Page 1

2018 Neuroestrategias en el Aula

CURSO DE NEUROPSICOEDUCACIÓN

ALUMNO: María Macrina Salazar Castillo TUTOR:  MSc. Andrea Velasco


NEUROESTRATEGIAS EN EL AULA. 1. APRENDIZAJE BASADO EN PROYECTOS EDUCATIVOS Se considera que la utilización del EAP en las aulas promueve la solución de problemas ya que tiene como característica partir de una investigación, donde el estudiante con la guía del tutor o docente, el cual haciendo uso de las guías didácticas y en busca de cumplir con los estándares de desempeño, investigan sobre la pregunta orientadora y después de un proceso de producción donde el estudiante indaga sobre situaciones reales, o de otras disciplinas, recopila datos , aprende a trabajar en equipo aceptando las opiniones y aportes de otros, aprende a solucionar problemas, crea su propio conocimiento para ser plasmado en el proyecto terminado. Permitiendo que la comprensión y el aprendizaje sean más significativos, y desarrolle habilidades y destrezas que con otros procesos son más difíciles de alcanzar. [1] Es importante rescatar que los Estándares de desempeño forman parta importante en este enfoque de aprendizaje, estos estándares proponen que los estudiantes se apropien de las herramientas tecnológicas y demuestren por medio de estrategias pedagógicas diseñadas, que van avanzando acorde con la maduración de los estudiantes, se considera que es muy apropiada esta invención de los estándares porque están planeados con miras al futuro laboral y profesional de los estudiantes, alfabetizando de acuerdo a las exigencias de la actualidad. [2] Con este enfoque se intenta que los estudiantes puedan ahondar y entender los pasos que siguen al aprender, a través de la elaboración de su proyecto. En la experiencia de elaboración, se manifiestan procesos constructivos tales como: hacer, comprender, representar, comunicar y profundizar. “Dichos procesos se activan, a veces, en forma independiente y otras en forma paralela; así por ejemplo, es posible sugerir que cuando la persona hace algo, la acción que realiza se correlacione con la posibilidad de obtener una mayor comprensión sobre un fenómeno, también es posible que al comprender mejor ese fenómeno se puedan obtener mejores categorías de representación de las ideas que antes parecían más difusas”. [4]

2. COMPONENTES DE LA MOTIVACIÓN Cualquiera que haya tenido alguna vez un objetivo (como querer perder 20 libras o correr un maratón) probablemente se dé cuenta inmediatamente de que simplemente tener el deseo de lograr algo no es suficiente. Alcanzar tal objetivo requiere la capacidad de persistir a través de obstáculos y resistencia para seguir adelante a pesar de las dificultades. La motivación tiene tres componentes principales, las cuales son:


La activación implica la decisión de iniciar un comportamiento, como inscribirse en una clase de psicología. La persistencia es el esfuerzo continuo hacia un objetivo aunque puedan existir obstáculos. Un ejemplo de persistencia sería tomar más cursos de psicología para obtener un título, aunque requiere una inversión significativa de tiempo, energía y recursos. [3]. La intensidad se puede ver en la concentración y el vigor que persigue la consecución de un objetivo. Por ejemplo, un estudiante puede pasar sin mucho esfuerzo, mientras que otro estudiará regularmente, participará en debates y aprovechará las oportunidades de investigación fuera de clase, el primer alumno carece de intensidad, mientras que el segundo persigue sus objetivos educativos con mayor intensidad.[5] La tabla siguiente resume las características de unos y otros alumnos:

Existen algunas estrategias que pueden ayudar a los estudiantes a descubrir su motivación intrínseca: 

Eliminar la amenaza: los docentes deben descubrir los problemas que pueden existir en el aula que los estudiantes sientan como amenazantes, como: presión familiar, amenazas por parte de sus compañeros, elementos que hacen desagradable el aprendizaje. Es importante responder a las siguientes preguntas: ¿Qué sienten mis alumnos en el aula? ¿Algo les


amenaza? ¿Se pueden sentir estresados? Para conocer lo que sucede emocionalmente en el aula. 

Fijar objetivos: que los estudiantes tengan claros los objetivos que se pretender alcanzar, para que generen una actitud más centrada.

Influir positivamente: influir de manera positiva sobre las creencias de sus estudiantes, reconocer sus éxitos, comunicarles de forma verbal y no verbal que confiamos en ellos, para desarrollar su autoconfianza, factor indispensable en el aprendizaje.

Gestionar las emociones del alumno: emplear de forma productiva de rituales, teatro, movimiento y celebración. Se debe enseñar a los alumnos a gestionar sus emociones, mediante la regulación emocional una de las competencias más importantes de la inteligencia emocional.

Generar un proceso de retroinformación continua entre el profesor y el alumno: el feedback entre compañeros es más motivador y útil que el del profesor para obtener resultados duraderos [6]

3. INTELIGENCIA EMOCIONAL EN EL AULA Pero que es inteligencia emocional Al hablar de la inteligencia y las emociones no pensamos que están ligadas, debemos de cuestionarnos, ¿Qué son las emociones?, ¿Están ligados la inteligencia y las emociones?, ¿Qué es la inteligencia emocional?, pero las emociones y la inteligencia se encuentran más estrechamente ligadas de lo que a veces pensamos, comenzare definiendo que es la inteligencia emocional. Este tipo de inteligencia se relaciona con ciertas habilidades y actitudes que determinan como reaccionara la persona ante sus propios sentimientos y ante los sentimientos de los demás; esto se reflejara en la forma en que maneje las relaciones con otros, esto no es algo que solo nos involucre y que no sufra influencia por otras personas, si no que también el ambiente en el cual se desenvuelve cada uno, será como podremos manejar ciertas situaciones emocionales y como enfrentar y resolver ciertos problemas los cuales se nos sean planteados, a lo largo de nuestra vida y en nuestro día a día, y esto tampoco se trata de una formula la cual si se sigue se conseguirá el éxito, si no que dependerá de cada persona, así como de diversos factores los cuales influirán en este aspecto. [7] La inteligencia emocional es lo que antes se llamaba sabiduría, madurez, o instinto social, Son muchos los autores que la definieron, pero este concepto tiene un claro precursor en el concepto de Inteligencia Social de Thorndike [8]. quien la definió como "la habilidad para comprender y dirigir a los hombres y mujeres, muchachos y


muchachas, y actuar sabiamente en las relaciones humanas". Más recientemente, Gardner (1983) en su obra "Frames of Mind", revoluciona el concepto de inteligencia a través de la teoría de Inteligencias Múltiples, introduce dos tipos de inteligencia muy relacionadas con la competencia social, y hasta cierto punto emocional, la Inteligencia Interpersonal y la Inteligencia Intrapersonal. Gardner define a ambas como sigue: "La Inteligencia Interpersonal se construye a partir de una capacidad nuclear para sentir distinciones entre los demás: en particular, contrastes en sus estados de ánimo, temperamentos, motivaciones e intenciones. En formas más avanzadas, esta inteligencia permite a un adulto hábil leer las intenciones y deseos de los demás, aunque se hayan ocultado... "(Gardner, 1993: 40) Y a la Inteligencia Intrapersonal como "el conocimiento de los aspectos internos de una persona: el acceso a la propia vida emocional, a la propia gama de sentimientos, la capacidad de efectuar discriminaciones entre las emociones y finalmente ponerlas un nombre y recurrir a ellas como un medio de interpretar y orientar la propia conducta..." [9].


BIBLIOGRAFÍA. [1]. Ministerio de Educación, C. y. (2016). Aprendizaje Basado en Proyectos. Madrid: Secretaría General Técnica. [2]. León, D y Sierra, H. (2008) Desarrollo de la comprensión de las consecuencias de las emociones. Revista Latinoamericana de Psicología. Año/vol. 40, número 001,pp. 3545. Fundación Universitaria Konrad Lorenz. Bogotá, Colombia. [3]. Goldberg, Elkonon (2007). La paradoja de la sabiduría: cómo la mente puede mejorar con la edad. Y de este mismo autor "El cerebro ejecutivo: lóbulos frontales y mente civilizada". Editorial Draconto [4]. Fundación Omar Dengo (2006). Educación y tecnologías digitales. Cómo valorar su impacto social y sus contribuciones a la equidad. San José. [5]. Magaly Zúñiga Céspedes, Melania Brenes Monge (2010) Estándares de desempeño de estudiantes en el aprendizaje con tecnologías digitales, Fundación Omar Dengo, San José Costa Rica. [6]. Sappiens.(2009).Propuesta para la implementación del Enfoque basado en proyectos. Consultado el 9 -0714.Recuperado de http://www.sappiens.com/castellano/articulos.nsf/Educaci%C3%B3n_Social/Una_prop uesta_para_la_Implementaci%C3%B3n_del_Enfoque_de/79DB4B98B04FDB7AC125 738D0078860E!opendocument [7]. Belmonte M. (2007) Emociones http://www.rac.es/ficheros/doc/00472.pdf

y

Cerebro.

Revista

online:

[8]. Velásquez y Rojas. (2009), Neuropsicología de las Emociones, El Aporte de Charles Darwin, Revista Online: Cuadernos de Neuropsicologia, Vol. 3 Nº 2; Diciembre 2009. Documento Online: http://www.fileden.com/files/2008/5/19/1920405/Neuropsicologia%20de%20las%20e mociones,%20el%20aporte%20de%20Charles%20Darwin.pdf [9]. VAELLO ORTS, J., Una gestión del aula basada en la Educación Socio-Emocional

Neuroestrategias en el aula  

Neuroestrategias en el aula, para la enseñanza de los alumnos.

Neuroestrategias en el aula  

Neuroestrategias en el aula, para la enseñanza de los alumnos.

Advertisement