Page 1

CONOCIMIENTO CIENTÍFICO

ELENA PATRICIA ECHEVERRY DELGADO

UNIVERSIDAD DEL QUINDÍO CIENCIAS ECONÓMICAS Y ADMINISTRATIVAS CONTADURÍA PÚBLICA TEORÍA CONTABLE ARMENIA 2012


CONOCIMIENTO CIENTÍFICO

ELENA PATRICIA ECHEVERRY DELGADO

TRABAJO DE INVESTIGACIÓN NORBERTO ALVARADO VILLA

UNIVERSIDAD DEL QUINDÍO CIENCIAS ECONÓMICAS Y ADMINISTRATIVAS CONTADURÍA PÚBLICA TEORÍA CONTABLE ARMENIA 2012


INTRODUCCION

Vivimos rodeados de tecnologías, estamos tan acostumbrados al teléfono móvil, la computadora, el ipod, el internet, los aparatos multimedia, alimentos transgénicos, la clonación, los viajes interestelares, los biomateriales, cirugías estéticas, los superconductores, grandes edificios, transportes más veloces y menos contaminantes, entre tantas otras comodidades que la tecnología a puesto a nuestro alcance, y desde luego para quien pueda comprarlas; que sin darnos cuenta nos han creado necesidades que antes no teníamos. Pero, te has puesto a pensar ¿cómo surgieron todas estas novedades tecnológicas?

Pues bien, muchos de los productos tecnológicos que utilizamos a diario, están concebidos a la luz del CONOCIMIENTO CIENTÍFICO, es por eso que en este tema reconocemos la importancia del conocimiento científico su concepción, estructura, metodología y desarrollo

ya que esta ciencia busca explicar la

realidad mediante leyes, las cuales posibilitan además predicciones y aplicaciones prácticas (la tecnología). El conocimiento científico es un conocimiento objetivo que se estructura en sistemas verificables, obtenidos metódicamente y comunicados en un lenguaje construido con reglas precisas y explícitas donde se evita la ambigüedad y los sin sentidos de las expresiones.


OBJETIVOS

 Realizar una investigación exhaustiva, que nos permita conocer el significado de lo que representa el conocimiento científico.  Aprender sobre cómo se forman los conocimientos nuevos, ya que mediante ellos es que han surgido los grandes inventos.  Indagar y aprender las ventajas y beneficios que nos brinda el conocimiento científico.  Conocer las principales características del conocimiento científico  Innovar diariamente lo existente a través del conocimiento científico


CONOCIMIENTO CIENTIFICO

El éxito del hombre como especie animal para adaptarse en el mundo en el que vivimos, se debe en gran parte a el conocimiento sobre la realidad, pues éste es uno de los factores que más han contribuido a dicha adaptación, pues con el conocimiento, el hombre se ha podido anticipar a lo que va a suceder y así lograr controlar el curso de la gran mayoría de cosas a las que se enfrenta en el mundo y así actuar sobre ellas de una mejor manera para lograr sus metas y propósitos. Sin discusión, el conocimiento es la principal manera que tiene el hombre para controlar la naturaleza y sobrevivir en el mundo.

Debido a todo esto, resulta muy interesante comprender y saber cómo se forman o adquieren los diferentes conocimientos nuevos, que son los que llevan a la producción de nuevas creaciones. Esta es tal vez una de las tantas preguntas que se han planteados los hombres desde que empezaron a reflexionar sobre su propia actividad. Desde muchas épocas atrás se han dado distintas propuestas para explicar cómo se forman nuevos conocimientos, cómo un individuo aprende nuevas cosas, y a partir de la época moderna el "problema del conocimiento" se ha convertido en uno de los temas fundamentales de la indagación filosófica y científica.

Pero para comprender todo esto del conocimiento científico, respondamos primero a la pregunta de que es la ciencia; La ciencia es una manera de buscar principios de orden en fenómenos del mundo natural que surge por la curiosidad del hombre ante determinados situaciones o por la necesidad de entender o solucionar algunos eventos. Ahora, la actividad científica, tiene como principal objetivo la búsqueda del conocimiento como un fin en sí mismo,


además de comprender y explicar racional mente los fenómenos de la realidad y de esta forma poder predecirlos y controlarlos. El conocimiento científico, se ocupa de generalidades, debe ser comunicable, verificable, asimismo se basa en la observación y experimentación, pero este no es definitivo.

Podemos decir que el método científico tiene más o menos la siguiente estructura: Observación  Pregunta  Hipótesis  Predicciones  Puesta a prueba, en esta puesta a prueba la hipótesis puede ser rechazada o afianzarse hasta volverse teoría y luego ley.

El conocimiento científico es un conocimiento racional y crítico, en cambio el conocimiento religioso es un saber que se acepta por la fe (no es racional y no admite criticas). El conocimiento común lo adquirimos por nuestra propia experiencia o por lo que nos transmiten otras personas que pertenecen a la misma comunidad, es decir que puede ser válido en nuestra comunidad pero en otras no, este conocimiento se adquiere de forma espontánea, es un saber impreciso y utiliza también un lenguaje impreciso, es desordenado, es decir, lo adquirimos a medida que crecemos, que tenemos experiencias o que obtenemos informaciones. No es un conocimiento que se interese por las causas, Se alcanza cuando se pretenden descubrir causas y principios, mediante el seguimiento de una metodología. Se obtiene mediante la apreciación de la realidad a través de la observación realizada, mediante el uso de técnicas adecuadas, procura la demostración, a través de la comprobación de los fenómenos en forma sistemática; por ello va más allá del sentido común, al buscar soluciones más metodológicas a los problemas.


El conocimiento científico se caracteriza por ser cierto o probable formando por una gran cantidad de conocimientos demostrados o por demostrar. Se preocupa por construir sistemas de ideas organizados coherentemente y por incluir todo conocimiento parcial, en un conjunto cada vez más amplio. Sin embargo se ha de reconocer, que se constituye tan solo en uno de los diversos modos de conocimiento humano, de igual manera se recuerda que no es el único capaz de dar respuesta a los interrogantes planteados. Es decir que este es más descriptivo, pues describe cómo se producen las cosas, sus causas y sus efectos, generando una aproximación al objeto de estudio, con base en un plan elaborado para definirlo y caracterizarlo. Gracias al uso de los métodos científicos, se ejecutan procesos de análisis, con el fin de establecer técnicas para probar la veracidad de los hechos u objetos estudiados y así establecer teorías. El conocimiento científico ha tenido una amplia evolución a través de los años, desde la antigüedad el pensamiento racional ha sido sinónimo de pensamiento verdadero. A través de los tiempos el mundo ha contado con grandes pensadores que se han dedicado a la investigación y al desarrollo del conocimiento, aplicando la ciencia para demostrar diversas leyes, por mencionar algunos recordemos a Parménides el filósofo del ser con su poema de la verdad y Heráclito con la dialéctica y luego Platón con el universo de las ideas producto de la racionalidad empleando el método socrático platónico de la dialéctica inductiva-deductiva hasta Aristóteles cuyo pensamiento va a primar durante veinte siglos, crítico de la dialéctica porque para él toda ciencia tiene una lógica racional deductiva infalible (organón) lo que va llevar a fundar la escolástica que dominará el pensamiento durante toda la Edad Media. El empirismo y el racionalismo dieron paso luego al positivismo y al neopositivismo ideologías que fundamentan el desarrollo de la sociedad industrial capitalista y que contribuyen a un gran avance del conocimiento científico.


Es contundente, luego de leer diversos aspectos que el conocimiento científico, sus contenidos y cómo se elabora tienen una gran influencia sobre la sociedad y sobre el pensamiento. El método científico tiene gran prestigio como forma de conocimiento, y a menudo se presentan discusiones sobre si tal o cual forma de aproximarse a la realidad es o no científica. Además de en los contornos académicos, la ciencia y la técnica tienen una poderosa influencia sobre nuestra forma de vida, puesto que vivimos en una sociedad muy tecnificada que ha alterado severamente, para bien y para mal, el medio físico. La ciencia y la técnica nos permiten separarnos de las ataduras de la Naturaleza; nos ayudan, por ejemplo, a combatir la enfermedad o a vivir en un mundo con menos amenazas. El gran desarrollo cultural que ha alcanzado la humanidad, aunque mal repartido y a menudo peor enfocado, es otro de los logros humanos a los que han contribuido la tecnología y el conocimiento científico. Pero también el uso de la tecnología y la forma en que se aplica el conocimiento científico acarrean efectos negativos. Hemos visto cómo aparecen algunos problemas sanitarios modernos, que antes no existían, por un uso indebido de ciertas técnicas. Por ejemplo, el mal de las vacas locas, que se debe a la alimentación de tales animales a base de harinas cárnicas. Esta forma de alimentar a las vacas favorecía su rápido crecimiento y, además, permitía el reciclado de proteínas que, de otra forma, se perderían. Sin embargo, la enfermedad viene a frustrar este empeño. Y es posible encontrar muchos más ejemplos de problemas generados por un uso extensivo y equivocado de ciertas técnicas que, finalmente, tienen efectos negativos sobre la salud de las personas: la contaminación del aire generada por los tubos de escape de los coches, la contaminación química que se produce en la elaboración de ciertos bienes, las afecciones que causan los procesos de generación y uso de la energía, etc. Algunos de los impactos ambientales del uso extensivo de la tecnología superan el marco local donde se producen y tienen efectos sobre toda la biosfera. La aparición de fenómenos como el cambio climático permite que se pueda afirmar que nuestro estilo civilizador está generando lo que se ha dado


en llamar crisis ecológica. La solución de muchos problemas ecológicos de esta índole o, incluso, la mera evaluación de su alcance demandan más conocimiento científico. Sin embargo, en el tratamiento de muchos problemas la ciencia ha alcanzado su límite y no es capaz de predecir con certeza lo que va a suceder ni, mucho menos, de proponer soluciones.

De todas formas, el conocimiento científico tiene límites pues este llega hasta cierto punto y de ahí ya le es imposible avanzar más, no es posible tener todas las respuestas técnicas para algunos problemas que tal vez a un ni la comunidad científica ha planteado. El conocimiento científico tiene una zona gris por llamarlo de algún modo que es la parte donde algunas preguntas aun no han hallado respuestas. El conocimiento científico se elabora a partir de un principio fundamental “la realidad existe y yo la puedo comprender” 1. Como el hombre se ha dedicado a aprender a conocer la naturaleza, esto ha dado como resultado la ciencia moderna; Actualmente, el alcance del conocimiento científico se mide desde la perspectiva de la autonomía del hombre como dador de sentido a la realidad. Esta postura produce una resistencia firme a admitir que la medida de la racionalidad del universo no sea la inteligencia humana. Inteligencia centrada exclusivamente en lo que puede ser demostrable por medio de la experimentación y reducida a la racionalidad técnica que identifica la realidad con las posibilidades de la acción humana, como mero material neutro. Cultivar la ciencia positiva supone la ambición de comprender el mundo natural, de conocerlo y dar razón de él. Conocer por qué es como es y funciona como funciona. Por qué existe y de qué manera ha sido hecho. Sin embargo, la verdad de las cosas aparece, no ya inalcanzable al conocimiento humano, sino inexistente; esto es, meramente convencional. 1

Jorge Wagensberg


Cuando se trata teóricamente o se aplica en la práctica la gestión del conocimiento no siempre se diferencian la información y el conocimiento y, por consiguiente, no está claro si lo que se gestiona es información o conocimiento. Con frecuencia, la ciencia es vista como una actividad para producir y aplicar nuevos conocimientos en distintas esferas. En cada rama de la ciencia, pueden identificarse determinados componentes y tipos de actividad que conforman un sistema. Como actividad humana la ciencia posee los siguientes elementos: sujeto,

objeto,

medios,

necesidades,

objetivos,

acciones,

operaciones,

condiciones, resultados, y otros, en dependencia del aspecto que se investiga. Como tipo de actividad social, se distinguen la científico-investigativa, científicoorganizativa, científico-pedagógica y científico-auxiliar. Desde el enfoque de actividad, el conocimiento aparece como resultado de la actividad científica y desde la posición del enfoque gnoseológico tradicional, como reflejo que se obtiene en el proceso del conocimiento. El concepto de conocimiento, como un tipo de reflejo específico y superior, se formó como resultado del análisis gnoseológico, de la comprensión del conocimiento como proceso reflejo. El concepto de información científica derivó del enfoque cibernéticocomunicacional en la ciencia, y gracias al desarrollo de la actividad científico informativa, Mijailov AI y Guiliarevskii RS afirman que “la actividad científico informativa constituye una parte del trabajo científico, que se aisló en el curso de la división social del trabajo. Su objetivo es proporcionar a los científicos y a los trabajadores prácticos toda la información que necesiten, por medio de la acumulación, el procesamiento analítico sintético y lógico, el almacenamiento, la recuperación y la diseminación de la información científica”.2

2

Mijailov AI, Guiliarevskii RS. Curso introductorio sobre informática -documentación. La Habana: IDICT; 1979.p.12.


La ciencia de la información puede entenderse como la disciplina científica que investiga la estructura y las propiedades generales (no el contenido específico) de la información científica, además de las regularidades de todos los procesos de comunicación científica. A esta no le interesa el proceso investigativo, cognoscitivo, sino la transmisión del conocimiento obtenido en ese proceso del conocimiento científico. Esta transmisión ocurre como resultado de la actividad científica informativa, es decir, uno de los tipos de actividad incluida en la actividad científica y que es indispensable para la unidad y efectividad de la ciencia contemporánea. El proceso de transmisión de información, en cualquiera de sus formas, puede examinarse como un ángulo del proceso reflejo. Por esto, la actividad científica informativa también incluye un momento reflejo: la transmisión de información científica y técnica. Es así que las comunicaciones científicas pueden verse como procesos reflejos de la actividad científica entre sujetos individuales y colectivos. El nexo entre los aspectos reflejos y comunicacionales de las actividades científico-investigativa y científico-informativa posibilita identificar diferencias entre los conceptos información científica y conocimiento científico en el plano del reflejo. Los conocimientos científicos constituyen el resultado de la actividad científica investigativa. En concordancia con el materialismo dialéctico, el conocimiento es un producto de la actividad social laboral e intelectual que representa la reproducción ideal en forma lingüística de los nexos objetivos, regulares y prácticos del mundo objetivo transformado. De otros tipos de reflejo humano, el conocimiento científico se distingue porque es indispensable que se exprese en forma lingüística y no sensorial (sensaciones, percepciones y representaciones). En su acepción amplia, el conocimiento científico es, en determinado aspecto, la representación de la variedad de los fenómenos del mundo y de su esencia.


El saber es la forma de conocimiento racional o lógica, su resultado. En este sentido, el saber, como se interpreta por los autores de la monografía Comunicaciones científicas e informática, es la información lógica obtenida en el proceso de conocimiento, que adecuadamente representa fenómenos y leyes de la naturaleza, la sociedad y el pensamiento y se emplea en la práctica histórico social. Es necesario considerar que esta definición del saber, al mismo tiempo, define la información científica en un sentido amplio, porque el proceso de obtención de información del objeto, como resultado de la actividad científico investigativa, es un proceso reflejo informacional. Por supuesto, como resultado de este proceso, no todo el contenido del reflejo toma forma lingüística, es decir, de saber científico, por cuanto determinados componentes subjetivos del reflejo, como el sensorial y emocional, entre otros, quedan fuera de los límites del saber. Por consiguiente, el saber es información científica en un sentido amplio, es decir, cualquier representación lingüística, sin que necesariamente se encuentre generalizada y sistematizada en alto grado. Este grado lo diferencia del reflejo sensorial, que no constituye conocimiento científico, a pesar de que este se forma sobre la base al conocimiento sensorial. Al mismo tiempo, el conocimiento científico, como resultado del reflejo y de la actividad científico-investigativa, constituye información científica primaria para la actividad científico-informativa. De esta manera, el conocimiento puede existir en forma materializada (explícita, en modelos sígnicos objetivos como los documentos y tácita) en la mente. Sin embargo, al profesional de la información le interesa básicamente la documental, que puede transmitirse de un científico a otro (consumidor de información). El proceso de transmisión es el mecanismo principal que transforma el conocimiento científico (como información científica) en información científicotécnica en un sentido estrecho, es decir, como se emplea en la práctica social


por los profesionales de la información. Desde la posición de la actividad científica informativa, la información científica no es simplemente conocimiento como representación lógica, verbal, sino conocimiento científico transmitido a un destinatario, a un consumidor. Por consiguiente, la diferencia entre el conocimiento científico y la información científica (en sentido estrecho) consiste en que su producción se vincula a distintos tipos de actividades científicas. Desde la actividad científica investigativa, se produce el conocimiento científico que, posteriormente, se incorpora a la esfera de la actividad científica informativa y toma, gracias al proceso de comunicación, la forma de información científica y tecnológica. En un caso, se está en presencia de la información científica como conocimiento (sentido amplio) y en el otro, como información científica y tecnológica que actúa como objeto y, en determinado sentido, como resultado de la actividad científica informativa. En ambos casos, la información científica resulta ser solo una

parte

del

reflejo,

precisamente

aquella

que

puede

objetivarse,

materializarse en formas lingüísticas y transmitirse a las distintas esferas de la actividad humana. Detengámonos un momento en la manera en que se contradice en dos momentos distintos Brilliuen L. En un momento, este autor plantea que “ … la información es material en bruto y está compuesta de una simple recolección de datos, mientras que el conocimiento supone determinado razonamiento o juicio que organiza los datos mediante su comparación y clasificación. El siguiente paso conduce al conocimiento científico y la formulación de leyes científicas". 3 A pesar de que en la comunicación social ocurren procesos no estadísticos de transmisión de información, que se representan por las variantes no probabilísticas de la teoría de la información, Brilliuen L no se ocupa de ellos. Sin embargo, es necesario aclarar que su concepción de la información como 3

Brilliuen L. Ciencia y teoría de la información. Moscú: Fizmagiz; 1960.p.13 (en ruso).


material en bruto no tiene sustentación científica, aunque actualmente es frecuente el empleo de esta concepción en forma piramidal (datoinformaciónconocimiento). Si se sigue el ciclo del movimiento de los conocimientos que se han originado en un investigador teórico sobre la base de la información factográfica, estos conocimientos deben transmitirse a otro involucrado en la investigación científica, a la comunidad científica, para ser percibidos, verificados y valorados. Es decir, el investigador teórico debe transmitirlos, objetivar sus conocimientos por medio del lenguaje oral o escrito, los medios de comunicación masiva y otros. Pero él no transmite datos, sino teoría, y para los medios de comunicación científica o masiva no es de interés que es lo que se transmite, si datos o teoría. La propia idea de la transmisión de mensajes, de donde surgió el concepto científico de información, es invariante respecto al tipo de conocimiento que se transmite, sean hechos científicos, teorías, hipótesis, etcétera. En la ciencia, lo más frecuente es el examen de las comunicaciones científicas en las que se transmite información empírica, en particular, factográfica. De mayor valor es la información sistematizada transformada en teoría, a pesar de que ocupa una parte menor en los procesos de comunicación científica. Además, lo que más se conserva en los archivos científicos es el conocimiento científico generalizado y sistematizado. Consideramos que la diferencia entre conocimiento científico e información científica debe partir de la metodología del materialismo dialéctico como fundamento metodológico general de la ciencia de la información, y no sustituirla por la teoría de la información.


CARACTERÍSTICAS DEL CONOCIMIENTO CIENTÍFICO

El conocimiento científico es crítico porque trata de distinguir lo verdadero de lo falso. Se distingue por justificar sus conocimientos, por dar pruebas de su verdad, por eso es fundamentado, porque demuestra que es cierto.

Se fundamenta a través de los métodos de investigación y prueba, el investigador sigue procedimientos, desarrolla su tarea basándose en un plan previo. La investigación científica no es errática sino planeada.

Su verificación es posible mediante la aprobación del examen de la experiencia. Las técnicas de la verificación evolucionan en el transcurso del tiempo.

Es sistemático porque es una unidad ordenada, lo nuevos conocimientos se integran al sistema, relacionándose con los que ya existían. Es ordenado porque no es un agregado de informaciones aisladas, sino un sistema de ideas conectadas entre sí.

Es un saber unificado porque no busca un conocimiento de lo singular y concreto, sino el conocimiento de lo general y abstracto, o sea de lo que las cosas tienen de idéntico y de permanente.

Es universal porque es válido para todas las personas sin reconocer fronteras ni determinaciones de ningún tipo, no varía con las diferentes culturas


Es objetivo porque es válido para todos los individuos y no solamente para uno determinado. Es de valor general y no de valor singular o individual. Pretende conocer la realidad tal como es, la garantía de esta objetividad son sus técnicas y sus métodos de investigación y prueba.

Es comunicable mediante el lenguaje científico, que es preciso e unívoco, comprensible para cualquier sujeto capacitado, quien podrá obtener los elementos necesarios para comprobar la validez de las teorías en sus aspectos lógicos y verificables.

Es racional porque la ciencia conoce las cosas mediante el uso de la inteligencia, de la razón.

El conocimiento científico es provisorio porque la tarea de la ciencia no se detiene, prosigue sus investigaciones con el fin de comprender mejor la realidad. La búsqueda de la verdad es una tarea abierta.

La ciencia explica la realidad mediante leyes, éstas son las relaciones constantes y necesarias entre los hechos. Son proposiciones universales que establecen en que condiciones sucede determinado hecho, por medio de ellas se comprenden hechos particulares. También permiten adelantarse a los sucesos, predecirlos. Las explicaciones de los hechos son racionales, obtenidas por medio de la observación y la experimentación.


CONCLUSION

Existe infinidad de información acerca del conocimiento científico y aunque existen muchos autores que le dan enfoques diferentes, podemos concluir que el conocimiento científico se encarga de buscar el significado y la verdad de diferentes hechos que ocurren e inquietan a la humanidad ya que para la comprensión del mundo moderno desarrollado tecnológicamente, es necesario tener conocimientos científicos. La demanda creciente de conocimiento científico por el público en general, es un indicador del gran impacto social de la revolución científico-técnica, como lo indica la existencia de revistas de divulgación, los artículos y secciones fijas en los periódicos de mayor difusión, la publicación de libros escritos por importantes científicos en un formato atractivo y alejados de la aridez de los artículos de las revistas científicas, la publicación de libros de historia de la ciencia y biografías de sus principales artífices, etc., por tal motivo este debe ser ordenado, la información que nos proporciona es lógicamente construida e interconectada, congruente, con el fin de llegar al conocimiento que se requiere utilizando un camino metódicamente diseñado y estructurado, a través de este se logra dar respuestas sustentadas y comprobadas de diversos cuestionamientos dando paso a demás a la creación de cosas nuevas, pues con el conocimiento, el hombre se ha podido anticipar a lo que va a suceder y así lograr controlar el curso de la gran mayoría de cosas a las que se enfrenta en el mundo y así actuar sobre ellas de una mejor manera para lograr sus metas y propósitos.


BIBLIOGRAFÍA

 José Padrón. interpretaciones históricas acerca del conocimiento científico. < http://padron.entretemas.com/interpretaciones_hist.htm>[1992]  La construcción y producción del conocimiento científico. <http://www.cerpcentro.org/img/pdf/la_construccion_y_produccion_del_conoc imiento_cientifico.pdf >  ¿Cómo se construye el conocimiento? <http://antoniopantoja.wanadooadsl.net/recursos/varios/cons_cono.pdf>  Jorge Wagensberg. Lo falso en el conocimiento científico. <http://www.letraslibres.com/revista/convivio/lo-falso-en-el-conocimientocientifico >

CONOCIMIENTO CIENTIFICO  

Pues bien, muchos de los productos tecnológicos que utilizamos a diario, están concebidos a la luz del CONOCIMIENTO CIENTÍFICO, es por eso q...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you