Page 1

L Aniversario Escuadra Oro

1


L Aniversario Escuadra Oro

Sumario - Prólogo - Manuel Reina Gómez ................................................................................. Pag. 07 - Saluda del Alcalde ....................................................................................................Pag. 11 - Saluda del Presidente de la Agr. Cofradías ...........................................................Pag. 12 - Saluda del Presidente del Imperio Romano .........................................................Pag. 13 - Saluda del Decano de la Escuadra Oro .................................................................Pag. 14 HISTORIA ..................................................................................................................Pag. 15 - Escuadra Oro: Reseña Histórica - Manuel Gonzalez Estepa ...................................Pag. 16 - Poesía - Santiago Reina .............................................................................................Pag. 19 - A Luís Reina - Luis Reina Gómez ..............................................................................Pag. 20 REVISTA L ANIVERSARIO ESCUADRA ORO Puente Genil 2017

- Escuadra Oro. Un paseo por su historia- Luis F. Cejas Cabello ...........................Pag. 21 - A la Escuadra Oro - Rafael Bedmar López ................................................................Pag. 23 - Pensando en el Imperio - Miguel E. Jiménez Gónzalez.............................................Pag. 24

Edita y Coordina: Corporación Bíblica “Imperio Romano

- Armonia Marcíal - Pepe Robledo -Antonio Ruíz Pérez ..............................................Pag. 30

Consejo de Redacción: Rafael Rivas Moriana Jesús Galvez Silva Manolo González Estepa Luis Felipe Cejas Cabello

FUNDADORES ..........................................................................................................Pag. 33

Fotografía e Imágenes: Francisco Yerón Reina Antonio Velasco Carvajal Jesús Galvez Silva Rafael Fernández Reina Manuel Luna Dorado Portada: Libro de la Revista Autor: Antonio Carmona Ruíz Distribución: Ayuntamiento de Puente Genil Maquetación: Juan M: Granados Morillo Diseño, Composición: Rafael Rivas Moriana

- Historia de los Trajes - Escuadra Oro.......................................................................Pag. 31 - D. Luis Reina - Por su eternidad - Victor Reina Jiménez.........................................Pag. 34 - Fundadores de la Escuadra- Escuadra Oro .............................................................Pag. 35 - A Chifarri y su Imperio - José Rivero Muñoz ...........................................................Pag. 38 - Escrito del Decano - Francisco Yerón Reina..............................................................Pag. 39 - A los hermanos del Imperio - Lorenzo Carmona Arroyo ........................................Pag. 40 - Mi escuadra Oro - Miguel López Fernández..............................................................Pag. 41 NUESTROS PATRONES ...........................................................................................Pag. 43 - Jesús Nazareno - Francisco Javier Velasco Solís ..........................................................Pag. 45 - Humildad - Rafael Fernández Reina ..........................................................................Pag. 47 - Soneto al Imperio - Antonio Pérez Almeda ...............................................................Pag. 49 - Soledad - Rafael Montero Rivas ..................................................................................Pag. 51 - La Escuadra Oro - Grana -Francisco Baena Reina...................................................Pag. 55 - 50 Años dando brillo al Imperio Romano - Antonio Suai ....................................Pag. 57 - A la Escuadra Oro - Enrique Reina Carmona ...........................................................Pag. 59 - De Cardenal y Oro - Antonio Pineda Bonilla............................................................Pag. 62 - Acróstico - Miguel Cortés Rosales .............................................................................Pag. 64 ESCUADRA ORO Y GRUPO MUSICA..................................................................Pag. 65

Imprime: Ayuntamiento de Puente Genil

- Enhorabuena Hermanos - Rafael Bedmar López .....................................................Pag. 66 - Medio Siglo - Eugenio Palomero Melgar ....................................................................Pag. 68 PASODOBLES ............................................................................................................Pag. 70 ESCUADRA ORO EN LA ACTUALIDAD .............................................................Pag. 73

Prohibida la reproducción total o parcial del texto o fotografías contenidas en esta revista.

- Amor por una Escuadra - Antonio Cruces Domínguez ............................................Pag. 74 - Hermanos actuales de la Escuadra Oro ................................................................Pag. 75 - El Imperio y el Pez antiguo - Alberto Robledo Reina ...............................................Pag. 85 - 50 Aniversario Fundacional - Jesús Galvez Silva .....................................................Pag. 84

Esta Revista conmemorativa no se podría haber llevado a cabo sin la colaboración de muchos hermanos e instituciones. Nuestro agradecimiento a todos ellos

- Oro en el Imperio - Luis Felipe Cejas Cabello ...........................................................Pag. 88 - Seis Escuadras - Rafael Bedmar López.......................................................................Pag. 90 - Oro Puro - Rafael Rivas Moriana ...............................................................................Pag. 91 - Mis vivencias - Antonio Pachón Ruz .........................................................................Pag. 93 - Vivencias de un Lábaro Oro - Jose Mariano Fernández Reina.................................Pag. 94 - Acróstico - Miguel Cortés Rosales ..............................................................................Pag. 95

3


L Aniversario Escuadra Oro

Águilas doradas de la Puente, blancos plumajes al viento que sirves muy fielmente al divino Nazareno, por eso tu pueblo te quiere, escuadra de oro puro, la gente te vitorea al verte, las corporaciones sienten orgullo, águilas doradas de la Puente. Antonio Miguel Gálvez Carrasco

Cuando el Imperio su voz levanta de la Cuaresma a Semana Santa, el pueblo entero marcha en pos de él: porque ofrece vino y bengalas, música alegre, hermosas galas, y el ascua de oro de su cuartel. Miguel Romero

“Hermano Luis Reina, te entregaron una Corporación y nos devolviste un Gran Imperio” Lunes Santo 1981. 50 años de su ingreso en el Imperio Romano. Dedicatoria del cuadro de Jesús Nazareno que él donó y que preside nuestro Cuartel. 5


L Aniversario Escuadra Oro

6


L Aniversario Escuadra Oro

PRÓLOGO Una ofrenda es siempre una prueba de amor y, al mismo tiempo, una renuncia. Los Romanos amamos nuestra Corporación. Y, dentro de ella, al color de nuestra escuadra. Las rivalidades son entrañables y nunca pasaron de la sonrisa y las bromas cariñosas entre sus componentes. Lo cierto es que el color une y a la hermandad, que envuelve a todos, se añade la vivencia y complicidad del des le alineado y próximo. Por esa razón, hay que rejuvenecer 50 años para valorar el sacri cio que para algunos de nuestros Hermanos les supuso renunciar a la escuadra de sus amores. Viví intensamente la creación de la Escuadra Oro. El Hno. Luis Reina era entonces Presidente de la Corporación. Recuerdo interminables reuniones en casa para elegir color entre variedad de muestras de rasos e incluso para decidir el nombre de la Escuadra, con los Pajizos en el horizonte de nuestra historia. Pero al igual que nuestros antepasados no quisieron prolongar la rivalidad de Pajizos y Coloraos bautizando en su día este color como Grana, se decidió que el nombre de la nueva formación fuese Escuadra Oro. Pero ¿cómo “poblar” la nueva? Al sacri cio económico había que sumar la acreditada historia del resto de Escuadras y los muchos aspirantes enamorados de ellas, cuyos colores habrían vestido en alguna ocasión. Y ahí viene la enseñanza… de la que 50 años después, tanto los que dieron el paso como todos los que aprendimos de ellos, se sintieron y nos sentimos enormemente orgullosos. Esos Hermanos ofrecieron al Nazareno su sacri cio y renunciaron al Amor a su Escuadra para vestir la nueva. Pero ya ese mismo Jueves Santo recibieron la recompensa des lando su restallante ORO entre los aplausos de medio pueblo que, lleno de curiosidad, abarrotaba esa tarde la calle Don Gonzalo. Una ofrenda es siempre una prueba de amor y, al mismo tiempo, una renuncia. A todos los que la hicieron posible y a los que desde entonces han vestido esta preciosa Escuadra, el cariño y enhorabuena de toda la Corporación, con su Capitán al frente. Hno. Manuel Reina Gómez Capitán del Imperio Romano

7


L Aniversario Escuadra Oro

Vivencias de una escuadra

8


L Aniversario Escuadra Oro

SALUDAS

9


L Aniversario Escuadra Oro

AL IMPERIO ROMANO Cuando en la tarde del Jueves Santo llena de vida, llena de encanto bulle y se agita la población gratos redobles suenan lejanos marcando el paso de los Romanos que en orden vienen de formación.

Pueblo que ríes, pueblo que cantas y a Cristo un himno triunfal levantas de los Romanos siguiendo en pos; no hay quién no admire tu fortaleza tus procesiones y tu grandeza por que te elevas buscando a Dios!

Todos ansiamos con alegría ver del Imperio la gallardía la gentileza y aire marcial; de su conjunto la perspectiva, y de su banda graciosa y viva la más brillante marcha triunfal.

Nobles Romanos; brillante Imperio rotas las cuerdas de mi salterio bellas estrofas no os cantare: pero entusiasta de vuestro brillo sincero aplauso rudo y sencillo con toda el alma siempre os daré!

Igual que entraban los espartanos de sus victorias, nuestros Romanos son vivo objeto de admiración, ved, como al paso de sus legiones salen las bellas a los balcones a tributarles justa ovación.

Porque recuerdo que desde niño os di mis sueños y mi cariño con mi primera risa infantil y en vuestra Águila que es de realeza y en vuestro escudo que es de nobleza alza su trono Puente-Genil.

iVedlos!: ya llegan los gastadores cuerpos robustos: vivos colores dan sus ropajes de tornasol; hachas de plata, nos aceros, cascos dorados, blancos plumeros y en sus escudos rayos de sol.

Porque sois nobles, sois generosos, sois pontanenses, sois religiosos, de las pontanas sois el amor, y el Viernes Santo por la mañana muévense oyendo vuestra Diana La Dolorosa y el Redentor.

iVed los centurias con sus legiones señoreando ricos pendones que en oro no bordados van!... iVed la bandera rojo amapola, ved al jigante que Ia tremola ved la arrogancia del Capitán!...

Y en el Calvario vuestras bengalas ngen del cielo luces y galas con los albores del rosicler, y a todas horas, de noche y día, sois el orgullo, sois alegría del noble pueblo que os vio nacer.

iVed como pasan; son numerosos con sus re ejos maravillosos, sus movimientos y distinción, y a paso lento por la carrera dan esa nota rica y severa que solemniza la procesión.

Miguel Romero Carmona

Cuando el Imperio su voz levanta de la Cuaresma a Semana Santa, el pueblo entero marcha en pos de él: por que Ie ofrece vino y bengalas, música alegre, hermosas galas, y el ascua de oro de su cuartel. 10


L Aniversario Escuadra Oro

DE ORO Quiero reconocer desde estas humildes líneas el valor que supone conmemorar la bodas de oro para un grupo de hombres que, desde un profundo amor a la Semana Santa de Puente Genil en una Corporación tan emblemática como la del Imperio Romano, han permanecido, promovido y mantenido sus vivencias en la Escuadra del color más áureo: de color oro. El oro es un color que nace y muere a diario. Cada mañana es un niño y cada tarde un anciano. Y en el tránsito del uno al otro, el color oro abarca todos los sentimientos y todas las virtudes. Desde la diversión, el optimismo y la simpatía, hasta la creatividad, la madurez y la re exión… Acaso, ¿no son estos los valores de la bonhomía?

Por ello, es de justicia que nos corresponda cincelar con letras en oro en el frontispicio del edi cio que guarda nuestros corazones mananteros todos los nombres de los fundadores de la Escuadra Oro del Imperio Romano. Don Luis Reina Porras, don Francisco Jiménez Carmona, don Antonio Duclos García, don José Luis Chacón Jurado, don Miguel Chacón Villafranca, don Manuel Gálvez Linares y don Miguel Salas Ariza, quienes desde el cielo de la manantería nos acompañarán en este cincuentenario de su querida Escuadra. Y desde luego, compartiendo el honor desde hace cincuenta años, los romanos que siguen entre nosotros, como don Miguel López Fernández, don Lorenzo Carmona Arroyo, y el decano de todo el Imperio, nuestro querido don Francisco Yerón Reina.

Sirvan estas palabras para mostrar la más sincera felicitación de toda la Corporación Municipal que tengo el honor de presidir a todos los romanos que celebráis esta efeméride, por seguir formando parte del Oro de nuestra Semana Santa, y que como Alcalde, recuerde especialmente a don Miguel Salas Ariza, insigne hermano vuestro, que sigue estando presente en el corazón de muchos pontanos como el Primer Edil que supo unir las ilusiones y los deseos de la ciudadanía en los albores de nuestra democracia, demostrando que el oro no sólo era un color en su traje de romano, sino el hilo que tejía sus obras como Alcalde de Puente Genil.

Feliz cincuenta años de la Escuadra Oro del Imperio Romano.

Esteban Morales Sánchez Alcalde de Puente Genil

11


L Aniversario Escuadra Oro

SALUTACION Estimados Hermanos de la Escuadra Oro:

Cuando en 1967 sale por primera vez la Escuadra Oro, el Imperio Romano, se involucra más en las creencias populares y recrea con este color el sentido antiguo que asociaban este color a las divinidades de todas las culturas por representar la riqueza, la abundancia, la prosperidad, la luz del sol, la suerte, el éxito, el triunfo. Sin lugar alguno, alguien pensó que ese color hacía falta en el grandioso Imperio Romano, pues su color resaltaría con las luces del sol y ampliaría la luminosidad de la noche.

Independientemente de ello, la creación de este nuevo grupo, supone la identi cación de muchos con esa tonalidad y por ende, empezará a compartirse amistad, cariño y hermandad entre los romanos que comienzan esta nueva andadura en el Imperio Romano. De esta escuadra y por tanto de esta corporación, salen a relucir grandes nombres identi cados con la escuadra Oro, que por su forma de ser, actuar y manifestar su cariño a la Semana Santa, se convierten en pilares fundamentales de esa recién creada escuadra. Algunos de sus fundadores, fueron romanos condecorados por su labor y entrega, otros fueron baluarte de unos años de ejemplo del saber estar. Recordemos con cariño a Miguel Salas, Luis Reina Porras, Manuel Gálvez Linares, Antonio Morales, Antonio Duclos, Pepe Luís Chacón, Francisco Jiménez, Miguel Chacón. Fundadores de esta Escuadra, que hoy comparten la Gloria Celestial.

Es un orgullo, el querer con esta celebración del 50 Aniversario, realizar un reconocimiento hacia la andadura de esta escuadra, desde sus principios hasta la actualidad. He tenido la gracia y suerte de vestir de la escuadra Oro, un Viernes Santo del año 2014, en la presidencia de mi amigo Rafael Moreno. Momento inolvidable que se hace más patente en esta efeméride. ¡Gracias Hermanos, por tan preciado regalo!

Un sentido reconocimiento al hermano Francisco Yerón, decano de “decanos”, que sigue manteniéndose en activo y acudiendo a su cuartel como si del primer día se tratase, seguro que tiene mucho que aportar a esta singular efeméride.

Desde mi persona, como desde toda la Junta Directiva, que formamos en la actualidad la Agrupación de Cofradías, queremos transmitir nuestra más sentida felicitación, no solo por el cumplimiento de estas “Bodas de Oro”, sino porque desde la propia Corporación del Imperio Romano, saben valorar, lo que la calidad humana es capaz de aportar a nuevas anexiones, que mantienen valores de antaño, con el rme propósito de ser un granito de arena, en este complejo humano y cultural que forma nuestra Semana Santa.

Hno. Juan Miguel Granados Morillo Presidente Agrupación de Cofradías, Hermandades y Corporaciones Bíblicas.

12


L Aniversario Escuadra Oro

Saluda del Presidente Hermanos: El IMPERIO ROMANO, como bien sabéis, data del año 1871, en el cual fue la fusión de LOS PAJIZOS Y COLORAOS. Desde ese tiempo hasta ahora, el Imperio ha ido evolucionando año tras año en muchos aspectos, escuadras, número de hermanos, grupo de música etc. A partir del año 1928, según datan los registros, cuando fue cambiando el colorido de las escuadras, formándose cuatro: Azul, Verde, Grana y Cardenal y culminando con la escuadra Oro y nuestra querida escuadra Tabaco. Fue en el año 1967, cuando un grupo de hermanos en los que algunos de ellos pertenecían a varias escuadras, decidieron fundar la actual escuadra ORO, entre los que se encontraban hermanos que hoy día la mayor parte ya no están, bien por fallecimiento como romanos ó por baja en su día de la corporación, como eran: Luis Reina Porras, Manuel Gálvez Linares, Francisco Jiménez Carmona, Miguel Salas, Antonio Duclos, Miguel Chacon Villafranca, entre otros. En la actualidad, de los fundadores siguen con nosotros, los hermanos Francisco Yerón Reina, Miguel López Fernández y Lorenzo Carmona Arroyo. En este año en el que se celebra el “L“ aniversario de la fundación de esta maravillosa ESCUADRA ORO, quisiera felicitar y agradecer a estos hermanos que actualmente la componen, por el trabajo y esfuerzo que han realizado, tanto en la recuperación de datos y fotografías, como en los actos programados, siempre en bene cio de la Corporación, que a buen seguro quedaran en el recuerdo. Particularmente, tuve la gran suerte de vestir esta escuadra durante cinco años, gracias a un hermano que en ese tiempo le impedía vestir el traje, el hermano Antonio Bogas Ojeda, q.e.p.d. y que siempre estará en mi recuerdo. Buenos años de buen ambiente y hermandad y como no, momentos simpáticos, gracias a hermanos como Pepe Robledo, Antonio Morales “El Bueno “, Luis Pozo, Manolin Carvajal y Jesús Gálvez entre otros. Y para terminar, quisiera desearle a todos los hermanos del IMPERIO ROMANO, que esta Semana Santa que se aproxima, sea para todos, una semana de emociones, de buena hermandad y convivencia.

Hno. Miguel Aranda Sánchez Presidente del Imperio Romano

13


L Aniversario Escuadra Oro

Saluda del Decano de la Escuadra Oro Hermanos: Este año conmemoramos el 50 aniversario de la creación en nuestro Imperio Romano de la escuadra Oro. Desde hace 43 años vengo disfrutando del gran Imperio y en particular de su escuadra Oro a la que pertenezco desde que entré en año 1974, vistiendo en la salida de ese jueves santo un traje en propiedad de la bella, distinguida y honorable escuadra azul, que esa misma noche tuve la gran suerte de intercambiarlo por un traje oro de mi hermanito Agustin Moyano Carmona; a partir de ese momento empecé a disfrutar como romano pues seguía los pasos de mi padre en el imperio, azul y luego oro, ya que él fue uno de sus fundadores. En ésta escuadra me rodeé de grandes y buenos hermanos, como José Robledo Morales, Antonio “Bueno”, Antonio Duclos, Miguel Lopez, Francisco Yerón, Luis Pozo, Manuel Gálvez, etc., que me enseñaron a ser y querer al imperio romano. Durante estas cuatro décadas, unos hermanos se fueron a las escuadras celestiales y otros vinieron para seguir engrandeciendo nuestro imperio y su escuadra Oro, y con los que hoy día comparto grandes vivencias. Para mí es una escuadra sin igual, que dirige con gran maestría nuestro capitán Alberto Robledo y asesora un hermano no menos importante y de gran estirpe romana como Chifarri, que vive nuestras tradiciones. En n, qué más puedo decir, que espero seguir muchos años más junto con mis hermanitos en éste gran Imperio Romano y en su escuadra Oro, y ver con orgullo a mi hijo des lando con la Oro como ya hizo su abuelo y su padre. Nada más hermanos, sólo desearos una feliz Cuaresma y Semana Santa y que disfrutemos todos de nuestra corporación. ¡¡ Viva nuestro padre Jesus Nazareno y viva el Imperio Romano!! Hno: Jesús Jiménez Rosales

14


L Aniversario Escuadra Oro

Escuadra Oro: Nuestra Historia

ESCUADRA ORO: NUESTRA HISTORIA

15


L Aniversario Escuadra Oro

Escuadra Oro: Reseña histórica de su Fundación Queridos Hermanos

Mi primera obligación es dar las gracias a los hermanos de la Escuadra Oro, por hacerme depositario de su con anza para hacer una breve exposición del inicio de nuestra escuadra, y para ello resulta ineludible ahondar más en el tiempo, hasta los orígenes de la fundación de nuestra querida Corporación Imperio Romano, cuyo n primordial es la mayor honra y gloria de Nuestro Padre Jesús Nazareno Según fuentes históricas, allá por el año 1860 existían unos antiguos romanos en Puente Genil, Los Romanos de Juan Márquez, que en nada se parecían a los actuales, y una vez desaparecidos estos, en concreto en el año 1866, se fundó la corporación de romanos llamados “Los Pajizos” por ser este el color de sus capas y toneletes. De esta corporación de “Los Pajizos”, y por diversas desavenencias que se desconocen, se separaron algunos hermanos y fundaron otra corporación que se denominó “Los Coloraos” por ser este el color de sus trajes. Las dos corporaciones, en la mañana del Viernes Santo, tenían por costumbre interpretar una plegaria musical en honor de Nuestro Padre Jesus Nazareno. Al parecer, llegado el momento, Viernes Santo de 1869, Los Pajizos interpretaron la suya. Los Coloraos, para no ser menos también. La compuesta para una de las dos corporaciones por el Maestro Medina, e interpretada por una banda constituida por 40 músicos, fue la más aplaudida, y es el origen, aunque con algunos cambios, de la Diana que actualmente se interpreta. Ante la inmensa superioridad de esta Plegaria, unos fueron aclamados y felicitados mientras los otros se retiraron abochornados y abatidos. Para evitar esta tremenda rivalidad, que en muchas ocasiones produjo situaciones complicadas, no faltó quien, con ánimo conciliador, intercediera entre ambas corporaciones, preparando un camino en armonía para que en el año 1871 se fusionaran, dando origen al actual Imperio Romano. A principios de 1900 había dos tipos de hermanos componentes del Imperio Romano, hermanos fundadores y socios de 16


L Aniversario Escuadra Oro manos, pasarían a formar parte de la propiedad de la corporación. Tanto en la denominación de la nueva escuadra, como en el color de la capa y tonelete, se pretendió buscar una armonía con los orígenes del Imperio Romano, y por tal motivo, y recordando a la corporación de romanos Los Pajizos, origen de nuestra actual corporación, se determinó que la escuadra se llamara Oro Viejo, es decir, nuestra actual Escuadra Oro.

número. La estructura o composición de la corporación estaba dividida en cuatro secciones: Escuadra de Gastadores, Centurias, Lanceros y Grupo de Música, al mismo tiempo que existía un Capitán, dos Alféreces y un abanderado. Con el paso del tiempo, la corporación se dividió en escuadras, denominándose estas, al igual que aquellos “Armaos”, por el color de sus capas. Los orígenes de la Escuadra Oro se sitúan en el año 1966, en el que el número de hermanos de la corporación se había incrementado notablemente. Así pues, los trajes de escuadra resultaban insu cientes y gran número de hermanos se encontraban quejosos y apesadumbrados ante las escasas expectativas de poder des lar y participar de forma activa en la Semana Santa.

En la citada junta fueron mostrados los rasos para la confección de la nueva escuadra en color Oro Viejo, produciendo gran satisfacción tanto la calidad del tejido como su colorido. Las telas fueron adquiridas en Sevilla, en unos almacenes textiles ya desaparecidos llamados Almacenes de Camino, y popularmente conocidos por Peyré, ubicados en un edi cio restaurado por Aníbal González, principal arquitecto de la Exposición del 29. Actualmente, este edi cio es un centro comercial de lujo llamado Tiendas Peyré Centro. Los primeros trajes de la Escuadra Oro, junto con una capa bordada que se sorteaba por salidas entre los hermanos de escuadra, fueron confeccionados en Miragenil por dos acreditadas y cotizadas costureras, Jose na Gálvez (hermana de nuestro hermano Jesús Gálvez) y Angelita Arroyo, quienes con paciencia, o cio y mucho primor, lograron un espectacular resultado, aclamado por un público entusiasta en la

Ante esta problemática, un grupo de hermanos veteranos con traje asignado de otras escuadras y capacidad de deslar, le exponen al hermano presidente, Luis Reina Porras, la idea de crear una nueva escuadra, renunciando ellos a la suya y sufragando el costo de la nueva, si con este esfuerzo solucionan el problema. Ante tal sacri cio y gesto de generosidad, y previo Informe del Hermano Presidente, en Junta celebrada el día 4 de junio de 1966 se vota por unanimidad la creación de la nueva escuadra y la ayuda de la corporación para pagar los plumeros, cascos y escudos, pues a pesar de ser pagados los trajes por este grupo de her17


L Aniversario Escuadra Oro Morales “Pepito Robledo”, y Antonio Morales Estrada “El Bueno”, aprovechando este último la renovación, para completar la capa bordada de la escuadra con un tonelete y cuerpecillo bordado. Las siguientes renovaciones se realizaron en los años 1987 y 2002, siendo los respectivos presidentes los hermanos Angel Reina Melero y Rafael Fernández Reina.

salida del Jueves Santo. Según consta en el libro de actas, en junta general ordinaria celebrada el 5 de febrero de 1967, se procedió a la adjudicación de los trajes vacantes de los hermanos que habían renunciado a su escuadra, y empezarían a formar parte de la nueva Escuadra Oro. Fueron los siguientes hermanos; Francisco Jimenez Carmona, Lorenzo Carmona Arroyo, Miguel Salas Ariza, Luis Reina Porras, Francisco Yerón Reina y Miguel Chacón Villafranca, además constan como nuevas incorporaciones los hermanos, Miguel López Fernández, Antonio Duclos García, Manuel Gálvez Linares, y José Luís Chacón Jurado. Acto seguido, se realizó el sorteo de escuadras y puestos, correspondiendo a la Escuadra Azul encabezar el des le del Jueves Santo, y tanto la escuadra como su cabo, el hermano Alejandro González Bordas, cedieron generosamente sus puestos para mayor lucimiento de la Corporación y Escuadra Oro, siendo su primer cabo el hermano Manuel Gálvez Linares. En fechas más cercanas, en concreto en el año 1975, siendo presidente el Hermano Miguel López Fernández, se acomete la primera renovación de la escuadra y los rasos fueron comprados en la sección de tapicerías de El Corte Ingles, encargándose de tal labor Manuel Gálvez “Chifarri”, José Robledo 18

En el transcurso de estos 50 años, muchos son los hermanos que han pertenecido a la Escuadra Oro y que, por fallecimiento o diversos motivos, ya no se encuentran entre nosotros. Con unos no tuvimos oportunidad de coincidir, pero sabemos de sus aportaciones por nuestros hermanos de la Tabla Alta. Con otros, más cercanos en el tiempo, hemos compartido momentos entrañables repletos de hermandad, y como muestra de nuestro agradecimiento recuerdo, además de los hermanos fundadores, a los siguientes hermanos; Antonio Morales Estrada, José Robledo Morales, Francisco Zamorano Castilla, Manuel Carvajal Jurado, Antonio Bogas Ojeda, Agustín Espuny Moyano, Luis Reina Gómez, Bernardino Solano Granados, Jose A. Ibáñez Sotorres, Francisco Leiva Fernández, Rafael Fernández Baños, Luis Pozo Rueda y Francisco Bedmar Ruiz. Como conclusión, y para nalizar, desde la Escuadra Oro del Imperio Romano os deseamos una excepcional Semana Santa, donde sigamos fomentado la hermandad y la defensa de nuestras tradiciones, que al ser tan originales y representativas, hacen que sean seña de identidad y vínculo de unión de nuestro querido pueblo. ¡¡Viva nuestro Padre Jesús Nazareno!! ¡¡Viva El Imperio Romano!! ¡¡Viva la Escuadra Oro!! Hno: Manuel González Estepa Romano de la Escuadra Oro y Vicepresidente del Imperio Romano


L Aniversario Escuadra Oro

Poesía En la Cuaresma del 2015, Santiago Reina dedicó a nuestro Capitán, Manuel Reina Gómez, este poema - homenaje a su padre Luís Reina de Porras, Presidente del Imperio Romano y fundador de la Escuadra Oro, y a su familia Mi infancia manantera transcurrió en una casa que está en el corazón de la calle Don Gonzalo; parece que el reloj de la vida se retrasa y el recuerdo surge en mí como un regalo. Escaleras arriba corretean los primos sorteando invitados a ver la procesión, los adultos se aprietan cual si fueran racimos ocupando el espacio del corrido balcón. En la sala contigua se sientan las señoras, es un hogar cristiano, feliz y hospitalario, Jueves Santo en la tarde, se detienen las horas, allí, amor hecho mujer, mi tía Rosario.

que más que una medalla es como un llamamiento que indicara a sus hijos dónde deben estar. Honor de ti, Manolo, Nazareno de Honor y honor del Nazareno, que has sabido cumplir los designios de un padre con su mismo fervor y la fe de su sangre en tu vida asumir. Honor de ti, mi primo, orgullo de tu gente, levanta tú dos dedos, repite el ademán, la escuadra de los Reina vendrá obedientemente a seguir los mandatos que dé su capitán Santiago Reina López Cuaresma 2015

Del fondo de Los Frailes se acercan los Romanos, el aire acompasando su música gentil, el Bar Central, el MauMau, Helados Valencianos…, la calle se estremece, vibra Puente Genil. Al ver a las escuadras, no busca mi mirada más que un traje de oro y un per l familiar, des la el tío Luis y al cruzar la fachada levanta levemente dos dedos al pasar. Saludo tan discreto que casi no se nota, en un mismo ademán elegancia y cariño, y ahora siento de nuevo la ternura que brota del alma de este hombre, del alma de aquel niño. Y el orgullo de verlo, destacando en su pecho la imponente Medalla de Oro del Imperio, ganada por amor y ganada por derecho, por sus años de entrega y sabio magisterio. Es la misma medalla, bendito testamento, que, prendida al Nazareno, me hiciera llorar, 19


L Aniversario Escuadra Oro Queridos hermanos del Imperio Romano: Me pedís que recuerde a nuestra querida escuadra Oro y no es que la recuerde, es que la tengo presente cada vez que recuerdo a mi padre. Él fue su creador y en ella depositó su ilusión cuando, tras toda una vida en la Verde, decide unirse el resto de ella a una escuadra nueva, a la que nadie entonces le auguraba porvenir. Se comentaba que era un color que “decía poco”, difícil de llevar a la práctica, y por eso se recorrió Madrid mil veces hasta encontrar la tela idónea. Tenía tanta fe en ella, que pre rió pasar de ser el decano de la clásica y emblemática escuadra Verde a ser un novato en la nueva escuadra. Para mi era emocionante cruzarme con él los Viernes Santo en Santa Catalina, él vestido de nazareno del Terrible y yo de oro con su traje. Me miraba orgulloso porque tenía otro hijo que “llenaba” su traje, digo yo al menos por arriba, porque el tonelete por abajo me daba dos vueltas, pero me lo ajustaba bien con imperdibles. La cuestión era intentar llevar su traje con la satisfacción que el lo hacía y, en eso, creo que conseguí igualarle. Recuerdo que a poco de fallecer, su espíritu dirigió el sorteo y el Jueves Santo salió la Oro en cabeza, y yo de cabo. Esa prueba no pude superarla. ¿Cómo iba a des lar llorando? Ese día me dio vergüenza que me viera desde el cielo perdiendo continuamente el paso, por buscarle a él entre las nubes. Queridos hermanos de la Oro, sois la continuidad de uno de los romanos que mas hizo por su Corporación, tenéis la distinción de haber albergado en vuestras las al que fue el Alma del Imperio y del que yo ¡… no fui digno de “ocupar” su traje! Enhorabuena y que ¡Dios os bendiga! Con todo el cariño de vuestro hermano Luis Reina Gómez

20


L Aniversario Escuadra Oro

ESCUADRA ORO: UN PASEO POR SU HISTORIA En el Cincuenta aniversario de la creación de la ESCUADRA ORO, la mente empieza a rebobinar a intentar recordar momentos, caras, nombres... los recuerdos, intrincados, inaccesibles, difuminados pero alimentados por los comentarios de todos los coetáneos y ayudados por fotografías, empiezan a conformar una bonita historia de cómo se fraguó la creación de la Escuadra Oro. El asunto se planteó cuando entraron en la Corporación nuevos miembros, algunos jóvenes e inquietos, que convencieron a la “Tabla Alta” de que había que ampliar el número de trajes para poder vestirse todos; y en vez de aumentar las escuadras existentes, como en otras ocasiones, se propuso crear una nueva. Aprobada la ampliación, quedaba elegir el color y los hermanos que pasarían a formar la nueva escuadra.

A esta nueva aventura, además de los más jóvenes, como Paco Yerón, Miguel López, Lorenzo Los colores que conformaban las escuadras Carmona, Pepe Luis Chacón, Miguel Chacón y Miexistentes: grana, azul verde y cardenal –la Escuadra guel Salas, se apuntaron algunos un poco más mayoTabaco se creó con posterioridad- copaban los colo- res, como Manuel Gálvez “Chifarri”, Francisco Jiméres fuertes, básicos; quedaba poco margen y después nez y Antonio Duclos, acompañando al gran valedor de una amplia polémica, se impuso el color amarillo, y aglutinador de todo este proyecto, algo más mayor, acogiéndose al origen del Imperio Romano, los “pa- pero con un espíritu joven y una personalidad tan jizos y coloraos”, las dos facciones existentes antes de grande, que fue el cabeza pensante y el defensor de la creación de la escuadra: Luis Reina Porras. la reuni cación de hace 146 años. Estos diez hermanos, costearon de su bolsillo los trajes y botas y la Corporación hizo los cascos, plumeros, escudos y hachas. En el Imperio se produjo una revolución, una inyección de juventud, de renovación, de aire fresco, jóvenes con muchas ganas de pasarlo bien. La Corporación vivió una auténtica transición, los romanos antiguos, más serios y formales, y esta tromba de alegría, de risas, de bromas continuas. Ese año de 1967, le tocó en sorteo el cabo de la escuadra al hermanito Manuel Gálvez “Chifarri”. La alegría fue aún mayor cuando la escuadra azul, generosamente, le cedió el honor a la nueva ESCUADRA ORO de encabezar el des le. Imaginaos con que orgullo 21


L Aniversario Escuadra Oro Por último, destacar el gran valor de tener entre nosotros, y quiera Dios que por muchos años, a tres de los fundadores, que cuentan con una vitalidad y juventud envidiables: Paco Yerón, Miguel López y Lorenzo Carmona. Todos ellos cuentan con el cariño y admiración de toda la Corporación, y a los que nos arrimamos para beber de los conocimientos, historia y sensatez que atesoran. Los des laron la salida del Jueves Santo: el pueblo expectante y ellos ufanos, recorrieron por primera vez la hermanos que actualmente pertenecemos a esta EScalle de la Plaza con una brillantez y gallardía que CUADRA ORO hemos recogido este legado, aprender de la sabiduría de los de antaño y homenajear y todavía se recuerda. respetar a los mayores que han sido y siguen siendo Después, el día de la Cruz, entró en los Ro- un ejemplo de ser ROMANO. manos Antonio Morales “el Bueno”. AprovechanHno: Luis Felipe Cejas Cabello do su incorporación, entre todos costearon los dos estandartes y el bordado en plata de una capa, para Romano de la Escuadra Oro rotar la jefatura de la escuadra cambiándose solo la capa bordada y el espadín. Más adelante, cuando se reformó la escuadra, este hermano bordó el resto del traje nuevo y fue, a partir de entonces, el Jefe de la Escuadra hasta el nal. Este color “Oro”, así bautizado acertadamente en su origen, es un signo del valor de los romanos que han pertenecido a la escuadra, hermanos que fueron de la Escuadra ORO y están en la compañía del Altísimo y siempre recordados: Pepito Robledo, Francisco Zamorano, Manolín Carvajal y Antonio Bogas. Reseñar a los hermanos que han pertenecido a la Escuadra Oro y ya no están en los Romanos, a los que recordamos con la misma intensidad y de vez en cuando nos acompañan: Luis Reina Gómez, Agustín Espuny, Berna Solano, Paco Leiva, Rafael Fdez. Baños, J. Antonio Ibáñez y Luis Pozo. No podemos dejar atrás al hermano Antonio Cruces Gálvez, romano en activo, que ha pertenecido a la Escuadra hasta que cedió su traje bordado a su hijo. 22


L Aniversario Escuadra Oro

Poesía A LA ESCUADRA ORO En su cincuenta aniversario

Del sol copió sus colores De sus rayos sus destellos Del vino, la mejor solera Y del Imperio, sus guerreros.

Que marcialidad en el des le Como mecen sus plumeros De forma acompasada Como palomas en vuelo.

Cuando pasan des lando Despiertan la admiración Sus fornidos estandartes Y su cabo gastador.

Dan color a los des les Entre el fervor del gentío Y entre todas las Escuadras Destaca su colorido.

La tarde del Jueves Santo Cuando des la el Imperio La Escuadra Oro reluce Entre el clamor de su pueblo.

Azul, Verde y Grana Cardenal, Tabaco y Oro Seis escuadras que forman A mi Imperio, al que adoro. Hno. Rafael Bedmar López Decano de la Escuadra Tabaco

23


L Aniversario Escuadra Oro

PENSANDO EN EL IMPERIO ROMANO Y EN LA ESCUADRA ORO CINCUENTA AÑOS DESPUÉS Antes de comenzar a poner de mani esto mis recuerdos de aquel Imperio Romano de 1967 y de compartir con los lectores de este documento algunas ideas sobre los orígenes de la Escuadra Oro en ese año, me gustaría agradecer a los promotores de esta publicación, que me hayan invitado a formar parte del elenco de personas que, con sus aportaciones, refrescarán aquella realidad y enriquecerán la Historia del Imperio Romano y de la Escuadra Oro que, en este año 2017, va a celebrar con júbilo su Cincuenta Aniversario.

La oportunidad que se me brinda con mi participación en este documento conmemorativo, me permite sacar a la luz pensamientos y recuerdos sobre los orígenes de la Escuadra Oro, sobre sus hermanos fundadores, los que se han ido incorporando y sobre los romanos que forman parte de la Escuadra en la actualidad. Al mismo tiempo, me permite desvelar y compartir vivencias impactantes que, por sí mismas, podrían justi car mi participación, ya que ayudaron a guardar para siempre en mi corazón y a consolidar mi cariño al Imperio Romano que, desde la cuna, me inculcaron mis familiares directos que fueron romanos, empezando por mi padre, Miguel Jiménez García, que en el año 1950 fue uno de los ocho romanos fundadores de la Escuadra Cardenal

y a día de hoy es el único que, por la gracia de Dios, mantiene vivo y con emoción ese testimonio; también mis dos abuelos, Miguel Jiménez Ortiz y Alejandro González Márquez, me fomentaron más ese cariño hacia el Imperio que se respiraba, casi a diario, en sus respectivas casas, donde mi abuela Carmen remedaba con la boca el tambor de Antolín y mi tía Consuelo tarareaba algún pasodoble para que en cuanto yo arrancara a andar, aprendiera a des lar y por último, in uyó mucho en mí, el ejemplo que me fue legando, poco a poco, mi tío Alejandro González Bordas, de quien aprendí casi todo lo que sé del Imperio Romano, porque durante toda su vida fue romano de los pies a la cabeza que vestía y des laba cuidando todos los detalles y siempre sintió

24

con orgullo y con pasión a su Corporación y a su Escuadra Azul, de la que, por fortuna, pudo disfrutar hasta el nal de sus días como Decano del Imperio Romano, des lando de Cabo el Jueves Santo de 2011, bordado de azul, erguido como un muchacho y contagiando entusiasmo con más de noventa años. Como acabo de indicar, desde mi nacimiento fui creciendo arropado por los sentimientos romanos de mis raíces que muy pronto se vieron reforzados e integrados en mi alma para siempre, cuando el Viernes Santo del año 1953, con tan solo cuatro años, tuve la suerte de estrenar mi traje de romano azul y des lar por la calle de la Plaza, en medio de los romanos de la Escuadra Cardenal, al compás


L Aniversario Escuadra Oro del pasodoble “Chocolate”, junto a los romanos de aquella época entre los que ya guraba el actual Decano Francisco (Paco) Yerón Reina, auténtico caballero y uno de los fundadores de la Escuadra Oro, siendo entonces Capitán del Imperio Romano, Juan del Pino García-Hidalgo y Presidente, Luis Reina de Porras. Volví a des lar con los mayores el Domingo de Resurrección de ese año y repetí la singladura des lando de nuevo el Viernes Santo y el Domingo de Resurrección de 1954. Con posterioridad, pude vestir de romano el Día de la Cruz, durante varios años más, hasta que el traje se me quedó pequeño. Después de vivir esas intensas experiencias romanas, me quedé atrapado en mis propios sentimientos y creció con fuerza en mí el deseo de ser romano cuando me hiciera mayor. Movido por esa ilusión, mientras esperaba con impaciencia que pasara el tiempo para alcanzar la mayoría de edad, observaba sin perder detalle todo lo que acontecía alrededor del Imperio Romano y llegué a saber casi todo sobre la que, en mis sueños, creía que iba a ser mi Corporación de por vida: su historia, sus actividades, los nuevos hermanos que ingresaban, los que no tenían traje en propiedad,… Más adelante comprendí que, para poder hacer realidad mi sueño, tenía que salvar algunas di cultades de estudios y económicas y no me quedaba más remedio que aplazar mi decisión y esperar hasta que llegara a ser autosu ciente. A pesar de todos esos inconvenientes, mi deseo de participar en la Semana Santa seguía creciendo cada día más y en el año 1965, con dieciséis años, me integré con mis

amigos de la infancia en un proyecto más viable para ocho jóvenes estudiantes que el de ingresar en una gran Corporación como el Imperio Romano. Finalmente nos embarcamos ese año, partiendo de cero, en la Refundación del Degüello, mi Corporación Bíblica que tanto quiero, donde sigo felizmente como hermano activo y he vivido muchos momentos intensos desde hace cincuenta y dos años, donde me siento y nos sentimos orgullosos todos los hermanos que la componemos, por haberla transformado, entre todos, en base a nuestro empeño, ilusión y creatividad, en una de las grandes de la Semana Santa de Puente Genil.

razón sigue vibrando con vosotros cada día, mis hermanos del Imperio y con vuestro “Gloria al Muerto”, que empuja mis sentimientos al recuerdo de mi abuelo Alejandro, - parece que lo estoy viendo disfrutando de su pasodoble favorito en el día de la Cruz, su Santo, en su tienda “La Elegancia”-. Al mismo tiempo, me revive sensaciones que entonces yo compartí, en vuestro antiguo Cuartel, con los que yo bauticé como “Romanos Eternos”, que siguen por mis adentros porque me dieron cariño, me impregnaron sentimientos, grandes valores humanos y me legaron su ejemplo. Aquellas viejas vivencias que están en mi subconsciente, no me dan carnet romano, pero me hacen creer Al recordar esta parte de la histo- cuando me abrazo a Morfeo y ria de mi vida, queda claro que el navego entre mis sueños, que soy destino truncó mi sueño de perte- uno de los vuestros y me veo desnecer al Imperio Romano pero, a lando otro Viernes de mañana, cambio, me regaló el sentimiento delante del Nazareno. imborrable que me generó la experiencia que os he comentado. Afortunadamente, en la actualiDesde que la viví, la guardo en el dad me satisface comprobar que rincón más profundo de mi alma aunque yo no pertenezca al Impebajo la denominación de “Niño rio Romano, al menos mi sangre Romano” que, aún sin tener fecha sigue estando muy bien represende ingreso, compensa mi añoran- tada y uye por las venas romaza. Con esa emoción y los mismos nas, cargada de tradición por las sentimientos de aquel día, mi co- enseñanzas y por el recuerdo de 25


L Aniversario Escuadra Oro nuestros antepasados, con la naturalidad de siempre e impulsada con la energía de los corazones vibrantes de mis primos Alejandro y Manolo González Torres, Manolo González Estepa y su hijo Manolo González Cielos que, por su genética, aportan al Imperio las vivencias y el cariño de viejos tiempos.

su traje en la amante Escuadra Oro, un gran gesto de hermandad, digno de ser recordado e imitado, de aquellos ocho romanos fundadores de la Escuadra, tutelados y encauzados por el añorado Presidente y Romano Eterno, Luis Reina de Porras, que fue uno de los impulsores de aquella fundación, predicó con el ejemplo pasando Siguiendo con el homenaje que también a la Escuadra Oro y sobre hoy nos ocupa, considero un todo dejó a su Corporación para acierto la publicación de este do- siempre, como legado, lo mejor de cumento conmemorativo y felici- su herencia: su hijo Manuel Reina to a los inspiradores de esta idea, Gómez, excelente Capitán y Maporque estoy convencido que el nantero Ejemplar, orgullo para el recopilatorio de las distintas apor- Imperio Romano y para Puente taciones que llegan a este docu- Genil. mento, escritas o contadas por los propios protagonistas, desvelan anécdotas y momentos afectivos vividos por los distintos hermanos de la Escuadra Oro o de alguna otra escuadra del Imperio, que unidos a las vivencias que se generen en la celebración de este Cincuenta Aniversario y al testimonio vivo de los tres entrañables hermanos fundadores que siguen en activo: Francisco Yerón Reina, Decano, Lorenzo Carmona Arroyo y Miguel López Fernández, Patriarca del Imperio por ser el romano de más edad, enriquecerán la Historia escrita del Imperio Es de justicia agradecer a la EscuaRomano de Puente Genil y de su dra Oro y a los dieciséis romanos Escuadra Oro en particular que, que la integran, la organización de por su origen, merece disfrutar de estos actos conmemorativos, que unos días de gloria ya que, según fomentan la hermandad y añalos comentarios que trascendieron den valor a la Historia del Impeaquel año 1967 de su fundación, la rio Romano, apoyados en las misnueva Escuadra nació gracias a la mas virtudes que aportaron para generosidad y a la solidaridad de su constitución en 1967, aquellos sus hermanos fundadores que, ocho legendarios romanos fundacon su decisión, aliviaron un im- dores de la Escuadra, que todos portante problema a los romanos recordamos. En esta conjunción jóvenes que no se podían vestir, de valores del colectivo fundaciocediéndoles sus trajes de otras es- nal y del que ahora conforma la cuadras a los romanos que no te- Escuadra, quisiera reiterar mi más nían traje asignado y asumiendo efusiva felicitación a la Escuadra además, a sus expensas, el coste de Oro y a todos los romanos que 26

hayan pertenecido a la misma en alguna etapa de sus diez lustros de historia. En especial, me gustaría recordar con afecto a los fundadores de la Escuadra y a todos los romanos de todos los tiempos que ya nos dejaron, pero siguen viviendo en nuestro recuerdo desde el horizonte de otra vida. Vienen a mi pensamiento algunos de los fundadores con los que tuve más trato: con respeto y en silencio, vuelvo a sentir con afecto las ocurrencias y la simpatía natural de mi entrañable vecino Francisco Ximénez, con quién compartí un año de Cuartel cuando pertenecía a los Testigos Falsos, también per-

cibo la vitalidad y la risa abierta del Alcalde Miguel Salas, ahora me reaparece Manuel Gálvez Linares, padre de la saga de los Chifarri, Medalla de Oro y Llave de Oro del Imperio Romano, vistiendo su túnica negra y el gorrito de Barrabás y sujetando con su horquilla a la Virgen de la Guía, en la puerta de la Parroquia de la Puri cación, para despedir la Semana Santa un Domingo de Resurrección por la noche, a la carrera también llega el doctor Pepe Luis Chacón Jurado, a quien tuve ocasión de tratar en el Bar Gayango de Madrid y en el Rocío, recuerdo que cuando


L Aniversario Escuadra Oro

fue apóstol derrochaba vitalidad y vestía la gura de la Muerte con su tío Marcelino Jurado. También recuerdo a Miguel Chacón Villafranca y a Antonio Duclos García que formaban parte de ese grupo de romanos fundadores que aportaban personalidad a su Escuadra Oro.

cie a la Escuadra Oro, o cualquier advertencia o recomendación que se le haga para su mejora, entiendo que debe ser de aplicación a todas las escuadras del Imperio, para mantener la uniformidad y respetar el mismo Reglamento.

Voy a continuar prestándole atención a los componentes acAntes de seguir profundizando en tuales de la Escuadra Oro: los aula conmemoración de este Cin- ténticos protagonistas del Imperio cuenta Aniversario de la Escuadra Romano en la próxima Cuaresma Oro, quisiera señalar que, como y Semana Santa del año 2017. observador, percibo uniformidad en la forma de proceder de todas En mayor o menor medida, todos las escuadras. Sus costumbres los romanos de la Escuadra han y sus reacciones ante cualquier asumido alguna responsabilidad acontecimiento son las mismas, en la organización de los actos como es lógico, ya que todas for- conmemorativos que se van a ceman parte de una única Corpora- lebrar, salvo sorpresas, en línea ción: el Imperio Romano. En mi con lo que es habitual. Desde hace opinión, solo se diferencian en el algunos meses ya se celebran reucolor y en pequeños matices en los niones de seguimiento de las actique pueda in uir la personalidad vidades, se hacen comentarios y se o las costumbres privadas de sus proponen ideas para engrandecer componentes. Basándome en es- la efeméride. Todos sus compotas observaciones, cualquier men- nentes mani estan alegría y consaje, opinión o consejo que bene - fían en la experiencia de los más 27

mayores y en las nuevas aportaciones e ideas que propongan los cuatro o ciales Alberto Robledo, Antonio Pachón, José Carlos Rodríguez y Antonio Cruces y los doce soldados romanos que integran la Escuadra para conseguir el éxito de esta celebración. Con anterioridad he matizado que la generosidad y la solidaridad de sus creadores, son los valores originarios o de referencia de la Escuadra Oro que, en mi opinión, hay que mantener vivos en todo el Imperio Romano junto a otros valores que fomenten el afecto y faciliten la convivencia. Sin duda, el éxito de los actos conmemorativos que se van a celebrar, también está basado en la generosidad de los grupos de trabajo que intervienen indirectamente y de los responsables que lo llevan a cabo. No conozco el papel especí co que juegan en este evento los distintos romanos que forman parte de la Escuadra como Manuel Arroyo, Daniel Carmona, Luis Zárate


L Aniversario Escuadra Oro o Manuel Pereira, pero estoy seguro que todos están dispuestos a aportar lo mejor de sí mismos y ayudar en lo que se les solicite para contribuir al éxito de este proyecto encomiable que pretende revivir y dejar constancia de muchas vivencias romanas que tuvieron lugar en los últimos cincuenta años que, al recordarlas entre todos, acercarán con emoción a nuestro pensamiento a todos los componentes de la Escuadra Oro y del Imperio Romano de hoy y de todos los tiempos. En particular,

a ese grupo numeroso de “Romanos de Oro” que viven en nuestro recuerdo y velan por nosotros desde su privilegiado asiento en la Mesa Celestial junto a Nuestro Padre Jesús de Nazareno. Se han enterado de esta celebración y ya están todos preparados, expectantes y ocupando un lugar preferente en el Balcón de la Gloria, para no perderse ningún detalle de este acontecimiento. Callad, ya se siente la algarabía. ¿No ves a aquellos tres que se abrazan? Creo que son Julio Aranda, Pepito Robledo y Antonio Morales, el Bueno,… y están vestidos de romano…, mira allí detrás, el primero es Joseíto Cejas, ¡qué gran romano! y ¡qué bien cantaba las saetas! Está mirando para aba-

jo y hablando con alguien, ¡ah!, con su hijo, nuestro hermano de la Escuadra Oro, Luis Felipe, oigo que están cantando una Cuartelera entre los dos,…. pero allí hay muchos romanos más formando corro alrededor de otro romano que les habla subido en un taburete. Es ¡Pepe Rivas! Seguro que allí también ejerce de portavoz,…. todos lo escuchan sin parpadear…, me acuerdo cuando presentó la grabación de pasodobles y con su intenso timbre de voz decía: “Cuaresma Pontana, el Imperio hacia el Calvario”…., y de pronto, se ha hecho silencio y se han emocionado todos a los sones de Recuerdo,… es normal que se emocionen,… y nosotros, recordándolos y sintiéndolos a nuestro lado, también…

de todo. A este grupo multidisciplinar pertenece mi polifacético hermano y amigo, el Manantero Ejemplar Jesús Gálvez Silva, Chifarri, hermano honorario del Degüello y romano muy querido en el Imperio y en todas las Cofradías y Corporaciones Bíblicas de nuestra Semana Santa.

Volviendo de nuevo a la Tierra, entre los organizadores del evento están mis antiguos vecinos Jesús Ximénez, Decano de los que se visten, su hermano Pablo y José Mariano Fernández Reina, a quien le corre por las venas, por la vía directa de su padre, sangre de Capitán y es además estandarte de la Escuadra que des la emparejado con Rafa Rivas Márquez, otro romano entrañable que reeja bondad. La Escuadra Oro es un buen equipo de personas de buen corazón que se complementan. Esta buena familia tiene casi de todo, hasta quien los “ilumina”. Otros están también continuamente desarrollando ideas y proyectos para engrandecer a su Imperio, otros ejercen su liderazgo, su trabajo y sus habilidades en pro de su Escuadra y de todo el Imperio, otros…. hacen casi 28

He dejado para el nal a los dos romanos que este año tienen la máxima responsabilidad de la gestión del Imperio Romano. Por un lado mi primo Manolo González Estepa, que tiene una dilatada antigüedad en la Escuadra Oro y está muy ilusionado con la efeméride. Asume sus responsabilidades como Vicepresidente y además coordina, realiza y supervisa con entusiasmo y e cacia las diferentes tareas que se están desarrollando para que se logren con éxito los objetivos deseados.

En este equipo, quisiera destacar también la buena disposición y la e cacia de otros de sus componentes, entre los que destaco a Rafa Rivas Moriana, otro gran romano de la Escuadra Oro con espíritu de servicio, que le viene por la sangre, con el que siempre se puede contar y que en esta ocasión se ha responsabilizado de la coordinación y de la dirección editorial de este documento conmemorativo, en coordinación con el grupo de responsables de llevar a cabo la celebración, que he ido mencionando.

Por último le toca el turno al Presidente. La Escuadra Oro ha contado incondicionalmente con el Presidente Miguel Aranda Sánchez, máximo responsable del Imperio Romano, que ha tutelado desde el principio todo el proceso y ha ejercido con maestría sus funciones para conseguir el éxito


L Aniversario Escuadra Oro grati cante para los dos únicos protagonistas, Paco Yerón, Miguel López y Lorenzo Carmona, que cumplen también cincuenta años con su Escuadra Oro que, si se sienten bien, capitaneen el des le del Imperio Romano hasta llegar al Ayuntamiento. Me gustaría vivir esa emoción, como observador. Se lo pido a Dios y a todos vosotros, mis hermanos del Imperio, con mucho cariño. Es gracia que espero alcanzar. Que así sea. de esta celebración. Este año, a juzgar por el interés que ha puesto en esta actividad, parece como si su traje bordado tabaco se hubiera mutado a bordado oro. Por la amistad que nos une, me alegro mucho de los éxitos de su gestión y deseo que los multiplique en su segundo año de mandato, porque se lo merece y porque además le he traspasado los afectos que yo sentía por su padre, el inolvidable Tomás Aranda. Después de este recorrido por todos y cada uno de los protagonistas, estoy convencido de la calidad y la entrega de todos los romanos que componen la Escuadra Oro, por lo que estoy totalmente seguro que los actos van a salir a pedir de boca. Rati co de todo corazón, que en esta Escuadra todos sus componentes, sin excepción, son de Oro.

dad. Que se respeta lo auténtico y lo autóctono de nuestras tradicio- ¡¡VIVA LA ESCUADRA ORO!! nes, como debe ser. Por lo tanto, ¡¡VIVA EL IMPERIO ROMAos podéis sentir muy satisfechos. NO!! Esta gran Corporación sigue siendo, detrás de Nuestro Padre Jesús Miguel E. Jiménez González de Nazareno, el símbolo de Puente Genil que más nos emociona a “Niño Romano” desde el Viernes todos los pontanos y en especial a Santo de 1953 los que vivimos fuera de nuestro pueblo. Además, la música autóc- Puente Genil, 23 de noviembre de tona del Imperio Romano, y en 2016 especial sus pasodobles, son para Día de San Clemente, Papa todos nosotros el cordón umbilical por donde se alimentan nuestras emociones y nuestros sueños, tanto aquí en la Tierra, como en la Eternidad. Mi deseo nal, mi sueño ideal:

Me imagino que este año 2017, la Escuadra Oro será la que abrirá el des le del Imperio Romano el Jueves Santo por la calle de la Plaza, al igual que lo hizo en el año 1967, Para terminar, me gustaría dirigir- de su fundación, con Manuel Gálme con la imaginación y mucho vez Linares, Chifarri, de Cabo. En cariño, a los romanos de todos los el año 2011 pude comprobar lo tiempos que ya ocupan su sitio en mucho que disfrutó mi tío Alejanla Mesa Celestial, para transmitir- dro, cuando des ló de Cabo por la les que lo que ellos sembraron o calle de la Plaza con noventa años. aportaron en sus años de permanencia en el Imperio Romano ha Sería muy emocionante para todos germinado con esplendor y vitali- y seguro que una experiencia muy 29


L Aniversario Escuadra Oro

“Con afecto a la Armonía Marcial de los hermanitos Romanos de Pepito Robledo” de amor en fraternidad, de tu ¡Gran Semana Santa! Mañana del Viernes Santo, el Imperio cruza el puente; el río Genil, con su llanto por el “manantero” ausente, se desbordará en quebranto. Al bajar negros plumeros, con la marcha “Gloria al Muerto” se iluminarán los fueros, y verás a tu Imperio esbelto en Celestiales Senderos. Al silenciarse campanas, el corazón se dilata en las ermitas pontanas, que las suple “La Matraca” de las ¡Escuadras Romanas! ¡Se a igirán por ti, hermano! la Guía, Esperanza y Soledad; con tu pendón en la mano, en celeste marcialidad des larás, ¡¡¡Gran Romano!!!

Pepe “Pepito” Robledo, el talante soberano de noble roble “Robledo” dejaste al amigo y hermano al llamarte Dios al Cielo.

Antonio Ruiz Pérez Sonará (el Jueves Lardero) la singular “campanita”, por su hermanito Robledo, en la fraterna placita, donde acude el pueblo entero. En subidas cuaresmales se exalta el “Miserere”, con lágrimas raudales en ojos de quien te quiere. ¡Por los ángeles lo sabes! “Pepito” roble sensible, pontano de cuerpo entero, sencilla persona humilde, corazón sano, sincero, de un carácter apacible. Luto en la Guía, la Esperanza y en tu madre la Soledad, en triste ausente constancia 30


L Aniversario Escuadra Oro

HISTORIA DE LOS TRAJES DE LA ESCUADRA ORO. En el Imperio Romano, nuestro hermano Archivero-Consultor, Rafael Fernández Reina, dentro de la excelente labor que realiza para rescatar y mantener nuestro patrimonio histórico, tiene catalogado el historial de los trajes de cada escuadra, desde que se tienen datos. Dada la “bisoñez” de nuestra Escuadra, la “trazabilidad” de nuestros trajes está completa, y la ofrecemos en este documento como curiosidad histórica. Hay que recordar que cuando se creó la Escuadra Oro, las escuadras del Imperio estaban formadas por 10 trajes de escuadra. Más adelante, en 1983, se ampliaron a 12 trajes de escuadra, con el mismo objetivo para el que se había creado nuestra Escuadra, que se pudiera vestir un mayor número de hermanos. TRAJES DE ESCUADRA. Traje Oro nº 1. 1967 – 1979: 1980 – 1986: 1986 – 1991: 1992 – Actualidad:

Hno. Luis Reina Porras Hno. Luis Reina Gómez Hno. Francisco Zamorano Castilla Hno. Rafael Rivas Moriana

Traje Oro nº 2. 1967 – 2012: 2013 – Actualidad:

Hno. Francisco Yerón Reina Hno. Rafael Rivas Márquez

Traje Oro nº 3. 1967 – 1986: 1987 – Actualidad:

Hno. Miguel Salas Ariza Hno. Manuel González Estepa

Traje Oro nº 4. 1967 – 1994: 1995 – Actualidad:

Hno. Francisco Jiménez Carmona Hno. Pablo Jiménez Rosales

Traje Oro nº 5. 1967 – 1973: 1974 – 1975: 1976 – Actualidad:

Hno. Lorenzo Carmona Arroyo Hno. Agustín Espuny Moyano Hno. Jesús Jiménez Rosales

Traje Oro nº 6. 1967 – 1997: 1998 – Actualidad:

Hno. Miguel López Fernández Hno. José Mariano Fernández Reina

Traje Oro nº 7. 1967 – 1986: 1987 – 1988: 1989 – Actualidad:

Hno. Antonio Duclos García Hno. Rafael Fernández Baños Hno. Luis Felipe Cejas Cabello

Traje Oro nº 8. 1967 – 1986: 1987 – Actualidad:

Hno. Manuel Gálvez Linares Hno. Jesús Gálvez Silva 31


L Aniversario Escuadra Oro Traje Oro nº 9. 1967 – 1973: 1974 – 2012: 2013 – 2013: 2014 – Actualidad:

Hno. José Luis Chacón Jurado Hno. Luis Pozo Rueda Hno. Francisco Bedmar Ruiz Hno. Manuel Pereira Cano

Traje Oro nº 10. 1967 – 1973: 1974 – 1997: 1998 – Actualidad:

Hno. Miguel Chacón Villafranca Hno. José Robledo Morales Hno. Luis Miguel Zarate Ruiz

Traje Oro nº 11. 1983 – 1988: 1989 – Actualidad:

Hno. Bernardino Solano Granados Hno. Manuel Arroyo García

Traje Oro nº 12. 1983 – 1987: 1988 – 1993: 1994 – 1998: 1999 – Actualidad:

Hno. Manuel Carvajal Jurado Hno. Antonio Bogas Ojeda Hno. Francisco Leiva Fernández Hno. Daniel Carmona Chacón

TRAJES BORDADOS. Traje Bordado nº 1. 1970 – 2003: Hno. Antonio Morales Estrada 2004 – 2005: Hno. Francisco Serrano Montilla 2006 – Actualidad: Hno. José Carlos Rodriguez Aguilar Traje Bordado nº 2. 1980 – 1990: Hno. José Antonio Ibáñez Sotorres 1992 – Actualidad: Hno. Alberto Robledo Reina Traje Bordado nº 3. 1993 – 2012: Hno. Antonio Cruces Gálvez 2013 – Actualidad: Hno. Antonio Cruces Domínguez Traje Bordado nº 4. 1994 – Actualidad: Hno. Antonio Pachón Ruz

Escuadra Oro del Imperio Romano

32


L Aniversario Escuadra Oro

escuadra oro: nuestros fundadores

33


L Aniversario Escuadra Oro

A LA ESCUADRA ORO, POR SU CINCUENTA ANIVERSARIO A DON LUIS REINA PORRAS, POR SU ETERNIDAD. “El ciego sol se estrella en las duras aristas de las armas”. Manuel Machado.

Hace ya medio siglo —son cincuenta los años que dejamos a la espalda—, don Luis Reina y un grupo de Romanos formaban al nal de calle Ancha. La tarde se moría; y el silencio traía, en el Genil, rumor de agua. Fue Jueves… Por más señas, Jueves Santo. Don Luis llevaba puesta su medalla. Una limpia medalla como el Oro, una insignia dorada, prendida al corazón, como el que lleva, por fuera de la piel, la piel del alma.

Capitán del Imperio— lo miraba con orgullo de vástago y de hermano… Sangre en la sangre, sangre derramada.

Insisto en que era Jueves, Jueves Santo, hace ya medio siglo… La distancia de los años no resta brillo al Oro que ardía, bajo el traje, en su solapa.

Silencio… Suena “Viva el Presidente”, su pasodoble, y siente en sus entrañas el amor a su pueblo y sus costumbres. Paso a paso, marcial, don Luis avanza.

El fuego de sus ojos fulgía tras la sombra de sus gafas, con una luz más fuerte que el eclipse del bruñido metal de su celada.

Y dejando a la izquierda Los Mosquitos, pasada la Parroquia, está su casa; y asomada al balcón, su dulce esposa y el resto de sus hijos, que lo aguardan.

Sonó el tambor y ardió la tibia tarde; y en los metales se prendió la llama resplandeciente de la Escuadra Oro que don Luis Reina Porras regentaba.

Y don Luis, sin romper la compostura, traza un saludo sin soltar el arma. Y en ese tierno gesto va un mensaje de los que no se expresan con palabras.

Al llegar a la casa de sus padres, frente a Los Frailes, limpia la mirada, dedicó un pensamiento cariñoso, ajustó el paso y prosiguió la marcha. Al fondo, un eucalipto del Paseo. Por delante, la Calle de La Plaza; y el honor encendido de un romano que bebe y vive su Semana Santa.

Desde entonces, llegando el Jueves Santo, cuando pasa el Imperio, también pasa don Luis, resplandeciendo como el Oro que brilla en los colores de su Escuadra.

Víctor Reina Jiménez Diciembre de 2016

Su hijo, Manuel Reina —que es ahora 34


L Aniversario Escuadra Oro

Hermanos del Imperio Romano - Fundadores de la Escuadra Oro En este documento, queremos hacer una breve reseña para presentar a aquellos Romanos generosos y visionarios, que tenían, muchos de ellos, traje en propiedad y que renunciaron a ellos para formar parte de la nueva Escuadra Oro.

Luis Reina Porras. Hombre de educación exquisita, forjador del nuevo Imperio, Medalla de Oro del Imperio Romano. Nuestro recuerdo agradecido para él. Fuimos, junto a su familia, su razón de vivir. Siempre en nuestra memoria. HISTORIAL. Ingreso: 1935 Cargos directivos: Distinciones: Méritos:

Cabo de Jueves Santo: 1951 Abastos, 2 años. Secretario, 1 año. Vicepresidente, 4 años. Presidente, 10 años Pasodoble: 1943 – Viva el Presidente Medalla de Oro en el año 1966.

Francisco Yerón Reina. Hermano que siempre ha hecho honor al título de su pasodoble, Romano y Caballero. Su exquisita educación y el cariño con que trata a sus hermanos, le ha hecho acreedor de respeto y admiración de todo el Imperio Romano. Atiende todas las convocatorias de la Corporación. Es el Decano de la Corporación y de los Decanos de la Semana Santa de Puente Genil HISTORIAL. Ingreso: 1951 Cargos directivos: Distinciones: Méritos:

Medalla de Plata: 1976, Medalla de 50 años: 2001, Cabo de Jueves Santo: 1972 Vales, 9 años. Consejero, 14 años. Secretario, 13 años. Vicepresidente, 4 años. Presidente, 2 años Pasodoble: 2001 – Romano y Caballero Decano de la Corporación.

Miguel Salas Ariza. Hombre de un gran corazón, trabajador incansable, entregado, lo mejor de sí mismo, a Puente Genil, a su Imperio Romano y a toda persona que a él se acercaba. El corazón del Imperio es tuyo. Fuiste único y por ello nuestra gratitud eterna.

HISTORIAL. Ingreso: 1957 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 1982Cabo de Jueves Santo: 1975 Abastos, 6 años. Secretario, 8 años. Vicepresidente, 4 años. Pasodoble: 1961 – Miguel Salas, 1982 – Miguel y Pepe (junto con José Rivas Carmona) 35


L Aniversario Escuadra Oro

Francisco Jiménez Carmona. Hermano simpático, ocurrente, gran conversador, tremendamente inteligente y generoso como el que más. Siempre dispuesto a lo que hiciera falta por su Imperio. HISTORIAL. Ingreso: 1962 Distinciones:

Medalla de Plata: 1987. Cabo de Jueves Santo: 1990 Pasodoble: 1988 – Ximénez Estepona Rey Mago: 1972

Lorenzo Carmona Arroyo. Es el único de los fundadores que continua des lando. Atiende todas las convocatorias de la Corporación. Actualmente es el Decano de la Escuadra Cardenal. HISTORIAL. Ingreso: 1962 Cargos directivos: Distinciones: Méritos:

Medalla de Plata: 1987Medalla de 50 años: 2012 Consejero, 2 años. Pasodoble: 2002 – Des lando Decano de la Escuadra Cardenal.

Miguel López Fernández Es el mayor de edad del Imperio Romano. Hermano muy querido por todos, siempre asiste a todas las juntas y es un pilar fundamental de nuestra Corporación. Su escuadra “ORO” la lleva siempre en su corazón

HISTORIAL. Ingreso: 1963 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 1988. Medalla de 50 años: 2013. Cabo de Jueves Santo: 1977 Secretario, 1 año. Presidente, 2 años. Pasodoble: 1965 – El Chato. Rey Mago: 1977

Antonio Duclos García Hermano entregado a su corporación y a todos sus hermanos, orgulloso siempre de ser Romano. HISTORIAL. Ingreso: 1963 Distinciones:

Cabo de Jueves Santo: 1968 Pasodoble: 1965 – El Arquitecto

36


L Aniversario Escuadra Oro

Manuel Gálvez Linares Llegó ya mayor a nuestra Corporación. Manantero de sangre y con mayúsculas. En los 23 años que estuvo con nosotros, entrego su pasión, amor y trabajo a nuestro Imperio. Su llave de Oro fue su orgullo y su recompensa. HISTORIAL. Ingreso: 1964 Cargos directivos: Distinciones: Méritos:

Abastos, 6 años. Artístico, 7 años. Pasodoble: 1969 – Sotos Redondos Llave de Oro en el año 1979. Medalla de Oro (póstuma) en el año 1987. Manantero Ejemplar en 1984

José Luis Chacón Jurado Generosidad hecha hombre, alma bonachona y solidaria. Modesta sabiduría cientí ca. Siempre entregado a las tradiciones de su pueblo. HISTORIAL. Ingreso: 1966 Distinciones:

Pasodoble: 1965 – José Luis Chacón

Miguel Chacon Villafranca Hace poco que se marchó junto a su Virgen de Los Dolores, pero siempre que suene su pasodoble lo recordaremos. HISTORIAL. Ingreso: 1964 Cargos directivos: Distinciones:

Tesorero, 5 años. Pasodoble: 1964 – Miguel Chacón

Antonio Morales Estrada Aunque no fue uno de los fundadores, fue nuestro primer Jefe de Escuadra. Bonachón, simpático, celoso trabajador y querido por todos los hermanos del Imperio. Te recordaremos siempre ¡Capitán!

HISTORIAL. Ingreso: 1967 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 1992 Vales, 5 años. Abastos, 18 años. Pasodoble: 1974 – El Bueno

Escuadra Oro del Imperio Romano

37


L Aniversario Escuadra Oro

A Chifarri y su Imperio Cuando recuerdo al Imperio desde tierras catalanas un sudor corre en mi frente y me quedo estacionado. Recordando su salida el día de Jueves Santo, por la calle Don Gonzalo a su hermosa Matallana. Veo des lar a un hombre que por Chifarri le llaman, un corazón que se siente romano por sus entrañas. No es solo en Semana Santa, él lo vive todo el año, es modelo manantero el tiempo lo ha demostrado. Tu homenaje te lo dieron en el Imperio Romano, consciente de tu valía y tu corazón pontano. Un músico de ese Imperio que doce años tocara, te dedica este poema desde tierras catalanas. Recordando al Nazareno al Imperio por su fama, y a ese grupo de música que añoro, y que yo dejara José Rivero Muñoz 38


L Aniversario Escuadra Oro

Fundación Escuadra Oro. Cincuenta Aniversario Cincuenta años, CASI UNA VIDA, pletóricos de recuerdos inalterables. Para quien esto a rma, VIDA transcurrida sin contratiempo alguno, por Gracia de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de la Amargura. Así como también, por el afecto de los Hermanos Fundadores, con algunos de los cuales hoy vivimos esta conmemoración. Quisiera mostrar mi agradecimiento a los Hermanos de la Escuadra Tabaco, por la atención con la que me distinguieron, al dedicarme una completa obra musical. No se pueden borrar de mi memoria aquellos Hermanos Veteranos que ya no están con nosotros y de los que tanto aprendí cuando ingresé en la Corporación. Así como tampoco olvido a los que, siendo Fundadores de la Escuadra ORO, están en otras y tienen mi reconocimiento. Para los más jóvenes y los que les siguen cerca en edad, el deseo de que les impongan medallas, galardones y que en unión de todos los Hermanos, celebren con la mayor fraternidad cuantos acontecimientos se conmemoren en el futuro de la Corporación. Pensando en lo escrito anteriormente, os aseguro que es factible que se pase una VIDA llena de sentimientos entrañables, como si no hubiesen transcurrido tantos años. Con un fraternal abrazo y el afecto de vuestro actual Decano. Hno. Francisco Yerón Reina Decano del Imperio Romano y Fundador de la Escuadra Oro

39


L Aniversario Escuadra Oro

A los hermanos del Imperio Romano en el 50 aniversario de la Escuadra Oro Cuando hace 50 años se abrió el debate sobre la creación de una nueva escuadra, me encontraba muy a gusto en la Escuadra Grana a la que me había incorporado en la Semana Santa del 1963. En los años que estuve en ella, aprendí a sentirme Romano y a conocer el verdadero signi cado de la palabra “hermandad” que imprime el pertenecer al Imperio. Al nal de dicho debate se llegó a la conclusión que solo sería posible la realización de una nueva escuadra, haciéndolo a título personal de los futuros componentes. El Hermano Luis Reina Porras me propuso estar en ese proyecto, y no supe ni quise decirle que no, y así me convertí en cofundador de la Escuadra Oro con los Hermanos Luis Reina, Paco Yerón, Miguel Salas, Francisco Jiménez, Miguel Chacón, Miguel López, Manuel Gálvez, Antonio Duclos, y José Luis Chacón. Se eligió el color oro viejo por diferenciarse bastante de los otros cuatro ya existentes Grana, Azul, Verde y Cardenal, y porque con este color se le rendiría un pequeño homenaje a los “Pajizos” que al fusionarse con los “Coloraos” dieron origen al actual Imperio Romano. Pero en el año 1973 se dio la circunstancia que al acabar la Semana Santa hubo bajas en la Escuadra Cardenal y el Hermano y gran amigo Francisco Baena Jiménez me pidió que cubriera una de ellas, y así pasé a pertenecer a la Escuadra Cardenal. Los ocho años que permanecí en la Escuadra Oro fueron extraordinarios e inolvidables por el compañerismo, la amistad y solidaridad, en de nitiva, la verdadera Hermandad que existía entre los ocho cofundadores más Antonio Morales Estrada, que entró más tarde, y por las simpáticas y oportunas ocurrencias que a cada instante tenían los Hermanos “El Boquino”, “Chifarri”, el “Doctor Pajuela”, el “Bueno”... A la Oro la llevo siempre en mi corazón, y la añoranza que a veces siento por ella es mitigada por la presencia de mi hijo Daniel en la Oro. Los cuarenta y tres años de Cardenal me han servido para recoger las medallas de los veinticinco y cincuenta años de pertenencia ininterrumpida al Imperio, para tener el honor de ser el Rey Gaspar en 1994 y que nos dedicasen en 2002, a mis hijos Lorenzo y Daniel y a mí mismo, el paso doble “Des lando”, compuesto por Manolín López y con arreglos de Eugenio Palomero, bajo la presidencia de Rafael Fernández Reina. A los componentes actuales de esa magní ca Escuadra Oro les deseo que disfruten tanto como yo lo hacía cuando me vestía de Oro viejo. Viva Nuestro Padre Jesús Nazareno, viva María Santísima de la Soledad y viva el Imperio Romano. Puente Genil Semana Santa MMXVII Hno. Lorenzo Carmona Arroyo Decano de la Escuadra Cardenal y Fundador de la Escuadra Oro 40


L Aniversario Escuadra Oro

Mi Escuadra Oro Ingresé en la corporación el Día de la Cruz de 1963, desde la vecina localidad de Osuna, donde por motivos de trabajo me encontraba frecuentemente con D. Juan Pino y D. Luis Reina, tratando siempre un único tema de conversación, el Imperio Romano. En el año 1967 tuve la suerte de estar entre los fundadores de la sin par escuadra oro junto a hermanos como Luis Reina Gómez, Miguel Salas Ariza, Francisco Yerón Reina, Francisco Jiménez Carmona, Lorenzo Carmona Arroyo, Miguel Chacón Villafranca, Antonio Duclos García, José Luis Chacón Jurado y Manuel Gálvez Linares. Treinta años después, en 1997, cedí mi traje a “Joseíto Fernández”, hijo de mi gran amigo y hermano Rafael Fernández Velasco, dando paso así a los más jóvenes. Fui elegido presidente de la corporación el año 1975, fecha de la primera renovación de la escuadra “oro viejo”, como se le llamó al principio. Los años 1975 y 1976 trajeron consigo gastos extraordinarios como la inauguración del cuartel, teniendo que hacer un gran esfuerzo para mantener los presupuestos junto al tesorero Julio Aranda y el jefe de cocina Antonio Morales “El Bueno”. Llegamos a conseguir un pequeño superávit y al exponerlo con satisfacción en junta de la corporación, el hermano Francisco Moyano exclamó con simpatía: “Todo eso está muy bien pero… ¡habéis cocinado con aceite de girasol!”. Durante ese mandato como presidente me tocó vivir la única vez que un Rey de España ha venido a Puente Genil, el Rey Juan Carlos I, en cuya visita rmó en el libro de actas de la corporación, no sin tensiones en el seno de la misma, hubo algunas presiones para que una escuadra de romanos saliera a recibirlo a las puertas del Ayuntamiento, cosa que nalmente no ocurrió al imponerse la cordura y, sobre todo, a la presencia de la tan necesaria lluvia para nuestros campos. En el año 1977 tuve el honor de representar a nuestro cuartel en la cabalgata de la Ilusión del 5 de enero como rey Gaspar, donde estuve arropado por toda mi escuadra, siendo este mismo año el que, como cabo gastador, abrí las las del Imperio la gloriosa tarde del Jueves Santo. Hno. Miguel López Fernández Fundador de la Escuadra Oro

41


L Aniversario Escuadra Oro

Vivencias de una escuadra

42


L Aniversario Escuadra Oro

IMPERIO ROMANO: NUESTROS PATRONES 43


L Aniversario Escuadra Oro

44


L Aniversario Escuadra Oro

Ponti cia y Real Cofradía de Ntro. Padre Jesús Nazareno Queridos hermanos y amigos, Este año el Imperio Romano está de esta pues celebráis unas bodas de oro. Oro como denomináis a vuestra escuadra, “La Escuadra Oro”. Con gozo nos unimos a vosotros en esta onomástica. Cincuenta años dan para mucho, y mucho es lo que la Escuadra Oro ha aportado al conjunto del Imperio Romano y por ende a nuestra Semana Santa. Me consta que lleváis a gala el sentir de vuestros antepasados y el primer artículo de vuestros estatutos: ”…por lo que todos los hermanos tienen el deber de conservarla en sus más puras tradiciones para legarla a la posteridad. El n primordial de esta Corporación (totalmente apolítica), es el de contribuir a la mayor honra y gloria de Nuestro Padre Jesús Nazareno, venerado patrón de esta Villa, a cuyo Santuario (hoy parroquia), se subirá con bengalas y música, según es tradicional: el sábado anterior a Carnaval, los cinco primeros sábados de Cuaresma y el Domingo de Ramos, en estrecha unión con todas las demás Corporaciones, como preparación de la Semana Santa. A la salida de Jesús, en la madrugada del Viernes Santo, será interpretada la popular y clásica Diana e intervendrá así mismo, en los principales des les procesionales para aportar a los mismos, su brillantez y esplendor.”. Son muchos los lazos de unión que existen entre las dos instituciones. Desde 1962, El Imperio Romano viene haciendo, ininterrumpidamente, el cambio de plumeros en el Cuartel de Las Cien Luces y muchos los años que nuestra Cofradía ha celebrado el denominado Almuerzo de Las Cien Luces en el Cuartel del Imperio Romano. Por otra parte, nos sentimos muy honrados de que el Imperio Romano sea Hermano Mayor Honorario de Nuestro Padre Jesús Nazareno, desde su nombramiento en el año 2003. Quisiera, en nombre de la Ponti cia y Real Cofradía y Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno, hacer extensivo a todos y cada uno de los hermanos de la Escuadra Oro nuestra más sincera felicitación. Pido a nuestro Terrible por vosotros y os animo a continuar la senda que un día tazaran los fundadores de la Escuadra Oro, junto al Impero Romano. Para todos, nuestra más cordial felicitación y un fraternal abrazo. Hno: Francisco Javier Velasco Solís Cofrade Mayor

45


L Aniversario Escuadra Oro

46


L Aniversario Escuadra Oro

Real, Ponti cia y Carmelita Cofradía de Ntro. Padre Jesús de la Humildad y Paciencia El HUMILDE EN EL IMPERIO 30/4/1922 – Junta General (Libro 2 – Pág. 10) «Se acuerda nombrar, como Patrón de la Corporación, a “Ntro. Padre Jesús de la Humildad y Paciencia”.» Hermanos, como Cofrade Mayor de la Cofradía de Nuestro Padre Jesús de la Humildad y Paciencia, me pide mi hermano, Jesús Gálvez, unas líneas sobre la vinculación del Imperio Romano a la Cofradía de la Humildad como recuerdo al 50 aniversario de la Escuadra Oro. La Vinculación de la Cofradía de la Humildad con el Imperio Romano viene prácticamente desde los inicios del Imperio. Teniendo constancia desde la última década del siglo XIX, gracias a una poesía de Miguel Romero dedicada al Sr. Alfredo Rey de 1895, así como a una guía de procesiones del año 1899 en la que aparece documentación escrita donde el grupo de música que acompañaba cada año a Nuestro Señor de la Humildad, “al nalizar la procesión de Miércoles Santo”, dice textualmente: “la música que ha de acompañar a los armaos o romanos que salen el Jueves toca un pasodoble dirigiéndose, alumbrados con bengalas al local donde está establecido el cuartel, en el que desde la oración de la tarde del Miércoles tienen expuestas sus ropas y armas, para que las vea el público”. Quedando re ejado en el acta de la Junta General del 30/4/1922. Donde dice: “Se acuerda nombrar, como Patrón de la Corporación, a Nuestro Padre Jesús de la Humildad y Paciencia”. A lo largo de los años la vinculación de la Cofradía de la Humildad con el Imperio Romano ha sido evidente, desde aquellos primeros romanos, Leonardo Velasco Estepa, Emilio Pérez Rivas, Joaquín de Haro Carrión, Jose Villafranca Melgar, Jose Fernandez Morales, Francisco García Julia, Justo Estrada Amo, Antonio Velasco Labrador, Francisco Moyano Reina, Jose Rivas Carmona, Hermano Mayor 1977 y gran impulsor de la devoción de la Schola Cantorum hacia el Humilde, Rafael Fernández Velasco, Medalla de Oro de la Cofradía, Leonardo Velasco Reina, etc. Desde la fundación de la “ESCUADRA ORO,” en 1967, el Imperio ha evolucionado constantemente manteniéndose la devoción a su Patrón, cotitular del Imperio, Ntro. Padre Jesús de la Humildad y Paciencia. En 1968 tuvo el honor de ser su hermano Mayor, Justo Estrada Chacon, Medalla de Oro de 47


L Aniversario Escuadra Oro la Cofradía y en 1969 otro hermano del Imperio, Antonio Velasco Labrador. Aquellos hermanos han seguido transmitiendo a los más jóvenes las bases de esta delidad hacia el Humilde, hasta nuestros días, donde nos encontramos con una gran cantidad de romanos, hermanos de cabildo de la Cofradía, Jesús Gálvez Silva, Antonio Velasco Carvajal, romano más antiguo actualmente en la Cofradía, Alejandro González, Manuel González Estepa, Manuel González Cielos, Miguel Aranda Sánchez, Rafael Rivas Moriana, Jose Mariano Fernández Reina, Luis Felipe Cejas, Manuel Estrada, Francisco Fernández Reina, Enrique Reina, Agustín, Saulo y Francisco Moyano Jose Luis Lopez y los más jóvenes, Rafa Fernández Ortega, Rafael Martin Aguilar, Jesús Gálvez Palos, Joaquín Reina, Saulo y Jaime Moyano Baena, Ángel y Paco Fernández, Paco y Joaquín Estrada, etc., etc. Todos ellos están cogiendo el relevo y siguen la estela marcada por los mayores continuadores de la fe hacia el Humilde desde el Imperio. En el Imperio Romano, tuve el honor de vestir el traje Oro de Francisco Jiménez Carmona en 1971 (foto) y de Francisco Yeron Reina e n la Semana Santa de 1988. Actualmente los vínculos de unión entre Cofradía y el Imperio Romano se han ido haciendo cada vez más fuertes, siendo la corporación más numerosa en hermanos, con más de la mitad de los hermanos como miembros del cabildo de la Cofradía. Desde estas líneas quiero reejar algunos momentos de unión entre la Cofradía y el Imperio, las tardes del Miércoles Santo en la entrada de la Chusma por calle Aguilar y D. Gonzalo, o al son de la marcha “Recuerdo” o la “Matraca”, dedicada a la Cofradía en 1940 por Jose Arcos Cosano, son muestras de la unión que perdura en el tiempo entre la Corporación y la Cofradía. Hasta la llegada a la subida de Cuesta Baena, donde el grupo de música, nuestra Escuadra Tabaco, a los sones del pasodoble “El Humilde”, que en 1919 compuso Jesús Gant Pineda Y dedicó al Señor de la Humildad, se dejan el alma cada Miércoles Santo. Todo esto tiene un epílogo el Domingo de Resurrección, cuando el Capitán, Manuel Reina Gómez, ordena al cabo, en el último des le de cada año, que se dirija hacia la Iglesia de La Asunción, en la cual tiene su cede canóniga y donde el HUMILDE ya en su camarín, después de haber recibido el cariño y devoción del pueblo de Puente Genil, la tarde del Miércoles Santo, ahora recibe a todo el Imperio en su despedida hasta el año que viene, con un emotivo Miserere. Viva El Humilde, Viva el Imperio Romano y Viva mi Escuadra Oro. Hno. Rafael Fernández Reina Cofrade Mayor 48


L Aniversario Escuadra Oro

Soneto al Imperio Romano Lábaros y estandartes tremolando, prodigio de color viene el Imperio. Son las huestes soberbias de Tiberio. ¿De dónde vienen, desde dónde y cuándo? Su música en el aire resonando, escoltan AL TERRIBLE, a su Misterio. Es muy serio, pontanos, es muy serio y muy hermoso lo que está pasando. EL TERRIBLE les mira y les bendice, SU Santa Mano su des le guía. ¡Viva el IMPERIO! el pueblo entero dice. Se estremece el airón de los plumeros. Blancos son a la Luz clara del día. Negros serán a la de los luceros Antonio Pérez Almeda, Pregón 1993 49


L Aniversario Escuadra Oro

50


L Aniversario Escuadra Oro

Cofradía de María Santísima de la Soledad y Dulce Nombre de Jesus Queridos hermanos: En el mes de Diciembre, recibo una llamada de teléfono de mi primo Rafael Rivas Moriana, en la que me dice que se va a realizar una revista del Cincuenta Aniversario de la Escuadra Oro y me requiere un artículo como Cofrade Mayor de María Santísima de la Soledad. En primer lugar pedir disculpas si omitiera algún detalle o me olvidara de alguien. Para empezar, el Imperio siempre ha estado ligado a María Santísima de la Soledad. Los lazos de unión del Imperio Romano con la Cofradía de la Soledad son tan importantes que es la COPATRONA del Imperio y que en el CCL aniversario de la imagen de la Soledad se le impuso la Medalla de Oro del Imperio Romano, hecho que llenó de orgullo a la Cofradía. Gran parte de culpa de esta unión entre la Cofradía de la Soledad y el Imperio Romano la tuvo mi tío Jose Rivas Carmona (Pepe Rivas), que en calidad de Cofrade Mayor realizó una gran labor haciendo hermanos de Cabildo a la mayoría del Imperio Romano. Tal es así, que el promotor y fundador de la Escuadra Oro fue el presidente Luis Reina Porras, padre del Capitán actual Manuel Reina, devoto incondicional de nuestra Titular y que a la presente es el Manantero Ejemplar. Este año he tenido la suerte de convivir con él en varias ocasiones y es un placer cuando nos dirige la palabra con esa sencillez que lo caracteriza, con un tono de voz templado pero a la vez contundente, ya que es una enciclopedia llena de vivencias y anécdotas. De nuevo muchas gracias hermano Manolo por tu saber estar y la transmisión de la Semana Santa que realizas a las nuevas generaciones de mananteros. De la Escuadra Oro, la Cofradía de la Soledad ha contado siempre con queridos hermanos, como Miguel Salas Ariza (q.e.p.d.), fundador de la Escuadra Oro y miembro destacado de la Cofradía. Lorenzo Carmona Arroyo, también hermano fundador y, como de tal palo tal astilla, su hijo Daniel Carmona Chacón. Ambos son hermanos de Mª. Santísima de la Soledad. Francisco Jiménez Carmona (q.e.p.d.), otro de los 51


L Aniversario Escuadra Oro fundadores de la Escuadra Oro, que trasmitió a sus hijos todo el cariño y generosidad hacia nuestra Cofradía. No hay algo que pidamos y que al momento, gracias a su magni cencia, no se resuelva rápidamente. Entre ellos quiero destacar a nuestro hermano Jose Pablo Jiménez Rosales. Recuerdo con cariño las vivencias cuando sobre Pablo recaía el peso de ser Hermano Mayor. Os puedo asegurar que nos une una gran amistad y llegó un momento en que sus hermanos me decían “¿qué le estáis haciendo a Pablo que ha llegado echando uvitas al cuartel?”. Una vez más no me cansaré de darte las gracias por estar siempre cuando la Virgen te necesita. También tenemos la suerte de contar con hermanos de la Escuadra Oro como Luis Felipe Cejas Cabello, miembro de una familia muy ligada a Mª. Santísima de la Soledad, o el Jefe de la Escuadra Oro, Alberto Robledo. Y ahora toca un hermano luchador incansable para la Semana Santa como es Jesús Gálvez Silva (Chifarri). ¿Quién no ha tenido un problema manantero y tras llamarlo, con su sencillez, antes de colgar el teléfono ya estaba resuelto? Es un hombre bueno y amigo de sus amigos, gracias una vez más por estar siempre al lado de la Virgen de la Soledad. Dejo para el nal, y por eso no es menos importante, a Rafael Rivas Moriana. Hermano Portavoz de la Cofradía, que es capaz de llevar una comida de Domingo de Ramos de más de 300 personas y darle, con su toque marcial, toda la relevancia y respeto que requiere. Quiero darte las gracias porque siempre lo difícil lo haces fácil. Independientemente de los kilómetros hasta tu domicilio, ante la llamada de la Madre de la Isla lo dejas todo y sales en su ayuda. Todo esto tiene que ver con el principio de esta carta, tu padre te lo inculcó y lo llevas dentro de ti. No puedo dejar de comentar el privilegio que el Presidente Rafael Moreno me otorgó un Domingo de Ramos, y fue el invitarme a des lar con la CHUSMA de Veteranos. No creo que pueda describir lo que mi cuerpo sintió esa noche. El poder des lar con los Veteranos del Imperio, beber en el mismo vaso de tanta sabiduría y saber estar, des lar con los pasodobles del Grupo de Música (hermanos entrañables y verdadero motor de nuestra Semana Santa), escuchar MISERERES en nuestras ermitas y, como colofón de una magni ca noche de Domingo de Ramos, el STABAT MATER en la Ermita del Dulce Nombre en honor a María Santísima de la Soledad, la Madre de la Isla. Muchas gracias a todo el Imperio Romano y una felicitación muy especial a la Escuadra Oro en su 50 Aniversario. Hno: Rafael Montero Rivas Cofrade Mayor

52


L Aniversario Escuadra Oro

La Escuadra Oro en el Imperio Romano

53


L Aniversario Escuadra Oro

LA ESCUADRA ORO, CO-FUNDADORA CON LA GRANA DEL IMPERIO ROMANO (Pajizos y Coloraos) Corría el año de 1967, y más concretamente el día 23 de marzo (Jueves Santo), cuando por el nal de la calle Contralmirante Delgado Parejo (popularmente conocida por calle Ancha), y en el primer des le de la Corporación del Imperio de esa ya histórica Semana Santa en los anales del Imperio, aparecía gallarda y marcial una Escuadra Nueva al frente de este centenario ejército que, año tras año, conquista las calles de nuestro pueblo: ERA LA ESCUADRA ORO. Al son del pasodoble “Escuadra Oro” abría el des le como cabo el hermano Manuel Gálvez Linares (Chifarri) seguidos por los restantes hermanos que conformaban la escuadra: Francisco Yerón Reina, Antonio Duclos García, Miguel López Fernández, Miguel Chacón Villafranca, Francisco Jiménez Carmona, Lorenzo Carmona Arroyo, Luis Reina Porras, José L. Chacón Jurado y Miguel Salas Ariza, unas escuadras que por aquellos años la componían sólo diez hermanos, frente a los 12 actualmente. Son estos cincuenta años, que esta Semana Santa de 2017 cumple la citada Escuadra Oro, el motivo por el que nuestro hermano Jesús Gálvez Silva, baluarte en la actualidad de esta Escuadra, me pidiera que en nombre de la Escuadra Grana, a la que honrosamente pertenezco, escribiera un artículo para esta gran revista que ahora tienes en tus manos. Pero… retrotraigámonos en la historia hasta el año 1871, fecha ésta, por cierto no acreditada documentalmente, de la fundación de la actual Corporación del Imperio Romano. Según relatan los anales mananteros de la Villa, y como la mayoría de los hermanos conocerán, fue al alborear del Viernes Santo del 1869, cuando se plantó la semilla del actual Imperio Romano. Resulta, que por aquellos años, existían en la Semana Santa de Puente Genil dos grupos de ARMAOS, que por el color de sus vestimentas eran conocidos por los COLORAOS, y a los que pertenecían Joaquín Haro Carrión y Manuel Cejas Guerra, y los PAJIZOS, entre los que se encontraban los hermanos Francisco y José Reina Padilla, y ambos Grupos, a la salida de Nuestro Padre Jesús Nazareno en la mañana del Viernes Santo, interpretaban una plegaria musical en su honor. Fue entonces, en ese Viernes Santo de 1869, cuando al nalizar cada uno de estos dos Grupos de ARMAOS la interpretación de esa PLEGARIA MUSICAL o DIANA, cuando el pueblo allí congregado aplaudió y reconoció plenamente la tocada por los hermanos de los ARMAOS COLORAOS compuesta por el Maestro Manuel Medina, siendo por el contrario rechazada la de los ARMAOS PAJIZOS, teniéndose estos que retirarse con el amargor de verse casi rechazados por la multitud allí reunida. Hasta aquí, lo que nos ha llegado hasta nuestros días, por crónicas de la época, de lo sucedido en ese Viernes Santo en que, para nuestra opinión, fue la primera piedra de la que en el año 1871 sería la fundación del actual Imperio Romano. 54


L Aniversario Escuadra Oro Fue, decíamos en este año de 1871, cuando por primera vez se conoce como Corporación la del Imperio Romano como tal, producto de esa fusión de los dos grupos de Armaos referenciados anteriormente. Dado que no existen ni libros de actas ni referencias concretas de esa unión, tenemos que recurrir al sentido de la LÓGICA para transportarnos en el tiempo a cómo pudiera haber sido esa nueva Corporación recién nacida. Si resulta que la nueva Corporación del Imperio Romano nació de la fusión de los COLORAOS y de los PAJIZOS, deducimos que no será nada disparatado pensar y concluir sin temor a equivocarnos, que los ROPAJES que esa recién creada Corporación vistieran, fueran, al menos en los primeros años, los “trajes“ que ambos “Grupos de Armaos” aportaban a la neó ta corporación, o en otras palabras, Trajes de color “Colorao” o grana, y trajes de color “Pajizo”, amarillo u oro. Es mi opinión, que la historia no debería de distorsionarse y narrarla tal cual se desarrolló, más aún si, como sabemos, allá por los años 40 existió una escuadra o trajes AMARILLOS (Pajizos en su fusión con los Coloraos), si bien luego desapareció y la escuadra ORO (reminiscencia de los Pajizos) no se crea como tal hasta el ya referido año de 1967. Expuesto lo cual, creo que, si en la actualidad es la Escuadra Grana la que está considerada como la más antigua, y por tanto fundadora de nuestra Corporación, del mismo modo, debe de considerarse a la Escuadra Oro en la misma e idéntica catalogación como Escuadra co-fundadora, dado que entiendo, que PAJIZOS y ORO está en el mismo orden cromático, así como los COLORAOS y GRANA. Dicho lo cual, como hermano de la Corporación, apostaría (yo el primero) que cada uno de los hermanos que en la actualidad y en tiempos pasados han pertenecido al Imperio han tenido o tenemos un pedacito de corazón de color ORO. Esta Escuadra, que junto a la Grana, no olvidemos, son los colores que forman nuestra enseña nacional, nos atrae por los hermanos que en algún momento han pertenecido a ella, tal como los citados fundadores, así como los hermanos ya fallecidos o que por cualquier otro motivo dejaron de ser hermanos de la Corporación como lo fueron: Pepito Robledo, Luis Pozo, Antonio Morales (El Bueno), ….; nos atrae y la admiramos por su saber estar, tanto en los des les como dentro del cuartel; nos atrae por la nobleza que los componentes de la misma demuestran en la palabra Hermano… y así innumerables razones que darían, por si solas, para completar esta revista de su CINCUENTENARIO, que yo reitero una vez más considero como una Escuadra que merece el título de FUNDADORA. Personalmente, tuve la dicha de poder vestir el TRAJE ORO en dos Semanas Santas, una de las cuales, a nales de los años ochenta o a inicios de los noventa, no recuerdo exactamente el año, un Jueves Santo en el que, (las cosas de nuestro muy querido hermano y amigo donde los haya Jesús Gálvez Silva) se le ocurrió sacar en la salida de ese Jueves cuatro estandartes ,los dos actuales y los que cuelgan en las paredes de nuestro cuartel como reliquias de años pasados de madera, teniendo el honor de ser yo uno de los portadores de uno de ellos; porque, entre otras cosas, la Escuadra Oro es la que más estandartes y variados modelos ha tenido y lucido en toda la historia de la Corporación, partiendo desde los primitivos de tela, pasando por los llamados 55


L Aniversario Escuadra Oro y conocidos por “Las Paelleras“, … hasta llegar a los que hoy portan los hermanos José Mariano Fernández Reina y Rafael Rivas Márquez. En otro orden y haciendo algo de historia, los hermanos de la Escuadra Oro que han regido la Corporación han sido: Luis Reina Porras, Miguel Lopez Fernandez, Francisco Yerón Reina, Luis Pozo Rueda, Jesús Gálvez Silva, Luis Felipe Cejas Cabello, Manuel González Estepa. En cuanto a los hermanos que les han sido dedicados pasodobles están: Luis Reina Porras (Viva el Presidente); Miguel Chacón Villafranca; Antonio Duclos García (El Arquitecto); Manuel Gálvez Linares; José Robledo Morales; Miguel Salas Ariza; Francisco Jiménez Carmona; José Luis Chacón Jurado; Antonio Morales Estrada (El Bueno); Francisco Yerón Reina (Romano y Caballero); Miguel López Fernández (El Chato); Luis Pozo Rueda; Manuel Arroyo García (Pajizos y Coloraos); Jesús Gálvez Silva (Banderas Moradas); José Mariano Fernández Reina (Marcial); Luis Felipe Cejas Cabello (Casta Romana); Luis Zárate Ruiz (Oro Puro); Alberto Robledo Reina (Águilas Doradas) y Rafael Rivas Moriana (Tres de ocho). Finalmente, desde nuestro hermano decano de la Escuadra Grana en este año de 2017, el hermano Julio Antonio Muñoz, pasando por todos los restantes que hoy pertenecemos a la misma: Lorenzo Estepa Franco, José Cosano Estepa, Rafael Campos Reina, Carlos Martin Luna, Victor Reina Arroyo, Francisco Baena Reina, Marcos Baena Janini, Francisco Porras Torres, Julio Aranda Estepa, Manuel Arroyo Velasco, José Luis López Vera, Francisco Arroyo Redondo, Bernardo Montero Robledo, Francisco Fernández Reina, Andrés Muñoz Pérez, Alejandro González Bordas y el hermano abanderado Rafael Borrego Moreno, OS RENDIMOS UN FRATERNAL HOMENAJE Y FELICITACIÓN a todos los hermanos de la ESCUADRA ORO: Jesús Jiménez Rosales, Jesús Gálvez Silva, Luis Felipe Cejas Cabello, Manuel González Estepa, Manuel Arroyo García, Luis Miguel Zárate Ruiz, José Mariano Fernández Reina, Daniel Carmona Chacón, Rafael Rivas Márquez, Rafael Rivas Moriana, Pablo Jiménez Rosales, Manuel Pereira Cano, Alberto Robledo Reina, Antonio Cruces Domínguez, Antonio Pachón Ruz, y José Carlos Rodriguez Aguilar, por este Aniversario que esta Semana Santa de 2017 conmemoráis. Hno. Francisco Baena Reina Romano de la Escuadra Grana

56


L Aniversario Escuadra Oro

ESCUADRA ORO, CINCUENTA AÑOS DANDO BRILLO AL IMPERIO Quien ve por primera vez al Imperio Romano de Puente Genil, lo percibe como una explosión de luz, color y brillo. Los variados colores de sus trajes, realzados por la luminosidad de los delicados rasos sobre los que se han plasmado, unido al brillo de cascos, escudos, hachas y espadines, convierten la salida del Jueves Santo en un espectáculo digno de ver, glosado por los más insignes poetas que ha dado nuestro pueblo. Esos colores son el alma que, en forma de Escuadras, conforman el Imperio. De todas ellas, sin tener en cuenta la Tabaco, se considera a la Oro la más reciente, ya que va a hacer ahora cincuenta años desde que la Corporación incorporó una nueva Escuadra con trajes de precioso color “Oro Viejo”, que se añadían a los de color Grana, Azul, Verde y Cardenal que ya des laban. Sin embargo, no por ser la última en llegar tenía menos solera y distinción que las demás. Se constituía como Ave Fénix renacida de los históricos Pajizos, grupo de Romanos antiguos, que al unirse al otro grupo existente, “Los Coloraos” dieron lugar en el año de 1871 a la fundación del actual Imperio Romano de Puente Genil. Además, no se formaba con hermanos aspirantes, a la expectativa de un traje, sino que se integraron en ella algunos romanos de gran solera, que tuvieron la generosidad de dejar sus respectivas Escuadras en las que acumulaban antigüedad y tradición. Así, en 1967 des la por primera vez con Luis Reina de Porras, ya en ese momento Medalla de Oro de la Corporación; Francisco Yerón Reina, actual Decano del Imperio y de los Decanos de nuestra Semana Santa; Miguel Salas Ariza; Francisco Jiménez Carmona; Lorenzo Carmona Arroyo; Miguel López Fernández; Antonio Duclos García; Manuel Gálvez Linares, fundador de la saga “Chifarri” y Llave y Medalla de Oro del Imperio; Pepe Luis Chacón Jurado y Miguel Chacón Villafranca. Diez romanos fundadores de la Escuadra Oro que han dejado, y siguen dejando los que tenemos la suerte de que sigan con nosotros, su impronta y cariño al Imperio. Y si esto digo de los fundadores, otro tanto cabe decir de muchos de los hermanos que han militado en 57


L Aniversario Escuadra Oro

esta Escuadra o siguen perteneciendo a ella, ya que si por algo se han destacado los hermanos de la Escuadra Oro, ha sido por su entrega a la Corporación, brindando a la misma un gran número de Directivos, ostentando muchos de sus hermanos, en bastantes ocasiones durante este medio siglo de vida de la Escuadra, el honor y la responsabilidad de ser Presidente. No en vano, hermanos de la misma, Manuel Gálvez Linares, antes nombrado, y su hijo Jesús Gálvez Silva, han recibido dos de las cinco Llaves de Oro que ha concedido la Corporación en toda su historia y que premia el esfuerzo y trabajo de Directivos, excepcionalmente entregados. Finalmente no puedo evitar, al hablar de esta querida Escuadra, rememorar los innumerables momentos de convivencia y simpáticas anécdotas vividas entre nosotros, que han dado salsa y animado innumerables momentos, como la decoración con claveles Azul y Oro de las mesas de la Comida Homenaje a la Mujer Romana de 1979, en la que se impuso la Llave de Oro a Manuel Gálvez Linares -Chifarri- de la Escuadra Oro y la Medalla de Plata a Antonio Velasco Labrador -Suai- de la Escuadra Azul, y de la que la Corporación guarda un bonito recuerdo en forma de pergamino. O el renombrado de la terraza del Cuartel a mediados de los 80, que pasó de llamarse “Avenida Escuadra Oro” a “VIA DECVRIA AVRVM”, por sugerencia de la escuadra Azul. En nombre de la Escuadra Azul, quiero felicitar a la Escuadra Oro por esta señalada efemérides y desearles que los próximos diez lustros, sean tan brillantes y fructíferos o más, si cabe, en su aportación al Imperio y a nuestra Semana Santa, como lo han sido los ya pasados. ¡Viva la escuadra Oro! ¡Viva el Imperio Romano¡ ¡Viva nuestra Semana Santa¡ Hno. Antonio -Suai- Velasco Carvajal Romano de la Escuadra Azul 58


L Aniversario Escuadra Oro

A la Escuadra Oro en su L Aniversario En este año en el que se cumplen los 50 años de la fundación de la Escuadra Oro, con este artículo quiero hacer algunas re exiones, que pueden estar más o menos relacionadas con el acontecimiento pero que me rondan hace tiempo en la cabeza. ¿Qué nos llevó a cada uno de nosotros a solicitar la entrada a los romanos? La pregunta tendrá muchas respuestas entre las que podría destacar la tradición familiar, la presencia de amigos, e incluso razones de prestigio social. Sin duda, pertenecer y ser aceptado por un grupo es una necesidad humana fundamental. La mayoría de los seres humanos muestran un claro deseo de pertenecer y ser parte de algo más grande que ellos mismos. Esta necesidad de pertenencia desborda el ámbito familiar donde se satisface inicialmente y se extiende después al trabajo, al grupo de amigos, al barrio o comunidad local donde vivimos, y a las diferentes asociaciones y redes culturales o sociales con las que nos relacionamos a lo largo de nuestra vida. Pertenecer y ser aceptado en un grupo nos permite desarrollar relaciones sólidas y estables con otras personas y participar del ujo afectivo que las recorre. En este sentido, la necesidad de pertenencia es, en última instancia, la necesidad de dar y recibir afecto de otras personas, de ser parte de un entramado sólido de relaciones afectivas que nos nutren y que sostienen nuestra existencia. Para el pontano, en nuestro entorno Manantero, el pertenecer al Imperio Romano es la mejor forma de con seguir que nuestra necesidad de dar y recibir afecto, así como obtener el reconocimiento de los otros, se vea colmada. No hay nada comparable a ser romano en Puente Genil. Pero una vez dentro de la corporación el mayor nexo que nos identi ca es la pertenencia a una escuadra, ya sea la azul, cardenal, oro o grana; ejemplo claro lo vive hoy la escuadra verde que posee una unión entre sus componentes que trasciende a su pertenencia al Imperio. Cuando estamos dentro de un grupo, integrados en el mismo, se suelen tomar decisiones que buscan la mejora y la prosperidad del mismo; aún renunciando a parte de lo ya conseguido. Por eso, en 1967 y ante el crecimiento del número de hermanos de la Corporación y la imposibilidad de que muchos de los nuevos pudieran participar activamente en los des les, unos generosos romanos dan el paso de la renuncia a su escuadra para fundar una nueva; así surge la Escuadra Oro. La Escuadra Verde estuvo presente en la fundación de la Escuadra Oro, y no de cualquier manera, sino aportando a dos grandes romanos, quienes a la vez fueron dos grandes caballeros. Luis Reina de Porras, hombre noble y bondadoso, quien fuera Presidente durante más tiempo que cualquier otro romano, y que dejó su Escuadra Verde tras 28 años; y también Francisco Yerón Reina, hoy Decano del Imperio, quien perteneció 13 años a la Verde antes de fundar la Oro. Ambos no dudaron en sacri car su grupo para forjar la que hoy es la gran Escuadra Oro. 59


L Aniversario Escuadra Oro La Escuadra Oro de hoy no se comprendería sin los hombres que la forjaron desde su inicio y que, sin duda, han marcado su espíritu; romanos carismáticos como Miguel Salas Ariza o Francisco Jiménez Carmona; generosos con la corporación como Antonio Morales Estrada y Manuel Gálvez Linares; y cómo no nuestros romanos veteranos Lorenzo Carmona Arroyo y Miguel López Fernández, quienes con su sabiduría y su bonhomía son ejemplo vivo de nuestra tradición manantera. Mi recuerdo más entrañable para ese gran romano que fue José Robledo Morales. Sucedió un sábado de cuaresma de mediados de los 80; por la Cuesta Baena en la bajada al cuartel tras cumplir con la tradición de visitar la ermita de Jesús Nazareno y tocar Miserere y Stabat Mater; por entonces era frecuente que un grupo de jóvenes tras los romanos, con ganas de pelea, daba achuchones y patadas. Se formó una pequeña tangana que se deshizo cuando Pepe Robledo repite la frase de un joven romano: ¡¡Quieta la pelea, quieta la pelea!! Y es que al romano en ese ajetreo se le había caído un diente postizo removible y había que encontrarlo. Curiosa estampa aquella en la que los jóvenes alborotadores y los romanos, arrodillados todos, se afanaban en la búsqueda del diente, con ese gran romano oro allí imponiendo el orden. Nunca olvidaré la gigantesca sombra que proyectaba su imagen en el suelo a la luz de las bengalas. Estas experiencias, vividas en primera persona, o escuchadas de nuestros mayores, seguirán presentes en la vida de los romanos mientras alguno de nosotros dedique un momento de su tiempo en rememorarlas. Pero en la actualidad la vida de la Escuadra Oro la veo re ejada en romanos veteranos como Jesús Jiménez Rosales, Jesús Gálvez Silva o Manolo González Estepa que cada Semana Santa visten su traje oro por la Calle de la Plaza, la calle Aguilar o Santa Catalina al encuentro con nuestro pueblo y dispuestos a enfrentar las imágenes de nuestros Santos Tutelares en las procesiones. Y cómo no, también en esa nueva savia que tras buitrear un traje lo viste con la mayor ilusión. En recuerdo de aquellos romanos que ya forman en las escuadras celestiales, termino recordando la poesía que D. Santiago Reina López dedicó en su pregón del año 1990 en memoria de su tío Luis Reina de Porras, fundador de la Escuadra Oro.

60


L Aniversario Escuadra Oro Yo quisiera pensar que hay excepciones En la trágica verdad de nuestra muerte; Yo quisiera pensar que hay quien escapa Del “desnudo naces y desnudo mueres” Quisiera pensarlo porque no concibo Una gloria sin romanos de La Puente. Ante el iris de color de sus matices ¿Qué razón tiene de ser lo transparente? Además dice la Ley del buen cristiano, Que la Biblia es la verdad y nunca miente; Si no recuerdo mal, creo que menciona La existencia de un ejército celeste. Pues bien, ¿tiene algo extraño que imagine Que un romano, de gala, hasta Dios asciende? ¿No veis cómo entre angélicas legiones Des la al paso de una marcha alegre? Con el hacha el hombro, re ejando auroras El metal de su escudo reluciente. Ved su plumero, que simula al aire Vuelo nupcial del ave del oriente. Un arcángel, con espada de rubíes, Le abre paso, entre los vivas estridentes De los entusiasmados sera nes Que guirnaldas de laureles le entretejen. Y cuando llega ante el Trono, a los querubines, Comenta el Nazareno, sonriente: Tocad “Enriquetilla” y ya veréis Des lar a un romano de la Escuadra Oro/Verde

Desde la Escuadra Verde felicitamos a nuestros queridos hermanos de la Escuadra Oro en la conmemoración del Cincuentenario de su Fundación. ¡¡¡Viva la Escuadra Oro!!! ¡¡¡Viva el Imperio Romano!!! Hno. Enrique Reina Carmona Romano de la Escuadra Verde 61


L Aniversario Escuadra Oro

De Cardenal y Oro Resulta curioso observar como en el discurrir por nuestra particular historia, se produce un paralelismo, a considerar, con el Antiguo Imperio Romano. Los tria nomina caracterizaban a un romano de aquella época – praenomen-gentilicio-cognomen – hacían que un romano fuese diferenciado de un ajeno, y el signo de pertenencia a un grupo u otro era una aspiración, en nuestra corporación nos marca de forma notable el pertenecer a una escuadra, y se traduce en un anhelo desde el día de nuestra incorporación, incluso desde antes de pertenecer a ella, por el hecho de continuar en un lazo familiar a modo de homenaje a quien nos precedió. La gestación del “Imperium”, per la también ese paralelismo con la creación de las cohortes pretorianas y urbaniciani en la época de Augusto y posteriores. Cuando Augusto crea su guardia imperial, su principal preocupación era garantizar su seguridad. Nuestro Imperio se crea y nuestra principal preocupación es honrar al Nazareno, y rogarle por saber ejecutar bien su mandamiento. Augusto, como era natural, reclutó para su cohorte pretoriana a los mejores soldados; en el “Imperio”, se reclutan hermanos para formar una escuadra, se hace, como es originario, partiendo de a nidades, de sensaciones comunes a la mayoría de ellos, y que les hagan perdurar en el tiempo. Este hecho es algo que nos asemeja en nuestras dos escuadras cardenal y oro, y otras que nos precedieron. En el año 50 se creaba la escuadra cardenal, de sus ocho originarios hermanos fundadores, que en su mayoría hoy forman parte de la escuadra celestial, junto a otros hermanos de distintas escuadras, cinco compartieron con sus hermanos de la Escuadra Oro, la formación de esta nueva escuadra en el año 67. Francisco Baena, Antonio Pineda, Justo Estrada, Manuel Baena y José Cejas, cardenalicios en ese tiempo, disfrutaron que una nueva cohorte pretoriana heredera de aquellos pajizos fundadores, se uniera al cuerpo del Imperio. Miguel López, Luis Reina, Miguel Salas, Francisco Yerón, Miguel Chacón, Manuel Gálvez, Francisco Jiménez, Lorenzo Carmona, Antonio Duclos, José Luis Chacón escribían una nueva página de la historia de esta corporación, que hoy celebra gustosa el recuerdo de aquel instante. Desde ese momento, y hasta hoy, se puede leer y escuchar en el orden de las escuadras, año tras año, la dupla cardenal-oro, oro-cardenal, matices que compartimos con nuestro patrón Jesús Nazareno. Adentrándonos de forma muy somera en la historia, continúa el paralelismo en lo referente a la organización del Imperio Romano. Augusto comenzó agrupando a sus mejores soldados en su cohorte pretoriana, el Nazareno reunía y aunaba a “pajizos y coloraos” compitiendo por interpretar la mejor “Diana”. A aquellas cohortes pretorianas, se unieron las cohortes “urbaniciani o urbanas”; pajizos y coloraos se han ido transformando con el tiempo, en escuadras grana, oro, azul, verde, cardenal, tabaco; pero el n, como en las cohortes del emperador, no se ha modi cado, ellas perseguían la seguridad, nosotros la seguridad de que las enseñanzas del Nazareno y la fe hacia el Eterno Padre perduren en los tiempos. Hoy, nuestra escuadra oro, celebra aniversario, que compartimos con orgullo. 50 años de unión dando 62


L Aniversario Escuadra Oro forma a este “Imperio”, que presenta una rica diversidad de hermanos a los que nos tienen que unir unos vínculos comunes; la gloria de Nuestro Eterno Padre Jesús Nazareno, el engrandecimiento de nuestra Semana Santa y el orgullo de sentirnos hijos de nuestra entrañable historia y de nuestro pueblo. Este aniversario se debe llenar de trabajo, de esfuerzo, de sillas vacías…, que siempre permanecerán repletas de emotivos e ilustrantes recuerdos; de los que fueron, son y serán alma de este Imperio, los que nos precedieron, los que alimentaron lo que ahora somos, los que forjaron escuadra tras escuadra una formación grande, los que a sabiendas que la tarea se complicaba, incrementaron el número de hermanos de cada escuadra hasta llegar a la formación actual. Aniversario, que debe reconocer 50 años de delidad a una escuadra, a una corporación, de todos los hermanos que han formado parte de ella, durante 5 décadas. ¡Enhorabuena hermanos! ¡Recordemos siempre los huecos vacíos! ¡Hagamos impresionante el recuerdo inundando de hermandad nuestra casa! ¡Celebremos juntos acontecimientos como este aniversario, permitiendo que las generaciones que nos sucedan encuentren el mejor “Imperio”, que podamos seguir haciendo crecer entre todos! Vayan desde estas humildes letras, el homenaje de estos herederos actuales de la escuadra cardenal, y, estamos seguros que también, desde todos aquellos que a lo largo de 67 años han pertenecido a ella. Son numerosos los lazos que nos unen, y que nos hacen partícipes de esta efeméride. Nuestra admiración hacia los Decanos Oro que continúan con nosotros, nuestra gratitud hacia todos los que en algún tiempo pertenecieron a ella y engrandecieron este Imperio, nuestra sincera y rme hermandad hacia los que en el día de hoy mantienen alto el orgullo de ser Romano y pertenecer a la escuadra ORO. ¡AVE AURUM! Hno. Antonio Pineda Bonilla O cial de la Escuadra Cardenal

63


L Aniversario Escuadra Oro

El Imperio Romano Acróstico “Dedicado a mi primo Pablo Jiménez Rosales”

En tiempos ya lejanos, existían en la Puente de Don Gonzalo Los “Pajizos y Colorados”, ambos grupos, pero... que, muy apañados Idearon una formula, para una gran Corporación entre los dos formar Mas como lo hicieran, a cuento no viene ya Para que indagar, si a la vista los resultados están Esta gran Corporación es el IMPERIO, EL IMPERIO ROMANO, casi “na” Realzar, honrar y glori car al Nazareno, eso y solo eso, tiene por nalidad Ideal que sabe solemnizar, con un toque hierático, dentro de su alegría sin par Obvio es que, en sus “hermanos”, la “mananta” arraigada en su corazón está. Rítmica armonía, mágico embrujo, manifestación de fe a sus des les dan Oda para la vista, rima para el espíritu, alegría para el corazón, todo esto notarás si a la primera salida vas

Música que al ánimo in

ama, notas que hacen llorar, es, la música del IMPERIO,

no tienes que preguntar

Azul y oro, tabaco, cardenal, verde y grana, son las escuadras que se ven des

lar,

con sus cabos y jefes, tenientes, capitán y un abanderado que no tiene igual.

Negros o blancos penachos, escudos, cascos, hachas y espadas, estandartes, “águilas”, lucen con solemne marcialidad, para mayor resplandor de la SEMANA MAYOR.

Ovantes cuando de “Jesús” bajáis, ya tocada la diana, dejando a Puente Genil, con el alma anonadada

Miguel Cortés Rosales

64


L Aniversario Escuadra Oro

La Escuadra Oro y el Grupo de Música

65


L Aniversario Escuadra Oro

ENHORABUENA HERMANOS Conmemorar un aniversario siempre es agradable, porque es recordar y volver a vivir un trozo de nuestra historia. Como miembro y decano de la Escuadra Tabaco, me enorgullece poder participar de este evento, pues al n y al cabo es relatar parte de mi vida en el Imperio Romano. Mi incorporación como músico en el Imperio Romano fue vistiendo los colores de la Escuadra Grana y, aunque posteriormente nació la Escuadra Tabaco, con la cual me siento plenamente identi cado, no dejo de reconocer que por la Grana he sentido predilección (por aquello del cariño materno). Cuando en el año 1.967, gracias a la gestión del HERMANO (y lo pongo en mayúsculas) José Rivas Carmona con el comandante Rejano, consiguió que me dieran permiso para poder des lar la Semana Santa, (ya que estaba en Córdoba haciendo el servicio militar en Lepanto) y pude comprobar personalmente, el impacto que causó la creación de la Escuadra Oro. Cual no sería mi sorpresa, al llegar al Cuartel el Jueves Santo para la primera salida del Imperio Romano y ver aquella nueva Escuadra Oro, que despertaba la admiración no solo de los hermanos romanos si no de todos los presentes. No se si era por la brillantez de sus rasos, la blancura de sus plumeros o lo reluciente de sus cascos, escudos y hachas, o la gallardía de los que vistieron por primera vez el traje Oro del Imperio. En verdad fue un momento muy bonito el que se vivió en la Corporación, pero, lo que más me cautivó, fue la generosidad que la Corporación tuvo con esa Escuadra, al permitir la incorporación a la misma, con tan magní cos hermanos que la formaron. Miguel Salas, Antonio Morales, Luis Reina, Manuel Gálvez Linares, Lorenzo Carmona, Paco Yerón, Miguel Chacón, Pepe Luís Chacón, Miguel López, Francisco Jiménez Carmona, Antonio Duclos y, posteriormente, un largo etcétera, que ha hecho posible que los que han cogido su relevo hagan de la Escuadra Oro una referencia a imitar por el resto de las Escuadras. Con la creación de la Escuadra Oro surgió para mi un pequeño dilema, pues como casi todos sabéis, yo ingresé en el Imperio tocando el Bombo, ya que así lo era en la extinguida Banda Municipal de Música de nuestro pueblo, y en un principio el Bombo era de color Azul y “de la noche a la mañana”, me lo encontré pintado de Amarillo, no hice comentario, pero al día siguiente volví a encontrármelo pintado de Azul, así ocurrió varias veces, entonces le comenté a Tomás Ureña la razón de por que me cambiaban tanto el Bombo de Color y Tomás me dijo que era una disputa de colores entre la Escuadra Azul, representada por Antonio Velasco Labrador, y la Escuadra Oro, representada por Manuel Gálvez Linares, cosa que ellos y sus respectivas Escuadras se regocijaban al verme salir tocando el Bombo con el color de la contraria, son cosas de la amistad y la compenetración que existía en todos ellos. 66


L Aniversario Escuadra Oro Dentro de la Escuadra Oro, siempre ha habido algunos mas a nes o compenetrados con la Escuadra Tabaco, generalmente eran todos, pero había tres que en particular se volcaban con el Grupo de Música: Miguel Salas, al que unía una gran amistad con Tomas Ureña y Francisco Estrada Avilés (El Chango), que siempre estaba pendiente de sus músicos junto a Pepe Rivas. Manuel Gálvez Linares con su gracia natural, que cuando llovía y nos concentrábamos en el Cuartel nunca nos faltó de nada, aunque sonriendo nos dijera: “¡Navajas, que vais a acabar con todo! A ver si sale el Sol y os vais a dar una vueltecita” (y a lo mejor era de noche). El tercer hermano con quien la Escuadra Tabaco tenía gran a nidad, y al que los más jóvenes admirábamos por sus aventuras, era José Luis Chacón, pero a él podíamos de nirlo como “un punto y aparte”. Otro hermano peculiar en la Escuadra Oro era Miguel Chacón Villafranca. Este hermanito, en la comida del Jueves Santo al medio día, siempre solía sentarse con los músicos y brindar frecuentemente con ellos, haciéndoles ingerir gran cantidad de alcohol con la intención de emborrachar al grupo de música, cosa que conseguía en algunos de sus miembros, con el consabido cachondeo que esto originaba entre los músicos, (no quiero comentar quien casi siempre caía): eran otros tiempos. Me congratulo que la Escuadra Oro haya cumplido cincuenta años y desde la Escuadra Tabaco os felicitamos y os necesitamos para orgullo de nuestro Imperio Romano. Felicidades Hno. Rafael Bedmar López Decano de la Escuadra Tabaco

67


L Aniversario Escuadra Oro MEDIO SIGLO: 1967 - 2017 A la Escuadra Oro del Imperio Romano de Puente Genil. Cuando me comentó el Hno. Jesus Gálvez Silva (Chifarri) que pertenece a esta escuadra, que escribiese un artículo con motivo de la celebración del 50 aniversario de la escuadra oro, me vi en la obligación de intentar plasmar algo que recordase y al mismo tiempo vanagloriara a esta escuadra, para mi muy apreciada y querida, con la que tuve una fuerte relación personal, manantera y musical En este curso manantero que recientemente hemos comenzado, de entre otras celebraciones y eventos que discurrirán a lo largo de este nuevo 2017, nos encontramos con que se cumple el 50 aniversario de la creación y fundación de la entusiasta y querida escuadra Oro del Imperio. Son 50 años de andadura, vivencias, emociones y de historia dejada tras de sí en estos años ya pasados, como le avala toda su trayectoria desde su creación, así como la selección de los hermanos que formaron las en la misma desde aquel jueves Santo de 1967 hasta nuestros días. Hermanos de una gran relevancia y buen hacer que pronto supieron darle el carácter entusiasta y manantero, a la escuadra, implicándola en diversos cambios artísticos y poniéndola al servicio siempre de la corporación, logrando así que la escuadra oro haya contribuido en cuanto a planteamientos y decisiones adoptados por la corporación. En 1977 cambian por tercera vez los estandartes que portaban hasta ese momento, por las águilas de madera que son los que actualmente portan en los des les. Hay que decir que la escuadra Oro, es una de las escuadras del imperio más aplaudidas y que su “color” es de los más vitoreados por el público que se congrega en los des les. Es merecido y honroso el acto de destacar a los hermanos que nutrieron esta escuadra desde su fundación hasta la llamada del Señor, o hasta nuestros días: Hermanos como Luis Reina Porras, Miguel Salas Ariza, Francisco Jimenez Carmona, Manuel Gálvez Linares, Antonio Duclos García, Miguel Chacón Villafranca, Pepe Luis Chacón Jurado, (hermanos fallecidos pero que están presentes en el cuartel del cielo), y los hermanos actuales Francisco Yerón Reina, Miguel López Fernandez y Lorenzo Carmona Arroyo. Son numerosos los hermanos del imperio que se han integrado en esta escuadra desde entonces, y subrayar, como dato curioso, que la escuadra Oro es la que más presidentes ha aportado a la corporación en estos últimos 50 años. Como músico, tuve el honor de poder componer una marcha de des le, ESCUADRA ORO, dedicada a esta emblemática escuadra en el año 1989, y que fue estrenada el Jueves Santo del mismo año en su primera salida o cial. Composición que surge después de una entrañable conversación con el hermano que lo fue de esta, José Robledo Morales (Pepito Robledo), desgraciadamente también fallecido, quien me solicitó la composi68


L Aniversario Escuadra Oro ción de la marcha, siendo esta acogida con un gran cariño y entusiasmo por parte de sus hermanos. Una composición musical sencilla, inspirada en los sentimientos que a oran durante la cuaresma, momentos como la salida del cuartel hacia Los Frailes para comenzar la subida al Calvario y así la visita al Terrible, la emoción al ver entrar a la “chusma“ en el cuartel, los abrazos y brindis, el primer pasodoble que se toca para dar la bienvenida a los hermanos e invitados los sábados de cuaresma al comienzo de la noche, o el encendido de las bengalas que ya anuncian el des le. ¡Y como no! el olor tan inconfundible que nos anuncia la llegada de la tan esperada primavera, o el olor a alcanfor que desprenden los armarios donde se guardan los trajes de romano que se van sacando para revisarlos y prepararlos para que estén a punto, etc. En un análisis breve de esta composición, decir que, en cuanto a la estructura y la forma, se de ne como autóctona, cumpliendo los requisitos habituales en nuestras composiciones. Comienza la obra con un encabezamiento en la dominante de su tonalidad, que es Re menor de dieciséis compases, resolviendo en el 1º grado de su tonalidad genérica, para iniciar su tema principal que es repetido en su mitad con un contrapunto en tenores y bombardinos, que desemboca en un bello y marcado tutti, que de nuevo mantiene el modo menor, para dar comienzo poco después mediante un nexo de tres compases a su trío. El trío pasa a su modalidad mayor (Re mayor), primera vez piano y dulce donde entran clarinetes, saxos y bombardinos, y al repetirse como segunda vez, ya fuerte con la entrada de las trompetas que refuerzan a la melodía y donde aparece de nuevo un contrapunto a esta melodía hasta su término. Quiero aprovechar la ocasión que me brindan estas palabras, para expresar mi mayor deseo de felicitación a todos los hermanos de la escuadra Oro, por este evento que vais a conmemorar, a los que ya no se encuentran con nosotros con un inmemorial recuerdo, y a los que continúan con nosotros con un fuerte abrazo y un fuerte ¡VIVA LA ESCUADRA ORO! ¡VIVA EL IMPERIO ROMANO! ¡VIVA EL TERRIBLE! Hno: Eugenio Palomero Melgar

69


L Aniversario Escuadra Oro

PASODOBLES DEDICADOS A LA ESCUADRA ORO 1967: Escuadra Oro

Autor: Ricardo Dorado Janeiro

1989: Escuadra Oro

Autor: Eugenio Palomero Melgar

70


L Aniversario Escuadra Oro

71


L Aniversario Escuadra Oro

72


L Aniversario Escuadra Oro

La Escuadra Oro en la actualidad

73


L Aniversario Escuadra Oro

Amor por una escuadra

I Hebras de hilo en plata ¡oh! Espejismo efímero tejen los sueños de un niño ¡oh! Eternidad decenal con estaño embelesado ¡oh! Infancia aún hospedada nostalgia de Jueves Santo.

VI Dos estandartes divagan con rozar el cielo azul llenos de verde ilusión el anhelo que desgrana su esencia color tabaco sobre blanco cardenal. VII Forasteros, niños y sayones pupila aturdida se deshace en furiosos clamores el sentido, abarrotado en vida.

II Re ejos de un sol bajo la luna marcialidad desbordante conciencia embriagada de un Capitán eclipsado por estandartes dorados.

VIII Sopla un viento plateado ¡viva mi escuadra Oro! Entre plumas y bordados al Señor viene anunciando que su amor ha conquistado.

III Con paso rme, con pasión y anhelo redoblando, las emociones orecen un viraje separa al alboroto impaciente el bombardino inaugural ¡los romanos!, ¡ahí vienen! El Imperio ha salido a des lar.

Hno. Antonio Cruces Domínguez O cial de la Escuadra Oro

IV Bancos de trencillas plateadas lanzas y barboquejos deslumbrantes toneletes orecidos, Águilas Doradas escolta de estandartes a un cabo que el des le comandaba. ¡Viva la escuadra Oro! V Una mirada pálida impaciente la celada confía traspasar desbordante, implacable, sin aliento invade la orilla del sol Entre orquídeas blancas dejan hueco el corazón 74


L Aniversario Escuadra Oro

ROMANOS QUE ACTUALMENTE COMPONEN LA ESCUADRA ORO. Ahora nos toca hablar de los hermanos que actualmente componemos la ya “cincuentona” Escuadra Oro. Los actuales componentes hemos ido llegando a la escuadra por distintos motivos, unos porque querían llevar el traje de su padre; otros por tener una a nidad especial con la escuadra, pues suele pasar que se coge especial cariño y afección a los colores de la primera escuadra que se viste, y el resto por suerte, por estar el primero en la lista de aspirantes a traje y quedar libre un puesto en la escuadra. En todo caso, sea cual sea nuestro origen, todos sentimos el mismo orgullo de pertenecer a la escuadra más “brillante” del Imperio Romano. Comencemos por los Romanos de Escuadra. JESÚS JIMÉNEZ ROSALES: DECANO de la Escuadra. Es el segundo de los cuatro hijos varones de Francisco, fundador de la Escuadra y cabeza de una gran saga de Romanos: cuatro hijos y tres nietos componen la saga más amplia de la Corporación. Se caracteriza por su formalidad y no sentido del humor. Su hijo Francisco continúa la tradición familiar. Jesús, antes de ingresar en los Romanos, era presidente del “Pez”. Un hermano escribió su carta de ingreso sin saberlo ni él ni su padre, porque entonces no era muy común que estuvieran padres e hijos en el mismo cuartel. Avisado después de leer la carta, corrió ilusionado hasta el cuartel para comprobar que su padre daba su consentimiento. HISTORIAL. Ingreso: 1974 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 1999. Cabo de Jueves Santo: 1990, 1999 Abastos, 3 años. Secretario, 2 años. Vicepresidente, 4 años Pasodoble: 1988 – Ximénez Estepona Rey Mago: 2000

JESÚS GÁLVEZ SILVA: Llave de Oro del Imperio Romano. Nuestro querido “Chifarri”, hijo de otro fundador, el inolvidable Manuel Gálvez, cuenta con un magní co “curriculum” Manantero, en el que destacan, además de los méritos y distinciones del Imperio, los cargos que ha ocupado en la Agrupación de Cofradías y Corporaciones Bíblicas, Cofrade Mayor de la Virgen de la Guia y el nombramiento de Manantero Ejemplar en el año 2012. Continuador del trabajo de su padre, le “echa” al cuartel y a la Corporación las horas que necesiten. Trabajador incansable, observador y no analista, tiene un conocimiento del Imperio Romano y de la Semana Santa excepcional. Generoso, apasionado y emotivo en sus exposiciones, es el rme puntal en el que se apoya la Escuadra Oro. Tiene en su hijo Jesús, hermano con grandes dotes artísticas como imaginero y escultor, un digno continuador de la saga de una gran familia Manantera. HISTORIAL. 75


L Aniversario Escuadra Oro Ingreso: 1974 Cargos directivos: Distinciones: Méritos:

Medalla de Plata: 1999 Cabo de Jueves Santo: 1988, 2014 Abastos, 7 años. Artístico, 12 años. Consejero:, 7 años. Vicepresidente, 8 años. Presidente, 2 años Pasodoble: 1981 – Banderas Moradas Rey Mago: 1984 Llave de Oro en el año 2000. Manantero Ejemplar en 2012. Formó parte de la comisión que redacto el nuevo reglamento de la Corporación. Por estar en posesión de este “Premio por Méritos”, es miembro vitalicio de la Junta Directiva.

MANUEL GONZÁLEZ ESTEPA: Ingresó siendo muy joven en el Imperio Romano, contando con el aval de sus tíos Julio Aranda y Lorenzo Estepa, y no ha defraudado a nadie. Ha ejercido los cargos directivos con gran dedicación y acierto. Su hijo Manolín es el continuador de una futura saga de calidad. En los des les es inconfundible su elegancia y marcialidad. Es un hermano cabal, rme en sus convicciones, alegre y jovial, siempre dispuesto a trabajar para la Corporación. De trato cortés y cariñoso, es muy querido por sus hermanos.

Ingreso: 1977 Cargos directivos: Distinciones:

HISTORIAL. Medalla de Plata: 2002 Tesorero, 2 años. Consejero, 2 años. Vicepresidente, 4 años, Presidente, 2 años Pasodoble: 1993 La Elegancia y 1994 La Chusma Formó parte de la comisión que redacto el nuevo reglamento de la Corporación. Actualmente ejerce el cargo de Vicepresidente

MANUEL ARROYO GARCÍA: Solicitó el ingreso in uenciado por su cuñado Berna Solano. Por su profesión, muy pronto fue chado para jefe de cocina, cargo en el que estuvo durante casi una década, dejando el listón altísimo. Aún seguimos disfrutando sus artes culinarias con las magdalenas del viernes santo y las gachas de la Junta de Navidad. Disfruta muchísimo en su limitado des le, como él dice, “por lo llano”, que continua, tras un breve traslado en coche hasta otro “llano”, cuando no cede el traje a su hijo. Hermano admirable por sus grandes conocimientos, se sabe todas las recetas de memoria y es bueno en cualquier arte u o cio que se proponga. Manolo es un hermano culto, comedido, educado, que derrama cordialidad, y es muy apreciado por todos. La saga familiar continúa con sus hijos Manolo y Álvaro. HISTORIAL. Ingreso: 1977 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 2002 Abastos, 9 años. Pasodoble: 1996 – Pajizos y Coloraos Rey Mago: 1990 76


L Aniversario Escuadra Oro LUIS FELIPE CEJAS CABELLO: Malagueño de adopción, ejemplo de hermanos que viven fuera del pueblo y que no dudan en asistir a todas las convocatorias del Imperio. Desde los 16 años se vestía con el traje bordado de su padre, el inolvidable Joseíto Cejas. Hermano apasionado y entusiasta, íntegro, cordial, afable y querido por todos. Siempre ha sido un referente para los hermanos más jóvenes. Hermano cantor y es uno de los pocos saeteros del Imperio Romano. Su hijo Luis Felipe, también romano, encarna la tercera generación. Es el único caso en el que padre, hijo y nieto han convivido juntos en la Corporación.

Ingreso: 1979 Cargos directivos: Distinciones:

HISTORIAL. Medalla de Plata: 2004 Portavoz, 1 año. Vicepresidente, 4 años, Presidente, 1 año Pasodoble: 2000 – Casta Romana

RAFAEL RIVAS MORIANA: Hijo del añorado Pepe Rivas, heredó de su padre el arte de la palabra, al que sustituyó como Portavoz del Imperio Romano. Cuando pide silencio para una intervención se le nota el estilo militar de su profesión, que le ha hecho vivir casi toda su vida fuera del pueblo. El título de su pasodoble, “Tres de Ocho”, simboliza las estrellas del empleo de Coronel de su carrera militar. Entusiasta, trabajador y entregado a la Corporación, ha formado parte, como ponente, de la comisión encargada de la reforma del Reglamento y de la redacción de otras normativas que lo desarrollan. Es un hermano considerado y alegre, que trasmite seriedad y orden. Fervoroso hermano de la Virgen de la Soledad, de cuya Cofradía también es Portavoz, con 28 años fue el hermano Mayor de menor edad de la historia de la Cofradía. HISTORIAL. Ingreso: 1981 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 2006 Portavoz, 13 años. Consejero, 1 año Pasodoble: 2009 – Tres de Ocho Formó parte de la comisión que redacto el nuevo reglamento de la Corporación. Actualmente ejerce el cargo de Portavoz

77


L Aniversario Escuadra Oro PABLO JIMÉNEZ ROSALES: Cuarto en la nómina de hermanos de la saga del fundador de escuadra Francisco Jiménez, y el segundo hijo más antiguo. Tiene en sus tres hermanos y tres sobrinos su “alter ego” en el Imperio, porque la unión de la familia es lo que más valora. Desde muy joven, hasta su ingreso en el Imperio, llevó una intensa actividad manantera Es un hermano prudente, simpático y jovial, entusiasta de la Escuadra Oro, a la que constantemente da a conocer a través de las redes sociales. Des la siempre en pareja con su hermano Jesús. También fervoroso hermano de María Santísima de la Soledad, fue Hermano Mayor en el año 2015, resultando un mandato inolvidable por su generosidad, su dedicación y sus innovaciones, facilitando e impulsando la participación de los hermanos en los actos organizados. HISTORIAL. Ingreso: 1984 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 2007 Artístico, 4 años Pasodoble: 1988 – Ximénez Estepona Rey Mago: 2011

LUIS ZÁRATE RUIZ: Ingresó en el Imperio sin ninguna vinculación familiar y pronto se ganó el cariño de todos con su forma de ser, cariñoso, amable, entregado a los demás y rme en sus convicciones. Por su profesión y aptitudes artísticas, colabora generosamente en todo lo que se le solicita. Fue muy reconocida su labor de encargado de cocina, a la que dedicó mucho tiempo y esfuerzo, dejando el listón muy alto. Alto y garboso como cabo gastador, es entusiasta del Imperio Romano, en el que disfruta con sus buenos amigos de cuartel. HISTORIAL. Ingreso: 1984 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 2009 Cabo de Jueves Santo: 2009 Vales, 5 años. Artístico, 2 años. Abastos, 5 años. Pasodoble: 2005 – Oro Puro

78


L Aniversario Escuadra Oro JOSÉ MARIANO FERNÁNDEZ REINA: Miembro de una gran saga del Imperio, su padre Rafael Fernández Velasco, inolvidable capitán del Imperio Romano. Es muy familiar y se siente muy orgulloso de la estirpe romana que representa junto a sus dos hermanos, Rafa y Paco, y sus cuatro sobrinos. Recordamos con mucho cariño, y especial emoción, cuando el año 2004 fue cabo del jueves Santo con la Escuadra Oro, vistiendo el traje bordado grana de su padre. Hermano constante que porta el estandarte desde su llegada a la escuadra, incluso antes de tener asignado el traje, y es de los hermanos que no se han perdido ni un solo des le. Junto con su compañero de Estandartes, Rafa Rivas Márquez, forma una magní ca primera pareja cuando la escuadra va en cabeza, dirigiendo el des le de la Corporación. Es un hermano simpático, alegre y afectuoso, con un gran sentido del humor, que cuenta con el cariño de todos sus hermanos. HISTORIAL. Ingreso: 1985 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 2010 Abastos, 7 años. Pasodoble: 1995 – Marcial

Cabo de Jueves Santo: 2004

DANIEL CARMONA CHACÓN: Hijo de otro fundador de la Escuadra, Lorenzo Carmona, y digno continuador suyo. La saga familiar se completa con su hermano Lorenzo, de la escuadra verde. Llevó durante algún tiempo el traje bordado de otro fundador, Pepe Luis Chacón, cariñosamente denominado “traje clavellina”. Cuenta con dos jovencísimos aspirantes a Romano para continuar la tradición familiar. Romano incansable, noble, intachable, amable y querido.

Ingreso: 1989 Distinciones:

HISTORIAL. Medalla de Plata: 2014 Pasodoble: 2002 – Des lando

79


L Aniversario Escuadra Oro RAFAEL RIVAS MÁRQUEZ: Es un hermano que ingresó en el Imperio con mucho entusiasmo, siguiendo la estela de su suegro Lorenzo Estepa, Romano querido y respetado. Casi desde el primer día se vistió con el traje oro del decano del Imperio y fundador Paco Yerón, hasta que le fue asignado reglamentariamente. Forma el magní co “tándem” lábaro con José Mariano Fernández y, al igual que él, porta el estandarte desde su llegada a la escuadra, incluso antes de tener asignado el traje, y tampoco se pierde un des le. Se ha granjeado la amistad y afecto de todos sus hermanos por su formalidad, discreción y amabilidad. Por sus conocimientos y dedicación, ha sido muy bien valorado durante su etapa como miembro de la Directiva. HISTORIAL. Ingreso: 1998 Cargos directivos:

Medalla de Plata: 2023 Tesorero, 4 años. Secretario, 2 años Actualmente ejerce el cargo de Tesorero

MANUEL PEREIRA CANO: El último en incorporase a la Escuadra Oro, es un hermano sevillano que nos conoció a través de su cuñado Manolo Márquez, o cial de la Escuadra Tabaco, que le trasmitió su envidiable entusiasmo por el Imperio Romano y nuestra Semana Santa. A pesar de no vivir en el pueblo, está siempre presente en cuantos actos se organizan. No se pierde ni una Junta, ni una comida, ni, por supuesto, un des le. Asiduo asistente a la tertulia romana “copitas pa empezar” y a los actos mananteros de cualquier corporación. Disfruta y lo demuestra en compañía de todos, es discreto, amable, educado y cariñoso y está muy contento y orgulloso de pertenecer a nuestra Escuadra. HISTORIAL. Ingreso: 1999

Medalla de Plata: 2024

80


L Aniversario Escuadra Oro

Ahora vamos a conocer a los O ciales de la Escuadra: ALBERTO ROBLEDO REINA: Jefe de Escuadra El “Comandante” Robledo, como los buenos o ciales, se ha ganado los galones de Jefe de Escuadra por la sencillez, humildad y afecto con que ejerce el cargo. Romano serio y formal no suele perderse un des le. Durante un tiempo ha estado un poco alejado del Imperio, por motivos de salud, pero gracias a su fortaleza, constancia y fe en el Nazareno, hemos vuelto a disfrutar de su cariño, y hermandad. Durante el tiempo que ejerció cargos directivos, se caracterizó por su buen trabajo y entrega a la Corporación. HISTORIAL. Ingreso: 1991 Cargos directivos: Distinciones:

Medalla de Plata: 2016 Abastos, 12 años. Vicepresidente, 2 años Pasodoble: 2000 – Águilas Doradas

Rey Mago: 1998

ANTONIO PACHÓN RUZ Hijo de un gran Romano, Antonio Pachón García, de la Escuadra Cardenal. De sus virtudes destacan la mesura, la educación, el saber estar y el cariño que tiene a todos los romanos. Representó al Imperio Romano en la Cabalgata de Reyes del año 2015 como Rey Gaspar, con gran ilusión y no poca dedicación, en una jornada inolvidable para él y para todos sus hermanos. Le gusta disfrutar del cuartel, pero sobre todo de los des les, que procura no perderse. La saga familiar en el Imperio se completa con su sobrino Antonio Miguel. HISTORIAL. Ingreso: 1987 Distinciones:

Medalla de Plata: 2012 Rey Mago: 2015

81


L Aniversario Escuadra Oro JOSÉ CARLOS RODRÍGUEZ AGUILAR: También hijo de un gran Romano, Manolo R. Baños, heredó el traje de otro fundador de la Escuadra, Antonio Morales “el Bueno”. Romano joven, cariñoso y “disfrutón”, querido por sus hermanos. Su trabajo le lleva a vivir fuera del pueblo, pero queda muy frecuentemente con otros “hermanitos” en igual situación, para tomar alguna copa y hablar del Imperio.

Ingreso: 2006

HISTORIAL. Medalla de Plata: 2031

ANTONIO CRUCES DOMÍNGUEZ: De nuevo un hijo de un buen romano de la Escuadra Oro, en este caso Antonio Cruces Gálvez, que ha cedido el traje bordado a su hijo. Hermano joven que su trabajo le obliga a vivir en el extranjero, allá donde su profesión le lleve, desde la India a Bahrein. Procura, a pesar de la distancia, no perderse la Semana Santa y poder des lar con su Escuadra. Es un romano, educado, cordial y afable que disfruta muchísimo de la amistad y hermandad de la Corporación, en compañía de los romanos más jóvenes. HISTORIAL. Ingreso: 2005

Medalla de Plata: 2030

Todos estos hermanos somos los que actualmente constituimos la Escuadra Oro, cincuenta años después. Nos sentimos unidos y muy orgullosos de pertenecer a ella y somos conscientes de la herencia recibida de los grandes Romanos que nos precedieron, y la responsabilidad que con ella contraemos. Escuadra Oro del Imperio Romano

82


L Aniversario Escuadra Oro

El Imperio Romano y el Antiguo “Pez” Corrían los primeros años de la década de los setenta del pasado siglo, cuando un grupo de jóvenes amigos, que des laban acompañando a Nuestro Padre Jesús de la Humildad y Paciencia, decidieron dar un paso hacia delante y adquirir las guras bíblicas del PEZ, que en aquella época se denominaban Los Milagros de Jesús, y de esta manera, este joven grupo se convirtió en corporación bíblica. A dicha corporación pertenecían un gran número de Hermanos que posteriormente han pasado a formar parte de nuestro Imperio Romano y, algunos de ellos, a nuestra querida escuadra Oro, entre los que se encuentran nuestro Decano Jesús Jiménez, que fue el primero en incorporarse, y el que escribe esta pequeña reseña, Alberto Robledo, actual capitán de la escuadra. También formaron parte de la mencionada corporación, nuestro querido y añorado Antonio Baena Janini, Saulo Moyano, Rafael Estrada, Miguel Salas Estrada, Luís Felipe Reina Carmona, Rafael Fernández Reina, Jesús Maria Moreno, Rafael Moreno y David Reina; por lo que se ve, fue una autentica cantera para nuestro Imperio. La relación de este grupo con los Romanos fue bastante fuerte, y en especial con algunos Hermanos de la escuadra Oro, como muestra lo ocurrido el Viernes Santo del año 1973 o 74, cuando se presentaron en nuestro cuartel de la cuesta Vitas, Manuel Gálvez “Chifarri”, Miguel Salas y Pepe Robledo, proponiéndonos el cambio de nuestras tres guras por sus trajes de romano para la subida a Jesús de esa tarde. Y así sucedió, y los tres romanos representaron a nuestra corporación ante El Terrible, con la alegría de todos los presentes, al mismo tiempo que tres miembros del Pez des laron en nuestra escuadra Oro, que como se puede imaginar estaban en las nubes o, como dicen hoy en día, “alucinando”. Otro hecho que demuestra la buena relación entre ambas corporaciones se produjo el Sábado Santo del año 1974, cuando Miguel Salas Ariza, en nombre del Imperio Romano, tuvo la gentileza de invitar a la corporación al completo al almuerzo de ese día, pasando ambas corporaciones un jornada inolvidable, hecho que aparece en el libro de los Romanos de José Segundo Jiménez Rodríguez, y que quedó re ejado en el Libro de Oro de nuestra corporación. Hno. Alberto Robledo Reina O cial Jefe de la Escuadra Oro

83


L Aniversario Escuadra Oro

Cincuenta Aniversario de la Fundación de la Escuadra de Oro Queridos hermanos del Imperio Romano y estimadísimos hermanos de la escuadra “ORO”: En 1974, hace ya 43 largos años, ingresé en esta Corporación…, y aún me parece que fue ayer cuando atravesé por primera vez la puerta de nuestro imperial cuartel. Recuerdo con enorme emoción aquel mágico momento que ha marcado mi vida. Aquel día, todos y cada uno de los hermanos presentes me dieron la bienvenida al Imperio con aquellos cariñosos aplausos y aquellos sinceros abrazos. Los recibí ilusionado y con una gran alegría, pero jamás pude imaginar lo que aquel acontecimiento supondría para mí, en el devenir de mi vida personal, familiar y manantera. Todo… se lo debo a mi padre, Manuel Gálvez Linares – Chifarri -, que puso todo su empeño e interés, en que yo, su hijo Jesús, el más joven de su casa, fuera Romano como él, y también quiero citar a dos hermanos muy entrañables para mí, con los que compartí las primeras vivencias como Romano, y con los que espero seguir disfrutando de su amistad y cariño durante muchas Semanas Santas. Me re ero a mis hermanos del alma, Manuel Estrada Amo y Agustín Moyano Carmona. El Viernes Santo de 1975 - 28 de Marzo - visto por primera vez el traje de romano, y lo hago con el traje de mi padre de la escuadra Oro, con el que des lé emocionado el resto de la Semana Santa. Al año siguiente, en la Semana Santa de 1976, se me asigna, desde la primera salida del Jueves Santo, y para el resto de la Mananta, un traje de la escuadra verde. Aquel año estaba haciendo el servicio militar en Córdoba. Me concedieron permiso para venir a Puente Genil a la Semana Santa, y recuerdo con nostalgia y emoción la llegada a mi casa en Miragenil: me encontré con un precioso traje verde, que mi madre, Asunción, había arreglado y planchado, y con aquellos “hierros” que mi padre se había encargado de abrillantar. Fue realmente maravillosa aquella mi primera salida vestido de romano el Jueves Santo. ¡Cuánto disfruté y que feliz fui! Pero… ¡ay!.., aquella felicidad fue efímera, pues al llegar a la ermita de Jesús Nazareno, me desplome y caí al suelo. Todos pensaron, lógicamente, que aquel mareo era debido a mi euforia, y que debido a ella, me había tomado alguna copa de vino de más… pero no fue así. Luis Reina Gómez, médico y hermano nuestro, que iba vestido con su traje cardenal, enseguida me atendió, dándose cuenta que aquello no era una “pea”, y que sufría algo de importancia: me diagnosticó neumonía. Él, su padre Luis Reina Porras, y el presidente del Imperio, Miguel López Fernández, rápidamente me llevaron a la consulta de Doctor don Pedro Gamonal. Me hicieron unas placas con los rayos X, y se con rmó “el desastre”: Padecía neumonía. Así que visto el panorama, me llevaron a mi casa, cargado de medicamentos y, lamentablemente, sintiéndome embargado por una pena in nita,… ¡se terminó la Semana Santa de 1976 para mí! Pero no todo iban a ser desdichas,… pues el Domingo de Resurrección por la tarde, se presentaron en mi 84


L Aniversario Escuadra Oro casa, mi padre, los hermanos del Imperio Pepe Luis Chacón, Manolo Estrada, Miguel López y algunos romanos más: el hermano Pepe Luis Chacón me regalaba su traje bordado de la escuadra grana. Para mí fue una enorme sorpresa que me llenó de una gran ilusión. Fue un gesto de generosidad enorme por parte de nuestro hermano Pepe Luis. Nunca lo olvidaré y siempre estaré agradecidísimo al aquel hermano noble, desprendido y singular que fue Pepe Luis Chacón Jurado. En la Semana Santa del año 1977 y hasta el año 1985 des lé con mi traje bordado de la escuadra grana, algunas veces acompañando a nuestra bandera y otras des lando con mi escuadra grana, por la que siempre tendré un especial afecto. Y, ya en la Semana Santa del año 1986, de nitivamente me incorporo a la escuadra oro, des lando, por segunda vez, aquel Jueves Santo, con el bendito traje de mi padre, y con el que él había disfrutado tanto durante los 23 Años que fue hermano del Imperio Romano. Desde entonces, queridos hermanos, llevo 31 años sin dejar de vestirlo orgullosamente en todas las salidas de nuestra Corporación. Durante estos más de 30 años he tenido la suerte de des lar y convivir fraternalmente con hermanos de la escuadra Oro a los que nunca olvidare, y que eternamente gozaran de mi cariño y admiración. A mi memoria acuden aquellos entrañables romanos que “duermen a los pies del Nazareno”: José Robledo Morales (mi añorado Pepito Robledo), Antonio Morales Estrada “el Bueno” - Capitán de la escuadra - Antonio Duclos García, Miguel Salas Ariza (estandarte ORO eterno), Manolín Carvajal Jurado, Francisco Jiménez Carmona y Francisco Zamorano. También tuve la suerte de convivir con otros muchísimos grandes romanos, de ellos aprendí a querer a nuestro Imperio, respetar a nuestros mayores, mantener nuestras tradiciones y costumbres, y ser consciente de la in nita responsabilidad que se adquiere cuando se es y se vive como romano. Hermanos, nosotros somos poseedores de un gran legado que ellos conservaron, lo 85


L Aniversario Escuadra Oro trasmitieron y de los que somos afortunados herederos. Ahora nosotros, los romanos que ya vamos siendo veteranos, tenemos el mandato, el deber, la obligación inexcusable y el compromiso con el Imperio Romano, de mantener esta Corporación el a lo que secularmente ha sido: un manantial de hermandad, en el que se respetan y valoran nuestras tradiciones, el recuerdo eterno a “nuestros muertos”, el reconocimiento a nuestros decanos, la admiración a la romanil veteranía, el amor a la Semana Santa, a Puente Genil y a Nuestro Padre Jesús Nazareno. Pero todo ello de nada valdría, si no supiéramos trasmitir todas estas cualidades que han adornado al Imperio Romano a esa constelación de jóvenes y noveles hermanos con los que la Corporación cuenta entre sus las. A vosotros, queridos hermanitos, os corresponde asumir elmente las enseñanzas romanas de vuestros mayores. Esforzaos en aprender de ellos, imitad sus cualidades, y si así lo hacéis, este Imperio nuestro pervivirá eternamente. ¡Estad seguros! En estos cuarenta y tres años que llevo en la Corporación, he pasado momentos inolvidables, momentos felices, y me han brotado muchas lágrimas de alegría, pero también he llorado amargamente y se me ha roto el alma cuando he perdido a un hermano de corporación, y ese llanto y esa pena inconsolable e in nita se hace insoportable cuando se pierde a un padre. Trece años estuve junto a él, trece Semanas Santas junto a mi padre, Manuel Gálvez Linares, en el Imperio Romano. Él no pudo llegar a la medalla de los XXV años, pero nuestro Imperio supo valorar su entrega y cariño a la Corporación durante los 23 años que estuvo con nosotros, y por ese amor y por el incansable trabajo que generosamente entrego a su Imperio, en el año 1979 le fue concedida la Llave de Oro de la Corporación. Para mi padre fue maravilloso y un regalo de Dios, ya que intuía que no viviría para alcanzar la medalla de plata de su Imperio Romano, como así fue. Aún recuerdo la gran ilusión que le producía el poder disfrutar y lucir, durante seis años, su Llave de Oro de la Corporación. Padre, este año desde el cielo nos estarás viendo y sé que, acompañado de todos los hermanos del Imperio que están contigo, disfrutarás con emoción de la próxima Semana Santa, que será tan especial y tan importante para “tu” Escuadra Oro, de la que fuiste fundador hace 50 años. 86


L Aniversario Escuadra Oro Para nuestra escuadra es un año histórico y muy signi cado, y tú, padre, ¡estarás conmigo!, ¡siempre a mi lado!, pero añoraré, como nunca, tu presencia durante la cuaresma y la Semana Santa, y te echaré de menos como lo hago todos los años desde que te fuiste con tu Virgen de la Guía, de esta forma, te mantengo vivo en mi memoria y así, padre, juro que lo haré hasta el último suspiro de mi vida. En mi traje oro, en mis medallas, siempre estarás tú, des lando con nuestro Imperio Romano, porque de ti aprendí a querer sin límites a nuestro Imperio y a trabajar diariamente por nuestra corporación, como tú lo hacías, con tu entrega y dedicación, sin pretender nada a cambio. Y para terminar, permitidme que, desde estas letras emocionadas y sinceras, recuerde con gratitud y afecto a aquellos once hermanos, que hace medio siglo, fundaron, para mayor gloria del Imperio Romano, nuestra querida Escuadra Oro: A Luis Reina Porras, Francisco Jiménez Carmona, Miguel Salas Ariza, Antonio Duclos García, Miguel Chacón Villafranca, José Luis Chacón Jurado, Antonio Morales Estrada y Manuel Gálvez Linares, que ya duermen al píe del Nazareno, y que son ejemplo imperecedero para la escuadra Oro en particular y para el Imperio en general. Para ellos nuestro cariño y un sincero abrazo fraterno. Y para esos tres maravillosos hermanos que también fueron fundadores de nuestra escuadra, y que, 50 años después, continúan siendo ejemplo vivo de hermandad y de amor a su Corporación: Francisco Yerón Reina - Decano del Imperio Romano - Lorenzo Carmona Arroyo y Miguel López Fernández, nuestra más efusiva y respetuosa felicitación. La escuadra Oro os entrega su corazón ¡Sois Maestros de Romanos!, y pido al Nazareno, que nos permita continuar disfrutando de vuestra presencia durante muchísimos años. ¡Gracias Paco, Lorenzo y Miguel! Y ahora, queridos amigos, queridos hermanos, decid conmigo: ¡VIVA LA ESCUADRA ORO! ¡VIVA EL IMPERIO ROMANO! ¡VIVA NUESTRO PADRE JESÚS NAZARENO! Hno: Jesús Gálvez Silva Romano de la Escuadra Oro y Llave de Oro del Imperio Romano

87


L Aniversario Escuadra Oro

Oro en el Imperio Romano Como en el comienzo de una novela,... En un bonito y próspero pueblo de la campiña Cordobesa llamado Puente Genil vive una gente que bien merece la pena conocer. Son personas muy laboriosas y emprendedoras, viven de la tierra y de los frutos que les da la bella ribera del río Genil. Huertas llenas de membrillos, arboleda geométrica de fruto DORADO que este pueblo se esmeró en elaborar un dulce que le ha hecho famoso por ser un alimento básico reconocido en todo el mundo. Del olivo, plantación principal de la agricultura local, producen ORO líquido como buen cali cativo al uso del mejor aceite que se puede hacer. Varias cooperativas, además de algunas Almazaras privadas, recogen y producen los mejores aceites del mundo. En agosto se hace la vendimia de las cepas de la variedad Pedro Ximénez, del cual producen un vino joven de la denominación Montilla-Moriles. Varias bodegas locales hacen un vino blanco, de una transparencia ÁUREA de buqué exquisito. El color amarillo, reluciente, brillante, alegre y el blanco signo de pureza, sus colores oro y blanco, los mismos que porta la bandera Vaticana, son signo de limpieza, de paz, de entrega y generosidad. Estos son los colores que de nen a un pueblo, bonito, alegre, generoso, emprendedor y bullicioso. ORO y BLANCO son los colores de la escuadra más joven del Imperio Romano: La ESCUADRA ORO. Este año celebramos los Cincuenta años desde su creación. En la década de los años sesenta se formaron en el pueblo nuevas Corporaciones y Cofradías, se ampliaron y reformaron muchos cuarteles y el Imperio Romano incrementó el número de hermanos. Esto creó el problema de que todos los jóvenes que habían entrado 88


L Aniversario Escuadra Oro no podían vestirse de romano, porque los trajes son de la Corporación pero están asignados para siempre a los hermanos, que se encargan de mantenerlos adecuadamente. Esta inquietud forzó la creación de una nueva escuadra. La denominaron ORO, del color amarillo, similar al “pajizo” de una de las partes fundadoras de la Corporación. Romanos entusiastas formaron esta escuadra y le dieron personalidad propia, dentro del espectro de escuadras tan maravilloso de nuestra querida Corporación. Romanos que se nos fue fueron, otros nuevos que recogemos los valores que nos transmitieron, que nos enseñaron con su ejemplo a ser mejores personas. Queremos y admiramos a los fundadores que todavía tenemos la suerte de tener a nuestro lado, a todos los que han sido romanos de la escuadra oro, a todos los que nos enseñaron a ser Romanos. Los hermanitos de la ESCUADRA ORO nos sentimos muy orgullosos de pertenecer a la escuadra más vistosa del arco iris Imperial. Con la ayuda siempre solicitada a nuestros Santos Titulares, no solo presiden nuestra casa sino también nuestros corazones, en la fe y en la esperanza. Este año de celebración del 50 aniversario de la creación de la ESCUADRA ORO vivamos esta efeméride como merece la memoria de los romanos fundadores, de todos los que han pasado por la escuadra y por todo el Imperio Romano. Sirva para aunar esfuerzos, reconocer méritos y añorar a los que nos faltan que están disfrutando desde el cielo y comprobar que se mantiene vivo el recuerdo y la gran huella que han dejado en nuestros corazones. Hno. Luis Felipe Cejas Cabello Romano de la Escuadra Oro

89


L Aniversario Escuadra Oro

SEIS ESCUADRAS Soneto Seis escuadras tienen en el Imperio Seis escuadras, únicas y marciales Seis baluartes de recios puntales Que han hecho al Imperio legendario.

Ir en sus las, un sueño imaginario Sólo al alcance de algunos mortales Que lucen sus trajes tan originales Cada Jueves Santo ante el vecindario.

La Escuadra Oro, entre otras admirada Por su des lar marcial y elegante Por su cabo, sus soldados y estandarte,

Que destaca en su marcha pausada. Cincuenta años, ya llevas por delante Sean estos versos, para felicitarte. Hno. Rafael Bedmar López Decano de la Escuadra Tabaco

90


L Aniversario Escuadra Oro

ORO PURO: EL ESPÍRITU DE LA «ORO» El Cabo se baja la celada, gira la curva, respira hondo y encara la calle Ancha cogiendo el paso que le marca el redoble de las cajas. Es la salida del Jueves Santo de 2009. Le parece increíble que pueda estar allí. En el sorteo de puestos de escuadra de la Junta de “Quincuagésima” de ese año, la diosa fortuna no le había sonreído y el “Cabo” le había caído en suerte a otro hermano, a la sazón su amigo y pareja de des le. Pero lo que no podía imaginar la caprichosa diosa, era que su comportamiento esquivo iba a ser corregido, ese mismo día, por la generosidad y noble corazón del afortunado en el sorteo. Ese año, la Corporación me había dedicado generosamente, a propuesta del Hermano Presidente Enrique Reina, un pasodoble y mi Hermano Luis Zárate, en cuanto acabó el sorteo de puestos de escuadra, fue taxativo: “el Jueves Santo des larás tu pasodoble, de Cabo, por la puerta de tu casa”. Cuando ya se divisa el gentío agolpado en los Frailes, el Grupo de Música desgrana las notas de «Tres de ocho», nombre que el compositor, el Hermano Leo Bedmar, con imaginación y gracia puso a mi pasodoble, como simbología del empleo militar que en un futuro, no muy lejano, espero alcanzar. Miro para atrás y veo a la primera pareja, los estandartes de la Oro, José Mariano y mi tocayo Rafa Rivas, con ellos todo está controlado; el nerviosismo inicial se torna emoción y con paso rme avanzo hacia el numeroso público que nos espera. Se oyen los primeros aplausos, una voz amiga grita: ¡¡Viva la Escuadra Oro!!, más allá se escuchan vivas al Imperio Romano y los pies dejan de tocar la tierra cuando, casi sin darte cuenta, te encuentras rodeado del cariño y admiración de nuestros paisanos. Ya no quepo en el traje, cuando a lo lejos veo a mi familia: Mila, mi esposa, que con gran generosidad y paciencia me ayuda en cuantas actividades del Imperio acometo, mis hijos, mis hermanos y, arriba, en el balcón celestial con vistas a la Semana Santa de Puente Genil, mis padres Pepe Rivas y Maruja, con sus queridos amigos Francisco Ximénez y Asunción, que aplaudían a cuatro manos. Pero llega el momento del relevo. Mi Hermano Luis ocupa el puesto de Cabo de Jueves Santo, que nunca fue tan merecido, y yo, sin bajarme de la nube sobre la que iba des lando, ocupo mi puesto en la formación. Todo ha pasado en un instante, pero un instante que vale por una eternidad. Ahora puedo imaginarme la emoción de nuestro primer Cabo de Jueves Santo, Ma91


L Aniversario Escuadra Oro nuel Gálvez «Chifarri», cuando hace 50 años, por generosa cesión de los Hermanos de la Escuadra Azul, la recién creada Escuadra Oro capitaneó el des le del Imperio Romano. Pero volviendo a la tierra, lo más importante de todo lo contado fue, sin duda, el gesto noble, de hermandad y amistad de mi Hermano Luis que, una vez más, hizo gala del título de su pasodoble «Oro puro» y que encarnó como nadie el “Espíritu de la Oro”: LA GENEROSIDAD. La Generosidad de nuestros fundadores que, como nos cuenta nuestro Capitán Manolo Reina en el prólogo de esta revista, fue la fuerza que impulsó la creación de la escuadra. La Generosidad que vemos en el día a día de nuestros des les, en los que habitualmente se ceden los puestos, los trajes y hasta el cabo. La Generosidad en el trato deferente a nuestros decanos. La Generosidad para festejar los éxitos de nuestros hermanos o ser su apoyo en los momentos tristes. Generosidad también de nuestros hermanos Estandartes, que cuando la escuadra va en cabeza se encargan del “trabajo duro” para que todo esté en su sitio y el Cabo pueda disfrutar del des le. Generosidad de los hermanos más veteranos de la escuadra, que con su sencillez y buen hacer son ejemplo de comportamiento para los más jóvenes. Generosidad, en n, de nuestro Jefe de Escuadra, el “Comandante” Robledo, que nos dirige con serena y noble rmeza. Si en nuestra Corporación casi sesquicentenaria las escuadras han ido conformando una cierta personalidad propia, dentro de la unidad de criterio que imponen nuestros des les, la Escuadra Oro, desde su fundación moderna (no olvidemos que somos herederos de los “Pajizos”) ha desarrollado un espíritu de hermandad que permite a los jóvenes que se incorporan eventualmente, sentirse como uno más de la escuadra, que nos lleva a disfrutar de nuestros des les con serenidad y armonía y que ha creado un especial vínculo de unión con el resto de escuadras. Si algún deseo puedo manifestar en este aniversario, es que permanezca vivo el ESPÍRITU DE LA «ORO» que movió a nuestros fundadores, y que seamos capaces de trasmitirlo a las jóvenes generaciones, para engrandecer, más aún si cabe, el Imperio Romano y para la “mayor honra y gloria de Nuestro Padre Jesús Nazareno”. ¡¡¡VIVA EL IMPERIO ROMANO!!! ¡¡¡VIVA LA ESCUADRA ORO!!! Hno. Rafael Rivas Moriana Romano de la Escuadra Oro y Portavoz del Imperio Romano

92


L Aniversario Escuadra Oro

MIS VIVENCIAS EN EL IMPERIO ROMANO Todo comenzó en Diciembre de 1987, cuando por primera vez entré a formar parte del Imperio Romano. En la Semana Santa del 1988 vestí de Cardenal con el traje cedido por mi padre, por lo que aquel año fue el primero que des le por las calles de nuestro pueblo. Con éste traje anduve hasta el año 1990, que pase a formar parte de la Escuadra Oro con un traje, también prestado, de nuestro hermano Antonio Bogas (q.e.p.d.), al cual le estaré agradecido eternamente. Con éste traje estuve hasta el año 1994. Ese año estrené un traje bordado en propiedad de la misma Escuadra Oro. Este traje fue confeccionado por Antonio Aguilar Cosano (persona muy conocida en el ámbito del bordado dentro de nuestra Semana Santa). Con el pasar de los años, me he ido formando como Romano, adquiriendo hábitos y enseñanzas de nuestros mayores (especialmente mi padre, futura medalla de 50 años en el 2018). Además de mi padre, también he estado in uenciado, y han sido espejo donde mirarme para intentar ser un buen Romano, los hermanos de mi Escuadra, como son Jesús Gálvez Silva “Chifarri” y el Decano de la escuadra, Jesús Jiménez. En el año 2012 cumplí uno de los sueños de todo Romano, ser MEDALLA DE PLATA por veinticinco años de permanencia. En éste aniversario también me acompañaron como medallas de plata el hermano Rafael Fernández, así como dos hermanos a los que impusieron la MEDALLA DE 50 AÑOS (Lorenzo Carmona y Antonio Borrero). Este mismo año, si hubiera estado entre nosotros, también le hubiera correspondido la MEDALLA DE 50 AÑOS a nuestro querido hermano, y uno de los fundadores de Nuestra Escuadra Oro, D. Francisco Jimenez Carmona (q.e.p.d.). Otras de las vivencias inolvidables como Romano fue en el año 2015, en el que me eligieron como REY GASPAR. Esta experiencia es única, siempre apoyado por los hermanos de Cuartel, con los que por unas horas sientes como eres el protagonista y el encargado de llevar la ilusión de éste gran día a todo un pueblo. Hno: Antonio Pachón Ruz O cial de la Escuadra Oro 93


L Aniversario Escuadra Oro

Vivencias de un Lábaro Oro Desde mi ingreso en la corporación el año 1986, siguiendo los paso de mi bisabuelo Leonardo Velasco Estepa, de mi abuelo Jose Fernandez Morales y de mi padre Rafael Fernández Velasco, y tras un breve paso por la escuadra Verde, traje cedido por el hermano Eduardo Díaz Galán, el año 1987, año de la tercera renovación de la escuadra, bajo la presidencia del hermano Ángel Reina Melero, tuve el honor de ingresar como aspirante en la sin par ESCUADRA ORO, gracias a la generosidad del hermano Miguel Lopez Fernandez, fundador de la escuadra y que, después de más de 20 años des lando, decidió dar paso a la juventud, poniendo el traje a mi disposición durante algunos años, hasta que por orden de ingreso llegue a ser el primero en la lista de aspirantes. En ese momento, de nuevo Miguel Lopez, mi gran valedor “mi tito Miguel”, renunció al suyo y me lo adjudicaron de nitivamente en 1997. Después de 10 años como aspirante en la escuadra, pase de nitivamente a traje en propiedad con todo el cariño. El Lábaro Oro de la quinta izquierda que, tras años portándolo, me cedió en 1998 otro de los hermanos más emblemático de la escuadra, Jesús Gálvez. Había sido portado desde 1970 y hasta 1986 por Miguel Salas Ariza, gran romano responsable de la mayor unión entre el grupo de música y el imperio. Desde el momento que me hice cargo de él, he podido disfrutar anunciando la llegada del Imperio Romano cuando la escuadra va en cabeza o cerrando la formación cuando des lamos de última escuadra. Tan solo un año cedí mí lábaro en la salida del Jueves Santo, por un motivo que no se me olvidara. Recuerdo una vivencia inolvidable para mí, que se produjo el año 2004 con motivo del fallecimiento en 2003 de mi padre, el Capitán Rafael Fernandez Velasco. Coincidió que ese año la escuadra Oro abría el des le del Jueves Santo, y como homenaje al capitán fallecido, yo que vestía su traje Grana Bordado, me cedió el cabo gastador en la primera salida del Jueves Santo. Aquel año fue especial para todos, ya que a los sones del pasodoble “La Sal” dedicado al anterior capitán, la corporación acordó también que el nuevo capitán Manuel Reina des lara, excepcionalmente, con plumero negro, como recuerdo y homenaje póstumo a mi padre Rafael Fernandez Velasco. Un gesto que siempre estará en mi corazón y no se me olvidara mientras viva. También recuerdo a grandes hermanos portadores del lábaro oro, desde aquellas míticas “paelleras”, los de madera maciza hechos por Vicente “Uñita”, los de raso blanco, hasta los más recientes de Jesús Gálvez, Miguel Salas Ariza, Francisco Jiménez Carmona, Pepe Robledo Morales, Miguel López Fernández, Jesús Gálvez Silva, Manuel Arroyo García, Luis Zárate Ruiz y Rafael Rivas Márquez, todos privilegiados como yo de portar con orgullo el LÁBARO ORO. Hno. Jose Mariano Fernández Reina Estandarte izquierdo de la Escuadra Oro 94


L Aniversario Escuadra Oro

Escuadra Oro Acróstico “Con cariño para mi primo Jesús Jiménez Rosales”

Es el Imperio,

Abolengo de lejos venido

Imperio Romano, orgullo de Puente GeniI.

Que esta bizarra ESCUADRA A sus hijos quiere llegar.

Siendo admirado,

Ofrecen gloria al Nazareno,

aplaudido y jaleado, por forasteros y pontanos.

Con manaterismo ejemplar. Y uvitas a sus hermanos Con amor y amistad.

Con su música, musica singular, van a su paso sembrando, recuerdos, alegrías... y, montón de cosas más.

Una, solo una ESCUADRA, sin obviar a las demás, brilla de manera peculiar.

Aceptado por todos está,

Recóndito en su corazón sus hermanitos llevan: Exaltar a su Imperio y a su TERRIBLE, alabar.

ORO, ORO es el color de esta ESCUADRA sin rival, inserta en ese Imperio Romano que esplendor, a la Mananta da.

Que esta ESCUADRA Ejemplo sabe dar. Miguel Cortés Rosales

Dádiva para la vista Cuando des lando van, De día o de noche Para ELLA, ¡qué más da!

Relucientes cascos, escudos; Blancos o negros penachos Que ELLA sabe resaltar. 95


L Aniversario Escuadra Oro

Fotos para el Recuerdo

96


L Aniversario Escuadra Oro

Fotos para el Recuerdo

97


L Aniversario Escuadra Oro

98


Cincuenta años - Escuadra Oro  
Cincuenta años - Escuadra Oro  
Advertisement