Issuu on Google+

ANAR-K-ITECTURA concurso vanguardias rusas JAVIER CORVALAN + LUKAS FÚSTER


http://www.zkapitel.ru/works_view_ar.php?id=1718 7,0m

3,50m

5,0 m

5,0 m

Pensar en las vanguardias rusas trae consigo a la mente ideas obvias; experimentación, nueva forma de vida, estructura/espacio al límite, composición formal autorreferencial y desde el primer momento asumir que se llega o se parte desde la frontera con la utopía. Plantear un proyecto desde mucha distancia, sin conocer el sitio, nos lleva a la idea infalible de construir con el sitio, de hacer del sitio cantera de la materia con que se construirá la arquitectura. La arquitectura intentará aprender la lección esencial de la vanguardia, algo nunca construido, una tecnología nueva, un acto experimental y fundacional, un nuevo concepto desde el inicio, desde el concepto de cómo estabilizar las cosas, un concepto límite hasta la frontera de un único punto de apoyo. Aunque no fue ruso, la célebre frase de Arquímedes “dadme un punto de apoyo y moveré el mundo.” refleja el espíritu de una vanguardia.


Los ejemplos del รกguila de balance y de los tenedores en equilibrio son conocidos en todo el mundo y demuestran las posibilidades que genera trasladar el punto de apoyo por encima del centro de gravedad y por detrรกs del peso que sostiene.

EL EQUILIBRIO SE LOGRA AL ESTAR EL PUNTO DE APOYO POR ENCIMA DEL CENTRO DE GRAVEDAD


El proyecto consiste en construir un pilar de apoyo en hormigón armado en el sitio elegido , luego con movimiento de suelo propio del lugar se construye una colina dejando oculto el pilar como eje interior de la colina, posteriormente se vacía un cuenco en una falda elegida de la colina ya con criterios de forma del proyecto, esta forma negativa o cuenco como suerte de encofrado recibirá una armadura de acero con nervios, una parrilla de distribución de varillas electro soldadas y un brazo de apoyo también con una pieza de acero ubicada en un extremo sobre el pilar dentro del montículo. La parrilla quedará como armado del hormigón a colar dentro del encofrado modelado sobre el suelo. Una vez fraguado y curado el hormigón armado se procederá a hacer entrar en carga la estructura liberando tierra o suelo debajo del objeto construido, este material será nuevamente depositado sobre la forma construida jugando una suerte de distribución de peso hasta el punto de equilibrio que por su propios medios la estructura quede apoyada y equilibrada sobre el apoyo interior del montículo o colina de tierra.

LA ARQUITECTURA ES LA MÀQUINA DE SU PROPIA CONSTRUCCIÓN


NO CONSTRUIMOS EN EL PAISAJE, CONSTRUIMOS CON PAISAJE


Articulo vanguardias rusas