Issuu on Google+

Manizales 1-3 de Diciembre de 2010

2010, entre luces y sombras


2

EDITORIAL

Tampoco fue este año Pero si el 2010 no fue lo que se esperaba, para el 2011 las perspectivas no son las mejores. El clima ha sido inclemente y por lo tanto lo más probable es que la preparación de los cultivos para la próxima cosecha sea deficiente. Por otra parte, el grado de infestación de roya sigue siendo alarmante en muchas regiones del país, lo que no permitirá la recuperación esperada de los niveles de producción. Tampoco es halagüeño el horizonte por el lado de la tasa de cambio. La revaluación que tanto daño les ha causado a los ingresos cafeteros, parece que seguirá azotando sin clemencia en el próximo año. Las coberturas y futuros pueden proteger de sorpresas que puedan empeorar las cosas, por lo que siguen siendo recomendables, pero a los niveles actuales del dólar ya es difícil mantener rentables los cultivos. Nicolás Restrepo, Director LA PATRIA Por el lado positivo está el hecho de tener en la cabeza del gobierno nacional a dos personas coSi se comparan las expectativas que se tu- nocedoras como pocos de la industria cafetera. vieron al inicio de este año sobre lo que sería la Tanto el presidente Juan Manuel Santos como el producción cafetera del país y lo que al final va Ministro de Agricultura, Juan Camilo Restrepo, a resultar, este será otro año de decepción para son prenda de garantía de comprensión y ayuda desde esas altas esferas para las 500 mil familos cultivadores. Las floraciones de principio de año, que ayu- lias que viven del café en Colombia. Hay que trabajar mucho en la productividad dadas por un conveniente verano cubrieron de blanco buena parte de los cultivos de café, final- y, por tanto, en la rentabilidad de los cultivos. Antes de iniciar aventuras mente no se convirtieron Hay que trabajar mucho en la de promoción de siembra en granos de cosecha por de nuevas áreas en café, culpa del invierno y de un productividad y, por tanto, en la inesperado y agresivo ata- rentabilidad de los cultivos. Antes debe darse prioridad a los cultivos actuales, a que de la roya a muchos de iniciar aventuras de promoción quienes llevan años en la cafetales. Mientras tanto, en el de siembra de nuevas áreas en café, actividad y que por difemundo continúa el desfa- debe darse prioridad a los cultivos rentes razones, muchas de ellas por fuera de su se entre la demanda de la actuales. control, no han logrado bebida, siempre creciente, que el café les retribuya y la producción, cada vez económicamente todo su con más inconvenientes. esfuerzo. Pocas veces los inventarios de café, en poder Finalmente, queda el reto de diseñar un sisde los tostadores y consumidores, y de los productores se halla en niveles tan bajos como los tema de salud y protección social para los miles de recolectores que deambulan recogiendo las actuales. Esa escasez de granos ha permitido que los cosechas. No es una tarea fácil, pero además de precios en las bolsas internacionales se manten- ser una deuda pendiente con tantas personas, gan en un nivel alto, y por lo tanto por esa vía se es un incentivo necesario para que haya sufihan logrado compensar en parte los ingresos ciente mano de obra disponible para recoger las próximas cosechas. esperados de los cultivadores.

Panorama Cafetero

Director: Nicolás Restrepo Coordinación: Juan Carlos Layton Redacción: Mauricio Díaz Juan Carlos Layton Diseño y Diagramación: Virgilio López Autoedición: Carolina Alzate Infografía: Jorge Iván Morales Fotos: Marta Elena Monroy Darío Augusto Cardona Fotos cortesía: Diario del Huila, El Colombiano, Federación de Cafeteros, OIC.


3

META PARA 2015 ES 2,4 KILOS POR PERSONA

A tomar café se dijo El consumo per cápita de café en 2009 fue de 1,87 kilos, muy inferior a otros países productores. Nueva estrategia de promoción de consumo comenzó en marzo de este año. Mitos sobre el café, uno de los obstáculos a superar. Esfuerzo.

“La cosecha estuvo muy afectada por la roya. La ayuda del gobierno para la renovación ha sido mal orientada, pienso que lo deseable es la renovación por siembra para tener cafetales más sanos y actualizados”, Julio Buriticá, Bajo Español, Chinchiná.

PANORAMA CAFETERO LA PATRIA | MANIZALES

U

n café con leche al desayuno o a la comida. Un tinto para comenzar el día o para bajar el almuerzo. Un café para combatir el frío o para atender una visita. Todos estos momentos que comparten los colombianos y en los que está presente el café, hacen pensar que en el país hay un alto consumo de esta bebida. Sin embargo la realidad es otra, ya que en 2009 el consumo per cápita de café en Colombia fue de 1,87 kilos, cifra lejana de los 4,5 kilos de Costa Rica y de los cerca de 6 kilos de Brasil. “No somos buenos consumidores en volumen y estamos muy lejos de un estándar internacional, por lo menos mediano. El gremio ha hecho muchos esfuerzos y algo se ha mejorado, pero buscamos que nosotros seamos los mejores clientes de nuestro propio café”, señaló Ricardo Sánchez Prieto, representante al Comité Departamental de Cafeteros de Caldas. Para cambiar este panorama, desde principios de 2009 se formó una coalición integrada por los tostadores y la Federación Nacional de Cafeteros para impulsar la estrategia “Toma café”, que se presentó al público en marzo de este año. Ana María Sierra, Coordinadora Ejecutiva

La ayuda extranjera Desde el arranque del programa de promoción se contrató al brasilero Carlos Brando como consultor internacional, quien ha trabajado en programas similares en India, México y El Salvador. Según Ricardo Sánchez Prieto, Presidente del Comité Departamental de Cafeteros de Caldas, un ejemplo de las acciones que implementó Brasil fue con el consumo de café con leche en las escuelas durante los desayunos y “algos”. “En Colombia todavía tenemos unas creencias equivocadas de que el café es nocivo para la salud o que solo se puede consumir cuando se es mayor de edad. Hemos trabajado con Bienestar Familiar tratando de romper ese mito y no hemos tenido mucho éxito”, añadió.

Se busca que los jóvenes encuentren cada vez más espacios y motivos para tomar café.

La estrategia Las acciones más puntuales para incrementar el consumo de café en Colombia se resumen en cuatro grandes líneas:

Foto | Cortesía | LA PATRIA

1. Promocionar la experiencia y la cultura de consumo del café:

Se busca que el consumidor conozca la manera correcta de prepararlo y así servir café fresco que tenga todas las características de aroma, intensidad y sabor. También se busca promocionar nuevas recetas como el capuchino y el granizado, que le den nuevas sensaciones y atributos.

2. Promover los beneficios funcionales del café: del Programa de Promoción, afirma que el consumo en años anteriores en el país era más alto y por esta razón lo que se busca es reactivar esa demanda y llegar a las generaciones jóvenes. “El café es un símbolo del país, pero necesitamos que eso se vuelque al consumo. La meta es crecer 30% y llegar a 2,4 kilos de café verde anuales para el 2015”, anunció.

Obstáculos

Las barreras para que se tome más café se derivan de creencias sobre los presuntos perjuicios para la salud y otros aspectos sobre la calidad del grano que aquí se toma. “Esa percepción no es correcta, porque hoy en día se consiguen cafés de todas las gamas en el mercado. Incluso de los lotes que participan en concursos como de la taza de la excelencia o los cafés especiales que producen los tostadores”, aclaró Ana María Sierra.

Adicional a eso, para Sánchez Prieto a pesar de que existe la cultura de tomar café desde hace muchos años, “uno de los factores es la preparación del café, que no le brinda al consumidor una experiencia para repetir inmediatamente. Con las tiendas Juan Valdez y otras se están empezando a tener unos momentos de consumo con mejor calidad”, agregó. Aunque el café está en el 93% de los hogares, la idea general en los primeros años del programa es sensibilizar, educar y reposicionar el café y hacer que el consumidor se llene de motivos para consumirlo (ver recuadro La estrategia). Además se lanzó una campaña publicitaria con el mensaje puntual dirigido a los jóvenes. “Decimos: la vida es mejor cuando tienes cuerda y si necesitas más cuerda, toma café. La campaña busca aprovechar los valores positivos de los

El principal inhibidor del consumo son los mitos sobre el café y la salud. Se busca aproximar a los profesionales de la salud a los hallazgos recientes sobre café, porque así podrán dar buenos consejos a los pacientes que tengan dudas al respecto. Este ejercicio de divulgación se llama Café y ciencia, y cuenta con la página web www.cafeyciencia.org con actualización constante de información.

3. Comunicarle al consumidor nuevas ocasiones y sitios de consumo:

Reforzar la tradición del café en las mañanas y extenderlo a otros momentos del día. Además que no solo sea en el hogar sino también en el trabajo o en otros sitios.

4. Revalorizar el café en los canales:

Los supermercados y tiendas de barrio son los principales multiplicadores para llegar al consumidor. Se estableció una alianza con Cotelco, Fenalco, Acodres (Asociación Colombiana de la Industria Gastronómica) y el Sena para realizar concursos para tenderos y preparadores de café en hoteles y restaurantes, para que aprendan buenas prácticas cafeteras.

Foto | Archivo | LA PATRIA

Ana María Sierra, Coordinadora Ejecutiva del Programa de Promoción de Consumo.

colombianos con “cuerda” a través de artistas jóvenes, cuyos atributos positivos los asociamos al café”, comentó la coordinadora. Basta solo con mirar que Brasil necesitó de 13 años para pasar de un consumo per cápita de 2,5 kilos a 5,48 kilos, para darse cuenta de que falta mucho trecho por recorrer en el país. Sin embargo, hay buenas expectativas y tanto los caficultores como el gremio, buscarán darle mucha más “cuerda” a los colombianos en los próximos años.


4

ASEGURA MINISTRO DE AGRICULTURA, JUAN CAMILO RESTREPO

"Renovar y am

“El a ñ o h a sido regular por el inv ier no que nos ha afectado mucho. Que nos sigan apoyando a través del Comité con diferentes medidas y planes”, Alfonso Medina, Buenavista, Chinchiná.

la única forma de la anemia a la caf

“Si seguimos patinando entre nueve y 10 millones de sacos, vamos a declinar nuestra participación histórica internacional”. 2011, otro año de incógnitas. Incertidumbre.

Las proyecciones para el 2011 tienen áreas de sol y áreas de sombra. Pues aunque se hacen grandes esfuerzos en renovación, el invierno y la roya afectarán la cosecha, sobre todo del año entrante.

-¿Esa baja producción del 2009 y la que se espera este año se puede calificar como un retroceso o cómo se puede analizar esto que le está sucediendo?

Pues esto se puede calificar como una leve mejoría con relación a lo que fue el 2009, pero es también una recuperación que está lejos de calificarse como espectacular.

Para el Ministro de Agricultura, el 2010 no fue como para tirar la casa por la ventana y el 2011 viene con una serie de luces y sombras. PANORAMA CAFETERO LA PATRIA | MANIZALES

S

i hay una pala bra pa ra mejora r l a caficultura colombiana, esa es renovación, pues es la única forma de acabar las cifras anémicas y enfrentar los problemas de roya que hoy tiene el 50% del parque cafetero del país. Para el Ministro de Agricultura, Juan Camilo Restrepo, esto no solo es un deber, sino una obligación para enrutar el país hacia producciones de 14 millones de sacos y más, y tomar la lección de grandes jugadores como Vietnam, que no solo desplazaron a Colombia, sino que han mostrado buenos ejemplos de los que se debe aprender.

Lejos de lo espectacular

-¿Cómo calificaría usted este último año para la caficultura nacional, y cuál es la principal tarea ante la serie de problemas que ha tenido

que enfrentar el sector?

Las condiciones han sido severas en la caficultura colombiana, porque con este invierno tan fuerte, la roya ha hecho estragos y cerca del 50% de los cafetales del país tienen el hongo. Esto ha puesto en evidencia la importancia de renovar la caficultura con variedades resistentes. Aproximadamente el 30%, apenas, de los cafetos colombianos son resistentes a la roya, entonces este invierno ha puesto en evidencia que renovar es una de las grandes urgencias en la agenda cafetera del país.

La cifra 607.572 El número de hectáreas sembradas en variedades susceptibles de roya en Colombia, igual al 67%.

-¿Qué logros concretos se esperan en ese plan de intervenir hasta 300 mil hectáreas de cafetales envejecidos y 70 mil tecnificadas por año. No puede eso afectar más la producción?

Esta es una de las piezas fundamentales para que no se vaya a derrumbar la producción colombiana, porque uno de los grandes retos es volver a los niveles normales. Hay que reconocer que en 2009 no llegamos siquiera a los 8 millones de sacos (7,8), y este año, solo será un poco mejor.

-¿Aunque hoy se habla de unas 900 mil hectáreas en café sembradas en Colombia, hay estimados de cuántas se han perdido por cuenta de la mala situación en los últimos años?

Más que pérdidas, lo que tenemos hoy es una caficultura muy afectada por la roya. Ese es el gran reto y problema, porque ahí están los cafés, pero más débiles e infectados de roya, de manera no es que se hayan desaparecido, pero están con menos productividad.

Colombia va a ajustar tres años con bajas producciones.


5

mpliar,

quitarle ficultura"

Discurso de Asoexport no puede satanizarse “Aunque hay varios puntos de Asoexport con los que no estoy de acuerdo, creo que es un discurso serio y de una buena factura como reflexión y por eso tampoco hay que satanizarlo”. Con estas palabras el Ministro de Agricultura, Juan Camilo Restrepo, se refirió a las recientes declaraciones del Presidente de Asoexport, Jorge Humberto Botero, con respecto a que la Federación es juez y parte en los temas de comercialización y exportación del grano. Para Restrepo Salazar no hay contradicción frente a que la Federación en nombre del Fondo Nacional de Café exporte un 25% de la producción nacional, y el Comité Nacional de Cafeteros, máximo rector de las políticas, dicte normas de comercialización. “Ahí no hay ningún conflicto de intereses, pero tampoco hay que hacer un aspaviento inmoderado del tema, está bien que se discutan con altura los diversos puntos de los gremios, y que salga una dinámica constructiva”, indicó.

la posibilidad y la urgencia de hacerlo, hacia producciones más altas, de hasta 14 millones de sacos. De lo contrario vamos a seguir en una especie de anemia en la producción cafetera, lo que no es bueno. Es la única forma de acabar con esas cifras pálidas.

-¿Pero cómo controlar para que no se empiece a sembrar a diestra y siniestra, porque ese es otro temor de los cultivadores?

Los cafeteros son muy racionales, si el ingreso no es muy remunerativo, ellos mismos se encargarán de no empezar a sembrar a diestra y siniestra, sino donde haya condiciones buenas de producción.

-¿Eso significa que se está en una especie de encrucijada?

Sí, Colombia está en una encrucijada muy complicada, porque tenemos una infraestructura instalada para producir normalmente 12 millones de sacos, pero ya vamos a ajustar tres años consecutivos con producciones por debajo de 10 millones de sacos. A mi entender la renovación es el gran reto, porque no es solo disponer de café para mantener la participación normal en el mercado internacional, sino de entender que menos producción representa un menor ingreso para el cafetero.

Una anemia

-¿Por qué a algunos cultivadores no les suena la propuesta de ampliar el parque cafetero en 200 mil hectáreas más?

No sé, lo importante es que entre renovación y ampliación en las áreas óptimas el país podrá perfilarse, como tiene toda

Aunque se prevé una estrechez en el mercado mundial, ¿esa estrategia de ampliación no podría conducir a que en un momento dado se genere una sobreoferta del grano, tal y como cuando Vietnam comenzó a incrementar su producción?

No, lo que pasa es que la producción no se aumenta de la noche a la mañana, el café es un cultivo permanente, no de ciclo corto. Pero ya que menciona a Vietnam tenemos que ver las cosas positivas de esa nación y ver qué lecciones aprendemos. Hace seis o siete años Vietnam producía la misma cantidad de sacos que Colombia y ocho años después ya produce el doble. Mientras nosotros estamos en nueve, Vietnam está en 18 millones de sacos, con cafés de menor calidad, pero con un gran dinamismo y una caficultura muy sorprendente. Por eso, más que lamentarnos de ese país, me parece que hay que aprender a sacar lecciones del porqué han tenido una caficultura tan dinámica.

- ¿Qué lecciones, por ejemplo?

Un estudio reciente de la Federación mostró que la edad promedio de quien maneja una finca de café en Vietnam es de 35 años y en Colombia ya se acerca a los 50 años. De manera que también hay que propiciar todo lo que sea renovar la dirigencia y que los jóvenes cafeteros se queden en el campo, se arraiguen en él, de tal forma que le podamos inyectar no solo plantas nuevas, sino sangre nueva y dinámica a toda la caficultura colombiana. Ese es el gran reto hacia adelante.

-¿El Gerente de la Federación planteó la importancia de tener varios ejes cafeteros en el país, eso no podría llevar a que en vez de calidad, se tenga cantidad y un mal café? Pero es que hay varios ejes de hecho. Están los ejes de la caficultura antioqueña, la alta o del Eje Cafetero, del sur del país, y la central en Cundinamarca y Santander. Ya los ejes existen y se han conformado con el correr del tiempo, ya son una realidad.

- El Quindío ha sido una de las regiones más afectadas por la pérdida en café en el Eje, cerca de 17 mil hectáreas, ¿allí hay un plan especial o eso será discreción de cada comité?

Pues ni el Gobierno, ni el Fondo Nacional del Café dicen dónde, ni cómo se siembra. Esa es una decisión que le corresponde a cada cultivador en especial y a cada dirigencia local de impulsar o no. En Colombia no existe una caficultura planeada por el Estado. Se rinden y trazan unas reglas generales de precios y apoyos, pero no dónde se siembra, en qué proporción y en qué sector.

-¿Y cómo se va a hacer en Caldas, en especial en el oriente, para mejorar esa producción y volver esa zona como una de las mecas del café, como lo propuso el anterior Gobierno?

Esa es una de las regiones que tiene una vocación cafetera clara, pero también es una región muy afectada por la pobreza y por el marginamiento, por lo que es necesario que las autoridades departamentales le den unas condiciones socioeconómicas para desarrollar su potencial cafetero.

Luces y sombras

-¿Ese efecto de la roya, que saca los cafetales del parque productivo por dos años, podría conducir a que el próximo año sigamos en los mismos niveles, ya tienen un estimado?

No conozco un estudio de la Federación, que es la que hace esos estimativos, lo que he conocido son los datos para este año, donde la proyección de producción estará cerca de los 9 millones.

-¿Pero ve un mejor panorama para el otro año

Es una locura ampliar el parque cafetero: cafeteros Si bien hay que renovar y mejorar la productividad en el país, para algunos productores del Eje Cafetero no es pertinente ampliar el parque cafetero en 200 mil hectáreas más, tal y como lo propuso el Gobierno. De acuerdo con Carlos Alberto Gómez Buendía, Miembro Principal por Quindío ante el Comité Nacional de Cafeteros, esta es una locura, más cuando el trabajo debería orientarse a recuperar y mejorar la producción, en vez de inventar nuevas áreas. "El problema es que tenemos una tarea para hacer. Unos cultivadores con problemas, que tienen que renovar, por eso lo primero sería ayudarles, que ponerse a sembrar a diestra y siniestra", indicó. Algo similar planteó Darío James Maya, Miembro principal por Risaralda ante el Comité Nacional de Cafeteros, quien sostuvo que no consideran que deban expandir las zonas cafeteras hacia zonas que nunca lo han sido, caso el Piedemonte Llanero. "Debemos mejorar y ampliar en nuestros departamentos cafeteros, pero nunca donde no ha habido café".

“Me fue mal porque tengo cafeteras viejas. Lo que necesitamos es ayuda para tumbar y sembrar de nuevo y que nos sigan prestando el auxilio”, Ángel Bedoya, Buenavista, Chinchiná.

La frase "Hay que renovar mucho en la caficultura colombiana, porque si se nos envejecen los cafetales ahí sí no vamos a quedar en el cuarto, sino en el sexto o séptimo lugar de producción mundial".

con todas estas políticas que están aplicando?

Las proyecciones para el 2011 tienen áreas de sol y áreas de sombra. Si bien se están haciendo esfuerzos muy grandes para mantener dinámicos los programas de renovación, no es menos cierto que este invierno y esta roya afectarán la cosecha, sobre todo del año entrante.

-Incluso ya estiman que la cosecha de mitaca llegará reducida por este invierno

Parece que sí. Es que recordemos esto, la producción del 2009 fue tan mala porque en 2008 hubo mucho invierno. Entonces el actual invierno le pegará a la producción del año entrante.

-El hecho de seguir como cuartos productores en el mundo ¿qué tan grave es y qué riesgo hay de incumplir o perder contratos por este efecto?

Pues ya no es qué puesto ocupamos en el escalafón, porque ese segundo lugar de productores lo perdimos hace rato con Vietnam. Lo importante es que Colombia tenga unos niveles más altos de producción para mantener su participación histórica en el mercado internacional. Si seguimos patinando entre nueve y 10 millones de sacos, inexorablemente vamos a declinar nuestra participación histórica en el mercado internacional. Por eso el gran reto es tener joven el parque cafetero, para que no sigamos por la pendiente de pérdida de la participación internacional.

-¿Cuál es el mensaje para los cafeteros que hoy están desanimados con su café, caso en el oriente donde hay tantas pérdidas?

El mensaje tiene que estar acompañado de realidades y es que se está trabajando mucho para que hombro a hombro con los cafeteros podamos salir de esta época que sin lugar a dudas ha sido dificultosa con el fuerte invierno que vive el país, y que ha afectado, dicho sea de paso, no solo la caficultura, sino todos los cultivos y la agricultura de Colombia. En este momento hay más de 100 mil hectáreas anegadas en toda la geografía nacional.

¿Si el 2009 fue un año para olvidar, cómo calificaría el 2010? Un poco mejor que el 2009 pero tampoco como para tirar la casa por la ventana.


6

LA ROYA CONTINÚA SIENDO SU PEOR ENEMIGO “El año cafetero no fue malo y estamos recolectando una cosecha normal. Necesitamos apoyo para controlar la revaluación, porque si no va a llegar el momento en que la caficultura va a ser inviable”, Luis Bernardo Montes Trujillo, Chinchiná.

En el oriente Reportes del ICA demuestran que la roya ha alcanzado índices superiores al 50%. Secretaría de Agricultura de Caldas reitera que la enfermedad está mutando. Cultivadores celebran plan de choque, pero piden más ayudas. Daños.

PANORAMA CAFETERO LA PATRIA | MANIZALES

L

lueve, son cerca de las 9:00 de la mañana y no escampa en el oriente de Caldas, tal y como ha sucedido a lo largo de este año en la mayoría de regiones de Colombia. Las espesas nubes con matices de gris, café y negro advierten que la situación seguirá igual para lo que resta del día, por lo que la única opción para residentes y visitantes es aguantarse el chapuzón y tratar de huirles a las delgadas, pero continuas y frías gotas, que caen sin dar tregua. A la entrada de Manzanares, en la vereda La Ceiba, al llegar a la finca la Yuliana, se encuentra Benedo Antonio Gutiérrez, ajetreado entre los palos de café. Su única defensa es protegerse con un plástico y su chaqueta negra encima, mientras revisa las ramas y coge algunos granos. "Qué bueno que hayan vuelto por aquí, pero cuenten ustedes mejores noticias, porque de lo único que tengo para hablarles es de roya", sostiene, mientras suelta una carcajada y le advierte a la fotógrafa de este Diario que tenga cuidado al caminar, debido a que todo esta liso. "Todo sigue igual. La roya se volvió un factor común, tan continuo y tan grave, que de 22 mil palos de café, hoy solo hay 3 mil en producción, aunque en el caso de este lote es la segunda cosecha". Aunque los mismos cafeteros reconocen que tienen fama de "quejumbrosos", lo que se ve en esta zona demuestra que, por lo menos en esta ocasión, no exageran. El panorama es igual al de finales del 2008, cuando se empezó a hablar en el país de la reaparición de la roya, luego de que hizo presencia en Colombia y en especial en la zona central, en Chinchiná (Caldas), en 1983.

La cifra 1.700 y 1.800, los metros de altura sobre el nivel del mar donde llegó la roya. Antes solo se afectaban las zonas bajas, entre los 1.300 y 1.400 metros sobre el nivel del mar.

Fotos/Marta Elena Monroy/LA PATRIA

Según Benedo Gutiérrez, la roya se volvió un factor tan común que de 22 mil palos de café en su finca, hoy solo hay unos 3 mil en producción. Asegura que mucho de lo que recoge es cacota o pepas negras.

Los últimos registros del ICA señalan que el problema es tan delicado en Colombia, que hay índices de infección superiores al 50%, en especial el sur del Huila y Antioquia. En el caso del Eje Cafetero, Caldas y Risaralda tienen un porcentaje similar al 30%, y en el Quindío, el menos afectado, los casos aislados están entre el 15% y el 20%.

Descuñando cacota

Pero por encima de cualquier estadística, los cafetales hablan por sí solos. Palos secos, con chamizos delgados y ramas de colores café y grisáceo, acompañan el recorrido que hace-

mos con Benedo. Solo se ven algunas hojas de color verde pálido y amarillentas, rodeadas por un polvo, como una muestra ineludible de la presencia del hongo. Aunque para este fin de año debería existir una buena cosecha en el oriente, época en la que recoge cerca del 40% de la producción, según Benedo, lo único que hacen es descuñar o coger unos granos. Los demás es cacota, término que utilizan para referirse a unas pepas negras y arrugadas. Aunque antes era un grano que estaba madurando, comenzó a secarse luego de que se defolió la hoja. "Mire que no le miento", asegura,

Juan de Dios Arboleda, cafetero del corregimiento de Samaria, en Manzanares (Caldas), agradece que aún puede coger algo de café.

Miguel Henao, cafetero de Manzanares, destaca lo reverdecido de sus cafetales, pero sin un solo grano. Su hijo Jainiber, de 16 años, lo ayuda en sus labores.

mientras enseña en sus manos algunos de esas bolas negras, arrugadas como una pasa. "El patrón ahora sí piensa seriamente en renovar con variedad Colombia", sostiene, mientras se rasca la cabeza, en señal de preocupación. Juan de Dios Arboleda, cafetero del corregimiento de Samaria, vereda Los Planes, en Manzanares (Caldas), se convirtió en otro viejo amigo de LA PATRIA, de tanto visitarlo y seguir su problema. Después de la última visita que le hicimos hace un año, su condición no ha cambiado. Hoy ya no tiene 12 mil palos de café. Cuenta con 8 mil, pero reconoce que ya ni se preocu-


7

de Caldas

aún esperan el café pa, pues el mal los abandona por unos meses y reaparece. "Apenas los cafetales se han revestido y renovado las hojas, al poco tiempo vuelven y se caen. Solo he recogido algunos granos, por tajitos. Ahora lo que estoy haciendo es mirar otras salidas, sembrando mora, aguacate y granadilla". Al preguntarle qué opina de los nuevos planes de choque que anunció el Gobierno para renovar y sembrar hasta cinco hectáreas con variedades resistentes, Juan de Dios pregunta. ¿Eso es lo que están anunciando ahora?". Al volver a explicarle la medida, y recordarle que tienen una condonación del 40% del crédito y sin pagar intereses, asegura que es muy buena, pero vuelve y consulta"¿y qué hago con los cerca de 10 millones de pesos que debo todavía?".

A mirar otras opciones

Al dejar a Juan de Dios, el recorrido se vuelve más atractivo al entrar a la vereda San José, cerca de Marquetalia. Luego de unas cuatro horas de camino, llaman la atención unos cafetales reverdecidos, que sobresalen por encima del panorama, como un premio después de ver tanto paloteo. Miguel Henao sale de inmediato a saludar, aunque está en su hora de descanso. Al felicitarlo porque es el único sector donde se ven unos árboles bonitos, Miguel invita a conocer su finca Tribuna y revisar los 15 mil palos que tiene sembrados. En un sector tiene 1.100 palos, con variedad castilla. Cerca está el caturra, que es el que resplandece por la belleza y brillantez de sus hojas. Miguel se ve animado, pero casi que de inmediato termina con todo el entusiasmo que nos trajo a este sitio."Ahora vaya y mire si en medio de ese follaje tan hermoso y de esas hojas tan lindas encuentra algún grano. Muy bonito y todo, pero el problema es que no hay y no habrá una sola pepa, además ya se le están cayendo las hojas.

- ¿Qué pasa entonces?, le preguntamos.

"Yo pienso que de pronto es por las temperaturas. Ayer, por ejemplo era un día de un calor hermoso, pero al ratico se opacó el sol y de pronto un ventarrón”, indica

Mal de muchos ¿Cuál es su actual situación con el café?  José Arley Bermúdez, propietario de las fincas Estansuela y Balmoral: muy afectados, tengo 2 hectáreas en café, pero la roya volvió con una fuerza tremenda.  José Orlando Ramírez, administrador de fincas: Estamos muy golpeados con todos los productos agrícolas, necesitamos una política de mayor comercialización.  Bernardo Jaramillo, propietario de la finca El Recuerdo: hay mucha plaga y los cafetales están muy desgastados. El terreno es lindo, pero no he podido, hasta he pensado en vender.

-¿Ha pensado en alternar o sustituir con otros productos?, se le consulta.

- "Es que estamos embalados, porque la finca es muy pequeña, el terreno muy faldudo y no sirve como para ganado, ahí no se puede soltar un vaca, sino que hay que colgarla. Lo único que más o menos tiene mercado asegurado es el café. Al aguacatico también le estoy haciendo, pero para arrancar no más se necesitan un millón 200 mil pesos", dice. Miguel se defiende y dice que en su caso, el problema de la roya no ha sido por descuido. "Yo creo que estoy haciendo un trabajo muy juicioso, no lo he dejado de abonar. Incluso este mes le debo a la cooperativa un millón y medio de pesos, de un crédito que me prestaron para abonar", explica, mientras señala que aunque hace unos llegó a cosechar unas 60 cargas en esta área, ahora solo espera unas 10 cargas, si acaso.

"La verdad estoy muy desilusionado, los créditos ya están copados, ya no le fían a uno y eso que para ayudarme he tenido hasta cerdos y plátano. Nadie se para recogiendo una arroba de café, que me llevó toda la semana y que si mucho valdrá unos 80 mil pesos. Ojalá que las cosas cambien, porque de los contrario, nos tocará abandonar eso", sostiene. Como si quisiera constatar que no ha dicho una sola mentira, Miguel enseña palmo a palmo toda su tierra y las áreas vecinas. "Mire ese lote que hay allá abajo, eso tiene un fruto verde hermoso, pero mire que sin producir, ya está sin hojas. Mire esa otra finca del medio, está fea y en rastrojo, aquella la tumbaron casi toda, pero es porque el tipo ya no vive de eso... Mejor vengan y tomen tintico", nos invita.

Mal de grandes y pequeños

Al entrar a Marquetalia, en la vereda Minitas, José Uriel, propietario de la finca El Recreo, explica que su mayor problema es la falta de dinero para renovar y fumigar. "Después de la broca, llegó la roya y entonces llevamos dos años pésimos, pasando prácticamente hambre. Así estamos los cafeteros. La defensa es lo poco que hago con plátano", sostiene. "Si tuviera plata voleaba todo esto, incluso con variedad Colombia, que está pegando bien, aunque este problema de roya le cayó a toditico el café. Mire esas siembras que son de Guillermo Rivera, que tiene más plata. Muy bonito pero no hay pepas, está descargado", sostiene. Ante su advertencia, decidimos visitar a don Guillermo. Sin embargo, solo basta un minuto de conversación para que exprese el mismo malestar en su finca El Albión. "Aquí

“Esa roya nos aporreó muy duro porque yo tenía solo caturra. Necesitamos ayuda para sembrar variedad castillo y que nos den un auxilio a los que nos vimos afectados”, Luis Gutiérrez Pulido, El Avión, Villamaría.

se afectó por lotes, aunque es la misma mano y el mismo cuidado, hay una parte donde la roya pegó más", explica. Por esta razón, de sus 30 mil palos, hoy solo Guillermo tiene 15 mil en producción, y otro lote renovado con 4 mil palos de variedad Colombia. La decisión del cambio se debió a que después de tanto insistir con variedad caturra, quiso atender el continuo llamado de la Federación de Cafeteros. No obstante, advierte que en la variedad Colombia y castilla también se ha visto presencia de roya. "La gente no quiere joder mucho con eso, por la cuestión de que todavía no se ha climatizado al terreno, por eso hay gente que ha sembrado y ha tumbado". Asegura que su preocupación es tal, que incluso mandó a hacer un análisis de suelos de un lote, pues aunque se abona y el café se ve bonito, no hay buen graneo. "En una época buena me cogía unas 100 cargas al año con los 30 mil palos produciendo, hoy solo cojo unas 70 cargas. No sé si es que la tierra se cansa, lo mismo que uno, porque siempre es mucho el cuidado que le pongo y son tres y hasta cuatro fumigadas al año. Ojalá esta vez sí nos pongan atención y no digan que todo es por culpa de los cafeteros", señala. Las amenazas de lluvia se hacen realidad, y hacia las 6:30 de la tarde cuando tomamos la vía rumbo a Petaqueros, de regreso a Manizales, comienza de nuevo un aguacero que pega de forma inclemente en los cafetales y que ya empieza a amenazar la producción de la próxima cosecha. Ahora los cafeteros rezan para que el 2011 sea un poco mejor, aunque prevalecen las luces y sombras en el sector.

Para recordar Debido al fuerte impacto de la roya en el oriente de Caldas, el 8 de mayo de 2009 viajaron a Manzanares el entonces Gerente de la Federacafé, Gabriel Silva Luján, y el Ministro de Agricultura, Andrés Fernández Acosta. Antes de las ayudas que anunció el Gobierno y la Federacafé, los cafeteros pedían subsidios y créditos blandos. Incluso varios cultivadores pidieron que se declarara la emergencia cafetera, pues de unas 19 mil hectáreas sembradas en café, el 44% está envejecido y por lo menos 17 mil están sembradas en caturra.

Guillermo Rivera, cafetero de Marquetalia, asegura que cuida demasiado sus palos, pero la roya no le ha permitido tener una buena producción.

José Uriel, propietario de la finca El Recreo, en Marquetalia (Caldas), reconoce que la mejor opción es renovar.


8

ASEGURA GERENTE DE LA FEDERACIÓN DE CAFETEROS “Estamos regular por la crisis con el tema de la roya. El gobierno debe tenderle la mano al pequeño caficutor que es el que tiende a desaparecer porque la roya se disparó de una manera horrible”, Heriberto Muñoz, Villamaría.

"Si no cambian las condicione

el 2011 será de ba La frase "El propósito es recuperar, estabilizar y aumentar la producción".

Para Luis Genaro Muñoz hay un camino promisorio, marcado por el crecimiento mundial. Revaluación, roya y baja producción, una mezcla de graves problemas. Cambios.

Gerente de la Federacafé, Luis Genaro Muñoz

bros cafeteros, pues aunque usted subió por mayorías, también hubo unos dirigentes que no estuvieron de acuerdo con su nombramiento?

Las diferencias normales y pasajeras de toda elección quedaron clausuradas con mi posesión y he recibido el generoso respaldo de todos a mi gestión. Mantengo una excelente relación con todos.

PANORAMA CAFETERO

- ¿El hecho de que usted haya tenido la bendición del Gobierno para llegar a este cargo ¿aún genera distancias con algunos cafeteros o cree que ya es un problema superado?

LA PATRIA | MANIZALES

S

u primer mensaje es de esperanza . Para el Gerente de la Federación Nacional de Cafeteros, Luis Genaro Muñoz, el futuro de la caficultura está lleno de promesas favorables, más cuando hay una tendencia en el mercado mundial que les permiten tener un razonado optimismo. No obstante, en medio de tanta esperanza, también reconoce que si las condiciones climáticas no cambian, el 2011 será otro año de baja producción. Asegura que jamás se le ha restado importancia al riesgo de la roya, incluso ni en la administración anterior, y cuestiona la percepción negativa de algunos analistas, como "faltos de alma y excesivos de estomago".

El primer año

- Ya se cumplió algo más de un año de su designación como Gerente de la Federacafé ¿cómo ha sido este período, y cómo se ha sen-

Según La Federacafé, hay un optimismo moderado para 2011. Hoy se sigue creando conciencia sobre la necesidad de renovar con variedades resistentes a la roya.

tido al frente de la máxima instancia de los cafeteros?

Muy bien, muy respaldado. Con mucho trabajo e innumerables deberes, pero satisfecho con los primeros logros. Y una precisión necesaria, soy el ejecutor de las decisiones de las máximas instancias de los caficultores que son el Congreso Nacional de Cafeteros y los Comités Directivo y Nacional.

- ¿Qué considera lo más duro o complejo durante este lapso, la revaluación del peso, el efecto de males como la roya, que no cedió este año, o los indicadores todavía bajos de producción?

Todos los temas que usted con acierto y precisión identifica son graves y sus efectos sensibles y sobre cada uno de ellos hemos

actuado. Para contrarrestar el efecto de la revaluación, que es un fenómeno mundial, y que fue parte de la agenda de la reunión del G-20 en Corea, tenemos el Contrato de Protección de Precio. En cuanto a la roya, insistimos en la necesidad de renovar los cafetales con las variedades desarrolladas por Cenicafé, resistentes a ese flagelo. Y en relación con la producción, este año se está recuperando frente al 2009, las cifras así lo demuestran, pero el fenómeno de La Niña se ha prolongado e intensificado, y es una grave amenaza para la producción del próximo año, porque genera condiciones de humedad excesiva que favorecen la roya y, en agricultura como en economía, el efecto de las medidas no es inmediato.

- ¿Cómo ha sentido su relación con los miem-

"La bendición del Gobierno" es un mandato estatutario y no tiene porqué generar distancias con nadie. Esta octogenaria arquitectura institucional es garantía de unidad y de cohesión gremial. Entonces ningún problema por superar.

- ¿Cómo ha logrado ser un gerente integrador?

Dejándome guiar por mi temperamento, que es genéticamente conciliador. Mis casi dos décadas al servicio del gremio me han permitido conocer que esta es una institución estéril para las rencillas y que el trabajo en equipo es uno de nuestros valores supremos; además he tenido el cuidado de esmerilar cualquier arista.

-¿Cree que sí se debe hacer una reforma de estatutos, como propusieron Mario Gómez y Juan Camilo Restrepo en su momento, para dejar criterios claros en la elección del los futuros gerentes? Fortaleza gremial es el indeleble ánimo de mejoramiento, actualización y revisión que permea a nuestros órganos de dirección. Para los cafeteros, acostumbrados a la fragosa vida del campo, nada es intangible, por ello toda reforma cuyo espíritu sea fortalecer nuestras instituciones será bienvenida.

Las cosas han mejorado

- En lo que respecta a la caficultura, el balance de unos productores es que las cosas han mejorado, hay más café, pero tampoco como para cantar victoria, solo una transición de lo que fue el peor año en la historia cafetera (2009) ¿Cómo calificaría usted ese proceso?

Eso que usted menciona no lo he oído, pero le respondo que tienen razón los productores que piensan que "las cosas han mejorado, porque hay más café". Respecto de los segundos debo confirmar que siempre habrá "faltos de alma y excesivos de estomago".

Durante la celebración de los 50 años de vida de Juan Valdez, el Gobierno Nacional firmó con la Federación Nacional de Cafeteros el pacto denominado Acuerdo por la Prosperidad Cafetera 2010-2015.

- Usted mismo, en el pasado seminario cafetero, sostuvo que definitivamente no se puede estar satisfecho con este año, e incluso planteó seis puntos dentro del plan de 'recuperar, estabilizar y aumentar' la producción, ¿en qué tiempo se puede lograr esto? Por lo general, yo nunca estoy satisfecho.


9

nes climatológicas

baja producción"

“Estuvimos muy castigados por la roya, a pesar de que la cosecha ha sido buena. Estamos a punto de desaparecer y necesitamos controlar la roya mientras cambiamos de variedad”, Julio Ernesto Vargas, Llanitos, Villamaría.

cuchado voces en contra de unos cultivadores?

El acuerdo suscrito recoge las prioridades de política cafetera para atender las preocupaciones de los cultivadores de Colombia, sobre las cuales hay total asentimiento. El presidente Santos es un gran propiciador de consensos y para los cafeteros es un orgullo de que una de las primeras convocatorias de su gobierno haya sido bajo el alero de nuestra casa, suscribiendo el Acuerdo por la Prosperidad Cafetera.

- En lo que respecta al Contrato de Protección de Precios (CPP) que hoy aplica para el 50% de la cosecha asegurada, ¿podría ampliarse hasta el 100%, como lo planteó usted?

El pacto Entre las metas que se propusieron dentro del Acuerdo por la Prosperidad Cafetera 20102015 se incluyeron aspectos como:

Siempre pienso que se pueden hacer mejor las cosas. Lo importante es no orillarse a la vera de la historia. Cada paso, para mí, es una meta. Cada proceso tiene sus plazos y sus tiempos. Sobre algunos podemos influir para acelerarlos, o para disminuir su ritmo, cuando sea conveniente.

- ¿A qué se debe que este año también se haya recalculado tantas veces la producción, hubo mala planeación, están fallando los estudios econométricos de la Federacafé?

La variación intempestiva del tiempo, cuya característica en este año ha sido la inestabilidad, nos ha hecho recalcular la producción. Ajustar oportunamente unas cifras a la realidad cambiante de los campos cafeteros es proceder con claridad y transparencia.

- ¿Preocupa que este año vayamos a seguir de cuartos productores en el mundo, después de Indonesia, o es más un golpe para nuestro ego como productores?

En materia de producción cafetera no importa el ego, sino el bolsillo de los caficultores. Gracias a las oportunas medidas de cobertura y la calidad de nuestro grano exportado, sus ingresos no se han visto afectados. Además estamos en el propósito de crecer el área cultivada, para abastecer el crecimiento del consumo mundial.

nes tan altas de roya, y a principios del año pasado se le restó importancia, e incluso se calificó a unos medios de alarmistas?

La humedad, la inadecuada aplicación de fungicidas y la persistencia en no renovar con variedades resistentes a la roya facilitaron una mayor presencia de la roya en los cultivos. Jamás se le ha restado importancia al riesgo de la roya. Por eso la recomendación permanente ha sido renovar con variedades resistentes.

- Usted dijo en el pasado seminario cafetero que 'a Colombia hay que inmunizarla contra la roya', ¿esto significa que en definitiva habrá una fuerte campaña, a parte del plan de choque, para acabar de una vez por todas con el café tradicional en Colombia?

Parte de nuestro trabajo y propósito para combatir la roya, es pedagógico: convencer a los caficultores de renovar sus cafetales con variedades resistentes y hacer oportunamente los controles cuando sea necesario. Y las campanas se mantendrán con ese fin.

- ¿Hay un plan especial para esas 270 mil hectáreas que son urgentes de renovar por estar afectadas contra la roya?

Si con una producción más baja en el 2009 no incumplimos, menos en este año, cuya producción es superior a la del año anterior.

Dentro del Plan de Choque contra la roya está previsto intensificar de varias maneras la asistencia y soporte a los caficultores que lo requieran para combatir ese flagelo tan perjudicial para el ingreso del cultivador. Y se han destinado unos recursos adicionales. Pero insisto: el caficultor debe ser el primero en convencerse de la conveniencia y necesidad de renovar sus cafetales con variedades, creadas especialmente por Cenicafé, para resistir la roya.

La fuerza de la roya

Más áreas

- ¿Podríamos este año incumplir algunos contratos internacionales por esa baja producción?

- ¿Por qué hoy el ICA muestra unas infeccio-

- ¿Cómo y a partir de cuándo se piensa apli-

 Intervenir e n los próximos cinco años hasta 300 mil hectáreas de cafetales envejecidos, y 70 mil hectáreas de cafetales tecnificados por año.  Expandir el parque cafetero en unas 200 mil hectáreas.  Plan de choque contra la roya.  Más recursos a los programas de investigación y generación de conocimiento estratégico al servicio de los cafeteros a través de Cenicafé .  Ampliación del conocido Contrato de Protección de Precio (CPP).  Generar unos 80 mil empleos directos y 160 mil indirectos nuevos,y el retorno de por lo menos 20 mil familias desplazadas para que cultiven 60 mil hectáreas nuevas de café.  Formalizar la situación laboral de por lo menos 300 mil productores e ingresarlos al sistema contributivo de seguridad social.

car el proceso para ampliar el parque cafetero en unas 200 mil hectáreas más y llegar a cerca del millón 100 mil hectáreas?

La propuesta fue esbozada por el propio Presidente de la República, gran conocedor de la caficultura y sus procesos, y está orientada a crecer las áreas cultivadas dentro de las actuales fincas cafeteras. Esto teniendo presente la importante proyección que el Piedemonte Llanero nos está abriendo, frente a un constante crecimiento de la demanda mundial.

- ¿Esa propuesta, planteada por el Presidente Santos, sí esta consensuada dentro del Comité Nacional de Cafeteros, y por qué se han es-

En eso se está trabajando y contamos con la solidaridad de los Ministros de Hacienda y de Agricultura, quienes también deben proveer soluciones para el resto de sectores de la economía. Por ello, aunque somos persistentes en la solicitud, hemos sido respetuosos de las limitaciones fiscales que cada uno afronta en su respectiva cartera.

- ¿Esa meta de llegar en el 2020 a unos 18 millones de sacos de producción es real, está más aterrizada que la propuesta por la anterior gerencia?

Toda meta de producción se debe revisar periódicamente para ajustarla a las realidades y circunstancias del momento. Si los cambios climáticos hacen que todas las predicciones sean inestables y que no podamos comprometernos con cifras rígidas a un año, imagínese a diez. Y el dinamismo del consumo global nos determina a elevar la altura del techo.

- Otro proyecto importante este año fue el de consumo interno. ¿cómo le fue al país, cuánto más o menos se consumió y en cuánto podría terminar esa demanda interna? Se van a mantener las campañas para aumentar el consumo interno, cuyos primeros resultados son promisorios. Tenemos el ejemplo del Brasil, que logró sorprendentes resultados por medio de campañas bien orientadas a incrementar el consumo nacional, y el de Chile en relación con el consumo interno de sus excelentes vinos.

- ¿Cómo ve la producción para el próximo año, justo cuando ya se ha dicho que la cosecha de mitaca llegará muy reducida. Se podrían alcanzar los 10 millones de sacos en el 2011?

Aspiramos que cada año sea mejor que el anterior, pero en este, San Pedro con La Niña se ha portado muy mal. Si no cambian las condiciones climatológicas el 2011 será de baja producción.

- ¿Cuál es su mensaje para los cafeteros, cuál es el panorama para los próximos años?

El futuro de la caficultura está lleno de promesas favorables. El crecimiento del mercado mundial, donde el café suave colombiano es tan apetecido, nos permite salir al encuentro del futuro con razonado optimismo. Mi mensaje es de fe y de salud, de progreso y bienestar para la gran familia cafetera.


10

HUILA, SE TOMA EL PRO

Eje

“Regular, la roya ha sido aterradora y en general a todo el campo por el cambio del clima. Las medidas del Gobierno son buenas pero hay que mirar que el calentamiento global está acabando con la agricultura”, Omar Osorio Osorio, Corozal, Villamaría.

una cultu empieza

PANORAMA CAFETERO LA PATRIA | MANIZALES

"

El país tiene varios ejes cafeteros y qué bueno que los tenga, porque lo que pase en café, le pasa a Colombia". Con estas palabras, el Gerente de la Federación Nacional de Cafeteros, Luis Genaro Muñoz Ortega, planteó la actual situación del país, en un seminario para periodistas realizado en octubre pasado, en Armenia (Quindío), denominado "Detrás del café". Incluso recordó que la redistribución de las áreas sembradas permitió una consolidación y multiplicación de ejes cafeteros que producen un grano de diversos perfiles y calidades durante todo el año. Sus palabras no fueron al azar. Responden a un hecho concreto de lo que hoy vive la caficultura, y su desplazamiento progresivo hacia otras zonas del país, como un factor inconfundible de que los departamentos y sus economías están cambiando. Sin embargo, en medio de todos esos cambios, hay una región que ha ganando la delantera en café. Se trata de los departamentos de Huila, Cauca y Nariño, que desde hace unos cinco o seis años se comenzaron a autodenominar el segundo Eje Cafetero, teniendo en cuenta que ya superan al Viejo Caldas en producción.

¿Por qué la medida?

De ahí que para varios expertos y dirigentes en Caldas, no es nada nuevo lo que hoy se dice con respecto a que el principal Eje Cafetero perdió su hegemonía. De hecho, un estudio del Sistema de Información Cafetera (SICA) detectó desde hace cuatro años que Caldas perdió el segundo puesto como productor del grano, y ahora ese lugar lo ocupa el Huila, después de Antioquia. Pero si esa delantera la tomaron el Huila y sus vecinos, solo hasta hace poco se reconoció oficialmente para reformular la llamada “regla de oro” a través de la cual la Federación de Cafeteros otorga recursos a los departa-

mentos cultivadores, según el nivel de producción regional y de sus familias. Algunos cultivadores coinciden con que la directriz del Comité Nacional de mantener la rigidez en participación fue una decisión casi salomónica, teniendo en cuenta que el calificado segundo Eje comenzó a expandir sus áreas de producción en café, pese a la meta y al compromiso que se había impartido de no ampliar, ni sembrar una mata más en el país. Incluso en el 2006, en el LXVI Congreso Cafetero, el presidente Álvaro Uribe Vélez, lo dejó claro. "No se le puede tener miedo a que el país incremente su producción, y pasar de producir los cerca de 12 millones de sacos a unos 17 millones hacia el 2014, pero con las mismas áreas cultivadas". Para unos cultivadores del Huila, la medi-

da fue más política que otra cosa, y por eso, se escudaron en el crecimiento indebido para no cambiar la fórmula. Aún así, en medio del debate, quedó claro que desde este año la regla de oro se modificará por una estructura móvil que medirá continuamente la producción de los departamentos y su ubicación.

Segundo Eje, a crecer

Eso avivó de nuevo los ánimos de los huilenses y sus vecinos, que soportaron con cierto estoicismo el "castigo" por sembrar más café, pero que ahora reclaman lo que se ganaron en franca lid. Eso se suma a la voz del presidente Santos, quien habló de expandir el parque cafetero en unas 200 mil hectáreas y superar el millón de hectáreas, todo con el fin de mantener al café como uno de los principales motores del agro, y recuperar la participación mundial, que hoy ubica a Colombia en el cuarto lugar, después de Brasil, Vietnam e Indonesia. Con base en esta nueva estructura, que se espera se aclare en este LXXV Congreso Cafetero, los cálculos indican que Caldas pasará del privilegiado segundo lugar y del 11,8% en participación de producción a un 11%, disputándose palmo a palmo el tercer puesto con el Tolima. Huila, por su parte, podría superar el 13% de participación en producción, por debajo de Antioquia que sigue de primera con el 16,4%. En medio de esos cambios y de la intención

El dato Pitalito (Huila) es calificado hoy como el pionero en cafés especiales de alta calidad.

Se estima que el área sembrada en el Eje Cafetero se redujo. En el caso del Quindío fue del 22,76%, Risaralda con el 12,47% y Caldas con el 8,23%.

de Caldas de seguir en la pelea a punta de un alto nivel de tecnificación, de mejor productividad y reducción de los cafetales envejecidos, muchos se preguntan qué llevó al Huila y a esa región del sur del país a impulsar la caficultura en momentos en que otros querían abandonarla, ante los malos resultados económicos, la revaluación del peso, el impacto del clima y los altos costos de producción. Para el ex director ejecutivo del Comité de Cafeteros del Huila, Rigoberto Ciceri, hay varios factores que contribuyeron a ese empuje, empezando por la disponibilidad de tierras relativamente baratas, en contraste con el encarecimiento y reenfoque productivo de las tierras del original Eje Cafetero. A eso se suma su firme decisión de trabajar de forma


11

OTAGONISMO EN CAFÉ

e Cafetero,

ura que a a multiplicarse

Para el Gerente de la Federación y el Ministro de Agricultura, hoy Colombia cuenta con varios ejes cafeteros. En Caldas, Quindío y Risaralda reconocen el cambio, pero sostienen que la cultura cafetera de 105 años no se irá al traste. Transformación.

están registradas en el Sistema Cafetero otra cantidad de áreas que se sembraron, por lo que se está haciendo un nuevo inventario. Esto podría conducir a que en un lapso de seis a siete meses, solo en el Huila, se reporte un número mayor a las 130 mil hectáreas, casi el 56% del total sembrado en ese nuevo Eje. Cuando se les pregunta a los opitas dónde se produce más café, con orgullo resaltan

Lo que no se puede olvidar

organizada a través de grupos asociativos, una figura novedosa en el país que les permitió enfrentar en grupo la difícil situación del sector, tener una vida más próspera, y dejar atrás otros cultivos menos rentables e inseguros, como los ilícitos. "Fue una oportunidad en momentos de crisis, y mientras en otras partes tumbaban, allí sembraban por iniciativa propia", aseguró. Los reportes de esa región hablan de una expansión progresiva que logró en los últimos siete años un parque del orden 28 mil hectáreas nuevas, llegando a casi 117 mil has sembradas en café en 35 de los 37 municipios del Huila. Eso equivale a unas 64 mil familias cafeteras que viven del café. Los mismos opitas reconocen que hoy no

 Mario Gómez Estrada, Miembro principal por Caldas ante el Comité Nacional: Nunca se puede hablar de que faltó gestión o liderazgo, ni es cierto que se haya acabado la caficultura en Caldas. Es cierto que se pasó de unas 91 mil 422 has en 1998, a 82 mil 939 has en 2010, pero la densidad por hectárea subió de 4.765 árboles a 5.336. De hecho hay que destacar que es una de las regiones más tecnificadas, con el 94%, muy por encima del promedio nacional (87%), y la región más renovadora del país. La pelea es con el alto nivel de tecnificación, la mejor productividad y reducción de los cafetales envejecidos.  Darío James Maya, Miembro principal por Risaralda ante el Comité Nacional: Nuestra tarea debe apuntar a abrir las siembras hacia zonas de vocación cafetera y llegar a municipios como Pueblo Rico y Mistrató. Tratar de recuperar el área en Pereira es casi imposible, porque ya es área casi urbana. Por ejemplo Pereira pasó de 17 mil hectáreas a 6.500 hectáreas. Risaralda en total tiene unas 54 mil hectáreas, aunque llegó a tener 62 mil hectáreas. También hay que entender que el Eje Cafetero es toda una cultura, en parte es café, pero nuestra tradición y trabajo no nació de un día para otro. Fueron siglos de trabajo y lucha de nuestros antepasados y no solo tiene que ver con café.  Carlos Alberto Gómez Buendía, miembro principal por Quindío ante el Comité Nacional: Mucha de la tarea apunta a renovar con variedades resistentes a la roya, y modernizar la caficultura, más cuando el 55% son sensibles a la roya. En eso estamos trabajando y lo vamos a seguir haciendo. Aunque ahora las condiciones cambian con la nueva regla de oro, tampoco esperamos que sea tanto, más cuando las destinaciones presupuestales se han reducido mucho. La intención es seguir siendo buenos productores en café y ya el puesto no es lo importante, aunque es claro que en Quindío han salido unas 17 mil hectáreas que se trasladaron a otros cultivos.

que en Pitalito, el segundo municipio más poblado del Huila y pionero en café especial de alta calidad. Este municipio cuenta con unas 14 mil 500 has, seguido por Acevedo, con casi 11 mil has sembradas. En el departamento del Cauca, hay unas 73 mil has cultivadas y alrededor de 87 mil caficultores, más unas 30 mil más en Nariño, hecho que los pone de primeros en áreas sembradas en el país, con cerca de 230 mil has y unos 180 mil cultivadores en total.

Renovación y no ampliación

"Los datos no han salido todavía, pero de lo que sí estamos seguros es que somos los segundos en producción, primeros en cafés especiales, y modelo de grupos asociativos que contribuyen al mejoramiento de la calidad", asegura Héctor Falla Fuentes, Director Ejecutivo del Comité del Huila. Pero con todas estas cifras, ¿cuál es el nuevo reto? Para los cultivadores de esa zona del país es bueno entender que no todos los problemas están solucionados. Llegaron a donde están de forma unificada, pero ahora se debe trabajar en la reconversión y sostenibilidad, justo cuando en el Huila por lo menos el 80% de área está sembrada en caturra, lo que paradójicamente la convierte no solo en una de las regiones más

“Tuvimos mucha roya en los cafetales. Necesitamos que nos ayuden con insumos porque son muy caros y a cambiar la variedad del café”, Ignacio Rincón Buitrago, Villamaría.

productivas, sino de las más afectadas por roya, con una infección superior al 50%, por lo que su liderazgo en producción podría ser efímero. Los líderes del sur del país reconocen que la denominación como segundo Eje representa una responsabilidad y un reto muy grande, en especial por el ejemplo que han dejado estas regiones de Caldas, Quindío y Risaralda, conocidas como el gran Caldas. "Por eso se trata de fortalecer y capacitar a los cultivadores, y entender el concepto de la trazabilidad, mayor calidad, seguridad y estabilidad", asegura Falla Fuentes. Por su parte, para los cultivadores del primero y reconocido Eje Cafetero, aunque es cierto que perdieron participación, hay una cosa que no se puede olvidar ni cambiar: La tradición que han dejado por 105 años de existencia, su compromiso y liderazgo y la resistencia para aguantar todos los embates por los que han pasado en los últimos años. Una cultura del carriel y de machete, que a lomo de mula trazó ciudades enteras, recorrió miles de kilómetros en bestia y en yip, que exportó los primeros e inmemorables granos de café por los más extensos cables y garruchas, y que en medio de bonanzas y después de las crisis, ha sido capaz de soportar los años negros con un buen tinto, esperando que en corto tiempo se junten todos los factores para demostrar que la recolección de las pepas rojas ha sido un modelo de tradición y de generaciones enteras que son mucho más que café.

Para los productores de Caldas, Risaralda y Quindío, la cultura e historia del café nadie la va a desplazar del principal Eje Cafetero.


12

“Nos fue bien p o r q u e ma nejamos variedad colombia y castillo. Necesitamos que sostengan el precio y no subir los abonos porque esos son los que nos matan”, John Jairo Morales, Bajo Español, Chinchiná.

con muchos interrogantes: OIC

SOTIENE DIRECTOR DE LA OIC, José Dauster Sette

2011, otro año

Los reportes indican que es muy probable que las fuertes lluvias tengan un efecto negativo en la cosecha de Vietnam, Centroamérica y Colombia. Indonesia continúa como tercer productos mundial. Oscuro.

PANORAMA CAFETERO LA PATRIA | MANIZALES

E

l pa norama para la ca ficultura mundial todavía no se aclara y lo que se prevé para el 2011 no genera tranquilidad. El reciente informe de la Organización Internacional del Café (OIC) evidencia que la producción total del año cafetero octubre 2009-septiembre 2010 fue solo de 119,8 millones de sacos, frente a los 128,4 millones del año cafetero anterior (sep. 2008/oct. 2009), un descenso del 6,7%. Las exportaciones sufrieron el mismo efecto, y cayeron a 93,8 millones de sacos, contra 97,4 millones de sacos en el año cafetero pasado, un bajonazo del 3,8%. Para el Director Ejecutivo de la OIC, el brasilero José Dauster Sette, quien asumió ese cargo el pasado 18 de octubre en reemplazo del colombiano Néstor Osorio, esta es una clara radiografía atribuible de lo que se está viviendo en el mundo, ante la disminución en la producción de África, México, Centro y Suramérica, incluyendo Colombia que va hacia un tercer año de bajas producciones. Solo en nuestro país, se culminó el año cafetero con una producción de 8,1 millones de sacos, incluso por debajo del período anterior que rodeó los 8,7 millones de sacos, hechos que mantienen a Colombia en el cuarto lugar en el ranking de producción mundial, después de Indonesia. Para Dauster Sette lo que viene para el 2010/2011 tampoco está claro, pues el mal clima, el efecto negativo en las cosechas de Vietnam, Colombia y Centroamérica e

ño de esa cosecha. Unas fuentes privadas dicen que fue mayor, pero lo cierto es que la oferta mundial está muy estrecha.

- Ahora la cosecha bianual que viene para ese país es baja, ¿qué tanto caerá y como impactarán esos bajos resultados que se esperan?

Ciertamente, el año que viene para Brasil, correspondiente a su cosecha 2011/2012, es de baja producción. Por eso es factible que opten por separar un poco de la cosecha presente para utilizarla el año siguiente y completar la oferta. Es muy temprano para decirlo, pero puede ser un 20% menor a la actual oferta. De acuerdo con los actuales informes puede ser de unos 40 millones de sacos o un poco mayor, lo cierto es que cualquiera que sea ese número, será muy poco para el mundo.

incluso Indonesia, generan de nuevo una combinación que le pone varios signos de interrogación al año que viene.

Estrechez en el mercado

- ¿Cómo ven el panorama de la caficultura mundial, ante la estrechez del mercado con que termina este año cafetero y los interrogantes del que viene?

Lo que más sobresale es la reducción en la oferta de los cafés arábigos, sobre todo en Colombia, por lo que se afectó toda la estructura de precios en el mercado mundial de café. Lo que vemos es que comienza un año con muchos interrogantes por las inesperadas pautas meteorológicas en algunas regiones, factor que causa preocupación con respecto al suministro a corto plazo. Es posible un efecto negativo en las cosechas de Colombia, Vietnam, Centroamérica e incluso Indonesia.

- ¿Cuál ha sido el país que más afectado esa oferta mundial?

Varios países de Centroamérica han tenido problemas, caso Salvador que bajó en 31% su producción entre 2009/2010, Guatemala en el 7,5% y México en cerca del 10%, pero ciertamente Colombia en su proceso de producción y participación histórica ya completa dos cosechas bajas y va para una tercera, lo que efectivamente afecta mucho el mercado, aunque se espera una modesta recuperación, que de todos modos puede verse afectada por condiciones meteorológicas adversas.

- ¿Brasil, que generó tanta expectativa por su cosecha bianual alta, cómo concluye? Los números oficiales del gobierno bra-

Bajas existencias

Fotos/archivo/LA PATRIA

Contrario a lo que se había previsto, según la OIC, todo indica que el año que viene será igual de complicado. silero son de unos 47 millones de sacos, aunque hay siempre mucha discordancia y especulación en relación en cuanto al tama-

- Todo este efecto también impactó las existencias mundiales ¿cuánto está hoy en día en manos de consumidores y cuanto en manos de productores? En manos de productores se registran los niveles más bajos de la historia. Incluso para el comienzo de esta cosecha 2010/2011 se calcula que estén por debajo de los 12 millones de sacos. Esto representa solo un mes


13

“Ha estado bueno el año. El gobierno nos debe ayu dar con el tema de los químicos y los abonos y apoyar al recolector en sus condiciones de bienestar”, Luis Octavio Ortiz, Chinchiná.

El año que viene para Brasil, correspondiente a su cosecha 2011/2012, es de baja producción, cerca de unos 40 millones de sacos o un poco mayor.

ductores de arábigas, caso Colombia, tienen que tener en cuenta, porque la industria está cambiando sus mezclas y adaptándose para incluir más robustas, y mejorar el gusto por esos cafés con técnicas de vaporización y demás. Siempre habrá mercado para los dos, y no es posible una sustitución de mercados, pero sí es evidente esa competencia.

Las incógnitas

- En medio de ese panorama incierto, ¿qué países pueden tomar la delantera y cuáles podrían quedarse?

Es muy difícil hablar de ganadores, considerando que no hay una oferta disponible para suprimir la falta de café en el mundo. Es por esta misma razón que el precio subió tanto, aunque no hay café. En América Central, por ejemplo, no cambió mucho el volumen, pero el precio subió bastante, en Brasil sus precios subieron y países como Indonesia y Vietnam no han visto grandes ganancias.

Planteaban incluso que África, que es otro gran jugador, tiene hoy un caso aparte, ¿por qué?

y medio de exportaciones, por lo que no hay ningún margen de maniobra en el sector. Entre tanto las existencias de los consumidores rodean los 23 millones de sacos, lo que da una cobertura de tres meses, tampoco es confortable.

- ¿Qué tan riesgoso es esto y cómo podría manejarse?

El mayor riesgo es que al no tener buenas existencias, si hay algún problema climático mayor, esto puede generar un efecto explosivo sobre el mercado. Estamos realmente en una situación muy delicada en estos términos, porque en condiciones normales hay café para suplir la demanda, pero en caso de que tengamos algún problema de clima la situación puede cambiar radicalmente.

- ¿Podría eso disparar los precios o aumentar la especulación?

En términos históricos los actuales precios son muy buenos e incluso podrían mejorar, el problema es que si ajusta esto a la situación real, se da cuenta que no hay mucho beneficio porque no hay café. Además, en términos de inflación, hay una retribución muy baja. El otro problema es que las tasas de cambio tanto en Brasil como en Colombia han impactado mucho los precios. Como si fuera poco, los costos de producción subieron considerablemente por efecto de los fertilizantes y la mano de obra, entonces todo eso en conjunto muestra que los precios no son tan favorables como parece.

- ¿Ese mismo efecto es el que ha desequilibrado la situación de precios, entre los cafés arábigos y robustas que ya participan con casi el 40% del mercado? Esa es una situación que los países pro-

Allí hay una serie de problemas estructurales de largo plazo que hay que tratar, porque aunque tiene mucho potencial de crecimiento, deben ser abordados. Solo este año cafetero su producción disminuyó 11,8%, por todos esos factores, además de los problemas climáticos.

750 mil sacos (2010/2011), con lo que sigue siendo el tercer productor en el mundo. Colombia empieza a subir su producción, pero lentamente y realmente no creo que sea muy alta.

- ¿Muchos estudios indican que habrá cambios y migraciones de los cultivos, qué tanto puede conducir eso a que desaparezcan algunas áreas de café?

En cifras  119,9 millones de sacos, el estimado de producción de la OIC para el año cafetero 2009/2010.  133 millones a 135 millones, el cálculo de producción para el próximo año cafetero 2010/2011.

Es difícil determinar esto, porque el sector productivo enfrenta una serie de retos para el futuro y no tenemos una idea clara de cómo será la adaptación de esos cambios. Por el momento no vemos grandes mudanzas estructurales en estos países en cuanto a participación de mercado. Habrá que estudiar cómo se adapta cada país, pero es cierto, esa es una gran incógnita.

nos climáticos esto se sobrepone a cualquier posibilidad de control. Son factores de influencia, pero creo que Colombia tiene unas políticas positivas y con el tiempo pienso que vamos a superar esos problemas y lograr mejores resultados, al punto de retener un buen puesto en la producción mundial. Claro que parece un poco más demorado de lo que se había esperado.

- ¿Qué expectativas tienen para Colombia, con todos los planes que se proyectan, pero además con los problemas que se ha tenido por plagas como la roya?

- ¿Qué mensaje les envía a los caficultores colombianos, ad portas de su LXXV Congreso Cafetero?

La producción cafetalera en Colombia es una de las más organizadas del mundo, pero cuando se generan ese tipo de fenóme-

El dato 93,8 millones de sacos, el volumen total exportado entre 2009/2010

Lo principal es que los cafeteros colombianos tienen una caficultura muy organizada, la Federación de Cafeteros es una referencia para los otros países productores. Hay que entender su situación específica ahora, pero todos los países productores tienen retos muy importantes para una caficultura más sostenible, lo importante es que una institución fuerte es la base para trabajar.

- ¿Por qué Vietnam se ha calificado como la gran incógnita?

Es difícil saber qué pasará con su cosecha. En los últimos tiempos habíamos visto una cierta estabilidad en su producción. Hace 20 años Vietnam no producía ni un millón de sacos, y ahora rodea los 18 millones de sacos, lo que fue una subida extraordinariamente rápida. Ahora parece que algunos árboles están envejecidos y tienen que pensar en renovación de cafetales. De todos modos, de una manera cautelosa podemos decir que se mantendrá por los mismos 18 millones de sacos.

Colombia, a pasos lentos

- Indonesia le quitó a Colombia por segunda vez consecutiva el tercer lugar, ¿se puede mantener esa misma condición en los próximos años?

Este a ño ca fetero que concluyó 2009/2010, el estimativo que tenemos de Indonesia es de unos 11 millones 400 mil sacos, y para el próximo año cafetero hay una estimación preliminar de 10 millones

Director encargado El brasileño José Dauster Sette, ex jefe de operaciones, es el Director encargado de la OIC, luego de la renuncia de Néstor Osorio Londoño, quien asumirá como Embajador de Colombia ante la Organización de las Naciones Unidas. El colombiano estuvo en la OIC desde marzo de 2002.

Esta vez no se espera que el faltante de Colombia lo vayan a llenar Vietnam, Centroamérica o Indonesia, ante sus problemas por las fuertes lluvias.


14

Centro de apoyo y servicios al caficultor en Chinchiná “La situación ha estado delicada por el invierno y la roya. En ayudas le prometen a uno muchas cosas y eso no se ve pero la solución puede ser renovar los cafetales viejos”, Gilberto Ángel Puentes, Río Claro, Chinchiná.

Sábados de Se busca que aprovechen el tiempo con actividades recreativas, culturales y artísticas durante la cosecha cafetera. El programa comenzó en agosto y termina en diciembre. Esparcimiento. en medio de copas y figuras voluptuosas.

Para que se antojen

La jornada comienza a las 8:00 am y según la afluencia de público puede extenderse hasta la 1:00 pm. En este sábado de finales de septiembre, la mañana es fría y a las 8:50 am se observan varios curiosos que pasan por la entrada y se quedan mirando atraídos por la música de fin de año que retumba. Otros entran derecho y se dirigen hacia una reja donde reciben su pago por la recolección de café. Las filas son largas y los recolectores no tienen más remedio que esperar y distraerse viendo como uno de ellos, Moisés Cano, juega con la intensidad de un adolescente y después de tirar las argollas, va y las recoge para volver a probar su puntería. Aunque después de recibir su pago muchos salen rápido, otros se antojan y se acercan a los diversos juegos. “Al comienzo hay poca participación por la timidez de ellos, pero cada semana buscan los juegos y nos reclaman si dejamos alguno en Manizales”, afirmaron Yorman Noreña y Juliana Giraldo, los recreacionistas encargados. Con micrófono en mano invitan a los presentes a recoger los cartones para el bingo, que tendrá premios sorpresa, mientras que al frente el estallido de la mecha provoca gritos de emoción entre los que juegan tejo.

El esperado bingo

A las 9:30 a.m. y con el olor a pólvora presente, se baja el volumen de la música y Fotos | Martha Elena Monroy | LA PATRIA

Todos quieren probar puntería en el sapo. PANORAMA CAFETERO LA PATRIA | MANIZALES

Es un espacio para distraerse, para hacer algo diferente”, dice Moisés Cano, un recolector de café que juega a “encholar” varias argollas en un palo, una de las actividades de esparcimiento que se

Los recolectores se convirtieron en expertos jugadores de tejo y tienen la técnica adecuada para hacer “mecha” o “moñona”.

Concentrados en el siguiente movimiento. realizan cada ocho días en el Centro de apoyo y servicios al caficultor, ubicado en la sede de Confamiliares en Chinchiná (Caldas), durante la temporada de cosecha. Al igual que Moisés, otros recolectores se divierten jugando tejo, futbolito, ajedrez y demás atracciones que cada semana les preparan los recreacionistas. La idea de esta jornada, como lo menciona Luz Mery

Castro Castro, Coordinadora del Plan Cosecha, es tratar de que los caficultores “ocupen su tiempo libre en este tipo actividades culturales y recreativas que pueden ser más provechosas que estar en las calles deambulando”. A cuadra y media del Centro de apoyo se encuentra el sector de la Galería, en el que los pesos pueden desaparecer en un santiamén

Otros servicios El Plan cosecha se reactivó hace tres años, luego de que el programa estuvo detenido un tiempo. Con el apoyo del Comité de Cafeteros, los recolectores tienen acceso a brigadas de corte de cabello o servicio médico. “El hospital nos ha facilitado un médico algunos sábados y hemos atendido a 41 personas. También hay jornadas de vacunación y de toma de la presión arterial”, dijo Luz Mery Castro Castro.

Los niños también tienen su espacio en el Centro de apoyo y servicios al caficultor.


15

distracción para los recolectores

se anuncia que comienza el bingo, lo que de inmediato provoca que los jóvenes que jugaban tejo, corran a sentarse en las escaleras para jugar. Luego de varios minutos se oye el esperado ¡bingo! Un joven sale corriendo y en su afán deja caer varios papelitos con los que cubría los números en el tablero. Luego de verificar los números, se anuncia que

Los premios sorpresa son el gancho para la realización del bingo.

el ganador es Camilo, quien sale con su premio a mostrárselo a sus amigos. Minutos después, la atención de varios de los asistentes se dirige hacia un costado del Centro de apoyo, donde una joven instala nuevos juegos. Al acercarse al lugar queda claro que hay algo que atrae más a los presentes que un premio: los ojos azules y el bello rostro de la mujer.

“Hasta el momento la situación ha estado bien. Lo que se necesitan son incentivos para continuar con el café porque sino, no habría cómo”, Víctor González, Chinchiná.

Mientras reciben el pago, se distraen viendo las actividades preparadas por los recreacionistas.

La familia de muchos recolectores de Chinchiná, los acompañan en sus juegos.


16

En cuanto a producción y caficultura en general “La producción estuvo más o menos buena, los problemas fueron por roya. Necesitamos subsidios para renovación de cafetales e incrementarlos porque a los pequeños nos llega muy poco”, Luis Antonio Tamayo Velásquez, Naranjal, Chinchiná.

Mitos y realidades

del café en Colo

PANORAMA CAFETERO LA PATRIA | MANIZALES

L

a cultura cafetera en nuestro país lleva tantas décadas de arraigo, que en general los colombianos tienen ideas preconcebidas sobre lo que es el cultivo de café que no corresponden a la verdad. Aspectos como la posición en la producción mundial, la supuesta desaparición de la roya y los presuntos perjuicios de la bebida para la salud, han estado en la mente de los habitantes del país por mucho tiempo convirtiéndose en mitos. A continuación, con cifras y argumentos a mano, mostramos cuál es la realidad.

1. Mito

4. Mito

La prosperidad del sector cafetero

Colombia es el tercer productor mundial cafetero.

Realidad

Desde 2008, el país fue desplazado al cuarto puesto en la lista de productores mundiales de café por Indonesia. Ya desde finales del siglo pasado, Vietnam le había quitado el segundo lugar.

2. Mito

Caldas es el segundo productor de café en Colombia.

Realidad

Ahora este lugar lo ocupa Huila, región que desde hace varios años comenzó a fortalecer su actividad productiva. Para este año comenzará a recibir los segundos mejores ingresos de las transferencias presupuestales dentro de la famosa "regla de oro" de la Federación de Cafeteros, que otorga una partida, según el nivel de producción regional y de sus familias.

3. Mito

La roya, que apareció el 27 de septiembre de 1983 en una finca cafetera de Chinchiná (Caldas), fue una enfermedad que se controló y desapareció.

Realidad

El 44% de las 82 mil 939 hectáreas de café en Caldas están cultivadas con variedades susceptibles a la roya (izquierda). En 2010, de esa cifra cerca del 30% está afectadas por el hongo. En otras regiones como el Huila la afectación es cercana al 50%. Sin embargo, en la acFotos | Cortesía | LA PATRIA tualidad la broca (derecha) se ha controlado a niveles menores del 3% gracias a las buenas prácticas para el manejo de este insecto.

Foto | Archivo | LA PATRIA

Realidad Nada que llega el “año dorado de la caficultura”, como tanto lo soñó algún Gerente reciente. En este 2010 la producción ha mejorado, pero reaparecieron otros factores como la roya y la revaluación del peso, que no permitirán un aumento importante en los ingresos de los cafeteros. El dólar estuvo en la franja de los $1.800 desde el comienzo del segundo semestre, pero en septiembre cayó a los $1.700, época en que el precio externo llegó a los

US$2,55 y el precio interno en cerca de $860.000. Sin embargo, entre los hechos positivos, reapareció el plan de choque del Gobierno y la Federación que beneficiará a los pequeños caficultores, al igual que a los medianos y medianos especiales. Para el proyecto se destinaron unos 96 mil millones de pesos anuales.

5. Mito

Menor compromiso cafetero

Realidad

En las elecciones cafeteras de este año se lograron altos niveles de participación en el país que llegaron al 64,1%. En departamentos como Quindío, Caldas, Nariño, Norte de Santander, Cesar Guajira y Casanare, esta cifra fue de más del 70%. En total 214.671 cafeteros votaron (72% por tarjetón, 36% por celular y 2% por datáfono) y escogieron a 4.368 dirigentes. Sin embargo, debido a las dificultades de los últimos años, varios cultivadores vieron en productos como el plátano, la opción de salir adelante. El área sembrada se ha reducido un 22,76% en Quindío, 12,47% en Risaralda y 8,23% en Caldas, departamento en que se pasó de 91 mil 422 hectáreas en 1998, a 82 mil 939 hectáreas a 2010.

6. Mito

Variedad Caturra es la que mejor producción ofrece.

Realidad

La susceptibilidad a la roya de la variedad Caturra, llevó a que Cenicafé desarrollara nuevas variedades como la Castilla, que es resistente a este hongo y que permite una producción similar o mejor, con la ventaja de que al ser un proceso limpio ya no necesita aplicación de fungicidas para combatir la roya. Además el tamaño de sus granos (superior a un 80% del café supremo), le abre las puertas en el mercado internacional, beneficiando al productor.


17

7. Mito

Tarde o temprano el café será reemplazado por otras actividades del sector agrícola.

Realidad

ombia Foto | Archivo | LA PATRIA

El Gobierno Nacional pretende que la caficultura se convierta en jalonadora del crecimiento del agro en todo el país. Durante el lanzamiento del Acuerdo por la Prosperidad Cafetera, en agosto pasado, el presidente Juan Manuel Santos fijó la meta de aumentar el área sembrada de café en por lo menos 200 mil hectáreas e insistió en la necesidad de incrementar la competitividad de la caficultura, haciendo énfasis en el valor agregado y la diferenciación del producto colombiano. En 2009 el 35% del café que se exportó tenía valor agregado, mientras que en 2001 era solo el 7%.

“Hay cafecito pero estamos muy llevados con la roya. Necesitamos que nos apoyen para sembrar más cafecito porque se están secando los palos”, José Alberto Giraldo, Villamaría.

8. Mito

11. Mito

Realidad

Realidad

Colombia producirá 11 millones de sacos en el 2010:

Somos buenos consumidores de café

Al comienzo del año, la Federación Nacional de Cafeteros pronosticó que la producción sería de unos 11 millones de sacos. Sin embargo, con el pasar de los meses, el cálculo bajó a 10,5 millones de sacos, luego a 10 millones, y en octubre pasado el Gerente del gremio, Luis Genaro Muñoz Ortega, aseguró que el cálculo más realista que se tiene es de 9,5 millones de sacos. Hoy se estima en unos 9 millones de sacos.

En el país el consumo per cápita de la bebida es de 1,87 kilos de café verde, por debajo de otros países exportadores como Brasil (5,48) y Costa Rica (3,54). Se estima que la demanda interna en Colombia rodea los 1,3 millones de sacos.

9. Mito

Estabilidad en épocas y zonas de producción cafetera.

Realidad

El cambio climático afectará cada vez más a la caficultura. Según informe del Centro Internacional de Agricultura Tropical (CIAT), presentado en noviembre en Manizales, el café será uno de los productos que perderá un alto porcentaje de la superficie en la que se encuentra actualmente cultivado y migrará a zonas más altas donde existen reservas naturales, lo que podría generar conflictos y Foto | Martha Monroy | LA PATRIA pérdidas para los productores. También implicaría la aparición de nuevas plagas y problemas de adaptabilidad que implican mucha investigación. Aunque se habla de posibles salidas con producción de transgénicos, cultivos hidropónicos e invernaderos, se busca que el costo de estas tecnologías no sea alto para que los pequeños productores puedan tener acceso a ellas.

10. Mito

El consumo de café causa adicción y afecta la salud.

Realidad

Foto | Tomada de Internet | LA PATRIA

Según la última edición de la revista Bienestar, varios estudios han demostrado que la cafeína incrementa el nivel de alerta y la habilidad para mantener la atención. Además reduce la fatiga, aumenta la agilidad mental y ayuda a mantener un buen desempeño en el día. El Grupo de Estudio Europeo para enfermedades gástricas concluyó que no existe suficiente evidencia para asociar el consumo de café con la gastritis crónica, ya que esta es provocada en su mayoría

por la bacteria H. pylori. Investigaciones de instituciones médicas en Estados Unidos y Colombia, no mencionan al café como factor de riesgo para enfermedades cardiovasculares.

12. Mito

Las tiendas Juan Valdez han incrementado el consumo interno de café.

Realidad

El consumo de café en Colombia en los últimos años se ha mantenido entre 1,2 y 1,3 millones de sacos, a pesar de que la primera tienda se inauguró en diciembre de 2002 en Bogotá y que de ahí en adelante se han extendido por el país. Los resultados en 2009 de Procafecol, empresa que maneja las tiendas, muestran que el año pasado alcanzó ventas por $7 8 mil millones, un 6% más que en 2008 y un aumento de 13% en la venta en supermercados. Sin embargo, la compañía mostró una pérdida neta de 12 mil millones de pesos. Hoy hay 145 tiendas Juan Valdez en 10 países del mundo y 3.090 puntos de venta, lo que ha consolidado la imagen del café colombiano a nivel internacional ante los consumidores.


18

Cuida los bultos de café de los recolectores “Regular porque la roya azotó mucho en esa región. Se necesitan los incentivos porque uno es un pequeño productor y lo que uno produce es a pulso o esfuerzo propio”, Héctor Hidalgo, Valle del Cauca.

Además de cuidar los granos recolectados, la celadora ofrece alimentos a los trabajadores. También labora como recolectora para poder conseguir los recursos para mantener a sus dos hijos. Mirada. PANORAMA CAFETERO LA PATRIA | MANIZALES

E

l sonido de los granos cayendo en el balde. Las ramas de los cafetales que se mueven cuando les arrancan los granos. El aire fresco que llena los pulmones. La canción popular que brota de los radios. La luz del sol que se refleja en las hojas brillantes y hiere los ojos. El olor a café... Para alguien desacostumbrado a las faenas del campo, este deleite sensorial es posible encontrarlo y vivirlo en la mayoría de cafetales de Caldas, durante la época de cosecha grande. En este caso se trata de la finca La Doctora, ubicada cerca del casco urbano de Chinchiná, y que permite descubrir todo el entramado humano que hace posible que el café caliente llegue a su taza. Aunque el paisaje apacible de esta hacienda sugiere que nada raro pueda pasar, los hombres y mujeres que se sumergen en los

Luz Adriana, cafetales en busca del grano y de su sustento, se curan en salud y encomiendan el cuidado de sus pertenencias a una persona. Esta tarde ella está ubicada en un claro que queda en medio de los cafetales y al que se llega por una carretera destapada. Un joven empleado de la hacienda explica quién es y cuál es la labor de esa mujer de mediana estatura que se refugia del sol bajo una colorida sombrilla. “Los recolectores vienen a desayunar y almorzar. Cuando vuelven a recolectar ella es la que los cela, Luz Adriana Galvez, la celadora del café”. Sentada sobre el pasto, se ubica estratégicamente para divisar con facilidad los bultos marcados y las pertenencias de cada uno de los recolectores. Además aprovecha para ofrecerles alimentos, cigarrillos y todo aquello que puedan requerir en su labor diaria. Ya son más de las 4:00 de la tarde y a esta hora empiezan a salir los recolectores que han dedicado su vida entera al oficio o aquellos que por ser época de cosecha, deciden probar suerte para ganarse unos pesos. Es el caso de una pareja de jóvenes que ya alistan su carga después del día de labor, que generalmente arranca a las 6:00 de la mañana. Su esposa tiene la cara roja por el calor y el esfuerzo, mientras que su pantalón color beige está empantanado en las nalgas por un resbalón. Pesadamente se deja caer sobre uno de los bultos y con las manos y dedos llenos de tierra, recibe de su compañero un tarro negro que abre con prisa para refrescarse.

Celadora y todera

Luz Adriana, la celadora del café lleva siete años trabajando en esta finca y en la última semana de septiembre le tocó esta labor que alterna con la recolección del grano. Ella calcula que por lo general recoge entre 15 o 20 kilos y asegura que con eso le alcanza para pagar el arriendo en una vivienda del barrio El Túnel en Chinchiná, donde vive con sus dos hijos, a quienes su hermana cuida cuando ella trabaja.

la celadora del café Luz Adriana llega a las 5:30 a.m y su jornada termina hasta que salga el último de los recolectores. De lunes a viernes desayuna a las 8:00 a.m. y a las 12:00 del mediodía almuerza. Al preguntarle qué hace para entretenerse durante tantas horas, Luz responde: “Me pongo a escogerles el café. Radio no tengo porque ni pa' eso alcanza”. Comenta que todo el año granea pero que la cosecha grande es en octubre. Su ubicación depende del sector de la finca donde se haga la recolección y siempre se encuentra con viejos amigos, aunque reconoce que también se ve gente nueva, ya que este año “si ha habido harto cafecito”. Otro de sus compañeros inseparables, a parte de la sombrilla, es el cuaderno. Allí anota el nombre de cada trabajador y el número con el que marcan los bultos que ella cuida, lo que le permite tener un control de quién le debe y quien le ha pagado. “Si la persona no viene le pongo la X y el viernes, que es el día en que pagan, cuadro con ellos. Me dan 600 pesos por cada dos bultos que cuido”, revela Luz Adriana. Sin embargo, esta no es su única fuente de ingresos ya que la leche, gaseosa, chocorramos y cucas que ofrece, le ayudan a obtener unos pesitos extra. Cerca de las 5:00 de la tarde, un recolector llega y le compra dos paquetes de cigarrillos. “Tome pa' que mate pulmones”, le dice Luz en tono jocoso al hombre, que responde: “No me preocupo porque el pucho mata lentamente”.

Esta mujer morena responde con una carcajada y complementa: “Eso, hágale que no hay afán mijo”.

Esperando la casa

El sol recalcitrante de la tarde ya se ha ido y da paso a un frente de nubes grises que amenazan con derramarse en forma de aguacero. Es martes y esta será una semana larga para Luz Adriana, ya que en cosecha también trabajan los sábados. Sin embargo, ella seguirá guardando su platica en un canguro rojo y espantando moscos con su gorra azul ya desgastada de los Yankees de Nueva York. El cansancio ya se le nota pero su actitud de ayuda sigue siendo igual con los recolectores que se le acercan y le cuentan sus experiencias cuando están sumergidos en los cafetales. Uno de ellos le pide un lazo para amarrar uno de los bultos y aprovecha para comentarle: “Cómo le parece que me perdí y me metí por donde no era. Casi que no salgo”. Como si fuera su amiga de toda la vida, Luz responde: “¡Ah no! Está enamorado o qué. Donde lo vea el celador de la finca piensa que se va a robar el café y ahí si le cuento”, y remata con su sonrisa que contagia a algunos de los recolectores que ya se preparan para ir al pesaje y descansar. Luego, esta mujer de poco más de 30 años, se queda en silencio y dice: “Qué bueno ser periodista. Mi hijo dice que cuando sea periodista me va regalar una casa... Cuando será, apenas tiene 7 años”.

Luz Adriana Gálvez en su “puesto de trabajo” como celadora del café. Foto | Martha Monroy | LA PATRIA


19

LA CREACIÓN DE GUARDERÍAS RURALES, UNA DE SUS METAS

La cafetera que soñó con una mujer

al frente de la Federacafé

- ¿Pero qué recuerda, como para decir: esto valió porque yo estaba ahí?

La parte social, las propuestas que hemos hecho de estar recordando las necesidades sobre una mejor condición de vida, la pensión en el campo y comprometer el relevo generacional.

PANORAMA CAFETERO

- En estos cuatro años, ¿cuál es su compromiso con la mujer?

LA PATRIA | MANIZALES

H

La experiencia

- ¿Qué la motivó a volver a Caldas?

Las cosas habían cambiado mucho, además tenía esta tierra cafetera y a mis padres ya pasados de años, y por eso regresé. Yo que juré que nunca volvía a plantar pepas, llevo cerca de 19 años, con 100 cuadras de tierra y de ellas 30 sembradas en café, plátano, naranja y pasto.

- ¿Cómo fue esa experiencia de ponerse las botas? Duro, porque nunca me había metido en este tipo de agricultura, pero cuando conocí el valor agregado del café, que todos somos una familia grande, el mismo amor por el campo, y una buena institucionalidad, me enamoré. Todo tiene sus peros, pero el café de Colombia es ejemplo mundial.

- ¿Qué tan difícil es para una mujer estar al frente de esta industria?

Mucho, porque uno se tiene que volver administrador de empresas, economista, abogado laboral, de todo, pero es muy lindo, es mi vida y les respondo a los ancestros que

- ¿Para qué ha servido ser la única mujer, como segundo renglón, en el Comité?

El punto de vista y la objetividad de una mujer siempre es distinta en la convivencia. Lo importante es saber proyectar las propuestas y hacerlas entender para proponer y hacer cosas.

Además de recordarse por imponer una tutela contra la Federación, es la única mujer en el Comité de Caldas, como segundo renglón. Su principal pelea, los derechos de las mujeres cafeteras. Liderazgo.

ace 16 meses, en medio de la discusión que se generó para elegir al nuevo Gerente de la Federación de Cafeteros, y de la terna que impuso el Gobierno, las mujeres también dieron la pelea. Cuatro líderes de Caldas interpusieron una tutela para reclamar equidad de género en la elección. No lo consiguieron, pero su mayor logro fue que el Juzgado 33 Penal Municipal de Control de Garantías les aceptó su reclamo al derecho de igualdad en la equidad de género, por lo que la noticia se difundió por todo el país. Hoy solo queda la anécdota. Sin embargo, María Amparo Jaramillo, suplente por segunda vez en el Comité Departamental de Cafeteros de Caldas, propietaria de la Finca Gibraltar en el municipio de Neira, en la vereda Armenia, recuerda esto como un logro. Lleva cerca de 19 años en su finca, y aunque vivió en el Valle del Cauca por cerca de 14 años, cultivando maíz, sorgo, soya y algodón, esta manizañela, la menor de seis hermanos, decidió volver a su tierra, a reclamar, lo que ella misma llama el 'Incora' de los hijos, y a comenzar a sembrar café.

“El pr oble ma fue la roya pero la cosecha estuvo un poquito abund a n t e. L o s créditos son difíciles de pagar por los intereses entonces el apoyo debería ser de otra forma con incentivos en dinero”, Jesús Rodas, Chinchiná.

Acompañamiento y apoyo, porque además de ser cafeteras, tienen que cuidar sus hijos, a sus padres y sus familias. La meta es impulsar guarderías rurales, mejor nutrición infantil y más educación.

La tutela

- También fue reconocida, por la tutela que le impuso a la Federación, ¿valió la pena?

Totalmente. Fue sentar un precedente, porque las políticas que se firmaron con el doctor Gabriel Silva (ex gerente de la Federacafé), y la Presidencia de la República en Asuntos de Género crearon normas sobre la igualdad de derechos de la mujer. Además, luego de una terna elegida a pupitrazos, había que hacer un llamado de atención y decir: 'un momento, las mujeres tienen voz y voto'.

- ¿Le generó esto problemas con los miembros en Caldas?

Aunque tiene árboles sembrados en variedad castilla, asegurada que le encanta el caturra, pues todo depende de un buen manejo para controlar la roya. "Lo que pasa es que los cultivadores a veces bajamos la guardia y me incluyo ahí", asegura. me dejaron esta tradición.

- ¿Por qué no ha dejado el caturra, justo ahora que proponen renovar con otras especies?

La frase

Yo no. Sí tengo algunos árboles sembrados en variedad castilla, pero a mí me encanta el caturra, la producción es buenísima. Todo depende de un buen manejo para controlar la roya, que siempre ha existido. Lo que pasa es que los cultivadores a veces bajamos la guardia, y me incluyo ahí.

- ¿Alguna vez habló con el Gerente de la Federacafé de esto? Sí. Ocho días después vino y habló conmigo. Ya fue en forma jocosa hablamos de lo sucedido. No hubo promesas, pero lo importante fue que nos escuchó y entendió las razones.

- ¿Qué piensa del nuevo Gerente, fue acertada esa elección?

De las tres personas elegidas, creo que el doctor Luis Genaro es la persona que más conoce el gremio por su experiencia y eso es fundamental para manejar la entidad. Para mi fue acertada.

La segunda de Comité

- Ya cumple dos períodos como suplente en el Comité Departamental ¿que ha cambiado en Federación y qué ha logrado por la mujer?

La Federación no cambia, las que hemos ido cambiando al gremio somos las mujeres demostrando nuestro liderazgo. De los cedulados en Caldas, cerca del 25% son mujeres, propietarias de predios. Si hay 560 mil familias cafeteras en el país, hay 560 mil mujeres detrás, o en la cocina, en un almácigo, promoviendo políticas e ideas y en el acompañamiento del caficultor.

Ellos nunca se enteraron de la tutela antes de la elección, y valga la aclaración, porque se pensó en un momento dado que éramos mandadas, lo que es subestimar la capacidad de la mujer cafetera. Los miembros se mostraron sorprendidos, pero escucharon las razones por las cuales lo hicimos.

- ¿Están dadas las condiciones para que una mujer aspire a la Federación?

Sí creo, porque hay mujeres de peso, con mucho conocimiento como para liderar.

" Luego de una terna elegida a pupitrazos, había que hacer un llamado de atención y decir: un momento, las mujeres tienen voz y voto".

- ¿Volvería a poner otra tutela contra la Federación? No creo, eso es válido por una vez, más que una lección, fue comprender el fondo del mensaje.



Panorama Cafetero 2010