Page 1


Estudio

EL PODER DEL PENSAMIENTO COSCIENTE

de Paola Grasso

7

El ser humano a menudo se ha planteado la posibilidad de que exista una inteligencia ajena all universo, hipotizando hipotizand h do la l existencia de d otros seres, imaginándolos imaginánd dolos l como superiores a nosotros. Si el macrocosmos y el microcosmos se asemejan, podríamos hacernos la misma pregunta mirando nuestro universo interior, igual de desconocido para nosotros. noso no sotr tros os. (2) (2)

¿Has pensado alguna vez que aquello que buscamos fuera responde a una una pro p rofu fund nda a profunda exig ex igen enci cia a de n nue uest stro ro ser sser? er? ? exigencia nuestro Pon algu g nos ej jempl p os algunos ejemplos que muestren tu parti icular l manera de de particular colm co lmar ar, a través trav tr avés és de de lo colmar, externo, tu vacío interior.

?

3

¿Qué tipo de asociaciones e a uto tomáti ática cas está está tá automáticas haciendo en este momento tu mente? Trata de observarla en los próximos minutos.

Gurdjieff habló existencia Centro Intelectual Superior, perfectamente desaGu Gurd rdji jieff eff h hab abló ló de de la eexi xist sten enci ciaa de dell Ce Cent ntro ro IInt ntel elec ectu tual al Sup S uper erio iorr, p per erfe fect ctam amen ente te des d esaarrollado, sutiles sutiles rrol rr olla lado do, que que trabaja trab tr abaj ajaa con con hidrógenos hidr hi dróg ógen enos os ssut util iles es (aú ((aún aún n má máss su suti tile less qu quee los los que que nutren nutr nu tren en el el Centro Superior), como todas histoCent Ce ntro ro Emocional E Emo moci cion onal al S Sup uper erio ior) r), pe pero ro q que ue no no conocemos. cono co noce cemo moss. A Así sí ccom omoo en ttod odas as llas as h his isto tofantásticas comunicarnos con la rias i ffantá tásti ticas sobre sobre b los l OVNIS, O OVN VNIS IS, no logramos l comunicarnos i l inteligencia intteli ligenciia superior nosotros. Centro Emocional Superior supe rior i que se esconde esconde d en nos otros. t El El C entro t E Emo cion i all S Superi ior está tá ya muy distante, di stant t te, pero: “El centro superior, hidrogeno está todavía lejos “E El ce cent ntro ro intelectual iint ntel elec ectu tual al ssup uper erio iorr, trabajando ttra raba baja jand ndoo co con n hi hidr drog ogen enoo 66,, eest stáá to toda daví víaa má máss le lejo joss de nosotros, noso no sotr tros os, es todavía tod todav avía ía menos m men enos os accesible. aacc cces esib ible le. Existe Exis Ex iste te la la posibilidad posi po sibi bili lida dadd de contacto con conta tact ctoo con con él mediante med media iant ntee el superior. superiores inferiores, centro emocional sup perior. [[...] ...]] Para obtener, entre los centros sup periores y los infe f riores, una comunicación correcta y permanente, se necesita regular y activar el trabajo de los centros ce ntros t iinferiores”. nfferiores” i ”. El trabajo sobre sí mismo, sobre el cuerpo, sobre las emociones y sobre la mente, es entonces elemento fundamental para ento en tonc nces es un un el elem emen ento to ffun unda dame ment ntal al par p araa prepararnos prep pr epar arar arno noss al contacto con conta tact ctoo con con los los Centros Cent Ce ntro ross Superiores.

? ¿Qué trabajo es necesario conducir sobre la mente? ¿Cómo puede un hombre aprender a utilizar este instrumento?

Gurdjieff habla menudo del hecho Gurdji djieff ff h abl bla a men udo d d ell h echo h de de que los l centros inferiores funcionan mal, porque uno hace el trabajo del otro y no reciben el tipo de combustible apropiado para funcionar correctamente. La mente del hombre ordinario tiene como característica principal la incesante charla interior, influenciado por las asociaciones automáticas y, a menudo, por las emociones negativas. (3)

?

4

¿Cuando te ocurren situaciones de este tipo, cómo se comporta tu mente? ¿Qué tipo de pensamientos predominan? ¿Qué acciones llevas a cabo?

Tratemos de poner un ejemplo de cómo puede funcionar la mente de un hombre que no está acostumbrado a trabajar sobre sí (o sea a tener bajo control todos estos procesos). Suponemos que hoy en el trabajo una actitud de un colega nos haya molestado especialmente o herido, a lo mejor porque estábamos ya predispuestos a ello, de mal humor. De repente empezamos a desahogarnos por todas las injusticias sufridas hasta ahora, y nuestra mente, bajo el influjo del centro emocional que se ha puesto ya en movimiento, empieza a sugerirnos una serie de argumentos en contra de este colega. Explotamos en una escena tremenda que deja sin palabras a los presentes. En seguida nos damos cuenta de que hemos exagerado y se apodera de nosotros el sentimiento de culpa. Pero como somos unos grandes charlatanes y necesitamos justificarnos, sobre todo ante nuestros ojos, nuestra mente empieza a ofrecernos informaciones que demuestran que no, que efectivamente tenemos razón y nuestra boca empieza a producir palabras para explicar a los demás colegas las justas motivaciones que nos han empujado a actuar de este modo. Si luego alguien nos lleva la contraria, vuelve a empezar el flujo intenso de pensamientos negativos. Podríamos ir todavía más adelante, pero lo dicho es suficiente para hacernos entender cuánta energía se gasta inútilmente, cada día. ¡Nuestra mente está siempre en el caos! (4)

Profundizando en el Sistema Sistem ma

2

EL CUARTO CAMINO

?


Estudio

El sueño del rey Nabucodonosor - 2

?

de Giovanni M. Quinti

11

¿Por P q qué uéé al algunos lgunos su sueños eños ñ permanecen d durante urante t años ñ en la la memoria memoriia y ot otros tros ápid idamente olvidados? ollvid idad dos?? son rá rápidamente ¿Son S basura b psiicoló lógiica o los los sueños sueños ñ poseen también tambié bién algún allgún ú valor vallor para ell psicológica trab bajo j sobre sob bre sí? í? trabajo (1)) (1

Para contestar tenemos que explicar antes el origen y el proceso de constitución de las imágenes oníricas. Cuando soñamos vienen a la conciencia conflictos, deseos, pensamientos y emociones censurados durante vigilia. Podemos hacer censurad dos d urante llaa vig ilia. l Pod demos h acer un parangón entre llaa maquina h pasajeros, cuales humana y un auto con cinco pasaj jeros, d de llos os cu ales l acostumbran bran a conducir cond ducir i uno o all máximo mááxiimo dos dos de de ellos. ell llos. Los Los pasajeros pasajjeros corresponden corresponden d a nuestros Centros: tros C Cen entr tros os::

En una determinada situación los Centros que se quedan pasivos pueden, cuando dormimos, descargar sus impulsos no escuchados en la fase de vigilia. Pongamos dos ejemplos para aclarar lo dicho: Una secretaria sumisa, oprimida por el carácter despótico director, podría soñar dispararle. chico cará ca ráct cter er des d espó póti tico co de de su dir d irec ecto torr, pod p odrí ríaa so soña ñarr di disp spar arar arle le. Un cchi hico co tím ttímido, ímid idoo, que que no no consigue declararse a su compañera de escuela, podría soñar con poseerla. Los contenidos oníricos pueden expresar no solo deseos, sino también conflictos entre los diferentes Centros. Aquí Aq quí un ejemplo: ejjempl p o: Mario, veinteañero, es un chico débil, dependiente de sus padres. Durante la actividad onírica podría soñar con librarse, matándolos. Después de haber actuado siguiendo ese impulso, el sueño podría transformarse en el cuadro de la parte frágil de Mario que, observando sus actos, cae en la total desesperación.

Estudio y profundizac profundización ió ón de los Tex tos o Sagrados o

instintivo · motor · intelectual · emocional · sexual

Esta es la génesis típica de una pesadilla. (2) El miedo expresado en la pesadilla nace de la necesidad, por parte de la conciencia, de censurar un impulso para ella intolerable. Estamos construidos con un perfectísimo sistema de amortiguadores, para defendernos, de todas aquellas partes que comprometen la idea imaginaria que tenemos de nosotros mismos. Explicaremos más adelante este punto.

1

¿Cuál es tu opinión al respecto?

?

2

¿Qué piensas de las pesadillas? ¿Las tienes a menudo? ¿Las consideras manifestaciones absolutamente negativas o crees que tienen su función y utilidad?

Despiertos, tomando una decisión, lo hacemos solo con una parte de nosotros y nunca con nuestra totalidad. A veces decidimos con el centro instintivo, otras con el emocional, otras con el intelectual: en realidad son los Centros los que deciden por nosotros. Los Centros que no participan de una elección, no quiere decir que no tengan una posición propia y distinta a la que efectivamente se obra. El sueño, disminuyendo el poder defensivo de los amortiguadores, libera sus voces no escuchadas; es entonces una actividad esencial que permite a todos los “yos” descargar las propias pulsiones y liberarse. Por lo dicho hasta ahora podemos deducir que existen sueños producidos por cada centro específico.

EL CUARTO CAMINO

?

Los sueños confirman nuestra multiplicidad: también cuando dormimos no somos uno, sino muchos.


Estudio

TERESA DE AVILA - 1ª parte

de Eva Maria Franchi

15

Esta era uno de las múltiples facetas de Teresa, un poquito coqueta, llevada por la vida mundana y al mismo tiempo testaruda, orgullosa y determinada, capaz de imponerse rigurosas ayunos, cilicios, clausura y restricciones tales que, probablemente, muchos visto película habrá ment me ntee, een n mu much chos os de de los los que que como como yyoo ha han n vi vist stoo la pel p elíc ícul ulaa ha habr bráá surgido surg su rgid idoo la pregunta: “¿Será verdaderamente una Santa o era una histérica?” (2) Leyendo que puede respuesta. Leye y ndo los textos q ue Teresa escribió se pu p ede encontrar la respu p esta. Son sorprendentes las analogías entre algunas consideraciones de la monja carmelita y las enseñanza de Gurdjieff. Aunque se tiene que tener en cuenta que Teresa era una mujer de su época, condicionada p por el ambiente y p por el p periodo histórico en el p que vivió como el escritor y traductor de textos teresianos Ítalo Alighiero Chiusano subraya:

Encuentros con Mujeres Notables

Volviendo a la película, la única crítica que me siento de hacer se refiere a la elección de la actriz protagonista: indudablemente bellísima e impresionante, pero que en cambio me ha resultado falta de carácter, excesivamente etérea y aturdida q porr encarnar un personaje quee haya p po p rsonajje como la santa de Á pe Ávila. No creo qu q y sido un trabajo j opuestas: contemplativa, cuyos raptos fácil. En Teresa convivían dos naturalezas opu p estas: La contempl p ativa,, cuy yos rap ptos mujer según parece extáticos han pasado p sado a la historia y la muje pa j r de acción qu qquee segú g n pa p rece era de temperamento temp peramento bastante extrovertido y volitivo. Se dice que que en su juventud juventud Teresa para era verdaderamente bella y consciente de su atractivo. La convencieron p ara hacerse un retrato cuando ya había superado los sesenta años. Tener que quedarse inmóvil para posar, en lugar de dedicarse a sus labores, resultó para ella un gran esfuerzo. Vanidosa y dotada de un agudo sentido del humorismo, cuando vio el retrato, para satisfecha gran exclamó dirigiéndose fraile nada na da ssat atis isfe fech chaa con con el resultado rres esul ulta tado do d dee su ggra ran n sacrificio, sacr sa crifi ifici cioo, eexc xcla lamó mó d dir irig igié iénd ndos osee al ffra rail ilee quee la había pintado: “Que perdone, quee desp después q qu pintado: “Q Q ue Dios te p erdone,, frayy Ju JJuan, an,, qu q pués de haberme aburrido largamente, me has también pintado fea y legañosa”.

«... se deben leer los escritos de Teresa afrontándolos desde el p punto de vista histórico, no esperando de Teresa de Ávila permisivismos y atrevimientos que eran totalmente extraños a su educación y convencimientos, así como ningún historiador del arte pretendería juzgar la escultura hindú según los cánones de Policleto». 2

Si alguien ha visto la película Teresa, el cuerpo de Cristo comente con los compañeros las impresiones recibidas.

? Según tu parecer, ¿la capacidad de conseguir estados místicos, es algo que se adquiere recorriendo un camino espiritual con profunda dedicación o es un don innato?

Vivió en una época de obscurantismo que se agravó con la contrarreforma, leyendo los escritos de Teresa se tiene la impresión de que lo que ha conseguido y experimentado sea principalmente el fruto de su búsqueda personal, para nada estimulada, al contrario obstaculizada, por la institución eclesiástica a la que pertenecía. (3) Se procuraba libros que no estaban bien vistos en su convento, algunos de ellos, aunque pertenecían a la tradición cristiana, fueron incluso prohibidos por la inquisición. Su primer confesor, al contrario que ayudarla y ser su maestro, le causó grandes crisis y sentimientos de culpa porque se atrevía a afirmar que se comunicaba con Jesús. Solo en edad avanzada encontró guías espirituales, entre los cuales se hallaba Pedro de Alcántara, que le apoyaron, motivándola, confortándola y ofreciéndole apropiadas indicaciones. Sus “éxtasis” casi la llevaron a la hoguera. Si eso no sucedió fue debido, en parte, al hecho de pertenecer a una familia acomodada y a que fue protegida por Guimara de Olloa una poderosa y noble Señora. Pero procedamos con orden a rememorar las etapas de la vida de esta mujer de la cual resalta su exquisita humanidad.

EL CUARTO CAMINO

?


039 el poder del pensamiento consciente cuarto camino  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you