Issuu on Google+

facebook.com/manualdesupervivencia rockandpost.wordpress.com @lopez_jose_luis youtube.com/user/manualdsupervivencia slideshare.net/manualdsupervivencia

Cómo los músicos salvarán a la humanidad.

Fin del mundo. Lo primero de todo, pedirte disculpas por haber captado tu atención a través de este título tan sensacionalista, pero es que resulta que estos titulares captan mejor tu atención, y, si encima se hace referencia a eventos conocidos por todos y recientes, encima la atracción es aún mayor, y no sé porqué, tengo la sensación de que no nos ibamos a quedar tranquilos hasta ver una imagen como esa ;P Pero tranquilo, no es broma, voy a intentar sacar algunas cosas en claro del valor que creo que tienen por su actitud, habilidades y comportamiento los músicos que tratan de buscarse la vida con la música o sacar adelante una banda sea por diversión o con unas mayores y razonables expectativas. El momento actual que estamos viviendo necesita para salir adelante, sin lugar a dudas, de iniciativa, creatividad, agallas, racionalización, solidaridad entre otras muchas cosas.


No es mi intención ni muchos menos meterme en camisas de once varas, lo que intentaré será poner en valor al músico y sus habilidades desde un punto de vista de organización, solo algunas pinceladas… 1-Un músico se preocupa de familiarizarse de cómo tocar su instrumento, de escuchar a otras bandas o artistas que le inspiren que le darán ideas a la hora de tocar en su banda o proyecto. ¿Cúantas personas ocupan o han ocupado puestos de trabajo simplemente por llevar una nómina a fin de mes? y de ¿observar cómo lo hace un compañero para sacar ideas, intercambiar formas de trabajar con otros compañeros de otras empresas? En clase nos reíamos de los empollones…

Empollones que ahora molan (Big Bang Theory). 2-Dada la consabida mala situación de la música en España, nos obliga a optimizar al céntimo toda la inversión que realizamos. Que si cómprate un equipo (batería, platos, amplis, guitarras…), que si alquila local (300€/mes?), alquiler de sala por tocar (¿estamos locos?), desplazamientos, alojamientos… Rara es la banda que no comparte local o que no va al garito de al lado a echarse unas birras con miembros de otras bandas, en el


mundo empresarial han descubierto el “Coworking” y el “Networking” mola. ¿Te apetece escribirle una carta a los Reyes? Queridos administradores de empresas: Me llamo_______________________ _______________________________ _______________________________ Fdo: Yo. 3-Un músico puede irse de forma incansable a festivales a descubrir bandas nuevas, a ver qué se cuece a nivel nacional y/o en una derterminada escena y ya de paso entablar contacto con los organizadores del festival a ver si tu banda pudiese estar presente para la próxima edición y a a ver si conoces algún miembro de alguna banda con la que te puede interesar tocar, etc. Pues bien, en las empresas esto sería el maravilloso mundo de las RR.PP, de las ferias, los congresos y demás, ¿te suena lo de “aquí tiene mi tarjeta”?.


Festipower en el Glastonbury Festival. 4-Cuando te pones a frikear por internet o algún libro o revista ya sea música o algún post con alguna idea que crées que si la llevas al local y se le dá un par de vueltas se podría aplicar a tu banda. En este caso lo que estás haciendo es investigar (Ampliar la base de conocimiento), desarrollar (Darle forma a ese conocimiento de forma que podamos resolver problemas prácticos) e innovar (sacar al mercado algo nuevo). Para hacer todo esto en otros ámbitos se construyen laboratorios, realizan costosos informes por reputadas consultoras, proyectos de investigación cuyos nombres cuesta recordar, universidades… En la literatura empresarial se le llama “I+D+i”. Veamos claro esto: Ejemplo#1 (I) Me compro un libro de música hindú + (D) me planteo cómo aplicar esos sonidos y teoría musical a mi instrumento + (i) meto un sitar en el estribillo del nuevo single de mi banda.


Ejemplo#2 (I) Asisto a unas conferencias sobre internet y negocios + (D) Me cuentan que hay muchas plataformas de la web 2.0 y que la financiación colectiva (crowdfunding) está pegando fuerte + (i) El siguiente disco de mi banda lo financio a través de una de estas plataformas. Ejemplo#3 (I) Te cuelas “sin querer” en una exposición de artistas emergentes transgresores + (D) has visto unas videoproyecciones con unos efectos visuales que te tienen loco, te interesas por la obra y te presentan al artista y tras hablar con él + (i) Llegáis a un acuerdo y os va hacer un videoclip de lo más molón usando alguno de esos efectos que tanto te han flipado.

Investigador convencional poco aireado. 5- Se ha ido el cantante de tu banda y te pones a buscar uno nuevo, para eso haces carteles y los pones en los locales de ensayo de tu ciudad, lo comunicas por redes sociales y lo comentas con tus amigos y colegas cuando vas por ahi de concierto, una vez localizas a los interesados, dependiendo de lo que se busque y del número de candidatos puedes hacer pruebas (Prepárate la 3, la 5 y la 10 de este cd) y por último, el carácter del candidato debe ser afín al del resto de los miembros de la banda y dependiendo del hueco que haya dejado el anterior miembro el nuevo podrá permitirse más o menos licencias.


Ejemplo#1 Grupo conocido a nivel nacional con 6 discos grabados buscan batería, licencias musicales pocas, “tiene que sonar lo que escuchas en el cd”. Ejemplo#2 Cantante carismático abandona banda, buscar a otro también carismático y afín, si no lo fuese la banda pierde atractivo y si no es afín, los fans se decepcionarán. Ejemplo#3 Grupo novel buscan guitarra, si el que entra nuevo es un fiera con el mástil tal vez pueda dar un empujón adicional a los temas de la banda y sorprender a los fans. De esto en las empresas se encargan los de “Recursos Humanos” que suele empezar a verse como “Gestión de personas” o más cool como “Gestión del talento”. 6-Los músicos y las bandas siempre están pensando en el siguiente bolo, en que para el año que viene habrá que empezar a crear temas nuevos, en que hay que hacer bolos para sacar algo de pasta para pagar el estudio, en que un tema determinado no ha animado al público con lo que habrá que cambiarlo por otro y ponerlo en otro lugar del repertorio. Ese tipo de tareas en las empresas suelen ser llevadas a cabo por ejecutivos, directores comerciales, marketing, financieros… En conclusión, ¿de verdad los músicos somos unos “tiraos”?, ¿crées que un “empresario”, director de marketing/financiero/RRHH/I+D+i no tiene nada que aprender de los músicos?, ¿cuánto crees que puedes aprender como músico del mundo de las organizaciones?, ¿imaginas un punto de encuentro común entre músicos y mundo empresarial para intercambiar experiencias?. Ya somos varios los que nos hemos dado cuenta. Aprovecho la ocasión para recomendarte un libro que apunta de lleno en esta dirección, “Rockvolución Empresarial” de Salva López, de lo más interesante.


http://rockvolucionempresarial.wordpress.com/%C2%A1%C2%A1lleg a-el-libro/

Salva López y su “Rockvolución empresarial”. rockvolucionempresarial.wordpress.com Y lo más importante, estoy convencido de que la actitud que tienen los músicos tal como la entiendo y acabo de exponer someramente nos llevará a mejor puerto, sin duda… PD: Si te animas a montar un sarao o te puedo echar un cable mandame un mail a joseluis@naselcomunicacion.es


Marketing musical - Cómo los músicos salvarán a la humanidad