Page 52

Relato

I

Historia de Cuento Por Erzengel Eds Un día, hace mucho, una vez abrí un libro. Una página se convirtió en capítulo y el capítulo se sumó a otros para darle forma a una novela donde héroes y villanos daban cuerpo y alma por contar sus historias. En un reino muy lejano viví mil aventuras y aprendí que no siempre el dragón es el malo ni todos los príncipes son encantadores y valientes, que las princesas no necesitan que las rescaten e incluso muchas veces son ellas quienes salvan a otros usando escudo y espada. Un día, hace mucho, una vez descubrí esa magia que solo se palpa cuando una buena historia comienza a ser narrada y te invita a que la conozcas, presentando personajes que no siempre puedes identificar en un bando determinado, creando paisajes y atmósferas únicos, irrepetibles, con música, aroma y colores propios. En un reino muy lejano, de gigantes montañas y playas de arena blanca, donde los campos extensos alcanzan el mar, en un lugar de sueños me perdí mil veces y otras mil veces me encontré corriendo tras la pista de algún misterio, persiguiendo piratas, orcos o duendes ladrones. Los elfos me ayudaron en alguna que otra ocasión, pero no siempre su magia me salvó del llanto o el tempestuoso clima. Un día, hace mucho, una vez pasé toda la tarde navegando por mares cibernéticos, dialogando con la fundadora de un reino mágico y único. Me invitaba a trabajar a su lado para hacer que aquel pequeño reino llegara a la grandeza y fue tal tu insistencia, tal su amor por aquel sueño, que no pude resistirme y me embarqué en una travesía que habría de convertirse en un proyecto maravilloso e increíble. En un reino que está aquí, más allá, un poco allí 50

y otro más acá, descubrí que todas mis experiencias vividas con la literatura confluían con la de muchos otros compañeros, que llamados por la misma Fundadora, trabajaban para sacar a relucir ese reino que al principio parecía diminuto y hoy resulta gigante y saludable, con mucho por crecer todavía, pero con buenas raíces luego de cinco años de vida. En las historias de cuento, todo tiene un fin… pero en esta historia, cada fin de mes, es un inicio para otro nuevo, y cuando concluye el trabajo del Staff con un número, comienza a desarrollarse el siguiente. Aunque nuestra Fundadora ahora viva entre nubes y estrellas, Huellas sigue aquí. Por ella, por los lectores, por nosotros mismos y el esfuerzo invertido. Porque Huellas es nuestra casa, es parte de nosotros y vivirla mes a mes, es el mejor tesoro que Annie pudo dejarnos antes de partir.

Profile for Huellas de Tinta

Huellas de Junio 2016  

Revista online de literatura juvenil

Huellas de Junio 2016  

Revista online de literatura juvenil

Advertisement