Page 13

Reseñas

George R. R. Martin, y otros

WildCards

C

uando uno ve los tres primeros volúmenes de Wild Cards en las estanterías de las librerías, con el nombre de cierto George R. R. Martin resaltado en enormes letras en la tapa, no puede evitar emocionarse. Y no es para menos. Pero a diferencia de lo que el público suele creer, ni es posterior a Juego de Tronos, ni es fantasía épica… ni es escrito por Martin. Pero no desesperen! Es absolutamente genial, y vale la pena. Wild Cards, en la mayor parte de sus numerosos volúmenes (más de 15), sigue el formato de novela mosaico. Es decir, cada “capítulo” está escrito por un autor diferente. Sí, como lo leen. Sólo en el primer volumen, encontramos letra de 17 autores distintos, entre los que podemos destacar a Roger Zelazny, reconocido escritor de ciencia ficción, y al propio Martin, entre otros grandes escritores, muchos de ellos guionistas para grandes compañías de la industria del cómic, como DC Comics y Marvel. Su publicación inicial fue en el año 1987, y la primera serie siguió saliendo hasta 1993. La idea de Wild Cards nace en una mesa de rol que organizaba el propio George Martin con sus amigos y colegas escritores. De hecho, muchos de los personajes están basados en los personajes de los autores en la partida, ya que la temática del juego de rol, Superworld, es de superhéroes. Otros personajes son creaciones propias, o están inspirados en héroes preexistentes. La historia comienza en una Nueva York alternativa en 1946, cuando una nave extraterrestre suelta sobre los cielos un virus capaz de mutar el ADN de las personas infectadas. Los enfermos pueden morir a causa de estas mutaciones,

Por Julia Yohai

convertirse en “jokers”, es decir, seres deformes o con habilidades incoherentes que los inhabilitan a vivir como personas normales en diverso grado (uno de ellos termina transformado en perro, otro en un ser reptiliano…), o tener la suerte de ser “ases”; haber desarrollado una mutación que los convierte en superhombres. Así, capítulo a capítulo encontramos personajes diversos, nos reencontramos con otros, pero siempre con un mismo hilo conductor y una historia que avanza en su desarrollo de manera prolija. Además, algunos autores logran entretejer sus historias con el contexto sociopolítico de esta realidad paralela, rememorando el estilo de Alan Moore en Watchmen.

Autores varios Editorial: Océano Páginas 604 Publicación 2013

Si bien la publicación reciente en español es movida por el éxito de GoT, no es una serie para dejar pasar. En sus siguientes volúmenes, podemos encontrar a grandes escritores y guionistas como el aclamadísimo Chris Claremont, padre de numerosos personajes centrales de X-Men. Como dato de color, cierto muchacho le ofrece a Martin escribir una historia sobre un personaje que vive en un mundo de sueños. Martin la rechaza, y el muchacho continúa su idea y la lleva a DC Comics, publicándola bajo el nombre Sandman. Por si no lo adivinaron, era el mismísimo Neil Gaiman. Tal vez tengamos que agradecerle a ese rechazo la creación de este cómic emblemático del autor. Más allá de lo interesante de leer una novela con más de una narrativa, y la inventiva de varios autores, Wild Cards es una muy buena historia de sci-fi y superhéroes, con una ambientación con tintes dieselpunk, y que vale la pena leer.

11

Profile for Huellas de Tinta

Huellas de Tinta Febrero 2015  

Revista online de literatura juvenil.

Huellas de Tinta Febrero 2015  

Revista online de literatura juvenil.

Advertisement