Issuu on Google+


¿Quiénes somos?

Marea Docente es un nuevo espacio político sindical que agrupa a docentes de los distintos niveles, modalidades y experiencias pedagógicas emergentes. Con diferentes trayectorias y prácticas educativas, partimos de asumirnos como trabajador@s de la educación. Sabemos que es vital para defender nuestros derechos organizarnos y, en este sentido, elegimos construirnos en ADEMYS. Creemos que, en la Capital Federal, este es el sindicato que viene enfrentando y defendiendo de manera consecuente los ataques sistemáticos que en las últimas décadas ha sufrido la escuela pública. ¿Qué pasa con la educación? A lo largo de estos años, el Gobierno Nacional implementó reformas, aumentó el presupuesto y sancionó diversas leyes educativas que no han logrado cambiar cualitativamente el panorama educativo. Los problemas y las crisis que se manifiestan de manera recurrente en todos sus niveles plantean un debate abierto sobre nuestro sistema educativo. En la Ciudad de Buenos Aires, el macrismo puso en marcha diversas políticas educativas regresivas -entre otras- como el cierre de grados, las modificaciones arbitrarias al estatuto y recientemente la NES, medidas que no detienen el creciente deterioro de la calidad educativa y la precarización de nuestras condiciones de trabajo.

29 de noviembre:

Elecciones Proponemos refundar Ademys, valorando su funcionamiento democrático, asambleario, su coherencia histórica y lucha consecuente. Creemos necesario fortalecer estas instancias ampliando la participación de los compañeros y compañeras. Queremos un sindicato abierto a todas las realidades educativas, un sindicato vivo, porque consideramos que la construcción sindical es una parte fundamental en la transformación de nuestro sistema educativo. Creemos en un modelo de representación sindical independiente, comprometido políticamente, pluralista, que no debe estar subordinado a los intereses de los gobiernos de turno, ni ser un apéndice de los partidos políticos. Un sindicato y un sindicalismo vinculado a las diferentes realidades, consustanciado con las problemáticas cotidianas de nuestra práctica docente. Necesitamos una estructura sindical acorde a estos desafíos, que esté al servicio de la defensa de nuestros derechos, de la atención de nuestras necesidades, de nuestro salario y de una perspectiva de Educación Pública, Laica, Popular y Emancipadora. Queremos poner en acción todo esto, organizándo-


en Ademys nos desde la escuela, en nuestros barrios, junto con l@s estudiantes y sus familias; lo que implica comenzar a recorrer un largo camino, retomando lo mejor de experiencias anteriores y aportando nuevas. Por todo esto, te pedimos que nos acompañes.

El 29 de noviembre, Votá lo nuevo, votá a

Sobre la situación educativa La historia de la educación en nuestro país se encuentra signada por los debates entre el Estado y distintos actores que han intentado influir, centrándose la discusión en quién es el actor responsable y garante del derecho a la educación. El neoliberalismo impuso nuevos actores que intervinieron en la disputa, quitando protagonismo al estado: los organismos internacionales de crédito, las fundaciones y las ONG`s, las corporaciones y las empresas multinacionales. Si bien la Ley de Educación Nacional sancionada en el 2006 intenta romper, desde lo discursivo, muchos de los objetivos y preceptos neoliberales, conlleva continuidades

graves de la Ley Federal de Educación de los 90. La fragmentación y des-regulación del sistema educativo sigue siendo materia pendiente, a la vez que asistimos a una coyuntura de insuficiencia presupuestaria que no se condice con el aumento progresivo de la porción del PBI dedicado a educación a partir de la Ley de Financiamiento Educativo sancionada en 2005. Por otro lado, y para hacer más compleja la caracterización, se han fundado numerosas escuelas a nivel nacional, se dedicó un gran presupuesto a la infraestructura digital, y se han intentado centralizaciones superestructurales de currículums


Sobre la situación educativa en todos los niveles, trayendo avances en algunas jurisdicciones, y retrocesos en otras, como en la CABA. Otra de las cuestiones que en materia educativa es una deuda pendiente, es la aún vigente Ley de Educación Superior de corte neoliberal, también sancionada en la década de los 90. La mercantilización y la formación de profesionales de acuerdo con los intereses empresariales ha sido profundizada. No se ha avanzado en modificarla, aunque se han abierto cantidad de universidades nacionales y provinciales en lugares en los que usual-

mente no existía la educación superior. Es tarea pendiente pensar cuáles son los objetivos académicos y sociales de estas nuevas instituciones. La CABA es protagonista de uno de los períodos de gobierno más corrosivos de lo público, privatizando y mercantilizando la educación de diversas formas. En la actualidad, el recorte y la sub-ejecución presupuestaria, la falta de obras terminadas en varias instituciones, la ausencia de vacantes en el nivel inicial, el intento de aplicación de reformas curriculares inconsultas como la NESC y las resolucio-

Rol docente y modelos Aunque nunca se hace de forma explícita, podemos afirmar que el sistema educativo estructura y repropone permanentemente una propuesta pedagógica que, aunque no es monolítica, trasciende las reformas educativas de turno. Una forma de pensar la educación que atravesada por numerosas contradicciones y tensiones nos interpela cada día en nuestros espacios cotidianos de trabajo. Una forma de enseñar que se sustenta en nuestras cada vez más precarias condiciones laborales, que se

estructura en torno a una formación docente que se encuentra desactualizada frente a los tiempos que corren. Ante esta situación, nos encontramos con muchxs docentes que sienten la necesidad de discutir las herramientas que les han brindado los diversos espacios de formación docente que han transitado. Sienten que su práctica no se encuentra a la altura de las circunstancias o que no le encuentran la vuelta a las problemáticas que posee la escuela hoy. Este malestar disperso, muchas veces


Reflexionar sobre la educación es pensar en el proyecto político y pedagógico que nos proponemos desarrollar. Todo proyecto político en juego conlleva resistencias, avances y retrocesos, y sobre todo cuando está en desarrollo implica convicción, ideas y condiciones materiales sobre una forma de entender y configurar la sociedad. nes ministeriales que pretenden desarrollar evaluaciones estandarizadas al mejor estilo meritocrático tanto para estudiantes como para docentes, nos muestra una Ciudad gobernada por un proyecto político neoliberal, el cual pretende refundar, bajo estos preceptos, a la escuela pública. La resistencia de docentes, estudiantes, familias y organizaciones sociales y políticas

son actores claves de la resistencia a los embates en contra de la educación pública en la Ciudad. El desafío, entonces, es lograr no sólo resistir la avanzada neoliberal sino también conseguir influenciar en las políticas estatales que respondan a los intereses y necesidades de la sociedad y en la puesta en práctica colectiva de propuestas político-pedagógicas transformadoras.

pedagógicos es contrapuesto con importantes aportes, propuestas pedagógicas a contracorriente que desafían la reproducción de las prácticas tradicionales, sea tanto en el aula como en la conformación de algunos trabajos de más largo aliento. Desde Marea Docente, creemos que debemos darle una sistematicidad a estas inquietudes y comenzar a tejer, unir y reencontrar todas estas experiencias fragmentarias. No como un collage de prácticas piolas, sino como un reflejo de un trabajo de base que

comienza a tomar muestras de elementos de resistencia y creatividad frente a un sistema que nos cosifica como meros ejecutores de las políticas de turno. Discutir nuestro rol docente a través de un perfil pedagógico fuerte, puede permitirnos trabajar estas problemáticas en los diferentes niveles educativos. Trabajar las cuestiones de género como un tema constitutivo de la práctica docente, abordar discusiones sobre la necesidad de nuevos abordajes didácticos, sobre la construc-


Rol docente y modelos pedagógicos

ción del conocimiento y el rol verdadero que ocupamos en el mismo. Pensar las características de una formación docente que deje de ser autocentrada y se constituya con una perspectiva de intervención social. Estos son algunos ejemplos de puntas que tenemos para abordar el terreno pedagógico y que mientras se construyen necesitan vincularse dialógicamente con la pelea cotidiana por mejoras laborales. Nuestro aporte en el Frente de Unidad Docente parte de sostener que en el contexto educativo de la ciudad de Buenos Aires, Ademys es la opción válida para sostener y defender los derechos de los trabajadores y trabajadoras de la educación. Pero entendemos que debemos hacerlo instalando un modelo propositivo que comienza a discutir las prácticas prefigurativas que pueden enseñarnos las primeras huellas de la educación que buscamos.

Hacia un sindicato con perspectiva de género Disponer de las “gafas violetas” es fundamental para revisar y cambiar las condiciones laborales de las trabajadoras y los trabajadores de la educación, para avanzar tanto en la igualdad de oportunidades como en los derechos específicos que las trabajadoras aún no hemos conquistado. Pero estas gafas son también imprescindibles para que el proyecto educativo que queremos construir sea verdaderamente transformador y enfrente a todas las relaciones de dominación. En este sentido, es necesario transformar la institución escolar, sus contenidos y sus prácticas desde una perspectiva de género, ya que como en la sociedad en general, la escuela es un pilar de la reproducción de desigualdades entre los géneros, de los estereotipos y de la imposición de normas sobre la sexualidad, entre otras cuestiones. Es por ello que ir por más ADEMYS es ir por un sindicato docente con perspectiva de género: Un nuevo sindicalismo docente que, además de nuevas prácticas político-sindicales, sea capaz de proponer un proyecto educativo transformador, necesita dotarse de una perspectiva de género.


¡Las tareas de cuidado y de crianza no son sólo responsabilidad de las mujeres! Necesitamos impulsar modificaciones en las licencias por maternidad y cuidado de personas dependientes, para incorporar la noción de licencias parentales o co-responsabilidad de padres y madres en el cuidado infantil y de personas dependientes, así como dar cuenta de las nuevas familias que ya han sido contempladas por la Ley de matrimonio igualitario y de identidad de género. Ampliación de la licencia por maternidad y ampliación de la licencia paterna por nacimiento y adopción. ¡Currículas y políticas con perspectiva de género! La perspectiva de género tanto en el plano gremial como pedagógico necesita de espacios de discusión y formación que no pueden estar encerrados en una comisión sino en articulación permanente con otras instancias. Por ello es preciso que la comisión de educación dé pasos firmes hacia la incorporación de una perspectiva de género tanto en el diseño como en la crítica de las políticas educativas.

¡Tolerancia cero frente a la violencia de género! ¡Tocan a una compañera, nos tocan a todos y todas! Frente al crecimiento de la violencia de género, se hace imprescindible que el sindicato sea capaz de asesorar, apoyar y acompañar a las compañeras que se encuentran atravesando situaciones de abuso, acoso, amenazas, maltrato físico hacia ellas, sus hijos e hijas. Por ello proponemos que el asesoramiento jurídico cuente con profesionales que puedan abordar estas problemáticas y trabajen en red con diversas organizaciones dedicadas al acompañamiento jurídico y psicológico.

¡Por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito! Los derechos que las docentes aún no hemos conquistado, como el derecho a interrumpir voluntariamente un embarazo no deseado en condiciones seguras y gratuitas en primer lugar, los conquistaremos fortaleciendo la lucha del movimiento de mujeres en nuestro país. Por ello es vital que ADEMYS articule fuertemente con las organizaciones de mujeres y demás espacios de género en otros sindicatos para que las trabajadoras avancemos con más fuerza. Si las mujeres avanzan, los hombres no retroceden, ¡crece la organización y avanza todo el sindicato!


Vamos por más ADEMyS Nuestros candidatos CONSEJO DIRECTIVO Secretario General

Oroz, Carlos Enrique - Comerciales / C. Pellegrini Titulares Araujo, Roberto - Currícula Bilbao, Gustavo Ariel - Artísiticas Ceballos, Gabriela - Inicial Colli, María Susana - CENS De Luca, Gabriel - Colegios / Superior Di Milia, Néstor Antonio - Ténicas / CNBA Gagliardi, Ricardo - Artísticas / Comerciales Gutierrez, Manuel - CENS Larco, Juan Diego - Normales Lopez Arriazu, Francisco - Colegios y liceos Mogni, Andrés - Normales Romano, Graciela - JVG Scioscia, Gabriela - Primaria Sosa, Martín - Primaria

COMISIÓN REVISORA DE CUENTAS Titulares Del Hoyo, María Cecilia - Artística Pievi, Néstor - Normales Sanchez, Adriana - CENS

Suplentes Estevez Scansanni, Graciela - Normales Spagnuolo, Silvia - Inicial /normal Weigel Muñoz, María del Carmen - Artística

Suplentes Del Hoyo, María Inés - Artística Garberi, Karina - Primaria Trapani, Carlos - Superior Tuchín Ethel - Inicial Apoderado titular: Oroz, Carlos Enrique Apoderado suplente: Rodríguez, Daniela - Bachi Popular

MareaDocente

docentes@mareapopular.org


Marea Docente