Page 1


Equipo Distrital de Cultura y Pastoral Vocacional

Para apropiarnos del NĂşcleo 3

CULTURA VOCACIONAL Documento provisorio para uso interno

cultura vocacional rev3.indd 1

8/23/16 2:53 PM


cultura vocacional rev3.indd 2

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

Estimados compañeras y compañeros de Misión: Entre mediados del año pasado y principios de este 2016 diversos actores de nuestras obras educativas lasallanas de Argentina y Paraguay hemos vivido el proceso del VIII Capítulo Distrital y la VI Asamblea Distrital de la Misión. Ha sido un tiempo muy fecundo, en donde juntos, Hermanos y Seglares, reflexionamos sobre algunas cuestiones a considerar durante el próximo trienio, en lo que respecta a la vida conjunta de nuestro Distrito. Como “resultado” de este camino ha salido a la luz el Documento del VIII Capítulo y VI Asamblea Distrital: “Esta obra de Dios es también nuestra: una experiencia de Evangelio”. Si bien todos los núcleos son importantes a la hora de pensar nuestro Distrito, el tercero, CULTURA VOCACIONAL: construyendo vida humana plena y de fe, resulta novedoso con respecto a Capítulos y Asambleas anteriores. No en el sentido de que “lo vocacional” es una novedad. De hecho, este eje siempre ha estado arriba de la mesa. Pero no solo en nuestro conjunto, también en nuestro Instituto y nuestra Comunidad Iglesia se está intentando resignificar y dar pasos hacia delante en este tema. Como dice el Hno. Visitador Martin Digilio en la presentación del documento: “Parte del eje central del documento es entender nuestras vidas como vocación…Pero vivir la vida como vocación es otra alternativa a nuestra cultura, una cultura evangélica y lasallana para entender que se puede elegir vivir con un sentido mucho más trascendente y humano que el brutal consumismo inmediato. Que la vida de los hombres y las mujeres de nuestro tiempo tienen mucho más que el solo trabajar para luego disfrutar. Y esto para ser vivido en nuestras obras educativas por los educadores y los alumnos desarrollando estrategias que permitan vivir nuestras vidas en una cultura vocacional”. 3

cultura vocacional rev3.indd 3

8/23/16 2:53 PM


CULTURA VOCACIONAL

Por todo ello, hemos incluido este núcleo en la última Asamblea y Capítulo Distrital. Y queríamos ofrecerles a ustedes, una suerte de subsidio en donde todos podamos apropiarnos de lo que ahí se dice y se cuenta. Unas líneas a las que podamos recurrir para introducir y ampliar un poco lo que se ha pensado sobre la cultura vocacional. Una referencia que nos ayude a ir pensando nuestras obras educativas en esta clave. Una invitación a que TODOS asumamos el compromiso de transitar y entender la vida escolar desde una óptica vocacional. Un desafío a encontrar sentidos más humanos y plenos a nuestras vidas; y ayudar a otros a ponerse en actitud de búsqueda, de iniciación, de apertura. Es una gran alegría para nosotros acercarles este material. En él encontrarán una breve lectura comentada sobre el núcleo de Cultura y Pastoral Vocacional del documento y, al final, les ofrecemos una especie de “vocabulario vocacional” que les pueda servir de ayuda para abordarlo. Como siempre, a disposición para lo que necesiten. Les dejamos un fuerte abrazo en Jesús y La Salle.

Equipo Distrital de Cultura y Pastoral Vocacional

4

cultura vocacional rev3.indd 4

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

HACIENDO MEMORIA

desde nuestros horizontes…

“La comunidad de adultos lasallana vive esta relación como una comunidad narrativa de un sentido particular de la vida, la comprensión de la vida a la luz del Misterio de Cristo vivido en la tradición de La Salle. Es una comunidad testigo de Dios como Vida de nuestra vida, comunidad que ha hecho esta experiencia y la ha descubierto en el tejido de la comprensión cultural sobre la que trabaja”. (HPP, 36)

“EN LA ESCUELA LASALLANA TODA PERSONA QUE INGRESA EN LA VIDA DE LA OBRA EDUCATIVA ES ACOGIDA POR ALGUNA COMUNIDAD O GRUPO QUE COLABORA EN SU INSERCIÓN PROFUNDA Y EN SU INICIACIÓN” (HPP, 71)

5

cultura vocacional rev3.indd 5

8/23/16 2:53 PM


CULTURA VOCACIONAL

“…La verdadera actualización es la de las posibilidades de la persona y los grupos en su autotrascendencia”. (HDF, 19) “El horizonte propio y el común tienen movilidad. El futuro es siempre móvil. Porque el Futuro Absoluto es Dios mismo que viene a nosotros como plenitud del mundo. El futuro viene y lo esperamos como aquel lugar al que pertenecemos sin saberlo: la verdad, la justicia, la belleza, la vida…Alcanzar el futuro es vivir en proceso, en acción, apertura, autotrascendencia. (HDF, 22) “La formación es una preocupación institucional por el futuro de la misión. Nuestra misión es construir esperanza por la educación”. (HDF, 25) “Enamorarnos es un desarrollo profundo de nuestra sensibilidad inteligente y responsable. Es convertir el amor en el acto originario de toda nuestra actividad, poniendo determinadas personas en el centro que organiza nuestra vida… Así el enamoramiento es un proceso de autotrascendencia. Nos enamoramos de nuestros compañeros, de nuestros alumnos, de los pobres, de Jesucristo, del Evangelio, de sus valores, de sus intereses, de sus proyectos”. (HDF, 28)

6

cultura vocacional rev3.indd 6

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

CULTURA VOCA CIONAL

Hoy desde nuestro último documento del Capítulo y Asamblea…

CULTURA VOCACIONAL: CONSTRUYENDO VIDA HUMANA PLENA Y DE FE Introducción

(comprende los puntos 19 a 26 del documento) Esta introducción intenta dar un marco, un contexto para el desarrollo de todo este núcleo. Al ser un núcleo “nuevo” e independiente, quizás sea una introducción un poco más extensa que las del resto. En ella nos proponemos dar algunos pasos hacia la comprensión de algunas expresiones como Cultura Vocacional, Pastoral Vocacional, Vocaciones Lasallanas, carisma lasallano, vida entendida como vocación, etc. 7

cultura vocacional rev3.indd 7

8/23/16 2:53 PM


CULTURA VOCACIONAL

También encontrarán una descripción del tiempo cultural que nos toca vivir, una aproximación a las debilidades de hoy para vivir nuestra espiritualidad, pero atendiendo también a las oportunidades que ofrecen estos tiempos para vivir la fe de una manera más coherente y humana. La introducción comienza poniendo de manifiesto dos expresiones claves como Cultura Vocacional y Pastoral Vocacional. (Punto 19) Podemos decir que son el eje central de todo el núcleo. Antes de comprender estos conceptos como algo “abstracto” y buscarle el significado, debemos tener en cuenta que la Cultura y la Pastoral Vocacional se plantea en el documento como PROPUESTA y RESPUESTA de la misión educativa de nuestro conjunto y del Instituto, porque como nuestro fundador, entendemos a la vida como vocación.

Algunas definiciones Podemos entender a la vocación como el proceso dinámico de construcción de unas respuestas vitales, integradoras y trascendentes que realiza una persona ante realidades que la interpelan particularmente. Esos aspectos de la realidad convocan en ella su generatividad, su responsabilidad, su fecundidad, por eso la llevan más allá de sí, de lo sido, en itinerarios de conversión que se abren al futuro y al encuentro con el Otro. La vocación es siempre un llamado que conlleva un para qué1, algo que uno descubre que puede ser mejor si apuesta su vida entera a ello. En el ejercicio de hacerse consciente de la realidad en que habita y de las respuestas que le ha ido brindando, cada persona descubre que puede ir narrando quién es y cómo puede ser y se puede insertar creativamente en narraciones comunitarias2 que la integran.

1. Una misión. 2. Como lasallanos sabemos que las comunidades son fuente, lugar y meta, también para las vocaciones

8

cultura vocacional rev3.indd 8

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

Como todo proceso humano, esta mediatizado y condicionado por la cultura en la que se desarrolla, por ello es que el Documento, haciéndose eco de las investigaciones académicas y los llamados eclesiales contemporáneos, nos habla de configurar una Cultura Vocacional Lasallana. Hablamos de una cultura que permita, promueva y brinde elementos para que cada persona y comunidad pueda comprenderse a sí misma, personalizando su existencia (don gratuito), en el acto de autotrascenderse al ponerse al servicio de la plenificación de la creación y el género humano, especialmente de los que padecen situaciones de desigualdad. No podemos obviar que la cultura contemporánea es poco favorable al proceso antes dicho, por lo que es necesario construir una cultura encarnada y alternativa a la vez. Esta propuesta contracultural será lasallana si en sí misma hace visibles concepciones3 y valoraciones que son propias de esta comunidad hermenéutica de raíz cristiana que sigue a San Juan Bautista de La Salle. Especialmente, necesitamos hacer visible la iniciativa gratuita del Dios que quiere la dignidad y plenitud de todos y cada uno de sus hijos. Ese Padre que llama porque ama y que nos va enseñando a responderle desde nuestra fidelidad celosa ante los pequeños compromisos que la realidad nos va planteando, porque desde el espíritu de fe descubrimos sus dedos en ella, conduciendo dulcemente nuestra vida y la historia hacia la instauración plena del Reino. Esta conciencia de Presencia nos lleva a confiarnos serenamente a su conducción para llevar a término en la historia su obra, que también es nuestra. En ese marco, entendemos como Pastoral Vocacional el trabajo que realiza una comunidad creyente por proponer un diálogo

3. Su manera de entender: la persona, la comunidad y la sociedad; la vida, la muerte, la dignidad, la plenitud, la justicia, la verdad, la fecundidad y la historia.

9

cultura vocacional rev3.indd 9

8/23/16 2:53 PM


CULTURA VOCACIONAL

significativo entre la experiencia vital de Jesús y sus comunidades de seguidores, con los sentidos y las opciones vitales de los jóvenes. No es un diálogo desinteresado, es un diálogo propositivo, que invita a hacer experiencia, que ayuda a descubrirse llamado en los desafíos y necesidades de la Humanidad y de la Iglesia, que inicia al misterio de la diversidad de vocaciones cristianas como formas en que Jesucristo vivo continúa liberando, para que cada uno pueda ir discerniendo y construyendo su respuesta personal, imbricándose libre y creativamente en ese entramado comunitario. Mirar hacia el futuro desde esta perspectiva, es entender el proceso de configuración vocacional de una persona como constitutivo de su humanización y personalización; es caer en la cuenta de que aquellas personas, jóvenes, educadores y familias que transiten por nuestras obras educativas; están habitadas por la búsqueda vocacional. Y que, si bien en algún momento de sus recorridos “lo vocacional” se hace más manifiesto, es un proceso de configuración permanente. Ante los momentos vitales de tematización vocacional, podrán ser conscientes de sus búsquedas e interpretarlas para construir opciones de plenificación valiéndose de los aprendizajes y mediaciones que culturalmente les hayamos ofrecido a lo largo de todo el proceso educativo.

¿Cómo podemos vivir nuestra vocación lasallana? (punto 20)

Asumir esto, no es tarea fácil, pero si necesaria. Es ubicarse en un paradigma, donde lo humano (nuestra humanidad, lo que todos tenemos en común) se va vinculando con la vida, con los saberes, con la fe. Y desde ahí proyectarnos hacia una búsqueda que de sentido más profundo a lo que hacemos. Desde el documento elegimos entender la Cultura Vocacional como una “manera particular y original de MIRAR, comprender y asumir 10

cultura vocacional rev3.indd 10

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

nuestro ser como personas, educadores y creyentes en Jesús” que tenemos como comunidad. En la Meditación 132, nuestro Fundador, nos invita a “mirarlo todo con los ojos de la fe”. Decir HOY y ACTUALIZAR ésta invitación, es intentar “mirar” en clave vocacional. Es abrirse a “una búsqueda a través de la vida… En ese llamado que encontramos en la Historia reconocemos la voz amorosa del Padre que nos llama” (punto 23). El “Vengan y vean” de Jesús (Juan 1,35) y el “mirar todo con los ojos de la fe” del Fundador (Meditación 132), se convierten para nosotros en motor para caminar hacia una Cultura Vocacional en nuestro Distrito.

¿Cómo podemos vivir nuestra vocación lasallana? (punto 20)

Algo que se hablaba en la Asamblea y en general la mirada que muchos tenemos en nuestras obras, es entender lo vocacional solo como aquel esfuerzo que se hace para proponer e invitar a los jóvenes a vivir como Hermanos de las Escuelas Cristianas. Sin dejar esta cuestión fundamental de lado, hoy nos resulta una mirada muy acotada plantear la Pastoral Vocacional solo como una forma de “reclutamiento” de jóvenes para la vida de Hermano. Es por eso que “existen diferencias de comprensión en torno a la Cultura y la Pastoral Vocacional en nuestro Distrito” (punto 30). Es un desafío, “construir entre todos una explicitación de la Cultura Vocacional adecuada a nuestros tiempos” (punto 34) Para esto, debemos comprender que las vocaciones lasallanas se pueden vivir de distintas formas y estilos. Pero la nota lasallana de 11

cultura vocacional rev3.indd 11

8/23/16 2:53 PM


CULTURA VOCACIONAL

todas las formas de vocación es la asociación para el servicio educativo de los pobres. Este es el “plus” que ofrecemos. Esto es lo que transforma a una “llamada, respuesta y adhesión personal” en una “llamada, respuesta y adhesión comunitaria”. En la reflexión que venimos haciendo, hace algún tiempo desde la pastoral educativa decimos que: “En la comprensión lasallana, formar para la misión tiene que ver con la pertenencia y la fidelidad: no hay educación sin una comunidad que se comprometa en ese proyecto, porque lo que educa es el credo compartido”. (Cfr. HDF, 25) Desde esta perspectiva nos atrevemos a formular también que lo que VOCACIONA ES LA ASOCIACION junto con otros para el servicio educativo de los pobres. Dios se hace presente en la historia y me convoca desde los demás, con los cuales me asocio para ese servicio.

VOCACIONES LASALLANAS Vocación de Hermanos

Vocación a vivir la tarea como ministerio (Educadores)

Asociación para el servicio educativo de los pobres

Vocación a formar parte de una comunidad de fe

Vocación al voluntariado y la misión

12

cultura vocacional rev3.indd 12

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

¿Quiénes pueden “hacerse cargo” de la pastoral vocacional? (punto 21)

La respuesta es sencilla: TODOS. Es la comunidad creyente en su conjunto, y cada uno de sus miembros, quien puede y debe hacerse cargo de aquellas personas que en nuestros espacios educativos y pastorales manifiestan una actitud de búsqueda vocacional, así como de propiciarla en quienes no la manifiestan, puesto que es una dimensión capital de su proceso de humanización. Esto no puede quedar reducido a unos pocos agentes (catequistas, pastoralistas) sino que es la comunidad la que inicia, acompaña y sostiene todo proceso vocacional y búsquedas al sentido de la vida que se van suscitando en los jóvenes.

¿En cuales dimensiones se manifiesta la propuesta de Cultura y Pastoral Vocacional? (punto 26)

Podríamos comprender la CULTURA VOCACIONAL como el aspecto más general de la propuesta. Es la tarea de asumir la vida como responsabilidad ante otros y ante un Otro que llama. Es el “ambiente”, que favorece siempre la búsqueda de sentidos vitales. Cultura vocacional es el modo y el estilo de vida de toda la comunidad y deriva de un modo de interpretar la vida y las distintas experiencias de la vida. La PASTORAL VOCACIONAL DE EDUCADORES es la experiencia radical que se abre a la asociación con otros para el servicio educativo de los pobres. Es el ejercicio de proponer sistemáticamente, ya desde el credo compartido que anima nuestro hacer, experiencias que inviten a plantearse una apertura a una realidad herida y desigual que nos interpela y a creer que la educación cristiana crítica llevada adelante comunitariamente es un 13

cultura vocacional rev3.indd 13

8/23/16 2:53 PM


al

Seglar

Consagrados en asociaciรณn para el servicio educativo de los pobres Voluntari@

C

Pa

Misioner@

ducadores

Vocacio storal n

Herman@

de e

o c V a c a r iona u t l u

l

CULTURA VOCACIONAL

Clero

14

cultura vocacional rev3.indd 14

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

camino de respuestas transformadoras fecundo y apasionante. Es un doble itinerario: un proceso de comunión para la misión, en cuyo interior se desarrolla el itinerario vocacional de cada educador. La Pastoral Vocacional favorece la entrada en un itinerario vocacional que lleva a cada educador a descubrir un sentido más profundo al trabajo educativo. Desarrolla primariamente la dimensión vocacional y comunitaria de su identidad; si la fe impulsa a la persona el itinerario conduce a vivir la educación como lugar de encuentro con Dios; finalmente llega a vivir la educación como ministerio desde un compromiso estable. VIDA CONSAGRADA EN SUS DIVESAS FORMAS4: Consagración es la forma más plena de una respuesta vocacional, es el ejercicio de integrar todo el proceso vital en el marco de una respuesta que nos revela el sentido más profundo de nuestra existencia: hablamos de hermanos y hermanas, de educadoras y educadores seglares lasallanos que así se viven, como también sacerdotes, diáconos, misioneras y misioneros laicos, voluntarias y voluntarios, etc. Abordar este desafío implica promover y acompañar en nuestras Comunidades Educativas una serie de “experiencias vocacionales”… estas son: INICIACIÓN, ACOMPAÑAMIENTO, PERTENECIA, LLAMADOS Y ENVIADOS. (punto 36) Si bien no son excluyentes una con la otra, ni jerárquicas, marcan una lógica de itinerario vital, por lo que las proponemos como marco de toda experiencia de Iniciación y Acompañamiento. Consideramos que aquí está la clave de toda búsqueda vocacional. Sin iniciación no hay vida de fe, ni por tanto apertura a la pregunta vocacional. Sin acompañamiento sincero, coherente y serio no hay profundización e interiorización de esas

4. Atentos al enorme aporte que el proyecto lasallano le ha hecho a la sociedad y a la Iglesia desde su profunda vocación laical y consagratoria de la profesión.

15

cultura vocacional rev3.indd 15

8/23/16 2:53 PM


CULTURA VOCACIONAL

preguntas. Sin pertenencia, no hay posibilidad de formular la respuesta en un lenguaje y un marco compartido de comprensión de la vida y sin la conciencia de ser llamados y enviados, no es posible personalizar esa respuesta a un llamado del Otro, ni vivirlo como ministerio. Estas experiencias vocacionales desean ser una concreción de lo que se viene trabajando en la línea de Cultura Vocacional. Es una invitación a que puedan vivir experiencias de sentido, especialmente para los jóvenes, pero que nos ayuden a repensarnos a todos. Como antes mencionábamos, están planteadas como un itinerario, que es la manera humana de hacer experiencias y crecer. Para poder comprenderlas mejor, podríamos trazar un paralelo entre algunas experiencias de las primeras comunidades cristianas relatadas en los Evangelios y las de San Juan Bautista de La Salle, expresadas en nuestro HDF. Quizás rezar las experiencias desde estos íconos pueda darnos un poco más de luz. EL GRAN DESAFIO QUE NOS PLANTEAMOS PARA ESTE TRIENIO (2016-2018), es la construcción de CULTURA VOCACIONAL Y EL DESARROLLO DE LA PASTORAL VOCACIONAL en el contexto que describimos anteriormente en el Documento del Capitulo y Asamblea y en este subsidio. (punto 27)

16

cultura vocacional rev3.indd 16

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

EXPERIENCIA VOCACIONAL

EXPERIENCIA EVANGÉLICA COMUNITARIA

Iniciación

Vengan y vean

Crear y ofrecer espacios y tiempos de la presencia y la acción de Dios en nuestras propias historias. Esta podrá ser la base para comprender la existencia como “llamada y respuesta”. Es decir, ofrecer experiencias, actividades, prácticas que abran a las preguntas por el sentido, que nos ayuden a corrernos un poco más allá de lo que hasta el momento venimos, siendo. Experiencias de encuentro con otros distintos (los niños y jóvenes, los pobres, la comunidad lasallana, …) que nos ayuden a ampliar la mirada, descentrarnos un poco para luego comprendernos de una manera más integrada, historizada, contextualizada, trascendente.

“Al día siguiente, estaba Juan otra vez allí con dos de sus discípulos y, mirando a Jesús que pasaba, dijo: «Este es el Cordero de Dios». Los dos discípulos, al oírlo hablar así, siguieron a Jesús. Él se dio vuelta y, viendo que lo seguían, les preguntó: «¿Qué quieren?». Ellos le respondieron: «Rabbí –que traducido significa Maestro– ¿dónde vives?». «Vengan y lo verán», les dijo. Fueron, vieron donde vivía y se quedaron con él ese día.” (Juan 1, 35-39)

EXPERIENCIA LASALLANA

Antes no había pensado en ello Como escribía La Salle en 1694 en su Memoria de los comienzos, refiriéndose a acontecimientos de 1679: “Estas dos ocasiones, a saber, el encuentro con el Sr. Nyel y la proposición que me hizo esa señora (Catalina Leleu) me han hecho empezar a ocuparme de las escuelas para niños. Antes no había pensado en ello en ningún momento. (...) Yo me había figurado que el interés que tomaba por las escuelas y los maestros consistía sólo en una guía externa, que no me comprometía con ellos más que a proveer a su mantenimiento y a cuidar de que cumplieran con su empleo con piedad y educación.” (HDF 58.1.4 Umbral de contacto inicial)

17

cultura vocacional rev3.indd 17

8/23/16 2:53 PM


CULTURA VOCACIONAL

EXPERIENCIA VOCACIONAL

Acompañamiento La síntesis vital sobre las experiencias de iniciación; analizando en clave de llamadas y personalizando su sentido para poder responder, no es un proceso natural ni espontáneo. Demanda de ejercicios sistemáticos de abordaje, oración, discernimiento. Por ello, se hace necesaria una cultura en nuestras obras capaz de acompañar estos procesos. Por eso comparamos esta experiencia con la de Emaús. Para ello hay que proponer itinerarios donde poder narrar y renarrar lo vivido, para abrirlo a comprensiones nuevas, más humanizantes, liberadoras y comprometidas. Es la profundización creyente de las búsquedas vocacionales, es aprender a mirar la vida desde Dios, con los ojos de la Fe.

EXPERIENCIA EVANGÉLICA COMUNITARIA

EXPERIENCIA LASALLANA

Nos acompaña en el andar

Acompañado a recomprender

“Ese mismo día, dos de los discípulos iban a un pequeño pueblo llamado Emaús, situado a unos diez kilómetros de Jerusalén. En el camino hablaban sobre lo que había ocurrido. Mientras conversaban y discutían, el mismo Jesús se acercó y siguió caminando con ellos. Pero algo impedía que sus ojos lo reconocieran. Él les dijo: «¿Qué comentaban por el camino?». Ellos se detuvieron, con el semblante triste, y uno de ellos, llamado Cleofás, le respondió: «¡Tú eres el único forastero en Jerusalén que ignora lo que pasó en estos días!». «¿Qué cosa?», les preguntó. Ellos respondieron: «Lo referente a Jesús, el Nazareno, que fue un profeta poderoso en obras y en palabras delante de Dios y de todo el pueblo, y cómo nuestros sumos sacerdotes y nuestros jefes lo entregaron para ser condenado a muerte y lo crucificaron. Nosotros esperábamos que fuera él quien librara a Israel. Pero a todo esto ya van tres días que sucedieron estas cosas. Es verdad que algunas mujeres que están con nosotros nos han desconcertado: ellas fueron de madrugada al sepulcro y, al no hallar el cuerpo de Jesús, volvieron diciendo que se

“Y si hubiera sabido que el cuidado de pura caridad que tomaba para con los maestros hubiera podido obligarme a convivir con ellos, lo hubiera abandonado (...) el simple pensamiento de que hubiera tenido que vivir con ellos me hubiera resultado insoportable”. Así continúa el texto de La Salle anteriormente citado. Los umbrales son pasos pascuales, saltos de horizontes autocentrados a otros autotrascendentes. Pasos de mayor verdad, de sentimientos más valiosos. Cambiar de umbral, cambiar de intereses, es un momento de conversión en nuestra vida. (HDF 58.3.3).

18

cultura vocacional rev3.indd 18

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

les habían aparecido unos ángeles, asegurándoles que él está vivo. Algunos de los nuestros fueron al sepulcro y encontraron todo como las mujeres habían dicho. Pero a él no lo vieron». Jesús les dijo: «Hombres duros de entendimiento ¡Cómo les cuesta creer todo lo que anunciaron los profetas! ¿No era necesario que el Mesías soportara esos sufrimientos para entrar en su gloria?». Y comenzando por Moisés y continuando con todos los Profetas, les interpretó en todas las Escrituras lo que se refería a él. Cuando llegaron cerca del pueblo adonde iban, Jesús hizo ademán de seguir adelante. Pero ellos le insistieron: «Quédate con nosotros, porque ya es tarde y el día se acaba». Él entró y se quedó con ellos. Y estando a la mesa, tomó el pan y pronunció la bendición; luego lo partió y se lo dio. Entonces los ojos de los discípulos se abrieron y lo reconocieron, pero él había desaparecido de su vista. Y se decían: «¿No ardía acaso nuestro corazón, mientras nos hablaba en el camino y nos explicaba las Escrituras?». En ese mismo momento, se pusieron en camino...” (Lucas 24, 14-35)

19

cultura vocacional rev3.indd 19

8/23/16 2:53 PM


CULTURA VOCACIONAL

EXPERIENCIA VOCACIONAL

Pertenencia Uno de los mayores desafíos de este tiempo es dejar de pensar al ser humano fuera de su/s comunidad/es de referencia; somos cada uno con, desde y hacia otros. Humanizarse es insertarse en la cultura y construir en ella una síntesis de apropiación personal, libre y transformadora, que busca ser compartida, Comunión.

EXPERIENCIA EVANGÉLICA COMUNITARIA

EXPERIENCIA LASALLANA

Lo ponían todo en común

Juntos y por asociación

“Todos se reunían asiduamente para escuchar la enseñanza de los Apóstoles y participar en la vida común, en la fracción del pan y en las oraciones. Un santo temor se apoderó de todos ellos, porque los Apóstoles realizaban muchos prodigios y signos. Todos los creyentes se mantenían unidos y ponían Necesitamos proponer lo suyo en común: experiencias que favovendían sus propierezcan esta consciencia. dades y sus bienes, y Promoviendo gestos de distribuían el dinero reconocimiento y de pertenencia a la Comunidad entre ellos, según las Local, Distrital, Eclesial y necesidades de cada uno. Íntimamente Humana: Comunidades de fe y de Misión. Enten- unidos, frecuentaban a diario el Templo, diendo y planteando a partían el pan en sus la comunidad como cocasas, y comían juntos munidad hermenéutica, como el “tejido espiritual” con alegría y sencillez en el que las personas dis- de corazón; ellos alaciernen, viven y expresan baban a Dios y eran sus opciones vocacionales queridos por todo “movidos por el Espíritu” el pueblo.” (Hch 2, y abiertos a los “horizon- 42-47) tes de la misión”.

1691 marcó el paso de este umbral para san Juan bautista de La Salle. Dos textos podrían ayudarnos a comprenderlo: el Memorial sobre el hábito y la Fórmula de votos utilizada en el gesto llamado Voto heroico: “Santísima Trinidad, nos consagramos enteramente a Vos para procurar con todas nuestras posibilidades y todo nuestro interés el establecimiento de la Sociedad de las Escuelas Cristianas (...) sin podernos desentender del mismo, ni siquiera en el caso de que quedáramos los tres solos en dicha Sociedad o que nos viéramos obligados a pedir limosna y vivir de solo pan (...) prometemos hacer por unanimidad y por consentimiento común todo lo que creamos, en conciencia y sin consideración humana alguna, ...” Es el compromiso perpetuo de asociación con otros para una misión cuya intención profunda ha sido conscientemente experimentada, comprendida, valorada y adoptada.

20

cultura vocacional rev3.indd 20

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

EXPERIENCIA VOCACIONAL

Llamados y enviados Multiplicar en la Comunidad Distrito los gestos de “ser llamado” y de “ser enviado” de aquellos que viven este proceso vocacional. En nuestro contexto se trata del proyecto educativo al servicio de los pobres.

EXPERIENCIA EVANGÉLICA COMUNITARIA El envío de los doce Después subió a la montaña y llamó a su lado a los que quiso. Ellos fueron hacia Él, y Jesús instituyó a Doce para que estuvieran con él, y para enviarlos a predicar. (Mc 3, 13-14)

EXPERIENCIA LASALLANA

Hemos sido enviados y enviamos

Para La Salle 1694, el mismo año en que escribe la Memoria de los comienzos que veníamos siguiendo, marca el cruce de este umbral. Ha podido dedicarse a escribir la Regla para construir la vida de la comunidad, colabora con los Hermanos para redactar textos que animen la vida escolar (Guía de las escuelas; “Después de esto Deberes del cristiano; Reglas de designó el Señor a cortesía, Meditaciones...) y quiere otros setenta y dos y dar la autoridad a un Hermano. Visibilizar el proceso los envió por delante, Los que animan son los que se vocacional de cada de dos en dos, a todas preocupan por actualizar las pouno de los miemlas ciudades y lugares tencialidades de los demás. “Yo bros y comunidades adonde pensaba ir. me hago cargo junto con ustedes”, que componemos Les decía: «La cosecha “nos ponemos la obra al hombro”. el Distrito. Es cones abundante, pero los Vivir en la animación de la obra no cretar en gestos el trabajadores son posignifica ser siempre el encargado reconocimiento a las cos. Rueguen al dueño de su conducción. Ni siquiera es personas y comuni- de los campos que forzoso trabajar en ella. La animadades que constitu- envíe trabajadores para ción es más una postura de vida, un yen este cuerpo, de su cosecha».” nivel de conciencia, que un encargo manera honesta y (Lc 10, 1-2) funcional. respetuosa de su inLa comunidad que anima es una dividualidad. Desde Jesús repitió: «La comunidad sabia: tiene sabor proese reconocimiento, paz esté con ustedes. pio; es seguidora de Jesús, el Maesencomendar la miComo el Padre me tro Sabio; es creadora de ámbitos sión, un ministerio envió, así yo los envío de relación; es presencia y señal; desde la educación a ustedes» Al decirles es consciente de su vocación; es para de la dignidad esto, sopló sobre ellos docente; ha sido enviada por otra de todo ser humano, y añadió: «Reciban el comunidad y envía nuevos micomo cooperadoEspíritu Santo.»” sioneros para crear comunidades. res de Dios y de la (Jn 20, 21-22) (HDF 58.4.10 ss) Iglesia.

21

cultura vocacional rev3.indd 21

8/23/16 2:53 PM


CULTURA VOCACIONAL

VOCABULARIO VOCACIONAL Las siguientes expresiones pueden ayudarnos a leer y releer con un sentido distinto, más amplio. La mayoría de ellas fueron ofrecidas por el Hno. Genaro Sáenz de Ugarte, miembro de la Comisión que ha desarrollado este núcleo de la Asamblea.

PERSONA: El ser de cada uno, con su conciencia, su libertad, su palabra. El espacio de cada uno donde la vida se asienta, se manifiesta, se relaciona, se va definiendo y afianzando. VIDA: Es el comienzo de nuestro ser y estar. Es la riqueza. Es el don recibido. Es la tarea asumida. Es el proyecto que se va realizando, en el realismo diario y en la Esperanza. Porque la Vida es gracia y es don. SENTIDO: Todo lo personal tiene un sentido y una significación. Por descubrir, por construir y por expresar. Es significación y orientación. Es medida y Plenitud. Es movilidad. Es revelación. Por eso es Esperanza. FE: Hablar de fe, más que de unas verdades reveladas a asumir es hablar de una experiencia de búsqueda vital. Es la actitud ante la vida de quién no deja de preguntarse y querer comprender, pero al mismo tiempo que encuentra sostén y esperanza en lo que con otros va sintiendo, creyendo, descubriendo. También es saber que, si bien el misterio es siempre mayor que lo que podamos conocer, en la búsqueda vamos encontrando al Trascendente y nos vamos encontrando. Por lo tanto, podemos afirmar que la fe consiste en una forma de vivir. Concretamente, la forma de vivir que nos presenta Jesús en el Evangelio. Es mirada y es reconocimiento. Es aceptación de una presencia valiosa y significativa y es encuentro con ella. Es 22

cultura vocacional rev3.indd 22

8/23/16 2:53 PM


Construyendo vida humana plena y de fe

experiencia que plenifica y renueva. Es compromiso. Es referencia vital. Es arraigo y sostén. RELIGION: Es sistema de expresión de lo que se entiende y se vive como ‘experiencia de fe’. Es expresión, a un tiempo, de vida y de cultura. Necesita estar siempre en discernimiento y en opciones renovadas. Por eso su movimiento permanente de búsqueda y de confrontación con la maduración en la Fe. Es la forma en que las espiritualidades buscan Comunión, haciéndose lenguaje común para encarnarse en la cultura y la historia. COMUNIDAD: Es referencia y pertenencia. Es lugar de reconocimiento y de permanencia consciente y creativa. Es estilo particular. Es proyecto compartido. Es misión. Es misterio… DIOS: Es Vida. Es Ser. Es Presencia. Es Unidad. Es Totalidad. Es Plenitud. Es Horizonte. Es Revelación. Es Comunión. Es Trascendencia e Inmanencia. Es Pertenencia y Permanencia. Es Futuro siempre abierto… JESÚS: Hombre (humanidad) en quien Dios Padre ha querido entrar para manifestarse, manifestar su proyecto de vida y hacer la llamada de fe que le permite a quien responde crecer en su propio ser. Dos expresiones complementarias: Jesús, ‘Hijo Amado del Padre’ y Jesús, ‘Hijo del Hombre’ DISCÍPULO: Persona de fe en Jesús que pone su vida bajo la órbita de Jesús (el pensar, el sentir, el organizarse), que lo sigue en su manera de vivir y que completa su Misión de anunciar/proclamar la Buena Noticia…

23

cultura vocacional rev3.indd 23

8/23/16 2:53 PM


Breve conclusión Desde nuestra pastoral educativa estamos acostumbrados a decir que ella está en el currículum o no está. Pues con la Cultura y la Pastoral Vocacional, como eje central de toda pastoral, pasa lo mismo. Debemos ser capaces de poder ir vinculando la Cultura Vocacional en el tejido curricular de nuestras obras educativas. Solo desde allí, la podremos hacer visible y empezar a construir entre todos ese “ambiente” en donde puedan abrevar las búsquedas y preguntas vocacionales de toda la comunidad. Darle prioridad a esto, es comprender quizás uno de los más importantes desafíos que plantea el documento con respecto al núcleo III. Para terminar, nos hacemos eco de una reflexión del Hno. Santiago Rodríguez Mancini y la transformamos en deseo para el caminar de este trienio: “…Pero es posible, solo hay que realimentar nuestro deseo de autotrascender, de preguntar por los fundamentos de nuestra experiencia, de nuestra comprensión inteligente y de nuestro actuar razonable. Nos tenemos que hacer capaces de encontrar en el fondo de nuestros intereses el rostro de Dios. De ponerle nombre de persona al fundamento. De encontrar el Amor como origen de aquello con lo que nos las habemos todos los días. Y de enamorarnos de ese Amor, o más bien, de dejarnos enamorar por él. Si los docentes, juntos, asociados en equipos que puedan ser comunidades de investigación y de fe, nos ponemos a reflexionar sobre lo que vivimos y enseñamos, solo así habrá posibilidad de que acompañemos nuestros alumnos en la formulación de sus propias preguntas por la ciencia, por el arte, por el desempeño ético y por su fe. Y solo así tendremos algo para indicar como respuesta”.5

5. RODRIGUEZ MANCINI, Santiago. Pastoral educativa. Dios en la vida de la escuela. Colección Cruz del Sur. Sendero ediciones. 2015. Págns 52-53

cultura vocacional rev3.indd 24

8/23/16 2:53 PM


Cultura Vocacional :: Para apropiarnos del Núcleo 3  

Equipo Distrital de Cultura y Pastoral Vocacional - La Salle Argentina-Paraguay.

Advertisement