Page 1

8 

OP I N IÓN  E L NORT E -  Domingo 21 de Junio del 2009

opinion@elnorte.com

Luis Alberto Herrán Ávila

ISABEL TURRENT

La alianza entre el Ejecutivo y Ejército, y el afán de centralizar el control policiaco en sus manos, puede desembocar en el retorno de la figura del Presidente omnipotente.

A pesar de las protestas en contra de la reelección de Ahmadineyad, el apoyo del Ayatolá Ali Jamenei podría permitir otros cuatro años del actual Presidente iraní.

¿Un nuevo presidencialismo?

mak@elnorte.com

Luis Alberto Herrán Ávila

1.- CON harta frustración, muchos panistas ya empiezan a hablar del “Factor Mauricio”… 2.- Y ES que la proclividad del sampetrino a meterse en enredos con el tema de las drogas y los cárteles del narco le podría costar –oootra vez– muy caro al PAN… 1.- EN el 2003, su propuesta de legalizar la droga y otras declaraciones igual de controversiales hicieron que muchos de los electores panistas tradicionales se alejaran del partido y que Mauricio perdiera en forma contundente la elección para Gobernador… 2.- AHORA, aunque seguramente le costará votos, pocos dudan que ganará la elección para la Alcaldía de San Pedro, dado el amplio margen de ventaja sobre sus competidores… 1.- QUIZÁ confiado en esa posición es que, en lugar de apagar el fuego de la polémica de los cárteles, Mauricio todavía le echa más leña con los retos a su rival priista para probar quién sí se sentó con un maloso y hasta de realizarse –¡¿what?!– la prueba del sida… 2.- EL problema es qué tanto le va a pegar este “replay” del 2003 a los demás candidatos albiazules que enfrentan una elección mucho más cerrada y que no pueden darse el lujo de perder un solo simpatizante… 1.- DE pilón, Mauricio ha acaparado los reflectores, dejando en segundo plano a los dos candidatos más importantes del PAN en estos comicios: Fernando Elizondo y Fernando Larrazabal… 2.- POR algo le decían sus amigos que, con la ventaja que llevaba, se fuera a la Isla del Padre y volviera hasta el 5 de julio… b

1.- ADEMÁS de apapachar públicamente a los cetemistas y todo lo que significan a la hora de las movilizaciones, perdón, de las estrategias electorales del 5 de julio, Beatriz Paredes llegó ayer a Nuevo León con otro propósito… 2.- SEGÚN esto, a la líder nacional tricolor le urgía revisar la llamada estructura de tierra, o séase, las redes para reclutar maestros, colonos, promotores del voto, líderes de sectores y todo aquello que los priistas llaman “fuerzas vivas”… 1.- Y ES que aseguran que en su visita anterior no quedó del todo convencida luego de las reuniones de evaluación a las que asistió… 2.- PAREDES sabe que si las estructuras de tierra no están bien organizadas ni son, sobre todo, reales, no se va a ganar esta elección, que ella sigue viendo, pese al optimismo en las filas priistas locales, muy competida…

E d i to r i a l i sta I n v i ta d o

A

nte los cruentos resultados de la “guerra contra el crimen organizado”, el debate sobre el papel del Ejército ha cobrado múltiples vertientes: desde cuestiones de derechos humanos y dudas sobre la constitucionalidad de la intervención de las Fuerzas Armadas, hasta cuestionamientos sobre la efectividad de un “combate frontal” a los cárteles del narcotráfico. El rebatido proyecto de Ley de Seguridad Nacional, las denuncias de abusos por parte de los militares, la falta de medidas para atacar las fuentes de financiamiento de los cárteles, el imparable flujo de armamento, así como la ya alarmante cifra de ejecuciones (más de 10 mil, según la PGR) sugieren una estrategia inacabada, fragmentada e incluso perversa. Perversa porque, a semanas de las elecciones, el tema de la seguridad se “politiza” en el peor de los sentidos, y se utiliza para reforzar la imagen de los candidatos del PAN y del propio Presidente Calderón. El asunto no sería tan preocupante si no fuese porque, en términos generales, la militarizada política de seguridad del Gobierno federal aparece como la única carta fuerte del partido en el poder para buscar el voto del electorado frente al desastre económico y los escándalos de corrupción. La articulación de una alianza entre Ejército y Ejecutivo aparece como

el germen de una política basada en dos lógicas cuya combinación se antoja siniestra. Una, la lógica de la guerra, aquella que provee de un panorama de “buenos” contra “malos” mexicanos, que dibuja a “los criminales” como elementos ajenos a la nación, y que pretende otorgar a los militares una serie de prerrogativas legales y paralegales para “extirpar” estos males. Por otro lado, la lógica electoral que identifica los actos de gobierno con el partido en el poder, cuyo máximo representante, como en los tiempos del PRI, es el Presidente. Pero ante los tumbos que da la política oficial en rubros como educación y seguridad social, no ha quedado más remedio que proyectar al Presidente como el líder que nos guía en la “guerra contra el crimen”, mientras la lucha electoral es apuntalada por campañas de ínfima calidad y por el protagonismo de personajes como Germán Martínez. Otra instancia en que estas dos lógicas muestran una coincidencia alarmante es la reciente propuesta vertida por los candidatos del PAN en Nuevo León para nombrar a militares en activo –previa aprobación del Gobierno federal– al frente de la seguridad pública a nivel municipal y estatal. Estos nombramientos, se dice, serían “temporales”, con la esperanza de

que, bajo órdenes del Presidente, los militares “limpien” las policías locales y logren la coordinación deseada con las instancias federales. Suponen que, en sí mismo, el colocar a militares en el combate a la delincuencia garantiza resultados, que es deseable tenerlos persiguiendo delitos incluso del fuero común, y que son ajenos a la corrupción por poseer una especie de estatus moral superior a la de cualquier ciudadano. En ese sentido, una señal peligrosamente ambigua la dio el General Antonio Riviello Bazán, titular de la Sedena durante el sexenio de Salinas, cuando, en un libro de reciente publicación, lamenta la deslealtad del sistema hacia los soldados, y establece –con cierta razón– que los militares no deberían estar sujetos a los caprichos de los políticos, al silencio impuesto o la obediencia forzada. Además, introduce una categórica distinción, un dilema para la institución castrense: “el pueblo o los partidos”. El mensaje es ambiguo para la deteriorada democracia mexicana por que dibuja un panorama en que, mientras unos piden que los militares hagan el trabajo sucio bajo el posible amparo de leyes que permitan o “borren” los abusos, otros descalifican a “la política”, condenan a la “partidocracia”, y nos ofrecen como alternativa un hiperpresidencialismo cobijado por el manto

Año LXXI, Número 25,763

Rodolfo Junco de la Vega Fundador

Alejandro Junco de la Vega

Rodolfo Junco de la Vega

Presidente y Director General

Director General Adjunto

Lázaro Ríos

Ricardo Junco Garza

Director General Editorial

Director General Comercial

Ignacio Mijares

Martha Alicia Treviño

Director General Operaciones

Directora Editorial

Alejandro Junco de la Vega E.

Jorge A. Meléndez Ruiz

Director Internet

Director Editorial Negocios

Carlos Ortiz Lozano

Lourdes Solís

Director Comercial

Directora Soft News

Luis A. Soto

Luis Alberto Lara

Subdirector Local

Subdirector Deportes

René Sánchez

Edmundo Crespo

Subdirector Negocios

Subdirector Corresponsalías

David Brondo

Jorge Páez

Subdirector Nacional

Director Producción

Rogelio Martínez

Alberto Espinosa

Director de Tecnología

Fernando Zermeño Subdirector Comercial

Guillermo Toledo Subdirector Diseño

Javier Castillo Subdirector Comercial Agencias

Director Administrativo

Jacobo Tafich Subdirector Circulación

José Grajeda Subdirector Diseño

Mauro E. Rodríguez Subdirector Diseño Comercial

Directorio ampliado: www.elnorte.com D.R. 35302 © Editora El Sol, S.A. de C.V. / Washington 629 Ote., Monterrey, N.L., 64000 Certificado de licitud de título 7992 / Contenido 5659 / Prohibida su reproducción total o parcial

José Quintanilla

Espectacular d Extienden funciones del show “Mundos de Fantasía”.

c Los que ignoran que es de Disney lo

lientes se los “lleven”.

Cachete a cachete d Máscara de Rodrigo se parece a Madero. c A ver si la gestión del Alcalde no sale

“más cara” en votos.

Neciesón d Germán anuncia más golpes contra el narco.

c Sólo le falta amenazar con infraccio-

nes de tránsito.

En carne propia d Voto en blanco es “una jalada”: Fox. c ¿Domina el tema o iba con la mente en blanco?

Sin apuro d Reportan rezago en aprehensiones. c Ex presidentes y ex gobernadores lo agradecen.

Manga ancha d Promete Medina regalar Metro los domingos.

c Así empiezan y acaban regalando los estados con todo y moño.

Rendimientos previstos d Incumplen los alcaldes promesas de

Irán: La revolución verde

b

1.- POR cierto, ¿serán mera coincidencia sus papalotes de hoy con el anuncio del próximo martes de que se instalará en Fundidora el Papalote Verde en Monterrey, una versión local del Museo del Niño capitalino?… 2.- ES pregunta…

DESDE EL BALcón

Por si las moscas d Invitan a tour por monumentos regios c Han de temer que los funcionarios sa-

la semana en cartones

1.- A MÁS de uno le llamó la atención ayer que en el evento en la Arena Monterrey la dirigente tricolor pidiera a los priistas “votar parejo” el 5 de julio… 2.- Y ES que queda claro que los equipos de los candidatos a la Gubernatura, Rodrigo “El Golden Boy” Medina, y a la Alcaldía de Monterrey, Abel Guerra, todavía andan jalando cada uno pa’ su lado… 1.- DE ahí que Beatriz Paredes hiciera su nada sutil llamado al orden al pedirle a la militancia votar por Medina, pero también por los demás aspirantes tricolores… 2.- DICEN que, por más obvia que pareciera, la exhortación era necesaria para frenar las diferencias de Medina y Guerra, que no logran acomodarse juntos en la carreta del PRI…

b

lherran@hotmail.com El autor es Maestro en Ciencias Políticas por la New School for Social Research, en Nueva York.

atribuyen al PRI.

b

1.- PARECIERA que Televisa está trasladando su sede a Monterrey, con eso de que Rodrigo “El Golden Boy” Medina está preparando cierres de campaña al estilo de “Siempre en Domingo”… 2.- HOY se pondrá muy “aventurero” con Carmen Salinas en la celebración del Día del Padre en el Parque Fundidora, con todo y un festival de papalotes… pero “aún hay más”… 1.- EL siguiente domingo será visitado por la pareja del momento, los protagonistas de la nueva versión de la famosa telenovela “Pasión y Poder”: Enrique Peña y Angélica Rivera… 2.- QUIZÁ “El Golden Boy” quiere convertirse en una estrella más del Canal de las Estrellas…

legitimador de las Fuerzas Armadas. Así, del llamado, quizá honesto y sincero, del General Riviello, se cuelgan las voces que, al definir la esfera pública mediante un lenguaje de antagonismo –electoral o armado– estimulan el miedo, rechazo, desencanto o preocupación del electorado indeciso, ahora envuelto en el dilema de votar en blanco o, en el peor de los casos, de abstenerse. Los beneficiados: las maquinarias partidistas y su “voto duro” clientelar o corporativo; y el proyecto, ya operante, dirigido a restituir al Presidente como ente neutral y omnipotente engañosamente situado por encima de “la política” y los partidos, como único capaz de “aplicar la ley”, y como encarnación del poder político y del patriotismo castrense que, en este caso, sacaría al país del atolladero con su fuerza de voluntad y mediante decretos, aun cuando la problemática social y económica del país sobrepasa, por mucho, la lógica militar-electoral.

Isabel Turrent

U

na alianza de opositores semejante a la que ha vestido de verde los últimos días las principales ciudades iraníes, tiró al Shah de Irán hace tres décadas. Las manifestaciones de entonces eran, como ahora, una protesta de los sectores medios educados, estudiantes jóvenes sobre todo, y de los tradicionales sectores de Bazaari –comerciantes descontentos–, a los que se sumaron pronto grupos obreros que habían sido afectados por las políticas deflacionarias del gobierno. Entonces, igual que en los últimos días, las multitudinarias manifestaciones subieron de tono cuando el Shah optó por reprimir a sus opositores, provocando la muerte de decenas de manifestantes. El movimiento de 1979 terminó con la caída y el exilio del Shah y el fin de la dinastía de los Pahlevi. Para desgracia de los opositores al Presidente Mahmoud Ahmadineyad y para quienes querrían establecer un régimen plenamente democrático en Irán, esta vez, previsiblemente, el desenlace será diferente. A la revolución “verde”, le faltan varios ingredientes fundamentales que garantizaron el triunfo del movimiento opositor en 1979. El primero de ellos es el papel que desempeñó entonces la clerecía chiita. En 1979, los poderosos clérigos se sumaron a la protesta. De sus filas salió el líder del movimiento, el Ayatolá Ruhollah Jomeini, un hombre inteligente, astuto, con pocos escrúpulos y con un proyecto de gobierno peculiar y completo cimentado en la religión predominante en el país –el Islam chiita. Jomeini había pasado de dar un sustento legal –de acuerdo con las normas de la ley islámica– a la oposición al Shah, a elaborar una teoría pa-

ra establecer un gobierno islámico. Su concepto de la “regencia del jurista” –experto en la ley islámica– (o Velayate Faqih) legitimó un hecho sin precedentes en el chiismo iraní: el gobierno directo de la clerecía o ulema. En 2009, esos mismos clérigos están en el poder. Algunos, como el Ayatolá Rafsanjani, cabeza de la Asamblea de Expertos, uno de los organismos más poderosos del gobierno, apoyan abierta o secretamente al movimiento opositor. Pero la mayoría de los clérigos más conservadores, especialmente el hombre que lleva las riendas del poder en Irán, el Ayatolá Ali Jamenei heredero de Jomeini, ha apoyado al Presidente Ahmadineyad. La revolución verde padece, a diferencia del movimiento de 1979, un vacío de liderazgo. Mir Hossein Moussavi es un líder renuente, con un programa ambiguo, que ha sido rebasado por sus seguidores. Moussavi tuvo una larga experiencia de gobierno en los años 80; en un país donde las mujeres tienen la mitad de los derechos de los hombres hizo campaña como candidato en la elección presidencial del 12 de junio de la mano de su notable mujer; y en los debates televisivos con Ahmadineyad tuvo el valor de decirle a la cara lo que muchos iraníes susurran en privado. Sin embargo, Moussavi es un hombre del sistema, miembro de uno de los muchos Consejos que conforman el laberíntico sistema de gobierno iraní, que difícilmente se opondrá a los designios del Ayatolá Jamenei que el día 19 ordenó un alto a las manifestaciones y validó el triunfo de Ahmadineyad en las elecciones. Por último, a diferencia del Shah que perdió todas sus bases de apoyo, Ahmadineyad ha mantenido las suyas. En Irán no hay encuestas,

campaña.

c Menos mal que fuero pocos los que les creyeron.

Prendidos d Rockeros ganan más estando sin disquera.

c El Peje prefiere poner su circo en tres pistas.

pero la magnitud de las protestas pone en duda el porcentaje de votos oficial –casi 63 por ciento– que supuestamente recibió Ahmadineyad. Sin embargo, el Presidente, un populista que ha comprado el apoyo de los grupos más pobres y religiosos de la población, de los campesinos (que representan al 34 por ciento de la población) y de los basij (una fuerza paramilitar fanática que fue fundamental para su triunfo en 2005), con donaciones de dinero, puestos y créditos baratos, mantiene una popularidad respetable. Si Moussavi no crece a la altura de sus seguidores y Jamenei continúa apoyando sin fisuras al Presidente, los iraníes y el mundo tendrán que lidiar con cuatro años más de Ahmadineyad en el poder. Al país le espera una oleada de represión y el fortalecimiento de la cara teocrática y autoritaria del extraño sistema híbrido que gobierna Irán. Es una pena, por lo demás, que una nación con una cultura diversa y rica que se pierde en el tiempo y una herencia intelectual y artística tan profunda esté representada ahora por un ignorante, ultraconservador y fanático, que se ha atrevido, entre otras cosas, a negar el Holocausto. La reelección de Ahmadineyad vulnera la cara democrática del sistema, fortalece sus facetas oscurantistas y una política exterior centrada en el apoyo a grupos paramilitares como Hezbollah y Hamas. Por si eso fuera poco, la presencia de Ahmadineyad obstaculizará previsiblemente las negociaciones con Occidente y, en especial, con el Gobierno de Obama y cualquier posibilidad de limitar para usos civiles el programa nuclear que ha apoyado sin reservas desde 2005. opinion@elnorte.com

Para llorar d La Gordillo paga millones a progra-

ma de concursos. c No por eso dejará de producir sus melodramas de traiciones.

Autogol d Abel impulsaría estadio rayado en el centro.

c ¿Votarán los ciudadanos para que les bloqueen sus cocheras?

Embestida d Hillary Clinton resbala y se fractu-

ra el codo. c Se reporta que resultó intacta la cornamenta.

De temporada d Desfiles de modas usan señores ma-

yores como modelos. c Elizondo propone sacos para quien le queden.

Equipitos d Llegan refuerzos de Rayados para dar

pelea.

c Los refuerzos nacionales de PAN y

PRI dan pena.

No le queda d Candidato panista dice que NL retrocede 20 años con Nati.

c Como que ya está mayorcito para pro-

meter “rejuvenecerlo”.

Faltaba más d Competirán por Miss España en Cancún.

c A ver si NL no se decide en Los Pinos. ‘Regresa a mí’ d Voces de Il Divo conquistan a los regios. c Los dichos del Divo de San Pedro lo tambalean.

desdeelbalcon@gmail.com

Un nuevo presidencialismo?  

La alianza entre el Ejecutivo y el Ejercito, y el afan de centralizar el control policiaco en sus manos puede desembocar en el retorno de la...