Page 1


56

Primavera 2012


Staff Idea: Marcela Predieri (marcela.predieri@gmail.com) Director: Gustavo Olaiz (gsolaiz@gmail.com) Secretaria: Cristina Mendiry (cmendiry@hotmail.com) Realización: “DELAPALABRA” Grupos de Estudio y Creación Literaria Página WEB: www.delapalabra.com.ar Secretaría de Producción: Alejandro Gómez Editor responsable: Ricardo Marcelo Martín Catamarca 3002 - 7600 Mar del Plata - Buenos Aires - Argentina e-mail: editor@editorialmartin.com Diagramación y armado: Gustavo Olaiz Diseño y Foto de Tapa: Javiera Miraglia (javieramiraglia.blogspot.com) Corrección: Silvia Politano (silviabpolitano@gmail.com) Equipo: Ana Labandal, Claudia Samter, Max Costa, Graciela Barbero Colaboradores permanentes: Gustavo Araujo - Gabriel Cabrejas Roberto Di Vita - Ana Hernáez Marcela Predieri - Gastón Sequeira

LA AVISPA (Versión digital): www.delapalabra.com.ar/revistaLA2.htm Colaboraciones a: avispa.mdp@gmail.com Libros y/o revistas a: Pellegrini 3637 - 7600 - Mar del Plata La dirección no se hace responsable de los conceptos vertidos por los autores. Permitida su reproducción por cualquier medio (es más se agradece) siempre y cuando se respete el nombre del autor y se cite la fuente.

www.editorialmartin.com La Avispa 56

2


Edit orial

¡Por eso seguimos!

“Ninguna lucha por una causa justa es inútil, aunque termine en derrota. Es Cronos el que mejora la convivencia con el dolor. Siento las dos cosas (el respeto y la admiración)”, decía Juan Gelman en LA GACETA Literaria Domingo, 22 de Abril de 2012. En un mundo argentino donde “la justicia es lo de menos”, lo único verdaderamente poético es la lucha. Los artistas podemos cambiar el mundo. ¡Por eso seguimos! Parafraseando a Gelman, siempre es maravillosa la diversidad de palabras para nombrar una misma cosa, las expresiones, las músicas distintas. CRISTINA MENDIRY cmendiry@hotmail.com

¡Seguimos! A pesar de habernos despedido el número anterior y tener un encuentro-despedida en la Posta del Ángel de Santa Clara del Mar (a escasos Kms de Mar del Plata) aquí estamos de vuelta. Nuestra directora Marcela Predieri agotada de ser el motor impulsor de muchos proyectos pidió su jubilación en cuanto a la dirección de la revista. Fueron doce años de lucha, 56 números (del 0 al 55). Las revistas literarias escasamente llegan a esa cifra, su vuelo es gallináceo, agobiadas por lo económico y el esfuerzo por mantener al grupo unido tanto tiempo. Toda nuestra revista la hacen personas que tienen un rol creativo en el arte, la mayoría escribimos poesía o narrativa, Javiera lo hace en fotografía, nuestro crítico de cine publicó una novela ¡hasta el editor que es músico! 3

GRUPO DELAPALABRA


No obtenemos ningún beneficio económico, sí en cambio de otro tipo. La satisfacción de ser parte de este proyecto. Trataremos de suplantar el rol tan activo de Marcela Predieri. Hay que entender su cansancio y también su plenitud de sentirse realizada. ¿Conocen aquello de “tener un hijo, escribir un libro, plantar un árbol”? Marcela tuvo hijos, publicó cinco libros (y participó en infinidad de revistas y antologías), plantó árboles... Ahhh ¡las plantas sí que le salieron buenas! GUSTAVO OLAIZ gsolaiz@gmail.com

“Aunque supiéramos que el mundo se desintegrara mañana, igual publicaríamos nuestra revista La Avispa.”1

La Avispa 56 se presenta el 22 de diciembre de 2012 en Mar del Plata, un día después del fin del mundo.

1

Plagio a una frase de Martin Luther King (que habla de plantar un manzano).

La Avispa 56

4


Ent revist a

Entrevista: a Silvia Hopenhayn por Gast贸n Sequeira 5

GRUPO DELAPALABRA


Entrevista realizada a la escritora y conductora SILVIA HOPENHAYN Por GASTÓN SEQUEIRA gastonpringas@hotmail.com

Biografía Inició sus estudios en Suiza y cursó estudios de Filosofía y Letras, Economía y Ciencias de la Comunicación en la UBA. Tradujo películas de Godard, Chabrol y textos de Cocteau, Deleuze y Todorov. Dirigió documentales sobre Carlos Fuentes, entre otros. En 1994 y 2004 fue parte del Jurado de los Premios Konex. Entre 1989 y 1999 fue Crítica literaria del diario Clarín y de 1999 a 2002 del diario La Nación. En 2011 presentó su primera novela, Elecciones primarias, que narra la historia de una niña durante el período que va desde 1974 a 1979. En la actualidad es columnista del diario La Nación y conduce los programas Mujeres Por Hombres y El fantasma y Los 10 mejores libros del Canal (á) - Cultura Activa. 1- ¿Cómo te definirías como persona y profesional? ¡Qué difícil contestar! Es tan deformante la imagen que uno percibe de sí frente al espejo… Como persona me veo como me ven las personas que quiero, o al menos en ellas busco mi verdadero y más íntimo reflejo. En lo profesional, te diría que existe el costado “oficio” y el lado “amateur”. El primero tiene que ver con el periodismo, responder a ciertas reglas implícitas en los distintos medios en los que trabajo, como por ejemplo, los caracteres que tiene mi columna en La Nación, o mi lenguaje según los géneros (crítica literaria, nota color, ensayo periodístico, crónica, etc). En cuanto a mi escritura personal, no tengo oficio; puedo con suerte convocar a las palabras, pero el resultado de lo que aparece me es involuntario. 2- ¿Cuándo surgió tu pasión por las letras? La ubico junto con la música. Desde muy niña, cuando escuché por primera vez Pedro y el Lobo, de Prokófiev. A cada instrumento le toca un personaje, cada vez que aparece el violín, es la melodía de Pedro, el pato es el oboe, el gato, el clarinete, el pájaro, la flauta La Avispa 56 6


traversa, el abuelo, el fagot, los cazadores, los timbales. Cada vez que podía me escapaba a escuchar el disco. Tengo imágenes con esos auriculares que ahora están de nuevo de moda, inmensos, yo con 4 o 5 años, aferrada a ellos, escuchando la historia de Pedro. Me fascinaba esa narración, sin palabras, pero donde se entendía todo a través de la melodía. Algo así como la música de las palabras.

7

GRUPO DELAPALABRA


3- Hablanos por favor, sobre tu obra, tus traducciones y premios. Es raro hablar de obra, sobre todo al dedicar gran parte de mi tiempo a la obra de los demás. Podría quizá decir eso, que mi obra es una forma de leer y compartir mis lecturas. Ya sea en televisión, radio, diarios, e incluso en mis propios escritos, que no son ajenos a mis libros amados. 4- ¿Cómo ves la literatura contemporánea? Hay de todo, como siempre. Me aburren las sagas que reiteran problemas trillados, o que apelan a motores pobres del lenguaje para impresionar con escenas eróticas de alto voltaje o truculencias varias. No es lo mismo contar algo espantoso, que contarlo maravillosamente. Un ejemplo muy claro: una de las novelas más espeluznantes y mejor escritas: La naranja mecánica, de Anthony Burgess, que a su vez, tiene una versión cinematográfica, excelente, de Stanley Kubrick. Más violencia que eso… y sin embargo, tanto el libro como la película emocionan por la estética del lenguaje. No por regodeo en lo escatológico ni afán de escándalo. 5-¿Qué autores destacás? ¿Por qué? Me gusta el nuevo auge de la literatura policial, en clave del siglo XXI, como Mankell e incluso Larsson. De los argentinos, hay varios buenos, incluso por distintas zonas del país. De los más jóvenes, por ejemplo, me gusta Ricardo Romero o Federico Falco. Pero sigo quedándome con Silvina Ocampo, Puig, y algunos cuentos de Borges… entre muchos otros, claro. 6- ¿Qué cosas o personas te inspiran? Los árboles, sin duda. También algunas nubes. Y lo que leo, escucho, veo. En cuanto a personas, mi padre fue un maravilloso motor de la existencia, del empuje a lo vital, lo bello, lo justo. Y por supuesto, mi alegría creadora se sustenta en las personas que amo, mi hija y mi marido. 7- Contanos en qué estás trabajando actualmente. En varios flancos, siempre con el mismo objeto de satisfacción: los libros. Estamos empezando a preparar la revancha del programa de este año que fue Mujeres x Hombres, o sea, los personajes femeLa Avispa 56

8


ninos de la literatura inventados por escritores varones. El año que viene será Hombres X Mujeres, que es mucho más difícil de armar, no hay tantos personajes masculinos más o menos célebres inventados por escritoras mujeres. El primero que se me ocurre es bastante raro… ¡Frankenstein! De Mary Shelley. También estoy terminando una nueva novela, bastante rara, y la continuación de la que publiqué el año pasado en Alfaguara, Elecciones Primarias. Y sigo con mis talleres de lectura en mi altillo de Palermo.

8- ¿Qué opinión te merece “la movida literaria de escritores desconocidos”? ¿Estás al tanto de esto? No estoy al tanto puntualmente, pero siempre la hubo y es necesaria. Lo desconocido es por definición, lo que vendrá. 9- ¿Leés poesía? ¿A qué poetas argentinos del momento recomendarías? Sí, tengo toda una biblioteca dedicada a la poesía, que por suerte se alimenta cotidianamente, porque siempre hay publicaciones, aunque sea, caseras o muy independientes. A mí me gusta mucho la poesía de Ariel Schettini, me parece que cuenta mucho del pre9

GRUPO DELAPALABRA


sente, es un gesto íntimo de la lengua importante, que se anuda con una lucha política, que incluso pasa por el incesto. Tiene dos libros, “Estados Unidos” y “La guerra civil”, también publicó un libro de poesía latinoamericana excelente, “El tesoro de la lengua”. También me gusta mucho Arturo Carrera, y los libros de poemas de Sergio Bizzio y Alicia Genovese, Bárbara Belocc. 10- Son muy conocidas tus entrevistas en los diferentes medios. ¿Cuál fue la mejor? Como dije antes, ¡no lo tendría que decir yo! Pero si me preguntás cuál me gustó más hacer, o qué personajes me resultaron entrañables, podría citar algunos, como Olga Orozco, con quien estuve varios días, para hacer el documental que pasaron en Encuentro; Adolfo Bioy Casares, una hermosa persona, tan delicado y adusto; el director de cine Werner Herzog, que me atrapó con su mirada desértica. En general, en todos encuentro algo que me deslumbra, más que nada porque nunca hago entrevistas a escritores que no me gusta lo que escriben, directamente rechazo la propuesta o ni siquiera se me ocurre invitarlos a mi programa o al ciclo que realizo hace ya varios años en la casa de la Cultura del Fondo Nacional de las Artes. No lo hago por repudio, simplemente, sé que no podría sacar lo mejor de una persona de la que no me siento feliz partícipe de su producción.

La Avispa 56

Día - Julieta Rodríguez

10


Poesía ROBERTO GOIJMAN YRASEMA ESTHER LÓPEZ LEONARDO HERRMANN ALICIA CORRADO MÉLIN GABRIEL AVILÉS GRACIELA BARBERO OLGA BERTINETTI GASTÓN SEQUEIRA ROBERTO DI VITA FEDERICO POLASTRI JUAN MIGUEL IDIAZÁBAL VIVIANA BLANCO ÁNGELES VALDÉS MARTELES SERGIO MATTANO ALBERTO NOGUEROL VÍCTOR CLEMENTI CARLOS MORTEO JUAN SALVADOR GUEVARA QUESADA 11

GRUPO DELAPALABRA


Poesía

Los miedos Afuera llueve, cae una luz de esperanza, pero adentro una lluvia de rayos caóticos desespera las mayúsculas. Los movimientos no sirven si no van acompañados con latidos. Pero él no sabe que el color púrpura no cambia de renglón ni de estatura.

La espera I Despacio, entré a este desquicio de rotos huesos y sangre contenida personas que sucumben en su inconciencia. Va la vida y la muerte. Muchos bailotean entre un mundo real o el vuelo famélico nublado a veces lúcido de incontinencia pragmática. Lo azul habla de estrellas que se pierden y unos rayos caóticos incontenibles de luces vespertinas se acercan a la vida.

VI El viejo Juan mide su pierna, se acaricia las axilas, aplaude, le sonríe a las moscas como diciendo, ya verán. Y tira de la cuerda tanto hasta cortar la aorta. Juan ya regresó del frío ensimismado de terapia intensiva, y con una válvula en su cabeza transpira el calor de lo inmóvil. La Avispa 56

12


Poesía

De a poco, con aflojes va viendo cómo se mueven sus dedos el índice señala su culpa, se toca la frente, pellizca a una mosca confiada en su respiración. Ahora Juan pelea con la inercia, va matando pequeños enfoques en su aire, y casi tuerto en su mirar, sonríe. Sabe que el tiempo de la soga, lo maneja él.

XIII La número 13 es mala o malo es el número que dice que ... Quién invento el invento del invento que quedó del 13. No sabemos hombresapiens que por tubo o por arroyo o por doquier alguna vez alguien tomó los números y los convirtió en lo que son. Entonces no eran números simplemente un necesario a la hora del decir y del hacer. Por entonces doce eran los fugitivos animales que corrían por los campos antes de que tropiece el instante. Ella cantaba en su paso por el cañón.

XXXII Todavía me pregunto por alguna salvedad que puede acompañarme. En estos años he aprendido que la muerte es una circunstancia de la vida y la vida pretende ser una circunstancia de la muerte. Todo está en el lapso que transcurre en ese recorrido que significa ir de la “A“ hasta la “Z”.

De: Hospital Fernández y otros acontecimientos (2002)

ROBERTO GOIJMAN

robertogoijman@yahoo.es

13

GRUPO DELAPALABRA


Poesía AMERINDIA Inca dame el don de tu palabra dame tu costado azul teñido de rojo el zumo de tu imagen en el valle tu mano peina mi silencio talla madera con el rostro de tus antepasados —La tarde se ampara en mi memoria—

Azteca donde comienza tu fuego donde el eco con su caricia frutal ¿Cuándo me enseñaste con el grito anudar hilos y marcar el tiempo? —Anduve con las primeras luces de mi sangre diciendo tu nombre—

Maya sé que estás en la lucha manos de barro acunando ternura mientras la tierra es quebrada en su sinfonía verde. —No valió tu entrega de venado—

La Avispa 56

14


Araucano el Este entró a tu tierra con una cadencia de sollozos. Allí donde el verbo era danza cielo y mar hicieron rimas de olvido quedándose en silencio noche adentro en la pampa gris del laberinto entre el amanecer y el crepúsculo. —Estuve allí cuando fusilaron tu canción—

Poesía

Tehuelche del caldén azul perfil de llanura mansa tus ojos rojizos de trabajo hablan con el pasado ya no hay hijos que recojan tu llanto.

Tobã cuando se acaben los recodos cuando corten el último árbol cuando muera el ave final tu color de río buscará un refugio al amparo de raíz anudará quebracho renacido en las alas de tu Chaco natal. —Tus taca taca me llevarán a la revelación— 15

GRUPO DELAPALABRA


Poesía Guaraní urutaû de la selva errante cuando mi voz camine en la tierra sin mal con mborotuvã guazũ monte adentro y busquemos arrebatarle victorias al tiempo gota a gota arena lluvia volveremos a celebrar en ritual el encuentro. —Me fui quedando sin plegarias— Amerindia sal de tus días olvidados martilla golpe a golpe el vértice ensombrecido de lágrimas y duelos donde guardas aquel oleaje alza tu sueño curador de heridas y repara a corazón abierto con fuerza tenaz de enredadera. —El desvelado mundo de mis sueños—

América Tus rodillas de maíz despiertan con hilos sueltos de imagen florecida salta hacia el resplandor primero. La punta de lanza se vuelve luz una caja deja oír esa nostalgia como bocas de tiempo abiertas al sol. —Despierto pidiéndole perdón al cóndor— La Avispa 56

16


Poesía Un son en mi ventana canturrea el sendero se puebla y el murmullo anuncia fiesta chamamecera esta noche. Del abeto al algarrobo del quebracho a la araucaria las lunas que fueron apagadas una a una las iré encendiendo. A todo vuelo emerge la güipala enamorada del cerro descifra signos devora estrellas. florece mi canto. Con vocación de tierra adentro suelto esta plegaria para que despierte ecos dormidos. —Te busco hermano germinal en la poesía para sembrar de pan caliente nuestra América— Con profunda vocación de tierra me encuentro germinando en la pobreza te busco hermano germinal en la poesía —para sembrar de pan caliente— Nuestra América

29.12.2006

YRASEMA ESTHER LÓPEZ

KUNDAHÁRA 2009 yrasemaes@yahoo.com.ar

17

GRUPO DELAPALABRA


Poesía

CARTAS URBANAS Carta Primera En tu búsqueda he iniciado este viaje. La extraña metrópoli sin nombre, fundándose a sí misma desde la eternidad. Adán y Eva rescatan entre los escombros los cadáveres de sus descendientes. Las llamas se multiplican, extraños quásares en expansión. Una ciudad construida con oscuras palabras (como el tiempo) —Quizás nunca te encuentre. P.D.: Estas cartas son los mapas de las regiones de la sombra. Carta Segunda La noche ha marcado mi cuerpo. Desde el fondo del charco, un niño pierde su ojo en el vagar celeste de la eternidad. El tiempo dibujó su figura descompuesta. La enumeración de los días, los frágiles andamios del recuerdo. Otra sombra que mira, otro firmamento. Sé que no te importa pero mi pasado me espera. P.D.: Quizás estés en las arenas contando las costillas de la ausencia. Quizás nunca reconozcan al niño que lleva en su sueño mi nombre.

LEONARDO GASTÓN HERRMANN leonardo.herrmann@yahoo.com.ar La Avispa 56

18


Poesía

ASPERNAUTA Áspero tu aliento naif confusión de voz ajena extraviada en un allá lejos. As bajo la manga nodriza que ya no guía, solo sigue los pasos Tan lejanas las huellas en arenas movedizas que no alcanzo tu sombra plastilina. Con la sonrisa niño en mi mano continúo detrás de muros cristales y así poder verte de a ratos en un puzzle desteñido de arco iris tu aspereza palabra cruzada para un hombre pequeño sin latidos respirando.

ALICIA CORRADO MÉLIN (Mar del Plata) alycorradomelin12@hotmail.com 19

GRUPO DELAPALABRA


Poesía CRECER El patio de glicinas tiene el aroma de tu infancia juegos de hadas y superhéroes Tus manos en mis manos en el camino primero arrullo y tibieza La ventana abierta provoca el desafío los dedos se sueltan de a uno, de a cinco vuelo a tientas entre risas y horizonte Mis manos en tus manos en eterno halago abrazo de planeta, risa de mar Las glicinas siempre florecen.

GRACIELA BARBERO (Mar Del Plata) gracnobar@hotmail.com /2012

EL AMOR SE HACE La noche se ha hecho alta él echa mano al centro entre sus piernas donde ningún otro ha estado Dios se manifiesta A las puertas de su cuerpo los vestidos no tienen botones le faltan dos a su chaqueta El amor colma todo el espacio beben los vasos caen luego fuman como siempre

OLGA BERTINETTI La Avispa 56

pinochafiestas@yahoo.com.ar (Mar del Plata) 20


Poesía

EL PARAGUAS DEL DESAHUCIADO

Para Gus

Casi dos de la mañana, llego a casa, veo un paraguas en el ático de mis costras, lo reconozco, me agrada su color oscuridad, había olvidado ser humano pero en mi bolsillo encuentro un escrito de mis antepasados, cuando fui doncella, mercenario, obispo, actor, muero en el intento por reconocerme ahora, en estos minutos de alquimia, leo un poema escrito aprisa, de aquellos que anhelan ganarle al orgullo y al mismo tiempo adueñarse de lo atemporal.Arrepentido, bebo el cáliz de un vientre lejano, instintos en memoria absurda, releo los sonetos de Verlaine, la herejía acosa. El paraguas me cubre del agua vertida en mis córneas por un ingenuo relámpago. Fallezco en un sepulcro con insignias de versos. 2 El paraguas se abre, en sus agujas un niño solloza ante la fragilidad de mis pies, metáforas transitan de las flores al mal. Reprimo miedos, me apego a la inútil ciénaga del ayer, de amantes permisibles, de las meretrices añorando ser damas. Baudelaire rige la llovizna del sentenciado, un girasol nace de mi hambruna mientras una mujer albina besa tribulaciones. Tengo sed, el whisky se esfumó con las ansias de una rueca inmóvil donde el vaho de ausencias, impiden añorarte a tragaluz del aire. La sombrilla cierra mi simplicidad tal cual viento por doquier y el lodo impregna se impregna a retinas con sus orines.

GABRIEL AVILÉS

(MÉXICO) - presagiomarino@hotmail.com GRUPO DELAPALABRA 21


Poesía ENTRE ELLAS escribo en tu sangre sobre el sexo de la plegaria en las piernas de una palabra compongo encima del vientre de esta soledad desde la punta de los dedos de aquella vida ¡PLAF! el poema cae en tus manos saltás ante el escalofrío mientras yo me lo creo ¡SPLASH! lo dejás caer                  al piso mocioso del despertar agua vertida el lenguaje se expande se extiende sobre el plexo de la verdad vos lo custodias con la benevolencia de la paz con el matiz de tu sonrisa                                        que grita pletórica de lirismo Yo me oculto en los brazos del invierno entintando papeles                             que mañana te abrigarán las palabras corroen los espacios vacíos la lasitud de los corazones el cordón de la vereda La Avispa 56

22


Poesía

magnifico la necedad la borrachera del tiempo me preguntás poesía me gritás poesía caminás cada letra besás el pigmento de mi tinta los versos están catalépticos en la represa de tu saliva me quema tu respiración acariciándome la barba de hoy y la de ayer zambullo mi lengua en el texto en la orilla de tus pliegues desde donde chorrea cada carácter cada sílaba y entonces hasta tu sudor inspira                           mi temple de escriba

GASTÓN SEQUEIRA (PRINGAS) www.pringas-pringas.blogspot.com.ar gastonpringas@hotmail.com

23

GRUPO DELAPALABRA


Poesía

Carta Abierta a Juan José Castelli

                                Tribuno de Mayo, veinticinco el día Un mil ochocientos diez, en combate Le informo, ruego, aviso, declaro. Don Juan José Castelli, orador preclaro.   Le  dicen que el Alto Perú no lo quiere, que es adverso, enemigo, que los virreinales allí están fuertes. Miles de godos armados hasta los dientes nos tienen presos, sojuzgados con cadenas   Supimos su mensaje de Libertad Señor Castelli, para nosotros, nuestros hermanos presos, nuestras mujeres y niños, nuestros pueblos atrapados, la tierra, el sol, el cielo, el aire que respiramos, Por Tupac, por Condorcanqui y Bertolina. Estamos prestos a pelear ya, pronto.                                                                        No deje don Castelli que le mientan! Todo el norte de Jujuy, las montañas y los llanos De la propia Lima y sus barrios. Queremos romper el yugo, las cadenas. Somos indios, mestizos y criollos. Ya lo verá don Juan José Castelli! Que nuestras manos y nuestros brazos Están con la Revolución de Mayo!   Que vengan de donde vengan. Pobladores, hermanos libertarios! Nuestros cerros serán pucarás impenetrables. Para la libertad, el nuevo sol brillante. No le mientan godos traidores, impotentes. Los pueblos de Abya Yala estamos con Castelli.   La Avispa 56

24

(Gran Bs As) robertoromeodivita@gmail.com

(Carta de un criollo indio, a Juan José Castelli)

ROBERTO ROMEO DI VITA

Semblanza


REVANCHA

Poesía a mi hermano Agustín

Qué dirán los que rieron del llanto ajeno Los que acusaron en vez de dar la mano Los que con su saliva roja y caliente Sentenciaron a los ahogados Qué dirán cuando sea el tiempo de los justos Cuando los ciegos los que murieron en vano resurjan Cuando los pájaros mudos recuperen su canto Cuando de la tierra húmeda florezcan los peces y el lago. Qué harán los intratables Con sus arenas del desierto Cuando no quede nada Ni siquiera el cielo y el infierno Ahora callan Porque no han podido ni con la vida ni con el destino ni con el tiempo. Ahora callan Los que vendieron su sangre a buen precio Callan Callan para siempre Como los muertos.

FEDERICO POLASTRI

(Ciudad de Buenos Aires) fedeponce2003@yahoo.com.ar

25

GRUPO DELAPALABRA


Tus gigantescos ojos me llaman, rostro hermoso de tu corazón, cuando los abres brota vida, inspiración del Marqués de Sade y de Alberto Laiseca, bellos ojos del alma, néctar que fluye cual volcán en erupción cuando el infante reposa en tu colchón, inspiración mía y de un montón.

Micropoema 50 Vi la luz mala de tus ojos, me perdí en el campo del amor.

Micropoema 54 Lavado, frío y dulce así me supo tu último beso.

JUAN MIGUEL IDIAZABAL

(Mar del Plata) - chaselon@hotmail.com http://kratosdelaslenguas.blogspot.com

TORMENTA ONÍRICA Y cuando la luna se va, y cuando el sol se va, y la luna Sigo despierta. En la dócil delicia que deja al descubierto la sangre que me renace. Y es la bestia que ronronea en mis oídos por detrás, la que me dilata, la que me ampara apretándome con sus alas negras, con su fuerza enternecida. Sin rostro. Sin lengua. Entre amorfas nubes grises tornasoladas que se mueven en otro cielo. Tormenta onírica que amalgama, que colma el deseo. Tactos alisando, retorciendo, estirando Los cuerpos

VIVIANA BIANCO La Avispa 56

26

(ARGENTINA)

Oleg Dou

Poesía Sin título 74


Poesía

LA ESPERA Escondida en la tierra se retuerce la siembra paloma duerme escondido el grano embarazado de pan y través de la lluvia canta la primavera grita el invierno apretando su presa Sangra la herida en el surco bajo la tierra húmeda se ovilla un vientre fecundo en silencio escribe su mañana el verano mece la espiga La pachamama Madre fértil se entrega una vez más El viento indiferente intenta secar el aguacero el hambre ronda dudas sobre la espalda del hombre y su cría de futuro Imagina la espiga y la cosecha el mañana se vuelve pájaro en la mano de un niño florece el olivo  ÁNGELES VALDÉS MARTELES claravaldes@yahoo.com.ar 27

GRUPO DELAPALABRA


Poesía La máquina onírica Los habitantes de la noche pájaros de alas sangrantes me despiertan me seducen me atormentan me vuelven ave forma clítica del pronombre escudo contra espolones que el rostro desfiguran cordero de dios que quita el pescado del mundo. Tras las torres se alza hambrienta una dama sepia Deglute los pájaros me desea me inventa me recorre Luego yo, desnudo /anquilosado respetando las comas atrapado por las cicatrices de sobreviviente diciendo yo creyendo ser yo la sombra de mi padre y hades el miasma enérgico de las prohibiciones por venir expulsando verrugas por los ojos y penetrando fieramente a la mujer sepia que se orgasma y eyacula canciones por la boca.

SERGIO MATTANO

(Buenos Aires) www.mattano.blogspot.com.ar La Avispa 56

28


Poesía

LA INDIGNACION DE LOS PECES El pez que nada contra la corriente no se muestra en superficie está pero no es, a simple vista está pero no existe.

Oleg Dou

Así son los estallidos emerjen de las aguas más profundas aparentan ser brotes de la nada, traen la revelación de la rebeldía, alteran los cursos de la historia y de los ríos que fluyen en la esencia de su vida líquida y latente.

VERANO Las gotas prolijas suenan el agua quieta callan voces del alma prometen volver La joven entrega a la caricia del agua su liso cuerpo célibe sus labios hinchados el ansia de la lengua que no habla ni canta sólo bebe estira las piernas y se inflama estalla su blusa

Se enervan, se indignan suben desde el sur y saltan del zócalo del mundo a construir lo inexistente

ALBERTO NOGUEROL (Florida- Prov. Bs. Aires) noguerol@ift.com.ar akavenla@gmail.com

Las bocas se secan pero olvidan la sed y su capricho tirano la fuente suspira con la promesa.

CARLOS MORTEO (Mar del Plata) cmorteo@gmail.com 29

GRUPO DELAPALABRA


Poesía

Se ser un ataúd de lo q no la bestia del carnaval la sagrada madeja deshilada el perfume del sexo retraído la garganta ácida la niña q cruza la calle y descruza las piernas cuando papi no la ve la resistencia en las formas imperecederas imperceptibles del aire las tres cicatrices cruzadas sobre la pared

Prefacio y Alucinación   diseñar un alfabeto hermético casi sin letras   volver a la memoria hacedora de mitos y enseñar el fuego   inventar perfume luego de cenizas bebiendo lluvia   así descoser el aire con nuevos náufragos   sólo un verbo sólo un mandamiento.

SERGIO MATTANO

(Buenos Aires) www.mattano.blogspot.com.ar

VÍCTOR MARCELO CLEMENTI

victormarceloclementinasif@yahoo.com.ar www.lacocuzza.blogspot.com.ar La Avispa 56

30


Poesía

INSTANTÁNEA PARA LUJURIOSOS Lejos de su instrumento la chelista parece figurilla de cristal presta a quebrarse pero abrazada a él, mientras toca se vuelve férrea imagen pecaminosa Sólo parece obedecer entonces a la batuta del druida crispada y descalza, ella entra al rito y el mínimo vestido negro tórnasele mero remedio para moralistas Siempre en trance atina apenas a susurrar gratitud cuando alguien la ayuda con el chelo empeñado en levitar y las partituras que retozan al viento Es cuando sugiero la instantánea pero el encuadre rutinario no alcanza a atrapar el singular acto copulatorio tan evidente, vigoroso y disfrutable Termina el concierto indefensa y exhausta después, dormita como inocente aunque tal vez sueñe que toca desnuda en una antigua orgía dionisíaca para lujuriosos impenitentes como yo Enero de 2011

JUAN SALVADOR GUEVARA QUESADA (CUBA) - jsgq21@gmail.com

31

GRUPO DELAPALABRA


Poesía TEORÍA DEL ORDEN NATURAL A todas las implicadas en su momento cada una entenderá

Nadie sabe cómo fue el principio pero después que vino la mujer todo lo demás llegó muy tarde Fue diosa primigenia, aún lo es reina entre las hembras madre natural de las especies Cuida, inspira, ayuda, embruja idénticas pócimas usa si contagia o sana inevitable No suele romper todos los récords ni encabeza tantas estadísticas pero cada ganador la reverencia Ilumina en la más cruel oscuridad guía dentro de los laberintos ayuda a resolver los crucigramas También puede apagarte el sol impedir que halles tu camino o recluirte en enigmas adorables

Y si naces bella, inteligente y sexy no cabe duda, eres peligrosa ese día Dios estaba muy entretenido La Avispa 56

32

JUAN SALVADOR GUEVARA QUESADA

Hasta en las preferencias cruzadas el fin sigue siendo imitarte o acostarse contigo

Septiembre de 2012

Magnífica criatura incomprensible perenne incógnita dual pizca esencial de los misterios

(CUBA) - jsgq21@gmail.com

Taras Kuščynskyj


Cuent os y relat os LEONARDO G. HERRMANN IVÁN MEDINA CASTRO SERGIO AZNAR ANA HERNÁEZ ANA MARÍA LABANDAL OSCAR RUIZ SILVIA B. POLITANO EDUARDO WOLFSON

33

GRUPO DELAPALABRA


Cuentos y relatos

Sobre el terrible orden de las cosas “Porque hay un orden de las partes con respecto a su relación mutua… Pero no hay orden de ellas con respecto al ser de un cuerpo compuesto, que es uno: porque no hay orden en lo que es uno.” Meister Eckhart “Todo es uno”

Hermes Trimegisto

La noche de los siglos avanza sobre las brasas apagadas de mis ojos. Los árboles cuelgan en la oscura mortaja agujereada de luciérnagas. Estrellas descuartizan con sus llamas mi sombra agonizante en el suelo. Las barandas del balcón al que me aferro soportan el peso de mi cuerpo pendulante. Entonces saltan las chispas y el fuego que devora el firmamento. Entonces mi carne transita las regiones del aire, caigo, como un pájaro en llamas. Afuera los gritos… las sirenas… el fin de año. Mi figura flota en su viaje hasta que el asfalto termine con la eternidad. Aun siento los ruidos de los motores que como un atroz marcapasos taladran cada hora de mi existencia. ¿Estas serán las últimas palabras del alquimista Lisandro Augusto Lozano? —pienso mientras giran las ventanas como eterna cinta de moebius. ¿Serán las luces las que me sumergirán en el éter, donde los uroboros se muerden la cola? Existen tormentosos momentos en la vida en los que preferimos el consuelo arbitrario del azar, la irresponsabilidad de la incertidumbre, la confortable inconsciencia del destino. Así construimos en la mente escenarios virtuales donde nosotros estamos a la deriva víctimas de fuerzas que no controlamos. Es preferible eso al triste y miserable espectáculo de asumir que somos culpables de nuestros fantasmas. Las cosas y los sucesos que nos rodean tienen un orden terrible, descarnado. Nuestros pasos no son inocentes, nuestras huellas son elecciones que desencadenan cataclismos en el paisaje. Nada es igual desde que tomamos conciencia de Ser. Pero a su vez en nuestro interior va creciendo como un parásito La Avispa 56

34


Cuentos y relatos

esa infinita tristeza de existir. Existir entonces ya no es un accidente, existir es una responsabilidad, una misión. ¿Existir para qué? Se preguntaba Lisandro. Los agujeros de la luz se enroscaban en su caída, “ocultas en su belleza existen y se alimentan de mi cuerpo terribles criaturas”… Lisandro, aquel que bautizaron en el año mil como Augusto, magullaba sus últimas ideas… En ese cándido infierno habita la impunidad que nace de lo sublime.”… Imágenes, autopsias de la memoria reclamaban los ojos de Lisandro, mientras el aire se escurría diluyendo sus contornos. La niña es un extremo del parque, los caminos que se retuercen como agónicas serpientes de polvo de ladrillo. Las copas de cemento que guardan antiguas pociones que alteran los límites del tiempo. Entonces se mezclan y funden las siluetas de los amantes muertos, los espectros inquietos y crueles de los chicos, de todo lo que pasó y lo que vendrá. La niña camina entre los árboles, entre los espantajos transparentes que atraviesa. Camina de la mano de su padre. Las sombras dibujan en el suelo ficciones de la carne. El padre le dice a la criatura que aferra como una esperanza infinita: —Sos terrible Lisandro presiente el final del viaje, su visita escapa del territorio del recuerdo y deambula por el cordón de la vereda que anhela su cuerpo. La niña con la sonrisa más impiadosa de la humanidad, le contesta en otro tiempo. —No soy terrible, soy linda. El asfalto lo llama, Lisandro reconstruye el brillo de la sonrisa de la niña y comprende que los ángeles son seres terribles y que su vida se extinguirá con ellos. El ruido de las máquinas cesa, el estampido de los huesos al estrellarse contra el pavimento, los ojos aun abiertos se niegan a morir y recuerdan. Los ángeles son seres terribles.

LEONARDO GASTÓN HERRMANN

leonardo.herrmann@yahoo.com.ar GRUPO DELAPALABRA 35


Cuentos y relatos HASHSHASHIN1

A Ahmed Salman Rushdie

Aún recuerdo todo; fue minutos antes del último suspiro de mi padre al ser colgado en la plaza pública cuando el viejo de la montaña, no sé si por demencia senil o por un sano gesto autocompasivo, pronunció sin un sentido aparente –por lo menos eso creí en aquel momento–: “Orgulloso estoy de saber nuestra honda raíz familiar proveniente de la hermandad de los nizaríes2…” Ya mayor, consciente de la carga emotiva de esa frase develada, en congruencia debo de actuar, pues estoy obligado por consanguinidad a luchar por lo justo, cualesquiera fuesen las circunstancias para ello. Mis arduos días de aprendizaje universitario, sin esperarlo, fueron recompensados al obtener una ayuda financiera para continuar con un posgrado en literatura comparada en un centro educativo de Occidente. Por supuesto, en un primer momento, al escuchar la aberrante noticia transmitida por parte del director de tesis, me negué rotundamente a aceptarlo. No era aquello una negativa absurda: mi actitud se debió a una convincente muestra de inconformidad, puesto que la semana pasada, el ejército de la misma nación oferente había rociado sin distinción con poderosos misiles mi ciudad natal devastándola en su totalidad, incluyendo el campus principal de la Universidad Nacional, violando irónicamente los valores humanitarios defendidos por aquellos extraños. Y todo por ser tipificados arbitrariamente como un territorio relacionado con el eje del mal. Si bien, estoy de acuerdo, el fundamentalismo islámico es un problema real y progresivo suficiente para reflejar una crisis sociopolítica más que religiosa, el fanatismo cristiano encarnado en algunos gobernantes mesiánicos no se aleja mucho. Y aunque me considero un ser apolítico, concuerdo con los líderes hieráticos chiítas promovedores de un “Islam político”, no con la intención de volver a la nostalgia del pasado, sino como un auténtico movimiento reivindicativo capaz de poseer teorías aplicables a la política y al estado, apto para enfrentar los retos del presente y del futuro de la Umma3 –habrán de perdonar ustedes esta larga digresión. 1

De donde pasaría el término a las lenguas europeas como asesino.

2

Secta religiosa ismailí conocida por sus enemigos como los hashshashín.

3

Comunidad musulmana, tanto en un sentido etno-cultural como religioso.

La Avispa 56

36


Cuentos y relatos

Mi apreciado mentor, Guimos, siempre racional y lógico en sus pensamientos, me alentó a aprovechar esa magnífica oportunidad, y además, me exigió desistir de rencores sin sentido que únicamente traían consigo mayores rompimientos entre las necesarias relaciones de la gente común a través del globo-terráqueo. Su sabia recomendación me hizo reflexionar apaciguando momentáneamente mi furia y animándome llevar a cabo la experiencia. La estancia en aquella región fue reveladora en apariencia, ya que el país gozaba de una vitalidad envidiable: calles amplias, impecables y ordenadas, grandes rascacielos con caminos por los aires, trenes subterráneos, luz, agua y alimento en abundancia. Una gran urbanización y un reflejo de prosperidad en sus habitantes. Sin embargo, debajo de la superficie externa de esa orbe materialista, vana y despilfarradora, en lo interno se reveló en mucha de su gente una carencia de interés por el alcance de los acontecimientos fuera de sus fronteras, de la afinidad con otras culturas y de la apreciación de su espiritualidad, más allá de una aplicación exitosa de la tolerancia alrededor de lo distinto. En cuanto a los asuntos referentes al Oriente Medio, abundaba la equivocada y vergonzosa creencia de que todo sarraceno fuese terrorista enfrentado a una conspiración a gran escala cuyos participantes fuesen los cruzados: cristianos; los sionistas: israelíes; y los ateos: capitalistas o los dhimmis. Evidentemente, esas declaraciones acrecentaban un quiebre de profunda frustración y amargura en mi estado de ánimo, dado que esa denigrante concepción no concordaba con un mahometano de buena fe. Toda esa irreverencia suscitada hacia mi credo, llegó a su límite al analizar en clase una obra llamada Los Versos Satánicos. Sí, el mismo texto blasfemo provocador de una controversia inmediata en el mundo islamita por tratar con falta de respeto a la figura del profeta. Abandoné molesto el aula y me encerré en mi alcoba para meditar sobre el suceso. El televisor lo tenía encendido mi compañero de cuarto Harún; allí en ese aparato manipulador, fue donde escuché la fatwa4 pronunciada por Jomeiní, instando a la ejecución inmediata del escritor, acusándolo de apostasía. Y de acuerdo con los ahadiz5 esa falta se castiga con la pena capital. 4

Edicto religioso.

5

Tradiciones del profeta.

37

GRUPO DELAPALABRA


Cuentos y relatos

Ese mandato era entonces, el momento idóneo para poder cambiar la historia y resurgir, pues el sismo justifica la revuelta y glorifica el martirio. Al mismo tiempo, debía cumplir con la herencia invocada por el ayatollah y sus colegas de aquel añejo vocablo pronunciado por el abuelo. Lógicamente, tenía miedo y trataba de justificar a toda costa mi decisión, aunque bien sabía como estudioso de las letras, que todo precepto puede ser comprendido y relativizado según los tiempos y los lugares, pero en este particular contexto en donde las vicisitudes humanas se desarrollan, era el término de la vida su responsabilidad. Al finalizar las vacaciones de verano regresé a clase esperando no tocar el tema en referencia con algún compañero, sin embargo, eso fue imposible en vista de nuestra asistencia a la charla programada por la facultad esa tarde con Rushdie en la plaza central del alma mater, teniendo como lema conductor en los folletos una pregunta: “¿Cuál es el fundamento moral en el que todos podemos reconocernos?”. La obligatoriedad de estar allí para disipar mi resentimiento arraigado y tenaz era entonces decisiva. Desde muy temprano estuve por un largo periodo de tiempo en una fila interminable. A la hora de acceso, daba ya dos vueltas al perímetro del pabellón. Toda esa espera era mínima comparada al logro de poder tener un lugar exclusivo, idóneo para permitirme actuar con total ligereza. Sentado, enfrente del pódium en donde mi repudio se pavoneaba, mi mano izquierda sostenía uno de sus trabajos relapsos; “EsteOeste”, y ciñendo con tensión con la derecha, sujetaba una hermosa daga de medialuna perteneciente otrora seguramente a algún héroe anónimo, lista su hoja de acero envenenada a resplandecer en plena luz del día, al volver a sentir desgarrar, innumerables veces, el cuerpo de un infiel. El autor, después de terminar con una ponencia magistral sobre los principios de la ética, la moral y los valores absolutos, dio la espalda a un público extasiado y con pasos breves se dirigió hacia los bastidores. Subí tras el novelista, dispuesto a hacerle escarmentar, mostrando a la concurrencia un homicidio ejemplificador como medio disuasivo para posteriores renegados, completamente en seguimiento al canon de otros tiempos. Me acerqué despacio, en una marcha temerosa, triste, quizá hasta con odio. Lo alcancé, le toqué con la mano izquierda el hombro y él giró su rostro con una clara expresión en sus ojos prudentes de aquellos quienes esperan La Avispa 56

38


Cuentos y relatos

sorpresiva la aparición de la muerte, sin embargo, al observar el libro apretujado por mi temblorosa mano, su turbación desapareció. Era ahora yo quien estaba atónito frente aquella persona controversial.

En cuestión de segundos, varias interrogantes surgieron en mi mente: “¿Mataría en un momento excepcional quizá mendigando amor o respeto? ¿Será éste un digno acto conveniente para unirme a Allah? ¿Sentiré remordimiento aunque me deshaga de un desertor? ¿Cómo liberarme de esta responsabilidad?” Sin tiempo de responder a ninguna de mis cuestiones, el literato, al darse cuenta de mi embeleso y al notar los destellos de la tizona metálica, me arrebató el ejemplar y me lo autografió, y antes de retirarse triunfal me dijo: “Amigo, únicamente invento ilusiones para vivir, sin ellas estaría deshecho. Soy una persona entregada a los sueños, y de ningún modo pienses que la falta de fe es como una infamia”. Le agradecí su gesto en farsi y di la media vuelta cabizbajo desapareciendo entre la multitud de donde había venido.

IVÁN MEDINA CASTRO

(MÉXICO) -imc_grozny@yahoo.com NdD: Aunque Irán se comprometió a no buscar más la ejecución desde 1998 otros grupos musulmanes recientemente elevaron la recompensa para matar a Salman (según la fatwa de 1989) a 3,3 millones de U$S. En enero de este año el escritor canceló su visita al Festival de Literatura de Jaipur por rumores que se había contratado sicarios para matarlo.

39

GRUPO DELAPALABRA


Cuentos y relatos

Viejo Billete Azul –jaspeado en bermejo– Ninguna guerra sirve. Ningún acto de violencia puede ni debe ser justificado. Sin embargo, en un mundo donde se nos ha enseñado que al poder llega siempre el más brioso, el caldo de cultivo de la fuerza bruta y malintencionada acaba germinando. Genera ferocidad, agresión y excesos, embebiéndonos de todo aquello que nos queremos quitar de encima. Sociedad enquistada dentro de la sociedad; ridícula dictadura oriunda del pobre espíritu… Desde los albores de los tiempos ha sido así, el sucio predominio del más fuerte. De aquel que, logrando una ubicación superior exige sin piedad a sus subordinados, súbditos y vitoreadores que posean idénticos pensamientos, aunque menor dosis de coraje. Estos últimos son quienes luchan por causa ajena, estúpidamente, poniendo incluso las vidas en ello, mientras el jefe del rebaño se esconde… detrás de su escritorio. Así hemos contemplado, vivido y nos hemos informado sobre muchas guerras. Pequeños y grandes conflictos bélicos que suponen la búsqueda del predominio de ideas escondiendo astutamente la verdadera razón: apropiarse de los bienes pertenecientes a otro. Pero, poseer no se posee nada, ni siquiera la verdad absoluta. Aunque las leyes enumeren miles de derechos, nadie en este mundo es dueño de nada. Y mucho menos, de la vida de un semejante. … ¡Tantos años sin ver a mi primo! La emoción corre por nuestras venas transformándose en gotas efervescentes que pugnan por salir de nuestros ojos, asomando algunas tras de la sonrisa plena. Minutos que bastan para abrir el cofre de los gratos, gigantescos recuerdos. Es entonces cuando los acostumbrados. ¿Te acordás de…? se entremezclan tibiamente con los –¿Qué sabés de Fulano? –Y vos… ¿Cómo estás? Contame acerca de tu vida… Un par de cafés mediante. El habitual cigarrillo. –¿Querés? –No, primo, ya no fumo. ¡Me lo ha prohibido el médico! Lo noto algo encorvado, canoso. Un par de arrugas pronunciadas surcan su frente. Continúa igual en locuacidad; se le ve feliz y emprendedor. Si hasta su mirada chisporrotea como entonces. El tiempo ha pasado para ambos. Me pregunto: –¿Yo también estaré así? La charla es breve y maravillosa. El tiempo corre veloz y con La Avispa 56

40


Cuentos y relatos

él llega la indeseable despedida. –A ver cuando vas para casa, che –propongo. A sabiendas del largo kilometraje que nos separa, suponemos secretamente que un próximo encuentro tardará largo tiempo en llegar. Entonces, noblemente preferimos silenciar las voces con tontas excusas: –En cualquier momento, primo. Quizá aparezca en verano, cuando lleve estos cuadros a la exposición de Pinamar. Desde allí, seguro, te llamo –asegura él y se despide. … Estoy en mi casa. La magia de las comunicaciones sumada a la tecnología me permiten pensar en agradables alternativas. Buscaré fotos familiares, las pasaré por el escáner y luego se las mandaré por correo electrónico. Mi primo se pondrá contento, imagino. Dedos anhelantes de recuerdos son los que recorren una a una las imágenes. Algunas se hallan resquebrajadas, amarillentas. Otras, no tanto. Mi mente retorna una vez más al pasado. Busco algo especial, que llame mi atención, aunque todavía no sé qué podría llevar a ello. Entonces aparecen, doblados al medio, un par de billetes. Escondidos entre las fotos de mi abuela, dos cartas de pago de tamaño desusado atraen mi vista. Decido desplegarlas, ver de qué se trata. Evalúo el tamaño de las billeteras antiguas al tiempo que sonrío estúpidamente. Billetes de color azul, fechados en mil novecientos dos, escritos en carácter extraño. Manchados, teñidas sus puntas color borravino. –Esto parece óxido, pero de serlo… ¿De dónde 41

GRUPO DELAPALABRA


Cuentos y relatos

provino? No, sin dudas no se trata de herrumbres, sino de alguna otra sustancia. Retorno a un pasado no tan reciente. Allí están mi abuela, charlando con mamá y mi tía. Sentadas como lo hacían habitualmente sobre sillas de paja, en la cocina. Tratando de calentarse los huesos con el fuego naciente desde las hornallas. De los ojos de mi abuela, lentamente y llenas de dolor, caen lágrimas. Las suficientes. Mezcla de idiomas, el eslavo y el castellano se contraponen en su habla, formando sonidos extraños, aumentados con el sollozo. No es momento de alegrías, en ese sitio reina el pesar. –¿Ven estos dos billetes? –dice “la vieja” a sus hijas. –Estaban guardados en el bolsillo de la chaqueta de Ive, mi hermano, junto a este colgante. Entonces rompe a llorar. –Lo encontraron en el campo de batalla, primera guerra. Muerto de un ballonetazo –la vieja ahora muestra, orgullosa, un relicario. Su marco redondo, de bronce, decorado en los bordes con alambrecitos que aparentan ser “eses” y pelotitas, esconde una foto que no alcanzo a distinguir. –Mamá… Dame eso y olvidalo. Ha pasado mucho tiempo –aconseja mi madre, al tiempo que esconde ambas cosas en su bolsillo–. ¿Qué habrá sido del colgante? Solo Dios lo sabe. Salgo hacia el patio. Allí está mi primo Daniel junto a mi hermano, tocando la guitarra. Intentan cantar canciones de Sandro y Los de Fuego. –La vieja está llorando –les digo desde mis tiernos ocho años. Ellos, bastante más grandes prestan escasa atención–. Dejala, Sergito, es cosa de grandes –sugiere mi hermano–. Vení… Vení que mejor te canto una de Rita Pavone…

SERGIO RUBÉN AZNAR

alasvidasalvaje@hotmail.com (Mar del Plata)

La Avispa 56

42


Cuentos y relatos

ATRACCIÓN MORTAL

Quieres que seduzca tus contornos Y me retuerzo impotente por tu piel soñada, culebra rígida, provocando ardores de lunas y de hiel. prometo entregarme entera con el alba Carmen Amarilis Vega

Te veo aunque me esconda entre las sombras de las noches, serena, apacible, hermosa, sin saber que muy pronto llegará el cruel momento. No te atrevés a acercarte. Vos también me mirás y tu cara de terror lo demuestra todo. Te negás a entrar. Sabés que puedo enroscarte a mí, sin darte un minuto de reposo; hacerte sentir mi potencia, mi fuerza, mi influjo. Rozar tu piel sedosa con la mía arrugada y áspera. Rodearte en un abrazo que te haga vibrar, tiritar de miedo. Estrecharte cada vez más con mis músculos recios, potentes, siguiendo el sinuoso cauce como si fuera un río ondulante en su recorrido.

ANA MARÍA HERNÁEZ

anabelle32@hotmail.com - (Mar del Plata)

30 / 06 / 2012

Vos sos mi presa, yo… tu certero cazador. Este es el momento preciso de nuestro acercamiento. No, no te vayas. No quiero hacerte daño. Qué preferís, quedarte ahí afuera, dormir a la intemperie, con el frío y el viento que arrastra todo con sus rugidos arrolladores. Yo sólo estoy acá, abrigado al calor del interior, cubriéndome de la lluvia. Sí, ya sé, no digas nada. Ahora no llueve, pero hasta hace poco el aguacero era torrencial, redoblaba su furia contra los campos. Por favor, no me dejes solo, necesito tu tibieza, el calor de tu cuerpo para vivir. El tuyo y el mío unidos en un abrazo eterno, un abrazo de muerte, de vida. Vení, acercate a mí. Vení, escuchemos esa música mientras las lágrimas nos van rociando el cuerpo. Cerrá los ojos, perdámonos en el infinito, no sangres. Unámonos en un beso que detenga el tiempo para siempre. Vení…. así, despacio… despacio… No quiero atragantarme antes que la noche agonice. Yo soy Apofis. Vos sos mi Cleopatra. 43

GRUPO DELAPALABRA


Cuentos y relatos DEBER CUMPLIDO Ana está casi lista, faltan algunos detalles. Salió temprano del trabajo para empacar sus recuerdos en la valija nueva. Desde que la trajeron al Hogar supo que a los veinte se iría. Las primeras veces, cuando veía partir a las mayores, pensaba en este momento como algo ajeno y remoto. La idea de dejar el lugar le provocaba sentimientos encontrados que confluían en el punto donde se unen el miedo y la excitación. El momento llegó, mañana se va de la casa después de siete años. Allí le dieron cariño prestado, ropa de su talla. Encontró paz por las noches y comida caliente a horarios regulares. Algunas heridas sanaron mientras cursaba la escuela. Poca cosa, el equipaje. Sabe que para los voluntarios del orfanato fue un desafío, ahora es el canto de la victoria: otra vez le ganaban al horror y parían una mujer de bien. Hace un tiempo, con la intervención de uno de ellos, encontró un lugar en la oficina del ministerio. La semana pasada, otro avaló el alquiler de un departamento barato donde hacer nido. Dicen que ya puede salir a la vida caminando fuerte. Todo está en el equipaje. Sólo una cosa más antes de irse, un trámite pendiente para completar el círculo. Ana sale a la noche oscura, camina hasta la estación del tren y baja en el caserío, a esta hora desierto. Desanda el trayecto que ha seguido tantas veces. Cuenta las viviendas, como cuando era niña. Los mismos olores otoñales, impregnados de sopa rancia y coliflor hervida. Cada paso que da la acuna al pasado, en sus oídos laten historias de otra gente que puede ser la misma. Una discusión violenta, llanto de mujer, maldición de hombre. Gemidos de alcohol, un golpe, un vidrio roto. Susurros de voces, gritos, blasfemias. Torpe insulto, música villera. A través de los vidrios opacos baila el reflejo de un televisor. Una puteada se descuelga detrás de las paredes de adobe. La seguridad es un candado de hierro. Al doblar por el pasillo central, la primera casa a la izquierda. La misma puerta desvencijada. La madera viene podrida desde abajo. No se arregla desde que murió la madre. Prueba su suerte, esta vez la acompaña. La entrada, con el mismo 6 pintado que supo ser rojo, sin llave. Abre despacio para ahogar el quejido, faltan algunos muebles, sobra el olor a letrina. Antes ella lo mantenía a raya. La Avispa 56 44


Cuentos y relatos

Si habrá acarreado agua en el balde, con la única canilla a cien metros. Lo vaciaba en el pozo una y otra vez mientras fregaba con lavandina pero el olor era terco. Como quien mira una película en sepia, en su recuerdo viejos desconocidos juegan su papel, cansados de estar tristes. Había olvidado la pobreza pero la miseria vive intacta, se agiganta y se derrama en su mente de niña. Obliga al cuerpo a caminar y toma lo que necesita. Seis pasos más y llega. Se asoma al cuarto, el de la cama grande. Su pesadilla. Está igual, nada ha cambiado, es la imagen grabada en su pensamiento: el cuerpo semidesnudo de piel lechosa, la barriga es un saco de ginebra que se expande en ronquidos con la boca abierta. El pelo grasiento, largo, ahora más ralo. Las mismas náuseas. Seis puntazos para terminar la historia. Primero el cuello, no sea que despierte. Dos en la panza que tantas veces presionó contra su cuerpo flaco. Uno en cada brazo, los que la habían sujetado. El último, donde supone un corazón que el padrastro nunca tuvo. Antes de llegar a la última estación, Ana tira el par de guantes por la ventanilla. Que se lo coman los caranchos. Vuelve al Hogar bien entrada la noche pero no llama la atención de nadie, ya no controlan sus movimientos. Es la obra terminada, la tarea cumplida. Se ducha en el baño de azulejos rígidos y se ovilla en la cama para espantar el frío. Mañana hay mucho por hacer, un nuevo día.

ANA MARÍA LABANDAL

anamarial_1@hotmal.com (Gral. Madariaga, Pcia. Bs. Aires) GRUPO DELAPALABRA 45


Cuentos y relatos

19 Rojo

Mientras calentaba el agua para el mate tomó el pastillero de plástico —ese que tiene siete cajoncitos e iniciales en las tapas— y meticulosamente colocó los remedios uno por uno. Una sonrisa se dibujó en su boca al ver la calcomanía del “Smile” que su mujer le había pegado en la primer tapita a la izquierda, justo tapando la letra “D”. “Que lo parió, otra vez a la farmacia”, se dijo mientras tiraba los blísters vacíos y cerraba la lata de After Eight —recuerdo del despilfarro importador de los noventa—, que hacía las veces de botiquín improvisado. Como flechas, dos certezas lo atravesaron. La primera: Ya había pasado un mes. La segunda: Tenía que gastar más de cien pesos en remedios, cosa que lo ponía de muy mal humor. Desde que se jubiló y a medida que pasaban los años, su tacañería se incrementaba, posiblemente un gesto normal en la vejez. Diariamente debía tomar muchos remedios obligado por un problema coronario. El cuidado de su propia salud nunca había sido para él algo importante y a esta altura estaba pagando las consecuencias de algunos excesos y una vida un poco desordenada. Desayunó lo habitual: Tres tostadas de pan negro con queso blanco y mermelada de ciruelas, limpió la tostadora y la guardó, no sin antes ponerle la funda de tela para que no cayeran las migas de pan en la alacena, lavó el frasco de mermelada para sacarle el pegote y el cuchillito que había usado. Guardó todo en su lugar prolijamente. La sensación de urgencia conocida, lo inundó al mirar el almanaque y darse cuenta que era jueves… el segundo jueves de mes. El día que había establecido, desde hacia dieciocho meses, para dedicárselo a su Señor. Apuró el último mate. Poniéndose la campera, le dio un beso a su mujer y con un “Chau” salió. La calle estaba como todos los días, a pesar de eso, sintió algo diferente que lo hizo sorprender y detenerse un momento. Miró para todos lados pero no encontró nada extraño. Caminando hacia la parada del 563 ordenó mentalmente su día: “Primero paso por el taller a buscar las herramientas, después, si me queda tiempo voy a la farmacia. Hoy la prioridad la tiene el deber”. Se bajo en la parada de Canesa y caminó las dos cuadras hasta el taller para recoger el bolso, lo abrió y controló que estuviera todo La Avispa 56

46


Cuentos y relatos

lo necesario en orden y completo, después volvió sobre sus pasos para tomar el colectivo hacia el centro. Decidió tomar el 715 que va por la 88. Tenía ganas de campo. Cargando su bolso subió, pasó la tarjeta, retiró el boleto y fiel a su costumbre le dijo al colectivero ¡Buen día! El joven ni siquiera lo miró, en silencio, inmerso en su mundo de problemas. “Se ve que no está acostumbrado a que le digan buen día. ¡Qué trabajo de mierda!” pensó mientras iba al fondo del colectivo buscando algún asiento. No eran mucho más de veinticinco los que iban en el micro cuando tomó la ruta, la ausencia de cemento en colores diversos dejó lugar al pasto verde con el cual se llenó los ojos pegados a la ventanilla. Verdaderamente lo necesitaba, sentía a veces, que la tarea que debía llevar a cabo lo agobiaba un poco. Como otras veces, ya sea por miedo a flaquear o simplemente para reconfortarse, dijo en voz baja la oración de agradecimiento que hacía meses había confeccionado y memorizado “Señor agradezco tu visita y tus palabras, si no hubieses venido a mí, sería aún una persona egoísta y vacía. El que me hayas permitido ayudar a los demás a que no sufran me permite convertirme día a día en una mejor persona, poder transitar esta etapa de aprendizaje para regresar en la próxima vida mucho más evolucionado a estar más cerca de ti. Cumpliré tus pedidos mes a mes, como hasta hoy, gozoso de que me los hayas encargado. No cuestionaré tus decisiones ni tu sabiduría. Solo tú cuando lo consideres adecuado, me relevarás de mis obligaciones y entonces… ” El sonido del celular lo interrumpió, era su mujer para pedirle que de regreso pasase por el almacén de Matías y comprara queso cremoso; tenía pre-pizzas para la cena. Le dijo “bueno” y de paso:“te quiero y te extraño”, sabía perfectamente bien que a ella esos arranques románticos le alegraban el resto del día. En ese momento, pensó “Entre esta gente está a quien debo ayudar este mes, por alguna razón el Señor lo puso en mi camino”. Comenzó a mirar a los compañeros de viaje, tratando de adivinar a quién de todos ayudaría: sus caras curtidas y tristes reflejaban miles de problemas. Algunos dormitaban cansados seguramente del trajín diario o en el caso de los más jóvenes alguna trasnochada segura. La elección no era fácil Le llamó la atención un muchacho joven, no más de 19 años, pelo largo, barba rala e incipiente, con la capucha del buzo colocada 47

GRUPO DELAPALABRA


Cuentos y relatos

como se usa ahora; tenía mirada perdida y una mueca de tristeza absoluta que no se conducía con la edad que aparentaba; su ropa no era para nada lujosa pero sí limpia y prolija. Estuvo a punto de elegirlo, pero no se lo permitió, sentía que debía apegarse estrictamente a su método. Tomó la pequeña libreta del bolso, en la que había comenzado a anotar todos los detalles, hasta el más pequeño e insignificante, de lo que hacía cada segundo jueves de mes. Su nivel de obsesión llegaba al punto tal de escribir las sensaciones y pensamientos que en el transcurso del día le iban aconteciendo. Tal vez creía que debía dar un informe detallado de sus acciones. Confirmó lo que ya sabía, este mes le tocaba empezar a contar desde el fondo del colectivo y exactamente eso es lo que hizo. Por sus ojos desfilaron dieciocho pasajeros, el número diecinueve recayó en una señora de tez morena, petisa, algo regordeta con rasgos bolivianos; llevaba una bolsita de supermercado chino con las pequeñas compras. Como otras veces a medida que se acercaba el momento de elegir, mientras un dolor punzante partía desde su nuca hasta el centro de su cabeza, su pulso se aceleró y comenzaron las palpitaciones. Sintió como si varias personas se metieran en él, cuchicheando, susurrándole al oído, aconsejándolo, hasta que escuchó “la voz” nítida, clara y contundente por sobre todas las otras voces. “Sí, sí es una bolita, ni papeles tiene, le roba el laburo a un argentino en alguna casa que la explota por dos mangos, tiene un montón de pibes que ni debe saber quién es el padre. Algún borracho o alguien que seguro la faja, seguro, seguro, los pibes a la buena de Dios, en patas, enfermándose , llevándolos a una salita de mala muerte o al hospital a las tres de la mañana, que no tienen nada, sin guita para los remedios. Sin nada, ni casa, ni familia, ni trabajo. Sin nada, solo problemas, solo problemas” Volvió a confiar y mientras apretaba las correas del bolso pensó “No tengo duda, el Señor sabe, el Señor es sabio”. Por un momento las voces callaron. A la altura del Km. 10 la mujer se levantó. El se paró de prisa y, apurando el paso bajó con ella. Mientras en silencio caminaba detrás, abrió el bolso para sacar la cuchilla. La víctima número 19 había sido elegida.

OSCAR RUIZ - (Mar del Plata) - oscarricardoruiz@gmail.com

La Avispa 56

48


Cuentos y relatos CAMINOS POLVORIENTOS El polvo de la pradera no disminuye en las sedientas calles del pueblo. Patas herradas lo arremolinan, mancha botas ocultas entre largas faldas de mujeres abúlicas que pasean su tedio en un andar sin rumbo. El sol castiga el aire. El vaquero da impulso al animal que lo soporta, con un tirón de riendas a desgano. Hace unos días que lo monta, se nota poca familiaridad. Se apea frente a la cantina. Entra y acodado en el mostrador rechaza el whisky que le ofrece el cantinero, a pesar de la sed que lo hiere. Revólver en la cartuchera que lleva floja en su cinto. Rifle bien ajustado sobre la montura que aguarda. El dueño del lugar se acerca con un vaso de leche con Toddy que el vaquero agradece con una sonrisa. Otro hombre entra en la fonda, polvo del camino sobre sus mocasines y sobre el pantalón que tal vez un día fue blanco. En su frente una cinta tejida sujeta los cabellos largos renegridos. Flecos de cuero adornan la pechera de su camisa rústica. Al verlo, el vaquero toma entre dos dedos el ala de su sombrero en rápido gesto de saludo. El vaquero se despereza malhumorado. Ni la voz cantarina de su mujer frente a la hornalla, ni el apetitoso olor de la panceta crispándose en la sartén junto a los huevos revueltos, o el aroma del pan que se cocina en el patio, dentro del horno de barro construido por sus propias manos, hacen que su gesto se suavice. Con voz gangosa de recién levantado pero potente y atronadora le dice a la sumisa compañera. —Preparame una caipiroska, quiero sacarme de la boca este sabor asqueroso. Sabor a leche. Anoche soñé otra vez con el maldito indio. Que estábamos en la cantina y yo tomaba leche. Ese sucio Pluma Corta. A Carol Ann las palabras indio y leche, le producen un cosquilleo debajo de la falda cubierta por el largo delantal de cocina. Sabe bien a qué indio se refiere su marido. Sabe también que su pluma no es corta. Mientras tanto, allá en la toldería otro hombre despierta de mal humor, pero recupera su rostro risueño al oler el pescado fresco que se dora en la sartén. —Soñé de nuevo con el blanco —le informa a la mujer que, 49

GRUPO DELAPALABRA


Cuentos y relatos

indiferente, controla el fogón con la mirada perdida. Hasta cuando duermo lo veo en la cantina, pero anoche soñé que me dejaban entrar. Al mirar a su compañera no puede evitar compararla con la compañera del blanco, aquellos cabellos dorados, aquella tez tan clara. Siente que el pantalón le empieza a ajustar en la entrepierna. Agrega un buen chorro de aguardiente a la infusión.

El indio monta a su viejo amigo y emprende el galope hacia el pueblo. Caballo y jinete parecen uno, hermanos desde siempre. En la montura, infaltable, su Winchester. Las oscuras nubes que alivian su andar amenazan romperse. Algún relámpago lejano arroja un sonido apagado. Desmonta frente a la cantina, no olvida su Winchester. Del morral colgado en la montura saca la netbook, que cargó por cualquier eventualidad, no es seguro dejarla afuera. Da un empujón a la puerta vaivén y entra. Pellizca a una mujer no muy joven, vestida de raso verde loro, mejillas y boca pintadas de rojo, que pasa a su lado. Se acerca al vaquero que en ese momento saborea su tercer whisky. Le quita el vaso ante la mirada del cantinero que, aterrorizado no puede moverse. Dispara su rifle hacia el cable que sostiene la lámpara, después apunta al hombre odiado. Los pocos parroquianos que a esa hora visitan la cantina no se atreven a desafiarlo. Con recio ademán se quita la vincha y se la da a la mujer de verde. Con una seña le indica que ate las manos de su enemigo. Saca el revólver de la cintura del blanco, apunta a su frente y lo obliga a beber los tres vasos de leche que un asustado cantinero le alcanza. Lo lleva a empujones hasta la salida y lo echa en el bebedero de los caballos. Los presentes no pueden sofocar las carcajadas. Después monta, pero no se dirige a la toldería. Parte raudo hacia el rancho del blanco.

La Avispa 56

SILVIA POLITANO

50

silviabpolitano@gmail.com (Mar del Plata)


Recuerdos en presente

Cuentos y relatos

1978

Con mis fantasmas, trato de ver en la bruma. Los bares están llenos, la gente se amontona frente a las vidrieras con televisión. Me siento en desventaja, no sé nada de fútbol, ni me interesa. Hace días que intento mantener una conversación razonable, con amigos, clientes, o simples compatriotas desconocidos. No lo logro, todos se han puesto de acuerdo para que lo único, que tenga existencia y validez, sea el fútbol y el bendito mundial. Es la hora del partido, la ciudad se ha convertido en un camposanto, camino solo por la Diagonal Norte, es mediodía. El silencio más evidente se ha hecho cargo del territorio. Nada se mueve, ni la brisa permite presentarse. Nada se vende. Me agobia el peso de novedades jurídicas que se ensanchan en mi portafolio. Los abogados han desaparecido, también los otros vendedores. ¿Será que he quedado en el planeta solo? un virus del que me mantengo inmune, ha desintegrado al resto. Desde los edificios y los bares, me sobresalta un grito corto, ensordecedor y duradero, irrumpe en la calle corrompiendo mis oídos: “¡Gol…!” y se duplica extendiendo la ele y se reafirma marcando la ge. Bajo mis pies vibra la diagonal. Es una señal de vida que habita cerca del desierto, aunque continuo solo en la calle. Las escalinatas de la Catedral están vacías, también la Plaza de Mayo y los patrulleros que la cuidan. Necesito procesar una historia, ¿Cómo justifico mi presencia en este lugar, si apareciera un botón? El cana va a querer saber por qué no estoy mirando el partido. No me va a creer si le digo, que estoy vendiendo libros. “¡¿Vendiendo libros frente a la casa de gobierno?!” Va a decir con la mano en la culata del arma. 51

GRUPO DELAPALABRA


Cuentos y relatos

“¿A quién? ¿A la pirámide o a las palomitas?” va a agregar con sorna. ¡Cómo voy a sudar la gota gorda! ¿Y si trato de mostrarle la última edición del boleto de compra y venta para convencerlo? No, mejor voy a sacar el código de procedimiento penal actualizado. Seguro que se lo queda como sueldo anual complementario. ¡Ya está! le muestro el Estatuto del Proceso de Reorganización Nacional. ¡Me quiero morir! ¡Que boludo soy! no me digas que no lo traje. ¡¿Pero cómo salgo a la calle sin el Estatuto?!

Otro “¡Gol…!”, “¡Gol…!”, “¡Gol…!”. ¿De dónde salen todas esas gargantas tan bien entrenadas? Un perro expandido en la vereda me mira con profunda tristeza. Otro compañero más que no sabe nada de fútbol. En todo caso ya somos dos los sospechosos. ¿Qué historia le inventará él, cuando la autoridad lo vea desnudo, sin documentos, tirado, pulguiento, y sobre todo sin ladrar los goles?

La Avispa 56

EDUARDO WOLFSON

eduardo_wolfson@yahoo.com.ar (Mar del Plata) 52


Not as y ensayos

SUSANA ROZAS BETO BROM ROBERTO DI VITA CRISTINA MENDIRY

53

GRUPO DELAPALABRA


Notas y ensayos

ACERCA DE LA POÉTICA DE RENÉ VILLAR (a veinte años de la primera Marathónica)

Por SUSANA ROZAS

(Rosario)

Este es un de esos momentos en que se produce una vieja, despiadada contradicción. Está el honor, el orgullo y la admiración a Villar como poeta encerrado en su cárcel de murmullos. Y el dolor porfiado, perenne, de abdicar frente a la muerte puntual, conspicua que llegó antes que el destino. Y porque sé que, ustedes saben entender, todo lo que no se puede decir; ya que acompañaron un trayecto de su vida. Voy a intentar hablar del poeta que desde su comienzo presentaba una madurez enigmática, seductora y difícil. He señalado tres momentos en su poética: el que pertenece al extenso himno que llamó Persestes. (Lamentablemente no lo tengo, ni lo han encontrado sus compañeros de Mar del Plata). En un momento me lo dio para una revisión pero como siempre ya estaba organizando otra cosa, dijo ‘dejá eso y armá aquello…’ Un fervor por adelantarse, que siempre logró resultados casi mágicos, que la distancia temporal lo manifiesta. Los escritos en revistas que sobrevivieron marcan un acentuado énfasis en los encabalgamientos y definida elección de vocabulario. La prevalencia de la oscuridad, el lúdico trato con la muerte, tal vez lo acercaron a la poesía gótica, pero es una falsificación ya que Villar ha reconocido en sus escritos su devoción ilustrada. Allí no radicaba su temor. Su temor era anterior. Desde la primera época de su obra trabaja arduamente en la metáfora pura, más allá de simbolismo y más acá del dadaísmo, estremeciéndome en fragmentos, retazos o astillas de poesía como los llamo a esos breves pensamientos líricos; algunos sí como parte de un poema más extenso, encontrando una unidad en cada punto que aparenta arbitrariedad; sin embargo están adecuados a un ritmo personal, el de su exhalación. Lo primero que leí era una plaquetita redonda en una mesa de La Rada, antes de conocerlo a él, bueno… nos habíamos visto, decía “como cuando el poeta/ adoncella ancianas noches”, se titula La Avispa 56

54


Notas y ensayos

Labor. Y tal vez sí, ese sea el trabajo de quien se desempeña con la palabra como instrumento. En 2005 deja de ser inédito y aparece “El canto de la mujerosa”, con prólogo de Gustavo Olaiz y al que le escribí este epílogo:

FUNÁMBULO DE LA PALABRA El poeta destruye la continuidad del tiempo encadenado para construir un instante complejo, para unir sobre ese instante numerosas simultaneidades. No sólo el tiempo se detiene en un proceso interno que es el eje que mantiene viva la inmovilidad; lo más atractivamente abismal, lo que produce un impacto ulterior es la convivencia, espontánea, natural, de las distintas propuestas líricas. La ruptura del canon como modalidad dual que se integrará con 55

GRUPO DELAPALABRA


Notas y ensayos

lo genérico en el sentido polisémico del término. Lo femenino y lo masculino pierden lo singular y exclusivo. “el instante que acaba de escapársenos es la muerte misma, inmensa, a la que pertenecen los mundos abolidos y los firmamentos extinguidos. Y lo desconocido temido contiene, en las mismas tinieblas del futuro, tanto el instante que se nos aproxima como los Mundos y los Cielos que todavía ignoramos”. Una distancia absoluta separa lo que es de lo que no es. La adjetivación se transformará en un sustantivo que nombra y contiene en un ciclo, engañosamente permeable, la fatalidad de las grietas. René Villar, al pararse como un desconocido aborda la soledad, pero en la lectura de esa soledad es donde la otredad resulta un engaño, el poeta es inocentemente desconocido, asumiendo que el hombre está solo, abandonado de sí mismo, “aislado de su pasado por los bordes del instante en el cual lo encierra un tiempo desgarrado”. Villar, el poeta, expone vastos gestos surrealistas: como muecas dadá, o un ultraísmo que va más allá del territorio de las palabras, enmarcados en la región de los mitos fundacionales: un hallazgo de construcción épica, mixtura compartida en un corpus común. En estos poemas se apodera de una retórica donde suprime conjunciones y echa mano a diversidad de tropos para legalizar variantes de asociaciones; y entonces, como en la sentencia, traslada el sentido total de la oración. La ausencia de tiempo no presupone una negatividad sino el recuerdo como libertad del pasado para decirnos que “esto fue una vez”. El escritor se entrega al trabajo. ¿Pero por qué no deja de escribir? ¿Por qué, si como Rimbaud, rompe con la obra, esa ruptura nos aparece, una imposibilidad misteriosa? ¿Sólo desea una labor perfecta? ¿Y si no deja de trabajar, es sólo porque la perfección nunca es bastante perfecta? ¿Incluso escribe pensando en una obra? ¿Se preocupa por ella como por lo que pondría fin a su tarea, como por el objetivo que merece tantos esfuerzos? De ningún modo. Y la obra nunca es el objetivo con vistas al cual se puede escribir “(…) que la tarea del escritor finalice con su vida es lo que disimula que, por esta tarea, su vida se desliza en la desgracia de lo infinito”, diría Blanchot. Como hubiese aparecido en arcaicos libros orientales, este dragón, La Avispa 56

56


Notas y ensayos

que nunca se nombra, trae investidura de rayo-lluvia-fecundidad y por eso, el animal fabuloso une las aguas superiores con la tierra: la vida rítmica. A través de los versos, el autor, monta el escenario por el cual recorre los tres estadios esenciales: el espíritu, las manifestaciones de la vida y las fuerzas inferiores y telúricas: lo que queda es “algo terrible de vencer” para que pueda manifestarse el héroe. El poeta, volatinero en el arte de amaestrar sonidos. ….. En las semanas en que no nos veíamos venía trabajando muy sensatamente en un poema épico que había titulado La caída de Constantinopla, pero se lo llevó sin concluir, haciendo correcciones de manera permanente, marcando una cadencia de endecasílabos…… Como ustedes saben en Hybrys recopilé sólo las plaquetas que tuve a mano… Gracias. A la Fundación de Poetas René Villar: a Marcela Predieri, a Víctor Clementi, talentosos y fieles, a Roberto Di Vita, constante, a Horacio y Rubén Gómez, trabajadores y herederos de su unión. A Victoria Servidio por vivir en Homenaje y a todos lo que me dieron estos minutos de silencio… y a tantos que no mencioné (Aún queda material disperso que entre todos vamos a rescatar). Quiero compartir esta poesía de Juarroz: “Pienso que en este momento tal vez nadie en el universo piensa en mí, que sólo yo me pienso, y si ahora muriese, nadie, ni yo, me pensaría. Y aquí empieza el abismo, como cuando me duermo. Soy mi propio sostén y me lo quito. Contribuyo a tapizar de ausencia todo. S OZA R m ANA mail.co 2 S U S ot 01 5@h mbre 2 4 _ s e roza Novi

Tal vez sea por esto que pensar en un hombre se parece a salvarlo. 57

GRUPO DELAPALABRA


Notas y ensayos

Futuro y Pasado, unidos por un Presente Por BETO BROM (ISRAEL)

Como de costumbre, durante mi caminata matinal, descanso debajo del olivo añejo, el guardián de cientos de ellos, protegidos por sus años de experiencia, allí en el montecito, cuyo nombre otorga un tributo merecido a aquellos ejemplares de un tiempo que ya pasó; mi barrio, “La colina de las aceitunas”. A unos escasos metros las veo llegar a pastorear, un considerable rebaño de cabras, las acompaña un encorvado pastor, agobiado por el golpe de los años sobre sus espaldas; un jovenzuelo juguetón se ocupa de cuidar con mucha atención a lo más pequeños del grupo.  Estamos en el siglo 21, mientras el Internet nos  domina y la globalización tiende a conquistar el mundo, presiento aquí, un pasado que rehusa desaparecer. Vivo en la Galilea histórica, rica en sucesos, que se desarrollaron en estas significativas tierras, como un escenario que ha permanecido abierto; distintas y variadas obras fueron representadas con el correr de los vientos. En tiempos a, pastores acompañaban a sus rebaños para saciar el apetito de las benditas cabras. Los veranos dejaron lugar a los inviernos, el tiempo dijo presente e idénticas costumbres, los mismos senderos dan paso a las descendientes  de aquellas tan recordadas de la antigüedad.  El paso fugaz de un avión atraviesa el cielo, símbolo del progreso, un toque de atención que nos devuelve al presente. Intrigado me acerco al  viejo pastor; mitad de palabras en árabe, mitad en hebreo, trato de entablar conversación. A su ritmo, me comenta que su familia, es oriunda de Siria, ya tienen La Avispa 56 58


Notas y ensayos

tres generaciones por esta zona; el pequeño, un picarón de unos 10-12 años, agrega que desde siempre los hombres de la familia fueron pastores, y que él desea continuar la tradición. El abuelo, lo sermoneó, por lo que puede entender, al escuchar al muchacho, éste lo refutó por no estar de acuerdo con los consejos del anciano, que lo inducía a continuar estudiando, evitando así ser un pobre y desgraciado pastor. No conseguí mezclarme en la discusión, mi

falta de idioma árabe me lo impidió; no obstante logré balbucear mi acuerdo con el abuelo, que luego supe que rondaba los 90 años. El enojado pastorcito comentó que no podría vivir encerrado entre paredes, amaba la naturaleza, la libertad, y eso es lo anhelaba en la vida, quiera o no su querido abuelo.  Me despedí y los dejé allí con sus conflictos.  Las cabras, algunas trepadas a los arbustos en busca de algún fruto; los más pequeños correteaban custodiados por un par de perros guardianes. Un pasado con futuro, en un presente que no se deja amedrentar. Galilea-Israel-Octubre del 2012

59

GRUPO DELAPALABRA


Notas y ensayos PABLO NERUDA                                   Por  ROBERTO ROMEO DI VITA

robertoromeodivita@gmail.com

Conocí a Pablo Neruda en el mes de febrero de 1971, en Valparaíso, en uno de sus últimos recitales, cuando toda Chile significaba la esperanza de lo justo y de todo lo nuevo, que portaba el gobierno de la unidad popular y de su presidente mártir, don Salvador Allende. Eran los días de nuestra contribución a los trabajos voluntarios, de la brigada estudiantil internacional y al enterarnos que Pablo Neruda, se despedía antes de partir a Francia en carácter de embajador, sólo fue trepar a un trencito de sueños y cruzar sus montañas y nubes en un viaje mágico. Vimos por vez primera el Océano Pacifico, de Valparaíso, en un día nublado y frío, pero antes el calor poético de Pablo, la sonrisa encantada de Matilde, el canto de los músicos que lo acompañaban, el fervor de las juventudes, de los obreros y estudiantes que escuchaban con atención sus poemas, grabó en mis ojos uno de mis mejores instantes, Este mes de septiembre con la promesa renovada de sus nuevos brotes, para lo verde del vegetal y de la vida, en esta parte de Sudamérica; es el mes del fallecimiento de Pablo Neruda; fue un día 23, de triste recuerdo para el sufrido pueblo chileno, pero que marcará a fuego infinito, para no olvidar a todos los genocidas y sus clases dominantes. Crepusculario. Hondero entusiasta. Veinte poemas de amor y una canción desesperada. Residencia en la tierra. Tentativas del hombre infinito. Anillos y El habitante. España en el corazón. Canto de amor a Stalingrado. Canto general. Son parte de sus poemarios que ganaron la permanencia universal poética. Hace unos años me encontré una mañana con el poeta Jaime Gelfman, cuando los dos vivíamos en esa época en San Martín, me paró para leerme con fervor una poema de Pablo; grande fue su sorpresa cuando le mostré que llevaba conmigo un libro azul, con letras doradas, era una Antología  de Pablo Neruda; esa mañana reímos y nos nerudiamos los dos. Pablo Neruda, nació un 12 de julio de 1904, en Parral, Chile, una parte el continente sudamericano, para vivir por siempre en sus poemas, de este Pablo, de todos los Pablos del mundo que leen y La Avispa 56 60


Notas y ensayos

hacen del poema, una poesía de “fuego y humo, de pan y vino”; repartida y dada con generosidad ; como decía el poeta... EN TI LA TIERRA de Pablo Neruda, (libro: Los versos del capitán)    Pequeña rosa, rosa pequeña, diminuta y desnuda, parece que en una mano mía  cabes, que así voy a cerrarte  y a llevarte a mi boca, pero de pronto mis pies tocan tus pies y mi boca tus labios, has crecido suben tus hombros como dos colinas, tus pechos se pasean por mi pecho, mi brazo alcanza apenas a rodear la delgada línea de luna nueva que tiene tu cintura; en el amor como agua de mar te has desatado; mido apenas los ojos más extensos del cielo y me inclino a tu boca para besar la tierra.  

61

GRUPO DELAPALABRA


Notas y ensayos CONTRALUZ

Por la ruta del ARTE, el camino a la VANGUARDIA Por CRISTINA LEONIDAS MENDIRY (Pilar, Pcia. de Buenos Aires) cmendiry@hotmail.com

El Arte Románico —desde el año 1030 hasta el año 1250— surgió de la fusión de elementos latinos, orientales y septentrionales, y es un producto tanto de la civilización antigua cuanto del aporte de los estados cristianos. En la Arquitectura se caracteriza por el empleo de arcos de medio punto o romano, por el empleo de bóvedas en cañón seguido de columnas resaltadas en los machones y por la presencia de molduras robustas. La Pintura se aplicó a los asuntos religiosos y fue ante todo decorativa. Pero es el arte de la iluminación de libros el que nos permite comprender la compleja estructuración del concepto que del mundo medieval tenía la gente de la época románica. La Música da sus primeros pasos en la polifonía y se desarrolla el arte de los trovadores. El Estilo Gótico se extiende desde el año 1200 hasta el 1400 aproximadamente. El término es usado, en primer lugar, para describir el tipo de Arquitectura que se distingue por sus arcos altos y punteagudos y por sus columnas que consisten en un haz de columnillas. Pero no determina solamente el tipo de arquitectura cuya cuna ha sido el Norte de Francia, sino también el espíritu que lo produjo, extraña mezcla de exuberancia terrena y de devoción piadosa sublime. Las catedrales fueron construidas por gente de vivas aspiraciones religiosas. En la Pintura, se advierten los comienzos del cuadro de caballete, del retrato y de la pintura de género. Se manifiestan los movimientos linealistas abstractos, en los que la vertical es expresión de vida efectiva y vibrante que en las figuras va unida a la expresión del sentir profundo y de la vida interior. Pero la verdadera esencia de la vida gótica se halla reflejada, sin embargo, en los manuscritos iluminados por manos anónimas que, desde los monasterios, emprendieron su camino hacia el mundo exterior. En la Música, se caracteriza por el desarrollo de la polifonía y por formas de expresión religiosa. La primera fase del arte europeo de la Edad Moderna conforma el Renacimiento –desde el año 1400 hasta 1600 aproximadamente–. Constituye la reacción del hombre europeo, consciente ya de La Avispa 56

62


63

GRUPO DELAPALABRA

Impresionismo

Notas y ensayos

una nueva vida individual, que se alza contra el colectivismo anónimo de la Edad Media. Inspirado por el redescubrimiento de la antigüedad clásica griega y romana, que imprimió su sello a esta época estilística, el genio artístico comenzó a expresarse mediante formas humanas y de la naturaleza. Fue descubierta la perspectiva, investigada la anatomía del cuerpo humano; y el estudio de la luz y de la sombra creó las bases para la introducción del Naturalismo en el arte. En toda Europa fue la época de los grandes genios, tanto en artes como en letras: Leonardo da Vinci, Rafael, Durero, Holbein, Petrarca, Boccaccio. Los postulados del Renacimiento –perspectiva, representación ilusionista y naturalismo– sólo comenzaron a desmoronarse en los albores del siglo XX como consecuencia del “Arte Moderno”. En la Música, no muestra características propias desde el punto de vista estilístico. Continúa desarrollándose la polifonía, sobre todo la polifonía vocal “a capella”, es decir, sin intervención de instrumentos. La segunda fase de las grandes épocas estilísticas de la Edad Moderna da origen al Barroco, y con el Rococó conforman la última manifestación de un arte original de desarrollo orgánico. Abarca desde el año 1600 al 1750 aproximadamente. Se caracteriza por el reblandecimiento y la disolución de las formas rígidas y severas del Renacimento, por su dinamismo animado, por la intensificación del sentimiento, por la disposición rítmica de los elementos y por la fácil unión de la arquitectura con la escultura y con la pintura. En la fase final del estilo Barroco, entronca el estilo Rococó. En la historia de la Música es uno de los períodos más importantes. Paulatinamente, se abandonan las combinaciones de voces superpuestas, es decir, el arte de la polifonía, provocando el auge del estilo monódico. Se usa un “bajo continuo”, algunos giros melódicos, formas musicales distintivas. Además se crean nuevas formas vocales: la ópera, el


Notas y ensayos

oratorio y la cantata; y nuevas formas instrumentales: el preludio, la sonata, la fuga, la variación, el concierto, la “toccata”, la “suite”. El Rococó se extiende desde 1720 hasta 1760 aproximadamente. Entre 1760 y 1810 aproximadamente, se desarrolló el Neoclasicismo. Resultado de los descubrimientos arqueológicos de Herculano y Pompeya y de la teoría del “bello ideal” enunciada por Winckelmann, y de estudios histórico-literarios del pasado desarrollados en varios países. En reacción contra el Estilo Barroco, proclamaba como único ideal la antigüedad clásica. Sus cánones fueron: equilibrio en las formas, claridad en los diseños y mesura. Al no ser afloramiento de una genuina forma espiritual, carece de la potencia, frescura y popularidad de que goza el arte renacentista. En la Música, se concreta el sentido sinfónico que ya se manifestaba en el Barroco. Nace la Sinfonía, que es una Sonata de mayores proporciones escrita para una orquesta. Se separa así definitivamente de la ópera, tomando vida propia. El “concierto clásico” es una composición escrita para un instrumento solista y un conjunto orquestal. Su característica fundamental es el “diálogo” que se establece entre la orquesta y el solista. Junto con la Sonata Clásica – composición dividida en tres o cuatro movimientos o tiempos– las formas anteriores fueron las más importantes, pero siempre todas instrumentales. El Romanticismo abarca desde 1810 hasta 1830; en Alemania hasta 1850. La palabra “romántico” está relacionada con “romance” (del fr. Romanza) y “roman” (del fr. Novela). Significó lo novelesco y lo maravilloso. En la Literatura se identifica con un palpitante interés por el período medieval cristiano. Temas nuevos fueron los cuentos, los cantos épicos, las baladas, las leyendas cristianas y caballerescas, las fábulas. Como actitud estilística designa la expresión de lo espontáneo, lo que brota del sentimiento y de la fantasía, la expresión de la personalidad propia del artista con libertad espiritual. El Romanticismo se dedica más a la representación de cualidades poéticas y dramáticas que a la organización de una unidad formal. Se presenta en su mejor forma en el cuadro de caballete y en el fresco. La expresión también suele ser aplicada a una obra cuyo tema es de naturaleza emotiva o sentimental, aunque su factura sea de tipo clásico, lo que ocurre con obras pertenecientes a la etapa estilística del Romanticismo del siglo XIX. En la Música el fin es desarrollar lo individual, lo maravilloso, lo exótico y poner énfasis en el elemento emocional. Se desarrolla a través de la músiLa Avispa 56

64


65

GRUPO DELAPALABRA

Dadaísmo

Notas y ensayos

ca para piano, el poema sinfónico y la sinfonía, la música dramática y las escuelas nacionales de música. La música “no es un lujo en el período romántico sino una necesidad, es la gran puerta para el ensueño y para la nostalgia de lo infinito”. El piano es el instrumento por excelencia. Los compositores necesitaron las formas libres, en donde no hubiera barreras que contuvieran las pasiones ni el espíritu exaltado que los animaba. Dichas formas son: la fantasía, el impromptum, el nocturno, la rapsodia, la balada, el capricho y la barcarola. Se movían con comodidad en las pequeñas formas. Si bien hubo paralelismo entre la literatura y la música, no puede hablarse de Romanticismo en arquitectura. El mayor desarrollo de este movimiento está dado en Alemania. El Historicismo o Historismo es una tendencia del siglo XIX. El arte dependía en mayor grado de los grandes estilos históricos anteriores. No debe confundirse con la pintura de historia o cuadro de historia. Puede también considerarse al Historicismo como tendencia individual de un artista a introducir en su producción elementos de obras ajenas, investigándolas a fin de crear un nuevo trabajo que se considera original. El Idealismo, entre Romanticismo e Impresionismo, desde 1830 a 1870 aprox. Es la oposición a lo material. En él se utilizan sólo en mayor o menor grado las sugerencias brindadas por la naturaleza para crear una obra en base a conceptos que residen en las regiones espirituales, fuera del ámbito de la creación artística absoluta. El Naturalismo, desde 1830 a 1848, es una transición entre el Romanticismo y el Realismo. Muestra la verdad natural objetiva, las particularidades y características de los objetos, la “realidad sólo perceptible por los sentidos”. Acepta lo verosímil comprobable y refleja el carácter estático de lo reproducido. Aunque sobre todo se dedica al cultivo de la figura, del retrato, del grupo, de la naturaleza muerta, también se consagra al paisaje cuando éste no refleja los estados de ánimo del artista. El Realismo es un brote del Natura-


lismo, desde 1848 hasta 1870. Transcribe la realidad visible con objetividad, pero interpreta además la esencia de los objetos reproducidos y revela verdades ocultas a la contemplación superficial de la naturaleza. Desentraña la vida en sus aspectos dinámicos, relacionándola con el ambiente. El espacio cobra realidad expresiva. Reproduce en forma fiel y exacta escenas de la vida popular, el obrero y el campesino, o sucesos imaginados, y también acontecimientos religiosos, políticos o históricos. El Impresionismo surge en Francia después de mediados del siglo XIX. Es la expresión de la apariencia. Un realismo subjetivo. Representa el fin de la era del arte de concepción imitativa y comienzo del Arte Moderno porque pone en marcha el proceso de abstracción. Admite dos posibles interpretaciones: registro de impresiones de escenas pasajeras o captación de impresiones fugaces con la influencia del cambio de luz, su objeto es la luz. El propósito artístico era la captación de lo fugaz y de la siempre cambiante luminosidad de la naturaleza. Esto exigió una técnica rápida, espontánea, libre, sensible e impulsiva, un oficio directo, ágil, precipitado y sin retoques que al mismo tiempo se prestaba sobremanera para reproducir movimientos. Se llegó a la negación del color propio de los objetos y, al yuxtaponer en el cuadro los colores complementarios, rojo-verde, amarillo-violeta y azul-naranja, los vivificaron creando mayor luminosidad. También dejó de usarse el pardo, el negro, el gris. El color pasó a ser la apariencia cromática del objeto bajo los rayos siempre cambiantes de la luz. La forma y la línea se disolvieron en la luz. Por llegar a eliminar las sombras constituye el primer paso hacia la pintura planista. La tendencia poética de este momento era no expresar ideas en sus versos sino evocar imágenes por medio del sonido de las palabras, promovido por Stephan Mallarmé, en música no se quiere expresar estados anímicos sino rendir culto a la sugestión del sonido. La Avispa 56

66

Expresionismo

Notas y ensayos


67

GRUPO DELAPALABRA

Surrealismo

Notas y ensayos

El Neoimpresionismo o Divisionismo representa la última fase y el ocaso del Impresionismo. Es el primer movimiento de reacción contra éste. En realidad es un brote científico, intelectualista, frío e impersonal del Impresionismo. Su proceso es metódico. El cuadro se ejecuta en base a la concienzuda integración geométrica de sus elementos –línea, forma, color– a fin de obtener una composición en la que todas las partes puedan discernirse por separado, aunque se fusionen ópticamente. Se alternan puntos de colores completamente puros, ya que se empeña en descomponer científicamente cada uno de los matices en sus componentes primarios por medio de puntos o bastoncitos que, mirados desde una distancia adecuada, se funden en la retina del espectador dando el tono deseado por el artista; este proceso fue denominado mezcla óptica. De esta manera los divisionistas liberaron por completo el color de su punto de apoyo: el objeto. La técnica es en cierto modo impersonal debido a las pacientes pinceladas idénticas. El Puntillismo se diferencia del Divisionismo sólo en el método utilizado para la aplicación de los colores, ya que esta técnica divide la pincelada en pequeños puntos. Fue utilizado por algunos pintores adictos al Impresionismo, pero se diferencia de éste en el propósito y en el efecto conseguido, ya que en el Impresionismo los puntos yuxtapuestos eran generalmente de índices similares dentro de cada zona de color. El Expresionismo renuncia a la realidad concreta, la deforma y la transforma conscientemente, creando las obras de acuerdo con puntos de vista absolutamente subjetivos y reflejando emociones por medio de una expresión plástica intensificada y violenta, con el auxilio de los valores expresivos propios de los movimientos de las líneas, de las formas y de los colores. El punto esencial es manifestar el alma del artista. Lograr la liberación de tensiones


Notas y ensayos

anímicas. Sus móviles son de naturaleza dinámica. Su verdadero significado reside en el retorno de la creación artística a sus fuentes emotivas originales, silenciadas por la intelectualización científica y la delicadeza del Impresionismo. Es una modalidad estilística permanente, característica de los países germánicos, que se acentúa en períodos de crisis social y espiritual. Luego de la Gran Guerra, fue más realista y moderado. Tiene 5 tendencias principales: a) Pintura absoluta o abstracta: lo figurativo desaparece por completo para dejar lugar a líneas, planos y colores; b) Constructivismo: el sistema abstracto adquiere consolidación tectónica, simplificación y claridad; c) Cubismo: formas naturales reducidas a cuerpos estereométricos básicos y a formas geométricas simples, a los que ocasionalmente están ligados restos de formas naturales; d) Futurismo: la unidad óptica del conjunto representado es eliminada, y en su lugar se reproducen algunas impresiones en fases sucesivas; e) Surrealismo: representación de lo sobrenatural, inconsciente y visionario, sin tener en cuenta las leyes de orden natural y causal del mundo físico, ya sea con exactitud naturalista, mediante formas abstractas o representación simbólica primitiva. En sus comienzos fue principalmente un movimiento literario que sobrepasaba los límites de lo estético-literario y plástico –para ser concepción y actitud ante la vida–. Su meta es derribar las barreras psíquicas y materiales para crear una suprarrealidad que domine la vida entera. Pueden distinguirse dos orientaciones, el surrealismo abstracto y el realista. El Dadaísmo es una reacción nihilista engendrada por el desengaño absoluto que provocó la guerra en los espíritus jóvenes. Ponía todo en cuestión, y aspiraba a recomenzar desde cero. Se inició en Suiza en 1916 como movimiento literario, teatral y artístico. Sus composiciones se fabricaban con cualquier cosa vieja e inútil. Se valieron de una variante del “collage” y de los “ready-mades” cuyo inventor era Marcel Duchamp y que son los objetos de fabricación “standard” a los que se asigna un valor artístico cuando se los expone en una relación alejada de su verdadera función. Es una forma de actividad creadora, movimiento precursor del Surrealismo.

CRISTINA MENDIRY cmendiry@hotmail.com La Avispa 56

68


Plást ica

Julieta Rodríguez por Ana M. Hernáez 69

GRUPO DELAPALABRA


Plástica ENTREVISTA A JULIETA RODRÍGUEZ Y SU OBRA “IMPULSO DE LA TRISTEZA” Por ANA MARÍA HERNÁEZ

África

anabelle32@hotmail.com

Mi camino artístico siempre estuvo acompañado e influenciado por las dos carreras que cursé: Arquitectura (que abandoné dos años antes de concluirla) y Diseño Industrial con orientación textil (actualmente cursando las últimas tres materias y el proyecto de graduación), en las que dibujar se conforma como una herramienta incorporada de por vida, además, claro, de resultarme muy placentero. Hace unos años, comencé a concurrir al taller dirigido por Marta Porreta. Era un momento difícil de mi vida, por lo tanto, esta experiencia fue, inicialmente, “terapéutica”. Pintábamos en grafito, utilizando modelos vivos. Cuando vi nacer mis primeros bocetos, empecé a interesarme por la figura humana. No se trataba de una simple terapia, había algo más: una búsqueda artística. En mi casa armé un estudio; resultó ser un buen refugio para mis estados de ánimo. Me dejé llevar por la pintura, sin respetar ningún tipo de parámetro ni regla acerca de cómo se debe componer un cuadro. Desde un Impulso de la tristeza (nombre de mi primera muestra), los cuadros comenzaron a tomar forma. Después de ingresar en el concurso 2011 organizado por el Museo Municipal de Arte Juan Carlos Castagnino (lo cual fue un gran honor para mí), la serie de la tristeza comenzó a formarse. Veía la La Avispa 56

70


Plástica

Buscando respuestas

pintura desde otro ámbito. Las pinceladas sin sentido y la fusión de distintos materiales comenzaron a formar parte de un estilo propio y de un largo camino de aprendizaje y experimentación que estoy ansiosa por recorrer. Impulso de la tristeza no respeta reglas, por eso los tamaños son uniformes. Además, ¿la tristeza respeta algo?

Con esa pulsión pude conformar esta primera muestra. Este camino recién comienza. En la actualidad, abordando otras temáticas pero siempre referidas al cuerpo humano, estoy trabajando una serie, una vez más, con tamaños uniformes. 1) ¿Cuáles son tus expectativas respecto a este reportaje? ¿Te sorprendió mi mail? Siempre es bueno difundir lo que uno hace sobre todo en una revista como esta. Me parece algo muy positivo para esta etapa que recién comienza. La verdad es que sí, me sorprendió el mail y me puso muy contenta, es un honor para mí. 2) ¿Qué es para vos la pintura o el dibujo? Qué pregunta… lo podría definir como algo fundamental en mi vida; dibujo desde pequeña, tengo etapas en donde me gustaría dedicarle más tiempo, pero hay una realidad: no puedo vivir de eso (cosa que haría con pasión). El dibujo y la pintura me generan un 71

GRUPO DELAPALABRA


Plástica

placer enorme y sobre todo es la única actividad que logra abstraerme totalmente de la realidad. 3) ¿Tenés un eje temático en tu obra o tus creaciones surgen como algo libre? Un poco de ambas, por lo general las primeras obras surgen de manera espontánea, libre y luego, si me siento cómoda con la temática, continúo hasta resolver una serie. Es difícil despegar de mi profesión de diseñadora textil, donde se trabaja con series y colecciones, por lo que trabajo con conceptos que aprendí en esa facultad y son poco usuales en los artistas plásticos. 4) ¿Algunos artistas influyeron en tus cuadros o tu temática? ¿Si es sí, cuáles? Creo que todos de alguna manera nos influenciamos por los grandes maestros. Klimt me parece maravilloso, tiene un gran uso de textiles en sus obras; Da Vinci, un estudio de la figura humana admirable; Dalí una carga conceptual notable; Van Gogh con sus increíbles pinceladas… podría seguir indefinidamente.

Explicar lo inexplicable

5) Como marplatense, ¿te parece que la ciudad trata bien a los artistas plásticos y pintores? ¿Les da posibilidades? No, para nada. Creo que Mar del Plata siempre fue un lugar muy chato con respecto al arte, recién ahora se está empezando a generar un poco de motivación con algunos concursos de mediana importancia. Hay muchas expectativas con el nuevo museo de arte. Vamos a ver qué sucede… La Avispa 56

72


Plástica

Palabras

6) ¿Querés agregar algo más como reflexión final? Podría decir que esto es un camino que, una vez que lo encontrás, se sabe cómo y dónde empieza, pero nunca cómo termina… estoy muy contenta de haberlo encontrado.

Diez preguntas simples 1- ¿Una pintura?: cómo puedo poner solo una… El Beso, Las Meninas, Shoes, La Creación… 2- ¿Un artista?: Leonardo Da Vinci, entre otros 3- ¿Un docente que te haya incentivado a seguir?: Natalia Merlos Para ti también hay flores 4- ¿Un pintor marplatense?: Marta Porreta 5- ¿Un libro?: Seda 6- ¿Un amigo/a?: Tengo la dicha de tener varios y si nombro una sola sería muy injusta. 7- ¿Un color?: Azul 8- ¿Un animal?: La Pantera 9- ¿Una fecha y por qué?: podría decir varias importantes en mi vida pero confieso que soy un desastre para registrar fechas exactas. 10- ¿Un sueño?: Recorrer el mundo, pero pensándolo bien más que un sueño es una meta, un sueño sería recorrerlo con mis pinturas. 73

GRUPO DELAPALABRA


Plástica

Ser azul

Vacía de ausencia

La Avispa 56

74


Ciney

Tv

Gabriel Cabrejas

75

GRUPO DELAPALABRA


Cine y TV

Cine argentino 2012 Obediencias de vidas

Al cine argento lo asaltan las generales de la ley cultural: mucha producción y pocos consumidores, aserto válido al menos para él y la literatura. No faltarán nunca cineastas ni escritores, miríadas de filmes y novelas, demasiadas para el quantum de lectores y espectadores. Subsidiados por la cuota fija de cada localidad vendida, los egresados de las escuelas realizan, y luego estrenan en las contadas salas que se les fija, y a veces ganan premios. Las tres cintas que reseñamos tuvieron buen destino comercial, y fueron en 2012 lo más destacado.

Diario de un cura urbano. Pablo Trapero representa al cineasta argentino dueño de un corpus coherente y personal, insobornablemente fiel a su estilo e irradiador de una óptica social hoy por hoy excepcional. Mundo grúa (1999) se hincaba en las changas informales de un desempleado, Familia rodante (2004) minaba en la transhumancia los pequeños achaques del medio pelo y, después, en Leonera (2009) y Carancho (2011) los estigmas de la marginalidad y las corruptelas de la ley como caras de una moneda. Ahora, Elefante blanco se interna en los pasillos de las villas porteñas, el subgénero lumpen que tuvo en la Argentina hospedajes bienintencionados e incompletos. Detrás de un largo muro (Demare, 1958), Los inundados (Birri, 1962), Perros de la noche (Teo Kofman, 1986), transitan la mera condescendencia, el pintoresquismo tramposo o la lisa y llana sordidez, pero sólo Trapero parece fusionar, lejos ya del discurso ideológico pre o pos setentista, la aleación de los distintos actores sociales en el territorio villero, in situ, nunca como observador exterior y sí mediante el aguijón del semi-documental. El capellán tercermundista (o su descendiente), la asistente social, los narcos en guerra directa, la policía omnipresente como un coro griego, los planes de vivienda con la financiación siempre misteriosamente escamoteada, el piquete de vecinos cuando se hartan, y, la salsa hirviendo del regatón y la cumbia, la lluvia más lluvia de todas y los neumáticos ardientes. Una villa que se trasciende para empinar una suerte de alegoría de la sociedad, sólo que vista mediante su sector invisible, el que no queremos ver. Imágenes sin palabras. Una tomografía para el cura (Ricardo Darín/Julián), el sollozo de otro cura, éste belga, fugitivo de una La Avispa 56

76


Cine y TV

matanza de indios en el Amazonas peruano y penitente eterno por ello (Jérémie Renier/Nicolás) y la panorámica del animal del título: la osamenta edilicia del que se soñaba el hospital más grande de Latinoamérica en época del primer Perón y hace años alberga

a trescientas familias homeless, fumadores de paco y transas. Hay un tercer personaje en concordia, Martina Gusmán (la asistente social Luciana). Los tres, a su modo, delegados de la clase media educada, diploma terciario y caparazón habituado a la lucha y la correspondiente desilusión. Poco nuevo puede decirse del lugar que les toca, que Trapero y sus guionistas (Alejandro Fadel, Martín Mauregui, Santiago Mitre) urden fusionando tres villas en una — la 31 de Retiro, Ciudad Oculta, Rodrigo Bueno—, procedimiento nada fortuito, pues se vinculan las históricas y las recientes. Algunas escenas se saben resolver cámara en mano, como si parodiara involuntariamente Policías en acción. Nicolás recorre el dantesco laberinto de callejuelas y parece perderse, y con él nosotros, en la búsqueda de un cadáver. Un dato, el cana morochazo dice al presbítero Julián “usted sabe que acá son todos delincuentes”… Del lado del poder se adquiere hasta el discurso borrando el origen. 77

GRUPO DELAPALABRA


Cine y TV

En forma deliberada no se filman las cocinas de paco y se evitan los primeros planos; el nervio del docudrama típico de Trapero sigue su curso. Parte de la urdimbre argumental hace agua, empero. El cura enfermo terminal y por lo tanto dispuesto al sacrificio cristiano, el sexo entre Nicolás y Luciana que fisura el celibato, y el previsible desenlace general le quita efectividad, lo que no existía en sus películas anteriores. El fatalismo congénito que acaece a los pobres termina imponiendo sus leyes, o sucumbiría a las tentaciones inconvincentes del happy end. Claro, no podía ser optimista y concesiva, si bien el regreso de Nicolás implica que la pelea continúa, y se cumple la suplencia, en términos católicos, el vicariato, de un sacerdote por otro. Exceptuando los baches, la avenida Trapero confirma su histórica pavimentación, la de un cineasta seguro de su estilo, uno de los pocos inconfundibles de la vialidad cinematográfica argentina. El niño del maní con chocolate. Infancia clandestina es más una autobiografía ficcional, un tratamiento de terapia para su director, Benjamín Ávila, que un producto integralmente logrado, si bien gozó de una manija óptima, como la cofinanciación de la radiotelevisión pública y la miniconsagración de postularla enseguida hacia el Oscar, en tanto representante nacional a la más grande, o la más popular, compulsa cinematográfica del mundo. Difícil dirimir mejores, no ha sido un año muy exitoso ni hubo, en realidad, películas inolvidables. Infancia tiene lo suyo, sin embargo, y sobre todo, cierra bien pensando lo que Hollywood valora, o al menos espera, de la industria latinoamericana: política antisistema, derechos humanos, narración intensa, incluso heroísmo. De allí a merecer la estatuilla hay un trecho, pero son esos los códigos que suele mensurar a la hora de elegir entre las cinco candidatas finales. Primera impresión, no es una apología del montonerismo, mal que le pese a los gorilas de la crítica. Cómo repercute en una familia tipo de clase media el compromiso ideológico activo de sus padres, durante aquella peregrina contraofensiva de 1979, capitaneada desde el exilio por la cúpula que no se ensució de sangre y mandó al muere a unos cuantos más amén de los ya secuestrados y desaparecidos, puede llamarse todo una audacia, y en eso consiste su mayor aporte. Ávila no abre juicio, los grupos de tareas no dan la cara en ningún momento, no se discute política ni llueven La Avispa 56

78


Cine y TV

muertos entonando canciones de combate excepto en dibujos que reemplazan filmarlos con actores vivos. Al director le interesa ajustar cuentas alrededor de su pasado, él mismo es el Juan/Ernesto de su trama, su ejercicio parece una catarsis psicoanalítica y nosotros somos en cada butaca si no sus terapeutas, sí sus testigos. Quizás precisamente en esta perspectiva transita la gran debilidad de Infancia, que dio pábulo a maljuzgarla como tendenciosa, pues le habría faltado el catálogo de la autocrítica, dado el hecho de un contraataque autista destinado irreversiblemente al fracaso en plena dictadura. Aún así, la guerrilla hizo suficiente de eso en libros que no leemos pero deberíamos, y una película no necesariamente lo exige1. En cualquier caso, abre un panorama interesante al artista futuro, como convocar un tema inexplorado dentro de la revisión de un pasado que duele.

La historia oficial (Puenzo, 1984) era un drama acerca de apropiadores; éste, sobre apropiados. El punto de vista graba la última puntada del cine político vernáculo, de denunciar la represión ilegal hasta ensayar un capítulo en la etapa de los reprimidos, igualmente observado desde el interior del hogar. Porque los represores y los combatientes son personas casadas con hijos —y ahí se terminan las semejanzas. Mientras los chicos van al cole o al parque de diversiones, se enamoran o festejan un cumpleaños, se respira el aire tóxico de la persecuta, las emboscadas, la cita envenenada, la caída de compañeros. Infancia funciona como una bomba de relojería que, lo adivinamos, explota en algun instante 79

GRUPO DELAPALABRA


Cine y TV

y no sabemos a qué hora. Ávila maneja hábilmente los pasajes de relajación y de tensión, y, todavía mejor, elude el golpe bajo y la identificación fácil. El comic irrumpe relatando en imágenes las escenas de violencia, ocluye la posibilidad de emocionalismo, pasa del relato intimista a la crónica, y sigue. No deja de verse irónica la pérdida de identidad de Juancito, obligado por la clandestinidad paterna a usar un sosías y recuerdos falsos, cuando será ese su destino durante años una vez aniquilados sus padres. El casting resulta más efectivo que sobrevaluar actuaciones. El tío canchero y solterón que no puede faltar en el bildungsfilme (léase: film de iniciación, niño subiendo a la fuerza al tren adulto) de Ernesto Alterio se ve correcto. La mamá joven, tierna y recia a la vez tal cual corresponde a una militante-maternal, de Natalia Oreiro sin maquillaje, también. El adolescente Teo García Moreno probablemente nunca sea actor, no se complica haciendo de él y se extraña que no llore nunca. La pátina de calidad y experiencia parece brindarla Cristina Banegas, una abuela que, lo ignora, sería Abuela en brevísimo lapso. Queda la sensación de que otra película podría haberse postulado camino al Oscar, pero no sabemos cuál2. Una comedia generacional. Días de vinilo de Gabriel Nesci apuesta fuerte en un terreno deficitario de nuestro cine, la comedia. Juan Taratuto y Damián Scifrón venían haciendo punta sin miedo a las descalificaciones. Nuevamente ayuda, y mucho, el casting inmejorable. Y la mirada sobre estos tan numerosos adolescentes tardíos, renuentes a sentar cabeza, anclados y tozudos en sus pasiones frustradas: los bípedos de entre 30 y 40 cuya consolidada inmadurez se muestra siempre superada, con creces, por el crecimiento de sus parejas femeninas, a varios metros de distancia de ellos en compromiso, vocación y lucidez. No son violentos ni ambiciosos, simplemente no saben lo que quieren pero lo quieren ya, e insisten donde les va mal. Diálogos deliciosos, actuaciones sin mácula, ritmo estudiado, estructuran a Días, una de las mejores comedias de los últimos años. Debe leerse desde el final, en cuanto un video del 2002, espejo retrospectivo, les arroja a la cara en la fiesta de casamiento a los cuatro amigos cuarentones los sueños truncos, la agenda incumplida diez años después, y el desplome de discos a través de la ventana cierra el círculo de sus historias, cuando, de chicos, se La Avispa 56

80


Cine y TV

encontraban con una lluvia de plástico similar y recogían esos objetos redondos cuyas vidas marcarían. Fernán Mirás (Luciano), el dj hipocondríaco y apasionado de mujeres imposibles a las que no le cierran; Gastón Pauls (Damián), guionista taciturno, que escribe un texto más tachado que finalizado; Rafael Spregelburd (Facundo), autor de shingles en un cementerio privado a falta

de mejor destino como compositor, e Ignacio Toselli (Marcelo), fan de los Beatles y su banda tributo, acosado por la sombra de una Yoko Ono igual de japonesa pero nacida en Colombia. Los cruzamientos, accidentes infinitos, paranoias y zancadillas mutuas rinden plácemes a esta típica amistad masculina, tironeada de, lógicamente, competencias asordinadas y disputas por el perímetro de territorio, que los vuelve a todos risibles y patéticos, mientras las féminas que los rodean, a la inversa, derrochan racionalidad, sabiduría y buenos consejos, porque la histeria, las dudas y la candidez son ahora patrimonio intransferible del macho en declive. Y a cambio, nada de madres sobreprotectoras Inés Efrón (Vera), tan dulce ella, es una compañera de fierro aunque el atribulado Damián la vive esquivando; la intelectual 81

GRUPO DELAPALABRA


Cine y TV

Carolina Pelleritti y su gélida presencia contrasta con su baja autoestima. Emilia Attías (Lila), la cantante trepadora y sexy de mil amantes, Maricel Álvarez, la casadera con algún desliz, y Akemi Nakamura (Yenny), la Yoko caribeña, plantean un álbum de la nueva mujer —o la eterna que preferíamos negar. Nesci, experto en la sit com, que conoció a Pauls en Todos contra Juan, revela a un comediógrafo de alta escuela. No tiene nada de malo jugar a la comedia americana, aquí bastante superior a las ñoñas y rumiantes tonteras de Hollywood. Incluso, para aplacar a la crítica, engarza una sutileza: las objeciones al guión que teclea Pauls/Damián conllevan la propia lectura de Días de vinilo, rúbrica elegante y oblicua hacia los que, se prevé, le reprocharán la frivolidad o los desaciertos. Leonardo Sbaraglia se da el lujo de tomarse el pelo, actuando de sí mismo, y completa lo que llamamos elenco perfecto. Qué bueno, romper el molde de un cine culposo, empujado regularmente a la política, el costumbrismo o los silencios existenciales. Todo cabe: el cine merece también obediencias de vida.

Mag. Gabriel Cabrejas

gabcab2003@yahoo.com.ar www.lacocuzza.blogspot.com.ar

Remito a volúmenes de historia redactados desde dentro por la militancia, que no ahorra detalle alguno sobre la actitud, la metodología y los gruesos errores de los altos mandos guerrilleros antes y después del golpe del 76. Luis Mattini (seudónimo de Arnold Kremer): Hombres y mujeres del PRT-ERP. De Tucumán a La Tablada. De la Campana, 1996. Juan Gasparini: Montoneros, final de cuentas. De la Campana, 1999. Eduardo Anguita y Martín Caparrós: La voluntad. Una historia de la militancia revolucionaria en la Argentina (tomos 3 y 4: Norma, 1999 y reedición 2010), Pilar Calveiro: Política y/o violencia.Una aproximación a la guerrilla de los 70. Norma: 2005. 1

Según se supo, las postulantes fueron Las Acacias, premiado film de Pablo Giorgelli; Elvis, de Armando Bo nieto y Elefante blanco. 2

La Avispa 56

82


Dossier Cuba

Coloquio Iberoamericano de Letras Fiesta de la Cultura Iberoamericana Poetas cubanos Entrevista a ENNEGRO

83

GRUPO DELAPALABRA


Dossier Cuba CONCLUYE COLOQUIO IBEROAMERICANO DE LETRAS Por JOSUÉ MARTÍNEZ y JOAQUÍN FERNÁNDEZ El Coloquio Iberoamericano de Letras, que en esta ocasión tuvo como principales protagonistas a poetas de Chile, Guatemala, Argentina, Colombia y Cuba, concluyó en la sede holguinera de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC), luego de intensas jornadas de debate. Entre los momentos más interesantes del evento, cabe destacar la presentación del audio-libro El brillo de la superficie, del holguinero Pablo Guerra, poeta y realizador de audiovisuales. La indiscutible influencia de Delfín Prats en las actuales hornadas de poetas cubanos fue uno de los pretextos que esgrimió Guerra para “atraparlo”, mediante varias sesiones de conversación, lectura y grabación. El producto cultural tuvo como pretensión subrayar el mundo interior del autor de Para festejar el ascenso de Ícaro, “la memoria de su voz”. La narradora holguinera Mariela Varona, en nombre de los de casa, con sus agudos diálogos, ofreció provocativos fragmentos de Las puertas perversas, novela en preparación, en la cual “indaga en las zonas más recónditas de los seres humanos, sus encuentros, sinceridades y desencuentros”. Los participantes dijeron que se sentían profundamente impresionados por la solidaridad mostrada por los cubanos durante el paso del evento meteorológico Sandy y, antes de decir adiós a una cita, que consideran punto de partida para nuevos encuentros,  compartieron con el equipo de La Luz sus impresiones: “El Coloquio me pareció muy completo. Las manifestaciones de los creadores muy enriquecedoras, de manera que siento que he crecido como ser humano y estoy seguro de que los demás experimentan más o menos lo mismo”. (Maximiliano Costa Martínez, Argentina) “¿Por qué vine a Cuba? Vine a traer el corazón de Colombia y expandirlo en letras a través de toda la isla, desde Holguín. Vine a alimentarme de la cultura de este hermoso país desde un sentimiento de hermandad”. (Cristina Gómez, Colombia) La Avispa 56 84


Dossier Cuba

“El concepto que me llevo del evento es grandioso. Lo primero que sentí cuando arribé a La Habana fue ese sentimiento tan cálido de los cubanos. Eso nos abrió el corazón. Nos sorprendió el paso del huracán y la mayor riqueza que nos llevamos es haber constatado cómo se levantan los cubanos, sin conceder un ápice a la tristeza”. (Luis Carlos Orozco, Colombia) “Vine como embajadora argentina de la organización no gubernamental Poetas del Mundo. Me parece que todos los argentinos tienen que pasar al menos una vez en su vida por Cuba y pienso en el Che; ¿Qué hizo que un argentino combatiera al lado de los cubanos y diera su vida, luego, en Bolivia? Cuando uno ve cómo la gente se ayuda aquí y se va recuperando en medio de una situación como la del huracán, uno entiende cómo es el cubano y el porqué del compromiso del Che”. (Marcela Predieri, Argentina)

“Hablando desde la experiencia de muchos festivales del Caribe y de las Fiestas de la Cubanía, pienso que el Coloquio fue sumamente enriquecedor, pues se abrieron muchos espacios para la reflexión. Al final de cuentas, estos eventos generan segmentos de diálogo y confrontación donde se van tejiendo puentes entre los nuevos amigos. Después, a uno le quedan ganas de seguir escribiendo, pues se da cuenta que la poesía sirve para aunar los lazos de hermandad entre nosotros”. (Juan Salvador Guevara, Cuba) 85

GRUPO DELAPALABRA


Dossier Cuba FIESTA DE LA CULTURA IBEROAMERICANA El paso del huracán Sandy marcó la XVIII edición de la Fiesta de la Cultura Iberoamericana, mas no impidió su desarrollo. Tal parece que insistiera en recordar cómo nacieron las Brigadas Artísticas Internacionales de Solidaridad en 2008, cuando Ike arrasó la provincia. Otra vez las brigadas se volcaron hacia las comunidades más afectadas llegando incluso hasta El Cobre, en Santiago de Cuba, provincia más afectada. A la par, conciertos, presentaciones literarias, debates teóricos, ferias de artesanía y muestras expositivas cumplieron su propósito de rendir homenaje a Argentina, país invitado de honor; reflexionar en torno a la religiosidad en los pueblos de Iberoamérica y a los 520 años del encuentro entre las dos culturas.

En el caso especial de las artes plásticas varias fueron las aristas desde las cuales se abordaron aquellos aspectos prioritarios para el evento. La religiosidad, tema ampliamente tratado en la historia del arte universal, fungió como eje central sobre el cual discursaron buena parte de las propuestas. La pluralidad de sus afluentes y prácticas en la contemporaneidad de la región quedó vivenciada La Avispa 56 86


87

GRUPO DELAPALABRA

Rocío Heredia - Perpetuo socorro

Dossier Cuba

con performances, instalaciones, exposiciones fotográficas y pictóricas de diversa naturaleza. Artistas de México, Chile, Venezuela, España y Costa Rica junto a otros del patio y del país ofrecieron sus visiones sobre el complejo fenómeno, sobre su apropiación de Cuba y, en otros casos, brindaron miradas escrutadoras de sus respectivas sociedades. El programa resultante se articuló a partir de cerca de 15 muestras, entre individuales y colectivas, más talleres, seminarios y conversatorios. Con tema religioso y ubicando a la mujer al centro de su discurso, nos llegó la pintora chilena María Soledad Espinoza. Madonas de El Bosque, integrada a la arquitectura artdecó del Teatro Comandante Eddy Suñol, destacaba con 10 reproducciones en tela de obras donde la mujer, a manera de la clásica madona con niño, era restituida a su papel como pilar social y familiar, ahora en nuevas situaciones. Los protagonistas fueron pobladores de su comuna, El Bosque, y de otras del angosto país logrando un rico mosaico donde abordaba desde temas como la maternidad, la contaminación ambiental, tradiciones religiosas como la fiesta de la Tirana o costumbres mapuches. De modo que estas madonas aparecen despojadas de edulcoraciones innecesarias, en sus escenarios y con sus atuendos naturales. Acaso uno de los aciertos de María Soledad en cada una de ellas fue el intervenir los marcos con objetos o accesorios sugeridos por el contexto, con lo que se completaban obras de alta sensibilidad. Las tradiciones populares francohaitianas llegaron de manos del Taller Experimental ENNEGRO, proyecto invitado de Santiago de Cuba. ¿El propósito?, intervenir la casa más antigua de la ciudad devenida en el centro cultural La Casa del Taita y la sala principal del Centro Provincial de Artes Plásticas (CPAP). Tras largos días de montaje y teniendo al gran salón como centro de operaciones ENNEGRO impactó con un gra Hounfort, recreación poética de una casa sacerdotal del culto vodú, practicado en algunas zonas del país que recibieron las oleadas migratorias del Caribe, pero funda-


Dossier Cuba

Islamisarte II - Marlen Besil

mentalmente de Haití, a principios de los siglos XIX y XX. Con su investigación, promoción y protección incesante de esta cultura la agrupación se distingue con obras instalativas y performáticas que deslumbran por el empleo de soportes no tradicionales como

la tierra, troncos de árboles, madera con los que se apropian de un universo étnico-cultural del cual muchos de sus integrantes son depositarios directos. Su mensaje siempre traduce respeto, consagración, tolerancia, en el que esta vez no faltó el homenaje a la Virgen de la Caridad, en los 400 años del hallazgo de su estampa en aguas de la Bahía de Nipe. La acción quedó reforzada con la participación de bailarines y las estatuas vivientes de la agrupación, también santiaguera, Ojos, perteneciente a la Asociación Hermanos Saíz que de buena manera intervino calles y otros espacios públicos. Otras perspectivas de las expresiones religiosas que coexisten y resultan comunes a muchos países iberoamericanos fueron el leitmotiv de Identidad e Islamisarte II, muestras personales de los artistas Aníbal de la Torre Cruz y Marlen Besil, respectivamente. En uno, el diálogo muchas veces entablado pero original en su reinterpretación por el joven instructor de arte, de las claves del panteón yoruba, en especial homenaje a Oggún y Elegguá, sin faltar el tributo a la Patrona de Cuba; en la otra, la revelación de una faceta casi nula dentro del panorama visual de la isla más activa en su cuerpo La Avispa 56

88


89

GRUPO DELAPALABRA

Identidad - Aníbal de la Torre Cruz

Dossier Cuba

socio-cultural. Islamisarte II ofrece una Marlen segura de sus nuevos pasos como mujer creadora, despojada de los cánones academicistas, que incita a penetrar el rico universo espiritual del Islam desde una visualidad a veces abstracta, otras apoyada solo en textos sagrados, elementos arquitectónicos o el acervo culinario. En ambos casos bien se agradecieron lienzos de mediano y gran formato, junto a alguna que otra instalación que dio mayor dinámica al conjunto. Sus propuestas no hicieron más que ratificar la diversidad etnocultural que pulula en nuestras latitudes y las posibilidades del arte como vehículo esencial en el noble empeño de unificar. Y ese también fue el sentido de Cuba: caminos de fe. A disposición del público en la Sala Electa Arenal Huerta del CPAP, la muestra colectiva fungió como cierre ecuménico en el que convergieron variadas tendencias técnico-artísticas que evidencian las constantes indagaciones estéticas en el campo de las creencias religiosas. Tratándose especialmente de la mayor isla de las Antillas, caribeña y sincrética por excelencia, realzó la presencia de los cultos de origen africano, su praxis y lugar en la vida del cubano de hoy. Junto a las obras de una veintena de artistas holguineros entre los que vale destacar la presencia del maestro Cosme Proenza, se exhibieron Perpetuo socorro, realizada en estaño y óleo, de Rocío Heredia, la de la zacateca Gloria Hidrogo, con una de las tradiciones más arraigadas en su país, la de El Santo Niño de Atocha; no faltaron las madonas de la chilena María Soledad Espinoza. En otra cuerda temática se encontró Acuarelas del Tabaco, del fotógrafo Ramón Iglesias, Miembro de la Asociación Vitolfílica de Cuba. Por segunda vez, esta sociedad participa de la Fiesta dando muestras de sus más valiosas colecciones relacionadas con la


cultura del tabaco, esa que inició con nuestros aborígenes y que fuera avistada por Colón a pocos días de su arribo, en Gibara, según cuenta su Diario de Navegación. La añorada idea de concretar La Ruta del Tabaco atrajo las imágenes obturadas por Iglesias con exquisita factura donde figuraron desde el mítico veguero Alejandro Robaina, reproducciones de antiguas etiquetas litografiadas hasta cuidadosos y sugerentes desnudos. Otras muestras fotográficas destacaron la preeminencia de éstas, fundamentalmente, entre los participantes internacionales. Es el caso del venezolano Joel Ochoa, de quien percibimos la serie Deje cabeza por corazón. Exhibida en la Casa de la Prensa contó con imágenes cotidianas, en ocasiones con cierta teatralidad que realzaban determinadas facetas de la Venezuela de hoy. De modo que clowns, personas comunes, paisajes urbanos se entremezclaron con desfiles militares o con procesiones religiosas. Un poco más alternativa y a tono con los medios digitales, con la dinámica de las redes sociales fue la muestra de la fotógrafa y blogera chilena Marcia Cifuentes, que aunque joven cuenta con una interesante trayectoria en la enseñanza de este medio. Sus instantáneas se ajustaron a un diseño basado en la presentación de blogs en los que la artista expone, permanentemente, momentos que capta al transitar. El carácter interactivo de la red se transpola aquí con la inserción de textos escritos a mano que completan las imágenes y que el público, al final, también pudo intervenir. Para los mexicanos Enrique Sotres y Rocío Heredia la ciudad devino principal motivación a la hora de ofrecer su interpretación de diferentes espacios urbanos de Cuba. Sotres en obras de gran formato, Rocío con las pertenecientes a la serie de fotografía alternativa Corazón de Metal, iniciada en 2011 con símbolos arquitectónicos de Monterrey, su ciudad natal. En su cuarto viaje a Cuba y tercero a Holguín, nos devolvió parajes y espacios icónicos que nos identifican ante el mundo como el Capitolio, el Santuario de El Cobre o La Avispa 56

90

Joel Ochoa

Dossier Cuba


Dossier Cuba

Mama Tierra - EXPOCUBA

la Loma de la Cruz en los que se mezclan interiores, mediopuntos, balaustradas, con vistas exteriores en las que la figura humana no aparece ni una sola vez, pero su presencia es inmanente. A todo color las manipulaciones lograron interesantes texturas, la armonía

de los tonos resultó clave del equilibrio en la composición, garantizando sobriedad e impacto visual para nada complacientes con un demostrado dominio de la técnica. La Heredia sigue debiéndonos su trabajo en metal que le ha valido no pocos reconocimientos en su país tanto como en Estados Unidos e Italia. De la Consejería Cultural de la Embajada de España en Cuba llegó Primero la niña, exhibida anteriormente en la Sala Majadahonda del Centro Cultural Pablo de la Torriente Brau de la capital cubana. Su autora, la fotógrafa Yolanda del Amo, radicada en Nueva York, propone un interesante diálogo generacional a partir una historia familiar, donde se sostiene un discurso de género pleno de sutilezas e ironías. Con carácter autorreferencial Yolanda reflexiona sobre la relación entre abuelos y nietos en el contexto actual de la península. Pocas horas tuvo el público reunido en la ciudad para degustar las propuestas de la artista zacateca Gloria Hidrogo; mas resultaron privilegiados los asiduos a la Casa de Cultura Manuel Dositeo Aguilera. Allí ofreció el seminario y el taller de su proyecto interactivo Arte en Tortilla. Niños, jóvenes y adultos pintaron sobre tortillas de maíz pre-cocidas, dando color a los diseños concebi91

GRUPO DELAPALABRA


dos por la artista sobre el típico alimento mexicano. Gloria expuso además sus obras con las que ha obtenido reconocimientos dentro y fuera de México, al tener la posibilidad de presentar en otros lugares, este singular modo de hacer. Agradecidos quedamos a los que no pudieron arribar, sin embargo, enviaron sus obras. Es el caso del joven costarricense Wesley Acuña quien desde la abstracción explora vivencias personales. Así manchas, texturas, líneas y colores le emparentaron con la muestra de los holguineros Nalia Martínez Grau y Juan Carlos Anzardo que tomaron la galería del Hotel Pernik. Por último la Casa de Iberoamérica como institución anfitriona reservó sus espacios para dos singulares muestras en las que se sintetizaron los presupuestos conceptuales del evento. Y es que la expo Cubismo, Orishas y Huesos del artesano artista Rafael Cuza Freyre, concebida como intervención urbana que devino, por las circunstancias meteorológicas, solo en exposición, resulta todo un homenaje a los principales referentes culturales de la isla, pero también de la región geo-cultural que nos enfrascamos en sostener. El recorrido propuesto a partir de la tradición yoruba legitimada por la religiosidad popular, resume la huella aborigen, la presencia hispánica, el sincretismo y, al mismo tiempo, la obra de Wilfredo Lam, el más universal de los pintores cubanos y al movimiento cubista. Acaso lo más llamativo fuera el empleo de residuos vacunos como huesos, cuernos, pezuñas y pieles unidos a matices ocres y sienas, en un original diálogo que, especialmente para los nacidos y vividos en la ínsula, ofrece segundas lecturas con visos hasta humorísticos. Dedicada al país invitado de honor fue la expo bipersonal Una Argentina familiarmente holguinera, del joven fotorreportero Kaloian Santos Cabrera y su padre, el coleccionista Jesús Delfín Santos Hidalgo. Las palabras introductorias de la escritora Marcela Predieri La Avispa 56

92

Arte en tortillas

Dossier Cuba


Dossier Cuba

dieron impulso al disfrute de los varios aspectos de la identidad del país sureño captados por el lente de Kaloian y la pasión de Delfín, poseedor de una colección de más de 60 mates y sus accesorios. Con esta muestra, padre e hijo se unieron por vez primera, en la admiración y respeto común hacia una de las culturas más ricas del continente. Las artes visuales dentro de la Fiesta esperan aun por su mejor momento. Exigen volcarse con mayor ahínco hacia nichos de mercado que permitan tomar la temperatura a las prácticas artísticas, sobre

todo, las que se gestan en el área latinoamericana, pero también al pensamiento que se genera en torno a ellas. La calidad del intercambio la garantizan, entre otros aspectos, la tradición de Holguín como prestigioso núcleo de creadores que ve sus mejores frutos con cada graduación de su Escuela Profesional de Artes Plásticas, siempre abierta a las propuestas renovadoras y originales. Por lo pronto, creo que lo acontecido en esta XVIII edición ha dejado una buena estela con la que invito a celebrar el XX aniversario de la Casa, en el 2013. Confío en que para el 2014 podamos convocar el Salón Internacional Electa Arenal Huerta y, junto a los espacios más o menos alternativos a nuestra disposición, abordar, desde la visualidad plástica, la Integración Cultural Iberoamericana.

YURICEL MORENO ZALDÍVAR

(CUBA) - yuricel@baibrama.cult.cu GRUPO DELAPALABRA 93


Dossier Cuba

La idea

  … Y quisiste desaparecer, no haber existido nunca. Odiaste la bolsa que no te aguantó más, las manos enormes que se aferraban a tu cabeza al punto de hacerla estallar y separarla de aquel cuerpecito viscoso, ensangrentado, asqueroso, que ahora las manos se empeñan en envolver, estrujar aquí y allá hasta hacer desaparecer todo rastro de inmundicia. Y lo que ayer satisfizo tu sed de larva incipiente ya no te sirve, lo odias. Odias cada partícula, cada célula, cada átomo que se desprende de ti, que viaja raudo, veloz, que te estremece, el corazón te salta a la boca y los ojos corren a refugiarse, dan la espalda a esa sonrisa entrecortada que adorna tu cara de comemierda que no se da cuenta que ella todavía está ahí, con las manos posadas en las caderas, rígidas, tensas, expectantes, que se niegan a abandonar su trono de amazona, domadora de grandes potros. Y la odiaste, sí, porque ella sabía, debía saber, debió saberte cuando te armaste de todo cuanto tenías a mano, de tus largas noches de insomnio, cómplices de tus conquistas, de una verborrea que mutaba, que crecía, que clonabas aquí y allá, y odiaste a Twitter, Facebook, todo Microsoft. Y quisiste intentarlo de nuevo, mandar al carajo la torpe sonrisa, pero ya era tarde, un destello sacó tus ojos de su refugio y corrieron a posarse, husmear, a lamer el inerte herraje que antes te aguijoneara acompasadamente, a su lado el implacable filamento, serpiente bífida que te despojó de todo hasta surcar tus carnes. Y fueron devorados por la bruma que se adueñaba de tu minúsculo y ultrajado universo, plagado de ese olor a sexo, húmedo, implacable, que te penetraba todo y sentiste que el aliento se te escapaba –…cómo quisiera poder vivir sin aire…– . Y la idea pasó, se hendió en la maraña reverberante, frustrada, confusa y no la pudiste odiar.  

RACIEL OBREGÓN RAMÍREZ

(Holguín, CUBA) holguin@baibrama.cult.cu

La Avispa 56

94


Dossier Cuba

Antes de los vientos Leo el libro de un poeta que nunca vio con dos velas camino su nombre a una le faltan cuatro dedos para dejarme a oscuras la otra se apagará antes. Todo es silencio como de madrugada pero más temprano. Se escuchan los relojes, el respiro de mi perra el amor de un gato del vecino. He leído muchos poemas estas noches como amantes en horas de consuelo. La sonrisa de una muchacha es como la brisa antes la llegada de los vientos sus muslos tibios alegran un poco solo un poco, la tristeza de la lluvia. Una mujer puso el deseo entre mis dientes con todo el equilibrio en su cintura su matriz detuvo el tiempo entre los cuadros, la lluvia y la ventana. Luego fue solo asuntos de estaciones “en el otoño / sueña ser siempre una muñeca o una niña entre canciones y caricias…” sin embargo “la estación más perfecta de la vida, el amor.” Sigue la lluvia y no hay rencor entre sus piernas porque mis manos acarician con todas las ternuras de su cuerpo pero soy un simple poeta y el amor suele ser un epitafio. 95

GRUPO DELAPALABRA


Dossier Cuba

La ciudad se detiene, la gente vive medio día porque media noche pasarán con historias de los golpes y los árboles. Los poetas que escribieron estos libros lo hicieron para estos días. La muchacha de los muslos abiertos y tibios sigue así frente a mí, como un reto o una tregua nadie sabe sus misterios hasta que los toca y los convierte en palabras. Solo la sonrisa de mi hija es feliz por su inocencia. ¿Cuántas Carildas se habrán desordenado y lo harán antes que se apague la segunda vela? Siempre el tiempo, solo el tiempo, será eterno como el beso detrás de alguna sombra. Hace días no veo mariposas ni flores pero escribo, leo a la luz de una vela siento el respiro de mi perra, el gato del vecino es decir, estoy vivo, doy mis sentidos y mi boca a una mujer que me dijo no me amaba mientras otra juró me amaría siempre. Ninguna dice la verdad: “Las mujeres / cuando no te aman, te mienten y cuando te aman también.” Me confesó un poeta una tarde de enredaderas por eso me pertrecho de ilusiones mientras se desnudan y deslumbran con sus cuerpos porque alguno esperará como yo la madrugada.

La Avispa 56

96


Dossier Cuba

Mi ciudad es otra, lo era, antes la llegada de los vientos igual que nosotros antes de conocer el amor. Antes del amor, todo es misterio y oscuridad después, oscuridad y misterio, pero con amor. El aire huele a moho, a polvo sin aromas a carne tibia, a recuerdos lejanos.

Casi amanece, definitivamente la vela va a dejarme sin luz marca sus últimas figuras en las paredes. Se apaga. Mañana la ciudad será otra, mejor, como antes de los vientos como nosotros mismos.

JESÚS GARCÍA CLAVIJO (Santiago de Cuba, CUBA)

97

GRUPO DELAPALABRA


Dossier Cuba

LOS CULPABLES La culpa de todo la tienen los ingleses por irse aprisa, tan temprano y dejarnos solos a medio cocinar entre tantas mezclas crudas, indigestas, fastidiosas No quisieron servirnos terminados ni enseñarnos a tomar el té de cada tarde con un trozo de silencio bendito y necesario que ellos se llevaron al partir Por eso somos este condumio folclórico siempre hirviendo a fuego lento en todo tipo de caldero escandaloso y a punto de estallar hasta tanto Dios disponga lo contrario

JUAN SALVADOR GUEVARA QUESADA (CUBA) - jsgq21@gmail.com

La Avispa 56

98


Dossier Cuba

Mar de junio

Si a la mar de junio yo me fuera como un Mariano Brull que se quita la camisa si yo me fuera sin tricornio sin bastón así no más a la mar de junio que no sea lunes ni menguante sobre la cabeza solo bojear la isla ver los plátanos sonantes las palmas imposibles las muchachas que enardecen las costas dar vivas por la espuma. Si a la mar de junio Yo me fuera

REYNALDO GARCÍA BLANCO (CUBA)

 

Byrne revisited Yo también volví de distante ribera. Me cambiaron los libros de lugar. Se murieron las buganvillas del patio. Caían los ochenta a golpes de jazz. A mi padre le cortaron con una hoz de diamante la mano de saludar. Eran los días de asomarse a la ventana y pasaba una caravana de soldados y no había guerra ni paz y eso tuve que escribirlo. Yo también volví de distantes mujeres de distantes clases de historia contemporánea y algunos viernes me acostaba con el alma enlutada y sin saludar una bandera y en el centro de la sala florecía un pan como un lugar común como un pan que flor cuando uno regresa de distante ribera.

REYNALDO GARCÍA BLANCO (CUBA)

99

GRUPO DELAPALABRA


Dossier Cuba Entrevista Taller Experimental ENNEGRO Uno de los temas más abordados en la historia del arte cubano es el de la religiosidad popular, que para nosotros significa indagar, entre otros, en los afluentes afrocaribeños de la nación-isla. Sobre esta cuerda, pero de un modo bastante integrador, se encuentran las propuestas del Taller Experimental ENNEGRO, procedente de Palma Soriano, municipio de la provincia Santiago de Cuba. Desde allí han desarrollado una obra auténtica y han expuesto en espacios privilegiados del ámbito nacional como Expo Cuba, el Palacio de las Convenciones, la Casa del Africa, el Teatro Nacional de Cuba, el Teatro Heredia participando en eventos como la VIII Conferencia Internacional de Cultura Africana y Afroamericana (2004), el IX Taller de Antropología Social y Cultural Afroamericana (2005), el IV Congreso Internacional Cultura y Desarrollo, las Romerías de Mayo y el Festival del Caribe del cual son invitados permanentes. Desde sus inicios el Taller ha marcado el quehacer del Grupo homónimo a través de las artes visuales, del cual ofrezco una entrevista en exclusiva para los lectores de La Avispa. ¿Por qué ENNEGRO? ¿Quiénes lo componen? El Grupo ENNEGRO para la Investigación, Promoción y Protección de la Expresión Étnica es una organización cultural dedicada a la creación y promoción de las artes, investigación social y cultural, revitalización y conservación de los procesos de apropiación del patrimonio material y patrimonio cultural vivo, comprendidos en sistemas de creencias étnicos y sus resultantes, así como la salvaguarda de los bienes comunes locales —agua, tierra, bosques, biodiversidad... Su nombre ENNEGRO resume el sentido unido del proceder humano —toda su expresión multiexistencial— visto en el complejo diverso de su cultura e historia. Destaca el derecho vital de las culturas ancestrales —cosmogonía, modus vivendi— y su pervivencia. Además declara la herencia y génesis de la cultura africana y el punto de convergencia con las demás culturas étnicas que habitan y conviven en el planeta. La estructura organizacional parte de un grupo gestor compuesto por 10 miembros entre artistas de la plástica, poetas y promotores culturales. La Avispa 56

100


Dossier Cuba

El funcionamiento del grupo está encaminado al trabajo por la creación, promoción y progreso de las artes en toda su dimensión social, cultural y ecológica, la restauración de espacios naturales y ambientales, la formación e instrucción comunitaria a través de cursos, talleres, seminarios y otros métodos de capacitación, así como el desarrollo de experiencias, programas y proyectos que favorezcan el incremento del sentido identitario y del patrimonio local, que contribuya, con su uso racional, al establecimiento de un sistema de comercialización sustentable para la comunidad.

¿Qué importancia le conceden al trabajo en equipo? La importancia concedida al sentido de colectivización del trabajo creativo del Grupo está en el orden prioritario de su accionar, ya que cada miembro desempeña un papel determinado. Cada aporte individual hacia el fin común es un valioso resultado que enriquece la idea a seguir dentro del proceso de creación, de ahí que sea catalogado como un laboratorio cultural participante que hace interactuar elementos diversos y conjuga de manera espontánea las potencialidades individuales de cada actor ejecutante de la obra artístico-cultural e intelectual. El vínculo con la comunidad ha sido para uds. una fuente nutricia constante ¿cómo ha sido esa relación en los 17 años de 101

GRUPO DELAPALABRA


Dossier Cuba

vida del proyecto? La Comunidad en sí es una de las razones inmediatas de la misión del Grupo. Es la propia comunidad la que concibe y recibe los beneficios de cada cambio progresivo. El hecho de que nazca una serie de alternativas reales que induzcan viabilidades para el mejoramiento de la calidad de vida —entiéndase en grado material y espiritual— cuyo logro tribute a la sensibilización, dinamización y revitalización del ambiente y entorno donde se enmarca —con todo el derecho de disfrute y sentido de pertenencia a su patrimonio— es lo que revierte el quehacer cotidiano. En este aspecto la comunidad, que posee sus valores, costumbres e idiosincrasia, vislumbra formas de regenerarse y dar solución a cada problemática que la aqueja. De hecho el Grupo propuso un modelo de referencia convivencial, traducido en una Estrategia de Desarrollo Sostenible Local que agrupa y estructura un trabajo de ordenamiento territorial a partir de la cultura identitaria, teniendo como punto culminante la declaración de Palma Soriano—Parque Patrimonial. La propuesta es respaldada por la memoria histórico-cultural, el patrimonio local y cultural vivo que la misma atesora. Durante el período de existencia del Grupo, la comunidad ha sido eje portador y receptor de las acciones generadas. De esta visión nace la categoría propia, de ser ENNEGRO, un Grupo Comunitario de Base Autorganizado que hace interactuar gobierno-institucionescomunidad como elemento integrador para el trabajo en los campos social, cultural y ecológico planificado y desempeñado en el orden de la Estrategia de Desarrollo referida. Esto lleva al punto de reflexión donde se ve que el empoderamiento comunitario con una tendencia horizontal y desde aristas diversas como es capaz de ofrecer la cultura (o el pensamiento en general), prima como herramienta cimera en el desarrollo humano, ya que fomenta el ánimo hacia un comportamiento racional del que se deriva toda forma de producción o economía. Es ahí, en gran medida, donde ha hecho énfasis el Grupo, y la relación con la comunidad ha sido recíproca en correspondencia con los pasos dados hasta la actualidad. Las tradiciones francohaitianas en Cuba se preservan en la variedad de sus expresiones pero ENNEGRO las conjuga de manera integradora ¿cuál ha sido la principal motivación? La Avispa 56

102


Dossier Cuba

La historia del arribo de este sistema ideológico natural (comprendido por las culturas Gadá, Dohomé, Congó, Nagó, Babul, Vodú, entre otras) al oriente cubano data de principios del siglo XIX. Desde entonces su influencia ha sido sustancial, formando parte del núcleo seminal o raíz de la cultura cubana, a pesar de lo difícil

del proceso de integración, ya que al ser una cultura agraria y popular tradicional, la visión hacia ésta ha sido menos favorecida con respecto a la cultura occidental imperante. La prevalencia de este patrimonio (que se va heredando de generación en generación a través de la tradición oral), su cosmogonía y los saberes ancestrales que posee, es el fundamento del Grupo. Y lo que hace prevalecer como manera integradora el modo de conjugar sus códigos, es el grado de contemporaneización con que se muestra al convivir con las demás culturas en la ética universal. Las artes plásticas y la literatura, como las demás manifestaciones artístico-culturales, han sido tomadas para dar a conocer los elementos existenciales de las comunidades asentadas en la cuenca del río Cauto, las que atesoran este patrimonio: danzas, cantos, toques rituales, lengua, creencia, medicina, cultura culinaria, modus vivendi, entre otros componentes. Sumado a ello se han puesto los 103

GRUPO DELAPALABRA


Dossier Cuba

saberes ancestrales en función del desarrollo local. Esto, dicho de la manera precisa, declara que la principal motivación de trabajo del Grupo, desde sus inicios, ha sido la revitalización de estos espacios patrimoniales, dado al peligro que sufren de ser extinguidos. En sus performances e instalaciones sobresale el trabajo con soportes no tradicionales como tierra, madera, plantas, entre otros ¿cómo transcurre el proceso creativo? Mamá Tierra es el proyecto de artes visuales que ENNEGRO ha desarrollado con más resultado, consta como primera acción de la Estrategia de Desarrollo. Muestra la significación que tienen estas culturas ancestrales y su supeditación a la naturaleza. Por tanto los elementos empleados para la creación de las obras artísticas no solo juegan un rol estético, sino que contribuyen al logro de un evento armónico donde actúan los creadores, la obra y los espectadores. Desde el comienzo del proceso de montaje de la obra hasta su culminación los movimientos generados, dentro de la espontaneidad con que se va conformando la estructura instalativa, van desencadenando un nivel de energía, cumplimentado por la utilización de los materiales, y una vez culminada la obra en sí, por la incidencia de las demás manifestaciones culturales que se presentan en el espacio expositivo. Es decir que el proceso creativo es una expoperformance de principio a fin, transcurriendo por las diversas etapas de su realización. La poética resultante les dota de una visualidad única dentro del panorama de las artes plásticas de la Isla, deudora de una tradición iniciada con nuestras vanguardias de inicios del siglo XX, una alta responsabilidad ¿no? En la historia de las artes visuales en Cuba han existido destacados ejemplos de creadores cuya obra se dimensiona universalmente trascendental. Cada época ha sido marcada por estos creadores comprometidos con su tiempo. El hecho de estar nutridos y representar una porción importante de la cultura cubana dentro de la panorámica de las artes visuales, hace mayor la responsabilidad, ya que el arte debe hacerse en respuesta a las adversidades que atentan contra el mejoramiento humano, de la naturaleza. La Avispa 56

104


Dossier Cuba

Tal compromiso requiere de entrega y sacrificio. Es por ello que al asumir la época en que se vive —dígase los desórdenes y crisis generadas en la conciencia humana—, trabajar con dignidad demanda declaraciones que el arte debe dar en su más noble y rebelde, sensible y enérgica expresión. La obra que han dejado los que pasaron y estuvieron antes debe tener una continuidad en los que les suceden. El compromiso continúa, la vida continúa y sucesivamente el acto de creación debe estar a la altura de esa continuidad, en cualquiera de la época en que se viva. Si se hace un recorrido por la obra del taller resulta recurrente el asumir la tierra como símbolo sobre el cual poetizar, deviniendo los expo-performances en especies de “series” por decirlo de alguna manera. Sin embargo, en el catálogo de la presentada para la recién concluida edición de la Fiesta de la Cultura Iberoamericana se anuncia el próximo proyecto artístico dirigido a sondear el vasto universo de Mamá Agua... Todo lo visto a través del proyecto de artes visuales Mamá Tierra ha sido tomado como una especie de boceto —haciendo énfasis en lo referente a la utilización de los pigmentos naturales como soporte—, ya que la idea es tomar la tierra como lienzo, o sea, que los dibujos vistos en cada espacio expositivo a pequeña escala, se revertirán en macrodibujos realizados con la misma naturaleza mediante la restauración de zonas ecológicas, desarrollando herramientas como la arquitectura paisajista, la combinación de las técnicas modernas y las tradicionales de cultivo que aportarán un orden artístico a la paisajística local. El primer dibujo a realizar está detallado en el proyecto de EcoArte y Economía Sostenible Comunidad Socio-Cultural Ecológica Vevé de Afá. El mismo se concreta en la construcción de un jardín ecológico a nivel macroterritorial, enmarcado en la confluencia de los ríos Cauto y Yarayabo, cuyo diseño abarca 45 hectáreas de tierra; propiciando así la reconstrucción del medio ecológico a partir de los substratos culturales conformados por la presencia de las culturas francohaitianas en el territorio. Entonces cabe decir que el vasto universo de Mamá Tierra está en pleno proceso creativo y el vasto universo de Mamá Agua está en fase de asimilación y estudio por parte del Grupo. 105

GRUPO DELAPALABRA


Dossier Cuba Si tuvieran que definir lo que ha significado el proyecto en su vida profesional y personal en apenas una palabra o frase ¿cómo lo harían? Sentido de la vida.

Integrantes del Grupo Gestor Jhosvanis Milanés Carbonell (Hougán, Artista de la Plástica. Director del Grupo) José Antonio Despaigne Tamayo (Promotor Cultural. Subdirector del Grupo) Rafael Eugenio Leyva Figueroa (Poeta, Investigador) Camilo Rivero Fis (Poeta, Artista de la Plástica, Promotor Cultural. Coordinador) Gustavo Rodríguez Calderón (Artista de la Plástica, Promotor Cultural) Carlos Enrique Isaac Nueva (Poeta, Promotor Cultural. Coordinador) José Luís Corujo Morcate (Artista de la Plástica, Promotor Cultural. Director artístico) Nancy del Toro Hernández (Artista de la Plástica, Promotora Cultural) Nelson Silega Maine (Promotor Cultural. Gestor Administrativo) Luís Alberto Guillot González (Artista de la Plástica, Promotor Cultural)

Por M.Sc. Yuricel Moreno Zaldívar Esp. Casa de Iberoamérica.

YURICEL MORENO ZALDÍVAR

(CUBA) - yuricel@baibrama.cult.cu

La Avispa 56

106


Rinc贸n de

los bajit os IRENITA SILVIA DI SCALA

107

GRUPO DELAPALABRA


El rincón de los bajitos

El primer poema de Irenita (09-01-12)

Helado Si tú supieras helado que yo te estuve esperando mientras, te estuve llamando sentada en la arboleda. Viendo los autos pasar el helado saboreaba mientras mi papá pagaba el exquisito manjar.

IRENITA GARCÍA CRUZ

7 años – (Santiago De Cuba, CUBA)

Cumpleaños picante Esta es una historia de campo, de esas que se cuentan caminando sobre las hojas secas, sobre la hierba húmeda…y es la historia del cumple número doce de Marcos. Una mañana soleada y fresca recorría toda la quinta, árboles frutales, flores de primavera, animales y una pequeña montaña decoraban la casa de Marcos. De la chimenea salía humo con aroma a pan casero, y por la ventana se podía ver, la silueta de una mamá preparando un desayuno ¡Muy especial! Había llegado el gran día, el cumpleaños de Marcos, y los festejos comenzaban bien temprano. —¡Feliz cumpleaños, mi amor! —sonó dulcemente en los oídos del niño. —No quiero ir al cole ma —respondió muy dormido. —¡Nooooo! —dijo la mamá—, hoy no podes faltar, tenés que La Avispa 56 108


El rincón de los bajitos

recordarles a tus amiguitos que a la salida del cole, tienen que venir para festejar tu cumpleaños. Las palabras lo despertaron de golpe y con un salto salió de la cama, la mamá aprovechó para darle unos apretones y llenarlo de besos y tirones de oreja, en realidad, doce. Mientras Marcos tomaba la leche, terminaron de repasar las tareas que cada uno haría para que la fiesta sea un éxito. Él se encargaría de los juegos, que tenía anotados y preparados y su mamá de la comida, que por cierto era muy buena para ello. A pedido del cumpleañero habría: hamburguesas (caseras) y papas fritas, en cantidades industriales. Fue así que la mañana pasó rapidísimo y llegó el gran momento. Paró la combi al costado del camino y comenzaron a bajar todos los chicos como una bandada, digo así, ¡porque parecían volar! Comerían, jugarían y ¡mucho más! Una gran mesa con caballetes estaba lista en el parque, mantel a cuadros, servilletas, vasos de colores, jarras con jugo, aderezos y las tan esperadas hamburguesas de mamá, que fueron recibidas con aplausos y gritos, claro acompañadísimas de papas fritas, recién hechas. Mayonesa y kétchup, pasaban y pasaban sin descanso y en menos de lo que canta un gallo, la primer ronda de hamburguesas había desaparecido, claro eran como quince los invitados a este cumple. Pero…pasó algo muy divertido. Martín, el mejor amigo de Marcos, se le empezó a poner la cara colorada y los labios como si se los hubiera pintado con tomate. —¡Pica!, ¡Pica! —decía casi gritando. Pero no era el único, Juancito, Nahuel, Lautaro y Andrés, también decían lo mismo, tenían igual la cara y se habían pintado con el mismo tomate, (parecía). Aparte tomaban líquido sin parar, hasta se peleaban por la jarra. Fue por este motivo que comenzaron a correr, al sonido de: ¡Pica! , ¡Pica! Y se subieron a la pequeña montaña, claro todos los demás hicieron lo mismo, pensando que la hora de los juegos había comenzado. La montaña la subieron: corriendo, saltando, como si una extraña 109

GRUPO DELAPALABRA


El rincón de los bajitos

fuerza los empujara y una vez arriba, se tiraban enrollándose sobre la hierba fresca. Cuando la mamá de Marcos salió con la segunda rueda de hamburguesas, vio sorprendida que los chicos ya no estaban más en la mesa y esto la hizo enojar. El almuerzo no había terminado. Pero… al ver que todos los chicos decían: ¡Pica! ¡Pica! mientras corrían, saltaban, se tiraban de la montaña como si fuera un tobogán, de cola, de panza o enrollados. —¿Qué está pasando? —dijo Ella—. ¡Todavía no terminaron de comer! —Marcos se acercó y le mostró su cara bastante hinchada, la mujer enseguidísima se dio cuenta de lo que estaba pasando, tomó la hamburguesa la probó y… claro, en lugar de reforzar la sal, le había puesto pimienta —.¡Pimienta! —gritaron todos.¡Sí! Pimienta y de la más picante. Como sería de fuerte que con el solo hecho de probarla, nuestra cocinera, comenzó a correr hacia la montaña diciendo: ¡Pica! ¡Pica! Y una vez arriba se tiró panza abajo, refregándose la boca con el pasto mojado y fresco. ¡Realmente… se veía muy divertido! Todos reían, reían y reían, la verdad esto de la confusión con la pimienta no había sido un problema, al contrario, era una loca excusa para comenzar a jugar y divertirse. Si lo pensamos… la picazón enseguida pasaría, pero la anécdota, viviría para siempre. Después de todo, para divertirse, se festeja un cumpleaños… ¿No?

SILVIA DI SCALA (Mar del Plata)

La Avispa 56

110


Not iavispa

IX Encuentro literario Internacional Cataratas del IguazĂş, 2012 por Graciela Barbero 111

GRUPO DELAPALABRA


Notiavispa IX Encuentro Internacional Cataratas del Iguazú, 2012 “Ya no caerán más heladas/ que está el lapacho encendido/ y en su guitarra de sangre/ gimen los vientos vencidos…” S. L. Fraga

En Puerto Iguazú, durante los días 12, 13 y 14 de octubre se desarrolló el Encuentro Literario en homenaje al poeta y periodista Salvador Lentini Fraga. Autor nacido en San Javier, a orillas del río Uruguay, fue el primer poeta en celebrar la naciente floración de los lapachos misioneros. Marcelo Moreyra, director del taller La Araucaria, junto a un equipo de trabajo, condujo de manera impecable el encuentro que reunió a escritores nacionales e internacionales. Poesía y música a cargo de Daniel Larrea y Claudio Bustos de Posadas, Misiones. La visita desde La Rioja, capital de Pancho Cabral con interpretaciones musicales de alto vuelo. Investigaciones a cargo de José A. Pozzo Moreno de Asunción, Paraguay, sobre “Itaipú, la gran estafa” y la de Mario Vidal, Chaco sobre la Guerra de la Triple Alianza “El árbol caído”. Presentaciones de libros y mesas de lecturas. Muchísima poesía de excelente nivel, cuentos y anécdotas; tampoco faltó el humor. Reseñas, discursos formales y entregas de premios, Vencejo de oro a la Trayectoria, el Vencejo de plata como incentivo a escritores misioneros y la Distinción Araucaria, a quienes se destacaron en algún rubro de interés de la comunidad, completaron las jornadas. Almuerzos y cenas compartidas para continuar las charlas y establecer nuevos vínculos. La calidez de la gente en un escenario exuberante de vegetación y tierra roja provoca una suerte de abrazo permanente. La Avispa 56

112


El report aje poĂŠt icamente absurdo

Gustavo Araujo

113

GRUPO DELAPALABRA


El reportaje poéticamente absurdo EL REPORTAJE POÉTICAMENTE ABSURDO UNA VISITA AL BOSQUE… Para el número de verano que llega a sus manos, la dirección editorial de nuestra querida Avispa nos encargó la búsqueda de uno de los objetivos primarios que lleva la columna que explaya y proclama este proyecto. En la acostumbrada charla postpublicación, los popes avisperos con su habitual buen humor y tono gentil, me sugirieron que me dedicara a trabajar en serio y olvidara mis “pelotudas intenciones de aprender a seducir”. A pesar de no compartir en parte tal indicación, no tuve más remedio que aceptar la sugerencia. Lo que no acepté de buen gusto fue lo de “no rompás las pelotas con ese tema” o lo de “sos un perdedor, aceptalo y no llorés más, boludo”. Todo esto dicho con la mejor onda, por supuesto, nada personal. Así es que luego de contestar con un improperio y de enviarlos al origen del lugar de donde nacieron, acepté mi cruel destino de escriba marginal y salí a buscar mi próximo entrevistado al barro de la realidad. En un día lluvioso, casi sin querer queriendo, mis pasos se orientaron a las calles del bosque Peralta Ramos, ese oasis verde que desde el sur nos invita a recorrerlo. Claro que hay que elegir el momento, no les recomiendo hacerlo luego de tres días de lluvia furiosa. Por esas calles de engranzado y tierra negra, mejor no ir con mi vetusto 128 Súper Europa, modelo 84. Luego de sortear el oleaje de lagunas oscuras y atravesar el extraño privilegio de surfear chocolate de costado y a los gritos, logré encontrar la humilde morada de mi entrevistado. Vive en una casa extraña a la sombra de árboles frondosos y envidiables, con una hermosa vista natural, bien al fondo del Bosque, donde son pocos los que se aventuran a llegar de visita. Amigos lectores de La Avispa, hoy tengo el placer de acercar a ustedes las palabras y conclusiones sobre la labor poética de un querido referente de nuestra ciudad, una persona cuya trayectoria lo habilita a transitar la huella artística con la autoridad que dan muchas batallas ganadas y perdidas en nombre del ARTE. Es carpintero, dramaturgo, escultor, performer y por ende, poeta popular. Ha sabido combinar sus muchas habilidades para conseguir expresar su intenso mundo interior a través de sus increíbles esculturas eróticas suicidas. Queridos lectores de La Avispa, hoy La Avispa 56 114


El reportaje poéticamente absurdo

tengo el enorme agrado de traer a su encuentro al respetado poeta del Bosque, al maestro Jorge Palito Garciarena. Me recibe con un expresivo abrazo, muy amistoso, y ofrece un par de pantuflas para cambiarlas por mis embarrados mocasines marrones. Luego de unos mates amargos y calentitos, nos sentamos en la galería de su casa, mientras sigue cayendo la llovizna. Mar del Plata es una ciudad hermosa en primavera, y el bosque con sus aromas y colores humedecidos por la lluvia es un lugar inmejorable para charlar de poesía. La casa está repleta de formas eróticas, figuras en poses imposibles, animales mitológicos con falos enormes, mujeres con senos infinitos. Ya acomodado al lugar, y complacido por tanta amabilidad de Palito, me decido a iniciar mi labor. Mientras prepara una nueva vuelta de su mate con una extraña forma de vulva, le mando la pregunta de rigor: Palito, usted sabe que lo nuestro es pequeño y poco importante, así que le pregunto ¿para usted, qué es la poesía? Me mira asombrado, se toma el primer mate de la nueva ronda y me responde: Mire nene, la poesía es una posibilidad, un camino, en general escarpado y complejo, y retorcido. Además con un valor mínimo, porque si hay que estar todo el tiempo explicando para qué sirve la poesía, la verdad es que vale muy poco. Hay poesía en todo, y hay poesía en nada. Si miramos aquel eucalipto podemos ver la belleza de su follaje y su fortaleza para mantenerse erguido a pesar del tiempo, pero si tengo que hacer un asado y necesito leña, a la mierda la belleza y la poesía se nos fue al horno. La poesía es un camino, pero si no hay quien camine tu mismo rumbo, no deja de ser un rastro que lleva a ningún lado, inútil y al pedo… Me lo imaginé más bien parco a Palito, hombre de bosque adentro, compañero del silencio, poco amigo de los extraños, pero me atacó con un par de conceptos profundos y bien explicados. Va a estar bueno el asunto, veremos si le sacamos algo más que palabras. Palito, ¿alguna vez imaginó que sus trabajos escultóricos iban a ser catalogados como poesía erótica? ¡Nooooooo, para nada, ni en mi peor pesadilla! Se nota que hay gente que no tiene mucho que hacer y entonces se ponen a buscar explicaciones donde no las hay. Poesía erótica… ¡qué manera de decir huevadas! 115

GRUPO DELAPALABRA


El reportaje poéticamente absurdo

Pero usted volatiliza lo erótico a través de sus logros, sus complejidades materiales, su discurso concreto… Nene, deje de decir pelotudeces, no tiene idea de lo que habla. Largue el manual de crítico de arte, le llenaron la cabeza de agua y se está ahogando sin remedio. Me quedo en silencio. Cuando a uno lo tratan de pelotudo hay pocas salidas al tema, y si además uno se sabe algo pelotudo, es mucho peor. Realmente mucho peor, se los aseguro. Si no fuera porque tengo puestas sus pantuflas ya estaría en el 128, pero viendo que no hay más que seguir adelante, le clavo la que sigue: Querido Palito, ¿usted piensa que el lenguaje escultórico tiene algo que ver con el poético? Ahora se ha puesto de moda hablar de lenguajes, que lenguaje concreto, que subliminal, que extremo, que figurativo… Si uno hace arte, obviamente lo que busca es la belleza, aunque halle belleza en lo feo, que para usted puede o no ser feo, pero si sabemos mirar, en todo hay belleza. Entonces, si usted lo mira desde ese lugar, escultura y poesía comparten algo del lenguaje, pero nada más que eso. Ocurre que tenemos la manía de cruzar puentes, hoy se habla mucho de eso y así se banalizan las cosas, como si fuera fácil escribir poesía o esculpir o hacer teatro. A lo sumo no hay que mirarse tanto el ombligo, pero ver poesía en mis esculturas es como ver yeso en una poesía… ¿En qué se inspira para hacer sus obras? Como usted sabe mi amigo, yo soy carpintero, jardinero, albañil, pintor de brocha gorda, lo que sea con tal de parar la olla. Hace unos años, viajando por la Europa del este, sin un cobre en el bolsillo por supuesto, llegué a Serbia y me encontré con que se habían puesto de moda los enanos de jardín, los de mampostería que aquí se usaban hace mil años. Buscando cómo generar un mango, entré a trabajar en un taller metalúrgico venido a menos que ahora se dedicaba a los enanos. Hacíamos los moldes a mano y luego el vaciado, con algunos hierros que le daban estructura a los mamotretos… ¿Y así empezó? Espere mi amigo, que ahora viene lo mejor. Un día se me ocurrió hacer una broma a un vietnamita (porque Serbia está lleno de vietnamitas que llegaron en la época del mariscal Tito) que nos comLa Avispa 56

116


El reportaje poéticamente absurdo

praba por mayor, y entre los enanos, les pusimos a varios un pene enorme pintado de rojo. El tipo ni se dio cuenta, pero a los dos días vino para encargarnos todos de ese modelo, se lo habían sacado de las manos. Ahí me di cuenta de que el erotismo me podía dar de comer… Me inspiro en todo, uno tiene sus búsquedas, pero todo comenzó buscando el mango.

Pero ¿y el arte? ¿y la belleza? ¿Dónde quedan? Le puedo decir que en general lo que mueve al mundo es el dinero, y si uno no tiene un centavo, la vida se reduce a buscar cómo conseguirlo. Ahí la búsqueda de belleza no es más que tener qué comer para mañana, cómo pagar la pensión, o comprar una miserable aspirina. Recién cuando se consigue cierta tranquilidad, uno se acuerda que una vez quería ser artista, que una vez pensó en vivir de esto, y ahí se vuelve a pensar en la belleza, en la alegría de crear, en la posibilidad de hacer arte. Entonces renace la sonrisa, maduran los sueños y se despliegan las alas que estaban plegadas y guardadas del frío que produce la intemperie de la miseria. Este tipo me quiere hacer creer que no tiene nada de poeta. Si Palito Garciarena no es poeta, yo soy Oliverio Girondo. Tiene una impronta venida de la calle, medio arrabalera, que le da cierta autoridad para hablar con una soberbia natural. Hay gente que pasa por la vida, y otros a los que la vida les pasa. Garciarena es de los últimos… ¿Cuál es el mejor mercado para sus obras? 117

GRUPO DELAPALABRA


El reportaje poéticamente absurdo

Aquí, en la ciudad, está muy difícil la cosa, en dramaturgia tengo más llegada con mis obras de teatro mudo pero en el exterior y principalmente en Europa, hay varios galeristas que llevan mis trabajos escultóricos y todos los años hago una o dos muestras que me permiten vender bien. Además hago trabajos por encargo, que se pagan muy bien. En fin, he logrado el sueño argentino, hacer poco, cobrar mucho y vivir casi sin trabajar… ¿Y el concepto de erotismo suicida de dónde lo sacó? La idea fue, y aquí le doy a razón en cuanto a lo poético, encontrar ese punto de lo erótico donde el sexo se transforma en entrega y en el cual el placer es tan grande que no hay más por vivir, porque ya se ha vivido lo máximo y a partir de allí todo será poco y desilusionante, deprimente. Entonces surge el sexo como el punto de belleza máximo, de expresión total y generosidad absoluta. Entonces me acepta lo de lenguaje poético… Si, es como usted dice nene, mis esculturas tienen una búsqueda poética, pero no más que la de cualquier otro colega. Quizás lo extraño sea lo erótico unido a lo irreparable, a la muerte. Lo sexual, lo erótico llama la atención, vende, paga. Genera controversia, indaga en lo oculto, en lo que es privado. Siempre me gustó molestar, decir lo que no debe decirse, hacer lo prohibido, mostrar lo que nadie expone. Le entiendo Palito, pero atreverse a una Venus fornicando con el Minotauro, no es para cualquiera… Obvio nene, obvio. Y eso que la idea era que lo masturbara, sin las manos se entiende… Hábleme del árbol de los penes Ese fue una idea que surgió con un grupo de colegas carpinteros en un asado que organizamos cuando reparamos la capilla de aquí cerca. Se nos ocurrió que las chicas del convento deberían tener un árbol de penes, para decirlo elegantemente, en el patio del fondo, a mano para toda ocasión. Todo una joda de borrachos, pero que terminó con esa obra de la mujer enraizada por el árbol de los penes. Murió feliz seguro… Esa es la idea amigo Araujo, esa es la idea. La Avispa 56

118


El reportaje poéticamente absurdo

Según me han dicho, en las vernisagges de sus obras a veces se manda con un par de poesías de su autoría. Tiene razón, aunque nunca lo hice en el país. Sí cuando he visitado otros países, donde la dificultad del idioma me protege de la mirada impiadosa del que sabe del tema. Pero le reconozco que me interesa mucho la mirada poética y la dificultad de crear una estructura de palabras que generen sensaciones. Yo domino los materiales nobles para mis esculturas, algunos audaces consiguen dominar, y hasta a veces doblegar el idioma para sus poesías. En esa carrera quedo muy lejos, sin duda. ¿Cómo ve la labor del poeta? No sé mucho del tema, pero como to-do artista debe tener un poco de talento que lo defina y mucho de obsesión por la perfección de su trabajo. Me imagino que un poeta no puede serlo a medias, si no se convierte en un chanta, un caradura vendedor de humo. Además, hablando de vender, un poeta sabe que no va a vender, que no va a vivir, salvo escasísimas excepciones, de sus poesías. Y eso hace más interesante su labor. ¿Qué conoce acerca del ambiente literario de la ciudad? 119

GRUPO DELAPALABRA


El reportaje poéticamente absurdo

Algo conozco, me he encontrado con gente muy copada de ese palo. Gente con mucha pasión por sus cosas y una enorme capacidad de realización. No me pida que le dé nombres, no me corresponde porque algunos pueden quedar desilusionados. Pero aunque no soy experto ni mucho menos, sé que hay un ambiente muy movido en la poesía local. Gente emprendedora, con ganas… No siga más o algunos que conozco van a reventar de orgullo. Faltaba más nene, se lo merecen, obvio que es así. ¿Qué piensa acerca de eso que ser poeta es una maldición? ¿Qué pienso? a ver… pienso que es una reverenda pelotudez. No creo en el artista maldito, al contrario, el arte es una bendición, lo mejor que puede pasar al alma de una persona. A lo sumo será complejo y arduo el trabajo, hasta a veces tedioso, pero no una maldición. Quizás hayan algunos malditos poetas, por lo burros que son, pero no creo en la maldición de ser artista, para nada. Además, ¿sabe como abre puertas con las minas? Con esto de las esculturas eróticas he tenido ofrecimientos de modelos femeninas que usted no me creería. Y en la mayoría de los casos, las he aceptado, se lo juro que con muy buenos resultados, increíbles dividendos paga el arte. Por eso es sublime… Eso nunca puede ser una maldición, se lo aseguro. Casi sin querer queriendo Palito me lleva al tema que tantos aportes hacia mi trabajo generó en la dirección de La Avispa. Mucha poesía, pero todo se reduce a cómo hacer para levantarse minas. Es increíble, ¿será que el mundo es mucho más sencillo de lo que creo? ¿Será que basta un poco de audacia para conseguir los sueños? ¿Será que las mujeres se vuelven locas por los artistas? ¿Será que Gómez tiene razón y soy un pelotudo perdedor sin remedio? Por lo pronto, para evitar el suicidio, me inscribí en un curso acelerado de escultura erótica. Garciarena algo sabe del tema, aunque sea por contagio, o por descarte, algo tengo que conseguir de todo esto…

GUSTAVO J. ARAUJO

gustavojaraujo40@yahoo.com.ar (Mar del Plata) La Avispa 56

120


Rese単as

Irene Marks Cristina Mendiry Olga Bertinetti 121

GRUPO DELAPALABRA


Reseñas

MAPPA MUNDI SEBASTIÁN JORGI Ed. PROA

SEBASTIÁN JORGI - LA VOZ IMPRESCINDIBLE En este MAPPA MUNDI la palabra del poeta tiembla hondamente inmersa en su tiempo y su circunstancia. Al estilo periodístico entrecortado, que dispara noticias como dardos, se suman la ternura de las canciones infantiles y las letras de tangos, boleros y rock, que penetran en la realidad nacional e internacional. La aldea global, los medios que golpean con implacable frialdad, en nombre de la banca internacional y del lucro de la guerra, resultan en el lamento lírico que nos derriba con su veracidad y dolor, el de la infancia, (no sólo en Kosovo sino en villa Fiorito”), el de la marginalidad y la lucha por la justicia, con sus héroes y mártires, como los del Cordobazo o Kostecki y Santillán. Esta acción febril que llega, ya inserta en el alma de un pueblo, como un dolor internalizado, se une a un escenario de calidez memorable, con referencias cotidianas, como la revista “El Tony” y ese “Sorocabana café”, todo al ritmo del gancho de Acavallo y ese “dale Grana” que late en el corazón de este poeta de Lanús. Sebastián Jorgi, en la corriente de Roberto Santoro, hace del lenguaje su herramienta de expresión y no su ocultamiento, poniendo su sabiduría popular al servicio de la lírica, como también lo hicieran Nicanor Parra y Simón Kargieman. Cuando la voz habla desde el centro de un tiempo, una voz que nos conmueve como debe hacerlo la poesía, con la consigna de Eluard: “Hay otros mundos, pero están en éste”. Irene Marks La Avispa 56

122


Reseñas

“JARAWACIONES BABY” RODOLFO A. ÁLVAREZ

Lo maravilloso no es igual en todas las épocas; participa oscuramente de cierta clase de revelación general de la que tan sólo percibimos los detalles. Sin embargo, refleja siempre la irremediable inquietud humana. Y es la poesía quien mantiene el estado de anarquía, compensando así todas las miserias. Como Oliverio Girondo, la poesía de Rodolfo A. Álvarez manifiesta su rechazo a la “funeraria solemnidad”. Y como en un redescubrimiento de “Los argonautas del Pacífico Occidental”, las “Jarawaciones…” sustentan la crítica colonialista de la década del ’60, hundiéndose en un mundo beatnik en lucha contra una sociedad jerarquizada, siempre cerca del coloquial y político universo gelmaniano. Su intención es generar sentido a partir de lo mínimo como esencial. Esto requiere simplificar los elementos utilizados, apelando a un lenguaje sencillo, colores puros y líneas simples. Minimalismo que tiene su reflejo en una filosofía o forma de vida que propone dedicarse a lo importante y descartar todo lo innecesario como camino para alcanzar la realización personal. La descripción pura no existe, las observaciones que realizamos siempre están sesgadas por una pantalla de interés, predisposición y experiencias previas. Todas nuestras descripciones están inevitablemente influidas por consideraciones teóricas. Para que la subjetividad se desarrolle en la externidad es necesario convivir con el objeto. Asimilar las verdades de la vanguardia, hoy, quiere decir algo profundamente distinto de reducir la vanguardia a fórmulas cómodas; quiere decir, sobre todo, llevar a término sus reales instancias de libertad, en cuyo centro está el hombre con su carga de sentimientos y su destino histórico.

123

GRUPO DELAPALABRA


Reseñas

En la primitiva división del espacio de realidad sociocultural, la línea pasaba por la diferenciación entre lo superior y lo inferior, entre lo desarrollado y no desarrollado, entre lo occidental y lo no occidental. Las tradiciones etnocéntricas conducen a diferenciaciones inexistentes en la realidad objetiva. Como diría Breton, “la existencia está en otra parte”. Álvarez forma parte de un grupo de rebeldes como los estadounidenses que hicieron del arte, la literatura, y en particular de la poesía, su refugio espiritual dentro de una civilización machacada por la enajenación, el consumismo y el culto a la violencia. Esta generación da voz a los autores-personajes que hicieron del jazz, la carretera, el sexo, la palabra, la belleza su esencia de libertad; nos revela un estilo de vida en apariencia desordenado y desaliñado, esperpéntico y a la vez armonioso. Como afirmó Gregory Corso en su momento: ‘Lo que debe convertirse en obra de arte es el poeta, no el poema”. Una actitud que aspira a conmover los cimientos de las vidas inertes. Un “Aullido” que devuelva a la poesía su condición de arma terrible. Un nuevo “artista maldito”. Cristina Leonidas Mendiry (Pilar, Buenos Aires)

CARCELEROS DEL TIEMPO QUINTÍN OCHOA ROMERO “CARCELEROS DEL TIEMPO”, poesía de Quintín Ochoa Romero, poeta y narrador nacido en Holguín, Cuba. Con importantes premios en su haber, conjuga su temática alrededor de la existencia, la muerte y una profunda reflexión sobre la modernidad cuando en este párrafo dice “no a los canales de voces y de imágenes ‘, o al extremo del avance consumista que “convierte el monte en combustible“. Desde el prodigio del silencio al fin de cita, un diluvio de belleza poética, da forma a este círculo de palabras que invita a leerlo varias veces como un eterno retorno. Intenso poemario cuyo título “CARCELEROS DEL TIEMPO‘, es premonitorio. Olga Bertinetti pinochafiestas@yahoo.com.ar La Avispa 56

124


Humor

La Biblia

>>>

Kamasutra

Víctor Clementi Guillermo Ochoa Nicolás Pedretti Cabrera Ritacco 125

GRUPO DELAPALABRA


Humor Notis Cocu: Urgente... Hallaron partituras inéditas de quien fuera considerado por los eruditos como el primer compositor de tangos porno en Argentina, me refiero a Cátulo Vergara, alias Cococho.Autor de piezas inmortales: Dan ganas de culearte en un rincón, La vi parada ahí,  De dorapa contra el muro, Putas eran las de antes, Los maricas de antes no usaban vaselina, eran bien machos, Lejana argolla mía y Aquella bolsa de merca, entre otros hits arrabaleros. Los manuscritos fueron hallados en el sótano de un antiguo burdel del barrio de San Telmo. Recordemos que, además, Cátulo improvisó el baile de tango entre hombres, inaugurando así la primera tanguería gay en Buenos Aires, allá por 1919. Sus bustos son toqueteados en Plaza Mansa.

Profecías Tsunga Más acotadas que las Mayas, más ajustadas diría, estas profecías bordean la Silueta de los Tiempos. Las curvas bien femeninas, exactas hasta lo sublime, aseguran un ñato con vento: larga vida. En cambio los bultos pequeños, igual que sociedades tribales, esconden tras la escasez y en tanto compensación, una lengua desarrollada, viril; aunque la dialéctica previene la sorpresa del trabuco. En más de una ocasión, manos inocentes hallaron dicha sorpresa bajo minifaldas cómplices. Mucho menos beneficios recibirán aquellos hilos órticos que dejan en evidencia una celulitis sólo comparable con cráteres lunares. También existen los oráculos no depilados y los promontorios labiales dentro de la familia de las vagináceas. Otro comentario merecen las Tangas Criptográficas que acentúan los colgajos, en especial las divas longevis. Las variedades mirtalegranis y moriacasanus son por demás contagiosas, con la categoría profética de considerarse un imbécil póstumo al venerarlas. Algunos autores han incorporado otros manuscritos tales como Culo Laxo o el Porongofóbico, texto descubierto hace una década en ruinas Tsunga, muy escasas por cierto. La Avispa 56

126


Humor HISTROLY CHANNEL Inspirado en Alienígenas Ancestrales, capítulo en el cual sospechan que los Genios de la Humanidad fueron influenciados por conocimiento extraterrestre. Y puede ser, si del hommo pajensis evolucionamos al Eyaculatis Precosis en un salto léchico, bien podría aceptarse la clonación con los hermanos espaciales. Es entonces que compuse esta fantasía: Einstein y cuatro delincuentes sedujeron a unos ET gays en un Pub de Pretoria. —Te rompo el orto si me tirás una adecuada —dijo Albert—, una que haga ruido... —Y ahí nomás desculó la Relatividad. Un antenudo galáctico le hizo un pete a Da Vinci y enseguida llovieron de la nave dibujos, planos y maquetas con escenas futuristas. Julio Verne, Nikola Tesla, Nostradamus y Michelangelo se empomaron a los delicados navegantes que restaban, en una festichola indescifrable. Desde luego que un manantial de ideas eyaculó sobre las mentes de nuestros coterráneos: arte, cálculos y demás precisiones. Por eso, habitantes del planeta azul: comencemos a mirar de reojo a esos dioses pederastas, a ver si de verdad fueron extraterrestres los que nos manipularon genéticamente para convertirnos en esclavos sexuales.

VÍCTOR MARCELO CLEMENTI NASIF Desahuciado en letras.

www.lacocuzza.blogspot.com victormarceloclementinasif@yahoo.com.ar 127

GRUPO DELAPALABRA


Humor

EL BANCO DE LA PACIENCIA En el país de la demora todo transcurre muy lento es mejor por el momento no preocuparse en la hora, disfrutemos el ahora sin mostrar mucha impaciencia; mi banco de la paciencia no se llena con dinero , por eso yo no requiero la prioridad de la urgencia.  

GUILLERMO OCHOA

(CUBA) - antoniolobo@correodecuba.cu

4 Esto que me contó Javier ayer a la noche es genial: cuando los yanquis y los rusos iniciaron el lanzamiento de astronautas al espacio, se dieron cuenta enseguida de que los bolígrafos no funcionarían con gravedad cero. Para resolver este problema, los científicos de la NASA estuvieron trabajando una década y gastaron 12.000 millones de dólares, en construir un bolígrafo que escriba con gravedad cero, hacia arriba y hacia abajo, bajo el agua y en prácticamente cualquier superficie.

NI

CO

LÁ S

RE

PE D

Me encanta esta historia, más allá que sea mentira de Javier porque tiene una moraleja muy linda que no sé bien cuál es en realidad pero creo que es que no hay qué no sé no sé flashé cualquiera La Avispa 56 128

TT I

Los rusos utilizaron un lápiz.


11

Humor

15

NICOLÁS PEDRETTI

Quiero aprovechar este espacio, para mandar un saludo. Le quiero mandar un saludo al ladrón que me robó la bicicleta en la heladería el domingo pasado que si estás leyendo esto te quiero decir que le arregles la horquilla a la bicicleta que se te puede romper y te podés matar le falta una arandela, es una pavada. Preferible gastar 20 pesos ahora y no que se te rompa la horquilla y te descajetes la cadera contra el cordón de la vereda y además te quiero agradecer porque me diste una lección muy importante dos en realidad primero que no tengo que ser tan confiado y segundo que tengo que aprovechar las oportunidades como lo hiciste vos, que viste la bici sola y te la llevaste.

Cuando era chico fui con mi mamá y su novio al zoológico. La estaba pasando muy bien, hasta que el novio de mi mamá descubrió a unos chicos que estaban alimentando a un mono a través de la jaula, y se le ocurrió que yo tenía que hacer lo mismo. A mí me daba miedo, no quería ir, pero mi mamá me dijo que no me iba a pasar nada y me dio una bolsa de maní para que le tire al mono. Me acerqué a la jaula, saqué un maní y se lo ofrecí. El mono me agarró del pelo y me empezó a pegar cachetadas en la cara. Tuvo que venir el guardia a sacarme porque el mono tenía un ataque de nervios y no me quería soltar. Mi mamá y el novio no paraban de reírse y los chicos que estaba ahí también se reían de mí. Cuando llegamos a casa, mi mamá me puso una bolsa con hielo en la cara, porque tenía la cara como un globo. Esa noche me fui a dormir triste, porque sabía que nunca más iba a poder confiar en alguien.

NICOLÁS PEDRETTI

tengounlinyeradebajodelacama@gmail.com GRUPO DELAPALABRA 129


Humor 17 El lunes fui con mi novia a un recital. Yo no quería ir, pero me obligó. Le debía una de esa vez que me acompañó a la cancha a ver a Racing y le tiraron un choripan en la cabeza. El recital era un tipito solo, tocando el cajón peruano seis horas seguidas. Hizo covers de Madonna, Metálica y un remix de “LAST TRAIN TO LONDON” de Electric Light Orchestra que duró una hora. Para mí sonaba todo igual. A la salida vi un ovni.

25 Nunca tengo nada para hacer. Estoy todo el día al pedo. Me encantaría hacer cualquier cosa, tener un horario, así puedo usar el reloj que me regalaron. Estoy todo el día al pe. Me la paso tomando mate y conectado a Internet.  Debo tener algo malo en los genes, una deformación, mis papás eran primos. Pero a veces, cuando me canso de estar al pedo, voy al Carrefour de la vuelta de mi casa y compro ofertas. Agarró la revista con las ofertas y recorro el supermercado. Me hace sentir bien, me da placer y alegría, comprar cosas más baratas o a mitad de precio. Siento que doy poco y me dan mucho. Siento que doy poco y me dan mucho.

26 Déficit Todo me sale mal, porque no me concentro. Tengo un déficit de atención. Nunca puedo prestar atención, porque siempre estoy pensando en otra cosa. Cuando iba a la primaria, mi mamá me explicaba todo con títeres. Hoy, por ejemplo, me estaba duchando y, en un momento, me doy cuenta que tenía las medias puestas.

NICOLÁS PEDRETTI

tengounlinyeradebajodelacama@gmail.com (Mar del Plata) La Avispa 56

130


El milagro de buena leche ó La Paca

Humor Monólogo cómico

En un pueblecito español llamado Troya… “¡Hola Paquirri!... Sé que me esperas despierto a que te traiga esto que tanto te gusta... Digo yo… ¿No te harán daño una docena y media de longanizas?... ¡Eres un glotón, Paquirri! Antes que me olvide: También le he traído el pasto tiernito que a ella tanto le gusta… ¡No sabes qué día he tenido hoy! ¡Cada vez son más los turistas que vienen a este pueblecito de Troya. Es que el Hermenegildo sabe poco de Mitología Griega y se confundió. No hay puta que le haga entender que ese caballo hermafrodita con cuernos y ubres que puso en la entrada, no es lo correcto. ¡Pero debemos reconocer que fue todo un éxito! II Hoy la Ermita de la Santa estaba cerrada… Por consideración a tanto público que ha venido, tuvimos que hacer una excepción y abrirla... Tú sabes el trabajo que es: ¡¡¡Me seco la garganta explicándoles cómo ocurrió el milagro!!!”¡Cien veces a contarles el día negro de la desgracia! ¡Que yo fui testigo!... (Hace la cruz en su boca, jura.) ¡Como que me llamo Manolo González!... Ese día bien que lo recuerdo, como si lo estuviese viendo: ¡Murió el tío del Isidro mi gran amigo, y la única vaca que había en el pueblo!... Entonces le he acompaña’o al velatorio... ¡Hasta tuve que explicarle a una señora: “¡¡Que no abuela, al velatorio del tío, no de la vaca!!”. III Lo de la pobre vaca no nos preocupa demasia’o... ¡Luego de esa desgracia se produjo el Gran Milagro! ¡A La Paca la esposa del Isidro, le brota leche sin parar! Tanta, que tenemos pa’ amamantar a los bebés de todo el pueblo... ¡Y de los pueblos vecinos también!... Además su esposo hace un queso famoso en la zona… Antes los turistas se llevaban el rico queso de cabra; ahora el de Paca. ¡Hay que verla a la Paca!, ¡qué pechos descomunales tiene! (Pausa.) ¡Que no Paquirri!... ¡Nada de siliconas!... ¡Que en este pueblo esas cosas no se usan!... ¡Aquí los novios bien tienen con qué entretenerse!... (Para sí.) ¡¡¡Que más de uno quisiera tener GRUPO DELAPALABRA 131


Humor

tantas manos como un ciempiés!!!... Como te contaba: ¡Menudo problema conseguirle sostenes XXXL a la Paca! Sin ir más lejos su vecina la Catalina —tú la conoces—. ¡Es una mala mujer! Cuando los ve colga’os del tendal de la ropa, aprovecha para hamacar a sus niños, los gemelos! ¡Pobre Paca! Además tiene otro problema: ¡Si los deja por la noche, a la mañana los encuentra anidados de cigüeñas y hay que ver quién se anima a desalojarlas luego!... IV Mi gran amigo el Isidro, es todo un emprendedor… En un viaje a la ciudad de Segovia vio el Acueducto y quedó fascina’o… Entonces se dijo: “No sé ni me importa quiénes han sido esos tales “Romanos” que plantaron esta cosa aquí pero la idea no es mala ¡Joder!”... Por eso que gracias a él, Troya —nuestro pueblecito— tiene ¡El primer Lactiducto del mundo! Todo niño dispone de la leche fresca que necesita ¡Pero otra vez esa mala mujer de Catalina! La muy aprovechadora se instaló una bañera en su casa, hace baños de inmersión en leche todos los días y ahora, ¡hasta tiene el tupé de hacerse llamar “Cleopatra”, ¡¡la muy Guarra!! V La leche de Paca es de óptima calidad y es exclusiva pa` niños; ¡viene tibiecita y reforzada naturalmente con hierro, fósforo y calcio sin cargo alguno!... ¡Eso sí, sus pechos son una tentación y debemos cuidarla de los degenerados y sinvergüenzas que son los que abundan en el pueblo… Sin ir más lejos Tiburcio —el enano— quiso hacerse pasar por un niño de pecho y se vino vestido de marinerito… ¡Casi lo logra el depravao!, ¡si no fuese por sus patas peludas que olvidó afeitar! VI El Isidro no quiere innovar e insiste que su fábrica debe ser artesanal ¡Nada de máquinas ordeñadoras!... ¡Todo manual! Eso sí, no hay operario que le aguante, luego de una jornada de ocho horas (Hace ademán de ordeñar.) ¡Quedan agota’os y piden una semana de descanso por trabajo forza’o!... Tanto le insistieron al Isidro que hay que invertir para crecer, que fue a la ciudad a comprar una máquina ordeñadora moderna. Al no conseguirla del tamaño XXXL de la Paca, se trajo una aspiradora industrial de última generación, computarizada y todo. Tanto aspira la La Avispa 56

132


Humor

condenada, ¡Que debimos sacar a la Paca de dentro entre diez y una yunta de bueyes!

VII Tan buena es la Paca que el Ayuntamiento decidió otorgarle un reconocimiento… Algunos propusieron construirle un pesebre calefaccionado... otros regalarle unos fardos de pasto… Finalmente se votó otorgarle una cucarda y un pergamino. Al no saber cómo le caería a su marido el Isidro lo de la cucarda, se decidió darle en un acto público solo el pergamino en reconocimiento a los servicios presta’os… Luego del discurso del señor Alcalde, la bendición del cura párroco y la actuación de la banda del pueblo, le pidieron que diga unas palabras ¡Pobre Paca!, quedó tan emocionada... pero tan emocionada, que no pudo decir ni ¡Muuu! ¿Quieres creerlo? VIII Tú sabes que nosotros somos pobres pero muy agradecidos. En honor a ella, niño que nace, niño que de nombre le ponemos “Paquito”. Vez pasada el Cura Maestro de la escuelita parroquial pidió: “¡Paquito, ponte de pie y cántame el Ave María!”... ¡Entonces ocurrió que todos los niños del aula —que son como cien— se pusieron de pie y cantaron a coro el Ave María… ¡El pueblo parecía flotar en una nube de Gloria, las voces de esos ángeles eran como manantial de leche bendita!... ¡Y los borrachos del Bar a brindar! “¡Joder!... ¿Qué estamos de boda y nadie avisa?” Hablando de borrachos... —¿Estás entera’o?— ¡Al Inocencio le hicieron una broma pesada!... (Pausa.) Por bebida blanca le dieron a tomar un vaso de leche... ¡¡Y se murió!!... IX Los niños de la parroquia es pasión que sienten por el fútbol. Todo el santo día a hablar del Barcelona, del Real Madrid… ¡de Messi! Tanto les gusta que crearon su propio equipo. Vez pasada hasta el cura se arremangó la sotana y ¡Hala! ¡A patear!... El domingo en la iglesia a los feligreses les extrañó que diese misa con muletas… ¡Si hasta la Consagración de la Santa Hostia tuvo que hacerla el monaguillo! X Como te decía: Es un equipo formidable el que han arma’o... Que 133

GRUPO DELAPALABRA


Humor

camisetas nuevas… balompié nuevo… ¡Arco recién pintao! ¡Pero el nombre que le pusieron fue un problema: ¡Cuando se enteró el cura puso el grito en el cielo! “¿¡¡Los Pacos!!?”... ¡¡¡Vicios en mi parroquia, jamás!!!”... ¡Y se pudrió todo! XI ¡Los niños de mi pueblo son traviesos pero buenos como pan de leche…Sin ir más lejos, amarraron al loco del pueblo a un poste en la entrada y le pusieron tres luces de colores… ¡Gracias a ellos ahora tenemos el primer semáforo del pueblo y ningún turista se pasa de largo!... ¡Aunque ese bendito caballo de Troya con cuernos y tetas, distrae a los automovilistas y chocan! XII ¡Menudo trabajo el mío con los turistas en la Ermita! A una señora mayor del público tuve que llamarle la atención: ¿Qué hace abuela soplando la vela? ¡Yo no dije “apagar” la vela, si no “pagar” la vela!... ¡Joder! XIII Paquirri... ¿Me escuchas o estás dormido? (Ruido indefinido desde la habitación.) ¡Pobre hijo mío! ¡Treinta años y virgen!... ¿Digo yo: Qué hará todo el santo día encerra’o en su cuarto con la cabra?... ¿¿¿Pensará que es una moto???” FIN

CABRERA RITACCO, MIGUEL ALBERTO

miguelalbertocabrera@yahoo.com.ar (Mar del Plata)

ZAP - ROBERTO PÉREZ ESCALA La Avispa 56

134


ar m. o t.c m po ail.co s og .bl hotm p a s-z ala@ e c ien ezes u r q w. ope ww bert ro 135

GRUPO DELAPALABRA


Índice Editorial ....................................................................... pág 3 Entrevista ..................................................................... pág 5 Silvia Hopenhayn por Gastón Sequeira Poesía ..................................................................... pág 11 Goijman / Yrasema López / Herrmann / Corrado Mélin / Barbero / Bertinetti / Avilés / Sequeira / Di Vita / Polastri / Idiazabal / Bianco / Valdés Marteles / Mattano / Noguerol / Clementi / Morteo / Cuentos y relatos ...................................................... pág 33 Herrmann / Medina Castro / Aznar / Hernáez / Labandal / Ruiz / Politano / Wolfson / Notas y ensayos ACERCA DE LA POÉTICA DE RENÉ VILLAR por Susana Rozas ................................................ pág 54 Futuro y Pasado unidos por un Presente por Beto Brom .................................................... pág 58 PABLO NERUDA por Roberto Di Vita ............................ pág 60 CONTRALUZ: Por la ruta del ARTE, el camino a la VANGUARDIA por Cristina Mendiry ................... pág 62 Plástica con Julieta Rodríguez .............................................. pág 69 Cine y TV por Gabriel Cabrejas ................................... pág 75 DOSSIER CUBA .......................................................... pág 83 Rincón de los bajitos .............................................. pág 107 Notiavispa ............................................................. pág 111 IX Encuentro literario Internacional Cataratas del Iguazú, 2012 por Graciela Barbero El reportaje poéticamente absurdo ....................... pág 113 por Gustavo Araujo Reseñas .................................................................... pág 121 Humor ................................................................. pág 125 Clementi / Ochoa / Pedretti / Cabrera Ritacco / ZAP Roberto Pérez Escala ........................................ pág 135 La Avispa 56

136

Revista La Avispa 56  

Revista Literaria y Cultural de Mar del Plata - Argentina - Primavera 2012

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you