Page 1

GNT revista en pro de la tolerancia

1ed

quĂŠ es gĂŠnero?

sexo e identidad entrevista homosexualidad, tipos de gĂŠnero

diciembre, 2011


Por Mariela Arias Araya.

Grupo, iluminación foto 2

para entendernos, hablemos de género

Género es un expresión un poco controversial, muchos afirma que se define por dos términos (masculino y femenino) mientras que otros estudios revelan la diversidad en la que vivimos afirmando que hay muchos géneros más. En el desarrollo de esta revista se hará un viaje por los diferentes tipos de géneros que se delimitan hoy en día y además las implicaciones culturales que cada uno conlleva, así como ciertas curiosidades acerca del género y la vestimenta. En la actualidad se presentan modelos de las relaciones entre sexo y género que en esta revista se van a analizar, no sin antes definir algunos términos para evitar la confusión de los planos biológicos y culturales. Para empezar lo primordial es definir género a partir del sexo de un niño que acaba de nacer, bilógicamente hablando como primera forma de diferenciar a las personas. Visto desde la apreciación meramente biológica a un

niño se le define el género por su aparato reproductivo ya sea vagina o pene. Lo cual va a limitar solo dos tipos, masculino y femenino, además de definirlo como “persona” con todas las implicaciones culturales que esto sobrelleva. Otro de los procedimientos para definir género es a partir las preferencias sexuales y su percepción cultural, ya que se puede sumar otros tipos de género relacionado directamente con su orientación sexual. La sexualidad y la forma en cómo un individuo se desenvuelve en este tema va a ser parte importante en su definición de género. Por último, un pequeño repaso acerca del pantalón en la historia, para hacer referencia al género y vestimenta, especialmente en la época que pasó a ser parte del atuendo femenino. Esta recopilación de datos acerca del género está dirigido hacia una perspectiva bastante amplia la cual parte de la explicación de términos que son fundamentales para la comprensión lo que significa género en su totalidad, para así poder formarse un criterio sólido de la diversidad que existe en el mundo y no puede encasillarse en simplemente dos géneros “dados” por el sexo de cada individuo. Por lo que el motivo principal de esta recopilación es educar e informar con el fin de crear una consciencia en los jóvenes que fomente de igualdad y tolerancia hacia las personas.


contenido 1 para entendernos, hablemos de género 3 qué es género? 4 nos definomos por “lo dado”? 5 identidad tiene algo que ver con mi sexo? 7 el pantalón, rompiendo barreras 9 somos más! 11 homo: igual, entónces por qué diferente? 13 entrevista con “Luis”

créditos

edición: Mariela Arias Araya fotografìa: Mariela Arias Araya, grupo fotografìa 2 diagramación: Mariela Arias Araya diseño: Mariela Arias Araya ilustración: Mariela Arias Araya

2


qué es

género

?

Ana Carmen Marcuello. Médico ginecólogo. Hospital Miguel Servet. Zaragoza. María Elósegui. Profesor Titular de Filosofía del Derecho. Facultad de Derecho. Universidad de Zaragoza. El diccionario de la Real Academia de la Lengua Española divide los sexos en dos: varón y mujer ó macho y hembra. El término género se refiere a la lingüística y se aprecian tres géneros: masculino, femenino y neutro. El término género proveniente del campo de la literatura se aplicó a partir de los años sesenta a la psicología y a la antropología. Mientras el primero es biológico, el segundo es una construcción cultural correspondiente a los roles ó estereotipos que en cada sociedad se asignan a los sexos. Se ha mostrado una palabra muy adecuada para discernir entre los aspectos biológicos, es decir “lo dado”, y los factores culturales, es decir “lo construido”. Así desde la psicología se ha dicho: “El estudio del género, muestra su origen y desarrollo en el terreno de lo histórico y lo social, aunque presenta innegables solapamientos e interacción con la variable sexo a lo largo de su desarrollo...” Mientras que “Al analizar el sexo en sus múltiples vertientes se constata su enraizamiento en lo biológico, aunque su desarrollo se enmarca en lo social”. Desde un análisis científico se observa que muchas argumentaciones carecen de rigor ya que se confunden continuamente los planos biológicos y culturales. Primero se colocan perspectivas que debieran estar situadas en el plano biológico como algo cultural; en este sentido se dice que la heterosexualidad y la reproducción son una construcción social biologizada. “Maripaz”, Mariela Arias.


nos definimos por“lo dado”

?

El sexo, la identidad sexual, está determinada en la parte biológica de forma muy clara, de manera que podríamos decir que constituye “lo dado”, lo no elegible. Sin embargo la orientación sexual y la conducta sexual (heterosexualidad, bisexualidad, homosexualidad, ...), aún cuando tienen una base biológica, son configuradas por otros factores como la educación, los estereotipos, los factores culturales y el propio comportamiento elegido, puesto que hay un margen muy amplio de libertad en el modo en que cada sujeto conduce su sexualidad. Las anomalías en la determinación biológica del sexo, también llamada diferenciación sexual, suelen ocurrir en etapa muy precoz del desarrollo embrionario y dan lugar a patologías llamadas genéricamente Intersexos. Respecto al sexo psicológico, es decir la conciencia ó percepción de pertenecer a un determinado sexo, ocurre a los 2,5-3 años y suele coincidir con el sexo anatómico; su patología más severa la representan los Transexuales: sujetos con sexo psicológico de varón y sexo cromosómico, gonadal y fenotípico de mujer ó al revés. En cuanto a la orientación sexual, se entiende como tal la preferencia sexual que se establece en la adolescencia coincidiendo con la época en que se completa el desarrollo cerebral: preferencia heterosexual (98%) u homosexual (2%).

4


identidad...

tiene algo que ver con mi sexo

?

Bruno Ferreira, Rubén Campero,Centro de estudios de género y diversidad sexual. Universidad de la República, Uruguay.

El primer modelo, es el que afirmaba que a cada sexo le correspondía por necesidades biológicas unas funciones sociales, invariables a lo largo de la historia. A esto se añadía la justificación biológica y cultural de la subordinación de la mujer al hombre. Resumiendo con otras palabras; primero, la biología determinaría los roles sociales, y segundo a cada sexo le corresponde un rol que es intransferible. Desde la Biología se puede explicar la diferenciación sexual femenina por defecto, es decir una mujer aparecía en ausencia de los factores que normalmente daban lugar al desarrollo de un feto varón. Normalmente es la presencia de un cromosoma Y lo que hace que un embrión se desarrolle como individuo de sexo masculino. Para que el cromosoma Y pueda realizar su función tiene que estar completo y poder así expresar las instrucciones que le corresponde realizar por portar en su estructura natural. Las diferencias sexuales determinaban en este caso los papeles culturales, hasta el punto de que se consideraba que las

funciones que ambos desarrollaban en la sociedad no eran intercambiables sino que estaban irremediablemente unidas a la genética y a la biología. Ese planteamiento, que no puede ser sostenido científicamente, se agravaba por el hecho de que las funciones diferenciadas atribuidas a uno y otro sexo no recibían la misma valoración social. Al varón se le asignaban las funciones que determinaban el curso de la sociedad, era así el que ostentaba el poder en el ámbito público. Al hombre le correspondía dentro de lo público, la política, la economía, la producción, el trabajo remunerado; a la mujer, que se desenvolvía en el ámbito privado, se le asignaban las tareas relacionadas con la reproducción, crianza y educación de los hijos y la economía doméstica, infravaloradas socialmente. En resumen, la dependencia de la mujer con respecto al varón iba unida a otros dos presupuestos; exaltación de las diferencias, negando la igualdad y la identidad entre sexo biológico y las funciones sociales, hoy denominadas funciones de género. Este modelo se


considera hoy a nivel teórico y jurídico como falso y superado, aunque persiste en la práctica social; “A lo largo de este siglo, desde varios frentes, se ha comenzado a poner en tela de juicio esta necesaria ligazón entre sexo y género. Estudios de antropología, sociología y psicología se han utilizado para explicar que el estatus, estereotipos, roles e incluso la misma masculinidad y feminidad, se comprenden mejor desde una realidad de género, que goza de mecanismos propios e independientes, mucho mas que desde la determinación o el destino del su sexo biológico”. “En la actualidad estamos asistiendo a una forma distinta de ver de estos constructos, con el consiguiente cambio denominativo: donde antes se hablaba de estatus, roles, estereotipos sexuales parece ser más acertado expresarse en términos de estatus, roles y estereotipos de género, dado que son fundamentalmente las sociedades y el entorno los que en realidad determinan el puesto, el papel o la creencia que se deben corresponder con el sujeto en

función de su sexo biológico. Reflejado en los estudios recientes sobre la masculinidad y feminidad. Los dos primeros tercios del siglo XX han estado dominados por la idea de que la masculinidad y la feminidad eran los dos polos opuestos de un único continuo, que se correspondía, y por tanto, correlacionaban muy alto con los sexos opuestos. Aquéllos eran el correlato psicológico natural de la realidad dimórfica puesta de manifiesto en la biología”. Esta crítica es compartida por muchos autores entre los que cabe destacar al profesor Ballesteros; “Es, por consiguiente, necesario luchar contra todo tipo de discriminación sexista, cuyo origen sería el dualismo entendido como si el varón fuese res cogitans, y la mujer tan sólo res extensa. Hoy se sabe que el género no procede directamente del sexo.

6


el pantalón...

rompiendo barreras Nacente, Francisco, Historia de las mujeres: influencia de la mujer en el progreso y cultura de las naciones.

En sus inicios el pantalón estaba destinado al uso exclusivo de los varones, más tarde y especialmente durante épocas bélicas, las mujeres adoptaron esta prenda como parte de su atuendo. Hoy es una pieza común, sin dudas protagonista del guardarropa. Su nombre se atribuye a San Pantaleón, médico, mártir del Siglo IV y Patrón de Venecia. Hace más de cuatro mil años los nómadas de Centroeuropa llevaban bombachos atados a la cintura. Poco antes de la Segunda Guerra Mundial el pantalón era utilizado sólo por hombres, las primeras mujeres que utilizaron esta pieza eran muy mal vistas por la sociedad.

Los movimientos feministas reclamaron el derecho de la mujer a vestir pantalones en su lucha por la igualdad con el hombre, con el paso del tiempo la sociedad se fue acostumbrando y en la década de los 60 era normal ver mujeres utilizando pantalones, ahora es más común verlas llevando pantalones que faldas. El pantalón se convierte en un arma más en el proceso de igualdad. Pero el pantalón, tal y como lo conocemos hoy en día, apareció en 1930 cuando en una película Marlene Dietrich apareció con pantalones y se volvió popular tanto, que en el año 1939 el número de Noviembre de la revista Vogue aconseja “Tu armario no está

Largos, cortos, a media pierna, los pantalones tienen infinidad de formas y están elaborados en diferentes texturas, una de las más aprovechadas es el dénim, prenda que han llevado desde las grandes estrellas de Hollywood hasta el más sencillo de los terrícolas. La aparición de esta legendaria pieza ocurrió gracias a un vendedor de 23 años que se encontraba vendiendo telas recias para la confección de carpas y toldos para las carretas en las zonas mineras de Estados Unidos.

“mujeres”, Mariela Arias.


completo sin un par de pantalones”. Fue Coco Chanel quién le dio un toque femenino y lo popularizo en todas las clases sociales. El jean comenzó a usarlo la mujer en 1935 cuando apareció la marca Lady levi´s y desde ese tiempo no se ha separado de ella. Haciéndolo un elemento indispensable en el guarda ropa femenino. Las transformaciones que ha sufrido esta prenda han sido múltiples. Desde los más anchos a los más ajustados, pasando por todos los largos: “Pantaloncitos calientes”, faldas pantalón, bermudas, capri y hasta la suela del zapato. En su elaboración también se ha usado toda clase de material desde la seda, linos, chalis, dril, dacrones, franelas, cueros etc. Atrevete a embellecer pantalones, es otra forma de ganar dinero.

En la década de los ochenta el jean sufrió un traspié pues se ensayaba con nuevas telas y los jeans fueron eliminados de

muchos

en

adelante

clósets, los

De

ahí

pantalones,

especialmente los de jean se han renovado constantemente, permaneciendo como favoritos del clóset.

8


somos...

más

!

Lic. Susset Fuentes, Lic. Juan Jiménez, Facultad Latinoamericana de la Ciencias Sociales FACSO Cuba.

Siguiendo dentro de una independencia de sexo y género, consiste en dividir el género en cuatro especies: masculino, femenino, andrógino e indiferenciado. De esta forma la masculinidad y la feminidad no aparecen en modo alguno como los derivados naturales de la dicotomía sexual biológica. Esto hace que con independencia del sexo, los individuos puedan vivirse y manifestarse como andróginos, masculinos, femeninos o indiferenciados, sin que de ello haya de inferirse a priori indicios de disfuncionalidad. Sí parece acorde con la realidad hablar de tareas andróginas o indiferenciadas, que puedan ser desarrolladas indistintamente por el hombre o por la mujer, sin embargo no se puede afirmar que existan identidades sexuales andróginas o neutras, ya que la persona es inseparable de su cuerpo y por tanto, es un ser sexuado. Se utiliza aquí un pseudo-argumento en el que se pasa indebidamente del terreno biológico al cultural: La existencia de transexuales y hermafroditas mostraría que no hay solamente dos sexos. Pero esta es una conclusión precipitada que obliga a detenernos en este punto. Los transexuales son individuos que creen realmente pertenecer al sexo opuesto del que indican sus genitales, se trata de una clara patología referente al sexo psicológico Respecto a los hermafroditas, no se trata en modo alguno de un tercer sexo. Los estados intersexuales se definen por la existencia de contradicción de uno o más de los criterios morfológicos que definen el sexo


(estructura cromosómica, gónadas, genitales internos y externos, caracteres sexuales secundarios); es decir existe en estos individuos una patología en alguno de los puntos de la cadena biológica que conduce a la diferenciación de cada sexo.

distingamos algunas formas de intersexualidad Hermafroditismo verdadero: poseen a la vez tejido ovárico y testicular. las 2/3 partes tienen sexo cromosómico XX y 1/3 es XY. genitales externos de aspecto masculino, educados como varones. pueden presentarse como mujeres con cuerpo masculino y mamas bien desarrolladas. los genitales internos pueden coexistir un utero bien desarrollado o simple y una trompa, con estructuras como: próstata, vesícula seminal y epidídimo.

Disgenesia gonadal: mujeres con diferentes grados de virilización.

Hermafroditismo femenino: gónadas y sexo genético femenino muestran un grado más o menos intenso de Virilización, son siempre XX.

también llamado pseudohermafroditismo masculino, es una masculinización incompleta con gónadas y estructura cromosómica masculina.

Hermafroditismo masculino:

definiciones: sexo genético o cromosómico: cuando un óvulo es fecundado por un espermatozoide,óvulo portador del cromosoma X, el espermatozoide puede ser de un cromosoma X o Y.

gónada: Glándula sexual masculina (testículo) o femenina (ovario) que produce las células reproductoras. hipertrofia: aumento excesivo del volumen de un órgano. infografía, Mariela Arias.

10


homo : igual, entonces

por qué

?

diferente

Lic. Susset Fuentes, Lic. Juan Jiménez, Facultad Latinoamericana de la Ciencias Sociales FACSO Cuba.

Vayamos pues a los datos biológicos: Tres laboratorios - Garski, Swaab y Le Vay - han buscado núcleos con dimorfismo sexual en el hipotálamo humano. Los trabajos de Le Vay son los más conocidos y en ellos muestra que existe un conjunto celular NIH3 que triplica en los varones el tamaño que presenta en las mujeres; en los homosexuales, el NIH3 era por término medio del mismo tamaño que en las mujeres. Algunos autores tratan de explicar éste y otros dimorfismos cerebrales con base en la hipótesis que centraba la orientación sexual en el papel de las hormonas en la época prenatal: unos altos niveles prenatales de andrógenos durante esa época generan de forma decisiva a que estos producirían heterosexualidad en los varones y homosexualidad en las mujeres, mientras que bajos niveles fetales de andrógenos provocarían homosexualidad en los varones y heterosexualidad en las mujeres (si esto fuera así, el número de homosexuales sería mucho mayor del que realmente existe). Así las cosas algunos investigadores han acudido a la genética en su búsqueda de un vínculo biológico para la orientación sexual.

De esos trabajos solo el de Bailey y el de Pillard incluían hermanos biológicos no gemelos y hermanos adoptados que no tienen parentesco biológico, además los de gemelos idénticos y dicigóticos. Esta investigación de tales autores produjo resultados paradójicos. Unas estadísticas apoyan la hipótesis genótica, mientras que otras la refutan. Los gemelos monocigoticos presentaban una mayor probabilidad de tener una orientación homosexuales los dos ; al 52 % frente al 22 % de los gemelos dicigoticos, les unía la homosexualidad. Este resultado respaldaría la interpretación genética, ya que los gemelos idénticos comparten toda la dotación hereditaria, mientras que los gemelos dicigoticos comparten solo la mitad. Los hermanos no gemelos de homosexuales comparten la misma proporción de genes que los gemelos dicigoticos, sin embargo solo el 9% de ellos tendían también a la homosexualidad. La hipótesis genética predice que la proporción seria la misma. Además observaron que la incidencia de homosexualidad en los hermanos adoptados de los homosexuales (11%)


era mucho mayor que la calculada recientemente para la población general; de hecho era igual al porcentaje registrado entre hermanos biológicos no gemelos Este estudio pone en tela de juicio la hipótesis genética simple y presta un sólido respaldo a la hipótesis que atribuye al entorno un peso significativo en la inclinación sexual de los individuos. Además no se han estudiado gemelos idénticos criados por separado.

Dinamarca,

un

país

tolerante

con todo tipo de estilos de vida alternativos, fue el primer país en legalizar las uniones homosexuales y tiene completas estadísticas de uniones del mismo sexo desde el año 1989.

Con todo, el principal hallazgo de estos estudios de herencia quizá resida en el hecho siguiente: pese a que estas personas comparten los mismos genes y además de haber vivido en un ambiente de padres lo más parecido posible, aproximadamente la mitad de los gemelos idénticos mostraban una orientación sexual distinta. El dato viene a subrayar cuan poco sabemos acerca de los orígenes de la inclinación sexual.

Grupo, iluminación foto 2

12


entrevista... Entrevista a un homosexual que para esta ocasión llamaremos solo como "Luís" él es un joven como cualquier otro con sueños, problemas pero sobre todo con muchas metas para alcanzar. ¿ A qué edad se dio cuenta usted de que es homosexual? A los 6 años. ¿ Cómo reaccionó? No me asusté. Era como un deseo porque me gustaba mucho un profesor de primaria. Se sentía bueno. ¿ Habló de ello inmediatamente con su familia? No, porque era un niño. Lo veía normal. No era nada importante en ese momento. ¿ Ha sido rechazado por su condición? ¿En qué ocasiones? Sí, muy pocas; pero uno siempre busca el medio donde pueda adaptarse y desarrollarse sin que nadie se meta, para sentirse bien consigo mismo y no incomodar a los demás. ¿ Se ha sentido culpable de alguna vez? No, porque es mi condición. Así me siento súper bien. ¿ Ha culpado a alguien? No, porque es mi decisión serlo y soy muy felíz.

¿ Ser homosexual le ha causado algún problema a nivel personal? Hasta ahora no. Todos tenemos problemas seamos o no heterosexuales o gays, simplemente no culpo a mi condición. ¿ Ser homosexual le ha causado algún problema a nivel profesional? Me ha ido bien, me han aceptado. Antes de aceptar un trabajo le comento a los compañeros y al jefe que soy gay. No mezclo mi vida personal con la laboral. ¿ Su familia sabe que usted es homosexual? 30% lo sabe, 70% lo sospecha. ¿ Cómo reaccionaron los miembros de su familia que lo saben? Mi mamá y dos hermanas lloraron, otra se quedó muda, y el resto no dijo nada. El amor de madre es muy grande, ella me ha apoyado. ¿ Conoce a alguien que sea homofóbico? ¿Quién? No conozco a alguno. Les tengo pavor porque nos odian mucho, no son nuestros amigos. Algunos riquitos de carro que


frecuentan El Poblado forman grupos de limpieza contra los homosexuales. ¿ Por qué cree usted que esas personas son homofóbicas? Muchos de ellos son homosexuales incubiertos, además pueden ser homofóbicos por la forma en que fueron educados y las creencias que poseen. ¿ Cómo se siente usted al estar cerca de un homofóbico? Lo rechazo. No puedo meterme con alguien que se siente mal con uno. Es un instinto de conservación y protección que uno posee. Si no quieren aceptarme está bien. ¿ Cree usted que ser homosexual afecta a las personas a su alrededor (familia, amigos, etc.)? No pienso en eso, sólo en mí. Si lo toman mal les soy indiferente. ¿ Qué opinan los que conviven cerca de usted? Lo toman de una forma natural, no me rechazan ni se asustan. ¿ Qué le diría usted a las personas que odian a los homosexuales? Que deben analizar primero porque nos rechazan y a ellos mismos. Grupo, iluminación foto 2

14


educamos para incluir

feria del libro PRECIOS ESPECIALES EN TEMAS DE

10 y 11 de dic

Educación Sexualidad Género Pareja Homosexualidad

Hijos

* 25% CUPÓN DE

DESCUENTO * APLICAN RESTRICCIONES

GNT  

GNT, es un revista sobre la diversidad sexual , que busca educar a las personas creando un espacio atractivo dirigido a la población adolesc...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you