Issuu on Google+


¡Hey tú, aquí abajo! Ayúdame....

¿Ahhg?


¡No te asustes!, bueno por lo menos ya no estás triste ahora estás sorprendida, necesito de tu ayuda URGENTE; busca a mi dueño, a la persona a la que pertenezco, tengo una misión y tú eres la indicada. ¡Sólo recógeme!


¿Qué me pasó?, tuve una visión no muy clara de la cara de una persona que jamás he visto ni conozco, ¿Porqué fue eso?. ¿Que me hiciste? ¿Quién era él?

¡Búscalo!


¿Qué? ¿Cómo lo hago? ¿¿¿¿Dónde estás??? ¡¿¡¿¡¡Dónde estás???! .... De seguro lo imaginé

....Y caminó y caminó...


¿Qué dices? Ni siquiera sé quién eres, Mi mente no puede pensar ahora, estoy muy triste, permíteme pasar.

EL CAMINO A LA FELICIDAD

¿A MI?

¡Te encontré!

¡NO!, yo hace 10 minutos estaba me sentía muy mal, no tenía rumbo abandoné todo; hasta que sucedió algo impresionante. Un pequeño muñeco que no podía moverse me dijo que lo recoja y fue ahi cuando sentí la necesidad de buscarte Si a ti, no te conozco y jamás te he visto, pero me dijo que soy la persona indicada y eso me hizo feliz cuando más triste estaba sin importar que no entendiera absolutamente nada. ¡AHORA ENTIENDO! ¡me toca a mi hacerte feliz a ti!


EL CAMINO A LA FELICIDAD

Gracias por aparecer en mi vida, sigamos el camino a la felicidad.


FIN



AMOR SIN FAJAS