Page 1

REPUBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA UNIVERSIDAD FERMIN TORO CABUDARE-UFT RELACIONES INDUSTRIALES

Alumna: María José Rivero Cedula: V-26.904.009


❑ Definiciones de Trabajo y Empleo ❑ Los Actores del Mundo Laboral: Trabajadores, Patronos y el Estado. ❑ Los Sindicatos en Venezuela ❑ Funciones del Estado en el Mundo Laboral ❑ El Dialogo Social y las Mesas Tripartitas


Se denomina trabajo a toda aquella actividad ya sea de origen manual o intelectual que se realiza a cambio de una compensación económica por las labores concretadas. A lo largo de la historia, el trabajo ha ido mutando de manera significativa en relación a la dependencia trabajador/capitalista, y en cierto modo, quienes realizan actividad laboral han ido conquistando a lo largo, sobre todo, del siglo XX, diferentes derechos que les corresponden por su condición de asalariados.

Podemos rastrear formas primitivas de “trabajo” en edades incluso antes de Cristo, aunque en esta época, y hasta bien entrada la era de la modernidad, una de las formas más comunes fue la de la esclavitud. Eran personas que quien poseía el capital compraba para que realicen diferentes trabajos (los de las laborales agrícolas eran muy comunes o las de construcción) a cambio de vivienda y comida (precarias y escasas, sin ningún tipo de autonomía económica). Esas personas le pertenecían al amo, eran de su propiedad.

La definición teórica del concepto de trabajo puede ser analizada desde perspectivas distintas. Una aproximación básica presenta a este vocablo como la valoración del esfuerzo realizado por un ser humano. Sin embargo, desde la perspectiva neoclásica de la economía, por citar otro caso a modo de ejemplo, el trabajo consiste en uno de los tres elementos que determinan toda producción, como sucede con la tierra y el dinero.


DEFINICION ‘Empleo’ se le atribuye más de un significado. Desde una perspectiva, puede entenderse como la acción y el efecto de generar trabajo y ofrecer puestos laborales. Como sabrán, emplear es un verbo que hace referencia al hecho de mantener ocupado a un individuo (ya sea, solicitándole un servicio o contratándolo para una determinada función remunerada), invertir dinero en una compra o, simplemente, utilizar algo.

Por otra parte, el vocablo se usa para mencionar una ocupación u oficio. En ese sentido, se lo suele aprovechar como sinónimo de trabajo. Durante miles de años, la forma que vinculó a personas a través del trabajo fue la esclavitud. Se trataba de una situación injusta asociada a la propiedad, donde el trabajador era un esclavo que se había convertido en propiedad de alguien: su amo. El propietario podía utilizar al esclavo o venderlo de acuerdo a su voluntad y, por supuesto, apropiarse del fruto de su trabajo. Al comenzar el siglo XIX, la esclavitud perdió fuerza en un marco signado por el avance del sindicalismo y de la democracia. En la actualidad, la forma de empleo más extendida a nivel mundial es el trabajo asalariado (en relación de dependencia). El empleado o trabajador establece un contrato con su empleador, en el que se fija el valor por el cual se venderá la fuerza de trabajo y las condiciones en que será prestado el empleo. El precio del trabajo se conoce como salario o remuneración, y puede ser pagado en forma diaria (jornal), quincenal (quincena) o mensual (sueldo).


Actores del Mundo Laboral LAS RELACIONES LABORALES Se refieren a las relaciones sociales en la producción, en el sentido más amplio de la expresión, que incluye a la industria, los servicios y la agricultura: tanto del sector público como del sector privado, en los regímenes capitalistas como en los comunistas o sean todas las formas de actividad económica y todas las formas de relaciones, independientemente de la presencia o de la ausencia de una organización de tales relaciones.

1. EL GOBIERNO: La importancia de este ente se manifiesta de varias maneras en su intervención como promotor de la política laboral en su calidad de empleador, en este sentido el marco legislativo instituido por el Estado tiene evidentemente una importancia decisiva para las relaciones laborales.

2,-LOS TRABAJADORES: Son los actores principales de los sistemas de relaciones laborales. Para comprender el funcionamiento de estas relaciones, se necesita conocer las características generales de la clase trabajadora en un país dado: fuentes de contrataciones (rurales, urbanas), estadísticas de la mano de obra por sectores, características demográficas, calificaciones y formación, grado de integración en la vida económica, actitudes, etc. 2.1) Otro de los actores importantes y que son organismos representativos de los intereses de los trabajadores son Los Sindicatos, es una organización integrada por trabajadores en defensa y promoción de sus intereses sociales, económicos y profesionales relacionados con su actividad laboral, respecto al centro de producción (fábrica, taller, empresa) o al empleador con el que están relacionados contractualmente.

LOS EMPLEADORES: Es aquel que crea uno o varios puestos de trabajo y los ofrece con el fin de que sean ocupados por trabajadores bajo su mando, y a través de un contrato de trabajo 3)


EL SINDICALISMO EN VENEZUELA NACIMIENTO DEL SINDICALISMO VENEZOLANO El sindicalismo como tal en Venezuela nace de la mano de la industria petrolera, ya que antes no había en el país ningún desarrollo industrial ni manufacturero de importancia. Estamos hablando de la década de los años treinta del siglo pasado, y tiene como su hito histórico la huelga petrolera del año 1938. Podemos hablar de tres etapas del movimiento sindical, la primera hasta la caída de Marcos Pérez Jiménez, la segunda a partir del gobierno de Rómulo Betancourt, y la tercera a partir del gobierno de Hugo Chávez. Sin embargo es a partir del año 1958 con la caída de la dictadura del General Marcos Pérez Jiménez, y la llegada al poder de Acción Democrática que el sindicalismo se convierte en un actor importante en la sociedad venezolana. El movimiento sindical nace infl uenciado por la ideología izquierdista, en su visión y organización. El sindicalismo Comunista con el PCV como máximo representante, de ideología marxista y que seguía los lineamientos de la Unión Soviética, y el sindicalismo de corte socialdemócrata representado por Acción Democrática. (AD), que aunque organizado bajo un enfoque leninista, su orientación izquierdista fue más pro- pia del estatismo capitalista de las sociedades latinoame- ricanas.

LA HEGEMONÍA DEL SINDICALISMO ADECO El movimiento sindical en esta primera etapa enfatizó la defensa y consolidación del régimen democrático, nacido en 1958 y consolidado en el llamado “Pacto de Punto Fijo” (1961), acuerdo político cupular de las dos grandes fuerzas políticas actuantes en ese entonces el partido Acción Democrática (posteriormente miembro de la Internacional Socialista) y el partido socialcristiano CO- PEI (posteriormente miembro de la Internacional demócrata cristiana). La característica fundamen- tal del sindicalismo venezolano, fue ser un sindicalismo de negociación y no de con- frotación. Aunque hablan de la clase trabajadora, no asumen el concepto marxista de “lucha de clases”. La mayoría sindical se la CTV, jamás se planteó, la lucha contra el empresariado, ni limitar la propiedad privada, aunque si veía con buenos ojos el capitalismo de estado, y el mantener empresas, mal llamadas básicas y estratégicas bajo la administración del estado.


LA DIVISÓN DEL MOVIMIENTO SINDICAL En el 3er. Congreso de la CTV en el año 1963 los sindicatos afines al PCV abandonan esa central para dar origen a otra, denominada Confederación Única de Trabajadores de Venezuela (CUTV), siguiendo los lineamientos dados por el PCUS en plano internacional. A partir de ese momento, y hasta nuestros días lo común ha sido la división y fragmentación del movimiento sindical venezolano. No ha existido a diferencia de otras realidades latinoamericanas una central única con poder propio y que aglutine a todo el sector sindical, es posible que la causa sea el gran poder del estado petrolero, que ha politizado y partidizado en demasía el sector sindical.

EL SINDICALISMO EN ÉPOCA DE CHÁVEZ El fenómeno Chávez ataca al movimiento sindical, y en un país presidencialista, y con un movimiento sindical venezolano acostumbrado a convivir y negociar con el gobierno, ahora se consigue con un gobierno hegemónico y militarista que no dialoga sino impone. En diciembre del año 2002 estalla un paro (cívico nacional) alentado por la organización empresarial FE- DECAMARAS, la CTV y los partidos de oposición al Presidente Chávez. Este fue un paro eminentemente político, ya que no tenía un contenido gremial la protesta, además se estaba dando una alianza de difícil para ese momento como fue entre organizaciones sindicales de trabajado- res y la representación corporativa de los empresarios. El gobierno aprovechó el fracaso del paro para cumplir lo que Chávez había dicho en entrevista con Agustín Blanco Muñoz (1998), publicada en el libro “Habla el Coman- dante”: “Si no logramos la gobernabilidad, si no logramos transformar la estructura y el cuadro de fuerzas en el Congreso y en el poder judicial y los factores reales, la CTV por ejemplo, que hay que de- molerla, no habremos hecho nada. Pero ahora, ¿cómo de- molerla, como desmontarla? Con Constituyente Popular, con fuerzas que lleguen de verdad allí, para desmontar todo esto”. Ya en pleno ejercicio del poder, el Presidente Chávez en una recordada cadena nacional de radio y televisión expreso lo siguiente: “Se re- quiere el brazo, el partido y los sindicatos, pero no cada uno por su lado, no autónomos. Con los sindicatos pasa lo mismo que con los partidos, que quieren autonomía y tomar decisiones; eso no puede ser así, no vinimos a hacer bochinche sino una revolución” (Chávez, 2007)

CARACTERIZACIÓN DEL MOVIMIENTO SINDICAL VENEZOLANO El movimiento sindical venezolano se ha caracterizado a lo largo de su historia por: - Orientación de izquierda (favorece el estatismo o capitalismo de estado) - Dividido, fragmentado y atomizado - Politizado, dependiente y controlado por el estado - Sin agenda de lucha propia - Sin ideología (pragmatismo político) - Cupular (conlleva a la corrupción) - Limitado en su capacidad de lucha.


Funciones del Estado Conocemos que una de las principales funciones del Estado es crear y preservar la ley y su cumplimiento, a través de diversos mecanismos. El Estado vincula los indicadores del mundo laboral a los indicadores de la gestión pública, por lo cual es un punto muy importante determinar en qué consiste la intervención del Estado en el mercado de trabajo. Básicamente, la participación del Estado dentro del mercado laboral persigue la inclusión y el respeto a los derechos de los individuos como ciudadanos, entre los cuales, se encuentra el poder optar a un trabajo decente, realmente productivo que les permita solventar sus necesidades más básicas. Evidentemente que el Estado debe ser el patrocinante mayor del acceso de todo ciudadano a una relación laboral adecuada y estable, sin que ello excluya la participación de la familia y la sociedad (sobre todo de los protagonistas directos: organizaciones patronales y de trabajadores) quienes están expresamente comprometidos como indica la Carta Magna en su artículo 7 (in fine), pues no debe olvidarse que el trabajo constituye un proceso fundamental para la nación venezolana. Este compromiso se localiza en tres etapas, que indican la vinculación del trabajador con la relación laboral: formas de obtenerla, mantenerla y retenerla. Conforme a la primera etapa, se trata del acceso del individuo al puesto (obtenerlo

El Estado garantizará la adopción de las medidas necesarias a los fines de que toda persona pueda obtener ocupación productiva, que le proporcione una existencia digna y decorosa y le garantice el pleno ejercicio de este derecho. Es fin del Estado fomentar el empleo. La ley adoptará medidas tendentes a garantizar el ejercicio de los derechos laborales de los trabajadores y trabajadoras no dependientes. La libertad de trabajo, no será sometida a otras restricciones que las que la ley establezca. Todo patrono o patrona garantizará a sus trabajadores y trabajadoras condiciones de seguridad, higiene y ambiente de trabajo adecuados. El Estado adoptará medidas y creará instituciones que permitan el control y la promoción de estas condiciones.


EL DIÁLOGO SOCIAL TRIPARTITO es un pilar importante de la Estrategia de trabajo decente de la OIT, tal y como se define en la Declaración sobre la Justicia Social de 2008, dado que contribuye a la promoción de la justicia social, del desarrollo sostenible, del progreso económico, de los empleos de calidad y de la democratización de las políticas sociales y económicas.

La definición de “MESAS TRIPARTITAS” es alterna a lo que significa netamente el tripartismo, el cual, es el tipo de organización y procedimientos de concertación entre tres sectores: los gobiernos, las organizaciones de empleadores, y los sindicatos. El origen del tripartismo debe ubicarse en la Organización Internacional del Trabajo (OIT), institución internacional gobernada por representantes de los gobiernos, empleadores y trabajadores de cada uno de los países miembros. Si existe un término con el cual exista relación inmediata con este modo de organización es efectivamente el diálogo social, el cual es el objetivo de esta conformación

El tripartismo, es el principio básico de organización de las relaciones laborales que impulsa la OIT. En este sentido el tripartismo es básicamente un método de solución pacífica de controversias en el conflicto social. Se fundamenta en el presupuesto de que las decisiones relacionadas con las políticas económicas y sociales, deben atender los intereses y puntos de vista de sus principales actores: el Estado, el capital y el trabajo. El tripartismo se desarrolla dinámicamente a través del diálogo social, entre gobiernos, empleadores y sindicatos. Para ello impulsa políticas de buena fe y colaboración, que conduzcan al intercambio de información entre las partes y de consulta previa a la toma de decisiones unilaterales.

RELACIONES LABORALES  
RELACIONES LABORALES  
Advertisement