Issuu on Google+

Taller de investigación literaria

Recopilación de la inf or mación infor

Una vez se ha decidido el tema y el tipo de trabajo, hay que iniciar la recogida de la información que se necesita para su realización. Esta fase es muy importante porque el material que obtengamos será la base del estudio, por lo tanto es el elemento que dará sentido y calidad a la tarea. Si hemos acotado bien el trabajo, como se recomienda en el apartado anterior, esta fase no debe ser problemática. Las fuentes Una fuente es el documento, libro, revista, etc. de donde surge la información. Las fuentes han de ser de primera mano. Siempre que sea posible hay que trabajar con textos originales y no con traducciones, con obras de autor y no con antologías, con citas del propio autor y no con citas de otros estudios sobre el tema, etc. A veces esto no es posible, pero en este caso hay que dar las adecuadas referencias y no pretender que todo proviene del original. Las principales fuentes de información son: • Las bibliografías (libros o revistas) • Las encuestas y trabajos estadísticos • Las entrevistas • El laboratorio o el trabajo de campo • Los medios de comunicación • Internet ... La bibliografía Una de las primeras cosas que deben hacerse cuando se inicia un trabajo es consultar la bibliografía que existe sobre el tema. Hay que averiguar si el tema ya ha sido estudiado, y en este caso quién es el autor, etc. Hay que conocer los libros básicos, los artículos importantes o los artículos que hay sobre la cuestión. Sin un buen listado bibliográfico no se puede empezar un trabajo razonable y serio. Las otras fuentes citadas son para completar y ejemplificar, pero en trabajos simples, la base de los recursos intelectuales son siempre los libros. A menudo la calidad de un trabajo se valora por la bibliografía usada. De ahí la importancia de saberse manejar en las bibliotecas. Usar correctamente la bibliografía exige un cierto orden y mucha atención porque si no se hace un buen trabajo de búsqueda bibliográfica se corre el peligro de perder mucho tiempo y dispersarse. Para evitar inútiles pérdidas de tiempo proponemos: • Buscar en los libros que se tengan a mano (libros de texto, diccionarios, enciclopedias, etc.) aspectos relacionados con el tema decidido. Anotar los aspectos más relevantes y bibliografía básica como punto de partida. • Buscar en la biblioteca libros relacionados con el tema en los archivos de Materias. Encontraremos indicaciones muy precisas sobre temas y subtemas. Es muy práctico pedir los libros que puedan parecer interesantes para hojearlos.

13


Taller de investigación literaria

Recopilación de la inf or mación infor

• Buscar también información por Autores. A partir de la pequeña bibliografía que hayamos confeccionado podemos tantear algunos títulos sugerentes o autores consagrados. Suele ser más seguro y claro porque no depende de la clasificación. A veces la búsqueda de un autor lleva a otro o se descubren nuevas obras del mismo autor que pueden ser útiles para el tema escogido. • Estar atentos a diarios y revistas: monografías, celebraciones, inauguraciones, documentales de televisión, etc. que pueden informar dc cuestiones de última hora. Si el tema trata un aspecto de la actualidad, este tipo de información es imprescindible. • Para quienes tengan claro el tema, les serán muy útiles los Repertorios bibliográficos en forma de libro o revista que ciertas materias suelen tener y que ahorran la selección personal pues la bibliografía ya viene seleccionada y clasificada por apartados o intereses. Estos Repertorios se encuentran en las bibliotecas y en los Departamentos de las Facultades. (Ad futurum). Para obtener una bibliografía básica es imprescindible haber escogido muchos libros y haber desestimado otros cuantos. Los medios de comunicación Los grandes medios de comunicación (revistas, periódicos, suplementos dominicales, radio, televisión, internet, etc.) adquieren cada vez más importancia en el dominio de la información. Suelen tratar temas de rabiosa actualidad, utilizando exposiciones simples, didácticas y dirigidas a un público no especializado. Su inmediatez y su caducidad casi instantánea provoca que prescindan de grandes marcos de referencia. El caso de la televisión merece especial atención, pues numerosos documentales, reportajes, entrevistas o mesas redondas que se emiten, pueden ser fuentes de información importantes. Las fuentes de información que acabamos de mostrar son interesantes y en algunos casos imprescindibles, pero hoy por hoy todavía necesitan el soporte de una base bibliográfica que sirva de marco general a la información. La biblioteca La biblioteca debe ser el punto de referencia básico cuando nos pongamos a hacer un trabajo. Cierto que algunos de los libros de consulta se pueden tener en casa o se pueden comprar, pero es dificil superar la cantidad de información que ofrece la biblioteca y las nuevas posibilidades que nos puede abrir. Frecuentar la biblioteca se hará indispensable aunque dispongamos de los materiales básicos para la elaboración de un trabajo sencillo. Cada biblioteca está organizada de forma distinta, pero hay muchos aspectos comunes: todas poseen catálogos por autores y por materias, catálogos viejos -que llegan hasta cierta época- y nuevos -que procuran estar actualizados-.

14


Taller de investigación literaria

Recopilación de la inf or mación infor

Los catálogos Los catálogos muestran al lector los libros, revistas y documentos que posee una biblioteca. Son como el índice de un libro. Gracias a ellos se pueden encontrar fácilmente los materiales que se necesitan. Los catálogos se basan en criterios distintos, pero los más importantes son los de autores y los de materias. Catálogos de autores Los catálogos de autores contienen las fichas de todos los libros que hay en la biblioteca ordenados alfabéticamente a partir del primer apellido del autor/a. Los libros anónimos están catalogados a partir de la primera palabra (sustantiva) del título. Ej: Lazarillo de Tormes, El. Los libros de más de un autor suelen tener varias fichas, una a nombre de cada autor. Los pseudónimos son tratados de modo distinto: aquellos que han sido muy utilizados por el autor son considerados frecuentemente como el verdadero nombre, aunque casi siempre se suele hacer una referencia al nombre auténtico: Clarín, véase: Alas, Leopoldo. Catálogos de materias El catálogo de materias sirve para encontrar la bibliografía que existe sobre un tema determinado. Para clasificar los temas se usan palabras que indican el contenido del libro; por lo tanto, si se quiere consultar un catálogo de materias habrá que prever cuáles son las palabras que pueden responder a las necesidades que tenemos. Ej: si se quiere hacer un trabajo sobre La poesía pura en Juan Ramón Jiménez es posible encontrar información en poesía, Vanguardias, Jiménez, etc. La palabra clave suele ser siempre un sustantivo. • Catálogo alfabético: cuando la clasificación de las materias se hace alfabéticamente. • Catálogo sistemático: cuando la clasificación de las materias se realiza a partir de números y letras, en función del orden de clasificación establecido por la biblioteca. Otros catálogos A veces algunas bibliotecas tienen otros tipos de catálogos y otras formas de clasificar los libros: • por títulos. La clasificación se hace por el título de la obra. • por colecciones. El criterio de ordenación de las fichas es el de las distintas colecciones que componen la biblioteca. A veces este catálogo está incluido en el catálogo de autores.

15


Taller de investigación literaria

Recopilación de la inf or mación infor

• por revistas y diarios. Algunas bibliotecas tienen servicio de información y documentación de publicaciones periódicas como revistas, diarios, etc. Dichas publicaciones están clasificadas en catálogos que contienen dos tipos de fichas: fichas principales y fichas analíticas o de vaciado. • Las fichas principales contienen: • El título de la revista. • Una breve descripción: subtítulo, director, formato y estado de la colección en esa biblioteca. • Las fichas analíticas o de vaciado orientan sobre el tema que tratan los artículos y nos informan de: • El autor y el título del artículo. • El título de la revista, ano de publicación, número y páginas. Algunas bibliotecas informatizadas ofrecen la posibilidad de conectar con otros centros, ampliando así la bibliografía disponible. La signatura La signatura es el conjunto de signos -letras o números- que hay en las fichas de los catálogos y que sirven para indicar el lugar y la estantería donde se encuentra el libro que buscamos en la biblioteca. Por ejemplo, si encontramos en la ficha de autores HANDKE, Peter: Historia de un lápiz y en una esquina aparecen los signos N842, debemos localizar el libro en el apartado Novela y en el subapartado alemana. En las grandes bibliotecas, no están todos los libros a la vista, algunos se encuentran almacenados en otras dependencias. Entonces es preciso rellenar una ficha con los datos principales y la signatura para que la persona encargada de buscar el libro pueda localizar rápidamente el volumen deseado.

16


Taller de investigaciรณn literaria

Joao Blau i Mendes A Nยบ: ___ 9 Nombre: ______________________ Curso: 4ยบ__

Recopilaciรณn bibliogrรกfica

Ejemplo 1

Actividad 2


Taller de investigaciรณn literaria

Joao Blau i Mendes A Nยบ: ___ 10 Nombre: ______________________ Curso: 4ยบ__

Recopilaciรณn bibliogrรกfica

Ejemplo 2

Actividad 2


Nombre: ______________________ Curso: 4º__ Nº: ___

Recopilación bibliográfica

Taller de investigación literaria

Título: _____________________________________________________

Actividad 2


02 Recopilación de la información