__MAIN_TEXT__

Page 28

C

O D

B E

E L

R

T M

U E

R S

A

Crónica de mi 2ª visita a la Feria del Libro

P

ensé que mi visita a la Feria del Libro de este año tendría un sabor agridulce. El año pasado, mi primer viaje a la FIL consistió en poder conocer cara a cara a buena parte de mis compañeros –y amigos!- del Staff de Huellas y a Matias Zitterkopf. Todo generado gracias a Annie, mi hermana del alma. La ausencia de Annie se me hacía algo dolorosa en este viaje a la Feria, sin embargo fueron tantos los buenos momentos, tan hermosos los reencuentros y las charlas, que incluso sentí que Annie estaba con nosotros y nos acompañaba con su sonrisa habitual. Esta vez, el viaje ocurrió más temprano. Partimos de Olavarría junto a mi hermana Roma a la 1:00 am, sabiendo que arribaríamos a Retiro a eso de las 7 de la mañana. Matías se nos uniría a esa misma hora, para desayunar en la cafetería de la estación y esperar a que la mañana despertara por completo. Mientras tomábamos nuestros cafés con medialunas, pasaron Laura –la mamá 26

de Annie- y Agustina, con quienes pensábamos vernos a la tarde. Charlamos un buen rato y luego, cuando ellas se fueron, nosotros emprendimos camino. Paramos unos minutos en una plaza cercana (seré mala, pero no me sé el nombre del lugar) y luego, tras hablar la idea de usar los GPS de nuestros celulares, nos animamos a caminar hasta el Shopping de Alto Palermo. Una distancia de poco más de 4 kilómetros y medio, que logramos superar en unas horas. Sí, nos caminamos la vida, pero no nos pesó en absoluto. Era mediodía y ya estábamos en el Shopping. Primero llegaron Fede Valotta y su hermana, Cecilia. Luego se nos unieron Max Bravo, Leo Teti y Meli Corbeto. Ya con el grupete listo, fuimos a almorzar. De ahí, a la Feria del Libro, sólo había un subte de distancia. La Feria en sí no me ofreció muchas novedades. Al menos, no para lo que podía costear mi bolsillo. Me hice con un libro de Humberto Eco (El Nombre de la Rosa), gracias a

Por Erze.

Matías que me mostró dónde lo tenían a la venta. Mi hermana me regaló un ejemplar de “El Gran libros de las Brujas” y de camino me encontré con la encantadora Tuerquita, una chica genialosamente genial, que hace unas ilustraciones preciosas y a quien le compré un cuaderno hermoso que ya empecé a escribir. De paso, me hice un súper Abismo, de Parado en el Abismo, ese blog que –si no lo conocen- recomiendo por completo. Eran poco más de las 16 hs y aún había mucho por hacer. Charlamos de lo lindo, mientras esperábamos que se hiciera la hora de la firma de Tiffani Calligaris (Mati esperaba lograr una dedicatoria en su libro Lesthat III) y luego se nos vendría la gran charla de BUA, donde sus miembros fundadores nos impulsaron a debatir sobre las tendencias en la literatura, las sagas y mucho más. En la fila antes de entrar a la charla, conocimos a Malena Krueger y a Verónica Fleitas, dos personitas maravillosas y con quienes hubiera estado horas hablando de ser posi-

Profile for Huellas de Tinta

Huellas de tinta mayo 2014  

Revista mensual sobre literatura juvenil.

Huellas de tinta mayo 2014  

Revista mensual sobre literatura juvenil.

Advertisement