Page 1


LOS POETAS Y LAS LETRAS       

Número 04  ‐ Junio del 2009        Los poetas y las letras es la revista mensual del grupo:    La Casa de los Poetas  lacasadepoetas@gmail.com      Poemas, haikus y narraciones publicados por sus autores  durante el mes de Mayo del 2009  en La Casa de los Poetas  Grupo de la Red Social Xing  www.xing.com          Prohibida la reproducción total o parcial de las obras  sin la citación expresa de sus autores 


Equipo de redacción:  Amparo Andrés   Francis Parado     Elizabeth Rozas   Vicente Puchol  Jorge Chapana  Marisol Ibarra 

   

Los Poetas y las Letras Nº 4 junio 2009 

Diseño portada:   Susana Parado 

Maquetación:   Vicente Puchol 

Sumario

Romero, Francisco  Royuela, Antonio José   Rozas, Elizabeth   Salazar, Gabriela  Sanchez Ocampo, Jorge  Sayago, Ángela  Tortosa, María  Vera Coto, Graciela 

Prólogo:  

Amparo Andrés   

La página de Autor   

Marisol Ibarra   

Autores de mayo:    Poesía:     Andrés, Amparo  BG, Germán  Bolán, Abril (Abi)  Calatayud, Eva María  Chapana, Jorge  F.S, M. Antonia  Fernández, Jose Ángel  García Agüero, José   González Luján, Margarita  Herrero, Raquel  Hormazabal, Luis  Ibarra, Marisol  Maier, Christian  Martínez López, Rosa Mª  Menassa, Alejandra  Parado, Francis 

Relatos              Corbellini, María José           Maier, Christian    Parado, Francis   Puchol, Vicente     Rozas, Elizabeth        

Haikus    

Parado, Francis  Vera, Graciela

-1-


Prólogo      

PRÓLOGO

-1-


Prólogo      

Estimados amigos poetas    Y ya vamos por la cuarta entrega…    En  poco  tiempo  hemos  hecho  grande  una  revista  de  un  valor  vivencial  y  literario  importante,  con  todos  nuestros  sueños  e  inquietudes,  con  nuestros  talentos  y  nuestras  neurosis  y  en  ella  hemos  puesto  nuestras  vivencias  para  compartirlas  con  personas  que  están  lejos  y  que  probablemente  nunca  veremos  pero  sí  conoceremos  a  través  de  sus  escritos  y  quizás  estos  nos  ayuden a comprender mejor toda la esencia de la vida y sus avatares.      Muchas gracias a todos.    Amparo Andrés   

-2-


La Página de: Marisol Ibarra       

  La página de:   

Marisol Ibarra 

-1-


La Página de: Marisol Ibarra         

  Nací un 16 de Junio de 1966 cuando el otoño da sus últimas batallas para  no ser vencido por el invierno, quizás como un presagio de lo que sería  mi vida.  Fui una niña más bien solitaria y muy tímida lo que me hizo blanco de  las bromas pesadas de mis compañeros, así que me inventé un mundo  donde yo era princesa, exploradora, pirata, lo que quisiera, pero alejada  de ese otro mundo real que me dañaba. No es de extrañar que mi mayor  pasión fueran los libros, desde el Antiguo Testamento de la Biblia hasta  Marco Polo y Mujercitas, todos los devoraba. Mi avidez por ellos era  insaciable, recorría bibliotecas, vecinos y amigos, así que mi lectura era  variada.   Luego ya no era suficiente leer y una nueva llama se encendió en mí,  primero frágil y tenue como la de una vela hasta convertirse en un  volcán que me abrasaba, y así a los catorce años me sumergí en las letras  que traviesas se unían formando palabras y versos sencillos, sin respetar  reglas de rima o métrica simplemente como salían del corazón.  Los años pasaron y me azotaron las tormentas, así que olvidé la pluma  pues habían otras cosas más urgentes y al igual que la tinta en el tintero  mi alma se fue secando, solo revivió por algunos instantes con la llegada  de mi niña por quien volví a escribir algunos versos. Pero poco a poco  así como nació, esta pasión por las letra fue quedando sepultada bajo el  dolor y la rutina, hasta que un día alguien me invitó a participar de un  concurso de poesía y cuentos, y arrastrada por mi hija desempolvé mis  poemas y con uno de ellos obtuve una mención. El saber que a alguien  le había llegado lo que escribí me conmovió y decidí aceptar otros  desafíos con muy buenos resultados.   Así que aquí me tienen, con un volcán en mi corazón tratando de  expresar mis sentimientos, de acompañar a otros con mis versos, de  decir aquí estoy, yo te entiendo, como tú también sufrí. 

Si me preguntas ¿Por qué escribo? Solo te diré: “Porque te  quiero”. Marisol Ibarra 

-2-


Los poetas y las letras       

POESÍA

-1-


Los poetas y las letras           

-2-


Amparo Andrés Machí – Poetisa       

AMPARO ANDRÉS MACHÍ  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Amparo Andrés Machí – Poetisa       

ME PREGUNTAS      Me preguntas quién soy   en un valle de sombras que dan vueltas y más vueltas  sin más que dirimir, yo soy   un nombre escrito en la arena,  o la insoportable obstinación   de la esperanza en un mundo de ausencias  y estoy en la cima de un mundo que desconozco  y que me desconoce, inalcanzable  inaprensible como humo   sumida en un pensamiento  un impulso,  un segundo de gloria que se volatiliza  en la ira de una pasión efímera. 

-2-


Amparo Andrés Machí – Poetisa       

RÉQUIEM POR UN POETA      Réquiem por un poeta 

A Mario Benedetti in memoriam 

Compañero, usted sabe  que los poetas mueren en silencio  y tras ellos queda una estela de palabras   recordando su vida y obra  por unas horas, y luego  será inmortal el delirio  que usted dejó en sus versos  con esa beta desprevenida  de exilios y árboles tristes,  de amor y también de alegrías;  compañero, usted sabe  que nosotros, los que quedamos  con esta memoria suya,   que no quedará en olvido,  y entre tenerlo a usted y no  sabrá usted, compañero  que siempre con vos contaremos. 

-3-


Amparo Andrés Machí – Poetisa       

MIENTRAS ESTOY CONTIGO      Si alguna vez no fui sombra  que refleja en el mar las nubes,  si alguna vez la luz inundó mi alma  y la sal de mi mar se secó   en el fondo de un corazón distinto,  si conseguí que de mis ojos  no cayeran más estrellas  y que la desesperanza  dejara de aullar a un puñado de dioses ciegos  inmolada en el fuego de la eternidad;  si alguna vez fue así  fue mientras estoy contigo. 

-4-


Germán B.G. – Poeta       

GERMÁN B.G.  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Germán B.G. – Poeta       

SALÍ DE CASA UNA NOCHE      Salí de casa una noche,  a oscuras, con pasos cortos  y pausados, como sí  caminara de puntillas.    encontré la puerta abierta  y casi sin darme cuenta  ya estaba afuera  todo era traslucido, transparente,   mis pasos poseían una gracia infinita  y mientras todo permanecía en calma,    en silencio, los pensamientos  visitaban dimensiones desconocidas,  con la luz de los sentimientos,  todo era diferente  transparente como de cristal    cristal de colores intensos, fuertes  pero con un fondo púrpura.  De lila eran mis manos  y tus ojos, y tu sonrisa  cuantos tonos violeta,  todos juntos con todo.    Comprendí enseguida  tu mensaje y su significado,  dejé que tus savias palabras  me envolvieran, me llenaran.    Viniste para decirme,  que aunque estabas muerto,  vivías mucho más que antes  si cabe, y aún más despierto,    que eras enteramente feliz,  estabas en paz al otro lado,  y todo tú lo irradiaba.  -2-


Germán B.G. – Poeta        La luna todo lo tiñe de plata  y nos cubre con esa pálida luz.    Me dijiste sobre la vida,  hablamos sobre la muerte,  cruzamos el horizonte  y vimos de todo ello ejemplos.    La muerte según tú no es muerte,  y la vida es mucho más vida,  tú allí, ... aquí yo  pero uno solo por un instante  en ese día, sagrado día.    Volví a mi casa  y todo seguía igual,  ella respiraba a mi lado  cual costilla de Adán,  el despertador a su hora  y todo de nuevo a comenzar. 

-3-


Germán B.G. – Poeta       

POR FIN      Por fin el infinito negro  se desparrama hacia abajo  ensombreciendo el valle  de pardas oscuridades.    Se escuchan a los lejos  los ritmos monótonos  cuya fragancia evanescente  languidece poco a poco.    El circo, de asperezas  irregulares, tiene   el sabor amargo  de otros tiempos,  llevando a sus espaldas,  la locuaz forma  de la muerte. 

-4-


Germán B.G. – Poeta       

LA NOCHE ABANDONADA      La noche, se abandona   impávida al silencio.    Entrecortado el aliento,  por el canto de los grillos,  por el susurro del agua,  entre los quicios del viento.    Se alzan las sombras airadas  aciagamente sobrepuestas  y en el fondo de negrura,   en espesura oscurecida.    Apenas luz entreabierta,  por los cantos de la luna  que se mece entre las ramas   ganando poco a poco tiempo,  tiempo al incierto tiempo  antes que resplandezca el alba. 

-5-


Germán B.G. – Poeta       

EL VERBO AMAR      Rasgar, segar, amar  los silencios, las ausencias  y ser en el fondo  y ¡SER! adentro.    La consciencia agazapada  y en el presente la presencia,  medios amados principios,  medias o enteras verdades,  y ... los pensamientos,  asesinando lo real a jirones  y en el fondo ... el aliento.    Del ritmo y compases  la inspiración expirando,  y en el fondo ¡Ser! amador,  y adentro ¡Ser! amado a borbotones,  y todos los demás también amáis.  Si amase todo lo que es nada,  la luz más clara suspirando brillaría.    Olvidarme en mí y amando  en el Amado, me amaría todo  el verbo amar conjugando.  Queriéndote, estrujándote  Olvidándote y olvidándome.    Amar, que amaste Amado  y olvidaste, atrás ya lejos  dejando tu amor abandonado,  aún cuando te amaba,  susurrando así a las estrellas  tu nombre de enamorada,  de amante de amiga y compañera.    Del amor, mi amada  que siento cuando te amo,  y que al clarear el alba,  -6-


Germán B.G. – Poeta        te susurro al oído,  ¡Amándote! mi amada.      ʺEl amor, es la LUZ y ésta lo es todoʺ 

-7-


Germán B.G. – Poeta           

-8-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

ABRIL (ABI) BOLAN CARRIÓN  ‐ MÉXICO‐ 

-1-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

A TI      como llenar el vacio de esta noche  como olvidarte ,que aun en tu ausencia estas,  es mi alma que el añora tus besos,  son mis labios que vibran por ti. 

-2-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

DESEO     yo quisiera sentir tus labios   en los mios reposar  veo tu imagen cautiva ,  aqui en mi pensamiento.  pero tu imagen no me pertenece   he tomado sin deber  asi como ese cuerpo creo  ladrona he de ser. 

-3-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

NOCHE     VIVO PRESA DE TU IMAGEN POR UN MOMENTO QUE TE AME.  ERAS LA IMAGEN DE AMOR QUE HABIA DESEADO,   DE AQUEL AMOR QUE MUCHAS VECES YO SOÑE  ERAS EL LATIR DE MI MALTRECHO CORAZÓN   PERO HE VUELTO A QUEDARME TAN SOLA   COMO PLAYA DESIERTA ,VUELVO A CONTAR LAS ESTRELLA  EN MIS NOCHES DE DOLOR.  HOY.... VUELVE A CUBRIR LAS NUBES LA LUNA QUE BRILLABA POR  MI AMOR. 

-4-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

TE AMO      NO OLVIDARE EN NINGUN MOMENTO   TUS MANOS SUAVES Y HERMOSAS QUE ME CUIDABA  NO OLVIDARE EN NINGUN MOMENTO  ESA VOZ DULCE QUE ME CANTABA,  NO OLVIDARE EN NINGUN MOMENTO   CUANDO CUIDASTE MIS PASOS PARA   NO CAER Y LLORAR,  NO OLVIDARE EN NINGUN MOMENTO  TUS GESTOS DE ESE LINDO ROSTRO  QUE ME HACIAN REIR,  NO OLVIDARE EN NINGUN MOMENTO  COMO TUS BRAZOS RODEABAN MI CUERPO PARA   NO SENTRIME DEBIL,  NO OLVIDARE EN NINGUN MOMENTO   ESE ROSTRO SONRIENTE , QUE APESAR  POR DENTRO TE SENTIAS FRAJIL  NO OLVIDARE NINGUN MOMENTO   QUE ANTE TODOS LOS OBSTACULO QUE HUBO   EN TU CAMINO,FUIESTE CON LA FRENTE EN ALTO,  NO OLVIDARE EN NINGUN MOMENTO   QUE AHORA ESTANDO EN EL CIELO SIGUES SIENDO   MI MADRE Y LA MEJOR.  TE AMO 

-5-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

DE PIE      VOLVERE AMAR PARA OLVIDARTE  VOLVERE A MIRAR CON EL BRILLO DEL AMOR,  VOLVERE DE PIE Y ME VERAS PERFECTA  ALADO DE UN AMOR QUE ME AME  Y MIRARAS UNA SONRISA EN MIS LABIOS QUE DECIAN TE AMO  ESTARE AQUI CONTEMPLANDO LO BELLO DE ESTE MUNDO ,  RESPIRANDO EL AIRE QUE MANTUVO VIVA Y NO ME DEJO CAER,  VOLVERE SONRIENDO CON MI AMOR A SALVO. 

-6-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

TE IMAGINÉ      ME REI IMAGINANDO EL MAR MIENTRAS EL RELOJ ANDABA Y YO  ATRAPADA EN EL SUEÑO , EN MI MENTE SE REFLEJABA TU CARA ,  NO DEJABAS DE SORPRENDERME , CADA VEZ QUE VEIA TU ROSTRO  DECEABA TOCAR PERO TE ESFUMABAS EN LA ORILLA DE LAS OLAS  DEL MAR. 

-7-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

PALABRAS     EN TUS PALABRAS CREI  EN TU PALABRAS ME GUIE  POR ESE INMESO AMOR   QUE SENTIA POR TI    SOLO QUEDAN LOS RECUERDOS   DE ESAS PALABRAS FALSAS  QUE ME HACIAN VOLAR  EN UN CIELO LLENO DE MI AMOR. 

-8-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

MI LUZ      MIS OJOS BRILLARON AL VERTE  DISTE ESA LUZ A MI VIDA  ALAS A MI CUERPO, ME HICISTE VOLAR  ENEL MUNDO MARAVILLOSO DEL AMOR  PERO AHORA TE HAS IDO LLEVANDOTE EL  BRILLO , DAÑANDO MIS ALAS Y HACERME CAER. 

-9-


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

SOLA     Se ha perdido tu imagen  al final de la calle  solitaria he quedado   como un desierto me dejas 

- 10 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

DORMIDA     Mis lagrimas no han cesado como lluvia en tormenta,  escaban sin querer,era un llorar sin ayuda sin señales   lento y denso de puro despecho lo hacia  hasta mas no poder....  Deje un instante ese llanto y entre en un estrecho silencio  debilmente me encontraba con gestos de tristeza , y   sin saber el correr de las horas quede dormida en   mi almohada. 

- 11 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

MEMORIAS DE MI AMOR    Pondre una tumba especial de mis memorias  lejos de algun llanto y dolor,  guardare en un cofre este inmenso amor.  donde nadie lo toque o haga intento de llegar a el.  Cuando sienta que nadie me cobija  ire a ese lugar, llegare ala tumba y lo abrire,  dejare salir los sentimientos mios.....  especial de mis recuerdos. 

- 12 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

A DONDE IRÉ      A donde ire ahora que no estas  a donde mis pasos iran  tu imagen quisiera detener  y abrazarla entre las sombras   pero siento que tus manos me rechazan  en esta fria noche he perdido y quedado. 

- 13 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

DEL AMOR QUE TU ME BRINDAS      Del amor que tu no brindas  al amor que yo te ofresco  de ses amor en recompensa.  Del amor que tu mal vives  mantendras abierta heridas,  por el daño que provoques  encontraras siempre el dolor  borraras sincero afecto  no hallaras ternura ni amor   de quien se aproxime a tí.  del amor que todo florece  se la sonrisa sincera y   de la misma vida 

- 14 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

ENVUELVEME    Envuelveme en tus labios  Envuelveme en tu brazos  Envuelveme enese extasis de amor  se mi refugio calido al vernos  inunda mi alma de alegria.  Por que te buscan mis labios,  de sentir y besarte de tocar   tu cuerpo ardiente y asi volver amarte.. 

- 15 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

QUISIERA ALCANZARTE      Quisiera alcanzarte, encontrarte entre la gente,  Besar tus ojos inquietos, tus labios delgados  y no soñar que te tengo sin tenerte a mi lado....  Pero busco en vano siempre y vuelvo sin hallarte,  con mis manos vaciasy mis ansias deamarte. 

- 16 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

QUEDARÁ SOLO EL RECUERDO      Esperare todo lo que tenga que esperarte mi amor,  pero quiza llegue el tiempo que tenga que irme, y   ya no estare para ti, y no es por que no te quiera   o deje de amarte, sera por que mi luz interna   que me da vida se habra extinguido.  Aun mi alma estara presente en el espacio,  sin cuerpo material que te pueda expresar  un abrazo , un beso o mis palabras que   no diran te amo y te extraño.  Solo de mi quedaran esos recuerdos  esas frases de mi amor por ti en tu memoria  y en tu alma que habra guardado,  a si mi alma llena de amor estubo esperando   por ti. 

- 17 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

MIEDO     Volar en lo alto y sentirme libre  sentir el viento que acaricia mi rostro,  Ver el resplandor del azul del cielo   y ver cuan bello es.  Dejar que cada rayo de sol   de brillo a mis ojos,  he ilumine mi vida,  seguir adelante sin sentir miedo  ese miedo que siento al andar  que recorre mi cuepo y me   siento hundir en la obscuridad,  no sentirme debil y colapsarme,  en ese ajugero negro,  Quiera volar y sentirme libre  disfrutar lo bello de una primavera,  como lo hace un ave al tomar su vuelo...  pero admito hasta volar   me inunda el miedo  y se apodera de mi   una sombra y me encierra,   como escapar de ti de tan solo de de   querer volar me causa miedo a caer. 

- 18 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa       

TUMBA     Asi te pudres en lo estrecho de tu tumba,   asi me pudro en la luz de la penumbra que has creado.  Donde los mediocres malentienden mis palabras,   mis hechos , mis miradas.  Donde yo mismo no entiendo sus afectos,   sus cálidas sonrisas de falsa bienvenida,  sus romances de sexo corrompimido,   sus drogas, sus visiones ,falsa vida.  Asi te pudres en lo estrecho de tu tumba.   asi me pudro en la luz de la penumbra que me has dejado 

- 19 -


Abril (Abi) Bolan Carrión – Poetisa           

- 20 -


Eva María Calatayud Pérez – Poetisa       

EVA MARÍA CALATAYUD PÉREZ  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Eva María Calatayud Pérez – Poetisa       

‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐     Una palabra no es suficiente, a veces,  tanto como un suspiro delata demasiado  y es la luz mas tenue la que mas ilumina en un día sombrío  y basta una imagen para desear tenerte a mi lado    Pues algunas veces te añoro tanto...    y otras tantas... te ansío    Que como el gran escritor,  no se aún cómo crece en este volcán una flor  ni se evapora mi alma entre tus dedos    De todas formas, de todas partes,  son mil las verdades que rodean nuestro mundo  que solo tu y yo entendemos,  solos tu y yo conocemos.    Pues cuando chocan los cuerpos  son tan iguales y tan opuestos  que la fricción de la tormenta  hace que el relámpago nos deslumbre  y desde el suelo al cielo llueve.    Es en la penumbra donde te veo  y allí, me rescatas y me esparces  y las frases sin sentido brotan de un pecho ahogado  para que solo perduren en tu memoria,  solo en la tuya, en ninguna otra.    Allí, en aquel instante, nada más un segundo  el tiempo da rienda suelta a su fantasía  y detiene la monotonía de las horas  para escaparse de su guarida  en contra de su naturaleza perdida  para espiarnos desde la sombras  “demasiado bello para ser finito”  piensa...de tu mirada sobre la mía.  -2-


Eva María Calatayud Pérez – Poetisa          Y es, en la extraña nocturna,  donde se apacigua nuestra sed  y desaparecemos entre las sabanas  para abandonarnos ante Morfeo  mientras un duende colecciona  pedazos de nuestra esencia humana  para hacerse un mosaico de estrellas...  y no vivir hasta el mañana.

-3-


Eva María Calatayud Pérez – Poetisa         

-4-


Jorge Chapana Véliz – Poeta       

JORGE CHAPANA VÉLIZ  ‐ CHILE‐ 

-1-


Jorge Chapana Véliz – Poeta       

ESA DISTANCIA      Y dices hoy...  ‐ No uses esa palabra:  ʺculpaʺ  Luego, agregas, que…  me recordaste mucho....  y…no sabes por qué  Dices:   Quisiera que estés bien…  Me pregunto.  Se puede estar bien?  Pero, continúas…  Creo que surjo  del olvido ante tus ojos...  y el olvido  o el recuerdo  que significado tendrían?  Quiero decir…  ¿Importaría algo?    Con mi recuerdo  pegado a la piel  puedes recorrer  muchos caminos que  te alejen de mi  y en el olvido  puedes tropezar  con mi voz  sin buscarlo  o llegar a mi oído  sin saberlo ...  con un par de versos,  mientras te alejas .....    Me dices que  no use esa palabra  ...Bien; no lo haré...  Qué hay allí?...  ¿Cómo te vino  -2-


Jorge Chapana Véliz – Poeta        aquel recuerdo  que dices... fue mucho?...  ¿Merezco todo ese tiempo?...  No sé si estoy bien..  ..Sólo sé que,  estoy sólo en mi mundo,  en mi pampa salitrera...  como un correo...  allí fui a dar...  En un campamento…  Y llega la noche…  y sólo quiero dormir…  …solamente eso,  Pero el amanecer   aparece de nuevo…  Hace siglos nada sabía  de ti...  Pero… bueno,  es la vida...  Sabes?  No surges del olvido…  sino, de una esencia  que permanece...  y está ahí guardada...  y el recuerdo...  no existe,  cuando no hemos olvidado...  Si importará o no...  no lo sé..  Siento que  sólo lo sabe  tu corazón y el mío...  entonces,  te pienso…y te digo..  ¿por qué lo preguntas...  si lo sabemos?...  Me dices que  no use esa palabra...  bien, no lo haré...    Qué hay allí?...  -3-


Jorge Chapana Véliz – Poeta        ¿Cómo te vino  aquel recuerdo que  dices..fue mucho?...  ¿Merezco todo ese tiempo?...  No sé si estoy bien...  sólo estoy sólo  . allí fuí a dar...  y llego de noche  a dormir solamente  y aparece  la madrugada de nuevo..    Sabes algo?  No me alejo....  Solo voy y vengo...  como un péndulo  que está destinado así  y no puede detenerse  en algún punto...  Y no hay recuerdo  pegado a la piel..  sino, tu esencia  en mi alma...  y tus besos  en mis labios...  y tu voz repitiendo....  lo de mis besos...  y mi voz...  diciéndote...  lo de tus labios...  eso hay...  Entonces,  puedo mentirle   al mundo...  que amo....  y tú sin saberlo..  Puedes oírlo..  sin saber que,  mi voz va a tu alma...  y que en algún eco,  podrías mañana oír que,  -4-


Jorge Chapana Véliz – Poeta        a veces,  enloquezco,  cuando sé de ti...  Porque  no te puedo hallar...  entre infinitas estrellas  que me sonríen....  Pero, ahí estás...  siempre presente...  Aunque no lo quieras...  tus labios,  ya no los puedes  arrancar de los míos...  Ya recibí tu néctar...  y tu calidez  fue mi aliada....  y entonces..  En noches de silencios  de desiertos en calma...  puedo ver tus pupilas...  y tus mejillas  se asoman en una luz  de aquella lunita  que me atrapa en tus ojitos...  Entonces,  sólo entonces..  puedo dormir...  y soñarte...  como antes...  Aunque la brisa  y el rocío del amanecer,  enfríen tu calidez  en mi almohada...  permaneces...  infinitamente ya...  en mi alma... 

-5-


Jorge Chapana Véliz – Poeta       

PERO… NO ESTÁS… PEQUEÑA MÍA      ¿Por qué no te encuentro  en noches como ésta,  cuando cae la tristeza…  y me cubre de ese manto  de frialdad…?  Y me responde el silencio  más profundo …  que lacera mis entrañas…    Y quisiera verte aquí…  Frente a mis ojos…  Y quisiera que tu mano y la mía  Se enlazaran   Entre dedos o eslabones,  de por vida…  Pero no estás….    Sabes?...   Tú no estás…  Entonces, recuerdo   A mis amigos,   Que entre copas, me acompañan…  Que me piden que sonría…  Que me animan a cantar…  A susurrar una esperanza…  Impidiendo que mi mente  Te recuerde….  Pero no puedo…  Sabes?  Ya no puedo    En días de alegrías…  En el ayer que sonreía…  En el pasado tuyo y mío…  Me abrazabas…  Y decías que, era inmenso  este amor que nos rodeaba…  y que me amabas…   -6-


Jorge Chapana Véliz – Poeta        por mi alma que te abrazaba….  Y que mi calor te protegía…    Pero…  No estás… Sabes?  Ya no estás…  Y no puedo recordar  En qué instante   Fui a perderte…  Ni, si en algunos brazos,  ya te he perdido…  Nada, ya sé…    Pero abro mis ojos…  Y en las noches estrelladas  Quiero alcanzar tus mejillas  Y abrazarte con mi alma…  Pero no estás…    ¿Cómo duele el tiempo…?  ¿Cómo ha herido mi camino….?  ¿Qué ha sido de esa primavera…?  ¿Cuándo comprenderé…?  ¿Deberá llegar el amanecer…?  ¿El capullo me sonreirá?...  ¿Tu pecho me abrigará…  hoy… o alguna noche?  ¿Sentiré palpitar tu alma?  ¿Qué puedo saber… sin ti?  ¿Valdrá la pena saber algo?    Amor… quiero ya descansar   Déjame reposar en tus brazos…  Déjame olvidar esa historia…  Deja que el mundo nos apunte…  Si ayer fuimos locos…  Ten por seguro… siempre lo seré  Y tú… para mi… ¿lo serás?  En mi lecho, en esta oscuridad…  Sigo escuchando esa melodía…  De Gatti… su canción… (*)  -7-


Jorge Chapana Véliz – Poeta        tu canción… mi canción...  A lo lejos… su guitarra…  Y suave melodía  Como un susurro que llegaba  Y decía:  “Quiero paz… Quiero una pausa…  Quizás morir de amor, en tu mirada…  Sin pasados… Sin temores…  Y sin prejuicios… que te nublen”  Entonces, mis lágrimas caen…  Y ya ves… no puedo olvidar…  No puedo comprender,   Porque no puedo encontrar…  A tu alma y la mía  Como aquellos, que hoy   Se abrazan…    Si dejaste escapar  Un te amo…  Esa noche en mis brazos…  Regresa, por favor…  Porque…   Yo también te amo…  pequeña mía..      

-8-


M. Antonia F.S. – Poetisa       

M. ANTONIA F.S.  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


M. Antonia F.S. – Poetisa       

PROFUNDO MAR DENTRO, MUY DENTRO      Profundo mar que viene y que va,  Testigo mudo del dolor de mi silencio,   Abismo inquietante donde expirar,  Principio y final, fuera y dentro…  Agitado me clamas sin cesar,  Blando es tu lecho…¿he muerto?  Mar, que de nuevo me vienes a buscar,  Celando una vez más mis secretos,  No le digas que me has visto llorar,  ni qué encierra mi pensamiento…  me has llamado y aquí estoy,  Dócil me doy a tu inmensidad,  sin más preguntas y sin recelos,  voy caminando en ti, dentro…muy dentro.... 

-2-


M. Antonia F.S. – Poetisa       

HOY SOLO QUIERO      hoy solo quiero,  subirme a la luna   para que me abrace,  que me sirva de cuna  y me susurre verdades…  hoy solo quiero  un minuto de silencio,  sólo quiero  ver que te vive dentro…. 

-3-


M. Antonia F.S. – Poetisa           

-4-


José Ángel Fernández Gómez – Poeta       

JOSÉ ÁNGEL FERNÁNDEZ GÓMEZ  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


José Ángel Fernández Gómez – Poeta       

QUE LLUEVA EN EL INFIERNO      Que llueva sobre el fuego del infierno  un diluvio infinito de perdón  y que apagué el sufrimiento de esos seres  que en la vida no tuvieron la suerte  de encontrar el amor en su interior. 

-2-


José Ángel Fernández Gómez – Poeta       

AMOR: LA LETANÍA      Rompiendo las fronteras de la epidermis  que mantienen nuestros cuerpos separados  entré en tu cuerpo para estar fundidos  y bailar nuestro placer enamorados.     Tu mano con propósito firme en mi cintura  marcaba el ritmo de la danza sexual en puro trance.  Oleadas de placer y de ternura chocaban   como el mar y el precipicio.   Amor, amor, amor…  Amor en cada ola,   repetías al ritmo de música divina  que la orquesta de dos cuerpos jadeantes  lanzaba al infinito.   Amor, la letanía. 

-3-


José Ángel Fernández Gómez – Poeta       

ME ALIMENTO DE TU ALIENTO EN LA DISTANCIA      Una estampida de emociones sin fronteras se despiertan  cuando escucho tu voz en la distancia. Son besos que se guardan para luego y que esperan tranquilos en el fondo del alma.  Tu voz tierna y serena es un susurro  que me habla de nuestro amor sin mencionarlo.  Me acaricia la dulce melodía  de un sueño que se alarga ocupando el espacio de este cielo estrellado  que espera por tu cuerpo sin apenas pensarlo.  Aquí estoy para ti,  en este oasis  que hemos ido creando  en un espacio infinito rebosante de abrazos. Aquí estoy con este amor que me desborda. En este paraíso sideral,  aquí te encuentro amada entre mis horas cada día cocinando con tus risas alegría  para el banquete que juntos disfrutamos.  Compartimos una avalancha de nuestras emociones, las tuyas y las mías.  No me pierdo ni un instante esa presencia  que llega con tu voz a saludarme. Me alimento de tu aliento en la distancia.  Me alimento de tu voz tranquila y suave para luego irme con ella en mi descanso  a vivir en mis sueños añorados.

-4-


José García Agüero – Poeta       

JOSÉ GARCÍA AGÜERO  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


José García Agüero – Poeta       

TU ANHELADO SUEÑO      Hijo mío, escucha  lo que ahora te digo.  Es una simple cuestión  las cosas de la vida  se han de aprender.  No a base de obsesión.  Donde no hay  no se puede hallar.  Si sigues buscando  es inútil, te fatigarás.  Para sacar de allí algo  algo hay que meter  eso es lo primero,   es menester.  Que tú pienses   yo no quiero  lo que yo pienso  luego sí,   pero piensa   como yo pienso.    Yo hice ya mi edificio  el tuyo tú debes hacer   Es cuestión de sacrificio.  Utiliza un material ligero  pero fuerte tiene que ser  y también el apropiado,   un bonito diseño  para edificar tu hogar  que yo te ayudaré  a que pronto aprendas  como conseguirlo,   y ser su dueño;  eso espero  para que realices   tu anhelado sueño.   

-2-


José García Agüero – Poeta       

QUE LA LUZ NO SE APAGUE      ¡Escuchad!   lo que os digo.  Escúchenme los poetas  lo que tengo que deciros.    Vuestro generador   ya está en marcha;  vuestra luz   está encendida.  Nadie lo olvide   ¡ por favor !  no dejéis que aparezca   la escarcha,  que se forme   en vuestro refrigerador.    Vuestro cerebro funciona  lo demuestra   el poder pensar   estas no son cosas escondidas  pero la llama   se puede apagar;  no quiero personas sorprendidas  solo ver   que alguien se emociona.    Hay escritos   que impresionan  y ayudan al que lo desea  a rehacer su forma de pensar  no es cosa fácil de alcanzar  si uno consigo no pelea  por eso muchos abandonan.      Les invito   a que reflexionen  que me leerán   -3-


José García Agüero – Poeta        es lo que creo.  También a ustedes   con atención yo les leo  en nuestro grupo   cuando paseo.  Demasiado   no se emocionen  Que disfruten   es lo que deseo.   

-4-


Margarita González Luján – Poetisa       

MARGARITA GONZÁLEZ LUJÁN  ‐ ARGENTINA‐ 

-1-


Margarita González Luján – Poetisa       

SUEÑOS     Será tarde? no. Yo se que aun es tiempo.  Resurgir del abismo y comenzar un sueño,  pensar en mañana, inventar momentos,  creer que hay estrellas, en un cielo nuevo. 

Descubrir palomas mientras nos queremos,  pensar que habrá días para todo eso.  Silenciar lo feo, que sea un recuerdo  sin que cause daño, pues es todo nuevo. 

Construir este tiempo con recuerdos buenos,  caminar al sol sobre pasto fresco,  que el agua del río nos recorra enteros,  que la tarde caiga, mientras nos queremos. 

En eso transcurre, este ahora, mi tiempo,  en soñar tan solo con un nuevo intento  de vivir mirando estrellas del cielo,  pensando en mañana, sonriendo ʺte quierosʺ. 

-2-


Margarita González Luján – Poetisa       

DOLOR     Cuando el dolor te calla  porque tus huesos gimen,  el aire duele adentro.  El tiempo se detiene. 

Los pensamientos acorralan,  la mirada esta perdida,  ya nada te contiene.  estalla el corazón . 

Inerte sobre el suelo  te mantienes erguido,  ya no sientes, has muerto,  pero aun sigues vivo. 

Tal vez la muerte ya perdió el sentido,  tal vez tan solo sea una vieja amiga,  pues de ahora en más, estas muerto,  aunque vivo. 

-3-


Margarita González Luján – Poetisa       

AUSENTE     Ausente, si, ausente,  así estoy, así me siento.  ausente al dolor, pero viva a la vida.  ausente a esa filosofía barata   que te dice, la vida es así:  ʺuna de cal y una de arenaʺ  fácil manera de dejarte solo,  solo en dolor  fácil manera del ʺno me metoʺ. 

Ausente, si.... muy ausente.  cansada, si, muy cansada, la vida es vida,   muchas de cal, muchas de arena,  pero ahí están tus brazos, tus lagrimas  para llorar junto a un amigo que sufre,  para abrazar a quien esta solo  

Ausente,   pero aun ausente veo tu ausencia y sufro,  veo tu llanto y lloro,  veo tus brazos vacios y extiendo los míos  Ausente a la cal y a la arena  pero viva a la vida. 

 

-4-


Margarita González Luján – Poetisa       

CINCO AÑOS      Carita asustada, se mira al espejo  hoy cumple cinco años, ya se pone viejo,  se busca la barba, arrugas, todo eso,  camina, da saltos, aun no esta viejo. 

Se agacha, camina con un bastoncito.  Imita al abuelo, juega a ser viejito,  busca anteojos de antes, se pone un ponchito,  y se sienta al sol, es todo un viejito. 

Ahora corre, salta, juega escondida,  asusta a su mami, espera a papá,  contento les cuenta del nuevo amigo  que hizo en la plaza cuando fue a jugar. 

Se lava las manos, cepilla sus dientes,  se viste de duende para ir a dormir.  Estrena contento sus viejos cinco años,  cuantas cosas tiene aun por vivir. 

Dedicado a ʺmi hombreʺ Camilo, que cumplió 5 años 

-5-


Margarita González Luján – Poetisa       

ESPERA     Caras de dolor, ojos asustados,  alguna esperanza, pero al costado.  Las horas se pasan, mirando a un lado,  caminan, dan vueltas, deambulan sin fuerzas,  esperan que alguien les de una respuesta.  El silencio vuelve, se adueña del tiempo. 

Otra vez se escucha, ahora una ambulancia,  algunos van, corren, tiempo contra tiempo.  Miradas inquietas que quita el aliento,  la calma regresa después de un momento,  la sangre se queda quieta como el tiempo,  las miradas vuelven otra vez al suelo. 

Lagrimas que fluyen, silencios, silencios,  charlas en voz baja, corazón deshecho.  Un poco más lejos, sin temor, sin miedo,  se escucha un gran llanto, que rompió el silencio.  Los ojos se alzaron, felices sonrieron,  una nueva vida se encuentra entre ellos. 

La vida y la muerte, jugando al misterio.  Sus ojos asustados, volvieron al suelo,  con dolor esperan tan triste momento.  Pasillos muy largos, llenos de silencios  con ojos clavados en puntos muy quietos,  como si calmaran el dolor intenso. 

Soledad conjunta, de esperas sin tiempos.

-6-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa       

RAQUEL HERRERO ALVEROLA  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa       

PALABRAS  

No encuentro las palabras  Los versos conjugados   Se vuelven escarcha  La mente difumina   Los estados de mi alma. 

Invaden los desatinos  Se quiebran las metáforas   Se regocija el hastío  Ensalzando sus hazañas  En este glaciar profundo  Sin una llama que arda  Inquebrantable quejido  Que su melodía guarda 

¿Cómo romper las cadenas?  De acerados eslabones  Que no encuentran mas razones  Que seguir encadenados, ha  Siniestros corazones de hábitos  Enmarañados. 

Perdida en el laberinto  Los versos se desquebrajan  No hay hechizos ni conjuros  Para encontrar la alianza  Aferrada a un espejismo  Mientras lágrimas resbalan  Gritándole al infinito  Poeta por compasión…  ¡¡Devuélveme la palabra!! 

-2-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa       

SOY   Qué bien me sabe tu piel  Cuando mis labios recorren   Cada pliegue de tu ser.  Cómo me gusta tu aroma  Esa esencia que devoran  Lo instintivo de mi sed  Soy reo, soy Faraona,  Soy cómplice y receptora  De las ansias de un querer. 

Cuando tus manos me rozan  Cuando, es cálida la piel  Cuando nacen las caricias  Renovadas, espumosas  Extendidas, glamurosas,  Insinuantes, gozosas…  ¡Ay!,   Como retan y provocan  Deseos, hasta enloquecer. 

Soy lujuria, soy esclava  Soy liberta, soy tu amada  ¿Qué más quieres...?  ¡¡Soy mujer!! 

-3-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa       

LITURGIA  

Cómo liturgia sagrada  Son mis rezos en la noche  Hasta bien entrado el Alba  Tan solo una razón me asiste  Encontrar paz, para el alma  Que deambula en soledad  Justo, desde que te fuiste. 

¡¡No quiero tal libertad!!  Impuesta por el destino  Cruel, desatino, falaz.  Encadenada a tu cuerpo  Yo quisiera caminar… 

Liviano, sería mi castigo  Por amarte tanto y más  En monologa oratoria  Yo abogo, para olvidar. 

-4-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa       

ESTUVE     Estuve, en un hermoso lugar  Donde se infringe la cordura  Donde el amor es adicto y  Las manos exudan, mil gotas  De cariño.  Estuve, donde es clara la mirada  Y la fortuna te acoge en abrazos  De derroche, caricias de seda  Soñando con Eros, en pasiones  De una noche.  Caminé, por asfalto algodonado  Mientras manos extendidas  Me estrechaban; cómo a hijo  En su regazo, como amante  Entre sus brazos.  Quedé tendida, prendada, rendida  En una bella explanada, de azúcar  Y caramelo, escuchando melodías  De tangos arrabaleros, que aun  Hoy, Resuenan en mis oídos.  Ese querer, qué renace en el alma   Que te devuelve a la vida  Al anhelado encuentro con la calma   En un grito místico, sagrado…  De un ámame; porque yo,  De vos ¡¡Quedo enamorada!! 

-5-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa       

HOMBRE     HOMBRE I PARTE 

Lágrimas resbalando por el rostro infantil  Mientras labios mordidos, apretujados  Intentan devorar, angustias de un pasado.  Mas nada comprende el infante vapuleado  Ni la furia de su gente, ni el crujido   De los palos, ni el silencio de la muerte  Ni el oxido chirrido del candado.  Pero al levantar la frente,  Se irgue como soldado  Prometiéndose a si mismo,  No volver a dejar más lagrimas arrinconadas.  Necesita evadirse, borrar de su existencia  Las crueles pesadillas, que cada noche  Lo acechan…  Ahondando en sus heridas, quedándole  El alma presa.  A ojos despiertos, espera el amanecer  No quiere revivir en sueños  Las tristezas y miserias de un ayer.  Comienza a despedirse de la Luna  Que siempre vela a sus pies  Y saluda, con tristeza en la mirada  A su lejano amigo el astro rey.  Su carita de niño, lavada en el charco  Y la fuente clara, para calmar su sed  Emprender caminos de rumbo incierto  Con poco o nada que perder.  Y en esa búsqueda incesante,  Sin saber muy bien porqué  Se afana en la re búsqueda con  El amplio sentido de un deber. 

Impera la necesidad;  Entender que hizo tan malo  Para tanto padecer… 

-6-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa        Más es ingrato el destino  Inútil, como el mismo ser  La búsqueda no encuentra nombre  Ni huellas en su bien hacer…  ¡Nada hizo!, de nada es culpable  Tal vez acaso… ¿de nacer?  ¿Por ello le han castigado?  Se pregunta, una y otra vez  Una y otra vez.  En la escuela de la vida, aprenderá  Qué sus por qué;  Tienen varas y medidas  Que irán curtiéndole la piel  El modelo establecido  Ya no se puede romper…  Para sufrir has nacido  Le resuena en su cerebro  Una y otra vez  Una y otra vez  Mas en su fuero interno  Y en su eterna rebeldía  Le abrirá de par en par  Las puertas a la osadía  Y el modelo establecido  Resbalará hecho pedazos  Por el cauce de sus ríos. 

En busca de su libertad  Solo está en juego la vida  Y la vida… ¡nada es!  Más que una farsa y una mentira  La raíz podrida de simiente infiel  Mundo nauseabundo, que poco  O nada, tiene con que ver con él. 

HOMBRE II PARTE 

Mas se aferra a la vida porque sabe  De su único tesoro y posesión.  Es su ley, su mandato y su agonía 

-7-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa        Plagiado de verdades tras mentiras  Saetas de lamentos  Etéreas Sinfonías.  Tomará caminos de arenosos vientos  De riscos filosos y candentes  De cal y de lodo, de sal y de arena  De gélidos ríos, de blanca Nívea  En estrellados firmamentos  Donde la Luna se queda  Reflejada en la Laguna  Para que el niño la vea  Y meciéndose en sus aguas  Duerma en su cuna la pena. 

Despierta y despunta el Alba  Pero la Soledad se queda  Mientras el nuevo día  Cargadito llega…  Hoy, viene dispuesto  A encontrar la huella  Que a fuerza de desatinos,  La Felicidad encuentra.  Ya va creciendo el muchacho  No ha de ser larga la espera  El hombre, se va acercando  Corta ha de ser la condena  Que lo devuelva a su adviento  A vivir nuevas quimeras.  Brama el varón, ruge la tierra  Gira la Noria en tempestad  Volteando en otra esfera. 

El macho bravío, se desenfrena  Acelera el paso en la nueva escena  Quiere acomodar su rumbo  A ese mundo que lo espera  “Quiere” y aprenderá el cómo  Salir de su estratosfera.  Meditabundo y solitario fue su viaje  Sorbiendo en cada paso una mirada 

-8-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa        Miradas que ajenas al fracaso  Daban cuenta de seguros y firmeza  Ante quien; tal vez por arrogancia  Mantenía por costumbre el Alma presa. 

HOMBRE III PARTE  No fue abatido el Infante  A pesar de la metralla  Arremetida en sus carnes.  No le dio tregua al coraje  Que haciendo nido en sus entrañas  Le sedujo en el exilio, destruyendo  La maraña.  Y ancha la senda, decide emprender  Nueva campaña, donde el niño  Que ya es hombre va en búsqueda  De compaña.  Manos abiertas que aferren esos  Puños que apretaba, escondiendo  Las caricias que de su alma brotaban  Miradas cristalinas, que reflejen su  Mirada, dejando pasar la luz  De una mente enamorada  Piel que agregada a su piel  Entibie su piel ajada  Deseosa de absorber, jugos,  Fluidos, néctares de dulce miel  Que penetra en los sentidos  Hembra, amiga, amante, mujer  Que descubra en su armadura   La fragilidad del ser.  Que un beso todo lo cura, si  En el beso hay un querer y,   en la palma de la mano,   ¡!Un espejo!¡  Fiel reflejo, de un brillante  Amanecer. 

-9-


Raquel Herrero Alverola – Poetisa       

- 10 -


Luís Emilio Hormazábal Flores – Poeta       

LUIS EMILIO HORMAZABAL  ‐ CHILE ‐ 

-1-


Luís Emilio Hormazábal Flores – Poeta       

DANZA  Y CORTEJO      Te besaré desde la punta de las pestañas  en la intimidad celeste y noches anuentes   cuando secretamente me invadan arrebatos,   de cósmica lujuria;   sufro y desespero  muslos de individua blanca morena latina,  que toca esos pies para otro vuelo más viento  que ese aire felino de tu fragancia,   te dijera española mía, francesa mía,   inglesa, ragazza, nórdica boreal,   espuma de la diáspora del Génesis   ¿Qué más te dijera en tu intensidad interna?  ¿Griega, mi egipcia, romana por el mármol?  ¿Fenicia, cartaginesa, o loca, simplemente loca  carente del amor, chilena en el arco de morir  con todos los pétalos abiertos,   tensa la cítara de Dios, en la danza del halago?  Y si te oyera aullar, te iría mordiendo   hasta las últimas amapolas, mi posesa,   que todavía enloquecieras allí, en el frescor ciego,  te nadara en la inmensidad insaciable de la lascivia,   reir frenético del frenesí de tus dientes,   me arrebatase el opio adictivo de tu piel  hasta lo ebúrneo de otra pureza,  y si oyera cantar las esferas estallantes como pitágoras,   te lamiera, te olfateara como el león a su leona,   para el sol, fálicamente mía,  ¡ si te amara!.  

-2-


Marisol Ibarra – Poetisa       

MARISOL IBARRA  ‐ URUGUAY‐ 

-1-


Marisol Ibarra – Poetisa       

CUANDO NACE UN NIÑO      Viene el niño al mundo   frágil e indefenso,  pero le preparó   Dios una cuna,  en el pecho materno.    Ternura es su almohada,  la manta tejió de besos  y para que no tenga miedo  sus ojos son dos luceros.   

-2-


Marisol Ibarra – Poetisa       

AHORA SOY LIBRE      Sentí tus pasos tambaleantes  era de madrugada,  fingí estar dormida  y me acurruqué en la cama.  Al tropezar con un mueble  el borbotón de insultos   de tus labios salió raudo ;  comencé a temblar  tenía mucho miedo,   sabía que estabas ebrio.  Tu voz se clavó en mi alma   ¡Levántate mujer!   Presentía el agravio,  temía el maltrato   y sentí terror.  Quiero mi cena ordenaste  sin importarte mi estado,  me arropé como pude  y fui a la cocina temblando.  Quise volver a la cama  pero tú no me dejaste,  y en una noche de invierno  en una silla tiritando,  te observaba cenar  con el corazón apretado.  De tu boca salían agravios  y amenazas a mi vida;  al fin te fuiste a dormir   y pude respirar más tranquila.  A la mañana siguiente  me abrazaste con amor,  dijiste mil bellas palabras   y frases de perdón.  Los días pasaron,  con ellos los meses y años,  y yo esperaba un milagro   que me salvara de tu maltrato.  Pero nada mejoró,  -3-


Marisol Ibarra – Poetisa        sino que iba empeorando,  hasta hoy mi querido  que al fin me he liberado.  Por el espacio vuelo,  sin cadenas ni temores  y allá abajo en la tierra  te veo en mi tumba llorando. 

-4-


Marisol Ibarra – Poetisa       

PARA TI AMIGA      Ven, recuéstate aquí  junto a mi pecho  y no tengas miedo,   verás como pronto pasan  las negras nubes   que hoy te envuelven.  Ven, quédate a mi lado,   cierra tus ojos y duerme   que yo velaré tu sueño.  ¿Qué tienes miedo?  ¡Quién no lo tendría!  Pero es hora de confiar,   de creer en la vida,   de buscar nuevos sueños,   de encontrar la alegría.  Eso es mi niña sonríe,  que se ilumina tu carita   y brillan tan hermosos   tus dulces y bellos ojos.  ¡Anda guapa! Que esta vida  tiene cosas buenas   aunque estén escondidas.  Iremos juntas a buscarlas,  ya verás como traemos  los bolsillos llenos de magia  y por si acaso no volvemos  lleva tus libros favoritos,  los perfumes del jardín  y el vuelo de las mariposas.  ¿Ya ves? Estás riendo,  el sol asoma entre nubes  y se llena de luz tu alma.   ¿Qué estoy un poco loca?  Es verdad, pero no lo digas,   ese será nuestro secreto,   al fin y al cabo,  

-5-


Marisol Ibarra – Poetisa        en este mundo de locos  ¿Quién quiere estar cuerdo? 

-6-


Marisol Ibarra – Poetisa       

LA NIÑA EN EL BOSQUE      La niña se ha perdido   en un bosque muy extraño,   la niña tiene miedo  y por el monte va sollozando.    Sonidos de hojas y ramas secas  que bajo sus pies se quiebran ,  murmullos del viento en las ramas,  voces de la naturaleza.    Gnomos, hadas y duendes  bajo las setas se esconden,  todos miran a la niña   que por el bosque corre.    Vueltas, vueltas y más vueltas  y de nuevo en el mismo lugar,  la salida no encuentra  y la noche se viene ya.    Rendida por el cansancio  en el colchón de hojas se acuesta,  besan las hadas su frente,  con flores la arropan los duendes.    Duerme la niña tranquila,  nada perturba su sueño,  la magia entera de bosque   con ternura la está meciendo.    Un rayo de sol travieso   en la cara de la niña juega,  abre sus ojillos azules  y en el bosque, ya no se encuentra.    El aroma del pan horneado,   hasta su cama le llega, 

-7-


Marisol Ibarra – Poetisa        la niña se incorpora   y blancas flores al suelo ruedan. 

-8-


Marisol Ibarra – Poetisa       

EL AMANTE      Ven mi amado,   mi cuerpo desnudo  ansioso te espera  bajo sábanas de seda.  Deja que apoye mi cabeza   sobre tu pecho así, muy lento,  siente mi piel   como la tuya yo siento.  No hay prisa,   tómate tu tiempo   para hacerme estallar  de pasión y deseo.  Tus labios me recorren,  mi boca te provoca  buscando el lugar exacto   donde el placer  te hace enloquecer.  Gemidos y susurros,   palabras impensables,  todo en el amor se vale.  El pulso se acelera,  palpita el corazón  tropel de caballos   resuenan en el pecho   y el momento llega  en que ambos alcanzamos  el punto máximo  donde se funden   el amor y la pasión.  Luego el silencio  nos envuelve,  enciendo un cigarro,  ¿Cómo fue tu día?  ¿Qué tal el trabajo?  Preguntas tontas,   respuestas casuales,   luego te bañas,   te vistes y marchas.  -9-


Marisol Ibarra – Poetisa        Y yo quedo en la cama   mordiendo la almohada,   de rabia y de ganas. 

- 10 -


Christian Maier – Poeta       

CHRISTIAN MAIER  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Christian Maier – Poeta       

LLORAN LOS OJOS DE MI HIJO      Mi hijo,  Siempre esta triste,  Su voz se enmudece,  Si un ser humano se acerque.    Contemplo sobre  Las lagrimas de los ojos de mi hijo.  Y veo por dentro  Reflejado  Una pena,  Que es la mía.    Mi hijo,  Sentado en el pasto,  Lo miro,  Quiero gritar,  Pero no puedo,  Porque mi hijo  Siempre tiene los ojos mojados.    Me quedo yerto,  Mi corazón se transforma en una piedra,  Veo la soledad de mi hijo,  Aislado,  No conoce ningún beso,  Ni brazos  Para regalarlo seguridad.    Mi hijo,  Solo conoce el agua  De sus ojos  Que fluye de el  Y no acabará nunca.     Un lago,  Dentro de los ojos de mi hijo.  La prueba, 

-2-


Christian Maier – Poeta        Que nunca he existido    Mi hijo  Se queda solo  En este mundo  Que dejaba morirme.    Echo de menos el niño  Cuyos ojos nunca van a reír.    Execro el mundo,  Que ha sido mi debilidad,  Execro mi muerte temprano.    Amo  Como lloran los ojos de mi hijo  Y lo tomo en mis brazos,  Siento el pulso de su corazón.    Veo un parpadeo  De mi hijo  Y se cae una lágrima.  La cojo  Y tengo en mis manos  La única lágrima  Que se cayó  De los ojos alegres de mi hijo.    Y miro más allá,  A mi hijo mudo  Y contemplo  Con nostalgia silenciosa   Como lloran los ojos de mi hijo  Y sin darme cuenta  Encuentro una perla dentro de mis manos.  

-3-


Christian Maier – Poeta       

HIJO DE LOBA      La loba ha sido mi nodriza,  Yací en su pecho,  Su leche me alimentaba  Hasta que se convertía en mi madre.    Sus hijas e hijos son mis hermanos  Comí con ellos la carne de los corderos,  Cuales matábamos en nuestros juegos.    Sintonicé en su cantar  Y canté con ellos la canción de las canciones.    Me he vuelto grande y fuerte,  Tímido, observando y pechugón,  Pertinaz y siempre hambriento.    La luna llena me expulsa a la noche,  Desnudo,   No lavado,  Rondo por los bosques,  Me baño en la nieve  Y sigo al olor que me delata  Donde se reúne mi calaña.    Pero no la encuentro más,  Ya no la puedo oler  Y sé,  Que el hombre la ha desterrado.    Sintonizo en su cantar  Y lloro sin ellos la canción de las canciones.    En una noche buena,  La luna llena,  Me empuja el desasosiego.  Mato conejo, corzo y becerro  Penetro mis dientes en sus cuellos 

-4-


Christian Maier – Poeta        Pruebo su sangre pulsante con mi lengua,  Caliente y saltado me baja en la garganta.    Y en frente de mi ojo animal,  Veo mi madre la loba  Y como mis hermanos y hermanas  Escuchan su aullido.     En la borrachera de la sangre fresca  Me empaca su llamada.  Esta reuniendo todos sus hijos  Entiendo su último grito  Espirado por su rabia y antojo de venganza.    Mi ojo animal,  Mira al otro mundo  Y responde a su alma torturada.    Asumo el cargo de los cargos  Y relleno la herencia de los lobos.    Y como último lobo de esta tierra,  Sintonizo en su cantar  Y canto con ellos,  La canción de las canciones.     

-5-


Christian Maier – Poeta       

ROCA SIN NOMBRE      Se me bloquean las letras,  Que no comprendo que leo,  Ni lo que escribo.    Solo noto que quiero   Seguir trabajando.    Pero algo no me deja  Generalmente fluye todo de si mismo  Siempre sin esfuerzo.  Y de repente  Aparece una roca  Que para el río de las palabras.    ¿Esa roca quien es?  ¿Viene de fuera   O la llevo por dentro?    No me habla, ni me mira  Solo me ensaña su dureza,  Y no sé ,que hacer  Descansar, soñar o seguir  Intentándolo   ‐ Buscar un camino.    O tengo que adivinar  El nombre de la roca,  Como en un cuento viejo.     ¿Te llamas Mente?  ¿O es tu nombre Razón?  ¿O eres la Crítica?    ¿Te llamas Cansancio?  ¿O es tu nombre Pereza?  ¿O eres la Pedantería?    ¿Joder, quien es?  -6-


Christian Maier – Poeta          Ya me da igual,  Te bautizo:  “Dejameenpaz”.    Y voy a seguir lo mío.   

-7-


Christian Maier – Poeta       

CARTA AL SEÑOR MUÉRDAGO      Señor Muérdago,  Se ha acoplado,  A uno de mis árboles más queridos.  Lo saca la fuerza  Ya hace bastante tiempo  Y usted vive de él.  Sin vergüenza  Y en cambia  Lo regala dolor, fiebre  Y tristeza.     Señor Muérdago,  Usted es un mordedor  Sin derecho  Y con ninguna razón    Señor Muérdago,  Usted nos afecta a todos,  Pero no le vamos a ayudar  Estamos regando  Nuestro amigo el árbol  Con nuestras lágrimas de amor.    Señor Muérdago,  ¿Usted de donde ha venido?  ¿Usted quien cree que es?    Señor Muérdago,  Usted es un aprovechador  Y nos quiere engañar.    Señor Muérdago,  Usted no nos ha dejado  Otro remedio,  Que tirarlo con armas químicas  Con sabor a metal.    Bombas radiactivas  -8-


Christian Maier – Poeta        Que inyectamos por catéteres  A nuestro amigo, el árbol,  Hace tiempo ya,  Se cayeron todas sus hojas,  Por su culpa.    Señor Muérdago,  Lo siento, pero estamos  Echando a usted.  Que se vaya a donde  Ha venido,  Tan rápido como apareció.     No tenemos que disculparnos,  Señor Muérdago,  Porque en nuestro bosque  No hay más espacio para usted.  Ya nos ha robado bastante  De nuestros árboles,  Entre ellos, los más fuertes.    Señor Muérdago,   Usted tiene buen gusto  Siempre esta comiéndose  Los árboles queridos  Nunca toca un árbol malo.     Su malignidad señor Muérdago,  Que no muerda más,  Ayúdenos  A retransformar las células afectadas.  No queremos más medicamentos   Ni química,  Ni más sabores a metal,  Ni náuseas y ni vomito.    Lo que queremos ver  Es como sigue   Creciendo   Nuestro amigo el árbol.    -9-


Christian Maier – Poeta        Después de esta primavera  Que usted ha vuelto  En un invierno sin fin,..    ...Tendremos nuestro  Amigo, el árbol  ‐ Lleno de hojas,  ‐ Lleno de frutas  ‐Sonriendo como siempre  Y despereciendo sus ramas  Hacia el sol.    Mas no le pido,  Señor Muérdago.    Por favor.  

- 10 -


Christian Maier – Poeta       

EL REY DE LAS HADAS      El rey de hadas  Ha dejado su bosque,  Se ha ido al mundo  Y ha llegado a ser un mortal.    Al principio aun podía volar,  Pero con el tiempo sus alas languidecían,  Su levedad se convertía en pesadumbre  Y su amor en sufrimiento.    Lloraba sus primeras lágrimas,  Fumaba su primero cigarrillo,  Hablaba las primeras palabras humanas,  Y sentía la muerte acercándose.    El rey,  Sacrificaba su reino,  Sacrificaba su casa,  Sacrificaba su inmortalidad.    ¡Esta amando!  Y vuela con alas diferentes,  Pero si se lo deja caer,  Va a morir.      Adenda:  (Muchos años después,  lo vi en una calle,  se ha enamorado otras veces  sin morirse).  

- 11 -


Christian Maier – Poeta        EL SITIO NINGUNO      Demonios con caras tan feas  Llamaron a mi puerta,  Fantasmas del sitio ninguno  Volaron en el aire   amenazándome.    Estaba sentado,  Me asustaron al principio  Les tenía miedo,  Me dejaron encoger  Y me robaron las palabras.    Me quedé callado,  Me fui lejos de mí,  Las borracheras,  Imaginadas   Las noches de placer  Con personas sin reconocer,  Sin compartir  Nada en el corazón  sin defensa.    Los del sitio ninguno,  Me dejaron caer,  Casi me hubiera   Convertido en uno de ellos,  Pero mi alma me paraba,  Cual no me dejaba entrar  Al reino del sitio ninguno.    Mi alma me empeñe  A abrir mis ojos magos  Y vi que los demonios  Como las fantasmas  Son un ensamblaje  Del NADA.    Y de repente:  - 12 -


Christian Maier – Poeta        Silencio en el aire  Sueños de amor en mi corazón  Y me he ido  Del sitio del ninguno   Al DONDEQUIERA,    Donde seguiré  Esperándote.   

- 13 -


Christian Maier – Poeta           

- 14 -


Rosa María Martínez López – Poetisa       

ROSA MARÍA MARTÍNEZ LÓPEZ  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Rosa María Martínez López – Poetisa       

CARTA A EUTERPE  Querida inmortal:  Te pido permiso   para guardar   el mundo en mis manos  y su aliento en mi garganta.  Acunar al mar,  consolar al cielo,  amar al silencio  que ya no puede esperar,  ni permanecer dormido.  Desea acariciar al aire,  ser la pareja del viento.  Sacudir las ramas, las almas.  Hacer susurrar a la hierba.  Crepitar a las hojas.  Ser la resaca en el mar.  No te rompes silencio,  sólo quieres despertar.     

-2-


Alejandra Menassa de Lucía – Poetisa       

ALEJANDRA MENASSA DE LUCÍA  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Alejandra Menassa de Lucía – Poetisa       

DEFINITIVAMENTE, ME RINDO AL FUEGO DE TU BOCA,  POESÍA      No me advertiste que tenías un volcán en la boca,  me muero porque su lava invada todos mis rincones.   No me dijiste que tus labios eran la cuna del fuego:  mi ardiente Prometeo, robaré tus labios cada noche.  Como Ave Fénix, resurgiré de las cenizas   en las que me sume tu incandescente boca,   sólo para volver a besarte,  y volver a arder, y volver a besarte:  tus llamas son un imán para mi noche.    Seré tu Juana de Arco, quémame cada hora  en la hoguera que sobre mi cuerpo van construyendo tus palabras.  Hazme arder otra vez hasta fundirnos:  metales preciosos nuestros cuerpos.    Sé mi Nerón: prende fuego a tu Roma,  mi boca no entiende otro lenguaje que la llama de tus besos,  las pavesas del cielo, los refulgentes meteoritos de tus labios.  No te apagues jamás, no te extingas jamás,  la tea ardiente del deseo guarde para siempre   el inagotable calor de tus labios,  tus labios que derriten el hielo,  tus labios que me impregnan de luz,  tus labios: imprecación al fuego,  Tus labios: destino de mi boca,  estación final de mi deseo.

-2-


Alejandra Menassa de Lucía – Poetisa       

ODA A LA POESÍA      Tú: la forma más pura del lenguaje.  Eres un hombre lúbrico y su semen.  Tú: decantación de la humana historia o su milagro,   su sostén y sus alas,  único acercamiento posible a lo indecible.  Refulgentes como astros se alzan de la tumba  tus poetas, los que moran en tu vientre,  los que haces nacer en plena página,  aquellos que pares cada día a la luz rosada del poniente.  Te arrastras por el barro con el soldado,  te me vuelas de noche con las trapecistas  gozas en la cama de las meretrices,  acompañas insomne las noches de trabajo del galeno,  te pierdes en la luz insistente de la fábrica,  en la luz tenue de los teatros,   en la luz cefálica de las minas.  Haces girar el mundo con tu ritmo,  con tus exhalaciones se pueblan las cantinas,  en tu sangre laten el poeta, el sacerdote y el mendigo.  El agujero por donde se entra al mundo,  no es ese que el pincel de Courbet inmortaliza;  son tus brazos ahuecando la muerte para que el poeta nazca,  son tus piernas abriéndose a la noche para exhalar su alma.  Eres del hombre, su diamante,  su gema maravillosa, pero también, el resto del lenguaje;  desperdicio, vacío que lo hace nacer,  el epitafio del sentido,  la muerte de la razón,  la burla de la carne.   Dama inmortal, hombre sacrílego,   muere el dolor acuchillado, en tu presencia. 

-3-


Alejandra Menassa de Lucía – Poetisa       

-4-


Francis Parado – Poetisa       

FRANCIS PARADO  ‐ URUGUAY‐ 

-1-


Francis Parado – Poetisa       

PRESA     Hojas doradas  que libre danzan  sobre la madre tierra 

Déjame ser tierra 

Espuma de mar  que besas suavemente  la blanca arena 

Déjame ser arena 

Estrellas que luminosas  pintan los cielos  formando imágenes 

Déjame ser cielo 

Boca que besas  con ternura inmensa  la piel de tu amada 

Déjame ser Ella 

Llena de ausencias  de olvidos y dolores  que son presencia 

Soledad solo déjame 

-2-


Francis Parado – Poetisa       

PASADO MÍO      Quiero seguir siendo tu sueño imposible  y ser el amor inconcluso de la juventud  Quiero ser lo platónico, lo inalcanzable,  ser la princesa del cuento de hadas  donde tú, mi príncipe me rescatas 

No me pidas que regrese  que no se rompa el encanto  por buscar en mi presente 

Déjame seguir siendo tu ilusión  ser la musa que te inspira,  no rompas el encanto 

pasado mío 

Atesora este sentimiento  que se ha hecho carme en nuestras almas  y hemos llevado atesorado hasta hoy  en el final de nuestras vidas 

No me busques en mi presente  retiene mi recuerdo de juventud  Que esta pena de amor   se ha hecho dulce compañera de viaje.  No rompas el encanto 

Pasado mío 

-3-


Francis Parado – Poetisa       

ETERNOS DÍAS      Que largos y eternos son estos días   que faltan para llegar a verte,   quiero acariciar tu cara y volver a ver tus ojos.  

Que larga me resultan las horas,  todo a perdido importancia a mi alrededor,   solo mi corazón está en el 29 nuevamente,   número que se repite en nuestras vidas.  

Hoy desperté estremecida   tal vez estaba soñando que estabas muy cerca mío,  que oculto tenia tantos sentimientos,  enterrados creía que estaban   es mas creí que ya no existían.  

  Amor, mi vida, largos serán los días   y grande es el miedo de que algo me impida  llegar hasta donde tu estas.  

Solo Dios sabe que pasara al encontrarnos,   pero solo por volver a ver de nuevo tus ojos, tu sonrisa   vale llegar hasta ti. 

-4-


Francis Parado – Poetisa       

ESPECTROS QUE SE CITAN      Sientes mientras duermes  nuestros abrazos?…   Tu boca se despierta   con el sabor de nuestros besos?… 

Será que sientes las risas,  la emoción de estar juntos?   que sientes en tu piel mi perfume   como el tuyo en el mío? 

Como si fuéramos espectros   que se citan en las noches  Para revivir el amor pasado,  el amor vivido,  el amor ya perdido 

Despiertas como yo   con el corazón ardiendo,  con esa sensación   de haber estado juntos? 

Daria todo por saber  si tu alma me busca   como fantasma atormentado  que regresa cada noche 

Oh solo sera mi alma  la que demabula   entre tus sueños  cada noche   y sola se atormenta?.  

-5-


Francis Parado – Poetisa       

NO ERES LINEAL      Como medirte   Tiempo  Te mido por palabas que no dije  Por las lagrimas ya secas  Acaso mis arrugas  es la forma de medirte 

Tiempo  

Que importas poco  y vales mucho  solo un instante   puede ser eterno  Toda una vida  perderse en un segundo 

Tiempo 

Me pierdo en tus espacios  buscando mi destino  en tu laberinto sin salida 

  Tiempo 

Porque juegas conmigo  Rompes el orden y mezclas  trayendo al presente mi pasado  sacando del futuro mi destino 

Tiempo 

Aprendí que no eres lineal  Al girar en una de tus curvas  me encuentro frente a frente   con ese amigo tuyo   -6-


Francis Parado – Poetisa        que siempre esta contigo,  pero nunca lo encuentro 

Olvido  

-7-


Francis Parado – Poetisa       

QUIEN TE DIO PERMISO      Estoy bien asi  insensible, vacía  sin dejar mi corazón expuesto  Estoy bien así  vivo sin sobresaltos  vivo sin emociones   no me arriesgo al dolor  no temo volver a sufrir  Estoy bien así   Y llegas tú de la nada  y movilizas mi corazón  sin pedir permiso   me sacas de la seguridad  y me haces sentir  quedando desprotegida  y el miedo me invade  de nuevo regresas  y te dejo pasar   que será de mi  si estas de paso  dime como logro   nuevamente vivir  sin vida. 

-8-


Francisco Romero Díaz – Poeta       

FRANCISCO ROMERO DÍAZ  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Francisco Romero Díaz – Poeta       

MADRE     Canto a una madre de mirar triste,  noches sin dormir, horas sin vivir,  cada día, cada año más sufrir,  y tú mujer, madre, nunca caíste.    hoy te canto a ti por que no rendiste,  y tu lucha decidiste seguir  apoyo, ayuda para mi vivir,  tu fuerza todos los días me diste    Madre, ahora ya puedes sonreír,  sentir la alegría entrado en tu vida,  colmando sueños antaño esperados.    me tienes luchando por conseguir,  por traerte alegría comprimida  en noches de sufrimiento abnegados   

-2-


Francisco Romero Díaz – Poeta       

PASIÓN     Roza mujer tu alma con mi pasión,  acaricia tu deseo infernal,  llena el cuerpo de pecado carnal,  ven, y mete mi cuerpo en tu prisión.    Nutre mi deseo sin compasión,  de ti estoy hambriento como chacal.  Dejas mi mente de poco cabal,  llenas mi cuerpo con toda ilusión.    Tu bello cuerpo, mi infernal locura,  desnudo, cálido, rozando mi alma  en la cúspide de la noche pura,    brindo con copas de placer en calma  tras la fuga de pasión en captura.  Ven mujer al infierno de nuestra alma 

-3-


Francisco Romero Díaz – Poeta       

EYINA     luna plateada que en mar se mece,  cantan olas a su nocturna amada,  juegan las estrellas en fiesta alada  y nadie sabe lo que le acontece.    Eyina, el camino que le entristece,  nunca te faltara un buen camarada  que cantará como olas a su amada,  mime si su destino se enfurece.    Rompe la noche creando distancia,  llora en poemas, que no le sosiegan  Alegre, nunca pierde la elegancia.    va temerosa, los miedos le ciegan,  guarda cosas que tienen importancia  y así...despacio...dudas se mitigan 

-4-


Francisco Romero Díaz – Poeta       

DUELE EL SILENCIO      Duele el oscuro silencio en la calma,  duele el amor silenciado en la noche,  duele si callada bajas del coche,  duele, si, duele allá dentro... en el alma.    Grita ocaso, cuando el día se empalma  prolongándose en agónica noche,  cayendo de todo el día el reproche,  esperando que el alba traiga calma.    En la dulce mirada entristecida  esperas el beso reconciliado  pidiendo perdón, si saber a que.    Rogando vas, larga noche plañida,  seguiremos en el futuro aliados  ya que de ti un día me enamoré.   

-5-


Francisco Romero Díaz – Poeta       

ERES     Eres mi soneto asonante,  la nota sincopada que da luz  a la melodía de mi vivir,  el color brillante que sale  entre los grises de mi vida.  el colorido canto que enmudece  los soliloquios de mi existir,  eres…  eres mi soneto  eres mi vivir. 

-6-


Francisco Romero Díaz – Poeta       

CALLÓ EL POETA      Calló el poeta,  guardó su pluma para el más allá,  y viajó en los brazos de los ángeles    el poeta escribió:  “seguir en pie  quiere decir coraje    o no tener  donde caerse  muerto.”    Mario, viste…era coraje  de luchar con la palabra,  de llevar la esperanza escrita  de emocionar el alma…  si Mario fue coraje tu vida.    Como dijiste:  “hoy está más allá  de las nubes que elige  y más allá del trueno  y de la tierra firme    demorándose viene  cual flor desconfiada  que vigila al sol  sin preguntarle nada”    Hoy estas mas allá,  donde los versos florecen  en mil mariposas de colores,  donde los sueños son vividos  con toda la gente que amaste,  hoy estas amas allá,  donde el verbo amar no se puede mentir,  donde la palabra pasión perdió brillo  y cambio por eternidad.  -7-


Francisco Romero Díaz – Poeta          Poeta, tu pluma floreció antaño  dejando todo tu poesía aquí,  y hoy lloramos por que marchaste  y te llevaste todas las que aun escondías.  hoy lloramos…lloramos tu perdida.    Mario, viaja en brazos del ángel,  ve allí, al panteón de los poetas,  donde moran las metáforas de los dioses  donde yacen los más grandes escritores,  al cielo de la rimas.     

-8-


Antonio José Royuela – Poeta       

ANTONIO JOSÉ ROYUELA  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Antonio José Royuela – Poeta       

SALON ALQUILADO      En el pacto de los silencios compartidos  encuentro la lumbre que serena  la piel lacerada del día.  Es la habitación con sofá hecha morada.    La puerta cerrada  ha visto la noche convertida en aventura,  escuchado la alborada en lontananza  y me ha ayudado a escribir  sobre el deseo del sexo,  sobre la locura del amor  y sobre los residuos de sueños consumidos  como el humo de un cigarrillo.    En la mesa,   papeles que hablan de infidencias,  fotografías a modo de etopeya,  ceniceros que guardan las huellas  de compañías en noches furtivas  y un móvil testigo guardián de las ignominias.    Libros que cuentan cómo aprender  a besar los labios secos,  historias de caricias invisibles,  adivinanzas sobre un inexacto pasado  y un futuro apátrida.    Tras la puerta de la calle  y la puerta cerrada, se esconde.  Es quien mejor me comprende,  quien todo me tolera.    Sosiega mi desatino con abrazos,  recupera mi cansancio con cuidados y mimos.  Me habla de las ventajas,   de las cosas con orden  y siempre es cómplice en los asesinatos de mi nombre.    -2-


Antonio José Royuela – Poeta        En la noche que guarda los secretos  es portadora de la luz  y al igual que el sueño pide ojos para cerrar,  ambos exigimos lealtad en el pacto  de los silencios compartidos. 

-3-


Antonio José Royuela – Poeta       

ACOMPÁÑAME     Acompáñame esta noche de cristales rotos. Salgamos en busca de irresponsabilidades a las tabernas donde las pupilas dilatadas presagian batallas entre labios de osadías sin dudas, cuando vivir nada tiene que ver con la vida. Acompáñame por los jardines donde el silencio es cómplice de poetas, héroes y villanos. Salgamos tras la luz roja de los enardecidos corazones, tras los ruidos de una ciudad veloz al borde de un ataque de nervios. Pero sólo acompáñame si el olvido es más fuerte que la nostalgia,  si te ves capaz de avivar la llama apagada de nuestros ojos,  si la renuncia  no abarca a los deseos vejados de nuestras manos.

-4-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

ELIZABETH ROZAS LIZAMA  ‐ CHILE‐ 

-1-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

A MI HERMANO RICARDO      Hoy has partido nuevamente  hermano del alma,  estas solo y eso lo se  mas tienes que sentir   que mi alma va contigo.  La pena hoy inunda   mi corazón, no se  que será de tu vida  que caminos pasarás?  espero que sean sonrisas  las que te esperen   en ese mundo desconocido.  Hay hermano cuanto tiempo  ha pasado, cuantos caminos  sin futuros llevas a cuestas,  sé que es lo que la vida  te dio, lo sé .  pero siente que vas   en mis pasos y pensamientos  inundando mis recuerdos  de antaño, en que jugábamos   en la plaza del pueblo.  Recuerdos que no olvidaremos.  Te vas triste dejando nuevamente  tus fracasos en este pueblo,  esperando que surjan mejores  escenarios que espero   sean aprovechados.  “Hermano querido te amo”.    Cuando la puerta de la felicidad se cierra, otra se abre, pero muchas veces  miramos tanto la puerta cerrada que no vemos la que ha sido abierta para  nosotros. 

-2-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

MAS Y MAS ESPERANZAS SIN TERMINAR      Voy a seguir   no me cansare  creyendo   cuando tenga quimera.  Dando amor aunque  no lo quieras aceptar.  Voy a seguir creando  aunque otros lo pisoteen.  Seguiré hablando de paz.  Aun en la misma guerra.  Seguiré iluminando   aún en la oscuridad.  Seguiré sembrando  aunque me pisoteen.  Seguiré gritando la impotencia  aunque me hagan callar.  Dibujare sonrisas,  en medio de mis lágrimas.  Porque siempre existe un niño  que nos mira esperando  una sonrisa a flor de piel.  Seguiré esperando que el desierto  florezca con una flor.  Porque existen tantas cosas  aún no terminadas, tantos  senderos por caminar,  tantos amigos y sueños  esperando ser realidad. 

-3-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

DESTINO     Ya no siento  tanto el dolor   como lo sentí ayer,  mas el que me duele  es el de los demás.  Ya la ira que sentí  es como una luz indiferente,  vaga, detenida en el tiempo  Ahora sueño mi pasado  y presiento mi futuro  cada instante de lo furtivo  que está en mis sueños.  Observo lo que es evidente  como si fuera extraño,  ya voy al futuro  ya lo estoy fundando.  Comprendo que el nombre  alma es esperanza,  no niego lo que he sido  y me sigo proyectando+  en lo que será mi mañana. 

-4-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

SUFRIMIENTOS     Existen dolores  sin culpas,  que son como  árboles secos  donde muchas veces  están muy dentro.  Existe la droga  que ilumina   la mente y hace feliz  pero al fin  igual demuele, destruye,   agoniza y mata.   Existen los poemas  que jamás algunos perciben  y aunque los cantemos  mas de mil veces  no lo lograremos  si no existe el amor a ellos. 

-5-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

LÁGRIMAS     Mi alma se desgarra en cada verso,  de los versos que brotan de mi angustia  y que por mi angustia no alcanzan a nacer  se diluyen en la tinta de mi pluma  antes de caer en el papel empapado  de mis lágrimas de angustia    Hoy brotó desde la tierra la luz  Desde la tierra fecunda hasta el cielo  Y fue visible por el Mundo entero    Hoy en amarillo, azul y rojo  fue creciendo el arco iris  que pintó a toda la gente  con los mismos colores    Hoy hubo acuerdo mundial  Alegría gratis y conciencia  Conciencia de ser humanos  Hoy que eligieron ser esclavos fueron esclavos  Hoy los que eligieron ser libres fueron libre. 

-6-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

VUELVO A TUS PALABRAS      Vuelvo a tus palabras  buscando refugio,  sé que a tu lado todo está bien,  sabes hacer de mi soledad  poesía transformándola en presencia de ti  que me cuida.  Cada lágrima que parece secarse en mis mejillas  es porque tus labios las bebieron en un beso,  es tu mirada el oasis de mi vida.  En tus brazos que presiento  navego lejos sin rumbo establecido  llego junto a ti a algún puerto  donde las gaviotas nos reciben con su vuelo,  y barcos peregrinos saludan nuestros sueños,  donde luego de echar ancla  tomados de la mano,  mirándonos en silencio  sentimos todo el amor con nuestros cuerpos.  Y somos uno,  somos mar, arena, cielo, tierra,  aire, agua , suspiro,  lluvia , pensamiento,  tempestad , calma,  somos cuerpo y alma  bebiendo de este amor eterno. 

-7-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

QUE ME PASA ME PREGUNTAS      Que me pasa, me preguntas.  Cuando me preguntaste que me pasaba,   te pedí que entendieras que necesitaba nada  sólo que me envolvieras…  A veces no hace falta contar qué   nos llena el corazón de lágrimas,   qué nos pinta de grises la mirada,   qué nos oprime la garganta haciendo   que la voz tiemble como si tuviera frio.  Cuando te pedí que me envolvieras,   tenía el alma dolorida, las sensaciones  de soledad la habían cubierto de humo a pesar que  y no podía ver más allá Cuando te dije que después te relataría,   sabía que así sería, pero antes necesitaba   llenarme de ti, de tu amor,   de tu paz, de energía... no era necesario  hablar, tú curas con amor mis llagas…  A veces el cielo de nuestro mundo personal   se cubre de nubes acechando soles,   nada más triste que un cielo gris sollozando   ausencias de estrellas y luna.  A veces la realidad te enfrenta con espectros   cercanos que en un tiempo fueron amigos,   y te revuelcas en la cama sin poder cerrar los ojos,   y quieres espantarlos pero es imposible   porque están unidos a ti de tal forma que solo   Combatiéndote los matarías.  Cuando me ceñiste...  en ese mismo instante en que me  sentí cruzando tu pecho con mi ser,   en una conexión casi perfecta,   el universo volvió a despejarse   y los colores a pinceladas iban pintando   mariposas, colibríes, flores y sueños   en mi alma que revivía gritando TE AMO.  A veces la vida me pesa mucho pero   cuando tú me abrazas se vuelve livianita   y siento que solo es verdadero   -8-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa        nuestro amor. Entonces.... me alegro mucho   porque entiendo ,que lo que no existe ....no daña 

-9-


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

DUERME AMOR, DUERME      Duerme amistad, amor, misterio,  no voy a animarte.  Porque me he vuelto rabia, angustia,  Tristeza y soledad.  Entera por cierto, nuevamente entera.  Me he protegido otra vez de la tormenta.  He sido corriente y brisa contrario.  Me he salvado por ti, por volver a ti.  Sigue sueño adorado, tranquilo  Agítate los años, camina al primer día  al roce secreto de nuestras manos  Y del impedido abrazo que se hizo nuestro  Imagíname, compinche amigo  en los encuentros de velar de antaño  Aquellos de eternas palabrerías sobre la vida,  Y los de secretas miradas ocultas,  También de las caricias fugitivas,  Y los de besos eternos,  En los que tus ojos abrían al alba  Tan largos que el tiempo dejaba de ser duradero.  Sueña ardor único amante  de humedades quitadas, robadas  en que fuimos uno.   Cuando estallaron tus sudores  junto a los míos.  Porque fuiste único en el primer día   Y yo me hice única contigo.   Sueña jactancioso   ese día en que di a luz a nuestros hijos.  les enseñaste a imaginar sin brisa  y a dibujar un corazón con témpera  Duerme amor, sueña   Duerme vida sueña  Oh amado hazlo por nosotros  Sé sueño de nuestra historia  Para que mañana cuando despiertes  Me des la vida, como siempre. 

- 10 -


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

DESEOS     Deséame, me dijo,  estoy desnudo.  Mis ojos hicieron  un lento recorrido  por su cabello,  su rostro,  su cuerpo de inquieto  fabuloso  dilatado para mí,  Dándose,  hermoso,  lleno de luz y de sombras.    Deséame, me dijo.    Me miré a mi misma,  y empecé a desearlo. 

- 11 -


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

MÚSICA     En estos poemas que escribo,  esta parte de mi vida   mis verdades ,anhelos   Toda la noche fue música  Originada de tu voz.  Un canto que penetró en mi sangre,  mi piel y mis sentidos.  Me despojó en la noche  y me hizo pura y admirable,  dispuesta para ti,  entregada a tus palabras,  a tus manos, a tu boca.  Llovió intenso sobre la urbe,  el sonido nostálgico  se unió a tu música distante.  Toda la noche te estuve sintiendo,  Trasladada;  entre el sonido de la lluvia y tu balada,  Colmada de tus caricias mi cuerpo, mi alma. 

- 12 -


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

TU SONRISA      Cuantas cosas  puedo escribir sobre tu sonrisa  pero hoy...  solo voy a escribir unas pocas...  te diré que eres bello,  que eres sencillo,  que iluminas,  que alagas, que enardece,  que alegras, que brillas,  que das vida,  que enamoras, que eres mágico  ilógico, que enloqueces,  desquicias y sonrojas,  que eres dulce,   que eres divino, que cantas,  que eres brisa, amor, tranquilidad  paz,  que tienes colores no imaginados   que el tiempo se detiene  cada vez que apareces,  tu sonrisa es inocente,  es eterna, silenciosa, lenta  y   que apasionas, que complaces,  que deleitas,  que estremeces, que prometes,  que alivias, que germina,  transcurre y se oculta  que retorna, que enciendes,  que arrullas, que perdonas,  que silencias,  que duele.... 

- 13 -


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

MAS QUE OLVIDO      si no me extrañas en tus sueños ...  es que ya no soy reina allí,  si no puedes sentir mis caricias   es que ya no sientes nada,   si ya no sientes nada por mí,  quieres ser libre, vivir,   déjame vivir sin ti ,  si solo quieres amores,  déjame en la tierra   de las confusiones. 

- 14 -


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

UN BUEN CAFÉ      Lejos del amor, lejos del sol,   lejos de esa tierra de surcos   labrados por años regados   por sudor y lagrimas ,  tierra donde el sol transforma  esas largas horas de siesta   en sueños que se vuelven vino  sueños que se transforman   en esperanza con cada vendimia  con cada batalla ganada al granizo,   esa tierra de álamos , y de sombrías   alamedas, que regadas por el canto   de sus acequias nos recuerda que  hay que murmurar , porque son  un susurro que nos dice que la madre   tierra está preparando su mejor vida,   sus mejores frutos, sus mas lindas flores,   de allí de donde fui bendecida por Dios   con una mujer de sus entrañas ,  de trabajos, de esfuerzo , tierra de vient0s  huracanados llamados zonda,   que te lleva hasta los sueños si no están  bien afianzados a tu mente,   allí donde te sientas a disfrutar un café   con sabor de amistad , con perfume de romance,  con vapor de amores que nacen al borde   de una simple taza de café,  porque es así como comienza todo ,  una amistad   un pololeo ,  un matrimonio ,  una noticia de ser bendecidos con hijos  todo ocurre allí en cualquier café   en cualquier mesa de cualquier calle,  en la que te sientas ,  haces un gesto con la mano ,  y el mozo ni te pregunta que vas a querer ,  te trae café ,  - 15 -


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa        el resto ,solo la magia de un café te lo hará   vivir en aquellas callecitas siempre   limpias como si una visita nos   estuviera por llegar   allí ,en donde a lo lejos se ve   la interminable montaña,  donde se descuelgan innumerables   hombres en parapente,  que si te sientas a mirarlos ,  nunca bajan, nunca están   al alcance de poder verles el rostro,   ellos que se confunden con las nubes,  con el sol, con el aroma de sus aguas  y su perfume de jarro. 

- 16 -


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

DOLOR     Algo se ha roto en el reciente   rincón del desencuentro,   un dolor penetrante que empezó   a crecer de repente   muestra su sonrisa cruel   observando desde lo lejos el momento   oportuno en el cual sus sentimientos   fueron olvidados, que sutil aura   que desde lo más lejano llega   con noticias que se adelantan saliendo   del corazón, acaso la noche fue informador  con su luna alumbrando la carroza   de las palabras que penetraron por este  rincón del sentimiento sobrio de la misma   soledad que con lagrimas acompaña cada despertar.  Si ha caído un perfil que no espera   percibir, desde ahora cuando de pie miro  las estrellas esperando que el sol las mate  con su brillo matutino, justo allí es cuando   terminare por acabar dicha estela   que dejaba tan presente con cada madrugada,   pido un tiempo para poder pensar   por todo lo que se pudo haber alcanzado   a tener, sin más nada que compartir   tan solo quiero oír un murmullo en cada crepúsculo   que me deje una ilusión de que todavía te podre   tener entre el cielo sombrío y la tristeza de cada atardecer. 

- 17 -


Elizabeth Rozas Lizama – Poetisa       

MAMÁ MARTA      Martita, que hermoso es poder recordarte y escribir algo acerca de ti  Después de tanto tiempo de no tenerte junto a mí.  Tus aromas me traen tantos recuerdos de infancia,  Recuerdos que no imagine tener, hermosos recuerdos de mi infancia.  …a leche...cuando amamantaba, cuando tenías la blusa mojada y me acercaba  a ti  Cierro los ojos y aun lo puedo sentir, olor a leche, a guagua, a miel.  … a pasto, paja…olor húmedo, terroso que te envolvía por las tardes  Cuando jugabas junto a nosotros, olor alegre y amoroso.  …a cebolla, a comida…recuerdo de regresos a casa cansada colmada de  hambre y sed  y tu ahí, llena de ese olor que saciaba la necesidad, olor picante y calentito.  … a flores, olor suave, agradable, dulce y tibio, a romance,  cuando te rociabas con perfume y me acercaba con la intención de atrapar  aroma que ven‐ía de ti.  … a navidad , a pino y pan de pascua, olor entusiasta, místico e ingenuo a la  vez.  Más hay dos olores, que son los que más gravados quedaron en mi,  Aromas que no tiene que ver con tu quehacer, sino más bien olores a ti.  El primero no lo puedo definir, decir que era dulce o amargo sería mentir,  Lo sentía cuando mi cabeza estaba sobre tu regazo o me acostaba junto a ti.  Hacer memoria de este otro olor, tú último olor, duele, quebranta y entristece,  Sensación amarga, acida, que llegaba a molestar, no era necesario acercarme  demasiado  Para poderlo sentir…al poco tiempo después no estabas ahí.  Los olores de mi madre, más que olores, sus amores, cada uno de ellos está  ligado a un sentimiento, a algo así como…por aquí paso mamá.  Esta casa con olor a mamá, era segura, cálida. Y digo que los olores eran de mi  madre, porque cuando ella murió, el olor de esta casa también se esfumo.   

- 18 -


Gabriela Salazar Scherman – Poetisa       

GABRIELA SALAZAR SCHERMAN  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Gabriela Salazar Scherman – Poetisa       

HIJA DEL TAMBOR      Hermana del Sol, un espasmo único y violento,  Una arcada que sube desde lo más profundo del ser, de la Madre‐Tierra.  Sube por las venas, por la sangre  Como un grito subiendo por las raíces de un árbol.  Y estallas, estallas en un grito feroz  Que musicaliza el universo;  Y baila, baila, hija del Tambor,  Baila al ritmo único de tu corazón.  Tus manos, hija del Tambor, tus manos son tu voz.    Hermana de la Luna, el espasmo se hizo convicción.  Razonada, pensada, va bajando por esas mismas venas.  La sangre vuelve a la raíz para fortalecer el árbol ya crecido.  Se traga el dolor y la música se hace silencio,  Porque has decidido, hija del Tambor,  Que cuando la palabra es cosa común, el silencio es violenta opinión.  Y respira, respira, hija del Tambor,  Respira al ritmo único de tu corazón.  Tus manos, hija del Tambor, tus manos son tu voz.    (Para mi Nadina y su candombe)  

-2-


Jorge Sánchez Ocampo – Poeta       

JORGE SÁNCHEZ OCAMPO  ‐ MÉXICO‐ 

-1-


Jorge Sánchez Ocampo – Poeta       

SOLO UN NOMBRE      Melissa escribe canciones, el martes temprano a las diez  Me obervan sus manos tan cálidas, de madre  Y me dicen las cosas que jamás quise escuchar, y oh!   Cada vez que le leo me siento caer.    Melissa recita versos para gente que dejo de soñar  Cuando su corazón descubre que talvez no sepa amar  Ella escapa en canciones y en bailes torpes de vals  Yo la observo y le explico, que su error es soñar    Me observa el martes antes de ponerse a llorar  Y oh! cada vez se escapa más  Y no sé como hacer para que ella quiera escaparse    El lunes ella baila junto al fonográfo  Se siente viva, y me invita a soñar  Sus manos dulces acarician mi herida piel  Dios te bendiga le susurro     Y nadie escucha porque estamos tan alejados   De cualquier otro ser  Que realmente nos sentimos solos  Al estar separados    Melissa me mira y no puedo responder  Esas miradas que sabes te pueden destrozar  Que sientes como te dan ganas de llorar    No comprende como es que existe fe,   Y me ve, y no pregunta pero me da miedo el saber    La lluvia cae un martes temprano a las diez antes de que ella comenzara a  llorar  Melissa me invita a bailar, un vals maldito que no nos atrevemos a olvidar  Le robo un recuerdo y me dejo caer,     Que me olvide, hoy noche y toda su vida.    -2-


Jorge Sánchez Ocampo – Poeta        Ella escribe sus sueños sobre un mantel de cielo  Que le hiere el ceño cada vez,   Ella no ama, ella no sueña, ella solo es,   Ella teme, pero no reprime su modo de ser    Y sin embargo el miércoles cuando hablamos  Le digo que cada vez que veo esos ojos siento morir.    Su risa hiere puntualmente al amanecer,   Es una herida que pocos sabemos tratar  Y que nadie quiere olvidar 

-3-


Jorge Sánchez Ocampo – Poeta       

INFINITO     Entre colinas de esperanza  Entre pensamientos perdidos por tú olvido  Entre mi nada, entregándome a todo lo que tú eres  Entre caminos, entre recovecos del destino  Entre juegos mentales de una mente cansada de pensar.  Entre el olvido, entre el destino de sentirme vivo entre tus brazos, entre tus  piernas me siento infinitamente vacio y único a la vez, como si los sueños  quemasen las lágrimas, y las lágrimas mataran mi ansiedad... como si el fuego  dejara de quemar y el corazón dejara de amar.  Entre susurros de un olvido que no se acordó de amarte.  Entre caricias de una malicia que no tuvo el valor de atacarte  Entre vericuetos mil....    Te sigo amando.   

-4-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa       

ANGELA SAYAGO MARTÍNEZ  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa       

PIDO AUXILIO A LA LUNA      Sin alguna esperanza escribo a la luna.  Germen igual a mi alma,  Semilla hermana de mi pecho…  Sangre de plata entre luceros,  Luciérnagas aladas.  Luna que estás en mis sueños  Regidora de mis sentimientos  Blanca pido tu ayuda  Para desenredar mis pensamientos.  Oh! Luna  Oh! Germen  Oh! Blanca  Oh! Plata…  No permitas que mil puñales  De malicia enagenada  Terminen por enloquecer mi vida  Y robar mi alma.   

-2-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa       

EL CUENTO DE LA MARIPOSA      Érase que se era  una mariposa creciendo  una mariposa   alimentándose de sueños.  Érase que se era  un gnomo viejo  un elefante amigo  y un oso hormiguero.  Érase que se era  dos cabras blancas  y un ciervo negro,  dos arañas en un estercolero.  Érase que se era  una mariposa creciendo  una mariposa  comiendo sueños. 

-3-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa       

CREPÚSCULO     Van pasando las horas...  y mi pensamiento se eterniza en un instante  obervando el azul de la noche,  crepúsculo añil frente a mis ojos.  Una luz en el horizonte,  mas cercana se representa  languideciendo...  Luz que desaparece  dejando paso a un claroscuro desconcertante  que envuelve los tejados  de estos edificios simples y quietos.  Cae la noche en la ciudad,  cuyo ruido se apaga lentamente.  Cae la noche en la ciudad  y caen los nervios en mi estómago...  también oscuro. 

-4-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa       

REFLEXIÓN     Me miro al espejo preguntándome  reconozco mi rostro apagado  me cuestiono pensando y mirándome  si el camino elegido sera equivocado.....   

-5-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa       

JAQUECA     Es hondo este dolor en mis sienes  estrujan unas manos invisibles este cerebro,  golpean mis sesos  martillos imaginarios.  Que fuertes estos dolores.  Y sigo quejándome,   escurriendome de pensamientos  mis ojos hinchados.  Fatiga, astuta fatiga  que posee por completo mi cabeza,  mi saliva.  Y mi espalda,   igualmente dolorida.     

-6-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa       

TELARAÑAS     ¡Cuántos rincones tiene su alma!  ¿Cuántas esquinas su corazón?  Y cuántos golpes  su cuerpo,  macerado,  inundado y soñoliento....  ¡Cuántos rincones tiene su alma  y telarañas en su corazón!   

-7-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa       

ENTRE DOS ESPACIOS      No sé como te quiero ...  pero no me importa  porque ya no sueño contigo.  Eres raro.  Soy de lo más rara  y se está apagando...  ¿Mi llama?  ¿Tu llama?  Soy yo.  Porque ya no me caes tan bien.  Puede ser por tus uñas comidas.  Tu desorden...  Espantoso ruido que hace tu desorden...  en mis manos limpias.  Sola no.  Tengo dolor de cabeza: tus quejas.  ¿Qué palabrotas son esas?  Hoy me doblo de dolor.  ¡Tan cansada!  Tus pestañas largas y  algunas de tus mentiras.  Ahora lo comprendo.  Ya no puedo soportarte cerca.  ¿Y de lejos?  No sé...  ¿A qué estoy esperando?  Desgaste de lazos.  Incongruencias lejanas  Y tan austeras...  en la punta de mi lengua.  Estalla mi cabeza.  Desmembrado de mi cuerpo  mi cerebro...  ¡Y qué pereza!  Sentirte tan cerca   y no tener ganas...  ¡Qué estúpida! 

-8-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa        Nunca pensé  que me quisieras de veras... 

-9-


Ángela Sayago Martínez – Poetisa           

- 10 -


María Tortosa Montoyo – Poetisa       

MARÍA TORTOSA MONTOYO  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


María Tortosa Montoyo – Poetisa       

UN OLOR      Y de repente un olor  al abrir la cafetera ya vacía.    Un olor a café ya tomado  me recrea en recuerdos  que mi mente proyecta  cómo el cliché   de una película ya en blanco y negro.    Recuerdos de una casa,  de una familia, de risas,  de momentos compartidos.    Mi boca se ensancha   en una libre sonrisa  y en mi corazón,  sensación de bienestar.    Y pienso...  que voy a preparar otra cafetera. 

-2-


María Tortosa Montoyo – Poetisa       

USANDO MIS OJOS      Es otra vez esa sensación  que se acerca a mi sigilosa  para que no la oiga entrar.    Como dueña en su própia casa  se va apoderando poco a poco  de cada centímetro cuadrado de mi alma.    Y ahora ya es tarde,  ya tengo otra vez colgado  el cartel de ocupada.    Me levanto con los ojos llorosos,  porque ya empiezo a ser consciente  de que mi alma está alquilada  y miro por la ventana,  como llueve en el mundo.    Siguen saliendo lágrimas,  de unos ojos que ya no me pertenecen,  ahora són la puerta  de mi nueva dueña.    Es otra vez esa sensación,  que hasta que no se mude  seguirá usando mis ojos. 

-3-


María Tortosa Montoyo – Poetisa       

UNA CALLE      Acompañada de las miradas  perdidas en éste suelo,  de adoquines mal colocados....  Intentando poner los pies,  uno delante del otro,  pisando encima de cada piedra,  algunas ya sueltas  por el paso del tiempo....    Sobre mi sombra,  que precede a mis zapatos,  se van escribiendo finas letras doradas,  sobre aventuras, guerras y rodadas,  de toda suerte y cultura.    De gentes diferentes,  que al pintar sus siluetas sobre éste lienzo,  han dejado sus miradas,  posadas en éste suelo,  que grita en su idioma  de cemento ya reseco..... 

-4-


María Tortosa Montoyo – Poetisa       

COMO LLUVIA EN MI CAMINO      Gotas de lluvia fría  que caen en la noche cerrada,  mojando mi pelo,  empañanado la mirada.    Gotas que al caer,  surcan la tierra herida,  embarrando las entrañas,  borrando las huellas de la vida.    Abro los ojos al mundo,  intentando centrar la mirada,  pero hace mucho frío,  y me siento mojada.    Se que dentro de unos minutos,  todo va a cambiar,  lo seco se tornará musgoso,  lo sucio se limpiará,  las huellas se borrarán   y yo me quedaré sin heridas,  como el camino que acabo de andar.    Dejaré que la lluvia lo arrastre todo,  que me deje vacía y blanca  para volver a llenarme otra vez.    Y crecerán en mi, nuevas ilusiones,  como el sendero agrietado,  que después de una tormenta,   de hierba se vuelve sembrado.    Dejaré que crezcan en mi,  las nuevas flores de la primavera,  los nuevos amores,  las deseadas pasiones,  dejaré que la lluvia me haga nueva.    -5-


María Tortosa Montoyo – Poetisa        Como el nuevo amanecer,  como el nuevo canto del pájaro,  como el nuevo clavel.    Seré nueva, por primera vez. 

-6-


María Tortosa Montoyo – Poetisa       

DESESPERACIÓN     Ese sentimiento que se acerca,  como una apisonadora,  queriendo aplastar mi paciencia  y dejando su huella inquietante,  en lo más profundo de mi.    La oigo que ya llega,  con su inconfundible sonido contundente,  asegurando cada giro de rueda.    Me enseña que va,  con las luces de largo alcance,  diciéndome con una mueca grosera,  que ya no tengo donde esconderme.    !Pues... Aqui me tienes!.    Preparada para recibirte.    Aplasta todo aquello que quieras,  y sal pronto de mi camino,  para que pueda recuperarme.    Suspiro con fuerza,   cerrando los ojos,  esperando que en cualquier momento,  su rodillo de duro acero,  me aplaste la paciencia,  pero.....no llega....    ¿Que pasa, cobarde?    ¿Ya no vienes a aplastarme?...    Abro los ojos,  esperando encontrar,  los focos encendidos,  delante de mi cara,  -7-


María Tortosa Montoyo – Poetisa        pero ya no hay nada,  ya no corro peligro....    ¿Será, que un simple suspiro al aire,  puede frenar a una apisonadora...?   

-8-


Graciela Vera Cotto – Poetisa       

GRACIELA VERA COTTO  ‐ ESPAÑA‐ 

-1-


Graciela Vera Cotto – Poetisa       

UN BESO      Como el aleteo de las alas  brillantes de una mariposa,  semejante al gorjeo de la alondra  cuando el sol se inclina sobre el horizonte,  dulce como el perfume  de las madreselvas en primavera,  trémulo en su atrevimiento  quedó atrapado en nuestras bocas  un beso apenas esbozado. 

-2-


Graciela Vera Cotto – Poetisa       

SABIENDO     Es tan obvio que resulta tonto  no asumir, que por sabido ya lo sabes. 

Se traduce en certeza  que sé lo que quieres decirme,  tal como sabes lo que pretendo decirte.  

Prohíbeme callar,  yo te ordeno hablar,  para convertir nuestras voces en grito,  y elevarlas a susurros  modulando enunciados  que repitan sin dejar dudas,  que tú sabes que te amo,  que yo sé que me amas,  que ambos sabemos  que nuestro querer no es finito   y no lo restringe ningún vocablo. 

-3-


Graciela Vera Cotto – Poetisa       

EL ZAGUÁN      Hay desapegos anudados a sus paredes,  tabiques descerrajados,  apenas sentimientos de insensibles amores   pretendiendo ocultarse en las sombras;  besos furtivos, sentimientos cercenados  en el silencio cómplice de la vecindad. 

Desafíante a la argucia del amor,  Abofetea el pensamiento  que alimenta el mohoso aliento  de la penumbra inducida  entre la bóveda,  ocre de fumaradas cansadas,  y el linóleo desgastado,  apenas una entelequia  en el rincón de la pasión. 

No es morada ni es calle,  refugio con lamparilla de 40;  un cielo sin estrellas   abierto entre madera y visillo,  sofisma que no aceptamos  para que no contamine la ilusión  de otro beso robado a la razón. 

-4-


Graciela Vera Cotto – Poetisa       

TORMENTA FINAL      A horcajadas de Luzbel,  la noche cabalga desatinos  ofuscando la razón,  último desacoplamiento,  la realidad se burla  y en harapos escapamos de la risa,  salpicados de absurdos resabios.  Los desafíos cobran prebendas,  postergan sueños por recelos;  los duendes acaparan los miedos  y un rechino amedrenta las ilusiones.  La tempestad ruge,  imponente el trueno  se abre en dantesca flecha  y en un ilegítimo epígrafe  las letras dejan de pertenecernos.  El aplauso es vano oropel  y el perjurio aplasta la cruz,  las palabras repiten historias  que quisieron ser diferentes  y la vida, implacable maga,  ríe con boca desdentada.  La lluvia anega cosechas,  esteriliza bonanzas  y arrastra un torrente de promesas,  ofrenda al mejor postor. 

Las nubes, oscuras cual Belcebú  aplastan las ciudades,  la gente grita, corre y huye,  tintinean las luces,  ya nadie pide confesión,  los sacramentos se aparcan  y las iglesias cierran sus puertas. 

La riada llega demasiado pronto,  adormece los sentimientos, 

-5-


Graciela Vera Cotto – Poetisa        libera a los amantes  de momentos de irracionalidad.  Redhiben los sagrados votos,  la fidelidad se inmola  en el altar de una misa negra;  quiebra el viento los cristales,  aúlla el endiablado siroco  los hogares se vuelven sacrílegos,  volteando a su paso almas ateridas. 

La cosmografía huye de los estereotipos,  los astros se alejan  y el ecuador se desliza.  La lluvia cae implacable,  las gotas traspasan paredes,  hieren mortalmente las caricias,  se deshacen en polvo los libros  arrastrando consonantes,  vocales y pétalos olvidados,  que engulle la humillación  disfrazada de pervertido remolino. 

-6-


Los poetas y las letras       

NARRACIONES Y  RELATOS 

-1-


Los poetas y las letras           

-2-


María José Corbellini – Relatos       

MARÍA JOSÉ CORBELLINI  ‐ RELATOS‐ 

-1-


María José Corbellini – Relatos       

DESDE HOY      Estoy aca sentada en la estación, como Penélope, esperando que llegue el  tren, que me llevara raudo a tus brazos.  Los minutos se me hacen interminables, no quiero ponerme ansiosa, pero de  solo pensar que para llegar a ti debo cruzar casi todo el país, me angustio, me  entristezco, de solo repasar que todavía después de subir al tren, tengo que  esperar casi dos días para verte tenerte, enloquezco con solo pensarlo. Ya se,  si espere tanto, porque me pongo así ahora, será que ya no quiero seguir mas  así, sola, que fueron muchos años de golpear puertas en soledad, de buscar  papeles y no encontrar respuesta, de pedir que comprendan que solo quiero  dar mi cariño ha quien lo necesita y solo recibir una palmada en el hombro de  alguien que no comprende que te necesito y me necesitas. Pero hoy se que  eso se va a terminar; desde hoy ya no estaré sola, desde hoy tendré tus  abrazos tus besos tus caricias y tu tendrás mis besos mis abrazos y mis  caricias y sobre todo mi amor. Por fin hoy puedo decir que soy una mujer con  la felicidad completa en todo sentido, hoy alguien me va decir por primera  vez, Mama.

-2-


Christian Maier – Relatos       

CHRISTIAN MAIER  ‐ RELATOS‐ 

-1-


Christian Maier – Relatos       

LE ROBARON LA BICI      Una noche de sábado, ya era domingo, a las 3h de la madrugada, Roman  estaba en bicicleta de camino a su casa. El chico estaba cansado y en su mente  solo tenía la idea de llegar pronto a su cama para acostarse.   Miraba la calle, el tráfico tranquilo, no se fijaba a los semáforos.  De repente un coche lo cortó el camino.  Y una voz enfadada y un poli de mas de cincuentas años, con pelo gris y un  aura de un gallo, dijo: “Pare, baje de la bici.”  Roman no entendió muy bien que quería, estaba soñando de su cama, ya  estaba en otro mundo y el poli apareció como una fantasma en la fila fina de  no estar despierto y todavía no durmiendo.  Román se fijaba al semáforo de este rincón, hay tantos semáforos en esa  ciudad y no tienen nada que decir, son como flores feos o malas hierbas en  un paisaje bonito y dijo: “Mira, tengo verde, déjame pasar”.  El poli se enfadó: “No puede pasar, su documentación por favor.”  Roman: “No la tengo, no llevo nada”, y intentaba a subir otra vez a su bici.  El poli: “Deja la bicicleta allí” y enseñaba a su coche, el poli quitaba la bici a  Roman, porque este no sabía como poner la bici en el coche, sin dejar  rasguños en la laca.  “Usted sabe que ha hecho?” preguntaba el gordo.  Roman: “No.”  El poli: “Usted ha cruzado un semáforo en rojo, allí en el Paseo de la Gracia.”  “Ah.”, comentaba Roman. Lo dio igual este juego de niños, no tenía ganas,  solo quería dormir.  El poli: “Como se llama usted”, intentaba tomar nota de Nombre y Apellido  de Roman Niedermeyer y pidió al delincuente deletrear su nombre.   Roman deletreaba pero el poli apuntaba otras letras, Roman dice “e” y el poli  apunta “i” y otra “e” y otro “i” y no se entendían, el poli escribió algo como  Nieidirmiyer. Roman pensaba, joder, que tonto es, no sabe escribir, pero  quiere ponerme una multa.  El poli dijo: “Como usted no tiene documentación, la bici se queda con  nosotros, donde esta empadronado Usted”.  Roman pensaba ya da igual, como tienen un nombre de cualquiera, no me  dejo tomar el pelo de vosotros y mentía: “No estoy empadronado aquí, estoy  empadronado en Frankfurt, en Alemania, estoy de visita acá.”  Roman se acercaba a la bici otra vez e intentaba a quitar la cadena, es que la  cadena vale más que la bici vieja, que ya no tenía pedales y las ruedas sin  perfil, últimamente ha sido un peligro esa bici, pero por ser tan tacaño y no  gastar demasiado dinero, Roman no se ha comprado una bici nueva, todavía.  -2-


Christian Maier – Relatos        Pero pensaba, bueno con lo que valen pedales nuevos, ruedas nuevas y una  silla y esa multa puedo comprarme una bici nueva. Pero no le gustaba  despedirse de su antigua bici, que lo miraba con su carita sucia. La bici se  llamaba Eusebio y se quejaba: “no me dejes con ellos, van a matarme.”  Roman se puso muy triste en el momento de quitar la cadena y el gordo, ya  tuvo la pinta de un duende malo, se enfado más, porque Roman se acercaba a  su bici otra vez, para quitar la cadena. El Poli cogió la cadena y quería  arrancarla de las manos del chico.   El hombre gordo, cada vez más enfadado y rabioso lo gritaba: “Salta o quiere  que lo detengamos, alejase de su bici y deja las cosas”, se quedaba con una  parte de la cadena la otra parte se quedaba en las manos del chico vinculado  con las llaves.   Roman se ponía triste y rabioso, la ira llamaba la primera vez a su puerta y en  un momento tenía ganas de macanear con la parte de la cadena a la cabeza del  hombre malparido.   Se acordaba que es policía, el amigo y ayudante, pero se ha vuelto a un  enemigo y ladrón.  Roman miraba el coche nuevo, que limpio era, al lado de su bici sucia, tan  limpio que la ropa de los policías y pensaba que injusto que el gobierno  gasta dinero para tonterías así, da trabajo a mala gente y en el mismo  momento se muere tanta gente en África de hambre.  Roman se preguntaba cuantos medicamentos, cuanta comida sería este coche  para alimentar y sanar necesitados.  El policia llamaba a alguien y explicaba que hay un extranjero sin  documentación, necesita una grúa para llevar una bici. Roman se asustaba,  por dios, vienen con grúa, cuanta plata más quieren gastar por una bici, que  ya casi no tiene valor.  Y vinieron dos chicas, policías o guarderías o mossos o que sabía el, en dos  motos súper nuevas. Roman se sorprendía y reflexionó:  “Cuatro personas en media noche, el Estado tiene dinero para gastar el  sueldo, el recargo de turno nocturno de tanta gente, porque uno no vi un  semáforo y yo estoy en paro y casi no se como pagar el alquilo. Trabajo en  visualización positiva y estoy diciéndome constantemente que rico soy,  aunque que no lo soy. Intento a ayudar a la gente, como hay tantos viejos,  que no saben a subir sus compras, tal vez no saben como pagarlas y ahora  pueden venir cuatro personas, dos motos y un coche por una imbecilidad y a  los viejos nunca ayuda nadie de estos cuatro a subir sus compras.”  Roman daba todo esto demasiado asco y preguntaba, si puede irse.   “No”, respondió el gordo, “primero tenemos que ponerlo la multa. ¿Sabe su  NIE?”, Roman se acordaba que esta de visita en esa ciudad y no puede  confesar su NIE, porque no tiene, y se calló.  -3-


Christian Maier – Relatos        El poli: “Como es su numero de documentación, su DNI.”  Roman: “Ni idea, es muy largo empieza con 531 más no sé”. Roman pensaba  en caerse al suelo o desnudarse, para echarles su ropa a la cara, como ya  robaron su bici, quizás entienden el mensaje, si les deja robar su ropa  también.   Otra vez notaron su apellido mal escrito y algunas cosas en un papel, que  tenia que ser una multa, apuntaban una dirección que les comentaba Roman  y preguntaron, si quiere firmar.  Roman preguntaba: “¿y que es que tengo que firmar, solo que he pasado un  semáforo en rojo?”  El poli: “Si, solo esto”.  Roman: “No, no quiero firmar.”  El poli apuntaba en el espacio de la signatura un NO, con letras mayúsculas.  Lo daba una copia del papel y su compañero que tenía más corazón dijo, ya  puedes irte y coger tus cosas.   Roman cogía el papel con un nombre raro, que pareció solo de lejos a su  nombre y cualquier dirección y la otra parte de su cadena.   Miraba confundido a sus manos y dijo al circulo de la policía: “Bona nit”.  “Buenas noches”, escuchaba Roman, deseándole solo el compañero del poli  duende y maleducado.  Y Roman andaba triste y sin mirar atrás y ocupado con la despedida de  Eusebio a su casa.  Primero quería bañarse en autocompasión, después pensaba, no era seguro  esa bici, esta mejor que voy en futuro a pie y si tendré prisa, voy a utilizar el  metro sin pagar en el caso de no llevar plata.   Y en cuando la policía lo pararía la próxima vez, Roman no sabrá el español.  Roman va a ser un turista, un guiri, un extranjero que no tiene ninguna idea  del castellano, del catalán y tampoco del inglés. Quizás va a ser disléxico  encima, a ver si conseguirá así curro de Poli.    Esa narración, no solo tiene un toque de realidad,  algunos nombres se han cambiado,  la dedico a mi fiel amigo Eusebio. 

-4-


Francis Parado – Relatos       

FRANCIS PARADO  ‐ RELATOS‐ 

-1-


Francis Parado – Relatos       

AVE FÉNIX      Hoy Mariana que siempre estaba a la espera del clic del chat porque sabía  que era su hija que quería decirle algo, o charlar un rato, estuvo ocupada todo  el día con su trabajo y no fue hasta la noche que se conectó con su niña.    Niña ya mujer que creyó tenerla siempre cerca suyo, pero la vida quiso dar un  giro y hacia siete años la niña mujer partió a trabajar a un país muy lejano.   Mariana sabía que era para su crecimiento personal, que iba a estar mejor  pero muy dentro suyo todavía seguía sintiendo en la casa las risas de ella, la  luz encendida de su cuarto hasta largas horas de la noche porque cuando un  libro la atrapaba no podía parar hasta terminarlo.     Las largas charlas, el compartir los logros, los miedos, las alegrías, cosas que  supieron conservar con ese aparato que todos los días se comunicaban  Esta noche era especial para Mariana porque al día siguiente era el día de las  Madres y aunque la llenaba de llamadas, tarjetas, saludos y besos  cibernéticos nada lograba ser como recibir su abrazo, ver su cara sonriente.    Comenzaron a chatear como siempre y en un momento de la conversación  hablando justamente del día siguiente mariana le pregunta si aprendió algo  de ella, pregunta que surgió sin pensarlo pero la respuesta que tuvo fue el  mejor regalo que una madre puede recibir:    Mamá de vos aprendí que no importa lo profundo que la vida te tire al fondo  del abismo siempre se puede volver a empezar. Aunque tengas que usar tus  muletas para andar. Sos mami como el Ave Félix.     Mariana se llenaron los ojos de lagrimas al leer lo que su niña pensaba de  ella, ella ama de casa, que se consideraba una mujer sencilla, con pocos  estudios y había recibido las palabras mas bellas para una madre.     El próximo día se levantaría feliz por ser la madre del mundo que recibió el  regalo que no se puede comprar en una tienda. Pero era el regalo más caro y  valioso que para ella había sobre la tierra.    

-2-


Francis Parado – Relatos       

MATILDE     Camina despacio, tambaleándose, su bastón es desde hace tiempo es su mejor  compañero. Era tan ágil, siempre activa. Tenía el poder de hacerlo todo.  Desde que llegó de su pueblo natal con sus cinco hijos varones no dejó un  solo día de darle pelea a la vida. Trabajaba de sirvienta en una gran casa de  dos pisos, con muchos espejos, ventanas y bronces que ella los mantenía  brillantes al igual que todo en la casa. Ya cayendo la tarde regresaba a su  pequeña pieza y aunque la pobreza vivía con ellos siempre mantuvo  impecable a sus hijos y su hogar y uso su ingenio para multiplicar en panes  los centavos ganados en el día.   Miro sus manos arrugadas por los años y de tanto trabajo mal pago, pero  siguen ágiles y vivaces como sus ojos negros como la noche que al mirarte  salen de ellos rayos de luz llenos de amor.   De niña pasaba mis vacaciones con ella, mucho de lo que soy me lo enseño  ella, mujer sabia aunque con poca escuela. La vida le había enseñado a ser  fuerte, a no rendirse, a seguir adelante, a no caer. Así sus hijos fueron  hombres.  La decían “Mamita” aunque ya eran adultos, ella supo forjar el respeto que  hoy le tenían. Mamita en esa época me causaba gracia verlos tan grandes  diciéndole así a su madre. Mamita, si ella era el monumento al valor y a la  fortaleza, Mamita…. Porque también la ternura formaba parte de su escancia   Esperaba con ansias la hora del almuerzo porque después venia el  radioteatro, nos apurábamos a limpiar la cocina y nos sentábamos en la mesa  del comedor con un mate de té a escuchar la radio.   El radio teatro de la tarde, “El Lobizón” por suerte era de día porque me  asustaba un poco, ella tomaba mi manos y se reía al ver mi cara de miedo.   Se reía y ríes ahora aunque ya no estés tan cerca mío, los pliegues de tu cara  son la guía de todo lo vivido, tu largo cabello que envuelves en tu nuca cada  mañana y los hilos de plata que lo cubren hacen de ti un ser angelical.   Eres tan frágil y fuerte a la vez. Eres el ser que nos representa, sos la esencia  que nos forma sos   Mujer Matilde. 

-3-


Francis Parado – Relatos         

-4-


Vicente Puchol Mora – Relatos       

VICENTE PUCHOL MORA  ‐ RELATOS‐ 

-1-


Vicente Puchol Mora – Relatos       

DIALOGO     El fin de semana transcurría sin novedad, cada mochuelo en su olivo y Dios  en las ramas de todos como corresponde entre humanos, y si no fuera porque  oímos ladrar a un perro, hubiésemos pensado que en esa casa reinaba la paz,  que cada cual portaba su soledad a cuestas y el silencio imperaba en  habitaciones separadas. El proveedor de hijos pasó por alto esa calle hacía ya  muchos años y como a falta de pan, buenas son las tortas, el repartidor de  perros pensó que la añoranza de Sonsoles bien podía cumplimentarla  “Bronsky”. El can, un terrier tibetano color canela, que no tiene amigos en el  barrio a quien ladrarles las venturas y desventuras de su vida de perro,  apenas ha salido a la calle en los dos años que lleva faldeando a la señora y  padeciendo la indiferencia del señor, aunque a éste y para su dicha,  solamente suele verlo en fin de semana cuando asoma al jardín y sin dirigirle  la palabra, bracea, flexiona, respira, suda y se larga, por eso, no es de extrañar  que haciendo caso omiso a las leyes de la naturaleza, este perro sin amigos, le  esté ladrando a una rata del vecindario las intimidades de sobremesa  dominical de sus amos; escuchemos con atención lo que está diciendo: O  poco conozco a las personas o en unos meses me encuentras por la calle como  perro sin amo, ya será menos Brócoli, Bronsky, me llamo Bronsky, Eso,  Bronsky, pero si tu ama es toda una señora, como va a echarte si encima te  adora, No es ella, es él quien nos echa a los dos, Si no te interesa te vas a la  puta calle con esa mierda de perro que tienes en el jardín, Y la señora no  paraba de llorar mientras recogía los platos, al parecer le estaba preguntando  por algo de llegar tarde y verse a escondidas con fulanas y el otro le decía que  ni para ser madre había servido y no podía esperar tampoco que le  correspondiera como mujer; yo no entiendo mucho de esto pero al parecer, el  señor va olisqueando las entrepiernas de hembras en celo y eso a la señora no  le gusta, pero como él es el jefe de la manada ya me veo de patitas en la calle  mas pronto que tarde, No subestimes a las hembras Brócoli, nosotras  hacemos lo imposible por salvaguardar la ratonera, Vosotras sí porque sois  del género animal pero las humanas sucumben al varón, no hay mas que ver  y oír los telediarios , y mi nombre es Bronsky, Bronsky, Ya te estas poniendo  gallito, macho perruno tenias que ser, hasta luego.

-2-


Elizabeth Rozas Lizama – Relatos       

ELIZABETH ROZAS LIZAMA  ‐ RELATOS‐ 

-1-


Elizabeth Rozas Lizama – Relatos       

LAS MARGARITAS QUE DESHOJAMOS CADA DÍA      Deshojando margaritas.........cuando era pequeña y la lozanía en mi piel se  reía a carcajadas de la suavidad y frescura de las flores, en el jardín de mi  madre, en la casa en la que vivíamos, me escondía junto a las plantas de  margaritas, era un juego maravilloso, puro, simpático, divertido, inocente,  quitarle uno a uno los pétalos a las margaritas que cada tarde regaba con  paciencia y sacrificio esta mujer que me dio su actitud y moral de ejemplo.  Tenía una lista larga de nombre de chicos que me gustaban, entonces de uno  en vez, con esa ansiedad básica y graciosa, empezaba....me quiere... mucho,  poquito... y así hasta estar conforme con los resultados... Era un juego de  niña‐adolescente que no conocía lo que era sufrir por amor, amar, esperar,  necesitar, solo soñaba con el príncipe azul, al que todos los días le daba un  nombre, un color de ojos y cabello diferente.  Con los años, las margaritas comenzaron a tener otro significado en mi vida,  comencé un día a no querer deshojarlas, a temer sacarle cada pétalo porque  ya los resultados me daban un poco de temor... Pensé sin margaritas no hay  drama...ya mi madre no las plantaba....había flores más de moda...  Hoy, sin querer, por esas cosas del destino, de la vida, me di cuenta que sigo  deshojando margaritas, que nunca dejé de hacerlo, que todos a diario lo  hacemos, claro sin darnos cuenta, el instinto nos lleva a ello, y esa experiencia  pura de juego es una de las bases que muchas veces usamos para resolver  aconteceres personales.  El día que decidí qué hombre sería mi esposo, fue porque la margarita en su  último pétalo, marcó mucho, el día que nació mi primera hija, el día que  nació mi segundo hijo, las margaritas me dieron los mejores resultados,  también, tuve de los otros, de esos que te marcan el corazón con una crucecita  que llevas en tu alma eternamente, el día que mi padre tocó el cielo con su  ser, el día que perdí en cuerpo a mi madre, a mi amiga llamada Mabel. Y así,  así será hasta el fin de los días... un deshojar margaritas para llegar al  horizonte que parecía entonces tan lejano, allí donde se conecta el cuerpo con  el espíritu en una despedida hacia la luz.

-2-


Los poetas y las letras       

HAIKUS

-1-


Los poetas y las letras           

-2-


Francis Parado – Haikus       

FRANCIS PARADO  ‐ HAIKUS‐ 

-1-


Francis Parado – Haikus       

VIEJAS     Fotos amarillentas  recuerdos míos  el pasado es tuyo     

TORNADO     Tornado del pasado  sin avisarme  llegas a mi presente   

-2-


Graciela Vera Cotto – Haikus       

GRACIELA VERA COTTO  ‐ HAIKUS‐ 

-1-


Graciela Vera Cotto – Haikus       

SONRISAS DE PÁJAROS      dulce mueca de placer  sonrisa de pájaro   dientes de nácar      ave de papel  golondrina sin rumbo  la noche llora      Granada blanca  de novia fue vestida  gitana clara      una flor roja  corazón de oro  liba la abeja      viento nocturno  sacude las estrellas  lluvia de luces      brotan jazmines  se emborracha el aire  aromas de sol      arenas de oro  el mar besa tesoros  que el sol oculta  

-2-


LOS POETAS Y LAS LETRAS - REVISTA JUNIO  

La revista del grupo La casa de los poetas

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you