Issuu on Google+


Obelisco 65

A

LETRA NEGRA


Obelisco 65 D.R. Luis Mario Martínez Balcárcel © Luis Mario Martínez Balcárcel © para la presente edición Letra Negra editores. 2011 11 av. 2-49 zona 15. Colonia Tecún Umán Ciudad de Guatemala. C.A. C.P. 01015. Teléfonos: (502) 2369 6950 Correo electrónico: letranegra2k@gmail.com Ilustración de portada: Juan Pensamiento

No está permitida la reproducción total o parcial de este libro, ni su tratamiento informático, ni la transmisión de ninguna forma o por cualquier otro medio, ya sea electrónico, mecánico, por fotocopia, por registro u otros métodos, sin el permiso previo y por escrito de los titulares del copyright.


Obelisco 65 Pep Balcรกrcel


Obelisco 65 “los momentos como éste se nos van a olvidar”.

Daniela Castillo* Pep escribe con la tristeza de niñas violadas, una ‘ciudad gótica’ que nos llena de miedo y apaga la voluntad. La escritura del desencanto renace con cada letra de este libro. “La esperanza es cosa de viejos aburridos”, los jóvenes poetas abrimos los ojos a ver la belleza en una ciudad gris llena de trajes negros codiciándose con el sudor de los niños. Cada verso de este libro construye un futuro quebrado, vemos a través de los ojos de Pep la desgracia humana. Nos sitúa en la ventana de una camioneta y bombardea con imágenes de una triste Guatemala, llena de contradicciones, de niños en las calles, ruido de ciudad que no nos deja escuchar “buena música”. Nos muestra una realidad que a diario preferimos ignorar porque duele. Así el poeta dice, “me perdí buscándote, ya no encuentro nada”. Pep, que los momentos olvidados se reciclen en letras porque aquí podemos encontrarte. Es un viaje al odio y desamor, concluimos que es imposible no mancharse de sangre en esta ciudad, querida Guatemala.

* Escritora guatemalteca

7


para Constanza, porque fuiste la 煤nica que se qued贸


Âżmuerte? la literatura es el parĂĄsito en pesadumbre el sueĂąo surrealista que nunca tuve en mi interior

11


Obelisco 65

todo iba donde ellos decían palabras pintadas falsas ilusiones de señores que vestían sangre en las avenidas más lamentables de las almas perdidas

12


Pep Balcárcel

extravagancia enferma sucia de versos en descomposición cadáveres sin rostro ni llanto sobre montones de cocaína envuelta en poder

13


Obelisco 65

miedo de contar los aĂąos en la chispa del cementerio agreste silencio degollando vidas que cantan historias sobre vacĂ­os caminantes en el tiempo

14


Pep BalcĂĄrcel

entonces los obligaban a esconder pancartas de bailarinas con claveles cocodrilos devorando sueĂąos en carros que se detienen sobre los gritos para apagarlos

15


Obelisco 65

a ruido de silencios comenzaron los danzantes a consumir sus pesadillas haciĂŠndolas volar como imĂĄgenes esparcidas en un limbo

16


Pep Balcárcel

vendimos el mundo a un viejo señor de traje oscuro de zapatos hechos con sudor de niños y lágrimas de ancianas felicidad apagada música que nadie escucha

17


Obelisco 65

nunca entendimos la razón de sonreír viendo la sangre que corría por las páginas del miedo en nuestra mesa llena de sueños que jamás fueron

18


Pep Balcárcel

resulta absurdo sentarte a escribir poesía en un autobús resulta absurdo habitar en ese infierno de metal rojo de sudores y sueños vagos de pensares incomprensibles de tristeza de niñas violadas duele ver por la ventana cómo van cambiando los lujos allí pequeños disfrazados de payaso niños cargando niños pidiendo un centavo para no ser golpeados por el padre quien se sube en una moto para asaltar en los semáforos pagar su vicio de coger con putas de vaginas laceradas de corazones fríos de madres ajenas que las venden pero aún así lo haces observas a todos lados y sigues escribiendo 19


Obelisco 65

me perdĂ­ buscĂĄndote no encuentro nada

20


Pep Balcรกrcel

pronto se acabarรก el silencio todo se irรก haciendo cierto

21


Obelisco 65

para cuando el momento llegue todo habrĂĄ muerto en un palpitar patĂŠtico

22


Pep Balcárcel

la luz tenue de tus ojos se extinguirá pronto porque somos falsos como las palabras del héroe temprano porque esconden tus labios aquel sabor amargo

23


Obelisco 65

nuestros sentimientos quizรกs se unan sean uno solo en aquel momento solitario sobre un ruido sordo

24


Pep Balcárcel

el tiempo pasa muerto como el humo de los vehículos con la canción moderna que detestas el humo se detiene se lleva los sueños con los colores de algo ajeno el corazón muerto es una mirada perdida soy el llanto nuestras melodías todo acaba la esperanza es cosa de viejos aburridos

25


Obelisco 65

mi alma jamรกs podrรก salvarse porque estรก podrida por eso me siento a escribir una historia cursi sobre un romance falso

26


Pep Balcárcel

tengo pensamientos torpes mi poesía es mediocre los sueños que sangro están muertos pero tu sonrisa no sé qué decir de ella aún me conmueve

27


Obelisco 65

ella se marchó esta mañana dejó el aroma de su recuerdo en la libreta que escribí se quedó un día más

28


Pep Balc谩rcel

olvid茅 la ternura no conozco el amor solo me qued贸 un libro de T.S. Elliot y una enfermedad de transmisi贸n sexual

29


Obelisco 65

de sudores nos llenamos intentando escapar de esta ciudad g贸tica batman cogiendo con el guas贸n al fondo melod铆a de balas queda el miedo que controla tu voluntad

30


Pep Balcárcel

canta dulce no pares jamás haz sonar tu voz levemente para que pueda sentir el llanto entre mis manos y olvidar la sangre de mis labios. hazlo danza al suave compás de tu melodía bésame como si fuera cierto que me amas. deja caer en mis brazos tu cuerpo para que olvidemos juntos el dolor. cierra los ojos e imagina conmigo que es cierto vamos no pares que los momentos como éste se nos van a olvidar.

31


Obelisco 65

bajo el humo de la camioneta en aquel lugar donde hace una semana quise suicidarme dejé las quimeras de poeta maldito por primera vez sobre una línea blanca y amarga es aquel lugar donde la ilusión suena en las notas del piano que no me deja olvidarte dicen que los sueños son reales pero las verdades no suelen ser tan ciertas allí he visto fantasmas que se asoman por mi ventana cada noche me gritan cuando me siento a escribir poesía para mitigar la sed que tengo desde hace mucho que no encuentro la diferencia entre la calma y el odio yo quiero cerrar los ojos apagar el silencio y regocijarme en el ruido.

32


Pep Balcárcel

perdón si no te he vuelto a escribir no he tenido tiempo ni interés en hacerlo hace algunos meses mataron a un amigo en el autobús donde viajábamos sus sueños y los míos que por un bang bang desaparecieron los míos con él ahora estoy deprimido y deseo suicidarme sé que me dirás que soy débil pero su muerte me dio una razón para dejar de ser cobarde sin embargo la cobardía es algo innato en mí por eso me hago llamar poeta sin esperar a que otros lo hagan me da miedo no agradarles no me importa lo que piensen

33


Obelisco 65

por eso sé que no siempre te espero en las noches también es por eso que me quedo con los ojos abiertos en la obscuridad intentando verte sin importar que no pueda hacerlo sí tal vez no me hubiera equivocado ahora todo sería cierto pero solamente tal vez

34


Pep Balcárcel

13 más 20; no valemos nada nos hacemos 300 y nadie jamás puede vernos estamos porque estuvimos el silencio es el sonido más fuerte somos malditos porque así ellos lo quisieron con sangre y mierda un nombre nos dieron... 13 más 20; ya somos 600

35


Obelisco 65

caminaremos por estos valles sin esperanza buscando ilusiones que nos hagan creer que todavía existe una razón cierta para seguir habitando este paraíso sin color

36


Pep Balcárcel

ella danzaba al compás de esa horrenda música alguien me preguntó ¿qué escribes en esa libreta? si eres periodista o investigador te vamos a matar yo contesté soy poeta entonces se comenzó a reír eres una basura enfrente hay un bar para gente homosexual bajé la cabeza y seguí escribiendo el canalla tomó una pistola me golpeó con la culata la sangre corrió por mi boca el piso se tornó color carmesí me dolía todo el cuerpo mi estómago parecía estallar ella siguió danzando sobre aquel frío infierno de hierro no veía a nadie

37


Obelisco 65

el tiempo pasa lento espero caminando sobre un espejismo muerto

38


La primera edición de Obelisco 65, publicación Núm. 47 de la colección de Poesía Centroamericana, se terminó de imprimir en los talleres de ARMAR Editores, 11a. Av. 2-49 zona 15, Colonia Tecún Umán. Guatemala. Centroamérica. En el mes de enero de 2012.



obelisco 65