Issuu on Google+


Juegos y juguetes tradicionales venezolanos En Venezuela existen diversos juegos y juguetes tradicionales producto de la mezcla de influencias que actuaron sobre la formación de la cultura criolla de este país. Entre los juguetes más populares se cuentan la perinola, el yo-yo, el gurrufio, el trompo, las metras o pichas, la zaranda y el papagayo, así como las muñecas de trapo. En el grupo de los juegos destacan la popular carrera de sacos, las rondas, saltar la cuerda, la candelita y el palito mantequillero.


Algunos juegos tradicionales y los valores que desarrollan

Metras: Son bolitas de barro, madera, vidrio o porcelana que se hacen rodar sobre el suelo para chocarlas unas con otras. En ocasiones se sustituyen por semillas esfĂŠricas. Existen infinidad de variantes para este juego. Este juego tradicional estimula el valor de la competencia sana, asĂ­ mismo desarrolla el uso de estrategias en los niĂąos, otro valor importante es la socializaciĂłn y la sana competencia.


El papagayo Nació hace miles de años en tierras asiáticas y llegó a Venezuela, al igual que muchas otras tradiciones, gracias a los colonizadores españoles. Consta de una estructura liviana de madera que se cubre con papel de seda, una tela liviana o plástico. Se le amarra un cordel y se le hace volar con la fuerza del viento. En ocasiones se le agrega una cola de tela que le brinda estabilidad. Este juego permite desarrollar la imaginación y la creatividad en los casos donde el niño elabora su propio papagayo. Por otro lado es un juego que se da al aire libre y permite la interacción con la naturaleza, normalmente se juega en compañía de el padre lo que ayuda al fortalecimiento de la relación padre e hijo.


El palo ensebado Un grupo de participantes intenta trepar a un palo o poste que ha sido previamente engrasado para aumentar la dificultar de la tarea. El valor de este juego radica en el estimula a la competencia así como a la actividad física ya que el niño que este en mejores condiciones físicas tendrá mayores posibilidades de resultar ganador.


La candelita

Cuatro niños se esconden detrás de cuatro columnas o árboles, un quinto participante se acerca a uno de ellos y pide "una candelita", el niño en el árbol o columna dirá "por allá fumea" señalando hacia otro de los participantes. Mientras el que busca la candelita se dirige al lugar indicado, el resto se moviliza intercambiando posiciones, el que busca la candelita debe ocupar el puesto de uno de ellos en ese instante. El que se quede sin árbol será el siguiente en buscar la candelita. El valor fundamental de este juego radica en la estrategia y socialización con el resto de participantes. Estimula la actividad física y permite a los niños interactuar unos con otros.


Carreras de sacos

Es una carrera en la cual los participantes cubren sus piernas con unos sacos que deben sostener con sus manos. Para avanzar sólo es válido saltar, sin soltar el saco. El primero en llegar a la meta es el ganador. Esta activada se realiza en la mayoría de los casos en familia por lo cual estimula la interacción familiar, por otro estimula la actividad física, así como la sana competencia es un juego muy divertido.


Juegos tradicionales Venezolanos