Page 1

VIAJE CON SUMMARÍ Había una vez un caballero que se llamaba misstentach de clase media que tenía unos ahorros ahorrados, vivía en la rica alemana, en una calle que pero no era muy de su estilo, todos de aquella calle era muy rico y posavenamb él. Un día Misstentach muy enfedat vio unos rien-de él y les dijo: -Hacemos una apuesta, si voy hasta EE.UU con submarino antes de 1 mes me dais 80 millones de euros, si no lo consigo uso daré mis ahorros y dejaré que os reís de mí. -Aceptamos dijeron todos los ricos. -El día de empezar será mañana pasado. Dijo Misstentach. Misstentach fue rápido a casa e hizo unas cuantas llamadas y con un día ya tenía tripulación por submarino y el más importante el submarino!. Los vecinos no sonido creían que ya tengas tripulación y submarino. Pero aún le quedaba lo más difícil que era ir hasta EE.UU. Llegó el gran día, el día de comenzar la apuesta, Misstentach estaba muy nervioso, pero sin muy lindo se puso dentro del submarino y dijo arrancamos! La tripulación también nerviosa, puso en marcha motores ii se puso a todo gas. Empezaron a avanzar sin parar todo el día y llegaron a España donde pasaron la noche, el Endam volvieron a arrancar y otra vez a todo gas. Ese día llegaron hasta medio oceà.I Misstentach pensaba que eso ya lo tenía, pero no pensaba que le podía pasar una gran desgracia. El Endam por tercer día consecutivo quisieron arrancar y ponerse a todo gas pero no arrancaba, lo volvieron a probar y no arrancaba, hasta que Misstentach vio que eva acabado la gasolina. Pidieron ayuda por la radio, pasó una semana hasta que un helicóptero les llevó un bidón de gasolina, es pusieron a todo gas y llegaron por fin a EE.UU pero con un día de retraso, sus vecinos al enterarse de que había llegado con un día de retraso le llamaron y le dijeron: -Que los tenía que dar los ahorros. Misstentach respondió: -Pobre inocente no tareas fijado verdad de que te robé 80 millones de euros antes de salir. -Ahora me quedaré a vivir aquí pringao. Y así fue como Misstentach fue rico, no se rieron más de él y se quedó a vivir en EE.UU.


La apuesta pacifica en una balsa De buena mañana,Jason se levantó con cara de tristeza,aquel niño de 13 años haría el viaje mas largo de su vida,su madre sabia que en el último momento se echaría atrás y no arriesgaría su vida por el desconocido océano.Su padre,un poco mayor,de 68 años,se levantó antes para hacer el desayuno como cada dia,ese dia preparó el desayuno preferido de Jason.Su madre,en cambio cuidaba de su hermanita Emma,que solo tenía cinco años,y desde que se había levantado no paraba de abrazar a su hermano,que estaba a punto de ir al puerto y salir con su balsa.Lo hecharia mucho de menos,antes de marcharse,Emma le regaló a su hermano un llavero con forma de puerta de madera marrón,detrás había un numero escrito,era el número 13,que significaba “la puerta de su casa”.El Jason siempre que viera el llavero recordaria su familia,su casa,el aroma de su tierra... Dos horas mas tarde,los padres y la hermana de Jason la acompañaron al puerto,hasta donde estaba la balsa que tanto esfuerzo y tiempo les habia costado. Zarpó hacia el océano pacífico,con aquella especie de balsa que los tenia de aguantarlos mas o menos unos 10 meses.Si aguantaban los 10 meses,les darian un cheque de 15.000 libras para cada uno de los viajeros. Si la balsa no aguantaba lo suficiente o se equivocaban de camino perderian la apuesta i los dejarian sufrir por el océano. Comenzaron a remar,se encontraban un poco raros en aquella balsa,incluso se les escapaba alguna alguna lagrimita por que dejaban atras su tierra,el amigo del Jason,el Jack le puso la mano encima del hombro a Jason y le dijo unas palabras que eran estas:”No sufras compañero,no llores,tranquilo llegaremos aqui dentro de diez meses aqui mismo en esta misma tierra,en esta misma balsa y con el aroma de nuestra tierra”. Los padres ya casi no se veian,desde su balsa se veian como hormiguitas,pero se oian los lloros y las lamentaciones de sus familiares,amigos y hasta gente a la que crees que no le importas ves que tienen interes por ti y que en su corazón ocupas un sitio. Ahora ya estaban en la balsa navegando por el océano,remando como unos desesperados,le vino a la cabeza una frase que trabajaron en la escuela:”sudar la gota gorda” Los dias iban pasando,cada dia se le hacian mas largos pero estaban tan cerca de conseguirlo que siguió adelante,pero llegó una tromenta de rayos y truenos que les hizo poner la piel de gallina,por un momento pensó,que todo lo que habian hecho no valia la pena,que no conseguirian superar la apuesta propuesta,pasaron una noche espantosa,pero al final vieron en el horizonte aquella puesta de sol que les hacia volver la sarenidad y la satisfacción que tanto habian deseado.Al dia siguiente,por la mañana,el Jason miró el llavero que su hermanita Emma le había regalado y pensó que se habian salvado de aquella tormenta gracias a el. Los meses iban pasando,no veian tierra firme,pero un dia,cuando ya habian perdido la


esperanza vieron tierra,a unas millas de la costa,cantando una típica canción de su tierra,hicieron un último esfuerzo ya que veian muy cerca su pueblo. Todos le estaban esperando,menos su familia,cuando llegó al puerto le dieron la peor noticia que nadie le podia dar,le dijeron que su padre habia muerto.Estaba completamente desolado,no sabia que hacer,ni a dónde ir,no sabia si quedarse o ir al cielo con su padre,pero eso solo lo pensó en aquel momento,pero que seria de el sin su familia rica en salud y amor?En ver las almas en pena de sus familiares y amigos,Jason se dió cuenta de que ahi no se acababa el mundo,que tenia de tirar para delante.


DAVID EN MARTE Un buen día de primavera, David se despertó con una idea metida en la cabeza, tuvo un sueño un tanto raro, quería conseguir llegar al planeta Marte con tan solo 9 días. Le pidio ayuda a su familia, su abuelo, le narra una anécdota. Cuando sólo tenía 10 años le pasó algo parecido, el sueño era más o menos parecido, pero él no supo nunca cómo sonido para llegar ese planeta rojizo. Aquel niño de 13 años le prometió en su abuelo que iría a Marte y volvería con sólo 9 días. Al día siguiente por la mañana, estuvo pensando cómo y iría si en bicicleta, patinete, patines de línea, con el gorro volador del Doraimon, y también si iría acompañado o solo. Llegó a una conclusión, si e iba solo, no podría hablar con nadie, porque él no podía para de hablar ni un solo momento, parecía una cotorra, y además no podría demostrar que había ido a Marte sin la ayuda de alguien. A la mañana siguiente, les dijo en sus amigos que si querían acompañarlo, el Aron le dijo que estaba loco, que era algo imposible, pero él tenía la idea la cabeza, y creo que no le sacaría nadie. Toni, el mes molesto por las niñas y curioso, se `descojonaba de David, decía que sólo los Astronautas podrían hacer algo como aquella. Eric, era su mejor amigo, il'apoiava con todo lo que hacía falta, pero por dentro pensaba también, que era algo realmente imposible para un niño de tan solo 13 años. En Ferranet el mes tontitos de todos, le dijo que él lo podía acompañar, y David todo alegrado, le hizo un gesto con la cabeza como quisiera decir que viniera con él. Un mes más tarde ya hacen los preperatius por la gran aventura, en Ferranet y él, estuvieron lo pensando y pensando hasta que no aguantaban más y se quedaron dormidos como unos angelitos.

Ingrid Filgaira


Un viaje con vela La Jordina un buen mañana se lavar y escuchó decir a sus amigo que era imposible dar la vuelta el monte el mundo me vela con 10 meses. Jordina se vistió y les negó la palabra y dijo "es posible hacer la recorrer el mundo con valer con sólo 10 meses ". Ellos se pusieron a reír pero ella los dijo una vez hacemos una apuesta. Cada día me pagará 5 € de chocolatinas. Ellos contestados vale pero si la tos te tocara a ti hacer la apuesta. Ella sin duda respondió de acuerdo. Llegó el día de comenzar el contrerellotge, Jordina estaba un poco empujada pero a la vez muy emocionada , y sin pensamiento ro dos veces Elissa las velas y empezó a tirar, el primer día estuvo muy de suerte porque el viento se le puso a favor, llegó la noche y ya había Abancó más de lo previsto, la noche fue muy fría porque estaba en medio océano Atlántico, pero eso no la hizo enrera.El segundo día pero no tuvo mucha suerte porque el viento se volvió en contra y si fuera poco también avería una tormenta, la tormenta duró todo el día y es desvió del trayecto previsto, cuando terminó la tormenta no sabía dónde estaba, estaba perdida en medio de un océano, y por si fuera poco no tenía cobertura en el móvil, estaba muy empujada porque como bien ya he dicho estaba perdida, sin cobertura, ¿no había viento, es pasó dos días en medio del océano fuera cual fuera, pero al final por fin le devolvió un poco la suerte, porque el viento se puso otra vez a favor, aunque no sabía dónde estaba, estaba yendo hacia algún lugar, tirando tirando, vio tierra firme, se acercó y bajó del velero para preguntar dónde estaban, encontró un hombre y le preguntó dónde estamos? él le contestó estamos a brazil, ella le dijo gracias buen hombre, fue muy rápido en el velero y siguió navegan día y noche sin parar, hasta que llegó un día que vio que ya faltaba muy poco porque estaba ya por fin el mar mediterráneo, ella no sabía aún cuántas horas o cuántos minutos quedaban? Ella fue feliz durante unos momentos hasta que se fijó que tenía un agujero en el valer, ella no sabía cómo reaccionar porque no sabía nadar y tampoco sabía que hacer en aquellos momentos, cuando le devolvió un poco la cabeza ya era demasiado tarde para reaccionar, el velero ya estaba en el fondo del mar ella comenzó a llorar y llorar pensando que tal vez podía tener un milagro, pero no fue así ella se ahogó y tuvo una tumba submarina. Cuando la noticia llegó a sus padres y compañeros se pusieron muy tristes, tanto que más de uno no lo podía soportar por tanto que se suicidó.


Viaje en patines de linea. Ere se una vez una niña que se llamaba Heidi, vivía con su madre en un pueblo muy humilde de Francia y ella siempre estaba sola, porque sus padre trabajaban día y noche. Heidi tenia un único sueño que era hacer un viaje en patines de linea por todo el mundo, un día cuando ya tenia 8 años decidió empezar su sueño, había estrenado, se los puso y........... se fue sin avisar a iniciar su nuevo camino. Heidi se fue hacia el este, Italia, este trayecto duro 15 días ella al llegar allí decidió que utilizaría mas medios de transporte que los patines, fue hasta Asia con tren, después descanso unos días allí con unos amigos que izo en el viaje. A los dos días continuo su viaje. Tenía ahora que ir hasta EE.UU pero ¿cómo ir en patinete? Pues pensó de ir en tren cómo cuando llegó a Asia,pero se dio cuenta que para llegar a EE.UU tenía que ir en barco.Pero no sabia cómo ir porqué se le habia acabado el dinero,y no la dejavan subir,y como no tenia dinero tuvo que ir pidiendo caridad a la gente, pero no dava mucho resultado porqué poca gente le dava dinero y si le davan,le davan 10 centimos o asi. Un dia mientras dormia tuvo un bonito sueño,soñava en que su padre y su madre le venian a buscar.Pues a la mañana cuando desperto aún creia que su madre y su padre le venian a buscar,pero cuando empezo a ver la primero de todo subió a su habitación a coger sus patines que aun no realidad vio que era una desgraciada

relat castella  

Toni Arnau Ingrid Lidia Maria

Advertisement