Page 1

UNIVERSIDAD MARIANO GÁLVEZ Facultad de Humanidades Profesorado con Especialidad en Comunicación y Lenguaje Curso: Gramática DocenteLicda. Andrea Carolina Villagrán Funes

Estudiante: María del Carmen Enríquez Arenas No. De Carné: 7067-11-2976

Coatepeque, octubre de 2018


El Punto En latín punctum está relacionado con pinchar, punzar (se ve por palabra afines en castellano, como punción). En efecto: el conocido signo con el que terminamos una oración presenta una diminuta forma circular, similar al resultado de pinchar con una aguja. Probablemente los griegos ya utilizaban algún tipo de punto, pero es entre los textos latinos donde podemos empezar a encontrarlo. Primero se utilizó, en vez del espacio en blanco, para separar las palabras (por ejemplo en inscripciones), pero los gramáticos de los siglos IV a VII empezaron a utilizarlo para marcar las pausas, escribiéndolo con altura variable: más alto cuanto más larga era la pausa que indicaba. Así existía el punto en la línea base de la escritura (como hacemos hoy:..), en el centro de la línea, o en posición superior. Estos tres tipos de punto equivalían grosso modo, a los actuales como, punto y como o dos puntos y punto. Por más extraño que este sistema pueda parecer hoy, llego hasta los primeros impresos… (Milán, José Antonio 2005)


Actividad En el siguiente cuento subraye con rojo los puntos y coloque los que considere que hagan falta.


EL PUNTO Y APARTE El punto y aparte permite desarrollar ideas distintas dentro de una misma lógica o de una misma estructura. NO implica un cambio radical de tema, pero sí marca una diferencia respecto al razonamiento que se venía siguiendo. En el siguiente ejemplo podemos ver cómo funciona el punto y aparte: “La primera parte del partido fur muy pareja, España logró generar peligro a través de la movilidad de sus delanteros, pero Italia emparejó las acciones con tiros desde fuera del área. En el segundo tiempo, el juego dio un vuelco y el conjunto español logró imponer su domino, Así pudo marcar a los tres, a los veinte y a los cuarenta minutos, para cerrar el encuentro con un marcador de tres a cero”. Como se puede apreciar, en el ejemplo hay un punto y aparte luego de la palabra “área”, que establece el final del primer párrafo. Ambos párrafos se refieren al mismo partido de fútbol, pero el punto y aparte permite separar la descripción de cada uno de los tiempos


SIGNOS DE PUNTUACIÓN  

En la presente revista se describe la importancia del uso correcto de los signos de puntuación, específicamente el punto y punto y seguido.

SIGNOS DE PUNTUACIÓN  

En la presente revista se describe la importancia del uso correcto de los signos de puntuación, específicamente el punto y punto y seguido.

Advertisement