REVISTA ANDALUCÍA MANAGEMENT 2018

Page 10

Opinión

Portugal se consolida como un socio estratégico para el crecimiento de Andalucía Bruno Bobone Presidente Cámara de Comercio e Industria Portuguesa Empresario portugués. Posee una amplia trayectoria tanto en el sector privado como al frente de asociaciones de la sociedad civil de tipo empresarial. Ha sido un gran impulsor de la internacionalización de la economía nacional

Portugal vive hoy un ambiente de optimismo. Tras haber sufrido una de las crisis económicas más profundas de su historia, actualmente la mayoría de los indicadores económicos dan fe de una recuperación y mejoría claras. En 2017, el PIB evidenció un incremento del 2,7%, el mayor del siglo y superior inclusive a la media de crecimiento europeo del 2,4%. Este crecimiento de Portugal se ha sustentado especialmente sobre el consumo privado (incremento del 2,1% en 2017) y el comercio exterior (aumento de 7,8% de las exportaciones y 7,9% de las importaciones en 2017). En esta apertura al mundo, juega un papel central el carácter de los portugueses, un pueblo abierto, que valora especialmente las relaciones humanas y los vínculos interpersonales, y que cuenta con una capacidad poco habitual para entender la situación del otro. No en vano en el ranking de países que más facilidad ofrecen para realizar negocios, elaborado por el World Bank Group en 2017, Portugal ocupa la primera posición en lo que respecta al comercio entre fronteras.

8

De esta manera, Portugal ha logrado estrechar profundas relaciones comerciales con numerosos países del mundo, entre los cuales España se ha consolidado como nuestro principal socio comercial. Existen 2.200 empresas españolas y 400 portuguesas con presencia en ambos países. El comercio bilateral ha aumentado de forma constante en las últimas décadas, hasta alcanzar un máximo de 28.797 millones de euros en 2016. El 27% de las exportaciones portuguesas tienen como destino el mercado español mientras que el 33% de nuestras importaciones provienen del país vecino.

En esta estrecha relación, Andalucía ocupa un lugar privilegiado. Andalucía vende a Portugal el doble de lo que compra, y en lo que va del año acumula un saldo comercial favorable de 689 millones. Y este crecimiento también se ha evidenciado en el lado de las importaciones: 552 millones en 2017, lo que supone un aumento del 5,6% respecto al año anterior. Esto certifica la recuperación de la demanda de Portugal tras la crisis, el gran interés que despertamos en las empresas andaluzas y en la oportunidad económica que significa nuestro país para el mercado andaluz. Andalucía vende más a Portugal que a toda Norteamérica o toda Latinoamérica y esta relación no puede más que profundizarse. En un momento en que las dos economías están creciendo, las relaciones de frontera pueden suponer un desarrollo muy notable. En el caso de Portugal, las sinergias pueden realizarse con las regiones interiores, que ofrecen grandes atractivos para Andalucía en cuanto a producción e innovación, y en la costa desarrollando una estrategia marítima conjunta. La zona portuaria lusa de Sines, junto a las españolas de Algeciras, Huelva y Sevilla, pueden convertirse en uno de los grandes focos de atracción y localización industrial de la economía mundial.

Como destacó nuestro presidente Marcelo Rebelo de Sousa en su última visita a España, desde los años 80 nuestros países comenzaron a crear lazos muy fuertes. Hemos conseguido mantenerlas a lo largo de estas décadas y los próximos cinco años serán decisivos para consolidar y renovar esta alianza. Los empresarios andaluces, junto con el tejido empresarial portugués, pueden y deben jugar un rol fundamental. Nuestras puertas están abiertas.


Millions discover their favorite reads on issuu every month.

Give your content the digital home it deserves. Get it to any device in seconds.