Page 64

§

A los seis años yo no conocía el mar, sabía sin [embargo “de sus poderes”.

Había escuchado que al primo de Hipólito se lo [había llevado el mar. Una ola con crestas como nubes se lo había [tragado.

El mar podría ser entonces el otro nombre del [monstruo que dormía bajo mi cama.

64

La historia secreta de los árboles  

El Gobierno del Estado de Michoacán a través de la Secretaría de Cultura, presenta: Premios Michoacán Literatura 2012 Ganadores Premios d...

Advertisement