Page 1

Los bachilleratos populares: pedagogia y militancia

8

Los bachilleratos populares son escuelas populares de carácter autogestivo que nacen a fines de los años 90, frente a la profunda crisis estructural del sistema educativo argentino. Movimientos sociales, organizaciones territoriales y empresas recuperadas junto a cooperativas de docentes, se plantearon el desafío de construir una nueva forma de pensar y hacer la educación. Tanto en el conurbano bonaerense como en la Ciudad de Buenos Aires, estas experiencias surgieron sin financiamiento ni reconocimiento oficial. Por ello, desde el inicio, dan la pelea por el reconocimiento de títulos y por el financiamiento ya que entienden que el Estado debe ser el único garante de la educación. Hasta el año 2010 los bachis reconocidos en provincia de Buenos Aires funcionaron bajo la órbita de la Direccion de educación de gestión privada y de planeamiento educativo. Como resultado de las diferentes medidas de lucha a mediados del 2011 lograron el reconocimiento como Bachilleratos Populares dentro de la Dirección de Educación de Adultos de la Dirección General de Cultura y Educación de la provincia, mediante la firma de un convenio entre las organizaciones y la DGCyE. Todavía más de la mitad no cuentan con reconocimiento oficial. Pero es importante aclarar que esta propuesta no tiende a la competencia o la alternativización de la educación pública estatal, sino que plantea dar algunos pasos en la construcción de otra educación que inunde las prácticas tradicionales de la escuela pública, y sume a la reflexión y a la práctica de quienes buscan cambiar aquello que tenemos por aquello que queremos. Se busca crear una educación que sea gestada desde los sectores populares, ligada a las trayectorias de los movimientos sociales desde donde nacen estas experiencias. El saber, la disputa por el saber y la forma en que se construye es, en este sentido, parte de una lucha política más amplia. Los bachilleratos funcionan a partir de la idea de un colectivo auto-organizado, donde a través de asambleas, áreas, comisiones y/o delegados van discutiendo y definiendo el propio carácter de la escuela, resolviendo los problemas cotidianos y los conflictos que entre todos y todas van afrontando. Otro rasgo fundamental es el trabajo en parejas

OCTUBRE

2013

Violencia en las escuelas Clase publica 2/1 0 en la casa de la prov. de Buenos Aires, "Bachis" y SUTEBAs Multicolor

pedagógicas, ya que cuestiona el supuesto que plantea que el/la docente es el/la único/a que sabe todo y posibilita contar con la riqueza de múltiples miradas, tanto en las instancias de planificación como en las clases y evaluaciones. Al mismo tiempo, esto permite superar la individualidad y la soledad que caracteriza el trabajo docente. Actualmente hay más de 40 experiencias educativas de este tipo que coordinan en 3 espacios o "coordinadoras" de acuerdo a su afinidad política. En Avellaneda funcionan el Bachilleratos Popular Arbolito (UST), Virrey del Pino y Lomas de Zamora (Wilde) y el Bachillerato Popular Arbolito, Hipólito Yrigoyen 1635 (Gerli, bachilleratopopulararbolito@yahoo.com.ar)

El tema de la violencia en las escuelas asume múltiples discursos de las más variadas expresiones ideológicas. Quienes trabajamos en ellas escuchamos hablar cotidianamente de la cuestión. Aún en medio de los más antagónicos puntos de vista, su enunciación marca sí una necesidad común: abordarla. ¿Pero de qué hablamos cuando hablamos de violencia? La violencia es el uso de la fuerza para ejercer poder o dominación sobre otro. Esto aparece como fenómeno en el escenario escolar, pero también aparecen otros fenómenos que constituyen una trasgresión a las pautas institucionales, dentro de la cual el desconocimiento de la autoridad escolar por un grupo de jóvenes, resulta frecuente. Charlot (2008) diferencia tres tipos de violencia: "de la escuela" es la ejercida por la institución escolar a través de sus mecanismos de dominación simbólica; violencia "hacia" la escuela, es la dirigida a sus agentes e infraestuctura edilicia; y violencia "en la escuela", es la proveniente del contexto hacia ella. Sin embargo, y aun acordando con que la violencia asume múltiples manifestaciones, esta aproximación teórica nos permite diferenciar que cuando hablamos de violencia en la escuela, nos referimos a cómo ésta se ha transformado en un territorio donde se dirimen conflictos personales y socio-familiares, principalmente en aquellas instituciones que reciben población estudiantil proveniente de zonas urbano-marginales. Esta situación en la escuela modifica el contexto áulico, generando pocas posibilidades de aprendizaje efectivo, condiciona la ambientación necesaria para desplegar las propuestas curriculares y afecta la salud psico-emocional de todos los actores escolares involucrados. Es decir, afecta las condiciones de enseñanza-aprendizaje a la vez que se deterioran para los

continúa en pg. 2

¡Esperamos tus opiniones y aportes! La Naranja Docentes de Avellaneda (Facebook) www.naranjavell.blogspot.com lanaranjadeavellaneda@gmail.com


2

docentes, las condiciones de trabajo. Para quienes asumimos que la violencia es resultante de las relaciones sociales vigentes, la solución del problema no pasa por el mero hecho de que sus protagonistas aprendan a dialogar. Tampoco podemos quedarnos a esperar una transformación social que conlleve y renueve el clima escolar. Disentimos sí, de la mirada acotada del Estado frente al problema de la violencia como si ella fuera una cuestión "excepcional, esporádica, individual y patologizada" en el escenario escolar. No resulta casual por lo tanto, que haya sido en el periodo post 2001 en que el Estado haya instrumentado algunas medidas -escasas y focalizadas- para enfrentar la problemática que nos convoca, como por ejemplo, las comunicaciones vertidas por la DGE para la rama de Psicología en la Provincia de Buenos Aires en las que el tema de la "inclusión educativa" resulta protagonista, los regímenes de becas de inclusión (diluidos en la aplicación de la AUH), la creación del Programa de Inclusión Educativa en el 2004, la creación del Observatorio Argentino de Educación también en el mismo año, la Ley de Políticas Públicas para la Educación Educativa Plena en la CABA 2009, son algunos de los ejemplos.

Estas condiciones deterioradas de trabajo docente y de aprendizaje no garantizan una educación con calidad de aprendizajes, y la forzada inclusión en estos términos, no es más que un "como sí" sólo coherente con cierto nivel discursivo del gobierno. Violencia que se materializa en algún grupo de alumnos y que el Estado intenta hacer descansar en el vínculo con el sujeto pedagógico, como si éste pudiera construirse ezquizofrénicamente de su contexto. El camino de revisión no puede darse sin mayor presupuesto educativo. La tan requerida "atención personalizada" de alumnos, trae bajo el brazo la condición de disminuir su cantidad en los cursos. Sólo por mencionar alguna reivindicación a tener en cuenta. La escuela es un espacio social, por lo tanto, acotadas son sus posibilidades de respuesta frente a procesos sociales que la exceden. Salvable únicamente de la mano organizada de docentes y estudiantes por sus condiciones de trabajar y aprender. Claudia Manzo

ocho provincias de nuestro país se reunieron en Buenos Aires en el 2° Congreso Nacional de Educacion, a fin de realizar un balance. Los debates sostuvieron que la politica educativa desarrollada en estos años no habian modificado en lo sustancial, el estado de insuficiencia y desigualdad en la distribucion de recursos, la privatizacion creciente del sistema, alentada por los subsidios estatales y, por consiguiente, su fragmentacion. Todo esto, sostuvieron, afectaba el derecho social igualitario a la educacion, y resultaba en una perdidad del caracter de espacio publico de nuestras escuelas. El compromiso fue por renovar las acciones tendientes a lograr un sistema educativo unico, publico, integramente financiado por el estado, para una educacion científica, no dogmatica, con diversisdad cultural, no sexista, hacia una sociedad sin explotados ni oprimidos

A casi una decada de gobierno del FPV y a 6 años de sancion de la Ley de Educacion Nacional más de cuarenta sindicatos y agrupaciones docentes y estudiantiles de

PONENCIAS Y DEBATES PRESENTADOS EN EL SEGUNDO CONGRESO NACIONAL DE EDUCACION

Pedí el libro al compañero/a que te acerco el boletin

CLASE PÚBLICA CONTRA EL AJUSTE

El 2/1 0 se los Sutebas conducidos por la Multicolor convocaron a una Clase Publica en la casa de la Prov. de Bs As. Esta acción unitaria (postergada una semana) es lo que motivó a la conducción central de SUTEBA a la realización de acciones de retención de servicio y movilizaciones a los consejos escolares. Lo destacado de la medida es que por primera vez se coordino con la Coordinadora de Bachilleratos Populares en Lucha, donde trabajan muchos docentes cuya labor no es reconocida por el gobierno. Las reivindicaciones llevadas fueron: •Por el pago inmediato de salarios adeudados •Contra el vaciamiento de IOMA •Rechazo a la precarización laboral en la

El fracaso de una política de subordinación Durante este año se desarrollaron dos elecciones de relevancia: en mayo la de SUTEBA y hace unos días la del gremio nacional CTERA (SUTEBA se encuentra federado en CTERA). En la elección de mayo de SUTEBA, en Avellaneda votó el 46% de los empadronados. La lista en la que participamos obtuvo 360 votos contra 566 de la Celeste-Violeta. Fue una interesante experiencia de coordinación entre distintas agrupaciones docentes del distrito, (Tribuna Docente, Alternativa Docente , Agrupacion Azul y Blanca y La NAranja de Avellaneda) donde se confirmó la necesidad de unidad en situaciones concretas. A nivel provincial se difundieron rápidamente los números del 70%-30%. El resultado oficial de la “victoria” celeste sobre la Lila-Multicolor fue de 63% a 33%. Pero estas cifras esconden una

docencia del Plan FINESII. •Por la oficialización de los “bachis” de la Coordinadora de Bachilleratos Populares en Lucha (Inmediata firma y efectivizacion de los convenios, salarios, becas, financiamiento integral y reconocimiento). ¡UNIDAD DOCENTE PARA ENFRENTAR EL AJUSTE!

conjunto de los afiliados reflejándose en el bajo índice de votación (27% en Avellaneda). La política de vaciamiento de la conducción de CTERA, su desvinculación del día a día de los docentes y la subordinación al gobierno, son elementos que contribuyeron a fomentar la falta de participación de los docentes. Desde la Naranja militamos para la Lila-Multicolor, pero no logramos modificar esa tendencia. Finalizado este proceso, entendemos que hay que avanzar en fomentar la participación desde las escuelas a partir de la defensa de nuestras condiciones de laburo en la más amplia unidad de los docentes. Leonardo Olivieri

información interesante: si se computa el resultado de 32 seccionales fiscalizadas por la Lila-Multicolor, el porcentaje se acorta del 49% al 45%. Si bien el avance de las agrupaciones opositoras se manifestó en la victoria de cuatro nuevas seccionales, el dato más significativo, es que se expresó un rotundo rechazo a la política de conciliación de Baradel y su subordinación al gobierno. La elección de CTERA sufrió el desinterés del

7


Hablar de Género ¿Una moda que no incomoda?

POR ESO EN AVELLANEDA QUEREMOS AVANZAR EN LO SIGUIENTE:

1 . Re uni o ne s de de le gado s p o r rama p ara ate nde r te mas , p ro b le máti c as y urge nc i as e s p e c í fi c as de c ada una. Las re uni o ne s de de le gado s i mp uls adas p o r la di re c c i ó n C e le s te - de t e m a ri o c e rra do - s o n i n o p e ra n t e s e i m p i de n p l a n t e a r y re s o l v e r l a v a ri e da d de p ro b l e m á t i c a s de l o s c o m p a ñ e ro s /a s y s u s e s c u e l a s . 2 . Re c h a z o y d e n u n c i a d e l o s a v a n c e s d e l a p re c a ri z a c i ó n y e l c re c i m i e n t o d e l t ra b a j o do c e nte e n ne gro y p o r fue ra de la no rmati va de l E s tatuto D o c e nte : F I NE S , F I NE S I I , tuto rí as , e tc é te ra. Ho y, c ada ve z más c o mp añe ro s y c o mp añe ras trab aj an b aj o e s ta m o da l i da d m i e n t ra s q u e S U T E B A ( c o m o e l re s t o de l o s g re m i o s ) e n e l m e j o r de l o s c a s o s mi ran p ara o tro lado , o e n e l p e o r, s o n p arte re s p o ns ab le de la p re c ari zac i ó n de l trab aj o do c e nte . D e fe ns a de la E duc ac i ó n de Adulto s . 3 . I m p u l s a r u n a c a m p a ñ a p o r l a p ro g re s i v a e l i m i n a c i ó n de l o s s u b s i di o s a l a s e s c u e l a s p ri v a da s , a b s o rb i e n do e l E s t a do e n l o s c a s o s e n q u e s e a n e c e s a ri o , a l o s e s t a b l e c i m i e n t o s y a s u s do c e n t e s . E s t o s re c u rs o s de b e n s e r de s t i n a do s a l a e s c u e l a p ú b l i c a . E l S U T E B A de b e s e r u n a c t i v o p ro m o t o r de l a e l i m i n a c i ó n de la s e gme ntac i ó n e duc ati va ac tual y que fue p ro fundi zándo s e año a año . 4 . A n t e s i t u a c i o n e s de a j u s t e a l o s t ra b a j a do re s e s t a t a l e s , p ro p o n e m o s i m p u l s a r uni dad de ac c i ó n c o n e l c o nj unto de lo s trab aj ado re s , p ara fo rtale c e r nue s tras de mandas c o m u n e s a n t e l a m i s m a p a t ro n a l . 5 . P ro m o c i o n a r l a p ro p u e s t a de l e y q u e i m p o n e l a o b l i g a c i ó n p o r p a rt e de t o do func i o nari o p o lí ti c o , de e nvi ar a s us hi j o s a una e s c ue la p úb li c a y de ate nde rs e e n e l s i s te m a p úb l i c o de s al ud. 6 . Re c u p e ra r l a i n d e p e n d e n c i a y l a a u t o n o m í a d e l s i n d i c a t o c o n re s p e c t o d e l o s g o b i e rn o s , e l e s t a do y l o s p a rt i do s p o l í t i c o s .

4

continúa en pg. 6

5


Trabajo para el aula

EDITORIAL

• S olidaridad de clase entendida como unidad entre los trabaj adores, superando el corporativismo que ahonda la fragmentación y La propuesta de La Naranj a de Avellaneda se el aislamiento. fundamenta en la necesidad de una construcción político-gremial pluralista que involucre al • Autonomía de clase frente al Estado, los conj unto de los docentes y sostenida desde en gobiernos, las patronales, los partidos políticos un trabaj o de b as e , expresado y las instituciones religiosas. Esto no implica fundamentalmente en el ámbito de las escuelas. que quienes participemos en La Naranj a, no Trabaj o, que deberá propiciar e impulsar la adhiramos o seamos integrantes de otros elaboración y la toma de decisiones en forma espacios militantes, sino que aspiramos a que nuestro espacio gremial no se subordine más colectiva. En este camino nos guían ciertos principios a que a lo que deciden los propios trabaj adores modo de horizonte, entendiendo que se trata del docentes como tales. camino que deseamos trazar a sabiendas de las Propiciamos una construcción político-gremial dificultades. Nuestra intención no está en fij ar que supere con políticas alternativas -tanto pilares inamovibles sino de delimitar el dónde y coyunturales como estratégicas- los métodos autoproclamatorios, manipuladores y el cómo de ese camino: antidemocráticos que, lamentablemente, no son • Democracia de los trabaj adores, entendida sólo patrimonio de las burocracias sindicales. como participación y protagonismo de la base Un espacio que tome con energía la lucha por el para la toma de decisiones, siendo la asamblea salario y las condiciones de trabaj o y al mismo el espacio en el que los trabaj adores -en el tiempo propicie el debate, la crítica y la marco de nuestro ámbito cotidiano de trabaj o- elaboración acerca de las políticas educativas. nos reunimos, discutimos y tomamos Pero además, construya discusiones y acciones decisiones. Esto implica reducir la delegación que sean extensibles al conj unto de los de facultades y atribuciones en los dirigentes y trabaj adores, que cuestionen el modo de propiciar la amplia circulación de las ideas, el organización s o c ial vigente –el c ap italis mo respeto por lo diverso y la construcción p ara avanzar hac ia una nueva s o c iedad, colectiva. Un ej emplo de lo contrario y que fundada en relac io nes s o c iales s o lidarias , ocurre en S UTEB A, es la atribución de demo c rátic as , igualitarias y p artic ip ativas . proponer medidas inconsultas por parte del Consej o Ej ecutivo Provincial.

EN

6

ESTE MARCO , ENTENDEMOS AL SINDICATO COMO UN ESPACIO SOSTENIDO POR LA PARTICIPACIÓN REAL DE LOS DOCENTES DESDE LAS ESCUELAS , EN UN CUERPO DE DELEGADOS REPRESENTATIVOS , Y NO COMO UN BLOQUE CLIENTELAR PRO - CELESTE . U N SINDICATO DESDE EL QUE SE ABORDEN LOS CONFLICTOS QUE SE MANIFIESTAN EN LAS ESCUELAS Y SE BUSQUEN SOLUCIONES QUE INVOLUCREN A LOS QUE SON PARTE DE LA COTIDIANEIDAD ESCOLAR . E N DEFINITIVA , UN SINDICATO QUE ALIENTE LA AFILIACIÓN DE COMPAÑEROS Y COMPAÑERAS .

continúa en pg. 4

3

Boletin octubre 2013