Issuu on Google+

48

O.J.D.: E.G.M.: Tarifa: Área:

SÁBADO 4 DE MAYO DEL 2013

109452 608000 11543 € 1042 cm2 - 98%

Conexión a internet: http://www.elperiodico.com

Primera fila icult

Fecha: 04/05/2013 Sección: CULTURA Páginas: 48,49

Actuación de dos músicos ilustres en Barcelona

«Es estupendo no publicar ningún disco en cinco años» ROBERT FORSTER Músico, escritor y crítico. Hoy actúa en el festival Primera Persona del CCCB FRANCESC CASALS

NANDO CRUZ BARCELONA

Fue colíder del grupo australiano de pop The Go-Betweens y ahora alterna su carrera en solitario con su nueva etapa como escritor y crítico musical. Desde el jueves ensaya con una banda barcelonesa el concierto que hoy ofrece en el CCCB (22.30 horas) dentro del festival Primera Persona. –Su último disco, The evangelist, es del 2008. ¿En qué punto de su carrera considera que se encuentra? –Estoy al principio de mi cuarta etapa. La primera fue The Go-Betweens, entre 1979 y 1989. La segunda fue mi etapa en solitario, en los años 90. La tercera fue el regreso de The Go-Betweens, del 2000 al 2006, en la que incluiría The evangelist, porque aunque lo firmé yo solo varias canciones las compuse con Grant McLennan y las grabé con los mismos músicos. –En estos cinco años, ¿temió haber dejado de ser músico sin quererlo? –Eso nunca me preocupó. Es estupendo no haber editado ningún disco en cinco años. Está muy bien tener una pausa. Me gusta la gente que no siente la obligación de entregar algo cada dos años. Me gusta la idea de que un artista no sea una máquina que cada 18 meses debe producir algo. No soy así. Me preocupa que no se me ocurra otra canción, pero si no se me ocurre puedo hacer otra cosa. –Mejor, porque desde fuera cuando un músico tarda tres años en grabar un disco huele a que ya no tiene ideas o que nadie lo quiere publicar. –Sé que haré otro disco. Lo grabaré este año. Las canciones están saliendo y será muy distinto a The evangelist. ¡Por eso estoy tan excitado ahora! Por otro lado, llevo dos años escribiendo un libro y varios más dedicándome al periodismo musical. –Incluso cuando grabó en solitario, tenía cerca a Grant McLennan, su aliado y amigo de The Go-Betweens. Grant murió el 2006. ¿Siente que sin aquel referente componer ahora se ha convertido en un juego distinto? –Me encantaría que Grant pudiese escuchar lo que compongo, que contribuyese de algún modo o que simplemente estuviese aquí, pero sé que puedo componer. Entiendo la pregunta y sé que mi respuesta sonará rara, pero no es tan duro. No me preocupa tanto como pudiera parecer.

33 El músico australiano Robert Forster, en el convento de Sant Agustí de Barcelona, el jueves. –¿Cómo explicaría a un niño que pasea por el Go Between Bridge de su ciudad que ese puente lleva el nombre del grupo en el que usted tocó? –Le diría que éramos un grupo de Brisbane y que... el puente es de Brisbane. The Go-Betweens no nació para ser un grupo normal. Tener un puente a nuestro nombre es raro, pero fuimos un grupo raro con una carrera rara. No tenemos discos de oro, no soy millonario, no saqué nada de ese grupo... excepto que tenemos un puente. Es surrealista, pero encaja. – ¡Y por lo menos no es un túnel! –¡Ni un edificio! Los puentes son románticos. ¡Eso encaja con el grupo! –Pero es un puente con peaje... –Ya, eso no encaja tanto... Pero hay carriles para pasear e ir en bicicleta. Solo pagan los que pasan con coche.

«The Go-Betweens no tenemos discos de oro ni millones, pero en Brisbane hay un puente con nuestro nombre»

–¿Ser músico le sido útil para escribir sus críticas en The monthly? –No creo que sea necesario saber tocar un instrumento para escribir sobre música. No implica ninguna diferencia en la calidad de lo que escribas. Pero al ser músico presto más atención a ciertas cosas. Oigo los discos y leo los créditos de otro modo. –¿Qué opina de la famosa frase de Frank Zappa «escribir sobre música es como bailar sobre arquitectura»? –¡Basura! Frank Zappa era una persona reconocidamente difícil. Ya no estamos en 1955. Quizá esa frase servía cuando solo estaban Elvis y Chuck Berry, pero la música ha madurado. ¿Nadie puede escribir de eso? ¿Ni de cine? ¿Ni de arquitectura? Eso muy antintelectual. Significa que nadie puede hablar sobre nada. No me gusta nada esa cita. Es una estupidez.

–Su libro de artículos The 10 rules of rock and roll incluye un decálogo de reglas del rock. ¿Le apetecería repasar el significado de cada una? –Adelante. –1: «Nunca sigas a un artista que describe su trabajo como oscuro». –Si necesitas decir que tu disco es oscuro, no lo será tanto. Nick Cave no dice que su disco es oscuro. Ni Johnny Cash. Además, usar el término oscuro implica obra maestra, que está muy elaborado, que se ha sufrido. –2: «La penúltima canción de todos los discos es la más floja». –Siempre es así. Si tuviésemos 15 discos sobre la mesa pasaría en 10 de ellos. ¿Un ejemplo? ¡Los de The GoBetweens! He ordenado canciones de muchos discos y lo he visto hacer a otra gente. Sé cómo funciona.


O.J.D.: E.G.M.: Tarifa: Área:

109452 608000 11543 € 1042 cm2 - 98%

Fecha: 04/05/2013 Sección: CULTURA Páginas: 48,49

–3: «Los (componentes de) grandes grupos tienden a parecerse». –Al principio son diferentes, pero conviven, van cambiando y... ¡Los Rolling Stones en 1966 eran calcados! Y Joy Division tenían la misma pinta. –4: «Ser una estrella del rock es un trabajo de 24 horas al día». –Las verdaderas estrellas lo son desde que salen de la cama, lo cual no implica que duerman con pijama de cuero. Si les dices que han de subir al escenario en media hora no se ponen nerviosas. Siempre están a punto.

Voz de la exp

Eric Burdon, el poderoso excantante cosecha serena y confesional de ‘'Til yo

–5: El grupo con más tatuajes tiene las peores canciones. –Nunca están componiendo canciones: están en el salón de tatuajes. –6: «Ningún grupo hace nada nuevo en escena después de 20 minutos». –Ni U2 se plantea no echar el resto en esos primeros 20 minutos. ¡Mira a The Hives! Todo lo que tienen lo hacen en los primeros 10 minutos. El 90% de lo que veas en un concierto a partir de ahí ya ha sucedido antes.

«Esa cita de Frank Zappa que dice que escribir de música es como bailar sobre arquitectura es una estupidez» –7: «El guitarrista que cambia de guitarra cada tres canciones está exhibiendo su colección de guitarras». –En cualquier grabación de Jimi Hendrix verás que toca la misma guitarra todo el concierto. Y aún se le considera el mejor guitarrista de la historia. ¿Qué hacen esos otros? –8: «Todo gran artista se esconde tras su mánager». –El mánager es una excusa fantástica para todo lo que falla. «¿Vendrás a la entrevista mañana?». «Pregunta a mi mánager». «¿Por qué perdiste el avión?». «Pregunta a mi mánager». –9: «Los grandes grupos no tienen miembros grabando en solitario». –Un músico colecciona canciones para su grupo. Cuando graba en solitario quiere demostrar que él es el genio y acaba grabando canciones que deberían ser para su grupo. –10: «El trío es el formato más puro para la expresión del rock’n’roll». –En Nirvana, Violent Femmes o el trío de Jimi Hendrix todos van a una: todos son el ritmo. El trío es una unidad muy poderosa que está en el origen del rock’n’roll blanco: Elvis Presley con Bill Black y Scotty Moore. H

33 El músico británico Eric Burdon, en una fotografía promocion JORDI BIANCIOTTO BARCELONA

Eric Burdon, el excantante de The Animals, la torrencial voz de tótems de los años 60 como The house of rising sun y Don’t let me be misunderstood, ha expresado pensamientos íntimos y mordaces críticas sociales en su nuevo disco, ‘Til your river runs dry. Una obra que insinúa un plus de sinceridad en sus estrofas airadas, empaquetadas en robustos envoltorios de blues-rock, y que mostrará, arropado por su banda, esta noche en Apolo (21.30 horas). Se trata de un disco de cocción lentísima, cuyos orígenes se remontan a casi una década atrás, como señala Burdon a este diario por vía telefónica. «Estaba preparándolo cuando Nueva Orleans sufrió el huracán Katrina, una tragedia que me dejó destrozado y me desconcentró por completo. Decidí dejar el disco en el congelador durante una temporada y grabar Soul of a man, con clásicos del blues, en homenaje a la ciudad», explica el cantante inglés, afincado desde hace décadas en California por motivos de salud: su asma lleva bien el clima árido de Palm Springs. Tras aquel desvío bluesístico, ‘Til the river runs dry, publicado en enero, irrumpe como una obra serena y musculosa, con sus primeras canciones propias en casi una década

y cocinada con músicos d za en varios estudios nort nos. «Podría haberlo grab en Los Ángeles, donde ha músicos, pero quería un preciso para cada canció ta Burdon, que desliza re sociopolíticas en piezas co rial day, sobre «el ambient zado de esa jornada en Est dos, a diferencia del Rei donde es un día más cívico bits die hard, pieza que alud

«Mi voz mantie la potencia y ti una mayor gam de registros. L edad es un alia

ventud perdida de los com en Oriente Próximo». Pero tajante al declararse «apo lo que respecta a Estados ¿Motivo? «No entiendo el s En Bo Diddley special menaje al pionero del ro «Compartimos cartel muc en los años 60, pero en aq ca todo iba muy rápido y, au cruzamos a menudo en el e apenas llegamos a mant tacto personal. En el 2008 invitaron al funeral y me


130504 el periódico