Page 1

16072016 LOECHES

Todos los detalles de la esperada celEbraciรณn llena de sorpresas, ALEGRรA, ORIGINALIDAD, diversiรณn y, sobre todo, mucho, mucho amor

la boda

noelia y juan carlos

de

el pasado 16 de julio en el Complejo Cervantes de Loeches, Madrid


PREPÁRATE para

descubrir

algo NUEVO

LAEXCLUSIVADELABODA.ES

LA EXCLUSIVA DE LA BODA es una marca registrada por Imagen and Media Comunicacion SL. © Copyright Leyenda | Todos los derechos reservados. Prohibida su venta y distribución.


SUMARIO

EXCLUSIVA

Especial NOELIA y JUANCAR 16 julio 2016

4

4

JUAN CARLOS SE PREPARÓ EN

6

10

16

26

el domicilio familiar que le vio crecer.

14

6

EL NOVIO,

arropado por los suyos.

10

ÚLTIMOS RETOQUES

de una novia absolutamente radiante.

CEREMONIA Y BANQUETE

14

en Complejo Cervantes,.

16

49

26 46

¡YA LLEGA

la novia!, alertaba el coche.

ARROZ

en bolsas con el rosa chicle corporativo.

EXQUISITO

El menú hizo las delicias de los paladares más exigentes.

58

UNA FIESTA INOLVIDABLE

donde no faltó la tarta, el baile y mucha diversión.

58

DOS PRÍNCIPES

El matrimonio posó para nuestras cámaras como auténticas celebrities.

CON LOS INVITADOS

en una instantánea única para el recuerdo.

LA EXCLUSIVA DE LA BODA marca registrada por Imagen and Media Comunicacion SL. © Copyright Leyenda | Todos los derechos reservados DEPOSITO LEGAL: CO 773-2012. Email: quiero@laexclusivadelaboda.es Edición impresa en Madrid 2015. Prohibida su venta y distribución.


ENTRE LOS NERVIOS Y LA ILUSIÓN

POCAS HORAS ANTES DEL ENLACE, juan carlos NOS RECIBIÓ EN SU CASA MUY SONRIENTE, IMPACIENTE Y LLENO DE ILUSIÓN

4

Su numerosa familia nos daba la bienvenida a las dos del mediodía. Padres, hermanos, nueras y sobrinos estaban preparándose, entre los nervios y la ilusión. Al novio, sin embargo, se le veía bastante tranquilo, todavía sin vestir. Según él, todo estaba atado y bien atado. “Noelia está más nerviosa que yo. De hecho, ayer casi se le olvida el vestido en la tienda. Por poco no llega a recogerlo antes de que cerraran”, nos contaba entre risas. Mientras el fotógrafo de La Exclusiva disparaba fotos a traición, descubrimos a un Juan Carlos sonriente que posaba sin timidez ante la cámara, como un auténtico profesional.


UN INICIO PECULIAR Y UNA PEDIDA DE MANO DE PELÍCULA

Juan Carlos tenía muchas ganas de encontrarse con su futura mujer. Sabía que iba a ser un momento mágico y que ella estaría guapísima. Mágico e inesperado porque sus comienzos como pareja fueron bastante peculiares: “Cuando nos conocimos en el trabajo, nos caíamos fatal”, explica. La historia de esta pareja demuestra que lo que empieza mal no siempre tiene por qué terminar del mismo modo. A veces, las primeras impresiones engañan y el amor surge donde y cuando menos uno se lo espera. Juan Carlos también recuerda perfectamente la pedida de mano: “Recuerdo aquella noche como si fuera ayer”, afirma. A orillas del mar, en Benidorm, no dudó en arrodillarse a los pies de su novia para pedirle que se casara con él, como si ambos fueran los protagonistas de una película romántica.

LOS COMPLEMENTOS

A medida que se iba poniendo sus mejores galas, fuimos viendo a un novio cada vez más guapo. Y no es que lo dijéramos nosotros o sus padres, sino que las imágenes hablaban por sí solas. Parte de la culpa de que estuviera así de impecable era del traje azul marino que le sentaba como un guante. El toque original lo aportaban una flor y un pañuelo, ambos complementos de color fucsia, el favorito de la novia. “Somos unos mandaos”, exclama a carcajadas. Y hablando de complementos, hay otro invisible pero no por ello menos importante: la medalla de su abuelo al que, asegura, echará en falta especialmente este día. No obstante, al menos de manera simbólica, junto a su pecho, le acompañará a cada paso que vaya dando en este día único.


LA FAMILIA

En un día tan epecial, es lógico que todos quieran dar lo mejor de sí: las mejores sonrisas, el mayor apoyo del mundo y una buena dosis de amor. A pocas horas del encuentro con Noelia ante el altar, el novio se encontraba rodeado de sus seres queridos, los más cercanos. Sus padres, Valerio y Ángela; sus hermanos, Raul y Valerio; y su hermana pequeña, Noelia, de tan sólo 15 años. Tímida, pero muy guapa y feliz. Así, entre confidencias y bonitas historias, el equipo de La Exclusiva asistía al inicio de un día que se preveía intenso. Intenso y casualmente especial por otro motivo: Marina, la sobrina de Juan Carlos cumplía 11 meses. No tardamos en comprobar que a la pequeña de la familia le encantaba nuestro micrófono, ya que no paraba de tocarlo. Es posible que estuviéramos ante una futura periodista. Mientras, su otro sobrino, Iván, no dudó en mostrar sus dotes de cantante. Ante nuestras cámaras y en brazos de su tío Juan Carlos, le puso Banda Sonora al día cantando uno de los temas más conocidos 6 de Raphael.

8

ARROPADO POR TODOS LOS SUYOS

El posado familiar se realizó en la terraza, en el que todos -mayores y pequeños- de


ESPECTACULAR

Los padres del novio derrochaban orgullo y no quitaban ojo de su hijo, el primero de los cuatro que se casa. En la imagen posa para el fotĂłgrafo de la Exclusiva asĂ­ de espectacular y sonriente.

emostraban estar felices, orgullosos y emocionados por el paso que estaba a punto de dar Juan Carlos.


EN CASA DE LA NOVIA

Noelia dice de Juan Carlos que es “atento, detallista, cariñoso y muy paciente”. Él, por su parte, subraya de ella que es “dulce” pero, al mismo tiempo, una mujer de armas tomar: “con mucha personalidad”. Queríamos comprobarlo en primera persona, de modo que nos pusimos en marcha y abandonamos Azuqueta de Henares, dirección Alovera. Allí nos recibió su hermano, Daniel: “Está casi lista”, nos dice nada más abrirnos la puerta. Mientras nos guiaba hasta el salón, no tardamos en escuchar voces y, sobre todo, muchas risas. Los padres y dos de sus mejores amigas estaban ya vestidos y muy guapos. Sólo faltaba la protagonista. Observamos que la casa de Noelia es grande y muy luminosa. Ese día, además, lucía el sol. Pero claro: también hacía bastamte calor. Por eso, no era tan sorprendente (o sí) que el ramo de flores se encuentrase... ¡en el frigorífico! De esta manera, se mantendría fresco y no se mustiaría. “Me lo aconsejaron en la floristería ‘Passion Flor’”, explica la novia.

8


Ultimando

A casi ocho kilómetros de distancia de su prometido, la novia se estaba preparando o, mejor dicho, la estaban preparando en su puesta de largo. Eva e Isabel -de “Beauty Group”- habían desplegado todas sus ‘armas’ sobre la mesa. Peluquera y maquilladora al mismo tiempo iban transformando a Noelia en una auténtica princesa. “Me hicieron la prueba, me dejé en sus manos y lo primero que me hicieron me encantó”, explica. En la imagen de la izquierda, vemos uno de los detalles más destacados del vestido que luciría ese día Noelia: un bonito escote joya y palabra de honor, ideal para realzar su pecho. Vistoso y personal, hacia él suelen ir dirigidas la mayoría de las miradas.


UN SET DE BELLEZA EN CASA Y EL FUCSIA, UN PROTAGONISTA MÁS

El vestido era precioso, llamativo y con mucho estilo y personalidad: un diseño de ‘St Patrick’, blanco y de corte sirena, es decir, bien pegado al cuerpo, lo que sin duda estilizaba aún más si cabe la figura de la novia. Los zapatos eran de ‘Mado Calzados’ y la pulsera de ‘Swarovski’. Mientras íbamos descubriendo cada uno de los detalles y complementos que luciría la novia, observamos que la liga era fucsia y que sus gatos -un poco asustados al ver tanta gente en la casa- también lucían unas bonitas pajaritas del mismo color. Las agujas del reloj avanzaban sin tregua y ya se empezaban a notar los nervios. Sin embargo, todavía tendríamos que esperar un rato para poder ver el resultado.

10


Mientras las estilistas iban recogiendo sus herramientas de trabajo, Daniel ayudaba a su hermana a ponerse los zapatos. Sus dos amigas, el vestido y demรกs complementos. Su mascota, no le quitaba ojo. Ni el gato ni nadie. La novia estaba realmente deslumbrante. Ya sรณlo faltaba que se vistiera para dejar a todos sin respiraciรณn.


LA IMAGEN DE LA FELICIDAD

Gloria y Pura, hermana y madre de la novia, se convirtieron en un apoyo incondicional para Lorena durante su puesta de largo. Atentas y pendientes de cada detalle y con ánimo de satisfacer las necesidades de la novia, se mostraron alegres y dispuestas a que todo saliera a las mil maravillas. Mientras, Domingo, padre de la novia, no paró de bromear creando un ambiente cálido, confortable y especial.

LA ABUELA NO DEJÓ DE MIRARLE

“Las Damas de Honor han sido mi máximo apoyo” 128

Ya quedaba menos para la ceremonia y, sin embargo, Noelia nos aseguraba que no estaba nerviosa. Su amiga Rocío, en cambio, contaba que ella sí llevaba muchos días soñando con la boda. En esos sueños, siempre pasaba algo raro. “¡Ni que me casará yo!”, exclama entre risas. Rocío era una de las seis Damas de Honor que acompañarían a Noelia al altar. Todas -dice la novia- han sido su mayor apoyo a la hora de organizar la boda. Son amigas desde hace tanto tiempo que ni siquiera eran capaces de recordar cuándo se conocieron exactamente.


LOS ÚLTIMOS PASOS COMO SOLTERA

María Teresa, su madre, estaba expléndida y le brillaban los ojos de la alegría que sentía. “Mi mayor deseo es que Juan Carlos cuide a mi hija siempre. Y al revés, claro” , matiza. También nos explicó por qué motivo su vestido era negro: “porque no quería ir como la novia y las Damas de Honor. Además, el negro estiliza. ¿No me véis lo bien que voy?”. A Martín le vimos también muy emocionado y, pese a que al principio no le gustó mucho su yerno, tres años después asegura que no lo cambiaría por ningún otro. El color fucsia también estaba presente -como no podía ser de otra manera- en las flores. En sus manos Noelia sostenía un Bouquet floral: más elegante, original, exclusivo y elaborado que un ramo al uso. Es lo mismo., pero no es igual ya que, una vez amarrados los tallos, los lirios y la pluma se dejaban caer por encima de las manos de la novia, como si de una cascada se tratara.


San Juan de los PANETES, TESTIGO MUDO DEL ENLACE

14

La iglesia elegida por la pareja para la ceremonia es, sin duda, un lugar emblemático de la capital aragonesa situado muy cerca de la plaza del Pilar. En la imagen de la derecha, la torre octogonal queda reflejada sobre uno de los ventanales de cristal que se pueden encontrar en la calle Salduba.

SELFIES EN LA ESPERA

A las puertas del Complejo Cervantes, los invitados esperaban tranquilamente. Charlaban y aprovechaban para fotografiarse. Era importante inmortalizar el momento. Juan Carlos, mientras tanto, saludaba, daba las gracias, y al ser uno de los dos grandes protagonistas del día, todo el mundo quería hacerse fotos junto a él.


COMPLEJO CERVANTES, TESTIGO MUDO del “sí, quiero”

UN ENTORNO ENTRE RÚSTICO Y MODERNISTA El Complejo Cervantes fue el lugar elegido para un tres en uno: ceremonia, banquete y baile. A tan sólo 15 minutos de Madrid, se levanta una edificación de nueve espacios diferentes y muy llamativos. Enclavado en un entorno campestre incomparable, ofrece una curiosa decoración rústica y modernista: “Éste es un sitio especial y tiene magia”, aseguran Valerio y Ángela, los padres del novio. Mientras esperábamos la llegada de Noelia, amigos y familiares deseaban para la pareja dos cosas: felicidad y, ante todo, durabilidad. Que el amor perdure en el tiempo, cosa que sólo es posible -dicen- si se mantiene en todo momento el respeto. Por encima de lo demás, esa era la palabra clave que ha mantenido unidos a los abuelos de Juan Carlos durante... ¡63 años! Sin duda, un buen ejemplo a seguir: “Tenemos una familia envidiable”, afirman orgullosos.


PEQUEÑOS GRANDES DETALLES PARA LOS INVITADOS

Antes de que llegase la novia, la gente iba recorriendo un largo pasillo que conducía a la terraza en la que iba a tener lugar la ceremonia y, a cada paso, se iban encontrando cestas con pequeños regalos: bolsitas de arroz, pétalos, unos Pai Pai con los nombres de nuestros dos protagonistas, pañuelos por si alguno no podía contener sus lágrimas y también curiosos pomperos de jabón. Para ellos, en forma de copa de champán. Para ellas, en forma de tarta nupcial.

14 16


LA ENTRADA

El lugar elegido estaba decorado a la altura de las circunstancias. Junto al altar esperaba Juan Carlos a Noelia que, al son de “Better in time”, de Leona Lewis, se disponía a recorrer la alfombra de color fucsia qu condicía a su destino. En ese camino, no estaba sola. Con ella caminaban triunfalmente sus seis Damas de Honor. A un lado y al otro, los invitados se pusieron en pie para contemplar a una novia que lucía radiante.


EXPECTACIÓN

Uno de los instantes más emotivos para novios e invitados era, por descontado, la llegada de la novia. Poca gente sabía cómo iba a ser el vestido: un secreto que, en cuestión de unos pocos minutos, iba por fin a desvelarse. Antes de hacer su entrada al ritmo de una de las canciones más conocidas de Leona Lewis, observamos a una novia algo seria; una seriedad fruto de los nervios y la concentración que exigía el momento tan especial que estaba viviendo. Sus amigas también muestran un semblante pensativo. Y no era para menos, ya que después de tanto tiempo y tantos preparativos, por fin había llegado el instante que tanto ansiaban vivir. Finalmente, tras unos segundos que se hicieron interminables, Noelia y Juan Carlos se encontraron. Y así... se hizo la magia. Familiares y amigos eran conscientes de lo importante que era aquello y, por eso, no paraban de apretar el botón de la cámara de sus móviles.

18


EN PRIMERA FILA

Algunos de los invitados tuvieron el privilegio de disfrutar de la ceremonia en primera fila. Los parientes mĂĄs cercanos fueron testigos directos del enlace y, por consiguiente, tambiĂŠn el objeto de todas las miradas. Nadie querĂ­a perder de vista sus expresiones. El ambiente que se respiraba en estos preliminares era maravilloso y emocionante. La ceremonia daba comienzo.


20


Palabras llenas de emoción La ceremonia fue muy emotiva, cercana y familiar. A ello contribuyeron, sobre todo, las palabras que les dedicaron algunos de los familiares y amigos. Algunas conmovieron a los novios y otras provocaron algunas carcajadas espontáneas. La primera en hablar fue Ángela, la madre de Juan Carlos, a quien le costó un poco arrancar. No podía contener las lágrimas. Sin embargo, poco después, fue ella precisamente la que hizo reir a todos desvelando una anécdota singular: “Recuerdo el día que intentabas ponerte el traje de la Comunión cuando tenías 23 años”. A continuación, era el turno de Daniel, el hermano de Noelia: “Es cierto que no me he preparado nada. Quería que me saliera de dentro”. Y añadía: “Verte así vestida es un sueño. Tengo ganas de llorar y lo sabes”. “Espero veros siempre así de unidos y que no acaben las risas”. A su cuñado le dedicó también unas palabras llenas de cariño: “Desde el principio, te convertiste en uno más de la familia”. Por último, Carmen, amiga de la novia, dijo de ella: “Tiene muchas virtudes y para mí lo es todo. Es humana y preciosa”. Y Laura, otra de sus mejores amigas: “Es una mujer revolucionaria. Medio niña, medio mujer. Cuídala porque es lo mejor que te vas a llevar en esta vida”, le pidió a Juan Carlos. Las lágrimas no se hicieron esperar entre los presentes.


BESOS DE PELÍCULA

Ni uno ni dos. Hubo muchos besos a lo largo del día. Algunos por petición popular. Otros espontáneos y, por supuesto, el reglamentario: el que viene justamente depués de ser declarados marido y mujer. La ceremonia resultó ser mágica y ancestral. El ritual de verter las dos arenas en un único recipiente fue uno de los grandes momentos de la tarde. Pero no el único, ya que fueron inesperadas las palabras que se había preparado el novio: “Es cierto que existe la media naranja porque yo ya la he encontrado”. Y añadía: “Pienso comerme los gajos muy despacio. Eres mi vida. Te quiero”, concluía emocionado.

22


EL RITUAL DE ARENA La Ceremonia de las Arenas es una forma muy original de darle un toque simbólico y de color a una boda, y así era como Noelia y Juan Carlos querían sellar su amor. Como nos contaba Asunción Fernández -actriz, cantante de ópera y también ofiante de bodas-, se trata de una ceremonia muy antigua: “Tan antigua que incluso se han llegado a encontrar recimpientes de más de 5.000 años. Además, tiene dos significados: uno simbólico y otro filosófico. Dos arenas y un único recipiente simbolizan el camino que les queda a los enamorados por recorrer juntos y la unión de dos vidas en una”. Por otro lado, el reloj de arena representa los segundos, minutos, horas y días que les queda por delante para estar juntos. “Daos tiempo para conoceros y comprenderos, pero sobre todo, para amaros”, decía Asunción. “El tiempo hay que aprovecharlo. Y si el amor se quiere detener, dad la vuelta al reloj de arena y que así no pare de correr”. Y concluía con esta petición: “Giradlo y que dé comienzo vuestro matrimonio”. Sonaba en ese momento el tema principal de “Ghost”.


FELICES

Los recién casados no podían dejar de sonreír. Incluso en el momento de firmar los documentos oficiales nos hicieron partícipes de su buen humor y complicidad. Sus caras desprendían felicidad.

24 26


LA FIRMA DE LOS TESTIGOS

Tras el “sí, quiero” y el intercambio de anillos, tanto novios como sus testigos debían firmar los documentos oficiales. Así que, uno a uno, fueron pasando por la mesa para estampar su firma y dejar constancia del enlace. Ángela y Martín, muy felices, ejercieron su papel encantados. Sin dejar de sonreír para las fotos que les pedía nuestro fotógrafo, eran conscientes de que también ellos se habían convertido en protagonistas de esta historia. Ahora, las dos familias ya eran de verdad una sola.


Los invitados tiraban al aire arroz y pétalos mientras la pareja cruzaba la alfombra fucsia. Los aplausos y las felicitaciones de todos hicieron, con el permiso de “La vida es bella”, de banda sonora para este instante único e inolvidable.

26


AUNQUE LO INTENTARON, LOS NOVIOS NO PUDIERON ESCAPAR DE LA TRADICIONAL LLUVIA DE ARROZ

Los invitados esperaban impacientes con las manos llenas de arroz. Bolsitas listas para el ataque, llenas de este tradicional ingrediente, símbolo de la fertilidad. Por fin, Juan Carlos y Noelia, cogidos de la mano y absolutamente felices, atravesaron el pasillo que hacían sus seres queridos. Lo intentaron, pero ninguno pudo escapar de acabar bajo la lluvia. Tras esta simpática salida, era la hora de las felicitaciones, los besos y los abrazos. Todos querían dar la enhorabuena a la pareja. Entre palabras de afecto y ‘flashes’, los novios no daban abasto para responder a todas las muestras de cariño de sus familiares y amigos.


apasionados

Un poco más relajados, Juan Carlos y Noelia nos acompañaron a las espectaculares bodegas del Complejo Cervantes. Allí se hicieron preciosas fotos. ¡Quién lo iba a decir! Resulta difícil olvidar que, cuando se conocieron en el trabajo, hace ya tres años, no se soportaban. Luego, debido a algunos detalles que avivaron la llama, acabó por aparecer el amor. Iniciaban entonces una historia de lo más romántica bastante inesperada para ambos: un camino insospechado que les ha conducido, finalmente, a este día: el 16 de julio de 2016.

28


Momento en el que explicamos su historia de amor. Momento en el que explicamos su


30

“Nos conocimos en el trabajo y nos llevábamos a matar. No nos queríamos ni ver”


Juan Carlos Calvo Vergel (30) y Noelia Martínez Silva (28) demuestran que lo que

empieza mal no siempre acaba peor. Al fin y al cabo, el amor es imprevisible y en absoluto racional. A veces es espontáneo, y otras, tardío pero seguro. No se gustaron al principio y, pese a ello, conocerse les ha cambiado la vida. Pocos años después de que sus caminos se cruzasen en su lugar de trabajo, aquí estaban ellos: rodeados de amigos y entre botellas de vino. Un entorno especialmente bonito y diferente. Sin lugar a dudas, Juan Carlos y Noelia pueden decir con orgullo que son los protagonistas de una historia de película singular, con un principio accidentado y un final feliz que augura un ‘continuará’ maravilloso y lleno de cosas bonitas.


26 32


“Le vi muy antipático, serio y prepotente, pero hubo un detalle que me hizo cambiar de opinión. Dije que tenía hambre y, al rato, vino con unas chuches en el bolsillo”

“Cuando me la presentaron, le di dos besos y se limpió la cara. Entonces dije: ‘¿Ah, sí? Pues ya verás’. Y la conseguí enamorar”


“Juan Carlos es atento, detallista, cariñoso y muy paciente”

34

UNA PAREJA SINGULAR Y CON QUÍMICA Aunque los acontecimientos y las impresiones iniciales no lo auguraban, Noelia y Juan Carlos hacen ahora muy buena pareja. Después de tres años de noviazgo, están dispuestos a emprender una nueva aventura juntos: la del matrimonio.


“Noelia es

dulce pero al mismo tiempo, una mujer de armas tomar con mucho carácter y personalidad”


LA llegada DE

NOELIA Y JUAN CARLOS AL CÓCTEL LA PAREJA DISFRUTÓ JUNTO A SUS INVITADOS Y NO QUERÍAN PERDERSE EL BUEN AMBIENTE QUE SE HABÍA CREADO Justamente después de la sesión de fotos en las Bodegas, los novios se unieron a los invitados que ya disfrutaban del cóctel de bienvenida. Y es que, tanto la ceremonia como el banquete se celebrarían en el mismo lugar, lo que facilitó que los novios gozaran de la comodidad de no tener que desplazarse más y poder compartir algo de tiempo con sus seres queridos antes de que diera comienzo la cena nupcial. Lo único importante era disfrutar. El cóctel se celebraba en una terraza privada y, alrededor de las mesas altas que estaban por allí distribuidas, los invitados se repartían en grupos. Mientras hablaban, se reían y gritaban al unísono ‘¡Viva los novios!’, disfrutaban de la comida y bebida que no paraba de circular de un lado a otro. Los camareros no dejaban de moverse para que nadie se perdiera ni uno solo de los exquisitos canapés que Noelia y Juan Carlos

36

habían elegido para ese día. La velada transcurría entre risas y conversaciones amenas hasta que llegaron los novios. Entonces, todo se detuvo durante un instante y los invitados les recibieron con un cálido aplauso. Estaban deseando que la pareja llegara para poder disfrutar al fin de su compañía. Por su parte, los novios tenían finalmente la ocasión de relajarse y rodearse del cariño de sus seres queridos. Se notaba que todo el mundo estaba encantado con el entorno. Empezaba a caer la noche y la luz del atardecer convertía el momento en un instante único. Y claro, como siempre, los teléfonos móviles y los palos selfies de nuevo volvían a aparecer en escena. Con ellos, familiares y amigos se fotografiaban sin parar para acumular recuerdos inolvidables de un día tan especial. Comenzaba la celebración y... ¡de qué manera! Mejor imposible.


RECUERDOS DE SUS INVITADOS

Los recién casados querían también dejar vía libre a sus amigos para que escribieran sus mejores deseos. Los niños, además, podían dejar sus huellas sobre un lienzo.


38


FAMILIARES Y AMIGOS DISFRUTARON DE UNA FIESTA INOLVIDABLE NADIE QUISO QUEDARSE SIN SU FOTO CON LOS NOVIOS

E

l ambiente era inigualable y así de orgullosos presumían de felicidad todos los invitados. En grupos, los familiares y amigos posaron junto a los novios en lo que se convertiría en un recuerdo inolvidable. Entre conversación, felicitaciones y buenas palabras, los recién casados fueron paseándose durante el cóctel para poder disfrutar de todos y cada uno de los allí presentes. Juan Carlos y Noelia tenían muy claro que no sólo ellos eran los protagonistas, sino también todos los que habían querido acompañarles en uno de los días más importantes de sus vidas. “Yo ya no estoy tan nerviosa, pero sólo he bebido un vaso de agua”, confesaba Noelia. “Tampoco me dejan”, afirmaba después. Al fin y al cabo, es lo que toca hacer: atender a todo el mundo como buenos anfitriones.


Mientras todos estaban ocupados posando ante las cámaras, nuestro equipo aprovechó la ocasión para hablar con Miguel Ángel Arellano, el Chef del Complejo Cervantes: “Nuestros canapés combinan tradición y creatividad”. También nos destacaba la importacia de una buena y bonita presentación: “Primero se mira y luego se degusta. Por eso es importante no descuidar la vistosidad de los platos”. Había canapés para todos los gustos; distintos sabores y colores para el disfrute de los paladares más exquisitos.

40 42


Todo el mundo quería posar con la radiante pareja y los invitados más rápidos corrieron en busca de los novios para no quedarse sin su fotografía. Las sonrisas estaban presentes en cada una de las imágenes que tomó nuestro equipo. Incluso los más pequeños posaban con alegría. En parejas, en grupos, con los novios o sin ellos, con copas en las manos, canapés o pompas de jabón. Con todo, cada ‘flash’ demostraba que esta pareja era muy querida.


ELLOS 42

En la imagen vemos a Noelia en brazos de algunos amigos. Entre todos la auparon para inmortalizar uno de los momentos mรกs divertidos de la tarde.


Ellas

Así de sonrientes posaban las mejores amigas y Damas de Honor (Carmen,Pili, Jeny, Rocio, Jenny, Laura) junto a Noelia. Todas iban de fucsia como ella quería. A juego con sus zapatos y la liga que, en esta imagen, nos enseña tan sonriente.


44

El lugar nos sorprendió por muchos motivos, pero especialmente por por sus magníficos espacios ajardinados, ideales para una ceremonia como ésta. Hacía calor, pero observamos que al verde le acompañaba el color azul. Fuentes de agua completaban el paisaje. Sin duda, se dibujaba un escenario inigualable y un sueño ya cumplido.


el banquete

Los novios se dejaron asesorar por el equipo de cocina del Complejo Cervantes. Auténticos manjares de lo más acertados, ya que los invitados disfrutaron a lo grande. Eran platos selectos en consonancia con las preferencias de los recién casados. Un menú completo y exquisito.

46 ENTRANTE: ENSALADA DE FOIE Y JAMÓN DE PATO CON UN ALIÑO DE VINAGRE DE FRAMBUESA Y PASAS SULTANAS.

DE PRIMERO: BOGABANTE TERMIDOR RELLENO DE HONGOS, BACON Y GRATINADO CON PARMESANO.


TEMÁTICA

Infinidad de detalles se sumaban al banquete: centros de mesa florales y pequeñas tarjetas personalizadas. También llamaban la atención las revista “Paparazzi” que anunciaba en su portada el evento del año: “¡Aquí está la boda!” -rezaba el titular-. La foto principal era la de los novios en una playa paradisíaca. Y bajo, vemos a unos sonrientes padres.

para continuar: SORBETE DE PIÑA COLADA Y SOLOMILO A LA MIEL DE ROMERO CON UN TOQUE DE MOSTAZA.

Y de POSTRE: TARTA DE CAVA ROTO CON MANDARINA, FRUTOS ÁCIDOS Y frescura de violeta.


UN BANQUETE Rosa, la mejor amiga de Marina y Esther, hermana de Alejandro, preparadas para mostrar su videofriend. Un gran trabajó que logró su objetivo: emocionar a los novios y, de paso, a todos los presentes.

MUY MOVIDITO

50 48

CUMPLEAÑOS

Nada podía hacer sospechar a Alzhara que su prima Lorena tendría el detalle de preparar una tarta temática especial por coincidir su 30 cumpleaños con el día de la boda. La novia, siempre detallista, encargó una tarta de fondant que recreaba una montaña que estaba siendo escalada por una simpática rubia con cierto parecido a Alzhara. Este bonito detalle emocionó a la cumpleañera quien no pudo evitar lanzarse a los brazos de los novios.


UNA TARTA PARA LOS MÁS GOLOSOS

El salón del Complejo Cervantes fue recibiendo, poco a poco, a los

invitados. Todos iban ocupando sus asientos a la espera de que la mesa principal recibiera a sus protagonistas. El espacio estaba decorado de manera muy elegante en tonos granates. Tras unos minutos, las luces se atenuaron. Tal y como marca la tradición, por fin llegaba uno de los mejores momentos de la cena: la entrada de la pareja, al ritmo de la marcha nupcial, y el brindis de rigor. Con sus copas en las manos, Juan Carlos y Noelia desfilaron dirección a la mesa presidencial, en la que ya estaban sentados sus padres. Al llegar a su destino, los saludaron y, al fin, podía dar comienzo el banquete. Con todos los comensales ya en su sitio, empezaron a desfilar los platos que harían las delicias de todos. La cena estaba servida y las sorpresas a punto de sucederse entre bocado y bocado.


Fueron muchos los amigos y familiares Unafueron imagen vale mĂĄs que que desfilando hacia la mesa de Noelia y Juan Carlos, mil palabras. Marina ycargados de bolsas y Alejandro, cajas: sorpresas y detalles bailando como como las coronas que ambos lucen en esta foto. dos tortolitos o...Âżcomo dos patitos?

56 50


UNA VELADA LLENA

DE SORPRESAS regaloS ORIGINALES, EMOTIVOS Y OTROS MUY DIVERTIDOS

Casi nada más empezar el banquete, cuando apenas se había servido el primer plato, ya comenzaron las sorpresas de algunos invitados especiales que, por cierto, venían a la boda desde diversos lugares. No todos eran de Madrid. Algunos eran de Álava, Murcia, Guadalajara y Cáceres. Todos querían ver las caras de asombro de los novios al abrir los regalos que con tanto cariño les habían preparado. La mayoría no eran de un gran valor económico (a excepcion del bote con monedas), sino más bien sentimental, anecdótico o divertido. Y así, de esta manera, minuto tras minuto, se fue amenizando una noche que no había hecho más que empezar. Rosi, una de las primas más especiales para la protagonista, o quizás la más especial, le entregó a los novios unas copas personalizadas para que los novios brindaran por su amor. Y es que Rosi adora a Noelia. Por la diferencia de edad pudo cuidar de ella y de su hermano cuando eran pequeños. El cariño es recíproco. Bajo estas líneas, vemos a Daniel, el hermano de Noelia, portando en sus manos su regalo. Se trataba de un dibujo hecho por él mismo y que mostraba a la pareja en una playa y entre dos palmeras. A lo largo del día, observamos que Daniel era uno de los más emocionados y felices: “Estoy aprovechando al máximo. Todo está siendo fantástico y vuestro trabajo genial”, decía entusiasmado al equipo de La Exclusiva de camino a la mesa presidencial.


UN ACTOR INFILTRADO

Entre charlas animadas, risas y vítores se componía un escenario muy familiar y divertido. Un escenario de lo más oportuno, incluso para un actor infiltrado. Juan Carlos y Noelia querían ser originales y la verdad es que lo consiguieron al contratar a un actor que marcase la diferencia: “Vengo de la empresa Zumo Animaciones y nuestro trabajo es hacer que la gente se lo pase bien”, explica. “He ido de mesa en mesa contando anécdotas, chistes... que era el hijo del jefe y que éste era mi primer día. La verdad es que la gente ha respondido muy bien”, concluye.

CON CHAMPÁN LA VIDA SABE MEJOR

El actor contratado por los novios se había hecho pasar por un camarero charlatán y algo torpe y, tras destaparse, no dudó en brindar junto a Juan Carlos.

52


MISIÓN

Valerio, uno de los hermanos de Juan Carlos, nos encargó una misión que consistía en hablar con el ‘hermanastro’: “Son cosas que surgen en la vida. Un día te vas con ellos, empiezas a formar parte de la familia y te conviertes en un hermano más”, nos contaba cuando lo abordamos en su mesa.

ANIMACIÓN

Para los más pequeños de la fiesta también había una sorpresa: un animador vestido de payaso que tenía preparados trucos de magia, juegos, globos... y muchos bailes.


CANDY BAR

Los invitados esperaban pacientemente algo muy importante: el postre y, desde luego, la tarta nupcial. Luego, durante la fiesta, los invitados podrían disfrutar de una amplia variedad de golosinas muy llamativas. Ya se sabe que, con tanto baile, el cuerpo pide azúcar extra y en eso también habían pensado los novios. Un dulce detalle para pequeños y mayores.

54


TODO UN CLÁSICO: TODO UN CLÁSICO

TARTA NUPCIAL

El ambiente no podía ser mejor y la cena estaba casi llegando a su fin. Eran muy pocos los invitados que continuaban sin moverse del asiento. La mayoría iban de mesa en mesa. No faltaban los vítores a los novios y los bailes improvisados. Aunque eso sí, el postre era muy tentador y fue entonces cuando muchos volvieron a su sitio. Poco después, llegó la tarta nupcial de manos de los camareros y el ‘maitre’. Como manda la tradición, Noelia y Juan Carlos procedieron a cortarla y se la dieron a probar el uno al otro ante las atentas miradas de los presentes en la boda.


A LOS PADRES

No sólo los novios recibieron regalos. Padres y suegros tuvieron también un bonito detalle personalizado y dedicado que abrieron con sorpresa y emoción. No hay nada como unas sinceras palabras de cariño para rematar un día tan especial.

58 60 56

LOS AMIGOS

Noelia y Juan Carlos sumaban un buen número de amigos. Algunos muy próximos y otros no tanto, pero todos coincidían en una palabra: “ Gracias”.


UN MILLÓN DE

GRACIAS

Uno de los instantes más emotivos de la jornada

se vivió durante el banquete. Noelia y Juan Carlos querían reconocer y agradecer a sus padres todo lo que habían hecho por ellos. No cabe duda que siempre hace ilusión recibir por escrito un ‘te quiero’ y un ‘gracias’. A los padres este tipo de detalles suelen gustarles mucho y, de hecho, así fue en este caso. Y entre unas cosas y las otras, más y más fotos, algo que nunca debería faltal en este tipo de eventos. Las fotos son para el recuerdo. En sta boda pudimos comprobar que gustaban mucho los detalles hechos a mano: las coronas de papel, botellas o copas personalizadas... o las car-

tulinas que algunas de las amigas de la novia alzaron en un momento del banquete tras la mesa presidencial. En ellas se podía leer: “Gracias por compartir con nosotros este maravilloso día”. En la foto de la izquierda podemos ver la imagen en conjunto y al actor infiltrado rematando la frase con un improvisado punto final. Sin duda, conviene ser rigurosos con la ortografía. Otro de los momentos especiales de la velada fue cuando Noelia entregó a una de sus mejores amigas su ramo de novia. Carmen lo recibió encantada y muy emocionada tal y como se puede apreciar en la imagen. Las sorpresas no paraban de sucederse...


UN RAPTO SORPRESA

Tenía una razón de ser. Detrás había una historia anecdótica. Los amigos del novio ya llevaban unas cuantas horas buscando al ‘niño del chándal’. Todos llevaban un cartelito de ‘Se busca’ y, finalmente, lo encontraron. Parece ser que una noche, Juan Carlos acabó bastante perjudicado, confundido y enfundado en un chándal similar. La imagen quedó en la memoria de todos e incluso existía una fotografía que demosrtaba que aquello sí había ocurrido. Por eso, en mitad de la velada, le animaron a llevar este chándal que poca gente, hoy en día, se atrevería a ponerse... ni ebrio. ¿O sí?

58


Mientras la noche transcurría, hubo un momento en el que Juan Carlos desapareció del salón. La gente no se dio cuenta de su ausencia hasta que, de repente, reapareció vestido así: con un peculiar e histriónico chándal.


ÚLTIMAS SORPRESAS Y... Quedaban pocos minutos para que, tanto los novios, como sus invitados abandonaran definitivamente sus mesas y pusieran rumbo a la pista de baile, donde disfrutarían de la barra libre. Allí, además de bebida y buena música, les esperaban dulces golosinas para reponer fuerzas cuando las horas de fiesta hicieran su efecto.

NO FALTÓ EL CORTE DE CORBATA Y LIGA

La boda avanzaba entre lo tradicional y lo moderno porque, por más que uno quiera innovar y sorprender, hay costumbres que nunca deberían perderse en el camino. Por ejemplo, que los amigos del novio corten su corbata a trocitos para luego venderlos a los invitados como símbolo de buena suerte. Lo mismo hicieron las amigas de la novia con su liga. Todo ello en público y entre risas.

60


DELICIOSOS RECUERDOS

PARA TODOS Ya de cara al final, aprovechando que los invitados habían vuelto a sus respectivos asientos y estaban algo más tranquilos, los novios y algunos amigos procedieron a repartir los regalos que harían las veces de recuerdo. Para los hombres, Noelia y Juan Carlos habían pensado en unas botellitas de licor de Orujo. Para las mujeres, en cambio, mermelada casera de fresa. Así pues, mesa por mesa, los novios y sus ayudantes fueron repartiendo los regalos que, por cierto, trasladaban en unas prácticas y llamativas cestas de mimbre.


PANORÁMICA DE LA SALA DE BAILE:

62


TRES BAILES EN UNO La fiesta hacía un buen rato que había arrancado. Antes

incluso de terminar el postre. Sin embargo, la pista de baile no se abre nunca sin que antes la pisen los novios. Noelia y Juan Carlos optaron por una singular mezcla de tres canciones. Una detrás de otra. Primero, el tango de Roxanne. Después, la bachata “Stand by me” de Prince Royce. Y finalmente, al ritmo de salsa, Noelia y Juan Carlos bailaron el pegadizo tema “Valió la pena” del puertoriqueño Marc Anthony.

LA ÚLTIMA SORPRESA DEL NOVIO AL SON DE LA MÚSICA

Juan Carlos sorprendió a Noelia cuando, sin previo aviso, cogió el micrófono y se puso a cantar delante de todo el mundo. Sin duda, un acto romántico y valiente teniendo en cuenta que no es cantante ni se dedica a ello. Justamente después, otra música distinta auguraba lo que sería el baile de apertura. Los novios habían preparado una coreografía que despertó los aplusos de un público entregado. Se notaba que habían ensayado. ya que clavaron los pasos de baile y demostraron tener una gran destreza como bailarines. Ya por último, los novios se dispusieron a sacar a bailar a sus familiares y amigos, que por supuesto, accedieron encantados. Ahora sí… ¡que empiece la fiesta!


UNA NOCHE CALENTITA

¡QUÉ COMIENCE LA FIES 64

Así de festivos lucían los novios e invitados. La fiesta había dado ya comiento oficialmente y el DJ estaba preparado para pinchar la música más bailable que tuviese a mano. Los niños se divertían con el animador, se pintaban la cara y, mientras tanto, los adultos -como niños también- no paraban de desfilar hacia el Photocall que la pareja había preparado en la misma pista de baile. Absolutamente nadie se quedó con ganas de disfrazarse de piratas, asiáticos o de vedettes. Con antenas, pajaritas o gafas gigantes. Había para todos los gustos.


IESTA!


KIT DE SUPERVIVENCIA

No había excusa para perderse la fiesta. Los novios preparon un pack con los invitados: un kit de supervivencia con todo tipo de utensilios para salir inmunes de una noche que pintaba inolvidable. Por supuesto también pensaron en la resaca. No escatimaron en detalles.

66

Las ganas de fiesta eran evidentes y nadie se quedó sin salir a la pista de baile. Mayores y pequeños se movían sin parar al ritmo de las canciones más actuales y otro animador era el encargado de enseñar, con gran simpatía, divertidas coreografías que todos intentaban seguir al pie de la letra. Los invitados posaron encantados ante las cámaras ataviados con sus mejores galas, ya que había todo tipo de pelucas, gafas y complementos a su alcance. Un broche de oro para un día inolvidable. Un 16 de julio de 2016 que, sin lugar a dudas, todos recordarán siempre.


c

Revista noelia y juan carlos bc exclusiva  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you