Page 1


Departamento de Desarrollo Artístico Bloque 12 Teléfono: 2619500 extensiones 9320 – 9630 dllo.artistico@eafit.edu.co www.eafit.edu.co/artistico


Paso a paso 12.988 kilómetros recorridos para seguir las huellas de los pasos de Mandela, el hombre que ha dado todo para alcanzar un Sud África libre. Bueno, la palabra libre ha sido y es cuestionada por lo que puede haber escondido tras esa libertad, aunque desde el terrible Apartheid a hoy, hay un largo recorrido que esperamos un día terminará…

3


Las mujeres en África del Sur

Cuando se espera encontrar una mujer del continente africano con plumas y semidesnuda, se da uno contra la pared al ver ejemplos de belleza y rareza como se puede apreciar en las fotos. Namibia es la tierra de los contrastes. Tres bellas sonríen a la cámara del turista atónito. La mujer Herero (o llamada también la mujer vaca, por su tocado en forma de cacho) camina despampanante por las calles de Windhoek, capital de Namibia mientras las otras, semidesnudas venden sus artesanías en la plaza central de la capital. Un día, hace muchos años, pertenecían a la misma cultura y se separaron, hoy se encuentran por instantes en la capital y pasan una frente a las otras con indiferencia. Gran contraste en la ciudad del Cabo con esta bella que posó muy ufana de su belleza y elegancia en el centro de la capital Financiera.

4


5


Ante todo prevenir África es uno de los continentes azotados por el VIH. Sin confirmar, por la voz del pueblo, se habla de un 80 % de la población infectada en Johannesburgo. Así mismo y conscientes de este mal, las campañas de prevención, como la de la foto ingresando al territorio de Namibia, son frecuentes. En casi todos los baños de los sitios públicos hay cajas de preservativos gratuitos.

6

Diamantes a granel El diamante ha sido la piedra preciosa de la discordia. Mientras unos pocos poseen millonarias minas, los muchos las sudan para explotarlas, y unos muy pocos las pulen para el deleite de los compradores en las “grandes fábricas” de las suntuosas edificaciones. El tallador gana un mínimo por pulir la riqueza de los pocos.


Maravilla del mundo

Zambia ha sido y es actualmente un polo de desarrollo turístico sin precedentes. Desde el descubrimiento de las cataratas Victoria (nombre dado en honor la reina Victoria) por el explorador David Livingstone (1813-1873) misionero de Escocia, quien las descubrió, recorrió y disfrutó como lo hacemos millones hoy. Dos vistas: desde el aire se aprecia la gran depresión que las forman, y se pude pasar la gran grieta que forma el río Zambeze, de lado a lado por un estrecho puente como se aprecia en la foto.

7


Animales salvajes por doquier

No solo elefantes recorren tranquilos los grandes desiertos de África del Sur. En las noches las vías que recorren las praderas son cerradas para dar paso a los animales que recorren su hábitat sin barreras. Gran respeto por su fauna ya que de flora pocón pocón.

8


Delta del Okawango en Botswana Una de las grandes maravillas de Botswana, es el delta del río Okawango. Es un extenso y caudaloso río que en su delta (generalmente el delta es la llegada al mar de un río o la entrada de un río en su fase final a otro río), en este caso, el desierto de Kalahari, se traga el abundante caudal y por los esteros que forma se puede navegar y observar los cocodrilos, hipopótamos, jirafas y elefantes.

9


Niños del mundo

En África, los niños también representan alegría y su inocencia y deseo de figurar nos llevan a registrarlos a cada instante. Kasane está lleno de sorpresas y de alegría. Los ritos del los años 50 o 60 se ven hoy en disfraces para dar la bienvenida al turista. El turismo es una gran fuente de ingresos, sin embargo nos preguntamos: ¿quién lo practica y a las arcas de quién va el dinero? la respuesta está tan oscura como la piel curtida de estos bailarines-guerreros de momento.

10


Desierto de Namib El desierto de Namibia representa uno de los puntos más preponderantes de un viaje a África. Miles de kilómetros de arena roja la cual puede pisarse en las primeras horas de la mañana, siendo tan fresca como una sabana de rocío en un campo de golf en América. Árboles milenarios han sido robados pieza a pieza por turistas del mundo entero que sin temor ni escrúpulo profanan esta tierra africana, como lo vienen haciendo desde siempre sin que nadie lo impida. Los controles son mínimos; dejan a voluntad del visitante el cuidado de los tesoros naturales. Las dunas cambian al vaivén del viento y el juego de sombras deslumbran desde el amanecer. Para dar reposo a los miles de visitantes, existen hoteles como el de la foto. Se llega en avión privado y siempre tienes el lugar más exquisito con abundancia de agua helada que te refresca en las tardes del desierto. Solo perforas en la arena y aquella que se tragó el Desierto de Kalahari te la brinda.

11


Cabo de la Buena Esperanza

No debes dejar Sud África sin antes visitar el cabo de la Buena Esperanza. En el más profundo de los azules puedes contemplar el rompeolas de ese sitio tan lejano como lo más cercano a sentir la paz. Estás a 18° 28´ 26”este y 24° 21´25” sur.

12


Ciudad del Cabo No dejes la visita inconclusa: entra en la ciudad donde Mandela pasó 23 años de su vida en prisión. Sube la montaña de la Mesa (Table Mountain) y desde allí contempla la isla prisión y mira al estrato que dejó el tiempo en la montaña ascendente.

13


Dejando huellas por doquier Siempre dejamos huella por donde nos lleve la vida. Caminamos caminos que solo el ser humano sabrá plasmar en fotografías que siendo únicas e irrepetibles nos llevan a soñar despiertos realidades diferentes: el hombre en la luna o el turista emocionado ante las huellas del león en un Safari del inmenso territorio de Zambia.

14


Sud Ă frica a Abril de 2011


África Mía  

Elaboración de un folleto guía sobre la exposición África mía de fotógrafo Jorge Tabares que se llevo a cabo en la Universidad EAFIT

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you