Issuu on Google+

Año 4 - Nº 32 1 DE ABRIL DE 2013 DISTRIBUCIÓN GRATUITA

ALFREDO CAMOGLI Un hombre cordial, humilde y trabajador, nos cuenta acerca del haras El Alfalfar, un establecimiento prestigioso dentro de la hípica argentina. HUGO MIGUEL PÉREZ. Entrenador apasionado por el tango.


Nota Editorial

Un encuentro con valor humano

Jornada de grandes premios en el Hipódromo de Palermo, jornada de La Reunión PRODUCCIÓN PERIODÍSTICA: Emilio Martinez de Hoz REDACCIÓN: Juan Pablo Toscano Sol Racedo Lucía Villamil CORRECCIÓN DE TEXTOS: Inés Gugliotella DIRECCIÓN COMERCIAL: Miguel Martinez de Hoz DIRECCIÓN DE ARTE: Victoria Martinez de Hoz FOTOGRAFÍA: Juan Ignacio Bozzello Sol Racedo IMPRESIÓN: Presspoint Industria Gráfica CONTACTO: info@revistalareunion.com.ar Sumate a LA REUNIÓN en

Facebook www.facebook.com/revistalareunion

PUBLICÁ EN LA REVISTA

Si estás interesado en publicar en la revista, contactate. miguelmdehoz@revistalareunion.com.ar 156 360 8177 Mayo: GP República (G1) Palermo Mayo: GP 25 de Mayo (G1) San Isidro Junio: Carreras de las Estrellas (G1) San Isidro Agosto: GP 2000 Guineas (G1) San Isidro Septiembre: GP Polla de Potrancas (G1) Palermo Octubre: GP Jockey Club (G1) San Isidro Noviembre: GP Nacional (G1) Palermo Diciembre: GP Carlos Pellegrini (G1) San Isidro 04 | LA REUNIÓN

Volvemos a alegrarnos de estar acompañando a los aficionados de siempre, pero también a los nuevos. Aquellos que llegan por primera, segunda o tercera vez. Queremos contarles que la hípica es un mundo increíble, lleno de historias que merecen ser contadas. Historias de caballos y de personas, los dos grandes protagonistas del universo equino. Ansiamos darlas a conocer. La Reunión es la única revista de distribución gratuita dentro de la industria hípica. Después de tres años de vida, seguimos buscando dar a conocer a todos los protagonistas del turf. Los caballos nos reúnen, los caballos pueden resaltar nuestros valores más positivos… nuestros valores más humanos. Por humano entendemos las historias de vida y sacrificio de todos aquellos que hacen posible esta apasionante actividad. En esta edición de grandes premios en el Hipódromo de Palermo, se cuentan dos interesantes historias de vida. Los personajes que figuran en las páginas de este número se caracterizan por su esfuerzo, sacrificio y humildad. Valores positivos que conviven día a día en el mundo del turf. Queremos que todos conozcan las historias de entrega y dedicación que encontramos a cada momento dentro de la hípica. Deseamos contribuir a que todos aquellos que no conocen este mundo tengan la posibilidad de hacerse una idea verdadera, completa e integral. Estamos seguros de que llegarán a las mismas conclusiones que nosotros. Los caballos de carrera son un espectáculo fascinante. Y la industria hípica está llena de buenas personas. Intentamos eliminar de una vez por todas la imagen parcializada que asocia al turf únicamente con el juego. Es cierto, el juego es la principal fuente de recursos dentro de la industria. Pero una imagen sesgada lleva a mirar solo un aspecto de la realidad. Son miles las fuentes de trabajo que brinda la industria hípica. Tenemos la necesidad de hacer conocer la actividad y necesitamos imperiosamente modificar esa imagen negativa parcializada. Es una tarea de todos, es una responsabilidad de todos. La Reunión continúa en las manos de nuestro público por cuarto año gracias al apoyo de toda la actividad. Durante 2013 el público podrá disfrutar de los encuentros hípicos más destacados junto a La Reunión gracias a ustedes, nuestros lectores. Los invitamos a participar, a contactarse. Queremos un turf que crezca, y soñamos con ayudar a lograrlo.


La Redonda Gente de Turf

Un encuentro con valor humano

“EL ALFALFAR ES MI QUINTO HIJO” El haras de la chaquetilla turquesa con cruz negra es un establecimiento muy exitoso dentro de nuestro medio. Su propietario es el reconocido Alfredo Camogli, un hombre cordial, humilde y trabajador, que empezó desde cero con este emprendimiento. Aunque no le gustan demasiado las notas, Alfredo aceptó gustoso esta entrevista para La Reunión, una rica charla en la que habló del pasado y el presente de su querido haras El Alfalfar.

¿Cómo comienza la relación de los Camogli con los caballos? Siempre fui un tipo de campo. Desde chico, todos mis veraneos y vacaciones de invierno los pasé en el campo. También desde pequeño era un loco de los caballos. Aprendí a andar a los 3 años; era como una obsesión. Mi padre corría carreras de trote y junto con Hernán Ayerza fue uno de los fundadores de la Asociación Argentina de Trote. ¿Cuándo empezó su pasión por los caballos de carrera? Tenía primos que estaban ligados a los caballos de carrera. Te estoy hablando de cuando tenía 12 o 13 años. A mí me encantaban las carreras e iba al hipódromo hasta que me 06 | LA REUNIÓN

fui a trabajar a una estancia enorme, a los 17 años. Viví varios años trabajando en tres o cuatro estancias gigantes que estaban en La Pampa y el sur de Córdoba. ¿Qué hacía en esos lugares? El título que tenía era ayudante de mayordomo pero, en realidad, era mensual de a caballo, un peón. Si bien vivía en el casco principal, era un peón más. Estuve tres o cuatro años haciendo vida de campo, con las tropillas por todos lados. ¿Cuándo y cómo llegan los primeros caballos de carrera a su poder? Cuando tenía 22 años, me vine para administrar el campo


La Redonda Gente de Turf de Rojas, compré algunas potrancas en el Tattersall, como cualquier tipo, y se las di a Víctor Reviriego, el padre de Juan. Entre ellas había hijas de El Centauro y Snow Cat; compraba buenos pedigrís. De esa manera empecé con don Víctor como entrenador; era un crack. ¿Cómo surgió la idea de empezar a criar? Una cosa es ser propietario y otra muy diferente es ser criador. Todo un cambio… Llegó un momento en el que tenía cuatro o cinco yeguas que habían terminado su campaña y me pregunté: “¿Qué hago con ellas?”. Entonces dije: “Las llevo a casa, a Rojas, y las hago preñar”. Ordené hacer cinco boxes, pero enseguida hice dos más. No era una sociedad, pero estábamos juntos con Alejandro González Álzaga, que tenía el campo al lado, primo hermano de Amalia, mi mujer. Somos íntimos amigos desde chiquitos. También era muy amigo de Teresa de Atucha, que tenía el Haras Congreve, la división de El Pelado, y serví a las yeguas con servicios de ella, que tenía ejemplares como Ecuánime, Pronto, Snow Festival o Calchaquí, que creo que hasta me los regaló. Así empecé a criar y, en principio, eran todos mediocres hasta que decidí traer un padrillo que había pasado a tener ocho yeguas. Por medio de Víctor conocía a Juan, que estaba en Estados Unidos, siempre en la cúspide del cuento. Me dijo que tenía un caballo para vender y me trajo a Hot Turk, por el que pagué muy poca plata. Tuve dos o tres generaciones de ese caballo, pero no dio nada. Me imagino que llegó rápido el momento de prescindir de los servicios de Hot Turk… Sí, eran espantosos. A mí me gustaban mucho las cuadreras, no estaba muy metido en el tema, pero había ido varias veces con primos míos. Esas carreras son pura velocidad. Había un caballo que estaba haciendo un lío bárbaro en la calle, que era Combe, de un médico cordobés que era rico. El tipo se divertía como loco con el caballo, y cada vez que le preguntaba si me lo quería vender, me decía que no. Claro, 08 | LA REUNIÓN

Un encuentro con valor humano

afuera corría por mucha plata. Esto fue así hasta un día en que el caballo tenía una cita muy importante en Hilario Lagos, La Pampa, y el doctor sufrió un accidente grave camino al lugar. Él quedó muy complicado de una pierna y después de eso me dijo que sí, que me lo vendía. Me pidió cincuenta mil dólares; yo me quería morir porque no tenía ni loco esa plata. Entonces, armé una sociedad para traerlo, y gracias a ese caballo, El Alfalfar comenzó a figurar un poco más. Cuánto camino recorrido de aquellos comienzos y esos primeros éxitos a lo que es ahora... Ahora es enorme. Los cinco boxes se convirtieron enseguida en doce. Al tiempo se construyó otra galería de diez más, sala de parto, y en el transcurso de tres o cuatro años, el haras creció mucho. En la actualidad, ocupamos unas doscientas hectáreas en Rojas, que tiene el mejor campo de nuestro país. Pero todo fue a pulmón, no tengo ningún lujo. El Alfalfar es un haras de trabajo. Tengo una crianza distinta, que quizá los haras comerciales no pueden hacer por una cuestión de costos. No sé si es mejor o peor, pero es diferente. Como mis caballos me los quedo, invierto mucho dinero. ¿Por qué el color turquesa con la cruz negra? Por nada en especial. Me gustaban los colores un poco claros, pero con algo de contraste para poder verlos en el desarrollo. Fui a Palermo, me mostraron varios colores y elegí estos pero, te repito, no fue por nada en especial. En su momento, la chaquetilla me pareció simpática; ahora me encanta, me parece espectacularmente linda y le gusta a mucha gente (se ríe). ¿Qué pasa si le nombro a Compatible? ¿Qué recuerda? Cuénteles a los lectores quién fue… Combe me dio ganadores de Grupo Uno. Compatible no fue uno de esos casos, pero ganó nueve carreras, inclusive el Cyllene, y perdió por tres cuartos cuerpo el Suipacha. Era del gusto mío, me lo quedé de padrillo. Además, era hermano de Montubio, anterior lógicamente. Compatible


La Redonda Gente de Turf era un caballo espectacular, increíble, tenía todo lo que yo pensaba; además, nació en mi casa y se murió en mi casa. Realmente, lo tengo muy dentro del corazón. ¿Ganó solo nueve carreras? Creo que acá perdió el Unzué; nos había tocado largar demasiado afuera. Me lo cuidaba Carlos Salva, entrenador y uno de los mejores jockeys de cuadreras que hubo. Después de esa carrera me dijo: “Vamos a correr una cuadrera en Vedia”. Yo no quería, veníamos de perder por muy poco una de las más destacadas para velocistas del calendario. Lo iba a correr él y era por mucha plata. Discutimos el tema de la distancia y si tenía que ser de seiscientos, la sacamos de setecientos metros. La prueba era muy dura, había cinco o seis que eran buenos de verdad y el lugar estaba lleno. Abrieron las puertas y Compatible los mató, así que ganó nueve adentro y esa afuera (se vuelve a reír).

“El Alfalfar es un haras de trabajo. Tengo una crianza distinta, que quizá los haras comerciales no pueden hacer por una cuestión de costos. No sé si es mejor o peor, pero es diferente. Como mis caballos me los quedo, invierto mucho dinero”. En sus campos, nacieron y se criaron tres ganadores del Carlos Pellegrini, aunque dos de ellos, Seaborg e Interaction, no figuren como criados en El Alfalfar por un tema de papeles. Me imagino que debe de haber sido algo especial ese 1988 cuando Montubio se llevó la carrera máxima de la región. Fue un acierto tremendo. Compré el servicio de Mountdrago,

Un encuentro con valor humano

que hasta ese momento no había dado nada, y creo que terminó siendo su mejor hijo. Entonces, hice servir a Snow Valious, que era una matunga, una vaca; la tuvo Víctor Reviriego y me dijo: “Ni siquiera te la voy a debutar porque pierde en cualquier lado”. No sé qué pensaba en ese momento, la locura de la velocidad ya la tenía, seguramente lo debo de haber ideado de forma comercial porque Mountdrago no tenía tanta velocidad. Entonces, a Montubio, la cría de aquellos dos, me lo compró José Santamarina, íntimo amigo mío, un padre para mí. Finalmente, Montubio ganó el GP Carlos Pellegrini, también el Ensayo y llegó a vencer en Grupo Uno en EE. UU. Para el tipo al que le gusta eso, Montubio vendría a ser el emblema de El Alfalfar, a mí me gustaba más Compatible. Pasaron otros padrillos, como el recordado Tempranero y el descomunal acierto de Easing Along. Pero viajando más hacia la actualidad, tras la ida de este último, surge la llegada de Key Deputy, que, con sus dos primeras generaciones en las pistas, realmente está arrasando. ¿Cómo llegaron a este caballo? Después de Easing Along, me puse a buscar un padrillo nuevo. Como venía con el empuje de aquel, pretendía cosas de él. Por ejemplo, quería que tuviese capacidad corredora, aunque Easing no la tenía tanto; obviamente, que tuviera velocidad; que viniera de una familia sólida en cuanto a lo genético y con una madre que hubiera sido medianamente como la gente. Entonces, lo llamé a Ignacio León, un veterinario extraordinario que trabaja en Santa María de Araras y hace muchos años que está en Miami, y le comenté que estaba buscando algo como lo que te dije. Mientras tanto, iba buscando por otros lados porque tampoco tenía mucho tiempo, ya que el padrillo nuevo debía estar en agosto en mi campo. A los veinte días me llamó y me dijo que en Nueva York estaba Key Deputy, me mandó toda la información y me encantó. La madre de Key Deputy ganó seis carreras sobre cinco, inclusive Grupo Uno, y había dado dos padrillos. También vi las carreras del caballo y era extraordinario, los primeros cuatrocientos los corría en 21’’ y había llegado a ganar una buena competencia en mil cuatrocientos metros. LA REUNIÓN | 09


La Redonda Gente de Turf

Después de ver todo eso dije: “Este es el caballo”. El animal estaba saliendo del training porque había fracasado en las últimas tres. Aunque nos pusimos de acuerdo con el número, el dueño quería un diez por ciento de la propiedad del caballo de por vida, diez yeguas en casa, que le criara los potrillos de por vida y la prioridad de la venta. Entonces, me negué a la sociedad, dije que no bajo ningún concepto. Aunque ellos se ofendieron un poco, no aceptaba ese arreglo. Seguimos buscando y a los dos o tres meses me avisó Ignacio que querían reflotar el negocio; pero, como yo no quería aquellas cláusulas, me aumentaban el precio en 40.000 dólares, que para mí era mucha plata. Igualmente, le dije que aceptaba, pero que les dijera que lo compraba, lo pagaba y me lo llevaba. Pero el caballo ya no estaba en Nueva York… No, lo habían llevado a Luisiana. Nunca supe que pasó, pero lo habían metido en un haras. Supongo que no se lo pagaron o no lo pudieron manejar, porque cuando llegó era muy indócil. Ahora está perfecto, pero era bravo de verdad. Al margen de todo esto, de las cinco yeguas que le dieron allá, preñó a una y esa cría ganó dos carreras en Estados Unidos a los dos años. Volviendo a lo otro, creo que el maltrato era lo que lo había hecho tan bravo. Cuando llegó, lo saqué del lazareto y comenzamos una lucha muy difícil con el tema de su manejo; era bravo en serio, peligroso. De eso se encargó Alfredo, mi hijo, un tipo joven que es un monstruo, sabe mucho de su crianza… a esta altura, más que yo. Él empezó con un manejo muy específico, tuvimos que hacer un corral dentro del piquete y muchas otras cosas. Key Deputy te encaraba, te tiraba a morder con los dientes. Si lo ves ahora, no lo podés creer. Uno puede soñar muchas cosas, pero ¿imaginaba tantos buenos resultados con Key Deputy? Generó lo que yo quería; es extraordinario, un monstruo. Estaba convencido de que iba a dar bien, pero nunca imaginé que tanto. 10 | LA REUNIÓN

Un encuentro con valor humano

Quizás el mayor exponente de la chaquetilla durante estos últimos años haya sido Tristeza Cat. ¿Qué significa esta gran yegua para El Alfalfar? Ganó veintitrés carreras. Salió de perdedora y luego obtuvo veintidós clásicos. Es una yegua extraordinaria, creo que es la mejor yegua que crié, aunque Repartija ganó Grupo Uno y Qué Piensa Cat también lo hizo, además de ser récord. Pero a pesar de todo eso, creo que esta es una máquina de correr, aunque no haya podido ganar esa carrera de Grupo Uno que le falta, que ha perdido por media cabeza y otra por medio cuerpo. Es un fenómeno de correr con un gran mérito de Roberto Pellegatta; es difícil mantener una yegua que compita cuarenta y cinco veces con tantas victorias. A mí entender, Pellegatta es un genio.

“Tristeza Cat ganó veintitrés carreras. Salió de perdedora y luego obtuvo veintidós clásicos. Es una yegua extraordinaria, creo que es la mejor yegua que crié. Es un fenómeno de correr con un gran mérito de Roberto Pellegatta; es difícil mantener una yegua que compita cuarenta y cinco veces con tantas victorias. A mí entender, Pellegatta es un genio”. ¿Por qué le gusta tanto la velocidad? Siempre me gustó. La gente quizá se confunde conmigo; el mío no es un problema de distancias, no mido los caballos


La Redonda Gente de Turf

Un encuentro con valor humano

Tristeza Cat, uno de los máximos exponentes de El Alfalfar.

en metros. A mí me gusta la velocidad; es una obviedad que cuanta más velocidad tenga un ejemplar, las distancias se achican. Pero si te ponés a pensar, Qué Piensa Cat tiene el récord de mil cuatrocientos metros sobre el césped de San Isidro; Ritón, el de la milla, y Tristeza Cat, el de los mil metros de Palermo, y todos fueron criados por El Alfalfar. Claro que me gustan las carreras de dos mil metros, pero me gusta hacerlo con velocidad. Aunque vi correr a grandes caballos, a mí me emocionaba Ritón, porque se abrían las puertas y salía a correr los mil seiscientos metros con toda la furia. Horacio Karamanos miraba para atrás y se preguntaba: “¿Quién viene a correr conmigo?”.

Alfredo, ¿qué es El Alfalfar en su vida? Yo tengo cuatro… El Alfalfar es mi quinto hijo. Es muy difícil hacer un haras. La mayoría de la gente de nuestra actividad ha heredado el haras. En mi caso, no fue así; lo tuve que hacer de cero. Quizás alguien a quien le ocurrió lo mismo es Juan Carlos Bagó, con Firmamento, pero contando con otra economía, claro. Además, soy un obsesivo con los caballos. Mi pasión es demasiado obsesiva, es mala. Conmigo hablás de caballos o de nada. Por suerte, en casa estamos acostumbrados y todo el mundo habla de lo mismo. Juan Pablo Toscano

LA REUNIÓN | 11


ESTADÍSTICAS 2013 Puesto Padrillo 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10

Importe ganado 1º puestos

PURE PRIZE (EE. UU.) 2278408 CATCHER IN THE RYE (IRE) 2228182 NOT FOR SALE 2010185 HONOUR AND GLORY (EE. UU.) 1900451 MUTAKDDIM (EE. UU.) 1634680 EQUAL STRIPES 1584428 SEBI HALO 1543646 ORPEN (EE. UU.) 1467296 INCURABLE OPTIMIST (EE. UU.) 1375569 JOHANNESBURG (EE. UU.) 1248120

35 31 28 27 27 24 25 23 21 18

STUD BOOK ARGENTINO

Desde 01.01.2013 hasta 25.03.2013

Productos que corrieron

Productos que ganaron

108 92 118 111 82 76 89 90 134 52

31 24 26 23 23 20 21 21 20 16

Puesto Abuelo materno

Importe ganado 1º puestos

Productos que corrieron

Productos que ganaron

1 SOUTHERN HALO (EE. UU.) 2 INTÉRPRETE 3 CANDY STRIPES (EE. UU.) 4 ROY (EE. UU.) 5 EQUALIZE (EE. UU.) 6 LODE (EE. UU.) 7 FITZCARRALDO 8 MUTAKDDIM (EE. UU.) 9 HALO SUNSHINE (EE. UU.) 10 PARADE MARSHAL (EE. UU.)

4258790 2485068 2139391 2080941 2013140 1764250 1582013 1555225 1132485 1083688

211 135 126 108 109 103 105 65 65 87

61 36 22 25 30 22 22 12 15 11

Puesto Haras - Criador

Importe ganado 1º puestos

Productos que corrieron

Productos que ganaron

1 LA QUEBRADA 2 FIRMAMENTO 3 ABOLENGO 4 VACACIÓN 5 LA BIZNAGA 6 EL PARAÍSO 7 SANTA MARÍA DE ARARAS 8 DE LA POMME 9 LA ESPERANZA 10 EL ALFALFAR

4203675 3996885 2846670 2506163 2427065 2384787 2375466 1692402 1577451 1369915

189 215 149 163 135 153 95 99 81 55

50 46 38 31 32 34 32 16 20 9

Puesto Caballeriza

Importe ganado 1º puestos

1 FIRMAMENTO 2 LA QUEBRADA 3 RUBIO B. 4 SANTA MARÍA DE ARARAS 5 EL ALFALFAR 6 HARAS DILU 7 LA BIZNAGA 8 RINCÓN DE PIEDRA 9 HS. FUTURO (SI) 10 LA PROVIDENCIA

1579630 1504955 1337565 1207760 1016830 837060 751000 628480 588750 545720

14 38 || LA LA REUNIÓN REUNIÓN

67 38 27 30 33 23 24 16 17 12

60 50 44 35 34 36 33 18 24 11

18 18 24 14 7 13 8 6 9 6

TOP TEN


Mundo Hípico

Un encuentro con valor humano

HUGO MIGUEL PÉREZ UN HOMBRE, DOS PASIONES

De familia de turf, nació en Uruguay. Desde pequeño se hizo jockey y enseguida fue entrenador, profesión que desarrolla hasta la actualidad. Muy exitoso en su país natal y ganador también de las carreras más destacadas del calendario en la Argentina, su vida no pasa solo por las carreras, sino que también tiene otra gran pasión: el tango. Muy amablemente, recibió a La Reunión en su stud y nos contó su historia, a nuestro estilo, como nos gusta. 16 | LA REUNIÓN


Mundo Hípico ¿Cómo comenzó la relación de su familia con el turf? El padre de mi abuelo era Fernando Pérez, también uruguayo, que acá en la Argentina corrió a Old Man. Fue el primer jockey que se apiló. Mi abuelo también estuvo ligado a esto y mi padre entrenó hasta 1951. En su caso, arrancó muy chico dentro de esta actividad. Comencé como jockey; corrí en Maroñas, Uruguay. Arranqué de chico, a los 14 años, pero era bastante malo y pesado. A mi entender, cuando empecé a aprender a correr, ya estaba demasiado pesado. Comenzó desde muy chico como jockey y la etapa como entrenador también fue desde muy joven, ¿verdad? Por aquellos problemas con respecto al peso, empecé a entrenar caballos a los 20 años. Comencé con uno argentino, que habíamos comprado entre cuatro, con el que gané cinco carreras. Con ese caballo debuté ganando como entrenador. Lo iba a correr, pero no entré en los kilos y se lo di a Walter Báez. ¡Menos mal! (Se ríe). Además, también tuve la suerte de que con el tercero de los caballos que cuidé gané veintitrés carreras. El turf es éxito puro. Tuve la suerte de sacar a ese caballo, con el que gané varias carreras y me enseñó muchas cosas. Siempre digo que acá lo más importante es el caballo. Si bien es verdad que hay cuidadores mejores que otros y jockeys mejores que otros, lo importante es el caballo. Si tenés buenos ejemplares y buenos patrones que te traigan un recambio, estás salvado. Tenés que tener mucha mala suerte para que te vaya mal. Además, claro, hay que ser aplicado, venir todos los días. Te tiene que gustar mucho porque esto es siempre por la mañana a la cancha de vareo y por la tarde a ver caminar. Los días que corrés o te vas a un haras, no podés verlos caminar. Acá hay carreras todos los días, y si corrés casi siempre, te complica el hecho de venir a la tarde. Para mí eso es una desventaja en cuanto a la cuida. ¿Fue difícil empezar como jockey siendo tan jovencito? ¿Era mucha presión?

Un encuentro con valor humano

La verdad es que yo era muy infantil cuando empecé. Había otros chicos de mi edad que eran más maduros que yo. En mi caso, no. Les escondía el látigo a los jockeys, hacía ese tipo de cosas. Empecé como una diversión. Pero, ojo, era aplicado. Era el primero en llegar a la mañana y el último en irme; era trabajador. Esa etapa de jockey me sirvió para saber cómo vareaban muchos cuidadores. A veces, les digo a los aprendices que presten atención porque casi todos los cuidadores varean diferente. Esa es la ventaja que tiene el tipo que fue jockey cuando se hace entrenador: que pudo ver muchos tipos de vareo. En mi caso, siempre quise ser entrenador, desde que era niño. Entraba a la mañana a Maroñas y en el camino al cuarto de los jockeys, en el que estaban los boxes, jugaba a que todos los caballos eran míos y decía: “A este, tendelo liviano. A este, hacele un largo...”. Creo que sabía que como jockey iba a ser bravo. Por el tema del peso me daba cuenta de que a la mañana tenía una fuerza, y a la tarde, por lo rebajado que estaba, no era el mismo tipo. Empezar a los 20 años como entrenador era arrancar otra vez demasiado joven, igual que cuando se inició como jockey. ¿Qué le pasó con eso? En esa época había muy pocos entrenadores jóvenes. Recién empezaba Juan C. Etchechoury (h) acá en la Argentina. Me acuerdo de que me decían “el Cachorro de la Villa” porque cuidaba dentro de la villa hípica. A pesar de eso, nunca tuve vergüenza en preguntarles, sobre todo, a los cuidadores con los que tenía relación, a los que les había corrido. La clave es preguntar y encontrar entrenadores que te guíen, que tengan ganas de contar. ¿Por qué tomó la decisión de venirse para la Argentina? Transmitida seguramente por mi papá, siempre tuve una admiración brutal por todo lo que es el turf argentino. Desde chico, mientras miraba revistas como Turf & Elevage, veía esto como lo que es, un turf realmente magnífico. Si vivís en Sudamérica, lo mejor que te puede pasar es estar acá, en la Argentina, y correr en San Isidro, Palermo y La Plata. Además, Buenos Aires siempre ejerció en mí un magnetismo LA REUNIÓN | 17


Mundo Hípico especial. La mayoría de la gente que emigra lo hace para mejorar económica o socialmente, pero en mi caso no fue así. A mí me iba brillantemente bien, vivía cómodamente en Pocitos… Mejor no me podía ir. Me vine en julio y recién me alcanzaron en octubre o noviembre en la estadística. El problema fue otro, me vine porque falleció mi papá. Era muy compañero de él, jugábamos todas las tardes al billar cuando salía del stud, hacíamos asado dos veces por semana en el stud. Pasaron más de veinte años y todavía lo extraño mucho. Después de su muerte, ganaba un caballo mío y yo ni siquiera iba a la foto. Sabía que allá yo era una sombra, no estaba disfrutando nada sin papá al lado. Quedaba solo mamá y toda su familia también era de la Argentina. Me sentía muy mal y por eso me vine. ¿Cuál fue la carrera más importante que ganó en su vida? El Gran Premio José Pedro Ramírez (G1) de Glitero, en 1993, fue una de las más importantes. Para un uruguayo, ganar esa carrera es siempre algo muy significativo. Milton Díaz sabía que el caballo me gustaba y le dije: “Ojalá que me toque una largada abierta porque voy a ganar el Ramírez y papá se está muriendo”. Largó por afuera, ganó y Milton me dio un abrazo y me dijo: “Entiendo que es tu papá, pero ganar esta carrera no es cosa de todos los días”. Me acuerdo de que le respondí: “No, Milton. Solo la quería ganar para que mi papá me viera triunfar en el Ramírez”. Eso fue el 6 de enero y el 20 falleció papá. Mi vieja, que hasta hoy no viene nunca a las carreras, ese día fue a rezar durante la carrera para que pudiéramos ganar, a pedirle a Dios porque era la última chance de papá. Él estaba tirado en la cama, pero se puso un traje y también fue al hipódromo. Además, yo tenía la mitad y la otra mitad era de Alfredo Napa, y su papá también se estaba muriendo de cáncer. Para nosotros dos, ese Ramírez era la vida. En Uruguay llegó a lo máximo, que es el Ramírez, y acá ha ganado dos veces el Casey, dos Pueyrredón, Estrellas Sprint, Unzué, República Argentina y Nacional. De todos los caballos que ha tenido, ¿cuál fue el ideal para usted? 18 | LA REUNIÓN

Un encuentro con valor humano

Tecla Shiner era un buen caballo. De potrillo lo fue; creo que si se hubiese quedado acá, ganaba todo. De hecho, los que llegaron atrás de él, ejemplares como Lingote De Oro o City Banker, ganaron todo. Me acuerdo de que debutó segundo, corrió mal en la milla, llegó sexto pero muy encerrado, casi que no corrió, y luego ganó en 1800 metros, se llevó el Casey (G2-2200 m), triunfó en el GP Nacional (G1-2500 m), y había entrado al stud en enero, recién domado. El año siguiente al Nacional iba a ser excepcional. Él no tuvo suerte en Dubai; creo que le saltó una cuerda. Acá era de fierro, nunca lo infiltramos, nunca nada. Era sano, fuerte, lindo, fácil de varear. Entre el Casey y el Nacional, tenía veintiún días y hasta me animé a florearlo. Pero el comía y descansaba tan bien que me animé y la verdad es que pegó un salto grande de una carrera a la otra. Estaba tan verde cuando ganó el Nacional que si le pegabas de derecha, agarraba para adentro, y viceversa. Tecla era un caballo muy bueno.

“Desde chico, mientras miraba revistas como Turf & Elevage, veía esto como lo que es, un turf realmente magnífico. Si vivís en Sudamérica, lo mejor que te puede pasar es estar acá, en la Argentina, y correr en San Isidro, Palermo y La Plata”. Cuénteles a los lectores cual es su otra pasión, además de los caballos… Es el tango, sin duda. Eso nació desde muy chico. En Maroñas, excepto que venga alguien que sea muy del interior, la música es el tango, y en los studs no se escuchaba otra cosa. Hay cuidadores acá que juegan al golf, otros dedican su tiempo libre al fútbol, al tenis o al squash… yo canto tango.


Mundo Hípico

Un encuentro con valor humano

Lo suyo tampoco es solo un hobby; se ha presentado en muchos lugares.

¿Qué significan el turf y el tango en la vida de Hugo Miguel Pérez?

Una vez por mes estoy con todo el elenco de Tango & Turf, que fue creado por Julio Miró. En 2012 estuvimos todo el año en La Aurora del Tango, en la calle Corrientes, y también hemos cantado en Quintino. Ahora estamos en Scalabrini Ortiz, a una cuadra de Córdoba. Ellos van a estar todos los sábados y yo, una vez por mes. He cantado en todos los lugares de Buenos Aires, así que no soy un desastre… bueno, más o menos (se ríe). También está eso que genera un entrenador que canta, esa curiosidad por saber cómo lo hago. He ido aprendiendo poco a poco, gracias a la generosidad de todos los cantantes que me han ido enseñando, en especial Fernando Rodas, que es mi amigo y realmente es un monstruo.

El turf es todo, es mi gran pasión, me gustan las carreras. Además, me encanta el tango y salir disfrazado de cantante. Me han ofrecido plata para cantar, pero digo: “¿Cómo me van a dar dinero si yo pago para hacerlo?”. Me encanta, lo paso bien. En mi stud han estado los mejores cantantes de Buenos Aires, los mejores músicos, y hasta he llegado a cantar en Argentinísima y en Grandes Valores del Tango, en la televisión. El turf va muy de la mano con el tango. Juan Pablo Toscano

LA REUNIÓN | 19


Ping-Pong GP Honor / GP Lerena

Un encuentro con valor humano

info@revistalareunion.com.ar

1 Nombre: Federico Zingoni Edad: 39 años Profesión: Empresario

2 Nombre: Francisco Acosta Edad: 53 años Profesión: Empresario

3 Nombre: Aldo Cuccarolo Edad: 53 años Profesión: Cronista de turf 20 | LA REUNIÓN

1 • Un haras: Firmamento 2 • Una caballeriza: La Providencia 3 • Un jockey: El más grande fue Maciel, actualmente Talaverano 4 • Un entrenador: Ya no hay entrenadores. Hay quien tiene para comprar “maicito chileno” y quien no tiene 5 • Un hipódromo: Todos 6 • Un padrillo: Pure Prize 7 • La mejor carrera que vio: Las de Gap y Maciel con Piroxeno 8 • Un referente en la industria: Muchos 9 • Un amigo en el turf: El caballo, lo más noble que hay 1 • Un haras: Firmamento 2 • Una caballeriza: El Turf 3 • Un jockey: Luis Tobías Sioppini 4 • Un entrenador: Mauro García 5 • Un hipódromo: San Isidro 6 • Un padrillo: Lode 7 • La mejor carrera que vio: GP Nacional que ganó Uruguayo a Balconaje y Batelet 8 • Un referente en la industria: Domingo Pascual 9 • Un amigo en el turf: Mi papá 1 • Un haras: Firmamento 2 • Una caballeriza: Don Tancho 3 • Un jockey: Pablo Falero 4 • Un entrenador: Daniel Cima 5 • Un hipódromo: Independencia de Rosario 6 • Un padrillo: Southern Halo 7 • La mejor carrera que vio: Breeders’ Cup de Calidoscopio en Santa Anita 8 • Un referente en la industria: La televisión 9 • Un amigo en el turf: Diego Notario


Ping-Pong GP Honor / GP Lerena

4 Nombre: Emmanuel García Edad: 28 años Profesión: Licenciado en Relaciones Internacionales

5 Nombre: Marcelo Reyes Edad: 53 años Profesión: Comercial en seguros

6 Nombre: Marcos Terrano Edad: 36 años Profesión: Empleado

7 Nombre: Andrés Díaz Edad: 32 años Profesión: Estudiante

Un encuentro con valor humano

1 • Un haras: Abolengo 2 • Una caballeriza: Benedecto 3 • Un jockey: Vilmar Sanguinetti 4 • Un entrenador: Juan Lapistoy 5 • Un hipódromo: San Isidro 6 • Un padrillo: Ilusor y Candy Ride 7 • La mejor carrera que vio: El Pacific Classic (G1) ganado por Candy Ride 8 • Un referente en la industria: John Fulton 9 • Un amigo en el turf: Miguel Repetto

1 • Un haras: La Providencia 2 • Una caballeriza: Don Santiago 3 • Un jockey: Jorge Valdivieso y Jorge Ricardo 4 • Un entrenador: Alfonso Salvati 5 • Un hipódromo: Palermo 6 • Un padrillo: Pure Prize 7 • La mejor carrera que vio: Pellegrini 2010 ganado por Xin Xu Lin 8 • Un referente en la industria: Enrique Sauro 9 • Un amigo en el turf: Mundi

1 • Un haras: Ojo de Agua 2 • Una caballeriza: Firmamento 3 • Un jockey: Jorge Ricardo 4 • Un entrenador: Roberto Pellegatta 5 • Un hipódromo: Palermo 6 • Un padrillo: Southern Halo 7 • La mejor carrera que vio: GP Carlos Pellegrini (2009) 8 • Un referente en la industria: Juan Carlos Bagó 9 • Un amigo en el turf: Tengo muchos amigos

1 • Un haras: La Quebrada 2 • Una caballeriza: S. de B. 3 • Un jockey: Gonzalo Hahn 4 • Un entrenador: Yalet 5 • Un hipódromo: La Plata 6 • Un padrillo: Orpen 7 • La mejor carrera que vio: Breeders’ Cup de Calidoscopio 8 • Un referente en la industria: Héctor Silva 9 • Un amigo en el turf: Tengo muchos en La Plata LA REUNIÓN | 21


Sociales La Reunión

1

2

4

3 22 | LA REUNIÓN

5


Sociales La Reunión

7

6

8

9

REVISTA LA REUNIÓN PRESENTA 1 • Ignacio Correas conversando con el jockey antes de la carrera. 2 • Agustín e Ignacio Pavlovsky en San Isidro. 3 • José Nelson en el Hipódromo de Palermo. 4 • Vilmar Sanguinetti recibiendo premio en el Día del Jockey Profesional. 5 • Ángel Baratucci y Enrique Olivera en el Hipódromo de San Isidro. 6 • Agustín Ventimiglia junto a los hermanos Villamil en el Hipódromo de Palermo. 7 • Jornada de entrenamiento en San Isidro. 8 • Santiago Viale trabajando en el Haras Santa Rita. 9 • Fernando Resuche en el stud. Si querés ser parte de esta sección, no dejes de enviarnos tu foto a victoriamdehoz@revistalareunion.com.ar LA REUNIÓN | 23


Turf Internacional

Un encuentro con valor humano

Los números de la industria hípica mundial En esta nota, puede apreciarse la magnitud de la industria hípica a nivel mundial desde las estadísticas plasmadas en el reporte anual de la Federación Internacional de Autoridades Hípicas (IFHA) desarrolladas durante el año 2011. “La industria de las carreras de caballos es un deporte verdaderamente global, que realiza importantes

contribuciones en términos de empleo e impuestos”. Esta frase da inicio al reporte anual 2011 de la Federación Internacional. A continuación, se muestran las impresionantes cifras del mundo de los caballos de carrera a nivel mundial en lo que refiere a la cría, training, distribución de premios y apuestas.

CRÍA DE SPC SEGÚN LA REGIÓN

TOTAL DE EJEMPLARES INVOLUCRADOS EN EL PROCESO DE CRÍA DEL SPC

26 | LA REUNIÓN


Turf Internacional

Un encuentro con valor humano

CARRERAS DE CABALLOS SEGÚN LA REGIÓN

TOTAL DE CARRERAS DE CABALLOS SPC

DISTRIBUCIÓN DE PREMIOS SEGÚN LA REGIÓN (EN EUROS X 1000):

LA REUNIÓN | 27


Turf Internacional TOTAL DE PREMIOS ENTRE 2005 y 2011 (EN EUROS X 1 MILLÓN):

TOTAL DE APUESTAS SEGÚN LA REGIÓN (EN EUROS X 1 MILLÓN):

TOTAL DE APUESTAS ENTRE 2003 y 2011 (EN EUROS X 1 MILLÓN):

28 | LA REUNIÓN

Un encuentro con valor humano


Calendario Hípico

Un encuentro con valor humano

CALENDARIO HÍPICO 01/04. GP de Honor (G1), GP Gilberto Lerena (G1) y Clásico Pedro E. y Manuel A. Crespo (G3) Hipódromo de Palermo, Argentina 05/04. Clásico Benito Villanueva (G2) Hipódromo de Palermo, Argentina 05/04. Venta Productos 2011 - San Lorenzo de Areco, Racehorse Instalaciones del haras, Argentina 06/04. GP Raúl y Raúl E. Chevallier (G1) Hipódromo de San Isidro, Argentina 06/04. LXVII Handicap Presidencial (G1) Hipódromo de las Américas, México 07/04. Clásico Coronel Pringles (G3) Hipódromo de Palermo, Argentina 09/04. Venta Santa María de Araras - Productos 2011, A. Bullrich Tattersall de San Isidro, Argentina 11/04. Venta Santa María de Araras - Destetes y Yeguas Madre, A. Bullrich Tattersall de San Isidro, Argentina 12/04. Clásico Olavarría (G3) Hipódromo de San Isidro, Argentina 14/04. GP Cruzeiro Do Sul (G1) y GP Zélia Gonzaga Peixoto de Castro (G1) Hipódromo da Gavea, Brasil 14/04. Clásico Francisco Arias Paredes y Alberto Arias Espinosa (Velocidad) (G1) Hipódromo Presidente Remón, Panamá 16/04. Gran Venta Selección Haras Abolengo, Agencia Fallow Tattersall de Palermo, Argentina 16/04. Clásico Asociación Bonaerense de Propietarios de Caballos de Carrera (G3) Hipódromo de La Plata, Argentina 18/04. Gran Venta Selección Haras La Esperanza, Agencia Fallow Tattersall de Palermo, Argentina 20/04. Clásico Asociación de Propietarios de caballos de carrera (G3) Hipódromo de Palermo, Argentina 20/04. LXVII Derby Mexicano (G1) Hipódromo de las Américas, México 21/04. Clásico Paseana (G2) y Clásico Porteño (G3) Hipódromo de San Isidro, Argentina 23/04. Venta Otoño Haras Firmamento, Arg - Sales Tattersall de San Isidro, Argentina 25/04. Tradicional Venta Haras Las Camelias e invitados, Agencia Fallow Argentina 27/04. XIV Handicap Loma de Sotelo (G1) Hipódromo de las Américas, México 27/04. Venta La Quebrada - Yeguas Madre, A. Bullrich Instalaciones del haras, Argentina 27/04. Venta Haras Los Desagües - El Tala - La Garra, Racehorse Gral. Pico, Argentina 28/04. Clásico Pedro Goenaga (G2) Hipódromo de La Plata, Argentina 28/04. Clásico Día Internacional del Trabajador (G1) Hipódromo Presidente Remón, Panamá 30/04. Venta Fallow República - Día 1, Agencia Fallow Tattersall de Palermo, Argentina 01/05. GP República Argentina (G1), GP Jorge de Atucha (G1), GP Montevideo (G1), GP Ciudad de Buenos Aires (G1), GP Américas OSAF (G1) y GP Criadores (G1) Hipódromo de Palermo, Argentina 01/05. Edición Nro. 33 de revista La Reunión 30 | LA REUNIÓN


Las Diez de La Reunión

Un encuentro con valor humano

Agustín Pavlovsky 1 • Un referente en la industria. Mi viejo. 2 • Un amigo en el turf. Roberto Bullrich. 3 • ¿Cuál fue el día más feliz de su vida en un hipódromo? El día que Fain ganó el Pellegrini y cuando Ibero ganó el Metropolitan Handicap en Nueva York. Ningún triunfo propio pudo superar estos dos días. 4 • ¿Cuál fue el día más triste de su vida en un hipódromo? No podría decir que tuve un día triste en un hipódromo... Caliente me fui varias veces. Por suerte, con el tiempo, cada vez me dura menos ese estado de ánimo. Frente a un mal resultado, hay que analizar en frío qué pasó e intentar revertirlo. 5 • Mencione algún cambio positivo que haya notado en la industria en el último tiempo. Sinceramente, a mi entender, el cambio importante que ha habido en la industria es la incorporación de los slots en Palermo. Sin estos, nuestro presente y nuestro futuro serían inciertos. 6 • Tres aspectos que se deben mejorar en la industria hípica. Creo que debería haber un solo laboratorio de control para los tres hipódromos; que los premios tendrían que estar acordes con la inflación y el consecuente aumento de las pensiones; que debería haber diálogo entre los hipódromos para armar la programación en conjunto. 7 • Si tuviera que juntarse a cenar con alguien vinculado al turf, ¿quién sería y por qué? Cada tanto, nos juntamos a almorzar con Dani Etchechoury, 32 | LA REUNIÓN

Juan Carlos Maldotti, Fernando Velazco, Francisco Durrieu, Gustavo Russante y Oscar Mansilla, para debatir temas de turf. Una suerte de Polémica en el bar burrera. 8 • ¿Quién es su referente en cuanto a la cuida de caballos SPC? No hay uno solo. Creo que en la Argentina hay muy buenos entrenadores. Trato de copiar lo que considero bueno de cada uno. 9 • Mencione una cuenta pendiente en el turf. Ganar un Grupo I. 10 • Tres deseos relacionados con la actividad. Uno solo: poder dedicarme siempre a entrenar caballos, que es lo que me gusta.


Consultorio Veterinario

Un encuentro con valor humano

RECEPCIÓN DE UNA URGENCIA

En Kawell Hospital Equino, como en cualquier hospital del mundo, se manejan, sobre todo, dos tipos de casos. Por un lado, los que vienen derivados para diagnósticos; principalmente, para el servicio de medicina interna, imágenes o claudicaciones. Por otro lado, los casos quirúrgicos de urgencia que, a su vez, se dividen en dos categorías: la urgencia de índole abdominal (cólico) y la de índole reproductiva (cesárea). De estas dos, la que menos tiempo de actuar nos brinda es la segunda, ya que la cesárea nos da un tiempo muy acotado para tener un producto (potrillo) viable; más aún, si la yegua ya comenzó con trabajo de parto y se rompieron las membranas fetales. El equipo de profesionales del hospital se prepara para la recepción del paciente, que en las urgencias es fundamental, ya que de la recepción y el diagnóstico inicial se desprenderá el tratamiento que se va a seguir, así como la opción o no de realizar una cirugía. También, la urgencia o, mejor dicho, el tiempo con el que contamos para esperar o no la evolución del paciente antes de entrar al quirófano. En el momento de la recepción de los casos, el personal del hospital está capacitado para utilizar un protocolo de ingreso, gracias al cual no se dejan datos perdidos al azar ni se desordenan los métodos y las maniobras empleados. 36 | LA REUNIÓN

Ese protocolo consta de los siguientes puntos: • Anamnesis del veterinario, dueño o acompañante del equino. En caso de que nadie de estos lo acompañe, se realiza vía telefónica para tener los datos iniciales y trazar un panorama médico del animal antes de su llegada. • Toma de parámetros iniciales y repetición de esta toma entre 20 y 30 minutos luego del ingreso, para eliminar el sesgo producido por el estrés, el transporte, etc. Entre estos parámetros, son importantes la frecuencia cardíaca y la respiratoria, así como la motilidad intestinal (presente o no) en casos abdominales. La evaluación de las mucosas (oral u ocular) nos brinda un panorama de su medio interno (grado de hidratación, toxicidad y demás). • Inspección visual, para tomar nota en detalle del estado del animal, el manto piloso, lesiones anteriores, cicatrices. Esto es fundamental para determinar la aparición o no de lesiones posteriores, además de para saber si la aparición de una úlcera corneal fue por revolcarse antes de la llegada al hospital o por el volteo para la cirugía o recuperación. • Análisis rápido de una muestra de sangre, para definir hematocrito y proteínas del animal. • Ecografía abdominal, que, sumada a todos los parámetros y pasos del protocolo, nos da un panorama bastante amplio y certero de diagnóstico. Esta herramienta es de uso


fundamental para la determinación de la opción quirúrgica, la urgencia del cuadro, la viabilidad del feto (en caso de ser un caso de distocia), etcétera. • Sondaje nasogástrico, maniobra que puede realizarse antes o después de la ecografía, según la urgencia del caso. Si el equino está muy dolorido, es recomendable realizarlo antes, debido a que un retardo en la maniobra puede llevar a una ruptura de estómago. Si la distensión no es complicada pero el caballo va a ingresar a cirugía, se puede realizar luego de la evaluación ecográfica y terminado el protocolo, antes de su ingreso al box de volteo, para descomprimir antes de la caída del animal. • Tacto rectal, realizado en la manga, con administración de anestesia epidural, lo que nos permite un mejor accionar. De este modo, es posible revisar al animal con más tranquilidad, sin causarle incomodidad o dolor y sin recibir presión en el brazo, lo que lleva a calambres o incomodidad para revisar el aparato digestivo. La bibliografía cita que mediante un tacto rectal llega a explorarse solo el 25% de la cavidad abdominal de un equino, por lo cual no descarta ninguna patología que esté fuera del alcance de la mano, pero es de gran importancia para sumar al protocolo y definir la necesidad y urgencia de una cirugía. • Punción de líquido peritoneal, que se realiza en caso de encontrar líquido suelto en la evaluación ecográfica o si es de extrema necesidad para definir la viabilidad de la víscera comprometida. En la muestra extraída, se realizarán determinaciones bioquímicas (como medición de lactato, lo que nos indicará el grado de sufrimiento de las paredes intestinales o la porción afectada sobre la base de su metabolismo anaerobio y producción de lactato), medición de proteínas (que definirá la presencia y cantidad de estas, lo que indicaría asimismo el grado de inflamación), evaluación macroscópica (para definir el color y la turbidez: si es sanguinolento, verdoso, etc.) y una evaluación microscópica (para observar el tipo celular preponderante, así como la presencia de bacterias u otros microorganismos y de fibras vegetales sueltas en caso de ruptura visceral).

• Toma de muestra de sangre, para realizar hematología, bioquímica y electrolitos.

En el momento de la recepción de los casos, el personal del hospital está capacitado para utilizar un protocolo de ingreso. Con todo el protocolo realizado, tenemos un cuadro de situación que determina, como ya dijimos, la necesidad o no de una cirugía y su urgencia, así como la gravedad y el pronóstico del paciente. Lamentablemente, hay casos en que el diagnóstico arroja un pronóstico nefasto cuya única posibilidad es la eutanasia del animal. Sin embargo, en otros casos –para suerte del animal y del propietario–, aunque se piensa en un pronóstico malo o, al menos, en la entrada a cirugía como única opción para su resolución, un tratamiento médico agresivo resuelve el problema sin necesidad de que el animal tenga que soportar una cirugía y anestesia general. Ejemplo de esto son las impacciones de colon en pacientes que llegan derivados por cólico, que al final se resuelven con un tratamiento médico. Nicolás Galinelli. MV. nicolas.g@centrokawell.com.ar

LA REUNIÓN | 37


O

N

PERFIL DE GRANDES CABALLOS

C

IT AT I

Citation (1945-1980, EE. UU.) (Bull Lea e Hydroplane por Hyperion) Padre

Bull Lea

Madre

Hydroplane (GB)

Abuelo materno Hyperion Año de nacimiento 1945 País

Estados Unidos

Criador

Calumet Farm

Propietario

Calumet Farm

Entrenador

Ben A. Jones y Jimmy Jones

Récord

45 : 32 - 10 - 2

Premios

US$ 1.085.760

MAYORES VICTORIAS

PREMIOS Y HONORES

Futurity Stakes (1947); Pimlico Futurity (1947); Tanforan Handicap (1948); Flamingo Stakes (1948); Kentucky Derby (1948); Preakness Stakes (1948); Belmont Stakes (1948); Stars and Stripes Handicap (1948); Jockey Club Gold Cup (1948); American Derby (1948); Pimlico Special (1948); Hollywood Gold Cup (1950); San Francisco Breeders’ Cup Mile (1950); American Handicap (1951).

8° Campeón Triple Coronado en EE. UU. (1948); Campeón 2 años macho (1947) y 3 años macho (1948); Campeón DRF Handicap caballo adulto (1948); Caballo del Año en EE. UU. (1948); Campeón TSD caballo adulto en EE. UU. (1951); Hall de la Fama de caballos de carrera en EE. UU. (1959); #3 - Top 100 Caballos de carrera del SXX - Revista Bloodhorse; Estatua tamaño real; Citation Handicap en Hollywood Park.

TEDDY

AJAX RONDEAU

PLUCKY LIEGE

SPEARMINT CONCERTINA

BALLOT

VOTER CERITO

COLONIAL

TRENTON THANKFUL BLOSSOM

GAINSBOROUGH

BAYARDO ROSEDROP

SELENE

CHAUCER SERENISSIMA

HURRY ON

MARCOVIL TOUT SUITE

GLACIER

ST SIMON GLASALT

BULL DOG BULL LEA ROSE LEAVES PEDIGREE CITATION HYPERION HYDROPLANE TOBOGGAN

38 | LA REUNIÓN



La Reunion Nº32