Page 1

Dialéctica de lo cotidiano Por María Qualydad


Dialéctica de lo cotidiano Créditos Co-producción Isidora Cartonera & Multicancha Ediciones 2013 Edición y diseño a cargo de María Qualydad Impreso en Santiago de Chile por Editorial Isidora Cartonera & Multicancha 2013 Primera edición. Contacto autor: escribimos.poesia@gmail.com

Este libro se encuentra bajo una Licencia Creative Commons AtribuciónNoComercial-SinDerivadas- 3.0 Unported Se permite la reproducción parcial o total de la obra sin fines de lucro y con autorización previa del autor.


DialĂŠctica de lo cotidiano


La Luisa


Por qué se escribe lo que se escribe Porque la gente puede porque una mano lava a la otra y las dos, sin duda, lavan mejor la cara. Porque sí Porque no. Porque cuando se rema pal mismo lado, se llega más rápido y mejor. Porque en lo cotidiano, la revolución se pinta de amor y este el motor que mueve el cambio. Porque el cambio no es un eslogan de un partido azulamarillo, sino el motivo por el que hacemos lo que hacemos.

Porque el hombre simple vale más que el capital del que llena sus manos con el sudor de otro. Porque estamos aquí y ahora. Aquí y ahora. Porque seguimos en pie aunque las fuerzas especiales de Carabineros nos lancen gases y sigan tiñendo de sangre la historia de nuestro pueblo. Porque el hombre de campo tiende la mano y sonríe a su vecino.

Porque en la jaula de asfalto somos un puñado de sueños que se mueve causando estragos en las redes del Capital.


Porque sĂ­ Porque no. Porque la gente de la tierra no cesa de lanzar su mensaje y de enseĂąarnos. Porque aprendemos. Y porque siempre, reine quien reine, bajo los colores que sean; no dejaremos de ser nosotros mismos y de levantarnos una y otra vez... Una y otra vez. Porque el pueblo que lucha: resiste, enseĂąa, avanza y nunca muere.


Hay una llama que no ha extinguido la historia (tiene nombre de mujer): Luisa

La Luisa (La lucha)

Mujer manoseada a través de la historia Bajo distintas formas y en distintas tierras. Hembra de ovarios eternos Que no cesa de parir hijos indomables Dispuestos a entregar su vida Por un futuro que garantice, O al menos, Proponga un desarrollo y convivencia Justo entre los seres humanos. Eterna amiga del que madruga Y es explotado diariamente por sistemas De organización social sustentados en la Esclavitud del Hombre por el Hombre. Compañera que siembra futuro Y permite establecer lazos entre los seres humanos Con la convicción de que algo puede hacerse, De que la esperanza no ha de perderse Ni con toda la represión de la burguesía Ni con todo su aparataje y poderío social. La Luisa vive en el alma De los seres humanos dispuestos a sembrar La semilla que nos hará libres algún día. 8/ María Qualydad


Juan Pablo Jiménez

Fuiste a la muerte Por querer ir a la vida. Diste tu vida Por todos nuestros compañeros muertos Por los explotados Por los cansados de esperar un sueldo miserable Por los postergados de la historia Por los que madrugan por el pan porque no les queda de otra. Por eso tu nombre se grita en las calles Y tus compañeros continúan tu lucha Sin miedo. Porque eres pueblo y tienes el coraje del pueblo Te has de transformar en uno más de los que Recordaremos como caídos, Pero jamás vencidos. Porque al pueblo pueden matarlo muchas veces Pero siempre vuelve a renacer.

Dialéctica de lo cotidiano / 9


Nosotros: los mal educados

Métase por la raja la definición De educación que da la RAE Y la de amor y la de libertad. Acá la cosa se vive o no se aprende. Memorizar definiciones nos seca el cerebro. Además, una cosa: Los diccionarios son peso muerto Cuando hay que apretar cachete De un piquete de pacos.

“Educación de calidad” Suena bonita la consigna, Político culiao. “Educación para la vida Y no del adoctrinamiento” Es lo que proponemos nosotros… Y te hierve la sangre de puro pensarlo.

Métanse el Simce en su soberano horto Junto con la Inicia y la PSU Y toda esa industria de la educación Que propone a usted y sus poderosos amigos (muy bien vestidos todos- por cierto-)

10/ María Qualydad


Nosotros pensamos que el pensamiento no se instruye, Sino que se construye. Y no es medible, Cuantificable Ni razonable. Es libre Terrorista Y subversivo Por esencia Porque va contra usted y Toda esa tracalá de mierda Tan estratégicamente planificada durante siglos.

Dialéctica de lo cotidiano/ 11


Septiembre Comienza pasando agosto (el mes de los gatos). Se recuerda a los caídos hasta el 11: día en el que las Fuerzas Especiales de Carabineros resguardan la paz y el orden público a punta de gases lacrimógenos y las autoridades políticas piden perdón en los medios de comunicación pregonando el olvido masivo de la verdadera historia – en su lugar se pone la cara del libertador de la patria: el valiente O’higginsSe pasa bailando cumbia (más que cueca) Y todos raja de curaos brindan por el cumpleaños De una patria libre i-ne-xis-ten-te. ¡Viva Chile! Se grita en las calles y en las micros Mientras la parada militar tapa las innumerables Cagaditas de las Fuerzas Armadas Que han atentado contra el propio pueblo Cada vez que reciben la orden de un valiente General en jefe.

Sumando y restando, Este país surrealista y tercermundista que cuelga del globo, Es la copia feliz del Edén al más puro estilo a la chilena. 12/ María Qualydad


11 de septiembre de 2013 Las calles arden con el fuego De los nietos de los asesinados Los torturados Los marginados. La noche es testigo una vez más De la rabia de los explotados de siempre. Se escucha un grito rebelde que no olvida Y que no pretende tranzar con La Nueva Mayoría, ni el PC. Una llama que no se extingue con El agua del guanaco Ni con Villa Grimaldi Ni con Lonquén. Parece que los muertos No están muertos O renacen O no sé qué… Pero la lucha continúa -Eso sí es evidente-

Dialéctica de lo Cotidiano / 13


Pedagógico 2013 Estás donde te conocí un día con menos espacio geográfico que el de aquellos días, con más edificios y menos bombas molotov. Te alzas de a poquito por sobre el asfalto y la gente que te ve por fuera se pregunta: qué es lo que están alegando ahora estos cabros. El alegato es el mismo de antaño, señora. La miseria es la misma. Los pobres estudiamos en Universidades como estas porque las que no son como estas son para otros que no somos nosotros y que no conocen la burocracia de la Institución Pública, ni las bibliotecas con libros rotos, ni los casinos con ratas. Tus árboles, bellos todos y resistentes al paso de la historia y de los gases lacrimógenos, si hablaran... qué dirían, qué historia contarían.

14/María Qualydad


Probablemente, la historia de los mismos jóvenes pobres que se curan con vino barato y marihuana barata y paragua barato. Jóvenes con rostro de poleras que corren hacia Macul a encender la barricada y se devuelven en el acto porque han olvidado llevar fuego. Fuego, y con esto me acuerdo del Pablo Vergara y de la placa que lleva su nombre afuera del Departamento de Historia. Historia... cada vez con menos horas en los planes y programas que emana el Ministerio. Ministerio... esa institución que autoriza o niega las becas... las oportunidades, la comida, el derecho a aprender. No olvides, Pedagógico, que aunque te olviden los que por tu sendero pasan has de cumplir con tu rol histórico: Resistir, a como dé lugar. (como lo hacemos los pobres) Dialéctica de lo cotidiano / 15


Arte poética Que el verso sea como un palo En el hocico que despierte la conciencia

Mi poesía no viene del Olimpo Nace de la calle Y lleva la fuerza del que madruga todos los días. Mi poesía cuelga de la micro Y evade el pasaje cada vez que está la mano. No sabe de protocolos Y prefiere la guitarra sencilla A la música docta que se hace entre Cuatro paredes. Mi poesía es canto Grito Y rebeldía. Se forja día a día Y si rima… es por pura coincidencia. No busca la métrica que está de moda. Es una poesía que se grita no se lee a media voz. Mi poesía no es mía, Es de todos… Pero no de cualquiera.

16/ María Qualydad


Es de quien se levanta enrabiado Y comprende que la lucha se gesta en Lo cotidiano y lo colectivo. Y no es mera palabra panfletaria que no dice nada. Sino, canto del pasado, del presente Y del futuro. Poesía que quiere sembrar un futuro más lindo Un mundo más Hu Ma Ni Za Do Donde los niños puedan comer sano Y no basura transgénica Hermosamente envasada y bien Distribuida en las vitrinas De los supermercados. Mi poesía es amor Porque ese el único motor de nuestra lucha Aunque la tele le venda la pomá, Aunque se muestre mera violencia… Aunque nos maten. Renacemos en poesía Por eso nunca han podido acabarnos. Dialéctica de lo Cotidiano / 17


Preguntitas I ¿Los paraderos se llaman así Porque hay que esperar parado?

II ¿Por qué Bachelet Rima con Pinochet?

III … o ¿es muy tonto lo que estoy diciendo?

18 / María Qualydad


Dato fric La mamá de los hermanos Vergara Toledo se llama Luisa (… y tiene más fuerza que la cresta)

Dialéctica de lo Cotidiano / 19


Jungla de asfalto "Con un grafo ella escribe en las paredes: Resistir".

Resistir... A veces pareciera que la existencia del Ser Humano está condenada a la resistencia. Lo que naturalmente no tendría que ser malo ya que todo ser vivo resiste para sobrevivir. El problema radica en el cómo y el porqué. Esta ciudad tan llena de centralismo, de máquinas transportadoras de ganado, de gente cansada que olvidó su sonrisa, de cemento petrificado, de largos viajes que parecen no terminar nunca acompañados de un paisaje urbano sustentado en árboles ( cada vez menos), cemento, cemento, cemento, edificios, edificios, edificios, histeria colectiva, suicido cotidiano y en masa. La gente, el habitante común y corriente, el que toma la micro y el metro todos los días para trasladarse a sus lugares de trabajo, 20/ María Qualydad


se ve cansado, malhumorado y muchas veces, pareciera muerto aferrado a sus teléfonos celulares y audífonos para amenizar su agonía con alguna melodía que está de moda y que el sistema alegremente le muestra mediante la televisión (cínicamente tan compañera).

Yo no quiero seguir en esta rueda absurda que sustenta este sistema inhumano.

Me niego a la idea de progreso instalada en nuestros cerebros desde que somos niños. Quiero respirar un poco de aire puro mientras veo un río fluir desde la sombra de un árbol. Quiero vivir y no seguir sobreviviendo.

Dialéctica de lo Cotidiano / 21


Oración Que el germen revolucionario Siga renaciendo en cada joven combatiente. Amén.

22/ María Qualydad


Negación ¡No! ¡No! ¡No! No encajo en un sistema Sustentado en la ambición y la explotación.

Dialéctica ce lo Cotidiano / 23


Algunos absurdos La tarjeta bip! Lavarse el pelo todos los días Para que la gente no diga naá después.

Estudiar, trabajar, Consumir, trabajar, Pagar las cuentas a la fecha… Trabajar. Pararme en la esquina a la que no vendrás Sabiendo que no vendrás. Cargar la bip! Después de haber caminado 8 cuadras Buscando el negocio donde hay sistema… El sistema mismo po: Guardias de seguridad que le cuidan El negocio al patrón. Obreros de la construcción haciendo viviendas Que en su puta vida podrán comprar. … y el último show de la Marlene Olivarí Y Bachelet sigue rimando con Pinochet Y la Vallejo ( que dijo que no apoyaría a Bachelet) Posa sonriente ante la cámara que las fotografía.

24/ María Qualydad


Murió Camiroaga, cabros y Justin Bieber es drogadicto Igual que Michel Jackson.

Que el inglés sea el idioma universal Cuando –en volá- debiese ser el Amor.

(Suena hipi) Los hipis hijos de papá También son absurdos… Como el trabajador que no se organiza nunca Y asume como “es lo que hay” lo poco Y nada que el sistema le entrega…

Y volvemos otra vez a lo mismo: El sistema.

Dialéctica de lo Cotidiano / 25


Del amor y otras cosas


Isla Negra Yo a diferencia de Neruda, no amo el amor de los marineros, prefiero el amor de las olas reventando en las rocas con esa sensaci贸n de fortaleza y de fugacidad como el instante mismo que se esfuma... como la espuma que deja el mar.

26/ Mar铆a Qualydad


Río El río nunca es el mismo y esa es la gracia del instante.

Dialéctica de lo Cotidiano / 27


Delirio Menstrual Tal vez es momento de desapegarme del amor de la pasión de la poesía. Olvidar que me estremecen las palabras, la sensibilidad el cuerpo de una mujer el pensamiento y el alma de la misma.

Pero... ¡Cómo! ¿Para qué? ¿Qué sentido tendría la vida sin pasión? (me pregunto entonces y a tiempo)

En ese caso ( que se acabase la pasión) que se me reviente la aorta y que me termine matando esta vasculitis que me dejó mi ex.

No concibo la vida sin pasión aunque ésta me arrastre a senderos confusos y dolorosos y me haga pensar en una mujer comprometida que, probablemente, folló todo lo que quiso esta tarde mientras yo la pensaba mirando el parque.

28/ María Qualydad


Amor perro A veces los enamorados son como perros: se persiguen su propia cola in ter mi na ble men te y de manera ridĂ­cula hasta que se cansan. - a veces causa gracia mirarlos-

DialĂŠctica de lo Cotidiano / 29


Venus Cuando tu boca se abre Se abren con ella Las compuertas de mi sangre… Surgen del contacto con tu lengua Espamos de algún rayo cósmico Que me sacude hasta Venus… Y Venus eres tú.

30 / María Qualydad


Manifiesto Te ofrezco amor de vino en caja Y poesía en cartón. Un par caños mañaneros Y un grito alegre: Revolución.

En la cama y en la calle En teoría y ejecución. Un par de sueños de justicia Y abrazo tierno: una canción.

Una sonrisa al despertarnos Y un poema a media voz Con el que pueda expresarte La dicha enorme que da tu amor.

Miles de besos repartidos Por cada espacio de tu cuerpo Y lo que es más importante: Un par de alas para las dos.

Nada de anuncios comerciales Ni de consignas de cartón. Si una mano empuñada Y la ternura de dar amor.

Dialéctica de lo Cotidiano / 31


No sé

No sé quién está más loco: Si Dios por no existir o nosotros por inventarlo.

32/ María Qualydad


A la que amé una vez y olvidé (gracias a Dios a la Virgen) Tu nombre se va perdiendo en el pensamiento cotidiano Y tu recuerdo pasa poco a poco a cubrirse de polvo. Sacudo mi pecho y lo lleno de humo Me encuentro debajo de este cuerpo que me prestaron Y sé que estoy, Que en algún lugar estuve dormida, adormecida, anestesiada.

Comienzo a comprender las despedidas mejor que los saludos. Quién sabe cómo es el olvido verdaderamente, Si cuando logramos por fin hacerlo, no nos damos cuenta cómo sucedió. Hoy puedo decir que la soledad no molesta, Es silenciosa y me permite cobijar a la niña herida que se esconde Tras la fachada de mujer joven y vital.

Tu olor ya no existe en mi nariz y es mejor que así sea. Que se extinga cada partícula que tenga que ver contigo, Que seas polvo y que mi estornudo no sea más. Dialéctica de lo Cotidiano / 33


Las palabras, mis palabras… Tan femeninas, tan encantadoras Que con ellas quiero hacer el amor, Contigo ya no más Aunque me muera de ganas Y la luna vaya a estar llena los próximos días… ¿Te acuerdas? Esos eran banquetes… Nos devorábamos hasta el cansancio.

Pero, ¡qué digo! … ¿Qué importancia tiene eso ahora?: La importancia que tienen los recuerdos, El pasado que no vuelve ni porque lo llamen.

34/ María Qualydad


Hoy No eres más que el recuerdo de cómo amé un día.

No te amo más como esas veces.

La verdad es que no te amo más y eso me alegra me hace sentir liviana como una pluma que baila al son del viento.

Dialéctica de lo Cotidiano / 35


Hospital Los hospitales son como cárceles, Sí, como cárceles… Pero de enfermos. Si no puedes dormir, Te dan una pastillita que al otro día No te dejará despertar. Si no puedes despertar, Te inyectan un líquido Que al otro día no te dejará dormir. Y así … hasta que el médico levante la sentencia O te puedas fugar por alguna ventana O te lleve la muerte.

36/ María Qualydad


Otoño En un acto de soberana voluntad he de extirparte de mi subconsciente, de mis ganas, de mi afecto, de toda manifestación amorosa.

"Estoy puro hueveando", me digo a mí misma y sé que no vendrás y que serás sólo recuerdo (uno lindo, por cierto)

Has de desprenderte de mí como las hojas del otoño que se caen de los árboles.

Dialéctica de lo Cotidiano / 37


Primavera El olor que entra por la ventana Me sugiere la frescura de tu recuerdo.

38/ MarĂ­a Qualydad


Tiempo El tiempo, el impredecible tiempo. El subjetivo tiempo. Dale tiempo, decían. Es cosa de tiempo, decían. ¿Cuál es la receta que se debe seguir para burlar al tiempo? Para que no sea éste el que se ría de nosotros, Para que no nos muestre esa mueca de arrogante gracia y nos diga: Te la estoy haciendo. Paso, paso lento. Te desespero.

Ni días, ni semanas, ni meses. No hay un cuota exacta de tiempo en cosa de Heridas del corazón. No hay manuales, ni recetarios. No podemos ir a la farmacia y pedir Un frasco de dos meses de olvido, Tomarlo y sentirnos mejor.

Qué nos queda, Cómo burlar al tiempo… escaparse del tiempo. Creer en la ilusa idea de que puede hacerse. De que podemos correr de él, Evadirlo.

Dialéctica de lo Cotidiano / 39


Tres meses de vida. Dos días de reposo absoluto.

Me voy por dos meses. No quiero verte por un buen tiempo.

¡Un buen tiempo!, ¡Un buen tiempo! El mejor de los tiempos era en tus brazos Con tu cuerpo y el mío tendidos en la levedad Del ser, Del hacernos y deshacernos en ese devenir placentero Sobre la cama.

Tiempo, tiempo… ¡Mal parido tiempo!

Algún día podré mirarte a los ojos Y reírme de ti con esa sensación tan placentera Con la que tú lo haces ahora.

40/ María Qualydad


Más preguntitas I Si la vida no es eso que pasa mientras vives... entonces, ¿qué es?

II ¿Será que el clima está cambiando? ... ¿y que el Norte será el Sur y el Sur, el Norte?

Dialéctica de lo Cotidiano / 41


Gustar Me gusta hasta tu muro Del feisbuk.

42/ MarĂ­a Qualydad


Cosas que pasan

Es increíble como los amores quedan reducidos a poesía y suenan bien.

( a veces)

Dialéctica de lo Cotidiano / 43


Dialéctica de lo cotidiano iv  

la cuarta: el diario popular

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you