Issuu on Google+

Dormía un león muy tranquilo, cuando un ratón empezó a juguetear encima de su .cuerpo. Despertó el león y rápidamente atrapó al ratón, a punto de ser devorado. Le pidió éste, que lo perdonara, prometiendo pagarle cumplidamente llegado el momento oportuno. El león echó a reír y lo dejó marchar.

Pocos días después unos cazadores apresaron al rey de la selva y lo ataron con una cuerda a un frondoso árbol, pasó por ahí el ratoncillo, quien al oír los lamentos del león, corrió al lugar y ruyo la cuerda, dejándolo libre. Días después le dijo, te burlaste de mí pensando que nada podía hacer por ti en agradecimiento. Ahora es bueno que sepas que lo pequeños ratones somos agradecidos y cumplidos.


Todo Esto fue observado desde lo alto de un árbol por una blanca palomita que asombrada elogió el comportamiento del ratoncillo y su valor para acercarse al león y salvarlo.

Ella también tenía una misión era la encargada de llevar los mensajes a todos los animalitos del reino de la naturaleza en el bosque Sin Fin.

un buen día llovió toda la noche y el rey de la selva le pidió que fuera donde el doctor oso para que llevara un aviso muy importante pues el águila parecía enfermo.

Cuando ya iba a alzar vuelo empezó nuevamente a llover, era imposible salir, pero ella sabía la importancia de ese mensaje y decidió salir, demoró mucho pero al fin lo logró , siempre cumplía con su labor porque era muy responsable.

Siendo el rey de la selva e implorando ayuda para el águila, un ave muy veloz en su vuelo y hábil al cazar sus presa, quien se sentía tan indefenso por la situación de su salud; al no tener ningún reparo con sus indefensas víctimas, suplico perdón y pidió de favor ir en busca del doctor de los animales de esa comarca,


Comprometiéndose a ya no atentar con la vida de los animales y que una vez recuperado ayudará a proteger a todos los animales indefensos del resto de los depredadores y en especial de hombre quien no tiene ningún reparo en continuar con la matanza indiscriminada de los animales del bosque sin fin.

En uno de los pasajes del bosque sin fin, se encontraba un hermoso oso que caminaba por el bosque relajándose después de dormir en el invierno durante dos meses, pero era curioso porque era muy puntual a la hora de comer, pues su reloj era el cosquilleo de su enorme estómago, que le pedía a gritos¡ tengo hambre!. Y este rugía con gran energía retumbando el bosque y asustando a los otros animales del bosque.

La Puntualidad era un hábito no muy común en los osos, entonces se trazó una meta de ser puntual para levantarse, para jugar, para tomar sus alimentos, para bañarse en el río que tenía una linda cascada donde subían hermosas truchas y salmones, porque el oso ya sabía la hora en que pasaban los cardúmenes de salmones y truchas en un violento saltar. Fue la forma como debió valorar la puntualidad, porque si se pasaba de la hora tenía que esperar muchas horas mientras su estómago rugía de hambre.


Entonces podemos aprender la siguiente lección: Que por más pequeña que sea la idea del hombre siempre hay que darle un valor significativo. La paloma expresa tranquilidad y paz en el momento de trabajar El águila expresa la fortaleza y habilidad en tomar decisiones precisas. El oso por su necesidad aprendió la puntualidad como una forma de sobrevivencia:

PARTICIPANTEL DELGRUPO Nº 3 – UGEL 4 APELLIDOS Y NOMBRES Mondragón Cruz María Celina Baldeón Huamaní Eleazar Valencia Ramos Verónica Rueda de los Santos Carlos Hugo

CORREOS ELECTRONICOS Kenicha.1964@gmail.com

I.E. DE PROCEDENCIA I.E. Nº 5169

TELEFONO 959758335

Eleazar.1956@gmail.com

I.E. Nº 5169

956801242

Veroval543@gmail.com

I.E. Nº 5172

988824260

Carloshugoruedadelossantos@gmai l.com

I.E. Nº 2068

997629789


El bosque sin fin