Issuu on Google+

ISSN: 1909-5201

NÚMERO 26 - ABRIL DE 2010


Rector José Fernando Isaza Vicerrector Académico Diógenes Campos Vicerrector Financiero y Administrativo Henry Jaramillo Secretario General Carlos Sánchez COMITÉ EDITORIAL Directora Patricia Prieto Decano de la Facultad de Ciencias Humanas, Arte y Diseño Alberto Saldarriaga

Decana del Programa de Diseño Gráfico Pastora Correa Decana del programa de Comunicación Social Vera Schütz

Editor General Francisco Buitrago Editora Gráfica Ana Uribe Profesores - Asesores Gráficos Óscar Velásquez Francisco Pabón



Coordinadora Administrativa Paola Pardo



Impreso por D´vinni S.A.

PERIODISTAS Andrés Torres César Ardila Gilberto Gómez Julián Bernal Marcelo Delcampo Miguel González Míller Castañeda Natalia Suárez DISEÑO Y DIAGRAMACIÓN Andrés Católico Carolina Lugo Carolina Vargas Daniela Rodríguez Julián Espinel Violeta López

PORTADA Julián Cedeño



CONTRAPORTADA Danuil Navarro ILUSTRACIÓN Y FOTOGRAFÍA Andrés Católico Carolina Lugo Carolina Vargas Danuil Navarro Giovanni Rincón Julián Castillo Julián Cedeño Rafael Mora Sergio Ayala

Oficina de Relaciones Públicas y Comunicaciones Calle 22 No 3 - 30 Oficina 302 Módulo 15 Teléfonos 2 427030 Ext. 1157 y 1158 e-mail: labrujula@utadeo.edu.co

 

Apuntar hacia lo que es plural La nueva cara del Museo del Mar Comunidad tadeísta “sobre ruedas” La esencia de El vuelco del cangrejo Gabriela Siracusano, Perspectivas de la Historia del Arte Práctica profesional y mundo laboral Imagen y proyecto Pensar la Imagen Reportaje gráfico Por la preservación de los archipiélagos Enlatadeo “Visión ecológica” Una semana sin buses Ecologismo tadeísta con criterio Formando constructores de ciudad El vuelo de la eternidad - Escapando con los ojos cerrados

t t t

L B es una publicación mensual de la Universidad de Bogotá Jorge Tadeo Lozano. Prohibida la reproducción parcial o total de los contenidos para fines comerciales y/o sin previa autorización, para fines académicos. Todos los derechos reservados. ISSN  - . Copyright © . L B - Universidad de Bogotá Jorge Tadeo Lozano.


A partir del 15 de abril

´ablando con la pared´ La obra de Simón Hosie, en el Museo de Artes Visuales (MAV) de la Tadeo

Horario de acceso al MAV: Lunes a viernes, de 9:00 a 7:00 p.m. Sábados, de 10:00 a.m. a 2:00 p.m. Mayores informes: Universidad Jorge Tadeo Lozano Teléfono 242 7030, ext. 3102. museoartesvisuales@utadeo.edu.co


Apuntar hacia lo que es plural 1PS&RVJQPEFSFEBDDJĂ˜OEFLď?Ą Bď?˛ď&#x;şď?Şď?ľď?Źď?Ąo labrujula@utadeo.edu.co *MVTUSBDJĂ˜O JuliĂĄn CedeĂąo - julian_edeo@hotmail.com

La pluralidad es un valor primordial para la Universidad. AsĂ­, en la medida en que se desarrolla el primer perĂ­odo acadĂŠmico de ďœ˛ďœ°ďœąďœ°, lo diverso se fortalece y se mantiene presente en el acontecer de cada estudiante, vinculado no sĂłlo a las actividades que lleva a cabo, sino a la manera de sentir y actuar que nos identifica a todos –Lď?Ą Bď?˛ď&#x;şď?Şď?ľď?Źď?Ą incluida–como miembros de la comunidad tadeĂ­sta. En ese contexto, desde la Revista queremos que sigan conociendo la actualidad de la InstituciĂłn, de lo que sucede en ella, asĂ­ como de muchas actividades en las que ustedes mismos son protagonistas. Por esa razĂłn, hablamos de La nueva cara del Museo del Mar, que luego de tres aĂąos vuelve a abrir sus puertas a todo el pĂşblico colombiano; exploramos de quĂŠ manera la Comunidad tadeĂ­sta va “sobre ruedasâ€? con la TecnologĂ­a en GestiĂłn del Transporte; y abordamos, en detalle, La esencia de El vuelco del cangrejo, la pelĂ­cula colombiana que se destaca en el ĂĄmbito internacional y cuyo director, Ă“scar Ruiz Navia, estuvo en la Universidad contĂĄndonos cĂłmo se llevĂł a cabo. Profundizamos en el mundo de la investigaciĂłn y la historiografĂ­a, entrevistando a la experta argentina Gabriela Siracusano (Perspectivas de la Historia del Arte) quien fue invitada a la Tadeo por el Departamento de Humanidades; antes de ofrecer un panorama prĂĄctico acerca de la importancia de la PrĂĄctica profesional y el mundo laboral para los estudiantes. En esta ocasiĂłn, ademĂĄs, las secciones de Pensar la imagen, Imagen y proyecto y el Reportaje GrĂĄfico nos transportan por imĂĄgenes que evocan variadas tendencias musicales, por fotografĂ­as que adquieren matices de obras de arte, hasta llegar a la presencia de las fotocopias en diferentes escenarios de la InstituciĂłn, como elemento visible y cotidiano. A continuaciĂłn, hacemos un llamado para que todos aportemos en el cuidado del planeta, hablando de cĂłmo en la Tadeo Seccional del Caribe se trabaja Por la preservaciĂłn de los archipiĂŠlagos y contĂĄndoles de quĂŠ forma transcurriĂł la ceremonia de premiaciĂłn de Enlatadeo “VisiĂłn ecolĂłgicaâ€?. Asimismo, en la crĂłnica repasamos un capĂ­tulo de paro y caos citadino que afectĂł a muchos tadeĂ­stas (Semana sin buses), antes de dar a conocer la propuesta de Ecologismo tadeĂ­sta con criterio promovida por un grupo de egresados de la Universidad y plasmada en una interesante propuesta empresarial. Finalmente, nos detenemos en el universo de los posgrados tadeĂ­stas que, con iniciativas como la EspecializaciĂłn en DiseĂąo Urbano, estĂĄ Formando verdaderos constructores de ciudad; y le damos espacio a la invenciĂłn literaria, profunda y significativa, de AndrĂŠs Torres, con dos de sus creaciones narrativas: El vuelo de la eternidad y Escapando con los ojos cerrados. De esta manera, queremos que en cada pĂĄgina ustedes identifiquen elementos que los acerquen al panorama plural que tiene lugar cada dĂ­a en la Universidad y, de paso, nos permitan conocer sus puntos de vista e ideas, escribiendo a labrujula@utadeo.edu.co. ÂĄHasta la prĂłxima ediciĂłn!


La nueva cara del Museo del Mar Una experiencia inolvidable 1PSJuliĂĄn Bernal - julian.bernal@utadeo.edu.co 'PUPHSBGĂ“BCarolina Lugoacaroďœąďœś@gmail.com

Las ondas que produce el oleaje, el olor particular de la zona costera, asĂ­ como una historia mĂ­tica cuya riqueza animal y vegetal supera los lĂ­mites de lo fĂ­sico y viaja hasta nosotros, para entregar conocimiento, vuelve a estar disponible en la Universidad, en la planta baja del mĂłdulo ďœą, donde a partir del pasado nueve de abril y luego de tres aĂąos de mantenimiento, reforzamiento antisĂ­smico y modernizaciĂłn, el Museo del Mar de la Tadeo abre sus puertas para la comunidad. La importancia y tradiciĂłn del Museo del Mar surge de la capacidad de difundir y dar a conocer, como en una gran exposiciĂłn, todos los recursos y elementos que constituyen la riqueza marina, para educar a los niĂąos, jĂłvenes y adultos que lo visitan, en un espacio concebido en BogotĂĄ, a cientos de kilĂłmetros de distancia de las costas colombianas, pero que hace honor al Programa de BiologĂ­a Marina de la Tadeo y a la importancia de conocer uno de los mayores tesoros naturales con los que cuenta el planeta. Adicionalmente y como parte de su misiĂłn, el Museo asume tambiĂŠn un compromiso de proyecciĂłn social, dirigido principalmente a la comunidad escolar y acadĂŠmica externa de la Tadeo. De esta forma, puede brindar a los habitantes de la RegiĂłn Andina, muchos de los cuales no conocen el mar, la oportunidad de acercarse a ĂŠl y a sus recursos.

[8]

La BrĂşjula

Una nueva piel Salas de exposiciĂłn, recorridos personalizados, excelente material didĂĄctico y un completo servicio de aprendizaje y enseĂąanza son parte de las caracterĂ­sticas que pone a disposiciĂłn de todo el pĂşblico el Museo del Mar. Lo anterior, bajo la direcciĂłn general de Elvira Alvarado ChacĂłn, quien ha liderado el proceso de modernizaciĂłn de este espacio Ăşnico que tambiĂŠn le ofrecerĂĄ a cada visitante la posibilidad de explorar dioramas (panorama en que los lienzos que mira el espectador son transparentes y pintados por las dos caras, segĂşn la Real Academia de la Lengua) de ecosistemas completamente renovados, asĂ­ como la posibilidad de explorar aspectos marinos mediante procesos de interactividad con el uso de herramientas multimedia, asĂ­ como robots, cuya presencia en el Museo serĂĄ una nueva y grata experiencia para cada uno de los visitantes. Para la directora del Museo, “la idea concreta ha sido crear una conciencia real en cuanto al valor del mar, fomentando la


conservación y la óptima utilización de los recursos marinos”. Elvira considera que la intención es “generar conocimiento científico y técnico relacionado con los recursos y con el funcionamiento de los ecosistemas”. Además, agrega que es importante fomentar la formación y la educación de los niños del país en cuanto temáticas marinas, a través de la visita a las salas de exposición del Museo. Ella también percibe como algo valioso, el hecho de dar a conocer el material producido desde el Museo, que incluye elementos de carácter científico, técnico, gráfico y didáctico, relacionados con los sistemas marinos tropicales. Además, recalca el papel primordial que juega en la nueva cara del Museo del Mar el aspecto tecnológico, que cuenta con una sala completa dedicada a este tema, donde se pueden observar animatronics (versiones robóticas) de animales como el delfín, la tortuga, la manta raya y el pez erizo, para el disfrute de todos los visitantes. Ésta innovación se complementa con la misión del Museo, como parte de la creación de una verdadera conciencia marina. Así, tales posibilidades permitirán que niños, jóvenes y adultos se impliquen en un proceso donde se mezclan el aprendizaje y la diversión. Además, podrán enterarse, por ejemplo, de cómo diferentes animales marinos utilizan sus estructuras corporales y de qué forma esto influye en la manera en la que se mueven y se defienden. Podrán familiarizarse con elementos del ecosistema rocoso, del ecosistema de pastos marinos y del ecosistema de arrecifes coralinos. También conocerán las zonas pelágica y polar, los ecosistemas de manglar, las aves marinas estuarinas y de acantilados, así como los ecosistemas de playas, los fósiles, los peces que viven en las profundidades, los cetáceos, los ambientes particulares, los moluscos y los elementos de navegación. En este marco, el Museo cuenta con más de mil ejemplares marinos, la mayoría de los cuales, en el caso de los animales, son auténticos y cuya piel ha sido trabajada bajo el proceso de taxidermia. En lo que tiene que ver con el aspecto multimedia, creado a partir de trabajos de grado de Diseño Gráfico, los guías del Museo contarán con apoyos que les permitirán enriquecer las explicaciones. De esta forma, la manera de llegar al visitante será integral, con temas como la evolución de las especies marinas, los arrecifes de coral, los moluscos y la geomorfología, entre otros. Mediante tales modificaciones y adecuaciones, el Museo del Mar seguirá siendo un punto imperdible para estudiantes y personas de todos los puntos de la ciudad y el país. Además, el equipo del Museo continuará trabajando en ámbitos como la investigación científica, con el apoyo de la Facultad de Ciencias Naturales e Ingeniería, del Programa de Biología Marina y en alianza con otras instituciones nacionales e internacionales. Las salas de exposición están abiertas al público de lunes a viernes, entre las : a.m. y la : p.m., y en la tarde, de : a : p.m. Además, los sábados funcionan de : a.m. a : p.m. Para obtener mayor información, puede llamar al teléfono  , ext.  y , ó acercarse al séptimo piso del módulo , donde están ubicadas las oficinas del Museo. Sin duda, es un espacio único que no debemos dejar de visitar.


Comunidad

tadeista

1PSMiguel GonzĂĄlez – miguelgonzalezaguilar@hotmail.com *MVTUSBDJĂ˜OCarolina Vargas - dicarolinav@gmail.com

Sistemas de informaciĂłn geogrĂĄfica, Oferta y demanda de transporte, Transporte multimodal, Transporte y logĂ­stica, GestiĂłn de calidad en transporte, OrganizaciĂłn y gestiĂłn portuaria, Mantenimiento de flotas y equipos, y DiseĂąo, anĂĄlisis y optimizaciĂłn de rutas son algunas de las ĂĄreas que abordan, durante su formaciĂłn, los estudiantes de la TecnologĂ­a en GestiĂłn del Transporte de la Tadeo, que funciona desde mediados del aĂąo ďœ˛ďœ°ďœ°ďœ˛. “Como se puede ver, es una carrera con una temĂĄtica especĂ­fica, orientada hacia el conocimiento profundo de la GestiĂłn del Transporteâ€?, asegura Laura Rey, decana del Programa de AdministraciĂłn de Empresas y de la TecnologĂ­a. Y agrega: “las personas que estĂĄn en el programa se encuentran muy satisfechas, no sĂłlo por los contenidos y las temĂĄticas, sino por la calidad del cuerpo docente y por el gran futuro que le ven a este campo laboralâ€?. Es importante recordar que durante la primera semana del mes de marzo, BogotĂĄ viviĂł un paro de transporte que paralizĂł la ciudad por cerca de cuatro dĂ­as, convocado por los pequeĂąos transportadores de la ciudad, quienes se oponĂ­an a la implementaciĂłn del Sistema Integrado de Transporte PĂşblico (SITP) y que generĂł caos y malestar entre muchos ciudadanos. La TecnologĂ­a, que abarca un total de ďœąďœąďœ° crĂŠditos, los cuales se deben cursar en tres aĂąos, aborda alternativas de movilidad como el SITP. Al finalizar los estudios se obtiene el tĂ­tulo de TecnĂłlogo en GestiĂłn del Transporte y el egresado cuenta con conocimientos en diferentes sistemas relacionados con el transporte, como software de recaudo, software portuario, Intercambio electrĂłnico de informaciĂłn y Sistemas de informaciĂłn geogrĂĄfica. Tanto el crecimiento de las ciudades como la economĂ­a mundial influyen en el aumento de la demanda del transporte, ya sea aĂŠreo, terrestre, de carga o de pasajeros. En este contexto, el transporte se reconoce como una de las activi-


dades más importantes en el ámbito global, pues sin él no se podrían realizar muchas de las actividades cotidianas, ni existiría el intercambio entre zonas de producción y zonas de consumo. Por esta razón, es necesario formar talento humano idóneo para manejar de manera adecuada tal aspecto social.

El SITP, ¿una solución para la ciudad? “Estoy segura de que e -l Sistema Integrado de Transporte Público irá en beneficio de toda Bogotá. El transporte se convertirá en lo que realmente debe ser: un servicio público en el que los intereses privados no prevalecen sobre el interés de la sociedad”, asegura Laura Rey. Ella considera también que Transmilenio, como parte del Sistema, es un ejemplo a nivel mundial y ya ha mostrado claramente sus beneficios, tanto en el paro de transportadores como en las jornadas normales. El profesor Germán Prieto, profesor de tiempo completo de la Tecnología, está de acuerdo con el punto de vista de la decana y considera que “el SITP será un bien para Bogotá, pues los conductores tendrán prestaciones, servicios y todo lo que dispone la ley, sin someterse a jornadas extenuantes de trabajo”. Además, manifiesta que se debe seguir generando un sistema que articule los medios de transporte: “hay que pensar en aprender a no sacar el carro particular para todo tipo de diligencias. Esto se hace evidente los días sábados y domingos, cuando es casi imposible transitar por diferentes zonas de la ciudad. Incluso, conseguir un cupo en parqueaderos públicos, en supermercados o en centros comerciales es muy complejo”, menciona. Germán, además, comenta que “el sistema Transmilenio es un factor fabuloso, que acaba con las viejas prácticas del transporte tradicional. Yo creo que los propios ciudadanos han hecho que Transmilenio padezca algunas fallas, ya que buena parte de la cultura ciudadana se ha perdido”.

Impulsando el uso de la bicicleta en la UJTL Otra iniciativa encabezada por la Tecnología en Gestión del Transporte, que se promueve en la Universidad, es la “Semana de la bicicleta”, que se realizará del  al  de septiembre. Para ello, ya se están llevando a cabo acciones destacadas, como la exposición Movilíza-T, que tuvo lugar del  de marzo al  de abril, en el Punto de encuentro, y en la cual se mostraron fotografías que enaltecen el uso de la bicicleta en todo el mundo. Así, durante las jornadas que compondrán la “Semana de la bicicleta” se realizarán actividades artísticas, académicas y conferencias, además de otras acciones como caravanas organizadas entre los mismos tadeístas y a las que se unirán personas de otras universidades de la ciudad. De hecho, uno de los objetivos es lograr que la Semana cuente con el apoyo de entidades como la Secretaría de Cultura de Bogotá, el Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) y la Secretaría de Movilidad, entre otros. De esta forma, la Tecnología en Gestión del Transporte demuestra que es una opción académica relevante, donde la responsabilidad social está presente y que, de paso, nos invita a tomar conciencia acerca de lo que se debe lograr en una ciudad que, como Bogotá, requiere de orden y planificación para ofrecer calidad de vida a todos los ciudadanos.

La Brújula

[ 11 ]


El vuelco La esencia de

del cangrejo 1PS&RVJQPEFSFEBDDJØOEF-Ē#ģŴěĦĝĒo labrujula@utadeo.edu.co

Óscar Ruiz Navia es un director de cine que apenas tiene  años de edad. Sin embargo con su ópera prima en el mundo de los largometrajes, El vuelco del cangrejo () ya ha puesto muy alta la vara para los jóvenes realizadores colombianos, obteniendo el Premio Especial del Jurado en el Festival del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana y el Premio de la Federación Internacional de la Prensa Cinematográfica (FIPRESCI) en la edición  del Festival Internacional de Cine de Berlín. El colectivo audiovisual tadeísta “Langosta azul” gestionó la presencia del director en la Tadeo el pasado  de marzo, generando la posibilidad de conocer de qué manera se llevó a cabo esta destacada propuesta cinematográfica, no sólo de boca de su creador, sino de Arnobio Salazar Rivas, habitante del lugar donde se desarrolla la película y actor natural de la misma, quien interpreta a “Cerebro”, uno de los protagonistas del filme, que en síntesis narra el drama de un hombre joven, tratando de huir de su pasado; en el marco de un choque cultural entre una aldea remota y la modernidad. “La película se desarrolla como un proceso de reconstrucción de memorias, muchas de las cuales son mías, en La barra, isla ubicada cerca de Ladrilleros en el Pacífico colombiano. Es una especie de microcosmos del conflicto armado nacional”, cuenta Óscar Ruiz. Él, que conoció el lugar como turista en , desarrolló todo un proceso de acercamiento a la comunidad nativa por espacio de más de cuatro años, hasta que pudo materializar su propuesta creativa. “Estamos a una hora y media de Buenaventura en lancha rápida. Tenemos problemas con las tierras, pues aunque siempre hemos vivido allí, no contamos con títulos que lo certifiquen y los terrenos aparecen como propiedad estatal”, comenta Arnobio Salazar, quien recuerda la primera vez que su director lo grabó, estaba haciendo unas galletas de coco: “me propuso el tema de la película y, aunque

[ 12 ]

La Brújula


yo nunca había estado frente a una cámara, le manifesté que si él me explicaba cómo hacerlo, le colaboraría inmediatamente”. El hecho de no contar con un presupuesto amplio, llevó a Óscar y a su equipo de producción a buscar otras alternativas para realizar El vuelco del cangrejo. Por ello lograron, mediante una beca oficial, realizar talleres audiovisuales y cine foros con los habitantes de La Barra y, de paso, enseñarles fundamentos que luego fueran útiles en el desarrollo del filme. Como producto de este trabajo pedagógico, se desarrollaron  video-minutos y se llevó a la isla el equipo de rodaje de la película. Cuando la idea estuvo del todo estructurada, se habló con el Consejo Comunitario de la población, que finalmente dio el aval para llevar a cabo el proyecto. “Por la conjugación de todos esos elementos, el rodaje fue como entre amigos: los  miembros del equipo de producción y los habitantes de la isla, que no solo actuaron sino que colaboraron en otras áreas, como por ejemplo la producción artística”, recuerda el director. En el ámbito internacional, uno de los aspectos que más ha impactado a la crítica ha sido la calidad fotográfica de El vuelco. Teniendo en cuenta que para la filmación no se utilizaron equipos ni luces especiales, tal aspecto adquiere mayor relevancia: “tuvimos muy en cuenta qué colores son predominantes en La barra para establecer el tono fotográfico de la película. Así, están presentes los azules, grises y otros tonos de tipo frío, exceptuando los de la selva, que tiene por supuesto verdes fuertes e impactantes. Para mí, la fotografía es uno de los elementos donde más se expresan cosas. Y la luz resulta básica en ese ejercicio, así como el brillo. Por eso, a partir de buenos encuadres, de la ubicación de las personas en las escenas y también de los objetos, se logran imágenes integrales y únicas”, manifiesta Óscar. Para “Cerebro”, más allá de cuestiones técnicas y profesionales, lo más importante es que su adorada isla ahora es conocida tanto en Colombia como fuera del país: “ha sido algo increíble, pues he conocido muchas personas, logré ir a diferentes partes como Cartagena, Cali y Bogotá. Y claro, salir del país fue como un sueño, pues estuve en Toronto, Canadá. Tengo la esperanza de

que con la película, lleguen muchos turistas a la isla y vean que somos buenas personas y que los recibimos con agrado”, dice con emoción. Otro logro destacado de El vuelco del cangrejo fue combinar la aparición de actores profesionales con la de otros naturales, como Arnobio. En ese sentido, el director Óscar Ruiz aplicó un método de actuación donde quienes intervienen conocen muy poco del guión y de aquello que va a suceder en cada escena. “La intención es que, más allá de pensar en cómo construir un personaje, sientan el papel en cada parte del rodaje”, cuenta divertido, antes de recalcar que “al principio trajo mayores dificultades con los actores profesionales, pues ellos están acostumbrados a preparar sus personajes y conocer la historia, pero al final se adaptaron al proceso y el resultado fue muy bueno”. En este marco, la película logra generar emociones y escenas cargadas de contenido poético, que surgen de explorar, durante la filmación, aspectos como la solidaridad y la libertad que permiten concebir un discurso con muchísima fuerza narrativa. “Desde la noción de su historia, cada director marca qué clase de película va a hacer. Yo quería una película sencilla y era un reto grande llevarla a cabo. Afortunadamente, para la etapa de post producción y promoción, con los logros internacionales, ha llegado el apoyo de entidades y compañías importantes, pero nosotros siempre hemos hecho respetar el proyecto, sin modificar nada de la idea original”, concluye Óscar, antes de intercambiar una sonrisa con Arnobio y, ante los aplausos de decenas de tadeístas que le han escuchado, seguir compartiendo con jóvenes universitarios de toda Colombia los logros que le ha brindado una película que evoca, de principio a fin, las convicciones artísticas y profesionales de su director.

La Brújula

[ 13 ]


[ 14 ]

La BrĂşjula


Perspectivas de la

Historia del Arte Gabriela Siracusano en la Tadeo 1PS&RVJQPEFSFEBDDJĂ˜OEFLď?Ą Bď?˛ď&#x;şď?Şď?ľď?Źď?Ąo labrujula@utadeo.edu.co *MVTUSBDJĂ˜O JuliĂĄn CedeĂąo - julian_edeo@hotmail.com

Gabriela Siracusano fue invitada a la Tadeo por la MaestrĂ­a en EstĂŠtica e Historia del Arte de la Universidad. Ella es doctora en Historia de la Universidad de Buenos Aires, profesora de Historia del Arte e HistoriografĂ­a en esa misma instituciĂłn, asĂ­ como directora acadĂŠmica de la Universidad de San MartĂ­n, en la MaestrĂ­a en Historia del Arte y ConservaciĂłn y RestauraciĂłn. La invitaciĂłn surgiĂł a partir de su libro El poder de los colores: abordaje interdisciplinario sobre el arte colonial; en el que analiza la dimensiĂłn material de las representaciones coloniales andinas entre los siglos XVI y XVIII, desde la perspectiva de la historia cultural. Lď?Ą Bď?˛ď&#x;şď?Şď?ľď?Źď?Ą hablĂł con ella para conocer sus opiniones acerca de los temas en los cuales tiene larga experiencia y trayectoria, que aportan al desarrollo del nuevo Programa en Historia del Arte y a la MaestrĂ­a en EstĂŠtica e Historia del Arte. ÂżQuĂŠ tan conveniente ve usted, para el entorno artĂ­stico colombiano, la creaciĂłn del Programa de Historia del Arte en la Tadeo? Creo que la creaciĂłn de una carrera en Historia del Arte en un paĂ­s como Colombia, con una gran producciĂłn artĂ­stica, es muy importante, porque permite generar un entorno artĂ­stico en el sentido mĂĄs pleno de lo que es el concepto de campo, que abarca a artistas, historiadores del arte, crĂ­ticos y todos los demĂĄs agentes que forman parte del ĂĄrea y son necesarios para que esto se fortalezca. En ese sentido, la creaciĂłn de una carrera en Historia del Arte en la Tadeo es muy valiosa. ÂżQuĂŠ enfoques nuevos cree que podrĂ­an empezar a brindarse a las nuevas generaciones respecto al tema de la imagen como una realidad material? Me parece que esta interdisciplinariedad que se da en el proceso de la MaestrĂ­a en Historia del Arte es interesante, porque permite elaborar y mostrar di-

versas miradas mĂĄs allĂĄ de las relacionadas con la Historia del Arte. Esta es una ĂŠpoca en la cual la imagen tiene una preeminencia fundamental y es bueno que aquellos que trabajan con la imagen, como los publicistas, los comunicadores y demĂĄs, sepan que la historia del arte no es solamente un cĂşmulo de datos sobre obras, fechas, autores, estilos, cuestiones de gusto, sino que la historia del arte es algo mĂĄs profundo. La imagen es analizada desde diferentes puntos de vista, relacionados con la funciĂłn que cumplen en una determinada sociedad. Creo que la manera de poder ingresar a esa dimensiĂłn material es comenzar a mirar los objetos sobre los cuales nosotros trabajamos, como son las pinturas, esculturas, imĂĄgenes impresas en libros y nuevas tecnologĂ­as. No es lo mismo una imagen pintada que una imagen esculpida, ya que tienen una dimensiĂłn distinta que muchas veces incide en cĂłmo es percibida, aprendida y apropiada por el espectador. ÂżCuĂĄl es la importancia del estudio de la materialidad, en tĂŠrminos de un acercamiento a la historia? Las obras del perĂ­odo colonial fueron realizadas bajo ciertas condiciones distintas a las de la metrĂłpolis. La dimensiĂłn material contribuye a una renovaciĂłn de los relatos grĂĄficos acerca de obras que forman parte de nuestra historia, al aplicarle las mismas categorĂ­as estĂŠticas y juicios de valor. Prestar atenciĂłn a una dimensiĂłn que no solamente tenga que ver con la crea-

La BrĂşjula

[ 15 ]


ción de la forma de un determinado objeto, es entender que hay materiales, en el caso del arte colonial, que hablan de una cantidad de prácticas culturales e históricas importantes, y de algo más que una dimensión cromática de piezas conformadas por materiales que tienen una larga historia y pueden hacernos llegar a entender la nuestra. ¿Cómo cree que debe ser entendida, desde el punto de vista de los artistas, la organización de los saberes mecánicos en la producción artística? Hace aproximadamente un año tuve la oportunidad de hacer una exposición en Argentina que se llamó Las entrañas del arte. Mi propuesta era realizar una obra centrada en los materiales y que éstos generaran el discurso curatorial; pero en la cual se pusieran en diálogo obras desde el siglo XVII hasta la actualidad. Es decir, convoqué a artistas contemporáneos y también tomé obras del principio de los siglos XVII, XVIII, XIX y XX, para que éstas dialogaran entre sí por la manera y la materia con la que estaban hechas. Fue muy interesante la reacción de los artistas ante esta propuesta. Muchos estaban asombrados de ver cómo su obra se encontraba modificada al lado de otra con la que no había estado en diálogo. La organización de los saberes mecánicos en la producción artística empieza desde lo silencioso. Es decir, desde la elección de su lugar de trabajo o su taller, hasta la elección de un material y no otro, así como su posterior manipulación. Al final, estaba en iguales condiciones que la propuesta estética, ya que el material formaba parte de ésta. ¿En el ámbito histórico, su trabajo le ha permitido comprender qué papel juega el individuo latinoamericano en el ámbito de las representaciones, en el arte colonial? Como dice Avi Barbour, en esa instancia de conflicto uno puede encontrar en la producción de imágenes una manera de conocer mucho más acerca de aquellos que intervienen en ese conflicto. El problema para el tema del arte colonial es que aquellos que fueron desde un principio los grandes creadores son también aquellos que, en general, no han tenido voz. Es muy difícil trabajar e identificar la voz en quienes no la tienen, quienes no pueden transmitirlo, porque

[ 16 ]

La Brújula


todas las fuentes que trabajamos son mediatizadas por la voz del conquistador, que es el que cuenta lo que dice, lo que piensa. El colonial es un período apasionante para mí, porque trata de encontrar los conflictos, no en lo manifiesto, sino en lo que está latente. En este sentido, la imagen es un elemento muy rico para lograrlo, porque se deja transmitir. ¿Está desarrollando algún proyecto, en la actualidad, relacionado con el arte colonial latinoamericano? Algo que me ha interesado en los últimos tiempos es la base de un proyecto que tengo, acerca de lo que significa el cuerpo, en tres imágenes específicas que poseen una alta devoción y sacralidad por parte de la gente, desde sus inicios hasta el día de hoy. Son comprendidas individualmente. Una es realizada directamente sin la intervención de la mano humana y las otras dos, con una intervención mixta entre la mano humana y la mano de Dios. Me refiero a la Virgen de Guadalupe en México, a la Virgen de Copacabana en Bolivia y a la Virgen de Chiquinquirá en Colombia. Sobre estas tres representaciones he trabajado acerca de las fuentes y, en el caso de la Virgen de Chiquinquirá, resulta interesante cómo esta imagen se auto-restaura y restaura sus pigmentos a partir de la intervención divina, presentando un enfoque tiene que ver con la presencia del indígena. Sería bueno que en Colombia profundizaran al respecto, porque como estas imágenes hay muchas otras que resultan muy ricas de analizar, debido a las fuentes en la que se puede trabajar el tema de la materialidad. Desde el punto de vista del investigador ¿cómo deben ser entendidas las imágenes religiosas a partir del carácter sagrado que tienen para parte del público? Existe la necesidad de hacerlo por la cercanía de mucha gente con los temas sagrados, y aquel que desarrolla e investiga debe contemplarlo. Personalmente, en los últimos años me ha tocado trabajar sobre estas imágenes; no solamente sobre su materialidad en el sentido de investigación, sino sobre su conservación. Esto implica tomar una posición y así identificar una imagen artística a partir de las imágenes religiosas que tienen una función. Uno debe respetar eso. En ese sentido, el trabajo de la materialidad de esas imágenes debe estar en consonancia con lo anterior. Es decir, que no puedo llegar a un lugar a trabajar con imágenes y manipularlas, lo que para el devoto sería herirlas, porque al tomar una muestra se está interviniendo sobre esa imagen y cuando se toman decisiones respecto a cómo conservarla, es importante tener en cuenta lo que significa esto para la gente, pues son ellos los verdaderos usuarios de cada imagen.

La Brújula

[ 17 ]


Prรกctica profesional

y mundo laboral


Cada vez mĂĄs cerca de los estudiantes tadeĂ­stas Por JuliĂĄn Bernal - julian.bernal@utadeo.edu.co *MVTUSBDJĂ˜O JuliĂĄn Castillo fierce.panda@live.com

La pasantĂ­a o la oportunidad de acercamiento al mundo laboral se ha convertido en el verdadero “trampolĂ­nâ€? para que los universitarios se desempeĂąen en el ĂĄmbito profesional. En la actualidad, muchas universidades ofrecen diversas opciones de grado para que sus alumnos tengan la posibilidad de obtener una titulaciĂłn de forma cĂłmoda y rĂĄpida. Algunos de estos requisitos que, al final de la carrera, tienen que cumplir los estudiantes para poder graduarse son cursos de extensiĂłn, posgrados, diplomados, proyectos de grado y, claro estĂĄ, prĂĄcticas profesionales. Para la Tadeo, por supuesto, el tema de la prĂĄctica profesional es un asunto de primera lĂ­nea. Para muchos jĂłvenes que se aproximan al grado, ĂŠste se convierte en un proceso molesto que no es visto como una oportunidad para mostrarse a nivel profesional, sino por el contrario, como una obligaciĂłn de tipo curricular mĂĄs por cumplir. “La pasantĂ­a es la oportunidad perfecta para poner en prĂĄctica la teorĂ­a que se aprende durante el proceso acadĂŠmico, ademĂĄs de experimentar lo que es la realidad de la compaùía y cĂłmo el conocimiento del estudiante puede servir para transformar los procesos de la mismaâ€?, opina Luz Marlene Llanes, psicĂłloga de la Oficina de Salud y Calidad de Vida de la Universidad. Ella considera que en el momento en el que el estudiante se da cuenta de cĂłmo es el mundo real y pasa de la academia al campo laboral, entonces puede comparar los conocimientos adquiridos con los del mundo del trabajo. Pero, ÂżcĂłmo escoger una buena prĂĄctica profesional?, Âżen quĂŠ lugar o cĂłmo lograrlo? Para responder a estas preguntas, lo mejor es analizar lo que las empresas estĂĄn necesitando. Sabemos de la existencia de discursos comunes entre algunos empresarios que estĂĄn relacionados con la falta de aptitudes en elementos complementarios, en la educaciĂłn que reciben los estudiantes colombianos. Las compaùías, de manera permanente, solicitan que los posibles practicantes adquieran competencias en toma de decisiones, negociaciĂłn, trabajo en equipo y comunicaciĂłn efectiva y eficaz. Estas cualidades y otras como la inteligencia emocional y la adaptaciĂłn al cambio, son analizadas de manera exhaustiva en los procesos de selecciĂłn que adelantan las organizaciones. SegĂşn Andrea Salcedo, estudiante del Programa de Publicidad de la Tadeo, "lo que hace la instituciĂłn es revisar el entorno para que exista pertinencia en lo re-

ferente a lo que la Universidad enseĂąa, para que cuando el estudiante se convierta en egresado, pueda desempeĂąarse efectivamente en relaciĂłn a lo que estĂĄn pidiendo las empresas". AsĂ­, la responsabilidad que juegan las compaùías en este sentido es fundamental, puesto que ellas son finalmente quienes van a concluir el proceso de todos sus aprendices. Para Andrea, “es clave que las empresas tengan presente que los estudiantes estĂĄn concluyendo su aprendizaje, que deben orientar y acompaĂąar, pero no perder de vista que son estudiantes y lo que hay que hacer es motivarlos, ya que muchos de ellos terminan desencantados con sus prĂĄcticasâ€?. Al respecto, el Viceministro de EducaciĂłn Superior, Gabriel Burgos, expresĂł en la guiaacademica.com, el pasado nueve de marzo, que “las competencias laborales son una pieza central en el enfoque integral de formaciĂłn que conecta el mundo del trabajo con la educaciĂłn, centrando su atenciĂłn en el mejoramiento del capital humano como fuente principal de innovaciĂłn, conocimiento, diferenciaciĂłn y productividadâ€?. Otro elemento que sin duda debemos tener en cuenta, como estudiantes, es que la prĂĄctica seleccionada sea enriquecedora y nos permita desempeĂąar labores que tengan que ver con el perfil profesional que tenemos. De lo contrario, los directos perjudicados de todo este “cuentoâ€? seremos los propios practicantes. Por tal razĂłn, no debemos olvidar que la pasantĂ­a o la prĂĄctica profesional es la primera oportunidad de fortalecer las relaciones interpersonales, que serĂĄn primordiales en el posicionamiento profesional. AsĂ­ que, para empezar, vale la pena conocer las posibilidades que, al respecto, cada facultad y programa de la Tadeo ha desarrollado y tiene a disposiciĂłn de sus estudiantes. ÂżQuiere hacer su prĂĄctica profesional? AcĂŠrquese a su respectivo programa e infĂłrmese al respecto.

La BrĂşjula [ 19 ]


IMAGEN & PROYECTO Por Equipo de redacción de L Bo labrujula@utadeo.edu.co Las creaciones fotográficas de Rafael Mora, estudiante tadeísta que desde su ingreso a la Universidad convirtió a la cámara en una acompañante inseparable, juegan con las texturas, destacan los colores y varían entre formas modernas y estilizadas, superficies quebradas y rústicas. Son un viaje permanente por las impresiones subjetivas de quien las observa, basadas en la capacidad de su autor para darles un carácter artístico, con base en un deseo personal de “pintar” realidades, en este caso, desarrollado no desde el uso de las pinturas, el pincel y la paleta, sino en función del obturador, los tiempos de exposición y el uso de una lente adecuada. Al final, el resultado expuesto en las páginas de L B impulsa este objetivo individual, que le permitirá a Rafael empezar a exponer, dentro de poco tiempo, su proyecto fotográfico, donde también hay espacio para el retrato, el paisaje y otras áreas temáticas que aborda de manera constante.

[ 20 ]

La Brújula


Pensar la

1PS&RVJQPEFSFEBDDJØOEF-Ē#ģŴěĦĝĒolabrujula@utadeo.edu.co

Imaginarios es una creación colectiva de los estudiantes de la clase de Fotografía de Estudio, de la Tecnología en Producción de Imagen Fotográfica, coordinada por la profesora Johana Romero. “Son representaciones que nos muestran de manera clara cómo los alumnos perciben, ven y sienten la música, el color y la moda, por medio de puestas en escena creadas a partir de vestuario, maquillaje y en algunas ocasiones escenografía”, comenta la profesora Romero. Según ella, de esta forma se generan diversos ambientes realizados en el estudio fotográfico, apoyándose en la iluminación como premisa principal, que les permite a los estudiantes reforzar los conceptos y proponer estéticas que logran vincular al espectador, dejan entrever los imaginarios y permiten entender la manera en la que se relacionan y adaptan los elementos del entorno.

[ 22 ]

La Brújula


Imagen


Mu

Ca

Ller

'PUPHSBGÓBJ


useo

asa

ras

Juliรกn Castillo - fierce.panda@live.com


Por la preservaciĂłn de los

archipiĂŠlagos InvestigaciĂłn tadeĂ­sta en el Caribe 1PSGilberto GĂłmezo giccioni@gmail.com *MVTUSBDJĂ˜OSergio Ayala sergiojam@msn.com

Mucho se habla de gestiĂłn ambiental en todos lados y no es para menos: las personas se estĂĄn dando cuenta de los problemas climĂĄticos que ocasiona la contaminaciĂłn mundial. Por esto, hace unos aĂąos el gobierno por medio de su Ministerio de Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial creĂł el programa SIGAM (Sistema de GestiĂłn Ambiental Municipal) el cual se encarga de buscar una salida oportuna a los problemas ambientales que atentan contra ecosistemas que se encuentren en peligro. En Cartagena, la entidad encargada de administrar este programa del Gobierno Nacional es la CorporaciĂłn AutĂłnoma Regional del Canal del Dique -Cardique-, que en convenio con el Centro de Investigaciones para el Desarrollo (CIDES) de la Tadeo Seccional Caribe, adelanta trabajos investigativos en zonas insulares que corresponden a la jurisdicciĂłn de la capital del departamento de BolĂ­var, como son los archipiĂŠlagos de Isla Fuerte, San Bernardo e Islas del Rosario, debido a la gran explotaciĂłn de la que han sido vĂ­ctimas estos valiosĂ­simos archipiĂŠlagos, a causa de pobladores, turistas y dueĂąos de inmuebles ubicados allĂ­. Y claro estĂĄ, tambiĂŠn por el calentamiento global que incide en el deterioro ambiental, especialmente de los corales. En los Ăşltimos aĂąos se han hecho investigaciones de esta misma Ă­ndole con el fin de recolectar toda clase de datos para estudios posteriores, que sin duda han servido para crear un estado de la situaciĂłn en la que los investigadores pueden basarse y comprobar datos histĂłricos que contribuyen a la planificaciĂłn y al desarrollo de mecanismos que solucionen los problemas que mĂĄs afectan a determinadas zonas. Estos tres archipiĂŠlagos se ven afectados por la explotaciĂłn diaria, claramente reflejada en los cambios en el ecosistema, dado que la principal fuente de ingresos de los pobladores de estas islas es el turismo. “Todo ecosistema que entra en contacto con el hombre sufre cambios significativosâ€?, explica Mateo RodrĂ­guez, ecĂłlogo que participa en esta importante investigaciĂłn. AsĂ­, se complica aĂşn mĂĄs la exploraciĂłn debido a la gran cantidad de personas que dependen de estos recursos y que no tienen escrĂşpulos para abusar de la naturaleza. La poblaciĂłn juega un papel determinante en todas estas islas. Si bien en varios de los archipiĂŠlagos no habitan todos los que causan la mayorĂ­a de los daĂąos,

el turismo hace que las personas que en su mayorĂ­a abusan de los recursos de estos territorios. Por ejemplo, con la pesca de algunas especies en peligro, como las langostas, que no alcanzan a crecer y no alcanza a cumplir su ciclo de vida, siendo capturadas de manera prematura. Otro asunto es la tala indiscriminada del mangle, ĂĄrbol fundamental para los distintos nichos y ecosistemas, hogar de muchas especies como anfibios, peces, moluscos, etc. La metodologĂ­a que han usado estos investigadores va direccionada por el sistema que se emplea con el SIGAM, el cual consiste en clasificar los problemas ambientales en cinco categorĂ­as: manejo de los recursos naturales, saneamiento bĂĄsico, polĂ­ticas y normas, ordenamiento territorial, y educaciĂłn y capacitaciĂłn ambiental. Con respecto a estos Ă­tems, se tabula y se clasifica la informaciĂłn para su posterior anĂĄlisis. Giovanni GonzĂĄlez, biĂłlogo de la Universidad Javeriana y coordinador del proyecto, explica que las Islas del Rosario, Islas de San Bernardo e Isla Fuerte poseen serios problemas que atentan contra el ecosistema que les rodea. Él asegura que aunque han avanzado en materia de recolecciĂłn de datos vitales para la investigaciĂłn, aĂşn no es posible aplicar las opciones que contrarresten un desastre natural. SegĂşn GonzĂĄlez, ĂŠste es principalmente el caso de San Bernardo, isla que aunque se encuentra bastante lejos de las costas del “Corralito de piedraâ€?, sigue siendo jurisdicciĂłn del distrito de Cartagena. Lo mĂĄs curioso es que pese a que este islote estĂĄ mĂĄs cerca del departamento de CĂłrdoba, segĂşn los investigadores, casi todos sus pobladores acuden con frecuencia a MonterĂ­a -capital de este departamento- porque se sienten mĂĄs cartageneros que de esta regiĂłn sabanera, segĂşn los investigadores, ya que su pasado ancestral proviene en gran mayorĂ­a de la “Heroicaâ€?.

La BrĂşjula

[ 27 ]


Pero es precisamente esta lejanía geográfica la que ha causado estragos por lo menos en esta población. Se habla incluso de un abandono de las instituciones gubernamentales no sólo a la Isla de San Bernardo, sino al resto de archipiélagos, descuido que ha salido caro para las autoridades ambientales porque se ha formado un problema ecológico, que también toca temas sociológicos y, claro está, económicos. El objetivo de este proyecto es el de encontrar soluciones, crear una fuerza financiera auto-sostenible que ofrezca, tanto a pobladores como a turistas, la oportunidad de saber manejar el ecosistema, sacar provecho de él, pero a la vez preservarlo. Es por esto que parte de la investigación que lleva en ejecución seis meses y medio se ha enfocado en la población, para realizar lo que ellos llaman una agenda concertada en la cual los pobladores planteen sus problemas, éstos se socialicen y se ubiquen en un registro que contiene varios criterios de clasificación, para determinar cómo se pueden desarrollar mecanismos acertados y un plan de acción. En este momento, la investigación pasa por una etapa llamada Diagnóstico ambiental, en donde los problemas pueden ser clasificados como críticos, indiferentes, pasivos o activos. De esta manera, se puede apuntar a los que estén en estado crítico por ser los que requieren más atención. Aunque en número sean pocos, este grupo de investigación conformado por Emma Landazábal, geógrafa; Luisa Herrera, ecóloga; Mateo Rodríguez, ecólogo y el biólogo Giovanni González, bajo la coordinación general de Luisa Marina Niño, directora del CIDES, está al día con todo el material, que fue entregado el pasado  de abril, luego de ocho meses de labor continua que incluyó trabajo de campo, reuniones con la población, censos, comparación y clasificación de datos, y que concluyó con la realización de un documento entregado a Cardique, entidad que tendrá total autonomía y manejo del resultado de la investigación. De igual forma, desde allí trabajaran en la elaboración de una cartilla didáctica que servirá como guía para turistas y pobladores de estas zonas insulares, de manera que se puedan sensibilizar de forma lúdica frente a las complicaciones que puede generar el hecho de no cuidar el entorno natural que les rodea.

[ 28 ]

La Brújula


nlatadeo E

"VisiĂłn ecolĂłgica"

Una iniciativa que revoluciona la mente y el corazĂłn Por CĂŠsar Ardila oc_sardavid @hotmail.com *MVTUSBDJĂ˜OAndrĂŠs CatĂłlico - chococatoďœ°ďœ¸@hotmail.com

El ďœąďœ´ de abril, en el Hemiciclo, tuvo lugar la ceremonia de premiaciĂłn del Segundo Encuentro Enlatadeo “VisiĂłn ecolĂłgicaâ€?, proyecto que naciĂł desde el Programa de Publicidad, en cabeza de su decano, Christian Schrader, en alianza con el Centro de Arte y Cultura, y que busca incrementar y fomentar el compromiso social en los estudiantes tadeĂ­stas, constituyĂŠndose en dinĂĄmica de reflexiĂłn y, desde un escenario universitario, para generar alternativas y propuestas que permitan mejorar la calidad de vida y de apropiaciĂłn de valores como la responsabilidad, la solidaridad, la convivencia, la tolerancia, asĂ­ como el respeto por el otro y por la naturaleza. Para este segundo encuentro se recibieron mĂĄs de ďœąďœˇďœ° trabajos realizados por cerca de ďœ˛ďœśďœ° estudiantes, que reflejan no sĂłlo el compromiso de los tadeĂ­stas, sino la creatividad que siempre ha caracterizado a la Universidad. Para ello, se abrieron diferentes categorĂ­as de concurso, incluyendo fotografĂ­a, ilustraciĂłn, comercial, animaciĂłn, cortometrajes, bellas artes y proyectos en diseĂąo industrial. En la jornada de premiaciĂłn, ademĂĄs de mostrar los trabajos finalistas, se dieron a conocer los nombres de los ganadores en cada una de las categorĂ­as por parte de un par de jĂłvenes que tuvieron a su cargo la conducciĂłn del programa. El cierre del evento estuvo a cargo de La caja registradora, innovador grupo musical que interpretĂł temas inĂŠditos en el original gĂŠnero Champe-Rock and Samba-Reggae.

[ 30 ]

La BrĂşjula


Por la construcción de un mejor país En esta segunda versión, el encuentro Enlatadeo trabajó "Visión ecológica”, sin apartarse, claro está, del precepto “por la construcción de un mejor país”, tópico que se ha mantenido como un gran libro, donde lo que va cambiando son sus capítulos como temáticas específicas por encuentro. De esta manera, se abre un espacio donde los estudiantes tienen la posibilidad de exponer sus puntos de vista, sus proyectos y sus trabajos acerca de lo que hoy en día nos compete a todos: una visión ambiental real que contribuya a la recuperación de nuestro planeta y de lo que hay en él. Este proyecto se efectuó mediante invitaciones a toda la comunidad tadeísta, a lo largo del , donde se incentivaba a los estudiantes para participar mediante diferentes actividades, charlas e implicación en proyectos como el Día Internacional de la Tierra y el Día de la vacunación contra la inconsciencia ambiental, entre otros. Pero tal vez uno de los más recordados y con mayor acogida fue el lanzamiento oficial del evento durante la primera Lunada tadeísta, evento que reunió a más de  personas entre estudiantes, cuerpo docente y funcionarios.

Una mano amiga, y otra, y otra… Siempre, en la realización de cualquier proyecto ambicioso, se hace evidente la necesidad de contar con la participación de varias personas comprometidas con la causa, que hagan los sueños una realidad. En este sentido, Enlatadeo ha tenido la fortuna de encontrar en profesores de distintas facultades, esas manos amigas que construyen y aportan, como José Castillo, Raúl Ángel, Andrés Novoa, Sandra Díaz, César Sierra, Sandra Suárez, Nuri Alfonso y Francisco Pabón, entre otros, quienes promueven la idea de que el cuidado de nuestro planeta es responsabilidad de ‘todos’ y no de uno pocos. También es importante tener en cuenta que es el mismo planeta Tierra quien realmente ahora necesita de una mano amiga. Por ello, la Universidad Jorge Tadeo Lozano busca crear conciencia entre los estudiantes, ya que el medio ambiente es el entorno que afecta y condiciona las circunstancias de vida de todos los seres vivos y de las personas. Por ello, se intenta comprender el conjunto de valores naturales, sociales y culturales existentes en un lugar y en un momento determinado. De esta manera, la entrega de premios Enlatadeo “Visión ecológica” ha generado muchas ideas y propuestas generosas. En , puedes ser tú quien proponga posibles soluciones en el Tercer Encuentro "Visión ecólogica y Visión humana".

La Brújula

[ 31 ]


“MĂŠtase, mĂŠtase que ahĂ­ cabeâ€?, me grita un anciano desde la acera, mientras trato de “darme maĂąaâ€? para compartir con una veintena de personas que ya estĂĄn embarcadas en ese pequeùísimo colectivo de transporte pĂşblico que, en un acto de rebeldĂ­a, es uno de los pocos que recorre la carrera sĂŠptima, a eso del mediodĂ­a, y cuyo conductor hace “su agostoâ€?, puesto que va a reventar, mientras el sol asoma con rayos dorados que amenazan con insolar la piel de los estudiantes y oficinistas que caminan y caminan para llegar a sus destinos. Intento subirme. Un pie me queda por fuera del micro bus, asĂ­ que me sujeto como puedo de esa manija sudorosa por la que han pasado tantas manos que no quisiera ni imaginar. Al final, el conductor cierra la puerta con brusquedad, como en un intento desesperado de que la gente no se baje de su colectivo. Mi bolso se queda aprisionado entre las dos puertas, asĂ­ que desisto y pienso: “tendrĂĄ que pasar otro transporteâ€?, mientras me bajo empujando a todo el mundo. DespuĂŠs de esperar largo rato, nunca pasa otro de ĂŠsos, asĂ­ que me uno a la procesiĂłn de personas que deciden, en vista del paro de transportadores, caminar hacia las oficinas, casas y otros lugares.

1PSNatalia SuĂĄrezonaticasuarez@hotmail.com *MVTUSBDJĂ˜OGiovanni RincĂłn wwwgiovanni@hotmail.com


Por ser el primer día del paro, los rumores son muchos.”Esto va para largo”, dicen los menos optimistas. También están los que conservan la esperanza de que, para las horas de la tarde, la situación de movilidad se haya normalizado. En ese marco, pequeñas furgonetas repletas de gente avanzan por la séptima, pues cada pasajero tiene la necesidad apremiante de llegar a su lugar de trabajo. Los vehículos familiares también se convierten en medios de transporte masivo, con hojas de papel rayadas colgadas en los vidrios panorámicos, que registran la improvisada ruta del vehículo. Así, mientras presencio este cuadro atípico, pero real, desisto en mi idea de llegar a la Universidad a pie y, sin demasiadas ganas, observó hasta que, por fortuna, logró parar un taxi para que me lleve hasta el Centro de Bogotá. Luego de mi jornada académica, entiendo que la situación sigue igual, entonces nuevamente tengo que recurrir a mis ahorros y, de esa forma, tomar un taxi que me lleve por la séptima, porque los buses siguen sin trabajar… Al fin llegó a la casa. Afortunadamente, el recorrido no supera las  cuadras. Después de haber gastado, en sólo dos días, casi lo de los transportes de una semana en taxis, la cosa parece empeorar. En algunos sectores de la ciudad las calles están totalmente

vacías y solamente algunas “manchas amarillas”, algunos taxis, las recorren a toda velocidad. En el ambiente se respira un silencio incómodo, fruto de la impotencia colectiva. En mis largas caminatas casa-Tadeo-casa tengo tiempo de pensar que ésta, sin duda, es una de las características de los habitantes latinoamericanos: la adaptación. Me veo a mí y a muchos de los que caminamos como una gran masa que se amolda al tamaño y a la forma del recipiente donde nos “ponen”. Creo que hemos desarrollado una habilidad para amoldarnos sin mayor problema, generalmente pasando “de Guatemala a guatepeor”. La prueba tangible es que Bogotá se paraliza durante cuatro días y, durante este tiempo, la gente trata de seguir con la vida normal, sin pronunciarse y exigir su real derecho a tener una jornada decente y tranquila. Lo único que espero es que la situación se resuelva, que la Alcaldía y los transportadores entiendan lo grave de la situación. Además, el dinero de la semana no dura eternamente… La angustia empieza a invadirme de verdad al tercer día del paro, pues la Universidad funciona con normalidad y se supone que las clases también, así que no tengo idea si mis calificaciones se verán afectadas y, lo que es peor, tampoco puedo tomar la decisión de quedarme en mi cama, puesto que mi faceta de “ñoña” no me lo permite. Pensar que seré la única que se queda en la casa me genera una sensación de que me perderé algo importante. Por eso, me arreglo y voy a la “U”… Y adivinen, una vez más, en taxi. Mientras las conversaciones entre los transportadores y el Alcalde Samuel Moreno siguen en “punto muerto”, la ciudad parece no soportar más este “limbo

sinbuses Una semana

Radiografía de cuatro días caóticos en Bogotá La Brújula

[ 33 ]


de movilidad”, más aún con la instrucción de quitar el pico y placa particular, que ahora provoca que cada calle esté atestada de vehículos. Para los estudiantes y trabajadores la situación es cada vez más insoportable. Muchas personas han recurrido al Transmilenio, pero en algunos casos, como el mío, las rutas del sistema no van hacia la zona en la que vivo, así que la posibilidad del taxi es la única viable, entre el atafago de particulares y el peligro de los “buses improvisados”, que son camiones y camionetas que van a “rebosar”. Durante los cuatro días del paro, el eslogan de un joven candidato a la cámara de representantes que tiene su sede en un punto estratégico de la séptima y que se roba todas las miradas por su llamativa campaña, se convierte en el lema de mucha gente indig-

[ 34 ]

La Brújula

nada por tan precaria situación: “Bogotá no tiene alcalde”. Hasta en Facebook la gente se manifiesta ante el paro con grupos como “A Samuel Moreno le quedó grande Bogotá”. Sin embargo, cuando finalmente las partes se ponen de acuerdo, en el aire queda la sensación de que el cambio en el sistema de transporte sí es necesario. En la Tadeo, una vez ha pasado el paro, existe la opción de consultar también las opiniones de expertos, como Germán Eduardo Jiménez, docente de cátedra de la Tecnología en Gestión del Transporte, quien opina que “el paro se presenta porque los propietarios de los vehículos de servicio público urbano, que tienen más de  años de uso, se sienten afectados en sus ingresos personales y, si bien la Alcaldía realiza mesas de concertación con

ellos desde el año pasado, en las cuales estos temas se trataron, se llega a esta situación, que puede ser por intransigencia o por errores en la formulación económica del proyecto”. Además, considera que el hecho de que el transporte urbano a nivel nacional presente un esquema de microempresa elemental, en donde lo que el público observa en las calles como empresa es una aglomeración de microempresarios subdesarrollados, tampoco facilita ninguna solución. Otro profesor de la Tecnología en Gestión, Fernando Prada Torres, afirma que el interés económico de unos pocos “desalmados” pisotea la dignidad humana de muchos pobres, especialmente del sur de Bogotá, por lo que al final, con su funcionamiento, Transmilenio se fortalece ante la sociedad.


En el caso de los estudiantes, la situación, como la de trabajadores y otros ciudadanos, fue muy compleja. Libardo Alvarado, del Programa de Derecho, estuvo a punto de “entrar en shock nervioso” al enterarse de que el paro continuaba un día más. De todas maneras, decidió hacer el intento de tomar algún transporte rumbo a la Universidad. Pero, como miles de bogotanos, fue empujado y apachurrado en los atestados vehículos de Transmilenio, además de soportar las eternas filas que, cada jornada, caracterizaron a las estaciones del sistema. Libardo soportó con paciencia la fila y el viaje. Mejor dicho, la mitad del recorrido, puesto que debió hacer transbordo en la estación de la calle  y, desde allí, tomar el articulado rumbo al Centro. Finalmente, su travesía concluyó después de casi tres horas. Por su parte Sofía Perdomo, estudiante del Programa de Publicidad, siempre tuvo claro que levantaran o no levantaran el paro, ella tenía que encontrar la manera de llegar… ¡al con-

cierto de Coldplay!, la banda británica que se presentaba en Bogotá el cuatro de marzo. Al final, un poco a pie y otro en “medios alternativos” de viaje, Sofía y miles de personas más llegaron al Parque Simón Bolívar, olvidando durante algunas horas el caos capitalino y deleitándose con el grupo. Según datos del Ministerio de Hacienda, el paro de transportadores le costó a la ciudad la “bobadita” de cerca de . millones de pesos cada día. Es decir, que en cuatro días, Bogotá perdió alrededor de  mil millones de pesos. La intención, como lo ha explicado el Alcalde, es crear el Sistema Integrado completo, con rutas de buses, Transmilenio, el sistema de metro y, muy seguramente, el tren de cercanías. De esta forma, se espera evitar que un caos como éste vuelva a presentarse y, de paso, crear una manera de movilizarse adecuada y justa para los bogotanos, pues las condiciones normales en las que viajamos en el transporte tradicional carecen de respeto por el usuario y son incómodas e incluso peligrosas.

La Brújula

[ 35 ]


Ecologismo

TadeĂ­sta con criterio


Conozca Ecokriteria 1PSMĂ­ller CastaĂąedaomillercasta@hotmail.com 'PUPHSBGĂ“BRafael Morarafamoraďœ¸ďœ˛@gmail.com

Hablar del medio ambiente y de cĂłmo algunas personas y empresas se han encargado de deteriorarlo siempre serĂĄ necesario para que la gente caiga en cuenta de los problemas ambientales, pero se corre el riesgo de convertirlo en un tema repetitivo. MĂĄs bien, ahora se propone destacar los compromisos que muchas organizaciones han querido tomar para dar un ejemplo contundente al resto del mundo, de cĂłmo se puede proteger la naturaleza y todos sus recursos. Retomando, entonces, los compromisos a favor del medio ambiente, nace Ecokriteria, una empresa fundada con dos objetivos claros: el primero, proteger y conservar el medio ambiente; y el segundo, asesorar a las empresas para que realicen en lo posible un desarrollo sostenible que les permita contribuir a la lucha por el cuidado ambiental. La ‘aventura’ naciĂł hace un aĂąo y medio como idea de cuatro estudiantes del Programa de BiologĂ­a Ambiental de la Tadeo, comprometidos con la lucha en favor de soluciones contundentes a las problemĂĄticas que amenazan la tranquilidad de la naturaleza. Vanessa Carrillo, FabiĂĄn Vanoy, Leonel Romero y Katty Moreno son el equipo fundador de Ecokriteria, con ayuda ademĂĄs de Juan Pablo Vanoy, egresado tadeĂ­sta que fue el artĂ­fice del manejo de mercadeo de la empresa, asĂ­ como del sitio web y de todo lo relacionado con la imagen de la empresa. Por eso, ya de entrada debemos sentirnos orgullosos de que esta empresa sea cien por ciento tadeĂ­sta y que, en virtud de las iniciativas que promulga, permita que los tadeĂ­stas sigan siendo reconocidos por el compromiso real con el buen desarrollo de la sociedad. Vanessa Carrillo destaca con orgullo los objetivos fundamentales de Ecokriteria y el apoyo prestado a muchas entidades de BogotĂĄ y de otros municipios, para la gestiĂłn de proyectos ambientales. Y es que la empresa se fundĂł “a puro pulsoâ€?, como una iniciativa de los cuatro estudiantes a travĂŠs “del sueĂąo de generar una empresa al terminar el pregrado, aplicando los conocimientos adquiridos en la Universidadâ€?, segĂşn afirma AndrĂŠs Vanoy, quien ademĂĄs recuerda que en comienzo no buscaron apoyo de instituciones, sino que sĂłlo quisieron contar con el de sus familias.

El programa insignia Katty Moreno SuĂĄrez, otra biĂłloga ambiental de Ecokriteria, dice que los estudiantes de la Tadeo se pueden beneficiar con su empresa mediante el programa “La tadeo reciclaâ€?, que permite profundizar en materia de capacitaciĂłn y conferencias completamente gratis, con el apoyo del Centro de Arte y Cultura. Pero otro de los beneficios que resulta interesante para toda la comunidad tadeĂ­sta es que con el Programa se logra establecer un manejo adecuado de los residuos po-

tencialmente reciclables que sean generados en la Universidad, diseĂąando estrategias que busquen concienciar a los alumnos en materia de cuidados ambientales, aprendiendo a manejar con responsabilidad la optimizaciĂłn de los residuos generados. Para aprovechar esto, Ecokriteria piensa implementar en los Laboratorios de la Tadeo un espacio fĂ­sico para que los estudiantes puedan llevar y traer los residuos que se consideren reutilizables y que puedan ser aprovechados por otros estudiantes. “SerĂĄ una especie de BioalmacĂŠn y allĂ­ los estudiantes, por ejemplo, de los Programas de DiseĂąo, pueden llevar sus maquetas para que los materiales con los que estĂĄn hechos sean reutilizados por ellos mismos o por otros tadeĂ­stasâ€?, afirma Vanessa. Dice, ademĂĄs, que ese BioalmacĂŠn estĂĄ en planes muy avanzados y se espera que para el segundo semestre de ďœ˛ďœ°ďœąďœ° ya estĂŠ construido. Leonel Romero Izquierdo, el ambientalista que completa el grupo de cuatro tadeĂ­stas fundadores de la empresa, resalta la labor social de Ecokriteria: “como la Tadeo nos dio la mano, nosotros tambiĂŠn queremos darle la mano a los demĂĄs tadeĂ­stas y seguir trabajando con la academiaâ€?, menciona, antes de destacar que la “oportunidad de que se vinculen nuevos ambientalistas de la Tadeo, asĂ­ como otros profesionales y estudiantes de otras ĂĄreas que se interesen en el compromiso del cuidado por el medio ambiente es posibleâ€?.

De exposiciĂłn en Corferias Vanessa Carrillo tambiĂŠn se siente orgullosa de la participaciĂłn de Ecokriteria en la VI Feria de JĂłvenes Empresarios, organizada por la CĂĄmara de Comercio de BogotĂĄ, que se realizĂł en Corferias del ďœ¸ al ďœąďœą de abril. “Dentro de las ďœ´ďœ°ďœ° empresas que se presentaron, Ecokriteria tuvo la oportunidad de mostrar sus productos y servicios a toda la comunidadâ€?, recuerda. Finalmente, estos tadeĂ­stas sienten que Ecokriteria es una empresa que, a travĂŠs del cuidado del medio ambiente y de los recursos naturales, contribuye al progreso del paĂ­s y expone el compromiso de la Tadeo con los ideales ambientales, sociales y empresariales mĂĄs valiosos. Si usted quiere saber mĂĄs de los servicios e historia de Ecokriteria, visite la pĂĄgina web www. ecokriteria.com.

La BrĂşjula

[ 37 ]


Formando constructores

de ciudad


EspecializaciĂłn en DiseĂąo Urbano 1PSMĂ­ller CastaĂąeda omillercasta@hotmail.com *MVTUSBDJĂ˜OCarolina Vargas - dicarolinav@gmail.com

En estos tiempos en los que BogotĂĄ pasa por un perĂ­odo de cambios que buscan beneficiar a la sociedad, la Tadeo quiere reiterar su compromiso y aporte permanente a la construcciĂłn de ciudad. La EspecializaciĂłn en DiseĂąo Urbano con la que cuenta la Universidad es, precisamente, ese programa acadĂŠmico interdisciplinario que desde el aĂąo ďœ˛ďœ°ďœ°ďœ° se dedica a formar profesionales que puedan actuar de manera competitiva y eficaz en el ĂĄmbito del diseĂąo urbano. Hablamos con Mauricio Ardila, director de la EspecializaciĂłn y de la CorporaciĂłn de Universidades del Centro de BogotĂĄ, quien nos contĂł detalles de cĂłmo ha sido su contribuciĂłn al desarrollo, no sĂłlo de la capital, sino de todo el paĂ­s. “La EspecializaciĂłn en DiseĂąo Urbano fue el primer programa que tratĂł el tema del diseĂąo urbano en Colombia, bajo la iniciativa de Evaristo ObregĂłn, rector de la Universidad en aquel momento. Posteriormente, con la presencia de los siguientes rectores, se fortaleciĂł y hemos contribuido a explorar, sistĂŠmicamente y con una visiĂłn integral, el carĂĄcter urbano de la ciudadâ€?. Mauricio Ardila resalta el sello particular de la EspecializaciĂłn, donde se tiene como objetivo formar profesionales que sepan analizar la ciudad de una manera distinta a la promovida por otras instituciones de educaciĂłn superior, abarcando los aspectos econĂłmicos, ambientales, polĂ­ticos, administrativos y sociales, entre otros, y no sĂłlo desde el ĂĄmbito fĂ­sico-espacial, como se hacĂ­a aĂąos atrĂĄs. DiseĂąo Urbano, segĂşn el director, se refiere a “la realizaciĂłn de proyectos que permitan la evoluciĂłn de una ciudad, a partir de los componentes nombrados anteriormente, para luego empezar a construir los elementos fĂ­sicos y espaciales, tales como puentes, edificios, vĂ­as u otro tipo de construcciones novedosasâ€?. Otros de los temas que analiza un especialista en diseĂąo urbano es el estado de movilidad, de control de aguas y de impacto ambiental, asĂ­ como los problemas y potencialidades del ĂĄmbito social, para de esa forma planificar los proyectos que permitan construir idĂłneamente las estructuras fĂ­sico-espaciales de la ciudad, con un lineamiento de trabajo que empieza con un diagnĂłstico de pros y contras de un sitio especĂ­fico, hasta el proyecto que busque la intervenciĂłn que logre superar esos problemas que afectan a la comunidad.

DinĂĄmica de la EspecializaciĂłn El posgrado se realiza durante un aĂąo, dividido en tres ciclos acadĂŠmicos y las clases, normalmente, tienen lugar los viernes de ďœľ:ďœ°ďœ° a ďœš:ďœłďœ° p.m., y los sĂĄbados, de ďœ¸:ďœ°ďœ° a.m. a ďœľ:ďœłďœ° p.m. El objetivo de este horario es permitirles a aquellas personas que trabajan durante la semana o a quienes vienen de otros lugares del paĂ­s, para tomar la EspecializaciĂłn y contar con mayores facilidades, sin interrumpir las labores cotidianas.

TambiĂŠn se destaca la manera en la que se aborda el trabajo final que permite obtener el tĂ­tulo de posgrado, pues ĂŠste inicia prĂĄcticamente desde las primeras sesiones de estudio, pues las caracterĂ­sticas teĂłricas, asĂ­ como los conocimientos adquiridos en el segundo y tercer ciclo, que son netamente prĂĄcticos, deben ser aplicados en el proyecto final. Es decir, diseĂąados y ejecutados en un plano que aporte a la construcciĂłn de una parte de la ciudad. Al respecto, Mauricio Ardila cita ejemplos de algunos trabajos de grado que han sido aplicados para el desarrollo BogotĂĄ, tales como la construcciĂłn de las vĂ­as de Transmilenio, el impacto de las obras del Aeropuerto El Dorado en las localidades que lo rodean e iniciativas que tiene en cuenta la CorporaciĂłn de Universidades del Centro de BogotĂĄ. El equipo de profesores de la EspecializaciĂłn se caracteriza por tener un alto nivel acadĂŠmico y gran experiencia profesional, lo cual es otro atractivo para los estudiantes que la tomen, pues podrĂĄn aprovechar el amplio conocimiento de los docentes en relaciĂłn con cada tema. Son tres los perfiles que ofrece el programa en la Tadeo: el primero, tiene que ver con la aplicaciĂłn de los nuevos conocimientos en la elaboraciĂłn de Planes Parciales, Unidades de ActuaciĂłn UrbanĂ­stica y las demĂĄs herramientas e instrumentos que la Ley ďœłďœ¸ďœ¸, de ďœąďœšďœšďœˇ , ofrece para la construcciĂłn de ciudad, con una perspectiva mĂĄs amplia de su ejercicio profesional. El segundo, es el trabajo como consultor y asesor en programas y proyectos de diseĂąo urbano; y el tercero, ofrece al estudiante la opciĂłn de aplicar los conocimientos tĂŠcnicos y humanĂ­sticos adquiridos en el ejercicio profesional. De esta manera, queda abierta la invitaciĂłn para que accedan a este posgrado y contribuyan a la construcciĂłn de una nueva ciudad. Y recuerden: los arquitectos o diseĂąadores no son los Ăşnicos actores que construyen a BogotĂĄ, sino que todos tenemos la opciĂłn de lograrlo, de acuerdo con los campos de acciĂłn en los que nos movamos, siempre y cuando estemos interesados en el progreso constante de nuestra ciudad.

La BrĂşjula

[ 39 ]


Eeternidad

l vuelo de la

Por AndrĂŠs Torresblackdog-towers@hotmail.com *MVTUSBDJĂ˜O: AndrĂŠs CatĂłlico - chococatoďœ°ďœ¸@hotmail.com

-BDBODJĂ˜OQBSBFTUFDVFOUPFT Kite EF6Ăą7BEFEJDBEPB.BSĂ“B-MVWJB  QPSVOBNPSRVFFTUĂˆQPSFODJNBEFMNVOEP

DespuÊs de vencer el miedo a las alturas, Efraín desplegó sus alas y voló por encima de los edificios que, cuando era un mortal, miraba desde abajo. Mas hoy era un nuevo comienzo y, rapaz como las aves, voló en la noche purpurina sin dejar rastro. Majestuosas, sus alas se batían haciÊndose amigas del viento, que las acariciaba mientras que sus plumas susurraban y silbaban con la corriente. Efraín voló bajo las estrellas, manteniÊndose encubierto por la oscuridad nocturna. Iba descalzo y no podía evitar sentir el cosquilleo que vagaba por sus dedos. Estaba emocionado por el lugar a donde su vuelo lo llevaría. Abajo, en la tierra de los vivos, la noche mostraba la galanura de los edificios. TambiÊn mostraba rascacielos iluminados que pretendían alcanzar su vuelo y miles de humanos viviendo sus vidas, taciturnas y subsecuentes, como hormigas, llevando la cosecha a su hormiguero. Efraín fue acompaùado por cinco påjaros que volaban a su lado, los cuales le indicaban el camino. Cuando el viaje llegaba a su fin, la luna salió de entre las nubes, mostrando su imparcial luz para todo aquel que quisiera acudir a ella para acompaùar la soledad. Con rapidez, las alas fueron regocijåndose mientras que, lentamente, Efraín bajaba al tejado de una casa, para poner sus fríos pies descalzos en la teja. DespuÊs de esto, cuidadosamente, bajó hasta ponerse en una ventana. La Luna le sirvió de aliada, para que la discreción del viajero fuera eficaz. A travÊs de la ventana se veía una bella mujer que terminaba de peinarse, sentada en un tocador, miråndose al espejo. Efraín, entonces, no pudo contener su corazón ni los sentimientos que sentía hacia Bårbara. Todas las noches Êl vigilaba su sueùo y cuidaba sus siestas, pues despuÊs de quedar viuda, Êl se convirtió en su invisible compaùía. Bårbara, entonces, sonrió al espejo y se levantó. Cerró la puerta y apagó la luz para luego meterse entre las cobijas y dejar que sus parpados se juntaran una vez mås, para llevarla a tierra de hombres libres y locos. Se quedó dormida y enton-

[ 40 ] La BrĂşjula

ces fue llevada a una tierra de sueĂąos. Pasaron cinco minutos y ella susurrĂł su nombre medio dormida. EfraĂ­n tratĂł de abrir la ventana para poder estar mĂĄs cerca de su humano amor, pero cuando se disponĂ­a a abrirla, Dios, disfrazado de Luna, vio que habĂ­a sido suficiente tortura el no poder corresponder el amor de la persona a quien mĂĄs observaba aquel viajero, tanto en el dĂ­a como en la noche. El enamorado desplegĂł sus alas y volĂł, vigilado por la clara luz de una Luna testigo del amor. En el vuelo, EfraĂ­n recordĂł aquel trĂĄgico accidente automovilĂ­stico, ocasionado por un ebrio al volante, que lo apartĂł de los brazos de BĂĄrbara, para siempre. Y batiendo sus alas, para volar lejos de su amada dormida, recordĂł las Ăşltimas palabras que le dijo. RecordĂł la Ăşltima promesa que le pactĂł. RecordĂł EfraĂ­n que, tanto vivo como muerto, amarĂ­a a BĂĄrbara por toda la eternidad, cumpliendo su promesa, ahora encarnado en un ĂĄngel.


Ecerrados scapando

con los ojos

-BCBOEBTPOPSBQBSBFTUBIJTUPSJBDPSSFQPSDVFOUBEFSee Emily Play EF 1JOL'MPZE7BEFEJDBEPBNJIFSNBOB.BSZ5PSSFT VOBNVKFSRVFWJWFFO VOBDJVEBEEFFEJmDJPTEFDSJTUBM DPOGSFDVFOUFTBSSFCBUPTEFMPDVSBWB EFEJDBEPB.BSĂ“B-MVWJB RVJFOUJFOFRVFTPQPSUBSMBMPDVSBEFTVFOBNPSBEPUBNCJĂ?OB1FOOZ-BOF RVFBNCJFOUBTVTEĂ“BTDPOFTUBDBODJĂ˜OZB -VOB0UPOBTIJ RVJFOEBO[BDPOFMCSJMMPOPDUVSOP 

MarĂ­a abrĂ­a sus ojos cuando el dorado sol de la maĂąana tocaba su ventana. Sus cabellos eran testigos de un frenesĂ­ de locura y baile que la acompaĂąaban siempre. Sus pies descalzos danzaban al son de la mĂşsica que solo ella podĂ­a escuchar. Sus brazos se movĂ­an llevando el compĂĄs y los giros de la danza. El frĂ­o suelo entonces era pisado, y MarĂ­a pretendĂ­a saltarlo cada vez con mayor fuerza, para volar como los pensamientos que subyacĂ­an, de manera sensorial, inundando su cabeza y asaltando sus sueĂąos, que se elevaban como aeroplanos todas las noches, alcanzando estrellas y dejĂĄndose llevar por la corriente luminosa de caballos celestiales que corrĂ­an con los latidos de su corazĂłn dormido. Pero despierta, MarĂ­a jugaba con las aves, escuchando sus cantos mientras cerraba sus ojos, dejando que el sonido de los silbidos pasara por sus oĂ­dos, que un dĂ­a llevaron finos aretes de plata. Se habĂ­a levantado con su vestido blanco, y llevaba en sus manos, ademĂĄs, aquella barroca caja de mĂşsica que le recordaba la melodĂ­a que acompaĂąaba cada uno de los poemas, que por noches en vela, siendo la Luna testigo, escribĂ­a para ella, con tinta plateada. El sol seguĂ­a brillando y las nubes se alejaban de ĂŠl, para que el calor siguiera ambientando la danza de aquella mujer envuelta en su frenĂŠtico baile. Luego, sus pies tocaron el pasto y ella pudo conectarse con la naturaleza, corriendo, acariciando la verde alfombra, y las flores, que habĂ­an sido un regalo de la naturaleza, para ella. Los ĂĄrboles acondicionaban los pasos de MarĂ­a, quien, con los ojos cerrados, caminaba, y el viento soplaba para levantar sus cabellos seguidamente. Sus claras sonrisas engalanaban el paisaje junto con sus La BrĂşjula

[ 41 ]


brincos y bailes. En el mundo que María llevaba bajo los párpados, la oscuridad era invadida por luces color rosa y brillantes destellos que arropaban la música que solo ella podía escuchar. Adentrándose en el bosque, los árboles en fila susurraban con el viento y dejaban caer sus hojas, cuidando los pasos de aquella mujer embebida en la locura. Los pájaros, entonces, alzaron el vuelo y María empezó a correr, sintiendo la libertad bajo sus brazos. Sus pies estaban en tierra, pero su mente volaba flotando sobre una nube, mirando el mundo taciturno desde abajo, viendo su cuerpo moverse automáticamente, al ritmo de una canción invisible. Las nubes, que hasta entonces estaban alejadas del sol, se acercaron a él para tapar su luz. La canción se iba terminando, y las aves se alejaban con su vuelo pausado y coordinado. María, entonces, fue disminuyendo el baile para respirar el aroma del bosque y darle un reposo a sus pulmones. Sus pasos fueron disminuyendo la velocidad, mientras que se arrodillaba en tierra para poder oler una flor que crecía a los pies de un roble, lejos de un mundo de injusticias, de inconformidades, de días monótonos y de ruidos de tráfico. Aquella mujer, hija de la fantasía, descansaba en las raíces de un árbol, mientras que los gordos guardias del manicomio central se posaban detrás de ella, cansados de perseguirla, jadeando, llevando en sus manos la camisa de fuerza que llevaba su nombre.

[ 42 ]

La Brújula


"Cuatro

espacios de la

Revista"

En La BrĂşjula ÂĄTienes un espacio para materializar y dar a conocer tu ideas!

Portada - Imagen y proyecto - Pensar la imagen - Reportaje grĂĄfico

Requisitos: Entregar un CD que incluya el material grĂĄfico y adicionalmente el nombre del autor, el Programa al que pertenece y los datos de contacto, asĂ­ como una breve descripciĂłn del proyecto o de las imĂĄgenes (material grĂĄfico). ImĂĄgenes en CMYK, a 300 dpi. Formatos: eps, tiff, jpg o pdf.

Lď?Ą Bď?˛ď&#x;şď?Şď?ľď?Źď?Ą Calle 22 No. 3-30. MĂłdulo 15, oficina 302. TelĂŠfonos: 242 7030, ext. 1157 y 1158. E-mail: labrujula@utadeo.edu.co #PDFUPT JuliĂĄn CedeĂąo


&OTBZPEFMFTUVEJBOUFMarcelo Delcampo QSFTFOUBEPQBSBFMDVSTPEF)JTUPSJB EFMBSUFFOFMUFSSJUPSJPMBUJOPBNFSJDBOP BDBSHPEFMBEPDFOUF1BVMB4JMWB *MVTUSBDJĂ˜O JuliĂĄn CedeĂąo - julian_edeo@hotmail.com

El texto reproducido a continuaciĂłn es una reflexiĂłn hĂ­brida (arte y publicidad) sobre las prĂĄcticas cotidianas creativas y el “repertorio de imĂĄgenesâ€? que las hacen posibles. Si bien responde a una ĂŠpoca diferente, dado que las contingencias del mercado asĂ­ lo han dictado (ver el neĂłlogo Mefistoďœą), la intenciĂłn es la misma: el arte es pintura y pintar es hacer arte. Lo mismo ocurre con la investigaciĂłn, la crĂ­tica y la comunicaciĂłn, que pasan por ser expresiones formales que reflejan de una manera alto aberrada (convexidad, concavidad) las hiperrealidades de una sociedad espectacular, harta de presupuestos y precarias condiciones de montaje.

Samoďœ˛, samo Un fenĂłmenoďœł, un chivo expiatorio global localizado; la Ăşltima moda en ilustraciĂłn publicitaria y retoque de paisaje urbano, o tal vez simplemente una extravagante prueba de terquedad en voz alta. Sin mĂĄs eufemismos, introduzco a Excusado Printsystem, el colectivo mĂĄs polĂŠmico y espectacular del momentoďœ´ –al mejor estilo Guy Debortďœľâ€“ primero por su particular producciĂłn y segundo por las reacciones tan dispares que ha generado tanto en el pĂşblico nacional como internacional, su propuesta. Por un lado, los miembros del colectivo son artistas de vanguardia, pioneros en la re-popularizaciĂłn del estĂŠncil como tĂŠcnica de impresiĂłn. Y por el otro, son vistos como el logotipo de una publicidad ilustrada con insignificante grafiti. Lo cierto es que, hasta ahora, a nadie se le ha antojado explicar con claridad quĂŠ es lo que hace Excusado en las paredes. El grafiti que no ponga en entredicho el funcionamiento de ninguna de las instituciones productoras de significado (excepto el arte, pero por omisiĂłn) deja

1

“El studium brevitais (afĂĄn de concisiĂłn) ha llegado al colmo de cortarle la cola al diablo y escribir Mefisto en lugar de MefistĂłfelesâ€?.

Schopenhauer, Arthur. El arte de insultar. Alianza Editorial. Madrid. 2006. PĂĄg. 30. 2

Tag o firma no oficial (grafiti) de Jean Michelle Basquiat.

3

“En Kant: una representaciĂłn, conocimiento o experiencia cuya forma y orden depende de las formas sintĂŠticas de la sensibilidad y las

categorías del entendimiento. En Cambio, el noúmeno y la cosa-en-si quedan mås allå de las condiciones de la experiencia posible y, en consecuencia, son teóricamente incognoscibles�. Ver Diccionario de Filosofía, Ed. Grijalbo/referencia, Caracas Venezuela, 1994. Påg. 143. 4

Nuevamente re-conozco “el estado del arteâ€? y sus efĂ­meras implicaciones, mas sugiero entender las consideraciones subsecuentes

como un caso-de-estudio. 5

“El espectĂĄculo no es un conjunto de imĂĄgenes sino una relaciĂłn social entre las persona mediatizadas por las imĂĄgenesâ€?. Debord,

Guy. La sociedad del espectĂĄculo, Ed. pre-textos, Valencia, 2005, PĂĄg. 38.


de ser judicializado como conducta punibleďœą. Las pocas reacciones en contra, arguyendo vandalismo, sĂłlo lograron refinamientos tĂŠcnicos y un plan de mediosďœ˛ mas idĂłneo; mientras el grafiti ortodoxo sigue existiendo. Al final, estos impetuosos jĂłvenes (artistas, diseĂąadores o excusados simplemente) estĂĄn transformando a BogotĂĄ a fuerza de murales unĂĄnimemente “bonitosâ€?. La ciudad, ya es “oficialmenteâ€? menos fea.

De grafitiďœł a estĂŠncilďœ´ Lo que antes era un medio para expresar inconformidad ante el orden-delas-cosas es ahora una “monadaâ€? propiamente dicha, pues ha descargado al grafiti de contenido subversivo, en beneficio de la forma, que ademĂĄs de no corresponder con las iconografĂ­as latinoamericanas, se muestra como mĂ­mesis de lo que es aceptado por el mainstream internacional). Lingßísticamente, se pasa entonces de enunciar la actividad “escritura prohibidaâ€? a enunciar el “medio estĂŠncilâ€?. Delimitando el discurso presentado por Excusado Printsystem como un ejemplo paradigmĂĄtico de la teorĂ­a publicitaria.

De doxa a dogma La opiniĂłn no oficial de los hechos es la doxa que funda el libre albedrĂ­o, la razĂłn por la que surgiĂł el grafiti. Sin embargo, cuando leemos en el inicio de este nuevo testamento del arte callejero: “Excusado fanzine pro/lentario neokapitalizta y anti/mini/malâ€?ďœľ asoma la idea de que se trata de una mofa manifiesta que subvierte las condiciones especĂ­ficas de un plan de gobierno artĂ­stico. Los miembros de Excusado, a pesar de usar un lenguaje de principios del siglo XX, descargan su postura entre contradicciones y vagas referencias, pertenecientes a un pasado polĂ­tico que, bajo los efectos psicotrĂłpicos del comienzo, parecen no tener relevancia. Es evidente que no hay diferencia notable entre las pretensiones estĂŠticas neo-pequeĂąo-burguesas presentadas en forma de caballos verdes alucinados que combinan con los muebles de la sala, frente a las expresadas en los pintorescos “monitosâ€? (peluches japoneses en potencia) que decoran la carrera treinta y sĂŠptima, asĂ­ como otros spots publicitarios. Una vez entendido esto, se confunde uno cuando lee que son un “colectivo de intervenciĂłn urbana (subversiva // visual // terrorista)â€?. Lo Ăşnico claro es que realizan una intervenciĂłn urbana visual, pero uno se pregunta entonces: Âżpara quĂŠ el manifiesto, si manifiestan no manifestar nada? A lo que responden con acertada elocuencia: “No somos la soluciĂłn, pero todos lo sabenâ€?. 1

A diferencia de las prohibiciones en Estados Unidos, donde debido a la creciente ola de ¨vandalismo¨, el acceso a marcadores perma-

nentes y aerosoles fue restringido a menores de veintiĂşn aĂąos. Esto sin contar con la creaciĂłn, aĂąos antes, de escuadrones de limpieza como la Metro Transit Authority (MAT) y The Philadelphia Anti-Graffiti Network (PAGN). 2

Parte de una estrategia publicitaria que determina en donde deben ser colocados los avisos, de acuerdo a coeficientes de costo por

impacto (un impacto se da cuando cualquiera de los anuncios de la campaĂąa llega a algĂşn individuo perteneciente al grupo objetivo). 3

Tiene sus orĂ­genes en la palabra griega graphein, que significa escribir. Esto evolucionĂł en la palabra latina graffito. Grafiti es la forma

De arte a publicidad y viceversa Alguna vez escribiĂł Marcel Duchamp, hablando del acto creativo: “arte bueno o malo igual es arteâ€?ďœś. Ahora, partiendo de las sentencias populares de que toda pintura es arte y de que todo pintor es artista, se puede inferir que el estĂŠncil es arte, en cuanto se pinta; legitimaciĂłn que se alimenta de varios referentes artĂ­stico-pictĂłricos internacionales como el muralismo mexicano (catalogado como la vanguardia artĂ­stica latinoamericana), despreciando las evidentes diferencias teĂłricas, tĂŠcnicas y polĂ­ticas que existen. Otro referente latinoamericano tiene lugar en ciudades como Oaxaca, Buenos Aires y San Pablo, donde hay un movimiento de arte callejero o post-grafiti que propone al arte como un mecanismo de participaciĂłn colectiva, activado por procesos culturales tan complejos como la polĂ­tica, bajo la consigna de igualar arte y vida: $PNPNBOJGFTUBDJPOFTJOTDSJUBTQPSFODJNBEFUPEBEFMJNJUBDJĂ˜O EFM BSUF BDFQUBEP  FTUBT PCSBT TF EJGFSFODJBO QPS FYIJCJSTF GVFSB EF MBT HBMFSĂ“BT BVORVF UBNCJĂ?O TF IBO BQSPQJBEP EF FMMBT ZQPSBSSBJHBSTFBMBWJEBPSEJOBSJB"EFNĂˆT TVDBSĂˆDUFS JMĂ“DJUPEFTFOUSBĂ—BVOWĂ“ODVMPFTUSFDIPFOUSFMBDSFBDJĂ˜OBSUĂ“TUJDB DPOUFNQPSĂˆOFBZMBQSĂˆDUJDBEFVOBQPMĂ“UJDBBMUFSOB FTEFDJS MB BDDJĂ˜OQPMĂ“UJDBQPQVMBSRVFPQFSBBMNBSHFOEFMDBQSJDIPRVF EJTGSB[BMBJNQPTJDJĂ˜ODPOTVNBOFKPEFMBTJOTUJUVDJPOFTďœˇ No obstante, la fĂłrmula se ha ido asimilando y lo que se mostraba en las galerĂ­as es un pĂĄlido reflejo de lo que ocurrĂ­a en las calles. El efecto revolucionario se diluĂ­a con pasmosa indiferencia, en composiciones cosmĂŠticamente agradables, utilizadas hasta el cansancio como si fueran una suerte de impresiones de plotter con aerosol. En conjunto, un nuevo medio a la moda y dentro del presupuestoďœ¸. Lo producido por Excusado y sus imitadores impide pensar en ĂŠsta como una actividad artĂ­stica, a pesar de haber sido expuesta en tantĂ­simos lugares, presentada en forma de libro o –lavado, en su forma natural– decorando una pared en la carrera sĂŠptima, a no ser que se trate de uno de esos ejemplos anacrĂłnicos de un “ismoâ€? europeo “latinoamericanizadoâ€?. Provoca pensar en un distanciamiento muy similar al protagonizado por Basquiat y Haring, quienes al cambiar radicalmente de contexto vaciaron de contenido muchas de sus acciones crĂ­ticas, para convertir tales imĂĄgenes en simple fetiche (la mercancĂ­a como espectĂĄculo), lo que sugiere que hasta para hacer arte malo –volviendo

plural de grafito, tĂŠrmino italiano que designa las inscripciones o figuras, casi siempre satĂ­ricas grabadas en las piedras de los monumentos antiguos. TambiĂŠn, por extensiĂłn, cualquier incisiĂłn o pintura realizada sobre la superficie de un edificio, medio de locomociĂłn, etc. En

6

Duchamp, Marcel. Duchamp. Una ¨no definición¨ del arte, Editorial Planeta Colombia, S.A, Espaùa, 1999.

Espaùa, tambiÊn se llama pintada. Ver: Diccionario de la lengua espaùola Š 2005 Espasa-Calpe S.A., Madrid.

7

ResĂŠndiz, Francisco Leonardo. Estrategias Comunicativas para una ParticipaciĂłn PolĂ­tica Alterna: El

4

movimiento Street Art en Oaxaca. SĂĄbado 18 de agosto de 2007, en http://www.unenuit.tk/ [consultado en

TĂŠcnica de impresiĂłn en exteriores, que se vale de plantillas de imĂĄgenes previamente caladas en negativo, con el propĂłsito de elaborar

rĂĄpidamente una imagen, aplicando pintura en aerosol sobre la plantilla. 5

Colectivo Excusado Printsystem. Manifiesto. [consulta realizada en septiembre 1 de 2007], en http://www.ekosystem.org/forum/

viewforum.php?f=4.

septiembre 1 de 2007]. 8

Se considera al grafiti o estĂŠncil como un medio BTL (sigla para “Below The Lineâ€?, por debajo de la lĂ­nea de

presupuesto).


a Duchamp– se imita lo que ocurre en otros lugares o los vicios conceptuales referentes al grafiti aceptado son algo normal: &OMBNVFTUSByQVFEFOWFSTFBMHVOPTFKFNQMPTEFFTUFUJQPEFJOUFSWFODJPOFT  EFBQSFDJBCMFDBMJEBEEFTEFFMQVOUPEFWJTUBEFMBUĂ?DOJDB BVORVFNVZMJNJUBEPT QPSVOBGBMUBDBTJUPUBMEFTJHOJmDBDJĂ˜Oďœš En todo caso, encontramos suficiente evidencia de los diferentes dispositivos de disuasiĂłn polĂ­tica empleados por Excusado, para considerar sus prĂĄcticas espectaculares como ajenas a las dinĂĄmicas de arte y vida, dado que basan su contenido en una especie de religiĂłn de simulacro, que poco tiene que ver con la realidad observada en esas mismas calles. Entonces, si interpretamos el trabajo del colectivo como una viva muestra de nuestro entorno social y artĂ­stico –obviando, por supuesto, que una obra no puede/debe ser en esencia funcional o productiva– como resultado deberĂ­amos admitir tambiĂŠn que estamos viviendo en una especie de limbo intelectual, exonerado de todo pensamiento crĂ­tico. En palabras de Debord: &MDPODFQUPEFFTQFDUĂˆDVMPSFĂžOFZFYQMJDBVOBHSBOEJWFSTJEBEEFGFOĂ˜NFOPT OPUBCMFT4VEJWFSTJEBEZTVTDPOUSBTUFTTPOMBTBQBSJFODJBTEFFTUBBQBSJFODJBTPDJBMNFOUFPSHBOJ[BEB RVFEFCFTFSFOTĂ“NJTNBSFDPOPDJEBFOTVWFSEBEHFOFSBM $POTJEFSBOEPFOTVTQSPQJPTUĂ?SNJOPT FMFTQFDUĂˆDVMPFTMBBmSNBDJĂ˜OEFMBBQBSJFODJBZMBBmSNBDJĂ˜OEFUPEBWJEBIVNBOB PTFBTPDJBM DPNPTJNQMFBQBSJFODJB 1FSPMBDSĂ“UJDBRVFBMDBO[BMBWFSEBEEFMFTQFDUĂˆDVMPMPEFTDVCSFDPNPMBOFHBDJĂ˜O WJTJCMFEFMBWJEB DPNPVOBOFHBDJĂ˜OEFMBWJEBRVFTFIBUPSOBEPWJTJCMFďœąďœ° 9 GutiĂŠrrez Escurra, Ernesto. Arte callejero o street art, en http://culturamma.blogspot.com/2007/08/arte-callejero-o-street-art.html [consultado en septiembre 1 de 2007]. 10 Debord, Guy. La sociedad del espectĂĄculo. Editorial Pre-textos, Valencia, 2005. PĂĄg. 40.

BibliografĂ­a Bubnova, Tatiana. “La palabra en la vida y la palabra en la poesĂ­a. Hacia una poĂŠtica sociolĂłgicaâ€?, en Hacia una filosofĂ­a del acto ĂŠtico. De los borradores y otros escritos, comentarios de Iris M. Zavala y Augusto Ponzio. TraducciĂłn de Tatiana Bubnova, Barcelona, Anthropos, pp.ďœąďœ°ďœˇ-ďœąďœłďœˇ. Brockes Emma, “The Sultan’s Elephantâ€?, en The Guardian, Saturday, may ďœś, ďœ˛ďœ°ďœ°ďœś. Cappo, Joe, El Futuro de la Publicidad, nuevos medios, nuevos clientes, en la era de la PostelevisiĂłn. Mc Graw Hill editores, S.A. MĂŠxico, ďœ˛ďœ°ďœ°ďœ´. Debord, guy. La sociedad del espectĂĄculo. Editorial Pre-textos, Valencia, ďœ˛ďœ°ďœ°ďœľ. Klein, Naomi, No Logo, el poder de las marca. Ediciones Paidos IbĂŠrica S.A, Madrid ďœ˛ďœ°ďœ°ďœľ. Duchamp, Marce. Duchamp. Una no definiciĂłn del arte. El proceso creativo. Editorial Planeta Colombia, S.A, EspaĂąa, ďœąďœšďœšďœš. MartĂ­n Barbero, JesĂşs “DinĂĄmicas Urbanas de la Culturaâ€?, en “Seminario La ciudad: cultura, espacios y modos de vidaâ€? (ďœąďœšďœšďœą, MedellĂ­n). Disponible en http://www. naya.org.ar/articulos/urbana.htm. Tomada a su vez de Gaceta, nĂşm. ďœąďœ˛, Instituto Colombiano de Cultura. MolinĂŠ, Marçal. La fuerza de la publicidad, Saber hacer buena publicidad, saber administrar su fuerza. Mc Graw Hill Editores. ďœ˛ďœ°ďœ°ďœ°.


Museo del Mar La Brújula te invita a “sumergirte” en una experiencia incomparable

t t t

Novedosos dioramas de ecosistemas de mar. Interactividad y exposiciones multimedia. Animatronics para conocer parte de la fauna marina.

Acceso para adultos: $ 5.000 pesos. Estudiantes con carné: $4.000 pesos. Grupos escolares (con cita previa): $3.000 pesos. Menores de 3 años y mayores de 65 años: Acceso gratuito.

Mayores informes: Universidad Jorge Tadeo Lozano


La Brújula Nº26