Issuu on Google+

Relatos Ganadores


IV Concurso Literario La Puebla de AlfindĂŠn 2013


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Categoría A – 1º y 2º de Educación Primaria Primer Premio Cristina Lorente

Querido papá Hace mucho tiempo que no te veo y que no hablo contigo, y sé que estas en el cielo, lo mismo que el arquitecto llamado Antonio Gaudí, y otros muchos. Mamá dice que estas bien y que cuidas de nosotras. Te quiero contar que fui de excursión con mi clase del colegio a ver la exposición de Gaudí. ¿Sabes qué? Me gusto mucho lo que vi del parque Güell, hicimos puzles y a mi grupo le tocó hacer la Sagrada Familia. También me gustaron las chimeneas de dos caras que vimos en un edificio que había hecho Gaudí. Y mi tía, me enseñó en el ordenador un castillo con una torre gigante que rea un restaurante y se llama EL CAPRICHO. ¿Tú sabes dónde está ese castillo? ¿Y sabes por qué es un restaurante? ¿Y podrás preguntarle por favor, a Don Antonio Gaudí, cuando cree él que podremos ir a comer allí? No vaya a ser que esté en obras, o peor aún, que se haya caído algo por el viento y esté todo vallado. Contéstame por favor mientras duermo y cuando sueño y que me acuerde al despertarme, porque sabes que si no me asustaré. Un beso papi, y muchas gracias y sigue siendo tan feliz.

Te quiero mucho. Kikiton


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Segundo Premio Alicia Piedrafita

Avenida del espacio, nº 83

Albañiles 770, Txalaparta, nº 1

Luna Barcelona 15-8-2020 Hola albañil 770: Estoy en la Luna y te necesito. ¿Por qué? Porque quiero construir aquí un hotel de lujo y ganar un poco de dinero. Necesitaré 8 ventanas, 4 irán orientadas al Sol y hará mucho calor y las otras 4 orientadas a Marte, pondremos una puerta muy requeté grande para la entrada y 8 puertas normales para las habitaciones, 8 camas grandes y muchas cosas más. ¡Ah sí! LA casa tendrá un gran tejado de cristal y una piscina. Y sobre todo, no te olvides de los extraterrestres. Te puedo contar una historia que me paso cuando vine a la Luna: estaba tan tranquilo hasta que vi una nave y dentro había unos seres que empezaron a romper todo. Me asusté mucho porque eran verdes y tenias un ojo Te mando 1000 besos, espero que vengas por favor, y aucerdate: ¡cuidado con los extraterrestres!

Alex 88 Firmado: Alex 88 Avenida del espacio, 83 Satélite Luna


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Categoría B – 3º y 4º de Educación Primaria Primero Premio Noelia Moraz

Querida abuela Hoy cuando he salido del colegio me he encontrado a Marta, la chica de mis sueños y he pensado cómo podría ser su casa: tenría el tejado en forma de corazón y un unicornio blanco en la puerta. Luego he seguido caminando y he visto a Raúl, mi mejor amigo, y he pensado que su casa sería con una pelota del fútbol como tejado, unas ventanas en forma de guantes de portero y una portería de puerta que se abriría marcando un gol. Luego me encontré a Pablo, y como siempre me sacó la lengua y pensé que su casa tendría un tejado en forma de queso para atraer a ratas y ratones. Más adelante me encontré a Eva, mi profesora de mates, y pensé que su casa tendría un tejado con forma de una gigantesca A, de ventana un libro y de puerta un pizarra con un pomo pintado. Cuando llegué a casa vi a mi perro y le acaricié, y pensé como sería su casita: las tejas del tejado en forma de crujientes galletas y en la puerta se nombre “Max” escrito con huesos. Ya me despido abuelita y con esta carta te contesto a la pregunta que hiciste cuando estábamos comiendo tu paella: de mayor quiero ser ARQUITECTO. Te quiero. Ambar


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Segundo Premio Ingrid Navarro Hola Iker: ¿Cómo va el cole? Yo ahora estoy estudiando la arquitectura por eso te voy a contar los monumentos más chulos que he visto en algunos viajes que he hecho. En Lanzarote, una de las cosas que más me gustó fue Los Jameos del Agua. En un sitio construido en el interior de un tubo volcánico, con piedrecitas blancas que parecía un mar chiquitito y muy cristalino. Lo construyó César Manrique aprovechando un espacio natural para convertirlo en un sitio más bonito. En Marzo de 2010 estuve en París, vi muchísimos monumentos, pero los que más me llamaron la atención fueron la entrada al museo de Louvre, una pirámide enorme de cristal, y la gigantesca Torre Eiffel construida con hierro. Cuando subí a lo alto de ella grité: “ala se ve todo el pueblo” En julio de 2012 fuimos a Venecia y dormimos en un apartamento en la plaza San Marcos, una plaza con una torre muy famosa que se llama la torre de Campanille. También estaba la iglesia de Santa Maria, a mi madre y a una amiga suya le hicieron comprarse un pañuelo rojo por ir con tirantes. Había un montón de palomas por todas partes y muchísimas cosas bonitas y originales. En Venecia no se circula con coches, se circula con góndolas, lanchas y vaparettos. Venecia, en si, ya es un monumento ¡ y de los mejores! Hace poco estuve en Londres y vi muchos monumentos, El Big Ben, una torre con un reloj muy famoso que está adosado a las casas del parlamento. También estuve en el palacio de Buckingham que es donde trabaja la reina Isabel II de Inglaterra. Otro día, me monté en el ojo de Londres que es como una noria donde te metes en una esfera de cristal y desde ahí se ve toda la ciudad. El puente londinense que más me gustó fue el Tower Bridge, un puente levadizo que iluminan por la noche. Cuando lo vi pensé: éste es le puente más bonito que he visto nunca! Me gustaría viajar a más sitios para ver más monumentos y conocer más países y ciudades así que espero escribirte pronto para contarte los viajes que haga. Besos, Raquel.


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Categoría C – 5º y 6º de Educación Primaria Primer Premio Diego García

Sr. Adrián Gracia Alcoy C/ La Iglesia, nº 25 Alcora (Castellón)

La Puebla de Alfindén, 4 de abril de 2013 Querido Adrián: Te escribo esta carta para contarte todas las actividades realizadas en mi colegio, que como ya sabes se llama “Los Albares”, referidas al tema de la Arquitectura. Todo empezó con una excursión a Zaragoza para visitar la exposición “Gaudí único”. ¿Sabes quien es Gaudí? Fue un arquitecto catalán que construyó edificios tan increíbles como la Sagrada Familia o el parque Güell. Después visitamos el colegio de arquitectos. Conocimos a un arquitecto jubilado que nos contó cosas muy interesantes sobre su profesión. Por ejemplo, que su peor recuerdo era cuando una vez hizo los planos de una cabaña que al final se derrumbó, ¡Menos mal que no estaban los dueños! . Eso me dio que pensar en lo difícil que tiene que ser ese trabajo. Los arquitectos tienen que dibujar planos que luego se transformen en casas, hospitales, rascacielos, catedrales o puentes. Construyen obras prácticas para las personas, pero también auténticas obras de arte. ¿Has visto los edificios de la Expo 2008? Allí hay construcciones como El Pabellón Puente, que tienen forma de Gladiolo y lo planificó una arquitecta llamada Zaha Hadid. Su interior es una gran sala de exposiciones. El tema del carnaval en el colegio fue el mismo. Cada clase preparó su disfraz ambientado en diferentes aspectos de la arquitectura. Gracias a esto aprendí a valorar su importancia. En el desfile final estaban juntos los edificios más representativos de la arquitectura de todos los tiempos. La Catedral de San Basilio, con su vistosas cúpulas, el Partenón Griego, el Coliseo Romano, el Empire State y otros… También una clase representó la torre mudéjar de la iglesia de nuestro pueblo.


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013 Muy interesante también la excursión al palacio mudéjar de la Aljafería. Allí descubrimos nuevos estilos arquitectónicos de la antigüedad. Pero mires por donde mires, aprendes. La arquitectura es un reflejo de la forma de vida y las costumbres propias de cada época. Una vez pensaban que se acababa el mundo y empezaron a construir iglesias sin parar. Dicen que con las pirámides egipcias se querían comunicar con Dios. La civilización nos ha traído rascacielos capaces de tocar el cielo y nuevo materiales ligeros que sustituyen a la piedra, madera o hierro. Todo evoluciona con el paso del tiempo. Un saludo, tu amigo, Davinci.


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Segundo Premio Diego Pérez Querido Javier: ¿Qué tal estás? Espero que bien. Yo estoy pasando las vacaciones de Semana Santa, con mis padres, en China. El viaje en avión ha sido muy largo, pero divertido, sobre todo a la hora de aterrizar, que casi nos comemos a otro avión en la pista de aterrizaje. Pero de mi viaje lo que más me ha impresionado es la visita guiada a La Muralla China. Se trata de una muralla defensiva que tiene miles de kilómetros, construida con piedras inmensas, con torreones como los castillos medievales. Según nos explico el guía es el único edificio arquitectónico, construido por el hombre que puede verse del espacio. Cuando pasaba por la muralla, mi hermano y yo jugamos a ser guerreros chinos que defendían la fortaleza de los ataques de las fuerzas mongoles enemigas. Yo imagino que nunca han podido atravesar esas inmensas piedras con ninguna artillería, porque están tan bien puestas y son tan resistentes que, como dijo el guía, son el mejor ejemplo del mundo de la arquitectura militar defensiva. Esto que te cuento, amigo Javier, es solo una parte de las maravillas que estoy viendo y disfrutando con mis padres y mi hermano. Estoy deseando llegar a casa para contarte detenidamente todas las aventuras que he vivido y cosas diferentes que he hecho en este maravilloso viaje. Un abrazo muy fuerte de un español por el mundo. El Viajero


IV Concurso Literario La Puebla de AlfindĂŠn 2013


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Categoría D – 1º a 4º de ESO Primer Premio Santiago Faro A, Cneo Emiliano, domus Apulia, Capua. Saludos cordiales, estimado cuñado El principal motivo de esta carta es avisarte de nuestra inminente toma de la ciudad de Petra, en esta polvorienta provincia que llaman Arabia. Ya me veo festejando con mis soldados la victoria sobre nuestros enemigos nabateos. Ellos creen que aún les queda alguna posibilidad de resistir, pero en menos de un mes o dos hebreos traspasado los muros de la ciudad y estaremos de vuelta en el cuartel una vez más con los bolsillos llenos gracias al botín y la paga extra. Nuestro general Pompeyo tiene pensado reconstruir la ciudad y remodelarla al estilo romano, y no sólo esto. Corre el rumor de que pretende mandar construir un arco del triunfo en memoria de sus conquistas en esta región. Te aviso lo antes posible, antes incluso de la toma de la ciudad porque conozco que varios tribunos y el primer centurión de la legión tienen entre sus amistades importantes arquitectos a los cuales seguramente recomendarán a Pompeyo para estas tareas, pero cuñado, este cometido debe ser asumido por ti si queremos sacar a nuestras familias de la amarga en la que se encuentran o por lo menos se encontraban cuando partí. Tus obras en Neápolis y Roma, así como la reconstrucción del acueducto de Siracusa que llevaste a cabo han sido un éxito, y por mi parte yo no he cometido ningún acto digno de castigo en la legión ni fuera de ella. Una vez incluso tuve el honor de recibir visita espacial del General gracias a una valerosa acción en batalla por parte de mi unidad, así que es probable que Pompeyo escuche y acepte mi recomendación acerca tuya, el actual encargado de diseñar y supervisar las obras de la mayoría de las nuevas domus de Capua, nuestro hogar. En cuanto la ciudad haya caído y yo esté sobrio después de las celebraciones te mandaré otra carta para decirte lo que el General opina de nuestra oferta. Es importante ser rápidos así que te mando este papiro por mar y espero que tu hagas lo mismo con tu respuesta, que ha de ser veloz para adelantarnos a los demás arquitectos que pretendan acometer esta labor. Haz leer esta carta a mi mujer, tu hermana y a mis hijos mayores Marco y Emilia. Que los dioses Lares protejan nuestro hogar y que nuevos augurios de prosperidad amparen a nuestra familia y nos ayuden en esta audaz empresa.

De, Marco Ápolo, centurión de la legión XXII Deiotariana, campamento de la Leg. XXII.


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Segundo Premio Daniel Morilla

A.A. Oscar Niemeyer Böveda celestial, nº 1 El cielo Arquitectura Novel La Puebla de Alfindén Zaragoza (España)

Querido Oscar Niemeyer: Soy un joven aprendiz del arte de las formas y de los volúmenes y, en mi afán de crecimiento he sabido de ti y como me enteré que viajaste a cielo en diciembre pasado, he decidido mostrarte mi admiración por toda tu obra y me gustaría preguntarte algunas cosas: ¿Es el cielo curvo? He leído que toda tu obra es una línea curva como las suaves montañas de tu país de origen, Brasil. ¿Es la bóveda celestial un paraleloide? Te encargaron construir una ciudad de ensueño: Brasilia, que fue proyectada para ser la nueva capital de tu país. Utilizaste superficies y líneas curvas cuyo trazado se encuentra en la sinuosidad de los ríos y en las olas del mar. ¿Te inspiraste en la arquitectura del Barroco para crear tu obra? He observado que la línea recta apenas aparece. Tus edificios son como modernos palacios, prismas acristaladas, con cúpulas invertidas y columnas curvas. ¿Tiene el cielo alguna parte gris? Con esto me refiero al gris hormigón, ya que este material dice alas a tu imaginación pues te permitirá dar vuelo a las formas e hizo que tus obras arquitectónicas se convirtiesen en verdaderas obras de arte. ¿Qué luz hay en el cielo? Me he dado cuenta de que la luz era parte de ti, una herramienta muy importante que utilizaste como un elemento más para clasificar espacios y formas, y construiste estructuras dispuestas de forma oblicua para que los rayos de luz produjesen contrastes de luz y sombra. ¿Qué naves hay en el cielo? Una de tus obras, el Museo de Arte Contemporáneo de Niteroi es como un ovni gigantesco, aerodinámico que causa ilusión de ligereza y transparencia.


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013 Bueno Oscar, no te aburro más. Deseo que en el cielo sigas construyendo maravillosas obras de arte con celestes bóvedas, curvas gaseosas de nubes y geometría compleja, etéreas, espacios amplios y abiertos hacia la libertad. Gracias por tu legado arquitectónico. Afortunadamente. Un admirador.


IV Concurso Literario La Puebla de AlfindĂŠn 2013


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Categoría F - Adultos Primer Premio Cristina Cifuentes

Estimado vendedor de sueños: Él era el arquitecto de los conceptos, yo un albañil de las palabras. Él proyectaba espacios, yo los llenaba de vida. A él le sedujeron mis dedos ágiles, a mí su mirada clara. Durante muchos años logramos la más perfecta conjunción entre piedras y estrellas. Él dibujaba esferas pulidas y perfectas, yo las convertía en pompas de jabón que explotaban en música. Sus bocetos claros y limpios se llenaban de manchas de colores al llegar a mis manos, y él reía, feliz. Mis sueños delirantes se volvían practicables bajo sus ojos, y yo lloraba de emoción. Nos encargaron viviendas: yo proyectaba hogares plenos de sueños, él edificaba habitáculos perfectos. Nos encargaron escuelas y hospitales: sus edificios eran prácticos, útiles, sobrios; tras mi paso, eran también alegres y optimistas. Nos encargaron luego la biblioteca: diseñó un lugar exacto para albergar libros y lectores; yo lo transformé en luminoso, silencioso y tranquilo. Nuestra obra cumbre, la Catedral, eleva los fustes de sus columnas hasta tocar el cielo, pero el mismo cielo baja por las vidrieras de mi cimborrio hecho luz de acuarelas y acaricia los rostros de los fieles. La oración es murmullo y cántico que se enreda en los capiteles y las arquivoltas de mis arcos, y se desliza, suave, por sus suelos pulidos, y alegre por sus escalinatas, como agua rumorosa. Entonces decidimos estar listos para construir nuestro propio mundo. Mientras él calculaba los cimientos, yo aboné el terreno. Sólo en las noches de luna llena nos permitíamos dibujar plantas y alzados, añadir dormitorios y escaleras, sorprendernos con pasillos que no llevaban a ningún sitio, laberintos para perdernos o huir de las pesadillas. A la luz del sol presentíamos la inclinación de los tejados o el número imprescindible de chimeneas. Los días lluvia los dedicábamos a diseñar las vidrieras de las ventanas y los marcos de las puertas. Tardamos lo que dura un eclipse en decidir el color del suelo y una estrella fugaz nos indicó la orientación de la fachada principal. Jugamos a los dados para conseguir la financiación, y ganamos. Se elevaron los muros ágilmente, apoyados en pilares que se ramificaban acunando los huecos transparentes de las luces. El cristal jugaba con la piedra, la madera y el agua. Los espejos reflejaban el verde de los bosques y el azul del cielo. Mármol blanco y acero pulido se apropiaron de las estancias sanitarias, y la cocina surgió del fuego y la alquimia de los metales bruñidos. Al final del verano, salió humo por las chimeneas, espantando a las brujas de las veletas, los arbustos habían arraigado sin problemas y el viento arrancó la primera hoja de los jóvenes castaños. Y, entonces, él desapareció.


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013 Por eso te escribo a ti, vendedor de sueños. Tú eres el único capaz de hallar habitantes para mi casa, que es ahora el hogar del silencio y las lágrimas. Tú, quien puede convencer a un poeta de que aquí los versos surgen de los grifos o las corrientes de aire traen canciones para un joven músico. Tú, el único capaz de cautivar a una voz que se demore en el eco de sus rincones o de seducir a un pintor para que refleje la luz de sus balconadas. A ti te encargo que entregues mi dolor, que se oculta tras el papel pintado de los dormitorios, a quien sepa darme a cambio la promesa del olvido, o la muerte. A ti, comerciante de ilusiones, embaucador de anhelos, trocador de quimeras, a ti entrego mi obra y mi espejismo. A cambio, te deberé la vida; lo sé bien, y lo acepto. Seré tuya por siempre. Eternamente tuya.


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013

Segundo Premio Pedro Miguel Adrián

Sr. D. Románico Español Pueblos de España, s/n España

17 de Abril de 2013 Sr. D. Gótico Español Ciudades de España, s/n España

Estimado Sr. Gótico: ¿Vos os creéis que porque hayáis nacido a finales del siglo XII, tenéis derecho a despreciar a vuestros antepasados? ¡Qué arrogancia! Habéis de saber que el término gótico viene de godo, es decir, sois un bárbaro, como decían en el Renacimiento, pero claro tuvieron que venir autores del Romanticismo para exaltaros. Es verdad que sois altivo, con vuestros arcos apuntados hacia e cielo ¿es que queréis llegar hasta Dios? No veo en vos esas formas simple y rotundas que me caracterizaron; si, ya sé que seguís teniendo geometría pero ¡con qué libertad la tratáis! Y la luz, ¡ah, la luz! Pero cómo entra en vos esa luz que tanto he buscado. Mi oscuridad se debe a que en mi época era más importante la exaltación religiosa. Vos con vuestras ventanas ojivales cubiertas con esas maravillosas vidrieras ¡colores de la Naturaleza!¡Colores de Dios! Ya no queda nada del recogimiento que ofrezco yo a todo aquel que viene a visitarme, ya que mi interior es opaco, sencillo, fuerte y recogido como el alma cristiana. De todos modos si a mí me hubieran puesto las columnas que vos tenéis, otra cosa hubiera sido. Esas columnas de las que parten todos vuestros nervios como una palmera salvaje. ¡Si, es que vos sois salvaje! Con todos esos monstruos sobre vos, para expulsar el agua decís que sirven ¡GARGOLAS DEL DEMONIO! Aunque se que sois


IV Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013 débil, que necesitáis arbotantes y contrafuertes para sujetar vuestras novedosas estructuras. En cambio yo, soy más bajito que vos, más anciano, pero en mí los muros son fuertes y resistentes porque mis padres los arquitectos del románico, me hicieron así, para que pudiera sostener las bóvedas de cañón y sólo me permitieron algún ventanuco. Yo soy campesino, hijo de la sencillez. Mis obras son pequeñas ermitas, iglesias y monasterios diseminados por parajes de gran belleza. Sin embargo, vos sois urbanita desechasteis la hermosura del campo para iros a vivir a las nuevas ciudades donde nadie podía competir con vuestra maravillosa silueta. En fin, espero que continuéis con salud, porque eso significará que yo también la tengo y sobre todo no olvidéis que habéis evolucionado de mí. Vuestro padre. Románico Español


VI Concurso Literario La Puebla de Alfindén 2013