Page 1

Para Padres CAUSAS DE LAS RIVALIDADES FRATERNAS “¡Parece mentira! ya no son unos críos. Demandan que se les trate como personas mayores y demuestran que son unos inmaduros. Mis hijos se pasan la mitad del día peleándose y sienten celos entre ellos”. El vínculo fraterno es origen del amor, pero también de rivalidad. Un hermano no es un enemigo, aunque en ocasiones nuestros hijos se vean así. Hay que detectar el origen de los celos y las envidias y poner remedio para mejorar la convivencia. La rivalidad y el amor van unidos. Ambas cosas son positivas y ejercen el papel de agentes socializadores, sobre todo el amor. Entre los hermanos son normales los celos, pues viven juntos y lo comparten todo, empezando por el afecto de los padres. Este afecto es el que más cuesta compartir, porque parece que si lo compartimos lo perdemos. Los niños pequeños lo defienden con uñas y dientes, con arrebatos celosos que buscan preservar a todo trance la exclusividad del amor. El afecto de los padres es el que más cuesta compartir, porque parece que si lo compartimos, lo perdemos. Son muy frecuentes los celos entre hermanos y presentan una variedad de formas y grados. Por eso tenemos que estar atentos a las relaciones fraternas, no pensar que son “cosas de hermanos” y que no pasa nada. Hemos de tener en cuenta que, cuando se da una excesiva rivalidad entre nuestros hijos, hay siempre una víctima, sea porque tiene celos o porque sufre las consecuencias de su hermano celoso. Cuando los padres no saben detectar estas situaciones y no las solucionan bien, los celos, que nacen en la infancia, pueden perdurar en la adolescencia o resurgir en esa etapa vital en la que se desestabiliza la autoestima y se incrementa la rivalidad.

confunden, por ejemplo, cuando dicen “se pelean por tonterías”. Hay que tener en cuenta que esas “tonterías” no son el motivo o la razón de los celos, sino, en todo caso, lo que desencadena la pelea. Si no somos capaces de detectar los motivos de fondo, no solucionaremos nada. Los desencadenantes de una pelea entre hermanos pueden ser de lo más insignificante que se pueda pensar: una palabra, una mirada, haber llegado primero a tal sitio, haber estado más tiempo en cuarto de baño, haber tocado mis cosas... Hay que ser capaces de trascender la situación puntual e indagar en los motivos reales que impulsan los celos: que un hermano perciba que es el preferido de sus padres o de otros miembros de la familia, que se le exige más, que se le trata de manera diferente, que se siente superado por su hermano, etc. En el fondo siempre late la percepción de una diferencia afectiva.

INFORMATIVO REVISTA DEL CLUB JUVENIL GADIR

12 DE DICIEMBRE DE 2010 - Nº 13. 2010/11

Feliz Cumpleaños Rafa M. 13 de diciembre

“Se pelean por tonterías”. Antes que nada, debemos diferenciar entre el desencadenante de los celos y el motivo que los provoca. Muchos padres lo

CLUB

juvenil

espacio reservado para la etiqueta

INFORMATIVO

CLUB GADIR I C/ Acacias, 19 I 1 007 Cádiz tlf: 956256602 I email: club@clubgadir.org I www.clubgadir.org

TERROriFICO


¿QuÉ PADRES PASÓ? PARA Viernes

aGeNDa Sábado 18

Niveles III y IV

Niveles 0 - I y II

Excursión a la Sierra de Grazalema

Plan de bicis

Después de comer nos dirigimos al club para comenzar el Pasaje del Terror. En la sala de estar nos explicaron la trama: Samara Morgan, una joven, desaparecida en 1946 en el orfanato de Wellington Bay. Un misterio que hasta el sábado no fue desvelado por algunos de nuestros socios, entre ellos Andrés N., Carlos N., Lolo C., Gonzalo C. y Jaime C.

Pasaje del Terror Por la mañana del Sábado aprovechamos el buen tiempo para jugar en la playa. Un grupo se decantó por el deporte rey, otros en cambio optaron por la entretenida tarea de cavar hoyos en los cuales cabían ellos mismos. El sector de la construcción fabricóp acueductos especiales esperando que la marea subiese lo suficiente. Los más belicosos sacaron su armamento de peligrosas ventosas para recrear el desembarco de Normandía...

< Estábamos todos en la sala de estar viendo una peli, pero a mi alrededor nadie podía disimular lo que estábamos a punto de vivir. Los que de allí salían quedaban ojopláticos, su cara venía completamente pálida y nadie quería comentar nada de lo que habían experimentado. Al fin me llegó el turno: estaba sólo, respiré profundamente, me levanté de mi asiento y cogí mi plano. Se accedía al orfanato por una obscura escalera de caracol en la que preferí no dar signos de mi presencia. Oía, cada vez más fuerte, truenos, voces y muebles moviéndose mientras bajaba los peldaños y, entonces fue cuando la vi por primera vez; ¡era ella!, vestida de blanco y con el pelo tapándole la cara, sólo fue un segundo y se desvaneció en el aire, en ese momento quise correr hacia atrás, nada bueno podría estar sucediendo en aquel lugar; pero mis piernas no podían moverse presa del pánico que sufría, tenía poco tiempo y, de repente sentí algo que me impulsaba a entrar. Una vez dentro del orfanato me dieron un juguete y una vela encendida, no sé como no se me cayeron al suelo. Miré el juguete y vi en el mapa “Cuarto de los juguetes”, pensé que aquello que estaba fuera de lugar tendría que volver a su sitio. Mientras tanto sonaban gritos desgarradores y voces infantiles susurrando en la oscuridad, ellos sabían que había un extraño allí y querían que se fuese. Entré en el cuarto y vi la escena aterradora de un chico rodeado de juguetes que desesperado lloraba ante un payaso malvado que se los quitaba riéndose escandalosamente. Le di el juguete al niño y me dio un billete diciéndome que se le había caído al instructor del orfanato. Me dí cuenta de que no tenía nada más que hacer allí por lo que me fui hacia el despacho del instructor. Estaba muy asustado porque el payaso quería atraparme y atravesé corriendo un recibidor en el que las puertas y ventanas se abrían y cerraban continuamente. Sujeté mi vela con las dos manos fuertemente con el fin de que no se apagara y quedar sumido en la oscuridad lo que supondría mi fin>.

Así contaba uno de nuestros socios el inicio de la experiencia aterradora que vivió en el Orfanato de Wellington Bay, donde no todos se atrevieron a entrar, y donde muchos de los que entraron no consiguieron desvelar el misterio de Samara, la chica desaparecida que finalmente se encontraba escondida en el pozo.

RANKING CARLOS GUILLERMO MIGUEL IGNACIO ÁLVARO JOSÉ LUIS JOSE MANUEL ANDRÉS FERNANDO JAIME JULIO JAVIER PABLO MANUEL JORGE JOSE ANTONIO IGNACIO GONZALO JOSÉ LUIS JOSE LUIS ÁLVARO DIEGO RAFAEL CARLOS JAIME SANTIAGO IGNACIO ALFONSO PEDRO CARLOS GONZALO TOMAS CARLOS JAVIER GONZALO

SOCIOS PUNTOS LORENZO 2409 CERVERA 2185 GÓMEZ 2079 ACEÑA 1820 CASTRO 1630 GARCÍA 1575 MARCHENA 1478 NARVAEZ 1460 CASTRO 1427 CRUCEIRA 1333 GARCÍA 1264 SANCHEZ 1253 FERRER 1225 CERVERA 1148 DE LA MONTAÑA 1051 DOMINGUEZ 1050 CERCAS 1049 RODRIGUEZ 1041 TORRES 1025 CARAME 940 CARRILLO 923 DEL HIERRO 909 MARTÍN 890 NÚÑEZ 850 LORENZO 650 RUBIO 610 GONZÁLEZ 583 ROMERO 562 DELGADO 550 STEEGMANN 546 GUITIÁN 489 GAZTELU 200 SÁNCHEZ-FERRAGUT 162 HERNANZ 150 HERNANZ 100

Foto de la semana

L a i n d u m e n t a r i a d e a l g u n o q u e o t r o e r a m á s q u e a d e c u a d a p a r a l a i n c r e í b l e b a t a l l a c a m p a l q u e t u v o l u g a r e n l a p l a y a . . .


13  

Feliz Cumpleaños INFORMATIVO CLUB GADIR I C/ Acacias, 1 9 I 1 1 0 07 Cádiz tlf: 956256602 I email: I www.clubgadir.orgclub@clubgadir.org REV...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you