Issuu on Google+


En el mundo laboral, identificar oportunidades de negocio es una habilidad que muchos gerentes y ejecutivos van desarrollando a lo largo del tiempo con las diferentes prácticas de mercadeo. Una práctica que comienza a implementarse en la organización es la inteligencia de negocios, la cual dará pautas para actuar como un estratega que integra y da solución a múltiples inquietudes. Gracias a este tipo de prácticas, el empresario tiene la posibilidad de obtener, de primera mano, información real de sus clientes, analizarla y orientar sus esfuerzos en la búsqueda de nuevas oportunidades. La investigación y la inteligencia de negocios, conllevan procesos sistemáticos y disciplinados de búsqueda de información. Esta búsqueda debe realizarse con organismos que provean información confiable, que garantice la fidelidad y actualización de los datos consultados, por ejemplo, si se requiere conocer cómo están clasificadas las empresas de acuerdo al sector económico o productivo al que pertenecen, puede dirigirse a la Cámara de Comercio u otros organismos que puedan proveer esta información de forma organizada y actualizada.

La inteligencia de negocios, depende mucho del acceso a la información. Mientras más información pueda obtener del medio, más sencillo puede ser el diseño de las estrategias de marketing y posteriormente, el proceso de toma de decisiones. Para hacer una correcta inteligencia de negocios se recomienda seguir los siguientes pasos. Primero, autoevaluación: Analice su organización desde el interior, mediante el análisis de sus debilidades, oportunidades, fortalezas y amenazas (DOFA). Esto le permitirá identificar si su empresa se encuentra lista para competir en un mercado. Segundo, segmentación y preselección de mercados: Aquí la información, juega un papel importante. Esta selección se hace con base en las


estadísticas sectoriales, bases de datos de comerciantes, bases de datos de personas, datos de competidores, entre otros. También es importante realizar un análisis de las características que tiene su sector en el mercado de interés, comerciantes, competidores con que venden productos similares y barreras de entrada y de salida a nuevos mercados. Tercero, investigación de mercados: Después de identificar el mercado destino, puede hacer la investigación con dos tipos de fuentes de información, las fuentes primarias y las fuentes secundarias. Las fuentes primarias se refieren a la consulta en bases de datos especializadas, registro de comerciantes y estadísticas sectoriales que pueden encontrarse en cámaras de comercio. Las secundarias se refieren a la búsqueda de información en estudios y publicaciones hechas por otros organismos gubernamentales, ong´s, universidades y otras empresas que informan sobre el perfil de mercado. Cuarto, planteamiento de la estrategia: La estrategia se refiere al conjunto de acciones que llevarán al cumplimiento y alcance de los objetivos de la empresa. Se debe elaborar un cuestionario que oriente al desarrollo de las siguientes preguntas: ¿cómo llegar al nuevo mercado?, ¿cómo trabajar con los posibles clientes?, ¿cuáles son las acciones para mantenerse en ese mercado?, ¿cuál es el presupuesto?. Quinto, plan de acción: Es la ejecución de la estrategia paso a paso según lo planteado. El seguimiento y verificación constante se vuelve fundamental en este proceso. Aquí se debe acudir nuevamente a las fuentes primarias y secundarias, pues estas siguen arrojando datos que pueden ser importantes para realizar comparaciones entre el punto de partida y el punto de llegada. En conclusión, la inteligencia de negocios se basa en un conjunto de herramientas que la gerencia utiliza para planificar su estrategia de marketing. El anticiparse a los hechos con la información adecuada pueda garantizar el éxito empresarial, acceder a nuevos mercados y agregarle valor a sus productos y servicios. El obtener información actualizada del sector, de las personas o bien de la estructura empresarial de los comerciantes, permite que pueda tomar decisiones adecuadas y pertinentes a la misión comercial de la empresa.


negocios com inteligencia