Page 1

Coatlcelic

1 El secreto de Naluta


N.... Asociación de Educación y Comunicación “La Cuculmeca” Colección de Cuentos Jinotega: La Cuculmeca, 2011 ISBN:

© La Cuculmeca

Elaboración:

Iouri Langlet

Diseño y diagramación:

Aureliano Orozco, Marleng Guatemala

Revisión y corrección:

Nereyda González Soto

Dibujos:

Aureliano Orozco

Asociación de Educación y Comunicación “La Cuculmeca” Teléfono (00 505) 2 782 35 78 Teléfono (00 505) 2 782 35 79 info@cuculmeca.org http://www.cuculmeca.org Jinotega, Nicaragua

Tiraje:

400 ejemplares Impreso en Ediciones Educativas, Diseño e Impresiones (EDISA)

Primera edición:

Jinotega, Diciembre 2000

Segunda edición:

Jinotega, Noviembre 2011

2


El secreto de Naluta

Coatlcelic


Este cuento esta dedicado... • A los pueblos Garifonas, Ramas, Sumos, Misquitos quien luchan sin “reserva” para cuidar las “Reservas Naturales”. A estos pueblos en extinción que cuiden la biodiversidad y nuestro futuro común. • El águila, el águila real, la boa común, la guatuza, la guardatinaja, la iguana verde, la lapa roja, la lapa verde, la lora, la nutria, el buho, el chancho de monte, el cuajipál, el cuyús, el cuzuco, el danto, el gato de monte, el gavilán, el halcón, el halcón peregrino, el jaguar, el quetzal, el lagarto, el leoncillo, el mono araña, el mono carablanca, el mono congo, el ocelote, el oso hormiguero gigante, el perezoso cameleón, el perezoso cucala, el puma, el sajino, el tigre, el tigrillo, el tucán pico aguilado ... que están por desaparecer de la Reserva de Bosawas. Sabemos que estos animales no saben leer... Soló, esperamos que vos que tenés este libro en las manos hará algo para estos animales, hará algo para preservarlos. • A nuestras abuelas y abuelos por su sabiduría muchas veces ignorada y olvidada y por enseñarnos que el futuro se construye desde el pasado. • Al personal del Ministerio de Educación de Jinotega por sembrar en las aulas el amor a la Naturaleza y por su apoyo a los programas de Educación Primaria. • A los árboles que fueron talados por escribir este cuento. Les pedimos perdón con la esperanza que estas hojas de papeles te darán ganas de sembrar un árbol y de cuidarlo. • A los Niños y Niñas de las Comunidades donde tiene incidencia el proyecto ASED que son: El Chamarro 3, San Vicente 2, El Porvenir, Santa Cruz 2, Zompoperita y Vilán 1.

4


Era una tarde de verano. Lisa y Simón andaban de paseo por la Reserva de Bosawás. De repente apareció un tigrillo... Lisa y Simón se imaginaban como iban a terminar de cena para el tigrillo. Del susto, no movían ni un pelo.

5


El tigrillo se acercó y agarró a Lisa por la falda y suavemente se la llevó... Simón que no sabía que hacer siguió.... Entraron en el bosque profundo... El tigrillo seguía un camino invisible, totalmente desconocido por Lisa y Simón... Finalmente, llegaron a un gran claro.

6


En este claro, resonaba una cascada.... A la orilla del rĂ­o jugaban unas nutrias. Era realmente un lugar tuani, bonito, increĂ­ble. El tigrillo se acostĂł sobre una roca para tomar el sol y hacer una siesta. A su lado descansaba una iguana verde.

7


Lisa y Simón gozaban al ver tanta belleza. En las alturas de los árboles, un mono araña perseguía a unas lapas rojas y verdes. De repente, del otro lado de la cascada salió una viejita toda doblada que caminaba con dificultad apoyándose en un bastón.

8


La viejita chifló......... Una Reinita Hornera se paró en su bastón... El tigrillo se despertó y nadó hasta la viejita que lo recibió con caricias.... Lisa y Simón se preguntaban dónde estaban... Se decía que vivía una bruja en Bosawás... Entonces, temblando de miedo, corrieron hacía atrás...

9


El tigrillo como un rayo les alcanzó y agarró a Simón por su bota de hule... Lisa pensó que era mejor seguirles. Temblando regresaron hacía la cascada... La viejita había cruzado la cascada y tranquila fumaba una larga pipa al lado de la iguana. La viejita no estaba mojada, eso si era brujería.

10


Simón lleno de miedo preguntó a Lisa: “¿Dónde nos metimos, qué nos va a pasar?” Lisa, asustada, respondió con un silencio..... Entonces, la viejita habló: “Hola Lisa y Simón, me alegro verles. Mi nombre es Naluta, alguna gente dice que soy bruja, y otra dice que soy loca...”

11


Lisa y Simón temblaban cada vez más..... Naluta siguió: “Ustedes pueden pensar que soy una bruja porque conozco sus nombres... Sólo les voy a decir que sus nombres están escritos en sus mochilas y que yo aprendí a leer... Siempre me ha gustado leer.”

12


El tigrillo lamió las manos de Lisa y Simón. Naluta sonrió y con su dulce voz dijo: Ustedes pueden pensar que soy una loca Porque no tengo miedo de un tigrillo... Solo les voy a decir que soy la madre de Pachuat! Lo crié desde que nació cuando unos cazadores mataron a su pobre madre por su cuero.”

13


Lisa y Simón acariciaron a Pachuatl Naluta con los ojos tristes continuó: “Solamente, soy Naluta y vivo aquí. Soy un poco diferente de la otra gente. y como soy diferente, doy miedo... Por eso se inventan y dicen cosas feas sobre mí...”

14


Lisa que se sentía en confianza, preguntó: “¿Pero qué estamos haciendo aquí?” Naluta quitó su pipa de la boca y respondió: Ustedes están aquí hoy, porque también ustedes son diferentes...” Simón que acariciaba la iguana dijo: “Yo me veo normal y a Lisa también.... ¿Entonces en qué somos diferentes?”

15


Naluta, riendo respondió: “oh, no, Simón, ustedes son muy diferentes. Mi Reinita Hornera que regresaba de Wisconsin me avisó de su presencia, entonces les espié. En un momento, tu amiga Lisa, sacó dos caramelos de su bolsa y te dió uno a vos.. Eso me gustó y después lo que más me gustó es que no botaron sus papeles en el suelo...”

16


“La gente “normal” de costumbre tira sus desechos al suelo dejando detrás de ella una larga huella sucia que destruye la Naturaleza. Después, esta huella va cruzando con otras huellas sucias y al final, todo se queda sucio y nadie puede vivir en paz y armonía. Como ustedes dejan huellas limpias, entendí que eran diferentes y por eso les traje aquí.”

17


“Como lo ven, soy requete vieja, tengo 108 años... Falta poco para que mi alma deje mi cuerpo. Así que les mandé a traer, porque quiero compartir mi secreto antes de irme... Entonces, tengo una pregunta para ustedes: ¿ Quieren conocer mi secreto?” Lisa y Simón se miraron... Ya no tenían que ya no temblaban de miedo dijeron: “Sí...” 18


Entonces, Naluta les pidió de seguirla y camino hacía la cascada. Cuando llegó donde se caía el agua, de repente, desapareció... Después de un rato reapareció al otro lado del salto de agua. ¿Era magía, brujería? Lisa y Simón caminaban de nuevo con miedo.

19


Al acercarse a la cortina de agua, Lisa y Simón se fijarón que detrás había como una cueva llena de dibujos En medio de la cueva había una piedra sobre la cual estaba un sol hecho de semillas... Cruzaron la cueva y salieron al aire libre. No era magia ni brujería.... Naluta les esperaba apoyada en su bastón.....

20


Escondida por los árboles, había una parcela. Era una parcela un poco rara... La zanahoria estaba cerca de la lechuga... Una mata de guineo daba sombra a la ruda... Había frijoles de todo tipo y al lado maíz... Lombrices y hormigas removían la tierra. El perfume de las flores atraía a las avispas. Un cusuco escuchaba el canto de una chachalaca.

21


Naluta se sentó bajo un árbol de sonzapote. Agarró dos frutas y las dió a Lisa y Simón. Comieron los sonzapotes con mucho cuidado. Después, recogieron las semillas y las guardaron en sus mochilas..... Naluta dijo: “Sabía que no me había equivocado. Ustedes son diferentes.....Les quiero mucho”.

22


Después caminaron hacia el bosque profundo. Naluta se sentó debajo de un árbol gigante. Lisa y Simón se quedaron de pie en silencio. Un danto pasó perseguido por un jabalí. Naluta tomó las manos de Lisa y Simón... Y con una voz llena de ternura dijo:

23


“Mi secreto es como todos los secretos. Mi secreto nació de los miedos, de mis miedos. Mi secreto es este lugar que ustedes vieron. Quiero compartir con ustedes.... Quiero que ustedes lo cuiden... Porque tengo miedo que desaparezca...”

24


“Tengo miedo que desaparezca...... La sombra del árbol donde vive el perezoso... El canto del río que se ahoga en la basura... La huella del puma, jaguar o gato de monte... El vuelo del águila, del halcón, del gavilán Tengo miedo cuando escucho las motosierras o las máquinas asesinas que buscan el oro. Tengo miedo que se muera mi bosque”.

25


“Este lugar, esta isla secreta en la selva, la llamo Coatlcelic, mi rincón de la Armonia Verde. Hoy, siento que Coatlcelic se va a morir conmigo. Si se sigue destruyendo y odiando a la Naturaleza. Si se olvida de sembrar las plantas se ayudan entre sí para crecer como en mi parcela... Entonces Coatlcelic se va a morir... Y si se muere, el resto también morirá”... 26


“La única forma de salvar a Coatlcelic es que cada día exista más gente como ustedes. Por eso les llamé, para que me ayuden a cuidar mi lugar secreto, a cuidar el futuro”. Liza y Simón tenían lágrimas en los ojos... Naluta no era una bruja, no era una loca.... Era solo una persona respetuosa de su tierra.

27


Un buho se posó sobre el hombro de Naluta... Era el anuncio de la noche... Naluta, con los ojos brillantes de lágrimas dijo: “Les di mis secretos, les di mis miedos. Tengo confianza en ustedes para cuidarlo. Ahora ustedes tienen que irse, Sino sus mamás y papás se van a preocupar. Pachuatl les va a llevar al camino de regreso”.

28


Naluta les dio un beso en la frente. Después dio a Lisa una bolsita de piel llena de semillas de todos colores. A Simón le regalo una cajita de madera llena de tierra en la cuál se movían Unas hormigas y unas lombrices ...

29


Lisa y Simón le dieron las gracias por los sonzapotes y por los regalos. Después, prometieron cuidar el secreto que no era un secreto. Naluta les hizo una señal especial con las manos, pasó detrás del árbol gigante y desapereció...

30


Por la mañana siguiente.. Lisa se despertó... Sentía algo raro en sus manos. Cuando las abrió, estaban llenas de semillas. Y Simón que dormía entre sus dos hermanos mayores que roncaban todavía, se despertó porque sentía cosquillas en la nariz... Eran dos hormigas...

31


A las 7 llegando a la escuela, Lisa saludó a Simón y le dijo... “ Tuve un sueño muy extraño esta noche...” Simón le respondió que él también... Lisa miro la bota de hule de Simón Se miraba el mordisco de Pachuatl... Se quedaron en silencio...

32


¿Entonces....? ¿Sería sólo un sueño de querer cuidar a Bosawas? ¿Sería solo un sueño de proteger a Coatlcelic, el lugar secreto de Armonía Verde? Solo vos que acaba de leer este cuento, tenés tus respuestas.

33


Una historia olvidada... La infancia de Naluta... Hace varios años atrás, especialistas del mundo entero estaban buscando en la Reserva de Bosawas, el pueblo de los “ Indios que comen orquídeas”... Cada vez que entraban en el bosque de Bosawas, nunca los encontraban... Al fin, un día, encontraron a una niña de cómo 2 años que estaba sentada en una piedra mientras machucaba una linda orquídea... Una antropóloga se acercó de la niña con su cámara... La niña no se movía... Entonces, otro especialista, un etnólogo se acercó con una grabadora... A este momento, la niña se levantó y se fue caminando... La especialista gritaba: “Niña, niña, venite aquí, te queremos ver” Pero la niña caminaba... Entonces la persiguieron, la agarraron y se la llevaron amarada en el asiento trasero de una camioneta entre la antropóloga y el etnólogo. Se la llevaron al Centro de Investigación de los Pueblos en Peligro de Extinción. La pusieron en un cuarto sin ventanas... Le sirvieron un plato de comida... La niña no lo tocó...Se sentó en un rincón, la cabeza entre las piernas... El día siguiente, llevaron la niña al laboratorio para estudiarla de pies a cabeza. Analizaron su sangre para ver si tenía enfermedades peligrosas para la humanidad... Todo el día, le hicieron pruebas y pruebas... Finalmente, el Centro dio a conocer por televisión sus conclusiones : El pueblo indígena de Bosawas “come orquídeas”, es un pueblo atrasado. No conoce ninguna forma oral de expresarse. Es un pueblo sin humanidad. Mientras tanto, el niño de dos años de la empleada de limpieza del Centro entró sin permiso en el cuarto de la niña... La miró en el rincón y se acercó. Puso una mano en el hombro de la niña y le dijo con su otra mano en el corazón: “ Yo soy Moisés y vos, ¿ quién sos ?”... La niña miró al niño y se puso a llorar... Sintiendo una mano en su hombro, la niña tuvo confianza de decir:” Naluta yang” Entonces, Naluta y Moisés se pusieron a platicar y jugar entre los dos. Más tarde, la mamá de Moisés que lo buscaba desde hace rato por todas partes entró en el cuarto y regaño a su hijo por su travesura. Moisés, con calma explicó que unas personas habían llevado a Naluta de su bosque y que estas personas eran locas porque no sabían hablar con Naluta. La mamá de Moisés se disculpó por haberlo regañado... Naluta sonrío... La verdad es que al día siguiente, la empleada de limpieza del Centro de Investigaciones de los Pueblos en Extinción no se presentó a su trabajo. Y la verdad también es que Naluta había desaparecido... Y sabe que... Hoy a Moisés le gusta comer orquídeas...

34


35


Coatlcelic... El secreto de Naluta. Coatlcelic es una palabra inspirada del Nahuatl para decir algo como Armonía Verde... Una palabra para recordar que la gente de antes, de mucho, mucho más antes buscaba también como vivir mejor, como vivir respetando al medio ambiente. El secreto de Naluta es tan secreto que lo podríamos olvidar... Es un secreto en vía de extinción como muchos pueblos, como muchos animales y como muchas plantas. Un secreto es algo que no se dice... Es algo que no se sabe... Hoy, las orquídeas, las águilas, los gatos de monte... desaparecen en silencio, ilegalmente, en secreto... De aquí a 10 años, nadie sabrá de ellos... Estarán en secreto por la eternidad... Este cuento es para romper el silencio sobre este secreto. Así que si te querés arriesgar a conocer el secreto, lee este cuento. También, si querés saber donde floreció esta historia, pasa a vernos a La Cuculmeca, otra planta en peligro de extinción...

La impresión es realizada con la cooperación de Save the Children en el marco del Proyecto

“Escuelas Seguras y de Calidad”

36

El secreto de naluta  

La Cuculmeca, Colección de Cuentos

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you