vida y en la eternidad de la otra, a ser rás —no lo dudes— rehecho de tus fuerzas perdidas, hecho un hombre bueno para ti y tu único verdadero amigo. Nc dejes flI rato de oración diaria con Jesu(rermina en una de las páginas siguientes)

Un niño de Rosey... Era un alba de harina la humildad de sus juegos y su casa, horizonte de sangre y oraciones; una brisa pastora, por azules sosiegos, acunaba su infancia labrando devociones. Un niño de Rosey, eso era Marcelino, como o el otro, como aquél más pequeño, semilla en la ternura del familiar camino arraigando en el surco de su futuro empeño. El doméstico río de la vida fiuia en la prisa y la pausa de la humana fatiga; corno pregunta viva, Marcelino crecía levantando a los cielos su vertical espiga. El corazón, gozoso, izaba su bandera. Sería, como el padre, trabajador abierto, árbol grave y fecundo en cada primavera, las manos confiadas y el corazón despierto. Pero sólo Dios traza rumbos y derroteros, sólo El marca el pulso de la vida y las rosas, inundando 'de luz lo que han de ser senderos y fundiendo en la niebla el resto de las cosas. Pasos adolescentes buscaban su camino y hallaron el consejo de voz inesperada —la montaña, el lucero, la familia, el molino... se iban ya desgajando ante aquella llamada—. (<Has de ser sacerdote». Su vocación se abría en purísimo vuelo con sed de claridades y en la hierba celeste e intacta de María arrodilló su alma para encontrar verdades. devoción tan pura, qtré prado de esperanza fue para Marcelino su fervor mariano! fuente de energías, abierta en confianza, por las venas de apóstol de su quehacer humano'


Aunque era doloroso desasir ataduras, batir contra ventajas de fuerza y pensamiento, enfrentar a la vida soledades maduras y derramar nostalgias en las manos del viento, Marcelino lo hizo —acero bien templado para esgrimirse en lucha por la fe y la pureza—, Aquel niño elegido fue en La Valá cruzado con ejemplo que obra y campana que reza, con palabra de amor y corazón de fuego, con dolor por la culpa y enseñanza en el labio, con la flor de una lágrima sobre el ara de un ruego y la ambición del santo como estrella del sabio. El germen de su obra era aurora naciente, tan pobre de. recursos cuan rica de ideales: instruir al muehacho encauzar el afluente, fundamento y venero de los ríos sociales. La juventud francesa precisaba enseñanza, principios cimenitales para alzar su estructura: un cable de verdades con nudo de esfieranza para llevar el alma a la playa más pura. El Padre Champagnat fue barco y navegante, fundador y soldado de su inspirada empresa, capitán de la nave siempre un nudo adelante, vocación por impulso con timón de promesa. Dificultades, luchas, prejuicios, sufrimientos... deposito el Beato a los pies de María, dulcísima Abogada de rosas y de vientos, purísima columna de amor y profecía. Y nació el Instituto. Los Hermanos Maristas dieron su realidad a lo humano y divino. El Padre Champagnat suavizó las aristas a golpes de entusiasmo en forja de destino. La Obra fue creciendo, rebasando fronteras, en amplísimo radio, en alcances totales. El Biénaveitturado. en todas las esferas, recogía triunfante los frutos iniciales. Espíritu cimero, árbol predestinado, fue, más tarde, pastor de pecados y estrellas, sembrador de virtudes, Fundador abnegado, maestro de maestros por las rutas más bellas. Hubo un alba de harina en sus primeros juegos, y la Divina Madre fue el Norte de su vida. Que Ella extienda en el cielo el manto de sus ruegos y logre Marcelino la gracia merecida,

la aureola del santo, la gloria. del altar, para que el mundo todo, al releer su historia, conoea su lección de pureza y victoria y decline soberbias apreidiendo a rezar. CARMEN OARCIA BELLVFIR

Pintor Zuloaga, 9-2.°-izq. Alicante. Primer premio

hombre es un escultor que debe corregir su propio ser, hasta sacar de lo masa confusa de sus groseros instintos un personaje inteligente y

libre, el

Elegía de un discípulo ante el Beato CAMINO HACIA EL AMOR muerto, con unos versos finales cantó un discípulo la muerte del beato. Hoy yo recojo su llanto y su esperanza)). Cantaré tus historias con un terrible llanto de poeta dolorido,

te absulvoL. Un sollozo inicia vuelo --clave da la vida!--

al Lado de la muerte. Ansia y tesvelo el pensamiento; el corazún, herida, ya han abierto oainino hacia el amor. 'Qué prisas llena el alma de pena tiene la luz! La tarde y lágrimas tenaces. es jirones de brisa El llanto se hará carne de mi carne en su rostro cansado. Y sus ojos hasta que llegue el día viven otro paisaje. Peregrinas, en que se inunde todo las manos están Presas y naufrague en amor. entre el primer dolor y entre la dicha, Caminaré el espacio No es ya, pues, caminar. Es ir abriendo nadando con dos brazos de amargura, caminos sin medida buscando or en las lágrimas. dentro y fuera el tiempo. Dar su valor a la geometiía del sueño y de la idea. La muerte en los umbrales de la vida Se encenderán hogueras sólo ha sido ocasión. Dentro del alma, con fuego de alma y sangre, Marcelino, estalla,, en llama viva, como asombrosos sueños tu fuego contenido de enamorada noche. como el beso del sol en cada espiga. Ya todas las Canciones serán lamentos de agonía lejos el olvido y gritos de esperanza. de guien halló al silencio la medida! Y tú abrirás los brazos Lo Montes de Filat. Las pardas tierras y lograrás cubrir toda la tierra. donde el sudor se hiciera golosina —,cuán!tos ócos al borde del delirio!— renetirán tu nombre. ¿Necesitas hermanos? La visión Soñaste un. sueño grande. se estrella en tus pupilas. de azul de fuente y piedra, Dieciséis mil caminos florecidos culminación de amor. surcan ahora la extensa geografía y eterno laborar colmado de esperanzas. del mundo. Nacen todos ...Y cuando abras tus brazos, de tu verdad ansiada y perseguida. tus inmensos, enamorados, brazos, Tus bellos sueños podrás abarcar toda la tierra... se pierden en la. yerta lejanía. y divino forjador de almas! El corazón te olama. Te elacna el alma. e grita mientras la luz escapa de tus manos, sembradoras de ¿Dios. La anochecida (Cierra el transcriptor) pone paz al recuerdo. Buscaste un lago claro, Cuando depierte el día conservador de anhelos. oirás la respuesta... En su seno, tu alma, alumbrando caminos que han traído nuevas aguas, Señor, cosecha ópima. Tú le diste, caudal inagotable, nuevas aguas pago a sus desmedidas ambiciones, que duran ya dos siglos. si es ambición elamarte flor la vida. JOSE ERNESTO GARCIA General Mola, 3. Alicante.

Jasé Luis VALLEJO MARCHITE HH. Maristas. — CARTAGENA

Tercer premio

Segundo premio

pierdas nunca la costumbre de decir tus oraciones todas las noches y todas las mañanas. Yo nunca las he dejado y sé cuanto me confortan». (CARLOS DICKENS A SU HIJO)


PREU se ofesp.ofe...

GDLO

Con estos últimos mases del curso, sofo—

canes y sudorosos, se extingue mi vida escolar en este colegio Corazón»; a diferencia de otros años no podré asistir a la apertura del nuevo curso.

Es grato recordar el día en que entré en

el colegio por primera vez hace ahora doce años, con mi baby nuevo y mi enorme cartera, llevándola a cuestas como un alma en pena. A través de estos doce años, los queridos Hermanos Maristas han id inculcándome una formación que nunca olvidaré. Por

todo lo que han hecho por mí doy las gracias y me despido de mis profesores y compañeros al iniciar una nueva etapa en mi vida y me ofrezco para cuanto pueda serles útil».

Enrique Aguado Pérez

gio, las enseñanzas tanto prácticas como espi-

rituales que he recibido y que han de ser-

virme para luohar en la vida. Quiero terminar despidiéndome de todos los Hermanos que he tenido en mis años de colegio agradeciendo las atenciones y la paciencia que han mostrado conmigo».

Alfredo Candela Rodríguez de varios años en el colegio, lo de-

jo definitivamente. Podría llenar muchas hoEn estos momerijas para despedirme de tos sólo puedo decir dos palabras: Gracias y perdón. Gracias por todo cuanto me han dado los hermanos a lo largo de estos años., con su entusiasmo sacrificio y paciencia. Y perdón por todas las faltas que haya podido cometer. Hasta siempre».

José Candela Rodríguez he deseado que llegase este momemo de despedida, pensando que sería un muchos los años que llevo pertenemomento fácil, pero me doy cuenta que es ciendo a esta familia Marista para no sentirmás difícil de lo que yo creía. Ahora que estoy a las pueras de la Uni- me un tanto triste al tener que abandonarla. Sin embargo es una tristeza llena de aleversidad, después de estar educándome once años en este coleigo veo con claridad que gría, porque he comprendido que no parto de mi vida que nunca solo: la familia Marista viene conmigo, si no voy a dar una podré olvidar. Aquí me he formado y edu- en persona, sí con sus consejos y enseñanzas. cado tanto intelectual corno espiritualmente. Esta formación es lo que da seguridad a mi Puedo decir que casi todo lo que sé lo he vida. A mis educadores guardo profundo agradecimiento y tendré presente toda mi vida recibido de este colegio. Doy muchísimas gracias a mit profesores y compañeros por todas las atenciones que han tenido conmigo y espero que sabrán perdonarme todo lo malo que haya podido hacer. Muchas gracias».

José M.° Aznar Aragonés

4)

Pruniversftrk

el segundo piso de la fachada nueva me despido de aquel colegio viejo que me acogió en los días alegres de la niñez. A la hora de despedirme acuden a mi men-

U

estos años pasados 'en el coleio Marista».

Nicolás José Collado Vives de ocho años en este colegio, una

nueva etapa de mi vida se me presenta: la Universidad.

Muchas alegrías y algunos sinsabores han pasado por mi durante estos años de mi vida escolar.

A vosotros, conpañeros de cursos inferiores, quisiera aconsejaros qte no sintieses mu-

te todos los momentos, tanto felices corno cha prisa por abandonar el colegio pues desgraciados qee marcan mi paso por la vi- cuando llegue ese momento sólo sentiréis una gran nostalgia por los ,ños pasados, aunque da colegial. He de hacer patene mi agradecimiento a en parte algo compensada por la ilusión del todos los profesores, seglares y religiosos, que durante diez años han cuidado de mi forma.ción intelectual y moral. Siempre estarán pre sentes en mi pensamiento».

Ismael Aznar Carretero de haber pasado siete años en el colegio, al llegar la hora de mi partida ha-

cia. la vida, quiero agradecer sinceramente a los hermanos todo lo que han hecho por mí:

lo años felices que he pasado en el cole-

porvenir.

Quiero agradecer a los Hermanos profesores y amigos el esfuerzo que han puesto para encauzar mi vida)>.

Mario Conde Conde se despide del Colegio de los HH.

Mariscas un joven que hace once años inició En aquellos días entró un su educación en niño sin preocupaciones de ninguna clase, aho. Continúa in páginas siguientes


6.° Curso 5a fila: J. Iñesta G.; E. Martínez

UP; J. M. Simón R.; E. Ramos G-O. 2. fila: E. Payá B.; J. M. González A.; P. Rodríguez 1).; J. M. Fuster C. 3. fila: R. Oliver y.; G. Pérez A.;

J. M. Redes B.; J. A. Vidal O; A. Fernández T.; F. Soliveres Ch.

4. fila: M. Gomis 5.; J. L. Egido

R.; M. Caballero V.; J. Leirado C.

5ft fila: J. L. Esplá 5.; J. T. Mar

tínez V.; A. Jurado C.; J. M. Teno V 6. fila: C. Dujauy E.; M. R. Galiana C; P. J. Vera E.; C. García Z. 7.a fila: J. V. Sirvenít M.; V. Ramos

M.; M. Soriano G.; M. Mas V.; M.

M. López V.; A. García G. 8. fila: J. M. Castroverde A.; J. M.

Rodríguez C.; M. Santana M.; J. Blázquez A.

9! fila: J. F. Andrés C.; E. Ruiz 1'.;

C. V. Sastre P. Ausente: J. J. López Gálvez.

50 Curso ja fila: J. Quesada P.; L. Suay R.; 1'. Vilanova C.; A. Coloma J. 2.a fila: G. Dávalos C.; J. Abellán O.; J. Muñoz C.; M. Vilanova M.; J. Leirado C.

3. fila: G. Sánchez G.;. J. Bardisa R.; R. Carratalá Ll.; F. Aznar A.; A. Civera V.; J. Navarro B.

4. fila: A. Rodrírguez H.; F. Candala R; E. Esplá C.; J. Tolón 5.; F. Caparrós G.; J. Naranjo 5. 5. fila: F. Ñeco M.; J. Bolufer V.; J. García D.; F. Ayela Ll.; F. Deve-

U

sar F.; J. Montesinos G. 6.a fija: J. Gisbert V.; J. Ramos G.; L. Soro G.; J. Rodríguez C.; F. Bae-

za V.; F. Fraiie C.

7. fila: A. Espueh A.; A. García L.; A. Huesca R.; F. Yáfiez H.; A. Durá

T.; J. Gómez Q. 8. fila: A. Riera G. de E.; J. Mira G.; A. Román B.; j. Fernández A. 9. fila: J. Albert C.; J. M. Lozano V.; E. Gisbert C.; A. Laliga C.

Ausentes: F. Hernández J.; E. Servera P.; C. Arróniz M.

&

o PREU se despide...

ra sale un joven que se encuentra de repen-

te en las dificultades de la vida y para salvar creo que todas las enseñanzas que

he recibido han ido encaminadas a este fin. Por tanto agradezco esas enseñanzas y toda la comprensión cine han tenido para conmigo. Siempre recordaré a las çersona's que han sentado la base de mi vida futura. Adiós».

Miguel Angel Escobedo Asensi

saldré de este colegio en el que llevo doce años. Pronto pasaré de las aulas juveniles a Ja Universidad, donde tendré que demostrar verdaderamente lo que soy, lo que vosotros, estimados Hermanos y profesores ha-

béis hecho de mí. Por esta razón dedico estos momentos a escribir unas breves líneas en las que ezpreso mi gratitud, mi afecto y mi adiós».

José Carlos Espuch Agullá


4.° A a coiutpna: J. A. Simón M.; J. 1. Bosque M.; P. Verdú M.; J. Pérez A.;

cia, y el sueño y luego el orgullo, la terquedad y Ja experiencia. Todo para mí está cambiando, porque hay un zozobre que se revuelve dentro de mí, que

Gil del B.; E. J Iborra P.; R. Ji-

:enía significado ante mis ojos. Me preocupo por todo lo que a medias antes entendí y lo

J. L Valenzuel G.; A. O'Donnell T. 2.a columna: J. M. López M.; J. L. ménez R.; J. Pianelles G.

y columna: J. P. Pedro M.; J. L.

Torras S.; P. Gadea B.; J. Molina Li.;

J. A. ina G.

4.a c&umna: E. J. Guardiola N.; L. M. Collado V.; R. Pérez 5.

5 columna: J. J. Samper P.; J. L. Benavente Y.; J. Cabrera E.; L. A. Zaragoza M.; J. A. Martínez L.

fia columna: J. A. Rubio F.; J. F. Esclapés A; 5. Tárraga E.; G. Rosique P.; F. Franco de la C.

7. columna: M. Ancheta G.; P. D. Hoyt; J. M. Ivorra C.; G. Quesada E.; A. A. Navarro A.; M. Campos J. &

4.&B

tJ &slumna: E. Abad 5.; 5. Ma. yor M.; R. Costa T.; E. J. Sirvent C.; M. M. Medina A.; J. C. Carbonen V.; J. L. Solbes Li.

A. J. Bosch 5.; P. J. Revenga O.; A. de Lara C.; E. L. Esteve C.; J. M. Albert 5.; J. Ubeda 2.a columna:

M.; E. Pastor A. 3. co'umna: J. D. Senabre 5.; F. Gomia U. J. j. Gosálbez C.; G. Vallejos V.; J. P. Valdés R.; J. Rosique O. 4. columna: A. Teilo V.; L. Villacampa E.; F. M. Tordera M.; E. Beltrán 5.; E. Alcaraz M.; R. Pérez G,; A. Liopis A.

5a columna:

1'.

j. de Furundarena

A.; J. M. kesta G.; E. Rubio a;

V.

Gomia M.; A. Soler B.; R. Mora 5.; E. Manzanaro 5.

Me voy haciendo hombre... Noto dentro de mí, algo que me hace her-

-

vir como un fuego que levanta las llamas am

saber si perjudico o no, y poco a poco va quemando todo aquello que tiene a su alrededor, y que hasta entonces le habían seguido •sus pasos.

Este algo que siento dentro de mí, es el

renacer a una nueva etapa de mi vida, al encontrarme con la realidad, el enfrentar mi espíritu de niño al espíritu de joven o mejor dicho de hombre. Porque para mí, no existen más que dos etapas primeramente la inoeen-

me hace mirar todo aquello que antes rio

que es más, yo mismo construyo lo mejor que puedo.

Creo que a veces miro con demasiada picardía juvenil lo que pudiera ser natural y digo natural porque Dios lo ha hecho y tie-

ne un fin noble, si se orienta en sentido cristiano. Pero eso sí, Ja valentía, el pudor, y el saber rechazar las cosas a su tiempo es una virtud que voy adquiriendo, porque verdaderamente quiero hacerme un hombre como lo es mi padre, como lo fueron aquellos hom-

bres que hoy tienen una experiencia y une

mentalidad dirigida a la verdad y la justicia. Quizá al buscar amigos, compañías, diversiones, juegos, equivoco mi mente y divaga por sifios donde está prohibido a la imaginación;

pero esto no quiere decir que dejo de ser

corno el primem, sino que todavía me perfecciono más porque me hace reflexionar sobre lo que pudiera ser más noble y no lo es. El mundo está lleno de tentaciones, de avaricia, de carne, y por eso no voy a apartarme de sino que voy a andar por rodo lugar,

pero como anda un hombre, y no solo, sino que a mi lado tendré una mujer, en la cual yo depositaré mi confianza y mi amor; no un amor de juego, sino un amor como lo fue el de Jesús con María, que nos una hasta el final de los días, hasta la eternidad. Ella iluminará mis pasos como una vela encendida que da una luz tenue, pero que si se apaga aparecerán las tinieblas y la penumbra. Pero haata que esa mujer llegue, hasta que esté seguro de que es ella, la buscaré entre todas con mirada limpia. Ha de ser como fue Ella, la Virgen María, como lo es mi madre, y que

cuando mire sus ojos no vea más que loa

míos, en donde la verdad y la luz brillen con un fulgor infinito. Y todo esto lo haré como un hombre, como Dios quiere de mf, despacio para no equivocarme, reflexionando. Como lo hicieron mis padres el día que ante Dios prome ieron seguir unidos para siempre.

Pero ahora mi sitio está en el trabajo, en el esfuerzo, porque en la medida que yo entregue mi vida así daré cuenta a Dioa, que día y noche me aconseja como un un amigo, me guía como luego lo hará ella, como yo haré con mis hijos, corno lo hacen lea hombres. UN ALUMNO DE QULNTO CURSO

• No -seáis de aquellos que se entristecen de que las rosas tengan espinas; sed de aquellos que se alegran de que entre las espinas se abran las rosas.


Lección de optimismo

3.° A

a fila: D. Clixnent G.; E

Gisbert E.; V. Mejica M.; V. J. Gimeno A.; C. van der Hof stadt C.

JUVENTUD

rado C. 3.0 fila: P. A. Moreno H.; C,

ca de la vida. Es un estado de la mente. Es una demostración de la voluntad., una

2.a fila J. Marco S.; L. Lei-

Lozano y.; J. F. Lozano S.; L.

M. Antón Ji; F. Mon esinos A.

4.0 fila: L. A. Pérez Li.; G Mayor P.; J. A. Cremades E.;

J.

M. Simón S.; D. E. Jover B. 50 fila: F. Gómez P.; J. J.

Cerdá M.; J. E. González B.; S. Juan A.; G. Rihart R. 6. fila: L. Payá B.; M. Solbes M.; E. Seva R.; j. y. Cre-

mades 1.; J. M.0 Martínez L-P; J. R. Varó R.; M. ()rtuño •G. 70 fila: J. J. Moltó L.; F. Cuver.toret P.; J. J. Fernández

de los R.; J. A. Espinosa G.; J. R. Malluguiza C.; G. Alberola F.; E. Rañón de J. 8.0 fila: A. Zaragoza M.; J. Sala S.; Ch. Hoyt: M. Ruiz A.; J. F. García C.; j. Martínez de

Velasco M.; M. Sanchís G.

Ausentes: J. Marco P.; A.

Marco S.; j. L. Ramos G-O.

cualidad de la imaginación, el

vigor de las emociones, el

predominio del valor sobre la

timidez, el deseo de aventuras en contraste con el deseo

de como±dad. Nadie es viejo por sólo ha-

ber vivido un cierto número de años. Se envejece solamen-

te cuando se abandonan los ideales. Los años arrugan a piel, renunciar a los ideales arruga el alma. La inquietud, La duda, la falta de confianza, el amor y la desesperanza... son los rápidos equivalentes de los largos, largos años que inclinan la cabeza y encaminan el espíritu hacia el ocaso.

Que tengan 70 ó x6 años, hay siempre en tcdo corazón

humano el amor a lo mara-

30 B

'. fila: J.

La juvenud no es una

1. Vilapiana S.;

F. F. Martínez E.; J. Campos J.; V. Ortuño 1. 2. fila: A. Campos S.; J. L. Ortuño C.; A. Beltrán S.; J. L. Alcaraz F.; J. Sánchez G. 3.0 fil:: M. Jvlacarell S.; F. j. Rodríguez B.; J. F. Murga F.; D. González C.; A. Verdú O.; M. J. Iborra M. 4.0 fila: J. L. Guillén R.; J. F. Vilapiasia S.; V. Ferrándiz

R.; J. J. Giner C.; E. C. Domenech S.; J. M. Montoya M. 50 fila: J. L. Candela C.; C Fernández L.; J. F. Nicolás P.;

J. Cartagena G.; C. M. López Q.; E. J. L. Peral R.

6.0 fila: J. Iborra F.; F. Ivorra M.; A. Molina J.; A. Pas-

tor M.; F. Caplín M.; J. L Gomis A. 7.0 fila: A. Guillén R.;

G.

Castelló G.: J. M.a Ayuso S.; J. L. Lillo A.; F. Lombard A.

8.0 fila: L. Dupuy E.; J. F. Carrjó G.: E. Clemente C.; L. Benadero G-M. 90 ifia: F. Mateos G.; J. M

Z&ve M.; j. L. Luna P. Ausente: A. LIODiS A.

villoso, la dulce admiración por la estrellas, el rutilante brillo de cosas y pensomien-

tos, el intrépido desafío a los acontecimientos, el inagotable

infantil apetito del... ¿Qu& viene después?

Uno es tan joven como su confianza, tan viejo censo su temor; tan joven como . su esperanza, tan viejo como su desesperación.

Mientras tu corazón recibe mens.jes de belleza, de alegría, de intrepidez, de magni-

ficencia y de poder del Pla-

neta, de lo hombres y del

infinito, eres joven.

Cuando todos los resortes se han aflojado y todos los

rincones del corazón están cu

biers eon la nieve dtl pesinasmo y el hielo de la mi-

satatropía, tntonCes, y só entonces, habrás llegado realmenu a viejo.., y, llegado es-

te momento que Dios tenga misericordia de tu alma. (Texto que figura cii el despacho del General Mac Arthur)


J. J. Albert C.; A. Caparrós G.; L. 1. Llo-

ret S.; A. O'Donnell T.; J. M. Rato N., J. C. Rodríguez G.

2.° B i.a

columna: A .SL:h B.; J. Vidal O.;

F. J. Gras A.; F. Ramón B.; E. Sempere B.; V. J. Crespo S.; F. García A.; J. A. Garratalá L. 2•a columna: D. Saavedra L1.; R. Parodi B.; P. García G.; A. Ramos E.; 5. Prie go 5.; E. M. San Nicolás E.; E. Bendito P.; J. B. López M.

3a colunen:. F. González M.; G. Fuentes G.; M. A. Pertusa G.; A. Hoyt; C. Simón G.; E. Pociello G.; V. M. Ramón M.; J. J. Martínez C.; J. L. García P. drán M.; V. M Candela R.; E. Ayela LI.; 4. columna: J. C. Jiménez R.; F. Ce!drán M.; V. M. Candela R.; E. Ayela Li.; R. Simón G.; J. Hurtado J.; A. Gálvez F.; S. Viniegra B.; S. Menargues J. 5a columna: M. Botella G.; A. Moreno R.; A. Carratalá M.; P. L. Santo P.; A. Payá E.; J. D. Sánchez N.; E. Pérez M..

6. cnlumia1 A. Villanueva M.; R. G. Ponce 5.; C. Porcel F.; V. Soler G-T.; J

M. Anoz . Ausentes:

F. Mayáns Ll.

1.0 C Rombo: ja columna: A. Robles L.; A. Astsj G.; P. Gonzávez y. 2a columna: A. Ballester M.; T. M. Bale 5.; C. Fraile L. 3. columna: A. Gómez P.; J. A. Corlo M. J. M, Ivars P.

4a columna: J. L. Meseguer C.; J. Domenech S.; A. Agulló C. Grupo de la izuuierda: A. Vcca S.; C. López de Arce B.; J. Pé-

tez Li.; F. Lucas M.; A. L. Valero A.;

A. Valdés Ch.; E. Alberola E.; j. J. Sán-

chez F.; J. J. Recuenco P.; M. J. Simón G.; A. Criado 5. Grupo de la derecha: i.a fila: M. Lioret F.; J. F. Tárraga E.

2.°A 1a columna: \T. Gomis C.; A. Iñesta G.; J. Ivorra P.

4. columna: M. C. Valero S.; R. Barbe-

rá G; M. Garrido F.; C. Fernández F.; F. Casafio E.; J. Ferrández M.; F. Gar-

cí: II.; F. R. de Lara C.; j. A. Sentís C. 2a cohimna: E. G. Berenguer A.; J. M. 5. columna: T. Fernández F.; A. Crespo U.; Beltrán R.; C. Serra G.; M. A. López G.; J. Ma Salvá IP.; J. G. Mojica 5.; M. E. E. Fuentes M.; J. C. V3ilejo S.; A. So- García M.; J. A. García C.; M. A. Ferrero C. gorb P.; A. Sala L.; J. M. Jiménez M. 6. columna: R. Alarcón C.; J. R. Gero3. columna: J. C. Devesa P.; M. Plon; J. A. Lloréns A.; E. Pomata E.; J. Reven- na P.; P. J. Sanz B.; E. Caplín M; J. Saga O. de la T.; L. J. Zumaquero U.; R. Jo- cristán C. ver IR.; L. Tomás A.; J. L. Ortega C. Ausentes:

2. fila: L. Hurtido 5.; J. de Vicente O. 3. fila: M. Garrido M.; A. Limares M., J. y. Casejón O. 4 fila: A. Durá S.; J. Mascareil C.; R. Saavedra LI.

5. fila: J. Pascual M.; J. R. Pamblanco S.; V. Bolufer P. 6. fila: J. Maroto M.; J. L. Vidal C.; J. C. Gómez H.

7. fila: A. Ortiz M.; L. Such G.; F.

Pénez E.

8. fila: A. Gomie C.; j. R. Richart R.

9. fila: J. A. Tudela O.; V. Mateu A.

10a fila: V. Martínez C.; A. Navarro F.;

5. Rodrigo A.

Ausentes: F. J. Pastor M.; A. Sánchez P.

de permanecer día tras día, du-

rante diez aí'ios en este colegio, me toca despedirme de ini segunda casa, donde he

parado casi toda mi juventud. El roce engendró el cariño, el aprecio y la estima hacia mi colegio y sus profesores. Con estas líneas sólo quiero agradecer la labor que hicieron commgo y con todos mis compañeros

con los que a lo largo de muchos años he compartido las horas felices y las amargas».

Francisco L. Huesca García


1.0 A •a ifia: J. Sánchez C.; M. A. Muñoz C.; M. F. Vidal E.; D. García de G. 2. fila: J. iM. Asensi F.; P. Casamitjana Ll.; P. Bosque iM.; J. Liorca C.; J. R. Gisbert Q. 3a gia: i'. Buiriillo C.; F. M. Santo P.; J. V. Ferre de M.; J. L. de la Vega G.; N. Pérez

R.; J. F. Pomares C.

4. fj2

J. F. Martínez Li.; F. Santana R.; J. Carrió G.; M. Benaiveitt F.; M. Juan E.; J. Rocamora 5.

fila: A. Sempere B.; F. Ferriol N.; J. Ivars Li.; J. Mira O.; L. Vegara F.; M. A. Olimena 5. óa fila: L. T. Gálvez G.; F. Salvador L.;

T. J. Bañuís 1.; F. Gomis M.; E. Moreno R.; J. Fernández H. 7a fila: J. Santo M.; A. Ferrández M.; L. J. Boch A.; R. Espuch LI.; J. M. Sastre M.; F. Brotóns B. 8. fila: J. M. Martínez R.; A. Cremades P.; D. García B.; J. L. Santamaría C. 9. fila: Y. Samper P.; M. Soriano M.; E. Lledó S.; F. Sancho P. Ausentes: L. Corno C.; J. Jiménez G.; V. Lpe:l J.; M. J. Fabá T.

J.

Morales M.; F. Moya C.;

1.0 B Rombo: 1a columna: A. Martínez R.; A. Bcleila 5.; R. Ayala A. 2.a columna: J. F. Pérez V.; J. F. Just Ruiz; T. Lioret S. 3a columna: V. Borreguero G.; D. Amérige M.; P. Rovira D. 4 columna: J. M.'- Moreno R.; R. Alcaraz T.; D. Albert G. Grupo de la izquierda: E. González B.; J. F. García M.; J. Valdés P.; G. Pascual G.; J. M. Tejedor M.; V. Moreno Z.; R. Maestre M.; V. Serrano L.; V. de la Asunción F.; L. Vilanova C. V. Leal G. Los cuatro dci, ánuio superior derecha: F. Candela C.; 4. Meste V.; M. Rueda 1.;

a cumplir los nueve años de mi formación en este colegio, que tantos recuerdos guarda en mi memoria: aquel primer curso en que me aburría, quinto, en el que ompecé a sentirme mayor; los hermanos que me aguantaron, loa conapañeros que me ayudaron; las aulas, que guardan entre SUS paredes mis castigos, arsis horas de estudio y de dislración, en fin; todo lo más importante en la vida estudiantil. Estos años han representado mucho para mí. Sólo me resta el desear una feliz culminación de los estudios a todos mis compañeros y rogar a los hermanos que perdonen todas

la horas de desvelos que por mi culpa han sufrido. Como fácilmente nos volveremos a ver me basta decirles: Hasta luego».

Juan Leal Galbis pronto portantísima

sidad

. PREU se despide...

año me ha bastado para formar parte de la gran familia del colegio. Hoy, al des-

el)espués de una larga estancia en el - colegio de loa Hermanos Maristas de Alicante, donde en un sano ambiente de amistad y compañerismo pasé los años más agradables y divertidos de ini vida, tengo que despedirme. El colegio nos lanza con su sólido y firme

pedirme quiero agradecer a mis profesores distintivo de hijos de María a esa aventura su paciencia y el empeño que han puesto en tan drástica y cómica, tan paradójica y sublisu noble misión; a mis compañeros, la aco- me que es la vida. Espero saber afrontar togida que me han proporcionado; a todos el das las adversidades como fermento del coleambiente de comprensión, simpatía y verda- gio y animado Siempre del espíritu marista Legado por mis profesores. dera hermandad». Gracias a todos y por todo».

Félix Paúl Ivorra Cano

Gonzalo Jurado Campos

L.; J. Sala

C.

2.a: E. Guillén M.; J. A. Pérez C.; J. Cubí M.; A. Pérez P.; J. V. Martínez G.; J. F. Guijarro G.; V. Gómez M.; R. Ost F.

3.a: A. Arques C.; B. Martínez B.; j.

Manzanaro 5.; J. Jover M.; J. 1. Ruiz M.; J. J. Gemir S.; J. M. Van dar Hofstadt C.; J. Jordá V. Ausentes: Rafael Pérez Rodríguez. Angel Signes Signes.

a comenzar una fase

jan-

En estos nueve años transcurridos en el

de mi vida, y lo han hecho a costa de grandes sacrificios.

Sólo quiero en esta ocasión agradecer tiodos

sus consejos y cuanto han hecho en mi favor».

Gonzalo Llamazares Cachcí

de diez años de estancia en el

colegio ha llegado el momento de partir. Un momento alegre y triste a la vez. Alegre al saber que voy a emprender un nuevo género de vida voy a encontrarme con nuevos compañeros nuevos profesores... Un momento nostálgico al dejar a estos profesores que se han preocupado de mi enseñanza y han sabido forjarme una base donde apoyarme a lo largo de mi vida. No encuentro palabras para agradecer a estos hermanos todo lo que han hecho por mí. MUCHAS GRACIAS».

Francisco L Martínez Puertas

Pisos

guez

vamos

para todos nosotros: la Univer-

colegio unos hombres magníficos me han ido guiando y formando para dar este gran paso

A. Poveda B.

Tres columnas: 1a M. Sánchez D.; J. L. P.; R. Pomata E.; L. A. Merino P.; M. Yuste M.; J. R. Soler R.; O. L. Rodrí-

PREU se despide...

nueve años de convivencia con cualquier

y más cuando

me ha

formado y educado por el mejor camino y po-

niendo en ello toda la ilusión de los mejores años de su vida, creo que no podré encontrar palabras capaces de expresar lo que yo siento por este colegio. Por esta razón me despido con una palabra, ua adiós en el que

encierro todo: mi cariño, agradecimiento y sinceridad».

Alfredo Mayans Llavadors


1

1

;

CID

'4

.

E

< '• CID

E'

&DC)'

i1

':-'

.,

C')

,, ' p•i1

1! 1

\O•

D

O


&

Medio A

!&&fl n& ?

tib

Medio A fila: E. J. Llavería S.; J. López 1.;

V. Pascual G.; P. Ivars Ll.; y. j. Mar .mnez M.; E. Martínez C. 2. fila: A. Verdsj E; J. M. Antón S>; F. Antón F.; C. López de A.; M J. García A. 3.0 fila: J. Fahregat L.; E. Gómez M.; J. E. Jiménez F.; 5. Valero G.; H. Nutz A. 4. fila: G. Maciá E.; M. Marco 5.; M. L. Girón G. 5.a fila:

M. Simón 5.; A. Muñoz C.; J.

A. Pérez 5.; J. Vinaches G.; J. Tello y. 6. fila: J. Ferrer G.; J. Gosálvez J.; J. D Sánchez M.

7. fila: S. Ivorra P.; M. J. Francés C.,

5. Almodóvar S.; J. Sirvent B.; A. Soro 5. 5 fila: R. de los 5. Martínez-Abarca de la 5.; J. C. Manzanaro 5.; J. V. Mayor P.; R. Serrano L.; J. 1. Gimeno A. 9. fila: V. Blasco B.; M. Ubeda M.; J. C. Espuch M.; J. Gómez A.; R. Pla P. Ausezáes: P. Sanz M.; J. M. Pérez V.; M. Ibáñez G.

Medio B

4

1

¿fr

as

a 4 9

&

t.a columna: j. A. Guilló R.; A. G. González M-M.; A. L. García A.; A. Corno C.; E. Viñes M.; R. Carratalá M. 2.0 columna:

G. F. del Campo A.; J.

Criado 5.; J. J. Sánchez P.; F. J. Navarro E.; P. E. Tejedor M.

30 oclumn.a: E. Barreres A.; M. Camarasa F.; E. Bovet L.; A. Mateos G.; A. Erresa.luce D.

40 columna: J M.' Belnsar Z.; E. van der Hofstádt C.;• J. Godínez E.; J. R. Miralles 5.;' R. Armadá O. 50 columna: J. L. Alvarez G.; R. Ñíguez

E; C. Hurtado 5.; R. Pérez P.; P. J. Maria D. 6 columna: A. Penalva P.; R. Madrid R., J. C. Deiteil LI.; J. J. Navarro F.; P. Sempere E.

7. columna: F. Gomis 1).; C. Pernías G.; A. Pociello 0.; 1. Lucas M.; A. Sánchez E.;

J. J. García C. Ausentes: M. R. Andreo R.; J. M. Peral R.; F. J. Forner E.; V. Albert M.; 1. Canr

pos E; J. M. Nieto B.

5. fila: F. Martínez de M.; J. J. Aznar A.;

. PREU se despMe... como la de un miembro de una familia, poral colegio hace cuatro años y ase- que quiero seguir perteneciendo a la familia Marista ya que lo que pueda ser mi vida se giro que ahora siento no haber vivido en todos los cursos de mi bachillerato. Cuando lo debo a los Hermanos. Gradas a todos los profesores que me han empieza uno a apreciar lo que encuentra en el colegio, llega la hora de dejarlo con la proporcionado bagaje intelectual y espínilusión de alcanzar una nueva etapas pero mal para poder mirar la vida con una soncon el temor de no encontrar el calor y la risaa flor de labios. Gracias por todo». entrega de que ,hemos sido objeto en estos años. Por eso quiero que mj despedida sea Ignacio Sanguino Julió

A. M. Ortuño P.; F. Tudela O. 6. fila: M. J. Valdés J; J. Sempere A.; t.a fila: J. A. Tan G.; y. Pérez A.; J. Ri- E. de la Cruz Ll.; J. L. Mojica M. poli O.; J. Oliver 5. 7.0 fila: E. J. \Tidal O.; E. Saavedra LI.; 2.0 fila: 1. Martínez P.; M. Pinto E.; J. A. 5. Paz M.; J. J. Iborra N.; G. Gosnis T.; (iisbert E.; V. Gisbert, E. F. J. Vidal E. 3. fila: M. Avalos M.; E. Soriano M.; y. 3. fila: T. Rodríguez P.; J. Bonora O.; F. J. Menargues 1.; J. Orts Ll; M. Perales Beitri 1.; D. García O. C.; F. T. Varó, P. 9.0 fila: F. J. Coloma A.; R. J. Vidal M.; 4. fila: J. A. Botella G.; M. Andrés 5.; J. M. Merino N.; E. Burgui M. 5. Soler A.; J. V. Joven A. Ausentes: G. 5. Sánchez P.; J. Fabra D.


Elemental B

Elemental C

Elemental A ja fila: J. Arenas M.; A. Moreno R.; E. A. Beneyto M.; E. Giménez P.; J. Azn'ar C.;

J. C. Mattín 5. 2.a fila: L. Lozano y.; A. Mauricio T.;

R. Sanz B.; J. M. López C.; F. Fernán-

dez S. 3.a fila: A. Bieco M.; J. R. Bonmatí S., A. Caroeller M.; V. Albert C.; M C. Castilla M.

4 fila: J. L. Martínez G.; J. F. Albala-

dejo R.; F. Alvarez R A. 5.a fila: F. J. Ferrándiz F.; C. J. Gosálbez A.; J. L. Rodrigo T ; J. F. Valero H.; M. Aguirre C.

6. fila: G. Ivorra D.; J. Setra G.; j. N.

Ripoil L.

7. fila: A. Gatcía F.; A. E. Gosábez A.; C. J. Lara C.; J. Llores 5.; F. Martínez C. 8. fija: J. Navarro E.; 5. Giner A.; J. F. Quiles G.; A. j. Rodríguez R.; A. Ortolá F. 9!' fila: E. Baus 5.; L. Campos de A.; J. A. Carratalá L.; J. J. Juan T.; A. Sirvent G. Ausentes: J. A. Reyes P.; D. Cremades P.;

J. J. Huesca N. Elemental B

ja fila: E. Puer:s G.; J. M. García E.; J. C. Pérez R.; C. J. Valero G.; j. P. García L. 2!' fila: J. M. Domrnedh 5.; E. Romeu L.

3." fila: C. García 5.; C. Cano E.; J. M. Josa C.; V. Davad Ll.; A. Sempere E. 4." fia: P. Castellano P.; J. R. Mimó R.;

M. J. Matas Li.; J. M. Martínez E.; C. Sanz R.

5." fila: M. García y.; A. J. Cebrián P.; V. J. Ferre de M.; A. Garrido F.; A. Pa-

4

e

u

6.a fila: J. L. Vicente A.; C. .M' Llopis C.; J. F. Brr'rnguer R.; J. R. Guillén Ch.; G. Llorón» A.; J. A. de la Asunción 5.; M. García E.

7. fila: N. Coloma O.; J. Esplá M.; V. H.; J. E. Soriano B.; L. Soria T. Gomis J.; A. Escudero M.; C. E. Martínez

5.' fila: J. M. Gomia A.; M. A. Martínez M.; A. Campos O.; J. M. Lozeno E.: j. F. Quiles C.; J. Orrin G.; J. Molina G.

Ausentes: A. Pnveda M.; E. Lumbreras P.

Elemental C ja fila: L. González C.; D. L. Orozco E.;

J. Hernández D.; G. Martínez Q.; A. Fe

ya nueve años que soy alumno marista y ahora, sin poder evitarse llega el momento de abandonar el colegio y enfrentarme con la nueva forma ¿e vida que me espera. En estos momentos es cuando de una forma insistente me asaltan tecuerdos agradables de la vida, que gracias a Dios, he pasado junto a todos esos Hetnsanos que me han dado una fotmación y una educación provechosas

con que poder enfrentarme con decisión y ';alentía a la nueva faceta de mi vida, próxima a comenzar.

Sería ingrato si en esta despedida no dogiase la gran labor que con nosotros han tealizado los Hermanos Meristas con un especial sentido cristiano, con gran generosidad. Por todo les doy mi más sincero agradecímiento y felicitación».

Ramón Sempere Verda

6.' fila A. Fimia G.; J. M. Lafuente 5.; J. Sanz M.; J. M. RipoIl V.; D. Fuster E.;

J. L. Riohart J.; J. A. Mena E. 7. fila: L. Rodríguez P.; F. J. Borrás F.; 3. fila: M. A. Consuegra M.; J. M. Pérez R. Richart R.; M. A. Devesa Q.; T. GoV.; E. Cánovas 5.; J. Tomás 5.; G. Jimé- sálvez A.; J. V. Eenadero G.; E. Martínez D. nez L. 8!' fila: F. Canet F.; F. M. M:rtínez N.; 4." fila: A. Vinaohes M.; A. Cía 5.; J. M. J. Iváñez D.; R. Carrillo de Albnrnoz L. de Perol R.; R. Mira Z.; J. L. Mimó R. .M.; A. M. Molió E:; 3. Manzanaro 5.; 5Y fil' G. EL. Bu-» V.; T. J. Lrnaiopé-c F. D. Quílez F. Ausentes: J. M. Eoiz P.; 3. L. Martínez E.; J. T. Martínez H.; A. Ramón E.; J. C. Ramírez A. M.; F. Martínez G. rrándiz G.

• PREU se despide...

CHace

lazón C.

2)' fila: J. L. Eapiá P.; J. M. Soler F.


*5!

mez M. 8. fila: J. F. Trigueros 5.— A. Llopis V.; 9. fila: A. Bañón de J.—L. 5.

s

e

eírt t,

k4

tç'

y

t-J. Hidalgo R.; 2-J. A. Guerrero G.;

&

3-J. Belmar E.; 4-L. M. Campello G.; 5-M. A. Iñesta G.; &E. Andarías D.; 7-T. Segarra G.; 8E. Van der Hofsaadt C.; p-J. C. f3ajsálbez J.; ao-J. Aguirre C.; ti-S. Margarit B.; tz-J. Torrerst M.; a3-E. Rodes 5.; a4-F. Linares G.; i-J. Robles R.; i6-M. Sánchez E.; 17-ID. Sirvent G.; i8-J. R. Sánchez M.; ap-A. Sánchez V.; ao-J. Martínez Jvt.; ai-R. María 5.; 22HM. A. Arróniz M.; 23-E. Flores A.; a4-P. M. Barceló E.; 25-L. F. García O.; 26-R Van der Hofstadt C.; 27-R. Mo-

4 te tifr

'» ç, tE

ra 5. aS-M. Rocamora 5.; 29-J.

e

34-V. Simón U.; 35-F. fl Martínez R.; 36-i. Capelo J..; 374. Gómez P.; 38-J. A. Antón J.; 39-FOrtegi C.; 4o-V. Gómez M.; 41-G. Canet F.; 42SF- Simón B.; 43-E. J. Icardo 5.; 444. F. Fuster B.; 45F. Dupuy E.; 46-J. A. Caohinero 5.; 4r7-M. Manteca B.; 48-J. Mota 5.; 49V. Andrés P.; 5c-R. ETcrib200 5.; 51-E. López de Atalaya A.; 52-J. 1. García

a2 &

F.; 3-J. M. Vera E.; 54-E. Rigo M.; 55-JA. Esplá M.; 56-J. A. López P.; 57-J. F. Gómez H.; 8-M. Vidal O.; 59M. Aragonés 5.; 6o-T. Herrero G.; 6a-J. M. Muñoz C.; 6-E. Blau Ci.; 63-A. Sirvent G.; 64-F. Salvá 1'.; 6-E. García D; 66-J. Ma•teu A.;

e

n

Infantil A INFANTIL A

Rombo: j, columna: M. Vallejo S.— J. P. Olcina P.— F. A. Caudet M.; 2.a columna: 5.

A. Santu-

lario M.; 3o-M. Esquembre L.; 3 a-A. Gómez 5.; 32J. M:'LFerrer C.; 33-\T. Borreguero C.;

1

51

r

ltslantil 13

e

R. Peiró B.— A. Mira P.— V. GáL.vez G.— P. J. de la Vega G.— J. F. Borrás M.— J. R. Fernández F.

Derecha: ja fila: P. A. Arróniz M.— R. Sentís C.— L. Martín C.— J. L. Más 5.; Soler B.; z. fila: A. Margarit B.— A. Du3a columna : A. Montoya M.— J. E. Yanes puy E.; 3. ñU: M. Castro LP.— E. Uriarte G.— J. M. Fuster L.; 4. columna: J. C. E.— A. Ihorra 5.; 4. fila: D. Pérez-VentaCandela R.— F. Capelo M._ J. M. Martí- na D.— G. Albert M.— F. J. Almodóvar 5.;

nez C. 5.* fila: R. Hernández 5.— J. 1.. Pérez-MaGrupo de la izquierda: J. García M.— F. teo R.— R. Tolón 5.; 6. fila: J. A. BallesJ. Camarasa G.— F. Rodes Li.— M. Gómez ter Z.— V. Penalva V.— G. Llorer F.; 7.' B.— F. J. Juan T.— B. Mancheño M.— J. fila: J. A. Arias P.—iD. Marín 5.— R. Gó-

67-Mb. Sempere M.; 68-A. E. Jovcr T.; 69F. M. Antón G.; 7o-J. Sanchía LP.; 71-A. L. Asensi St.; 72-B Martínez C.; 73-P. Quílez E.; 74-1.. M. . Ayela Ll.; 75-E. Rovira O.,

76-R. Santulario M.; P. Martínez H.; 78R. 1. Csrratalá 5.; 79-C. E. Orenes C.; 8DM. Robles L. Ausentes: J. M. Arviza V.; E. A. Balboa

G.; V. J. Bañuls 1.; J. M. Csrratalá B; R. Corno C.; J. C. Espinosa G.; L. Estañ Y.; A. García O.; A. de las Heras C.; R. Hernáiz• G.; M Lainez del R.; A. Vega Z.; A. M. Martín C.; F. Sempere y.; J. F. Cabrera F.; F. J. Navarro F.; D. Bieco M.; F Sirvent G.

.

colegio es para mí como una gran f amilis en donde comencé a saber lo que es una sociedad y aprendí a enfrentarme con esa otra vida más difícil y compleja que me aguarda Al cabo de once años me llevo de esae colegio muchos recuerdos: esas aulas, . corredo-

res, patios, la nueva fachada.., un conj unto de cosas que son parte de mi yida. Esos Her-

INFANTIL B

.5-,

e

Lázaro G. Ausentes: E. A. de la Cruz A.—.J. J. Ginsénez G. 1. Clavería 5.— V. G. Pomares R.— F. L. Sala 5.— J. L. López L.—P. Rosique C.

. PREU se despide...

hermosura sin virtud ei una flor sin perfume».

manos que se han esforzado por colocarme en

la senda de un gran ideal: 5ervir a Dios y a

la sociedad. Gracias por todo. Hermanos Maristas».

Manuel A. Soler Manuel los que aún no habéis llegado a Preu os preguntaréis qué es lo que se siente al estar en las puertas de la Universidad y a punto de marchar del Colegio. Con la experiencia de nueve años en estas aulas, trataré de contestaros: Se siente una gran nostalgia de los tiempos pasados y a los que se desearía volver; por otra parte, una gran ilusión por lo que tiene que venir, por la Universidad.

Pero esto no es todo, falta lo más importante: Se siente profunda gratitud a los Her-

mnos, que con su doble labor de educajores y amigos nos han proporcionado toda nuestra formación».

Joaquín Soltr Molina de una larga estancia en el colegio veo ya cercana la hora en que debo dejarlo y demostrar el día de mañana, en donde sirva a la sociedad los valores que me han inculcado en el colegio y que es lo que más debo agradecer a los profesores que durante estos años me han educado y tanto han hecho por mi formación».

Jorge Valdés Ribá siento obligado a ezponer en estas po-

bres, pero sentidas lineas, la gratitud que

profeso a todos los hermanos y profesores que durante cinco años han sido mis educadores y maestros. Junto a ellos he pasado los años de

mi infancia y me he ido formando por el camino recto; junto a ellos he reído lo he pesado bien, y hemos compartido entre profesores y alumnos las esperanzas e inquie-udes propias de nuestra edad. Quisiera en estas lineas exponer la eterna gratitud que reconozco debo a mis superiores y doy gracias a Dios por haberme permitido el pertenecer a la gran familia Marista».

José Antonio Varela Ferran dis


ala ae santo Tomás de Aquino: • Final de PREU se despide...

pensar que ahora, al salir del colegio, uno ha de enfrentarse su destino, añoramos aquellos primeros cursos en los que todo eran facilidades. Ahora ha llegada el mo miento en que el círculo del colegio despide a unos y acoge a otros. Los que salen de este curso os piden disculpas de cuanto os haya'Snos molestado. Os dejamos con un colegio que ha visto por fin elevarse su gran fachada, flamante como una reina. Os abandonarnos, pero 'siempre tendremos un recuerdo para esLada

te colegio que nos formó y al que ahora se da uno verdadera cuenla de tanto como e debemos».

Juan Carlos Vázquez Picó

• Los vicios entran riendo y salen llorando; las virtudes entran llorando y salen riendo.

Música y Toros.

• Final de VACACIONES 965!I

lo demás, con bríos para emprender tus nueva tareas, con la alegría de tu buena conpara

ciencia.

No vivas tus vacaciones a dos manos: una para Dios, otra para tu enemigo, el demonio. No puedes servir a Dios y al demonio: En la luz, bueno; en la oscuridad, mido. Eso sería engañarte, porque eso sería vivir a medias.

Con vida a medias, serías, un enfermizo; no vivirí.s totalmente la vida, no vivirías tu vida.

Piensa, que, para que haya bienestar, todo ha de estar bien. Y basta que algo esté mal, para sentir malestar.

Que tu vida en estas VACACIONES 1965 sea íntegra, plena, abundante...! Así te lo desea con todo afecto. RAFAEL SIEMPERE AYELA S. 1. PADRE ESPIRITUAL . A. A. (Promoción 1925

Cada

día has tenido ocasión de aprender

ago nuevo, de ser algo más, de hacerte un po-

co. mejor y de ayudar a los demás. ¿No lo ha hecho? Has perdido miserablemene el timpo a pes:r de que los números canten ac:.démicos. Oye, no te olvides, amigo

mío, que si hay alro serio en esta vida, es saber extraer del presente toda la riqueza de eternidad que encierra ENERO:

Mes rico en esperanzas y contrastes. Lo

inaugur:rnos con promesas de felicidad y deNuevo, vida nuevas. seos de mejora.

Nos lo sabemos de memoria y huele ya a

slogan publicitario. Quizá por eso resbale. De golpe, corno suena, a reanudar las clases. de lluvi': tras lOS cristales», decía uno mirando al. infinito por la ventana del aula equis. Atajándole la última sílaba el vecino ingenioso y nostálgico también, le susode rra al oído remedándole: meerte Navidadesa. Pero gracias a qu.e la cosas son así un ama-

sijo de contrastes, la vida colegial se va entonando, se vence la cuesta de enero y las días al silencio de Ejercicios Espirituales ceactividades vuelven. La Asociación de Padres rrados. Díaz de luz .—.lo recordáis— momen(A. P. A. MAR.) celebra su fiesta patronal tos de sinceridad que por desgracia se olviponiendo sus ilusiones y trabajos sobre el amtiaro de la Sagrada Familia. Don Juan Cantó inicia el ciclo de conferencias de orientación bíblica, a la que respond.e el alumnado —sexto curso sobre todo— con interés creciente.

La úátrna semana se dedica a la orienta-

II Certamen Literario

Provincial Juvenil, sobre el tema "Franco, ese hombre" Han sido premiados en el grupo de Enseñanza Media Elemental los siguientes alumnos:

Primer premio: José inés Mojica Sobejano.

Segundo premio: Tomás Fernández Fuster. Quinto premio: José Carlos Vallejo.

La enhorabuena y que tengan más triunfos.

tiempo pasado fue mejor». Hoy que te encuentras cómodamente, sin prisas de horarios de colegio, con un curso terminado y unas vacaciones por delante, no estarás muy de acuerdo con el entrecomillado. Ño sé si eres estudiante en activo o no ejer-

ces. De todos modos no me extraña que en tu fuero íntimo y casi sin darte cuenta, haya brotado una resolución decidida de olvidarte par este verano al menos, que existen las letras de molde, libres de texto y asignaturas de bachillerato. Sé que estás 'saturado del último sprint. Descansa, tranquilízate y cua.ndo hayan pasado unos días, repasa e.l prop5sito, quizá le modifiquea algo. No temas rectificar. Mientras

tanto vamcs a ver en diferido los 'primeros planos del documentid vividó en el colegio. nos va a faltar la emoComo en la ción de un final imprevisible, pero tendrá la ventaja, sobre todo para los protagonistas, de ser espectadores de sí mismos donde puedan ver sus posibles fallos.

Esta es mi intención. Nc te voy a contar nada que tú no sepas, ni viejas historias, ni asignaturas, ni mi vida.

ción vococional. Dios hablando en el silencio aa'liendo del anonimato dell alma y la de las causas segundas». FEBRERO:

Corto y sustancioso a pesar de su mala

dan demasiado pronto, pero siempre queda e!

recuerdo bueno de la paz no engañosa y de la voz que nos llamó insinuante a una vida más auténtica. Repasa tus propósitos, reafírmate en ellos o pasa por la vergüenza de no haber sido hombre de palabra.

Vive lo que viste en la intimidad de tu

conciencia, al fin y al cabo lo que te importa —.formida'blemente real y espantosamente trágico— es que estamos para ganar una vid. eterna mejorando la presente». Burla burlando febrero se nos va, rico en acontecimientos, sin bombo ni platilln Estu-

fama de loquillo.

dio, oración, formación integral, daarlas forma-

liado, garantía de trabajo serio. La Candelaria, pone digno remate a la semana vocacional. Por la mañana el patio es escenario de la rica liturgia de 'la festividad. La proc:sión de las Candelas es una llamada a nuestro corazón cristiano p:ra llevar luz y calor a nuestro ambiente. Por la tarde, una torna d contacto con los jóvenes que se han planteado en serio el problema de su vocación y han resrondido al llamamiento: Primer: y Segunda Enseñanza, viMaría del sitan el Seminario Marista

5. J., experimentado sicólogo que nos da sabios consejos para lograr perfecto equilibrio fisiológico, base de la felicidad.

Nos regala con lluvia y con frío. Lluvia tivas a cargo de don José María Aznar, inesperada y frío que concen rs en el honar ca- geniero aeronáutico, y de el Rvdo. P Irala,

MARZO

NOIS situamos en el corazón del segundo tri-

mestre. En síntesis: tónica de seriedad en

los estudio salpicados con tres fiestas significa-

ticas: Miércoles de ceniza, Santo Tomás y San José.

La primera nos trae el mensaje de Cuaresma a través del homo. . .». No Mar a. suelen gustar mucho estas melodías si las El trimestre se las promee largo y habrá comparamos con los ruidos insólitos de los tiempo para todo. Como es natural, dicen que conjuntos modernos. No es un tañido de es un: moda —no como otra cualquiera— muertos ni un arrebatar el gozo de vivir en quinto, sexto y Preuniversitario dedican unos la primavera quia se anuncia. Nunca la II-


turgia es triste ni la Iglesia pone sombras a

e su fin. Antes se rinde cuenta de su aprove-

la vida. Tratemos de comprender nuestro cris- chamiento y con tas notas a casa el colegio tianismo. Esa cruz de ceniza que te mancha queda ssbencioso ha-sta fIn de mes la frente, casi tu cabellera cuidada, polvo ben-

dito de ramos quemados, te trae ia sublime MAYO: lección de que vales más por tu alma que mes de Madre, el de las flores, el de por tu cuerpo. Frente a la vanidad del polvo losEldías de Primera Comunión. A que se lo lleva el aire, la inmortalidad de tu parir delblancos día uno comienza a oírse el tradr alma con ansias de eternidad, y vamos todos...». Flores a los Santo Tomás no puede pasar inadvertido cional de la Viren y esfLerzos de un deber en un estudiante. Se celebró la fiesta con lo: p:es actos propios del caso- La víspera, apretado cumplido. Nada de retahilas de rezos y ceprograma a cargo de Preuniversitario. El sic-

te, fiesta litúrgica con la celebración de la Santa Misa comunitaria.

San José, oliendo a primavera y con ruidos lejanos de tracas valencianas: Santa Misa, felicitación a nuestros Pepes amigos, menjusto», del que no habl.asaje del

remonias rutinarias. Ante la Virgen pura una devoción de almas jóvenes conscientes, con el corazón claro y las manos limpias. Ante -Ja Virgen Madre una bsndada de almas inocentes abrazándose a Cristo por primera vez. La primavera, oculta entre el mar y el ruido de las calles, busca su expansión natural.

saldrán los alumnos del coel Evangelio. Sublime lección de una vidt tras ella La Congregación Mariana pone a dislegio. santa, callada, al servicio de Cristo y María. L

_posición magníficos autocares que se lanzan por los rincones típicos de su provincia. Una etapa i-portaste para los alumnos de El de las aguas mil (santes de la guerra» y cuarto, sezto y preuiversitario: los exámenes en caras latitudes). La primavera en su casa finales. Répasos intensificados, nerviosismos, alAlicante—, los días ya más largos, el sol una que otra droga. - - calificaciones. Sorempujando -hacia las pl:yas, el curso avanzan- presas alegrías, desencantos, caras resignadas. do irremlsiblefente, vacaciones de Pascua a a En una palabra: recolección de la siembra de San Vicente, Santa Faz. - - Le- / los meses pasados. La cosecha está a todo vista, tanía interminable de circunst:ncias que haco riesgo por un sistema justo y razonable de cadifíci el esrudio y ponen a prueba el sentido liflcaoiones, sin olvidarse de que el que alembr: vien os, recoge tempestades. de responsabliidad. Los alumnos de los cursos inferiores y loa 1 1 Con motivo del décimo aniversario de la padres de familia practican ejercicios abiertos beatificación del Fundador de la Congregación para prepararse a 1: Comunión Pascual. Lo Marista el colegio se vuelca en homenaje a la mismo harán loa de cuarto en plan un poco figura del gran apóstol y pedagogo. La lluvia entorpece la velada y sólo se procede al nommás recogido. Avanaamos hacia lo días grandes de la Se- 2 bramiento de premios del curso pasado. Qué mana Santa. Se celebran loa divinos oficios de verdad es que nunc: llueve a gusto de todos t Mayo se nos va de las manos. En el mi:ro Jueves Viernes y Sábado Santo. A los pies exde Cristo, identificados con El a través de la altar que el primer día, -se oye el liturgia más al alcance ahora con las nuevas calsa Reina. - .» y los alumnos desfilan a los reformas, nos prepsramos a la gran fiesta cris- pies de la Madre para pedirle ayuda en malos momentos que se avecinan. tlana ¿e Pascua. La primavera es resurrección de la natuABRIL:

'

A. P. A. MAR.

Ante el final de curso. Tal como prevee nuestro Estatuto, se ha - ce-

lebrado hace muy pocos días la pertinente

Asamblea General, con mayor número de asociados asistentes que en otras ocasiones, hecho que nos satisface de manera muy especial. por cuanto puede significar de interés incrementado hacia nuestra Asociación.

Tema del mayor relieve lo fue el proyecto de constitución de la Sección de Ayuda Escolar, idea hace mucho tiempo en -estudio y

para cuya iniciación recibimos :bundantes sugerencias. Hemos puesto y seguiremos ponien-

do, en este asunto -el máximo calor, pueso que la idea fundamental no puede ser más noNo.

Cuando estas lineas te lleguen a casa habrás entrado de lleno cli el mes de junio, habría quizá le hayas terminado y con Cristo, pero Jesús no muere como la nstu- puesto punto final al curso t964-1965. El coraleza. El sale vivo, glorioso de su tumba cerrará sus puertas por ujsa temporadr y no morirá nunca. Vale la pena entohar un legio el verano tevantará su disco verde de comino aleluya fuerte, optimista y esperanzador. Para hacia -las playas. Tu eres ya el hombre feliz las almas. también hay resurrección y vida. porque durante tres meses el despertador no Vida contagiosa y luz que alumbra el camino te recordará que a las 9 debes estar en el code los Pue van a oscuras. Alegría expansiva legio. Tienes tres meses por tu cuenta y riesque no se encierra egoísta, sino 0sse se re- o. A ver qué haces con ellos. ¿Todo para si? parte entre el hermano triste y el corazón Te iba a llamar una cosa ue tu sabes; so

sin gozo. Con ecos pascuales y nostalgia de los alumnos de Preuniversitario emprenden vis-

dejo y prefiero terminar diciéndote con Rin--

itein:

sai.

a.

la formación y educación de nuestros hijos. tare: qn-e - nos - obliga gravemente a colaborar

con el Colegio en todos los aspectos. A los muchas que todavía no han acudido

a A. P. A. M. A. it les encarecemos medi

VOCALES PARA EL CURSO 196S-66 En las diversas reuniores de padres, celebradas por cursos han sido elegidos los señores que desempeñarán el cargo de Vocal para el próximo curso escolar l96f-6. La Asamblea íeneral ratificó la elección: Vocal de Preuniversitario: D. Pedro Galiana Llorca. D José Bolufer Gilabert. 6 0 curso: D Pascual Bosque Tomás. 5-0 D. Ramón Malluguiza R. de Moya. 45 D. José Juan Mojica Martínez. 3 D. Juan Bolufer Gilabert. 2.» D. Santos Martin de Diego. 1.0

Vocales de Enseñanza Primaria: D. Diego Barahona Gallurt y D. José Bieco Ruiz.

una vida vivida para los demís

merece la pena ser vivida». je a Roma. L. Ballesteros Ballesteros, f. El tercer trimestre, largo y definitivo, toe:

hecho fundamental de que conocemos y acepe tamos la responsabilidad que nos alcanza esa

Esperamos. para el próximo curso, como fila trascendencia de su inhibición. Consernal de nuestra gestión, en A. P. A. M. A. R., ten var y acrecentar el inmenso tesoro español que —puesto que en 1966 habrá de ser renovada la Junta Directiva.— poder realizar una serie representa la familia es tarea a la que nadie de proyectos, entre los que destaca la orga- puede renunciar, porque en ello nos va la nización de sesiones de cine apropiadas para mejor esperanza para el porvenir de nuestra nuestros hijos. Hasta el momento, ha resulta- sociedad y nuestra Patria. do totalmente imposible, a causa de enconMIGUEL PEREZ-MA1TO trarse -el Colegio en plena transformación •en Presidente su estrucura arquitectónica.

raleza pero la pena es que todos los años

llega el otoño y el invierno y la vida se oculta. Pascua, en primavera, es la resurrección de

Procuraremos mantener e incrementar, en lo posible. el contacto entre padres y profesorado de los diversos cursos, pues ha quedado demostrado que siempre el diálogo puede aportar interesantes iniciativas, -en beneficio de todos. Toda nuestra posible actividad —es convenicaste repetirlo una vez más— arranca del

Encargados de 5. A. E. (Sección de Ayuda Escolar): D. Pedro Ruiz Beviá y D José Llorca Llorca.


Vocacional

SALVE MATER!

Salutación

a la Madre

Yo te saludo Madre Celestial y ele-

vo mi clamor para honrar tu maternidad. En tu concepción sin mácula se inició nuestro engendramiento a la racia, predestinada que fuiste para madre espiritual del género humano. Tú has sido origen y causa, que eso

es ser madre, de nuestra vida del alma De tí nació quien es la Vida y por tÍ se nos dió a nosotros. Por ello, en este día, a ti dirijo mi salutación gozándome en llamarte Madre.

De entre los innumerables títulos que te glorifican, ninguno alcanza la excelencia de este que el mismo Dios te otorgó para gozo propio tomando cuerpo en tus entrañas, y para honor nuestro al nombrarnos tus hijos.

la primera vez que oigo hablar sobre

orientación vocaciorol. ¿Por qué no tratan con más frecuencia sobre temas de esta índole?».

normas seguras que os ayuden a resolver

de vuestro futuro vocacional. Bien entendido que no hallaAsí se expresaba un joven que sobrepasaba réis solución satisfactoria si solamente tenéis en cuenta el factor económico o la superestialgo los quinoe abriles. A Dios gracias abundan en nuestra España me de que goza en la escala socia Si por la gracia de Dios sois cris lo» jóvenes dispuestos a ocupar el puesto que les tenga reservado la Providencia y la so- lamente en debéis plantearo ciedad. sar de resolver ese problema Es lec-ir No todos se han dejado arrastrar por ese siderándolo frente a Dio' frente torbellino innovador engendrado allende nues- dad y conforme consigtras front.eras y que pretende dar al traste aptitudes e inclinaciones con los valores positivos y tradicionales de Recuerda cole nuestros jóvenes.

Respondiendo a una exigencia de los mejores, los Centros de educación tratan de completar la formación impartida por los mismos,

acertadamente el

'sales de en'" ''te y se 1 Si llegast

ddcilmer

enriqueciendo vuestras mentes con ideas y

ucscuori

mprend "'ra ser

Ninguno tampoco a los hombres nos llega tan hondo en su irradiación emocional. Las más stiblimes cimas de virtud y sacrificio, el más acogedor ambiente de cálida ternura, están vinculados a este excepcional nombre de Madre.

veces y con qué íntimo placer he gustado las mieles espirituales de tu maternidad para conmigo, en la meditación de tus excelsas virtudes, arrobado en los singulares efluvios amorosos que tal condición de madre te hacen derramar! qué orgullosa satisfaccicn he sentido al llamarme tu hijo, en expresión que duplicaba su acepción por la feliz. coincidencia de onomástico de mi madre terrena: Hijo de Maria! A ella va en segundo lugar mi salu-

do, que muy cerca de tí, Madre del Cielo, deberás tenerla.

Y finalmente, llegue mi saludo a todas las madres. A tí mujer que, torrente de vida y río de sacrificio, inicias el curso de aquella en la fuente de la generosidad con la entrega de tu propio ser. MADRE!

0.8. 8. Ofrendo de flores a la Virgen, por 1 cursos al finalizar el mes de Mayo.

premios de los concursos literario y de dibujo de [a semana vocacional LITERARIO:

DIBUJO:

GRUPO B 3.° y 4. Años:

1.0 GRUPO

1.0 Desierto 2.° Enrique L. Esteve Colomina 3.° Antonio de Lara Cori-ea GRUPO 1.0

y 2.° Años:

1.0 Manuel Rato Naredo 2.° Vicente Gomis Cerdán 30 José Cubí Matabosch GRUPO PRIMARf A:

1.0 José Manuel Merino Nogueira 2° Rafael de los Santos Martínez-Abarca

3.° Mauricio Ubeda Müller

1.' Hermann Nutz Ayala 2.° José Antonio Reyes Perales 30 Angel M. Rodríguez Berraondo y José Carlos Gosálbez Jover 2.° GRUPO

1.0 José Pascual Valdés Rodríguez 2.° Leopoldo Villacampa Esteve

3.° fRupo

José M.° Asensi Ferrer 2° Joaquin Vida! y Otero 1.0

3.° Pedro Antonio Moreno Heredia y Antonío Zaragoza Mora


E L P El' 11 0 1. E 0 • El origen del petróleo se pierde en la oscura noche de los siglos. La más remota civi,lFzación, la egipcia, conocía ya el petróleo, ese 'preciado líquido por

el que luchan los hombres; lo utilizaban con fines medicinales para em-

balsamar los cadáveres.

En la misma

los babilonios empleaban el viscoso betún co1mo cemento de unión entre los bloques cuadrangulares con que sconstruían sus ciclópeas torres y murallas. Marco Polo, infatigable viaj cro, hablaba dci uso del petróleo como combustible en los países del lejano y misterioso Oriente. Por este tiempo, los intrépidos comerciantes asiáticos que se internaban en Europa para vender sus exóticas mercancías, veían con ex-

(Segundo premio regional del Concurso de Redacción de Coca-Cola)

lentamente a su destino dejando atrás extensas nubes de polvo. Mientras, el calor se hace insoportable y el sudor empapa poco a poco nuestras ropas. Hemos llegado. El campamento es rápidamente montada 'y pronto, un grupo de geólogos comienzan a inspec-

cionar la llanura como sabuesos buscando al ladrón. Al cabo de unos días, se instalan cargas explosivas; el suelo retumba bajo nuestros pies. Poco a poco surgen como por encantamiento numerosas torres metálicas o derriks, que parecen gigantes desafiando las leyes de la iNaturaleza. A su alrededor, se instalan complicadas 'máquinas y bombas. Agudos taladros se infiltran en el terreno.

El campamento pasa días de gran trañeza unas inmensas e inextingui- ansiedad. El 'taladro 'ha llegado a los bles hogueras provocadas por la infla- 500 metros de profundijaj. Atraviesa mación de los 'charros de petróleo que

las capas de cobertura

llega a la bol-

surgían a flor de ticrr.a en las inme- sa. diaciones de lo que luego sería Bakú. Una apacible y frígida mañana, un Cuando Drake, allá por el siglo XIX, excavaba el primer 'pozo petrolífero en Pensilvania, no sospechaba que estaba revelando al mundo este tesoro escon-

dido durante tanto tiempo en las entrañas de la tierra.

derrik salta 'por los aires al tiempo que

se oye un lino silbido. Es el gas, que precede al peiróleo.. Mientras se tapona el orificio, se ms-

tala otro derrik cercano, destinado a extraer directamente el petróleo.

Se oye un estruendo al tiempo que un negro borbotón surge súbitamente. Un 'Tuerte olor se expande por la llanura. Es un líquido oleoso, el petróleo, inventados por Henry Ford. tan ansiado, tan esperado. Y aquello que era a finales de la Pronto se le canaliza y conduce por Edad Terciaria el apestosa sapropel unos 'gruesos tubos u oleoductos que, formado por la 'putrefacción de peque- serpenteantes, atraviesan el desierto'. ños animales marinos en el fondo del Desde las puertas de embarque, se océano, tomó un auge extraordinario le conduce a las modernas refinerías como energía insustituible de toda cla- donde se consiguen sus derivados, esas se de máquinas. riquezas que encierra que serán, un Una compañía americana se dispone día, sustituidas por las inagotables a extraer petróleo en los áridos desier- energías atómica y nuclear. tos de la Arabia Saudí. Enrique Esteve Colornina La interminable caravana se dirige 40 Curso En efecto, pocos años después, el pe-

tróleo comenzó a 'valorarse costosamente cuando aparecieron los primeros automóviles movtdos a gasolina,

• Este alumno recibió de premio una móquino de escribir. • Francisco Manzanaro Salines obtuvo el 9.° puesto, premio: un Atlas universal.

Cuando las tareas escolares estáo a punto de finalizar, bueno será hacer una síntesis de las actividades deportIvas del Curso '964-1965. BALONCESTO Nuestros juveniles se proclamaron campeo-

n'es provinciales en los Juegos Escolares y acudieron a Granada para disputar la fase del sector. Dieron pruebas de ser los más calificados para ci título, pero ia actuación poco noble y deportiva del entrenador de uno de los equipos participantes creó ura clima denso 'en contra de nuestros muchachos. El dúo árbitro-cronometrador se encargó de dsrles la puntilla. Lon infantiles también consiguieron el título de campeones provinciales. En Mini-Basket, nuestros representantes colegiales ganaron el campeonato local, más tar-

de el de Sector y actualmente se preparan

con toda ilusión para disputsr la fase Nacio'nal en Madrid en los días 22 al 27 de junio. ATLETISMO

En las pistas de la Ciudad Deportiva de

Alicante, nuestros atletas han escrito páginas glorlcsas. Durante los campeonato Escolares,

los muchachos de 5.° y 6» lucharon como

leon'es contra los demás centros que presenen la mayoría de las

taban mozos del pruebas.

¿Qué ocurrirá cuando don Antonio Valls pueda disponer de los alumno del Preuniversitario para los entrenamientos y competiciones? En los campeonatos juveniles de la Federación celebrados en mayo, conseguimos ,jn señalado triunfo: CAMPEONES por equipos y con una actuación destacadísima de los siguientes atletas CRISTOBAL GARCIA ZAPATA, campeón de disco y peso MIGUEL VILANOVA MOLINES, campeón de 4co vallas y 400 lisos. ANDRES MARTINEZ LOPEZ E., cam-

peón de zoom. lises.

LUIS CABRERA ROMAN, campeón de ;a-

balina.

r

P. DAiMIAN HOYT LINDE, campeón de Seo m. lisos. JESUS E. DE ANDRES CALLEJO, campeón de triple salto. MANUPT, GALIANA CELA. PEDRO 1. VERA ESTELA, MLkTIAS MAS VERDU, ANDRES IMARTIN'EZ LOFEZ'-P., campeones de relevos 4 X 100. Las competiciones colegiales por cursos han

dado los siguientes resultados: HOCKEy SOBRE PATINES

2,0 División, Campeón: 3.° A. Subcampeón: 3» B.

3. División, Campeón: 2° B. Subcampeón: 2° A. García Zapata, campeón de peso y disco. Vilanova, campeón de 400 vallas y lises.

Equipos de Hockey y Baloncesto. Campeones Provinciales Infantiles.


quipo de Mini-Busket. iCampeán'

BALONQESTO 2,0 D1raImn, A.

péri: 4.0

Camneís: 3

30 DIvisión, C:mpeón:

A.

S ubcam-

2.0 A.

Subcarn-

*MI$IULI%

peón: 1.0 A.

zapatos!

BALONMANO 2.0 División, Camp.ón: 3 peÓfl: 4,0 A. 3.0 División, Campeón: 20 peófl 1,0 A.

—Le pido a usted unos zapatos de ante y B.

Subcam-

A.

Subcam-

me saca este par viejo. —Pué ezo, de ante de la guerra El

FUTBOL División, Campeón: 30 A. POfl: 4.0 A. 2.° A. 30. Divioón, Campeón: 2,0

POCO:

i.° A.

—Jura usted extirparme el apéndice, todo

Subcam-

el apéndice y solamente el apéndice?

Subcam-

vista!

Un mozo, que se las daba de listo, quería

MINI-BASKET Demostró neta superioridad sobre Murcia y Albacete

que nuestros equipos de mayores practicar rs el baloncesto con la perfección, rapidez y de-

rroche de pundonor con oue le hacen estos

Murcia, II; Maristas, 53 Jugaron: Garrido (3) Zumaouero (23), VaTomás (2), Climent (i8), Ivars, llejo Celdrán (12), Jiménez.

1 DIVISION

Inter

12

10

guila

12

9

Pantera

12 4

Veloz

12 3

Victoria

12

Flecha

12 0

2

o

2

49

16

21

20

2

46

2

43 14 19

6

21

17

JGE P FCP

8 13 45 6 11

Platino

6 39

1

10

7

Ibérico

10

6

Hércules

10

5

10

3

Valor

10

2

Cid

10

28 10

8 11 32 7

2

capi'án médico: —Oiga, señora, por favor, ¿es que va a Calatayud?

asombro y su espanto, cuando al encender las luces en un entreacto, encontró que estaba senTRABALENGUAS (para

el tren

aprender en el verano)

El cielo está engarabintintangulado, ¿quién lo desengarabintintangularizará? El gran deserigarabintintangularizador que lo desengarabintintangularizare, buen desengarabintintangulariz dor será.

enhorabuena:

11 DIVISION

GE P FCP 1

el domingo se fue al cine. Cual no sería su

tantes los siguientes alumnos, a quienes damos la

OLA SIF'ICA OTO N FI NAL J

Pero nuestro famoso recluta, queriendo disimular y demostrar su poca vista, dijo al

librar dé servir en el cuartel, quiso celebrarlo, y

DEL CONCUISO COLEG1iL convocado en el número anterior de la Revista han resultado máximos acer-

FUTBOL o 1.a Enseñanza

12 10

tado junto a el mismo capitán médico que le había examinado el día anterior.

El mozo, dando por supuesto que se iba a

chavales. Cuntos presenciamos los partidos :uedamos maravilladoa sn e las portentosas jugadas que concebían y realizaban Zumaquero, Garrido o cualouier otro jugdor del equipo. Encestes inverosími'ea, perfecLa primera jornada consftuyó un rotundo tas, entregar matemáticos, en fin, juago de triunfo para los Maristas de Alican O, Que Se conjunto, soltando el balón al primer toque. proelamó campeón de rector a falta de dh- Una erdadera exhibición a:ntC la que se esputarse un encuentro. Realmente los chovales trellaron el entusiasmo y el buen hacer de los alicantinos demostraron arr lc mejores, evi- chico3 d Albacete y de lo Maristas de Murdenciando una gran preparación y una exce- cia. La elocuencIa del marcador basta para lente técnica. Sin exagerar, podemos decir que demostrarlo. Albacete, 6; Maristas 50 el juego desplegado por ellos ue sencillamen(Copiamos dt Comenzó a disputarse la fase de sctor del campeonato ¿e mirii-basket, en el etue intO:vienen los representantes de Alb::ete, Murcia y Alicante.

te magistral, algo fabuloso. Ya cuiséramrs

¿Por qué son tan (Hallad la respuesta con

librarse de la y alegó que no veía bien. Le examinó un poco el capitán médico el sábado y le dijo: —Vuelva usted el lunes y acabaré de reconocerle.

Mcrktos Cimpeón de Sector

Rayo

en el quirófano

11

Gatos

21

13

32 43 17

18

27

8

16

19 15 13 19

16 13

16

16

10

12

23

5

7

22

3

José M a Ivars Pomares, de 1 C. José Luis Candela, de 3 B Sergio Menargues Irles, de 2° B.

8'5 8'S

Antonio Zaragoza Mora, de 3° A .

85

9 puntos

Las respuestas eran las siguientes: 1 —300 m 2 — La muralla china (casi 2 000 Km. de longitud) 3 —1534. 4 —Adolfo Sax. 5.—e,A dónde vas?». 6 —BarcelonaMataró. 7.—Un cuadro de honor. 8 —10 Horizontales: P —Amese—Así—Rosales-—Col, Lot—Ama, Bea—Acechar — Río—Corzo—O. Verticales: Ca—Roma—A, olac, C—Mas, ero—Pesa, Ciro—Sil, hoz—E, Elba, 0—Soer—Ta.

'FLiciE

¿Adivinas qué castillo representa esta foto?


"...los Hermanos saludan a la Madre al romper la aurora con el canto de la Salve."

1965_32_julio  

H. Director P. Rafael Sempere, S. 1. H. Angel Ruz II. Laureano Ballesteros H. José 1. Vallejo It. Víctor Martínez Hnos. Encargados de Deport...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you