Page 1


¡Vean qué bueno y agradable es que los hermanos vivan unidos! Salmos 133:1

José Antonio Martínez

Ronald Chiguil

CONTENIDO

Mario Sánchez

Alan Guerrero

- Coordinadores Avance de Convención Retalhuleu 2018 Pág.3

Hugo Castillo

Mario Rodas

- Editorial Pág.4

Sender Velásquez Hugo Ocampo Carlos Samayoa

- La Visión Pág.5

COORDINADORES AVANCE DE CONVENCIÓN RETALHULEU 2018

- ¿Qué es un SAEL?

Pág.6

- Testimonio Capitulo Retalhuleu

Pág.8

- Historia de FIHNEC en Retalhuleu

Pág.10

- Testimonio Capitulo La Trinidad

Pág.12

- En memoria de... Sender Velásquez

Pág.14


EDITORIAL

En el estado de California E.E.U.U de América en los años 50 Dios le reveló a un hombre lo que EL a través del Espíritu Santo podría impactar y transformar la vida de un hombre que no lo conociera, transformándolo de hombre muerto a hombre VIVO espiritualmente. Con promesa de expansión a otras Naciones lo cual no tardo en cumplirse y a principios de los años 80 llega a nuestra bella Guatemala el movimiento de la Fraternidad Internacional de Hombres de Negocios del Evangelio Completo (FIHNEC), por medio de la cual esta Visión es compartida; llegó, se quedó y expandió a toda la Nación.

BIENVENIDOS A NUESTRO AVANCE DE CONVENCIÓN RETALHULEU 2018

A la ciudad de Retalhuleu llega en el año 1991, contando actualmente con tres capítulos y hoy Dios una vez más ha puesto su amor e interés por una mejor sociedad Retalteca y ha permitido que compartamos a través de testimonio en este Avance de Convención, lo grande y maravilloso que Él ha sido transformado, y reestructurando nuestra vida y familia. Sabemos por FE que seremos testigos de cosas extraordinarias, sanaciones, milagros, liberaciones de toda índole que EL hará solo si le creemos y tenemos corazón dispuesto a recibirlo. No podemos quedarnos callados y con el milagro reservado, estamos llamados a contarle a otros lo grande que Él es y dar lo que por misericordia se nos fue dado, para que cada vez seamos más los hombres y familias de valor que hemos creído y recibido a un JESUS VIVO.

José Antonio Martínez Quiroa Director Departamental Retalhuleu


LA VISIÓN

En 1951, un próspero lechero norteamericano de origen armenio, llamado Demos Shakarian, se dio cuenta que, a las iglesias cristianas, más del ochenta por ciento de las personas que asistían eran ancianos, mujeres y niños. Con el apoyo de su esposa Rose y un grupo de amigos, fundaron la FRATERNIDAD INTERNACIONAL DE HOMBRES DE NEGOCIOS DEL EVANGELIO COMPLETO y decidieron llevar a cabo desayunos en la Cafetería Clifton, en Los Ángeles California, para invitar a aquellos hombres que no estaban dispuestos a escuchar a un sacerdote o a un pastor, y contarles a través de su testimonio, cómo Jesucristo había cambiado sus vidas. Durante más de catorce meses, Demos Shakarian trabajó arduamente organizando desayunos, invitando personas y cubriendo los gastos con sus propios recursos; pero los asistentes disminuían cada semana, hasta que solamente llegaron quince personas. Por esa razón, sus amigos le aconsejaron poner fin a ese esfuerzo inútil. Demos con una sensación de frustración, consideró terminar los eventos. Pero la noche anterior, a lo que se suponía que sería el último desayuno y el fin de la Fraternidad, Demos le pidió a Dios en oración que le hablara. En el Libro “LA GENTE MAS FELIZ DE LA TIERRA”, nos cuenta Demos que estaba profundamente en oración, cuando escuchó que Dios le decía ¿Demos dudaste alguna vez de mi poder?, y él comprendió que había querido sacar adelante la Fraternidad con base en su propio esfuerzo y dinero, y le pidió perdón a Dios. El Señor le hablo nuevamente y le dijo: “Soy el único que puede abrir las puertas”, “Soy el único que quita la venda de los ojos que no ven y ahora te voy a permitir ver”, “Te conocí desde antes que nacieras, te he estado guiando en cada paso de tu caminar”. “Quiero que sigas lo que estás haciendo, no te desvíes a la izquierda ni a la derecha, mantente en el centro de mi voluntad y ahora te voy a mostrar el propósito de tu vida”. Entonces sintió que su espíritu se elevaba sobre su casa, sobre las nubes y flotaba en el espacio, mientras el mundo giraba despacio debajo de él. Cada continente se presentó a su vista. Le fue posible ver a los hombres de cada nación con sus trajes típicos y con los distintos colores de su piel, sus cabezas agachadas, con su mirada triste y sus brazos caídos en desesperación. El vio que estaban congelados como muertos y aterrorizados, entonces exclamó: “Dios mío están muertos ayúdalos”. Nuevamente Dios habló diciéndole: “Lo que vas a ver ocurrirá muy pronto” Inmediatamente un cambió se notó en ellos, los hombres habían recuperado la vida, habían levantado sus cabezas y sus brazos estaban levantados al cielo adorando a

Dios. Demos Shakarian supo que había recibido la revelación de la misión que la Fraternidad iba a desempeñar en el avivamiento espiritual del mundo. A la mañana siguiente fue maravillosamente confirmada la visión recibida la noche anterior; uno de los amigos que le había aconsejado terminar con los desayunos, le entregó una ofrenda de mil dólares, diciéndole que la noche anterior había reconocido la voz de Dios que le decía que la Fraternidad se iba a extender por todo el mundo y él tenía que dar la primera ofrenda. Otro hombre se acercó y le relató que la noche anterior estaba trabajando en su imprenta cuando sintió el Espíritu de Dios que le decía: “Toma tu automóvil, dirígete a Los Ángeles y asiste al desayuno que te invitaron de la Fraternidad de Hombres de Negocios y, pues aquí estoy, para entregarle mi imprenta y mis servicios para iniciar una revista que será el órgano divulgativo de la Fraternidad. Desde esa mañana la Fraternidad empezó a crecer y se ha extendido por muchos países. A Guatemala llegó en los años setenta y actualmente contamos con 200 Capítulos y cerca de 50 en formación. Por designio de Dios, Guatemala ha recibido la palabra profética (confirmada en este Ministerio el 23/11/1991), que sería LUZ A LAS NACIONES, y ello lo podemos ver hoy en día, en donde, sin división ni distinción denominacional, hombres guatemaltecos han salido a todas partes del mundo llevando el mensaje de esperanza, y las señales, los prodigios, milagros y maravillas les han guiado; confirmando el SEÑOR JESUCRISTO su respaldo a dicha palabra profética. Como el Dr. Charles Price le dijo a Demos en una oportunidad: este será el último gran avivamiento antes de la segunda venida de Jesús, el Espíritu Santo se derramara sobre toda carne y donde el hombre laico, el hombre común y sencillo, sería el instrumento poderoso que El Señor usaría para pescar todos los días en cada capítulo y evento a nuevos hombres y llevarlos a sus pies. Demos Shakarian falleció en 1993, pero la Visión se está cumpliendo; la Fraternidad se ha expandido por 143 países, ha llegado a los hombre de todas las razas y gracias a la misericordia de Jesucristo, miles de hombres han tenido un encuentro personal con el Señor; han cambiado sus vidas y ahora forman parte de la “GENTE MAS FELIZ DE LA TIERRA”. Al igual que Demos Shakarian, un día puse mi vida en las manos de Jesucristo, le pedí que fuera Mi Señor, y suficiente Salvador. Recibí una visión para mi vida y ahora puedo decir que tengo una familia feliz, formo parte de “La Gente Más Feliz de la Tierra” y levanto mis brazos para alabar y bendecir al REY DE REYES, al SEÑOR DE SEÑORES, ¡JESUCRISTO!


¿qUÉ ES UN SAEL? El Seminario Avanzado de Entrenamiento para Líderes es una estrategia de Dios para equipar a los hombres con una visión personal que les ayude a ejercer un liderazgo positivo en las más importantes áreas de la vida, enfocándose en aquellas de mayor conflicto; pero equipándolos principalmente con el poder maravilloso del Espíritu Santo, que marcará nuevos derroteros en sus vidas. El S.A.E.L., no es un retiro ni un curso teológico, solo requiere voluntad y deseo de encontrar una visión personal para su vida a través de Cristo Jesús. Su contenido no está orientado a ninguna religión en particular, ni comparte ninguna doctrina específica, es más bien un pretexto de Dios para unir a los hombres de distintas religiones cristianas para amarles, hablarles y bendecirles de una manera sencilla, respetando la forma de profesar su Fe sin apartarlo de su iglesia. El Seminario es una magnífica oportunidad para iniciar o mejorar tu relación con Dios, conocer sus propósitos y los planes que tiene para tu vida, y darle la oportunidad de ayudarte a solucionar tus problemas, principalmente en el área de la familia y las finanzas. El S.A.E.L. es impartido por hombres como tú que han tenido los mismos ideales, las mismas situaciones y talvez los mismos problemas; pero que hoy pueden compartir contigo los milagros y bendiciones de Dios; aún en las circunstancias adversas de la vida. Queremos animarte a que asistas a un S.A.E.L., para que tú puedas también gozar de las bendiciones que cientos de hombres disfrutan hoy prósperamente a través de lo que Dios les mostró, les dio y aclaró en el transcurso del seminario. Y estarás dando el primer paso para convertirte en LA GENTE MAS FELIZ DE LA TIERRA y le darás la oportunidad a Dios de utilizar tu vida para llevar amor y esperanza a otros hombres como tú. Fraternalmente, Carlos Alfredo Dardon Letona


Avance de Convenciรณn Retalhuleu 2018

7

FIHNEC Guatemala


Testimonio Mario Sánchez Estimado lector reciban un cordial saludo de un amigo. Agradecerle a Dios el honor de poder compartir mi testimonio, sin predicas ni sermones simple y sencillamente de un hombre común y corriente. Actualmente tengo 42 años de edad el mayor de 4 hermanos, padre de 3 preciosos hijos, Josué de 19 años, Kimberly de 17 y Alex de 13 y entregado a los servicios de Dios. Provengo de una familia unida, muy bendecida, un padre originario de un clima frio como lo es Huehuetenango y mi señora madre de un clima cálido como lo es Suchitepéquez. Un día ellos por querer tener una vida mejor, viajan a la ciudad de Retalhuleu y juntos iniciaron un negocio que se convirtió en una empresa que se dedica a la elaboración de pan. Ellos me enseñaron a trabajar para poder aprender de la empresa. Por sus limitaciones económicas ellos no tuvieron la oportunidad de estudiar, por lo cual anhelaban que nosotros sus hijos pudiéramos estudiar y ser unos profesionales. Empiezo a crecer y se dieron cuenta que tenía potencial para el negocio, de esa manera termino mis estudios primarios en la ciudad de Retalhuleu. Decido iniciar mis estudios de Perito contador con especialización en computación comercial en la ciudad de Quetzaltenango, la cual me

pude graduar con honores, pero lamentablemente paralelo inicie una carrera de alcoholismo, no sabiendo que había sido mi peor error inicio estudios en la Universidad en la carrera de Ingeniería en Agronomía la cual me llamaba la atención, pero por el alcoholismo dejo de estudiar. Regreso nuevamente a la Universidad el siguiente año iniciando ahora la carrera de Administración de empresas y fracaso nuevamente por el alcoholismo. Pensaba que todo estaba bien y que no tenía problemas, regreso a Retalhuleu a querer ayudar a mis padres en la empresa, pero el alcoholismo ya se había apoderado fuertemente de mí. Mis padres ya no querían saber nada de mí y no porque no me quisieran, sino que me ayudaban y yo no podía dejar ese vicio, pero para ese tiempo empiezo a consumir drogas, hundiéndome más para todo ese desorden. Decido unirme a quien actualmente es mi esposa. Ya ella embarazada de mi hijo Josué, seguía cada vez peor y muchas veces decimos que son nuestros seres queridos y es a quien más daño le causaba con ese doble problema, el alcoholismo y las drogas. Sin trabajar y poder cumplir con mis obligaciones de manutención de mi familia, decidimos vivir con la abuela de mi esposa quien era de escasos recursos y como podía nos alimentaba.


Estando en esa situación me entro la idea de querer quitarme la vida, a mis 24 años de edad la desesperación se apodero de mí y escuchaba una voz que decía que no servía para nada que era la vergüenza de mi familia. Cada día que pasaba era peor para mi vida en esa desesperación.

El SAEL no es un retiro, ni un curso teológico, tampoco requiere que el participante tenga aptitudes o condiciones especiales para compartirlo, solo requiere voluntad y deseo de encontrar una visión personal para tu vida a través de Cristo Jesús.

Un día me invitaron a un desayuno del capítulo Retalhuleu de la Fraternidad Internacional de Hombres de negocios del Evangelio completo, un día sábado llego a mi primer evento y allí me dijeron que mi vida ya no sería la misma, que no iba a salir igual como entre, y así fue salí con paz, con una tranquilidad de que las cosas iban a estar bien, me aferre a esas palabras.

Mi vida empezó a cambiar, emprendí un negocio el cual ha sido de gran bendición para muchas personas que ahí laboran, una empresa que cuenta con más de 45 colaboradores.

Me invitan a un SAEL (SEMINARIO AVANZADO DE ENTRENAMIENTO PARA LIDERES), es una estrategia de Dios para equiparte con una visión personal para tu familia, tus negocios y para tu país, que te ayuda a ejecutar un liderazgo positivo en las áreas más importantes de tu vida, enfocándose en aquellas de mayor conflicto, pero equipándote principalmente con el poder maravilloso del Espíritu Santo.

Y desde aquella vez que entre por primera vez a ese evento que fue un mes de junio del año 2000, no he consumido ni una gota de alcohol ni drogas. Estoy por cumplir 18 años de que Dios cambio mi vida y sé que mis mejores días están por venir y que cualquier éxito que tenga en la vida es más de Dios que mío. El éxito más grande es que mi familia es parte de la Fraternidad, mi padre, mi hermano y mi hijo Josué somos de la gente más feliz de la tierra. Mario Sánchez Capitulo Retalhuleu


HISTORIA DE FRATERNIDAD INTERNACIONAL DE HOMBRES DE NEGOCIOS EN

Corría el año de 1981 cuando en Mazatenango se formaba el capítulo Mazatenango-Retalhuleu, los pioneros de esa época entre otros fueron los hermanos Pepe y Chelis Font, Cesar Gramajo, Lacho Marroquín, Marco Tulio Leal, Federico Díaz, John Carrette, Eduardo Escobar Rubio, Rolando Valdez. De Retalhuleu asistíamos, Chelis Font, Valdemar Castilla, Tono Abad, Carlos Jurado, Carlos Dardón, Armando García y algunas veces Pancho Meneses, Erico González, Edin Rene Peláez, David Lam, Carlos López, Eduardo Juárez, que yo recuerdo. Asistimos a un estudio bíblico en la residencia de Chelis Font y se hacían medio eventos con testimonios, pero cuando Chelis Font por razones de trabajo partió hacia la capital, se perdió el estudio, los mini eventos y pasaron 10 años. Siempre asistíamos a Mazate al capítulo Mazate-Reu, pero un día el señor puso en nuestro corazón a Horacio Marroquín, Marco Tulio Leal, Rodolfo Llerena y Carlos Dardón que formáramos ya el Capitulo Retalhuleu y empezamos a invitar a los que asistían al capítulo Mazate-Reu.

Ya con junta directiva aprobada por la Fihnec Central se planeó el primer evento para el mes de septiembre de 1991 un evento Familiar que se llevó a cabo en Posada de Don José y tuvimos una asistencia de 108 personas. Vinieron de Guatemala a participar Pepe Font, John Carrette, Gerardo Thowson y de Mazatenango la membresía del capítulo Mazate que ya Reu se había desligado. Cumplimos 27 años de que la Fraternidad llego a Retalhuleu. De este capítulo nacieron otros 2 capítulos más: • El Capitulo las Palmas • Capitulo La Trinidad. Hace más o menos 12 años que se hizo un Avance de Convención. Se nombró a Tonin Godoy como presidente del Evento que se llevó a cabo en el salón Granada de esta localidad. Y hoy gracias a Dios tenemos el segundo Avance de Convención que la preside nuestro Director Departamental el Dr. Antonio Martínez y los directivos de los 03 Capítulos que funcionan hoy aquí en Retalhuleu y sus apoyadores.

Varias sesiones para la formación de una directiva y que quedara formada oficialmente el capítulo Reu. Y fue hasta el año 1991 en el mes de abril que se iniciaron estas reuniones. Venían de Mazate Horacio, Marco Tulio y Rodolfo y yo me encargaba de invitar o citar a las personas para las sesiones, que por lo regular se llevaban a cabo en las oficinas de Carlos Jurado o en su casa de habitación donde su esposa Melva nos atendía con su hija Dina. Logrando así formar la primera junta directiva ya formalmente quedando la siguiente manera: - Presidente: Dr. David Lam - Vicepresidente: Armando García - Secretario: Carlos Jurado - Tesorero: Carlos López - Vocal de Membresía: Eduardo Juárez

Escrito por: Carlos Dardon Letona


A pesar de que siempre fui responsable con mis obligaciones como esposo y padre de familia, en mi hogar ya comenzaba a tener problemas como consecuencia del alcoholismo y la vida desordenada que llevaba, muchas veces puse en riesgo mi vida y la vida de otras personas por conducir vehículo bajo efectos de licor, circunstancias que en su momento me tenían sin cuidado. Sin embargo, el Señor es bueno, Él ya tenía un propósito para mi vida y yo no me había percatado de ello, en varias ocasiones me invitaron a asistir a un evento desayuno en el Capítulo Retalhuleu, de la Fraternidad Internacional de Hombres de Negocios del Evangelio Completo y siempre puse pretextos para no asistir.

Testimonio Carlos Hernández

Mi nombre es Carlos Hernández, soy originario del municipio de San Pedro Necta, del departamento de Huehuetenango, provengo de una familia integrada, mis padres y cinco hermanos. A la edad de dieciséis años vine a vivir a esta ciudad de Retalhuleu, con el propósito de estudiar, logré ese primer objetivo, me gradué en una carrera a nivel diversificado y a la par del estudio comencé a ingerir bebidas alcohólicas, posteriormente contrajimos matrimonio civil con mi esposa y procreamos dos hijos, quienes actualmente ya son jóvenes. Seguí estudiando y me gradué en la universidad en una carrera a nivel superior intermedio, pero a la vez, el alcoholismo también fue incrementando en mí. En busca de la superación personal y la de mi familia, continué estudiando en la universidad y me gradué en una carrera a nivel superior, lo que me permitió la oportunidad de conseguir un empleo en donde mi situación económica mejoró. Sin embargo el hecho de estar lejos de mi hogar y de mi familia, contribuyó a que el alcoholismo y la vida desordenada que llevaba creciera aún más, con mayor razón que desde mi juventud me fui alejando demasiado de la iglesia, generalmente mi esposa y mis hijos eran los que asistían a la iglesia y yo no quería saber nada de iglesia. Tomé la decisión de renunciar al trabajo que tenía y opté por trabajar por mi cuenta, pero la situación no cambio, así transcurrieron muchos años, en tres ocasiones intenté dejar el alcoholismo por convicción y por problemas de salud, pero siempre fue temporalmente, porque intentaba dejar ese sistema de vida con mis propias fuerzas.

En ese momento pense que no necesitaba de esos eventos, porque pensaba que eran para personas que tenían problemas, pues consideraba que yo estaba bien, pero en realidad estaba muy equivocado. Yo no aceptaba tener problemas de esa índole; en otra oportunidad me hicieron la invitación para asistir a una cena, sin darme información alguna, fue como llegue al Capítulo la Trinidad y por primera vez participé en un evento de esta fraternidad y desde entonces el Señor Jesucristo tocó mi corazón. A pesar que ese primer evento no me gustó, seguí asistiendo y aproximadamente cinco meses después, me invitaron a participar en un Seminario Avanzado de Entrenamiento para Líderes (SAEL) en la ciudad de Quetzaltenango y fue ahí donde verdaderamente tuve un encuentro personal con Nuestro Señor Jesucristo y Él comenzó ese proceso de transformación en mi vida. En ese bendecido SAEL el señor utilizó como instrumento cada uno de los temas y testimonios que compartieron los servidores durante esos tres días. Al regresar del Seminario, comencé a servir en el Capítulo La Trinidad y me invitaron a que asistiera a la Escuela de Servicio y Liderazgo en la ciudad de Quetzaltenango y al concluir con ese proceso, me invitaron a participar en dicha escuela y en el SAEL, en donde estuve sirviendo por un período de dos años. Al mismo tiempo de estar sirviendo en la Escuela de Servicio y Liderazgo y en el SAEL en la ciudad de Quetzaltenango, también comenzamos a asistir a la iglesia con mi esposa y desde hace más de un año, estamos involucrados en el servicio en la iglesia. Mi esposa participa en un grupo y yo participo en tres grupos, realmente estamos comprometidos con el servicio en donde Dios nos ha llamado. Con mi esposa estábamos unidos en matrimonio civil desde hace veintinueve años, sin embargo en ese proceso de perseverancia, el Señor permitió que el año pasado en el mes de noviembre contrajéramos matrimonio por la iglesia.


Hoy doy testimonio que el Señor es maravilloso, que a través de su infinito amor, su gracia, su poder y su misericordia, Él comenzó con ese proceso de conversión en mi vida, ya que, desde el día que asistí al Seminario Avanzado de Entrenamiento para Líderes, me liberó de ese alcoholismo, ha ido ordenando mi vida paulatinamente y lo más importante permitió que yo y mi familia nos acercaramos a Él y que regresaramos a la iglesia. Este caminar ha sido de mucha bendición para mi familia y para mí, pero eso sólo lo puede hacer Nuestro Señor Jesucristo, cuando atendemos su llamado y le abrimos nuestro corazón. Hoy le doy gracias a Dios por lo que ha hecho en mi vida, por lo que está haciendo el día de hoy y por todo lo que le falta por hacer. Carlos Hernández Capítulo La Trinidad


Avance de Convención  
Avance de Convención  
Advertisement