Issuu on Google+



Pero Grullo del 26 de mayo de 1920