Page 12

conducido la UPP y que ha provocado que sus carencias hayan elevado un problema de fácil solución a uno que le puede costar su puesto más pronto de lo que cree. Al hacer una búsqueda exhaustiva en el Registro Nacional de Profesiones (RNP) de la Secretaría de Educación Pública (SEP), resalta solamente existe el registro de Licenciatura en Ingeniería Minero-Metalúrgica en el año 1997 en la UAEH. Si bien no es una obligación registrar la cédula profesional recién se termina la carrera, cuando se realiza una instrucción superior, es un requisito necesario. Por ello, la cédula de Licenciatura sería suficiente para cursar la Maestría. Sin embargo, para cursar un Doctorado, es necesario que se presente el título y cédula de Maestría a menos que se tratase de uno “directo”. En el RNP no existe antecedente sobre su supuesta maestría. El Doctorado lo hizo en el extranjero según su resumen. En tal caso, o lo hizo mediante un convenio con una institución mexicana, debiéndose registrar su cédula, o bien lo cursó con sus propios recursos -poco probable dados los altos costos en los que incurriría-. También en dicho caso, debe registrar su cédula en el RNP y tampoco existe antecedente. Probablemente cursó un Doctorado, pero en el mejor de los casos, según las consultas a los canales oficiales, sea doctorante y no Doctor (su tesis doctoral no habría cumplido los estándares para que se le otorgara dicho grado).

10

Su exesposa observa la misma condición Maricela Villanueva Ibáñez, exesposa de Flores González (00362/2016), ostenta una condición muy similar a la del rector, toda vez que aparentemente, según su currícula, hizo estudios doctorales en la misma institución. Sin embargo, del mismo no hay constancia en el RNP, solamente de su licenciatura como Química. Las mentiras del rector En caso de comprobarse que no ostenta los grados precisados en su resumen, no sería la primera vez que el rector falta a la verdad. Durante el foro informativo del 1 de febrero celebrado en la UPP, mismo en el que intentaba comunicar a la comunidad estudiantil el estado que guardaba el conflicto con el profesor Moreno Vera, hizo aseveraciones de las que sus propias acciones desmintieron. Afirmó que la expulsión del profesor se debió a que recibió una agresión física por parte del docente y que tenía grabaciones al respecto que presentaría para sustentar su dicho. Cerca de diez días después de haber hecho dicha afirmación, no presentó elemento alguno que le respaldase. También, afirmó que no acarreaba estudiantes a eventos gubernamentales, siendo aquí algunos alumnos que accedieron a hablar los que desmintieron dicha aseveración y que puede consultarse en notas periodísticas. De la misma forma ha expresado que siempre ha tenido la disposición de hablar con el maestro Moreno Vera, sin embargo, como

consta en el material videográfico consultable en la versión electrónica de esta publicación, se aprecia una visita del docente a rectoría donde se negó a recibirlo, atrincherándose en su oficina, y enviándolo con el Jurídico de la UPP -un supuesto abogado que afirmó haber notificado al profesor sin que tuviera signatura que así lo avalase-. Incluso, presente en la marcha mientras el profesor Moreno Vera estaba hospitalizado en la CDMX, dijo que el docente “se levantó, golpeó a los camilleros y se fue” -imposible para las condiciones del sexagenario que llevaba tres días sin ingerir alimentos-. Las irregularidades en los contratos de la UPP Cuando se trata de celebrar contratos con proveedores, el rector de la UPP más bien es blandito, toda vez que como cabeza de la institución, permite que no todas ellas se celebren conforme dicta la normativa aplicable e incluso tiene empresas/personas “consentidas”. No hablamos de la concesión de Cafetería otorgada a María Guadalupe González Vargas, supuestamente familiar del rector y que cuenta con salones de fiestas y eventos en la Col. Céspedes de Pachuca, sino de prácticas graves. Las consentidas de Flores González Haciendo una revisión de las Licitaciones Públicas llevadas a cabo en 2017 y disponibles en la página de transparencia de la UPP, encontramos que sólo 3 empresas resultaron ganadoras de los 5 concursos que ahí se llevaron. Pese a que en la participación de Metro Red la empresa fue la única participante, la Licitación no se declaró desierta. En el caso de las Adjudicaciones Directas, el rector de la UPP también tiene a sus consentidos para asignarles la mayor parte de los contratos. Aquí un ejemplo de algunos de ellos: A los anteriores, hay que sumar a Rosalinda Ávila Jasso, Raúl Adauto Ramírez, Inmobiliaria MARPA (Grupo Pachuca), Gaspar Arellano Meneses, Valeria Chong Lozada, Cleotilde Paredes Vargas, María Araceli Vargas Zarco, Mario Pastor Rafael, Natalia Ramírez Escobedo y una decena de personas más.

Profile for lideres-politicos

Líderes Políticos / Febrero 2019 / ed.7  

Líderes Políticos / Febrero 2019 / ed.7  

Advertisement